One-shot Vestigios

Tema en 'Bleach' iniciado por Fenix Parker, 28 Marzo 2016.

  1.  
    Fenix Parker

    Fenix Parker Spider-man Comentarista destacado

    Cáncer
    Miembro desde:
    9 Noviembre 2011
    Mensajes:
    2,153
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    Título:
    Vestigios
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Romance/Amor
    Total de capítulos:
    1
     
    Palabras:
    1217
    Es un tanto Spin-off. Que lo disfruten :D




    Presionaba sus dientes y su cuerpo temblaba por la ansiedad, su nuevo organismo sobrenatural le hacía dirigirse sin control hacia ella, quien aterrada corría con todas sus fuerzas por aquel callejón oscuro. El impulso de matar, destrozar y devorar se acrecentaban mientras avanzaba, era como si algo en ella lo incentivara con el aroma de sus presas a un chacal y por esto se sentía asqueado, repugnante y un completo bastardo, pues, la amaba.


    *******************

    En su mente ya son vagos los recuerdos de aquel paseo por el parque, la luz de las farolas, la nueve y la gente a su alrededor, la mayoría ahora solo eran recuerdos borrosos drenados por el huevo en su pecho que le hacía denominarse Hollow, solo recordaba su mano, esa mano cálida que sostenía con tanta fuerza la suya como si supera que aquella noche los separarían.

    Intente imaginar un escenario de imágenes desdibujadas como una pintura abstracta, imaginen eso mismo en cada uno de los sentidos, persistiendo, pero corruptos y así es su percepción.

    Escondía en su manga una rosa y en un movimiento rápido sacudiendo su manga la mostraba ofreciéndosela con una sonrisa, ella sonrojada se sorprendía aunque fuese la enésima vez que se lo mostraba, la acercaba a sus labios y luego el tomándola de la cintura la abrazaba saboreando entre el frío invernal esos labios de fuego que habían enamorado.

    — Tu eres lo más importante en mi vida— musitaba rozándose los labios con ella, notaba cuando ella sonreía y lo besaba de nuevo— hasta el último segundo de mi vida buscaré hacerte feliz— se le antojo decir aquellas palabras tan profundas que emergieron de su corazón.

    Así permanecieron unos momentos más, olvidándose que había un mundo más allá y dejando que solo fueran sus ojos observándose con felicidad.

    — Vaya…eso es tan conmovedor— irrumpió una voz ronca y rasposa en la noche.

    El brillo aberrante de un arma de fuero brillo por la luz amarillenta artificial y el rostro insensible de un hombre barbado surgió entre las sombras.

    — Ustedes dos harán todo lo que es diga o el cumplirá esa promesa en unos cuantos segundos— amenazó retirando el seguro del arma. — denme todo lo de valor.

    Sin pensarlo ambos se despojaron de carteras y relojes sintiendo como un sentimiento de impotencia y desasosiego crecía en sus estómagos, ¿por qué una noche tan perfecta tenía que arruinarse de esta manera?, ¿cómo es que su mundo se había torcido así hasta estar ambos en peligro?.

    El hombre codicioso tomó todo y se lo alzó en los bolsillos y se dispuso a retirarse. Ambos se encontraban por dar un respiro de alivio cuando este se abalanzó sobre la chica que dio un grito ahogado, su novio aterrado se dispuso a defenderla pero se encontró en segundos con el arma frente a sus ojos.

    — Yo le haré lo que quiera a esta lindura, tu observaras como el idiota que eres— se jacto— o ella verá como una bala te da en medio de los ojos.

    Él se detuvo y retrocedió, el tipo mostró una sonrisa burlona y se acercó a su cuello, ella con lágrimas en los ojos lo observaba sintiéndose sucia. No pudo soportar más de unos cuantos segundos, no podía simplemente ver que le hicieran daño a quien más amaba, se lanzó sobre el embistiéndolo y logró tirarlo al piso, mirándola por unos momentos le indicó que corriera y ella lo hizo asustada, se disponía a contraatacar cuando solo vio oscuridad.

    *******************************

    Se lanzaba desde un alto edificio a otro, rugía como el monstruo que era, habían pasado dos meses desde su transformación y todo su mundo era una espiral descendente hacia el abismo, aquella mujer de negro le seguía el paso, portaba una espada en sus manos y sus grandes ojos le perseguía como sus pasos, su parte oscura le tenía miedo y el humano evanescente que se desintegraba en el interior, rogaba por que llegase y acabara con él a tiempo.

    Un segundo rugido emergió, una segunda criatura de brazos largos y cuerpo deforme con la misma cara cadavérica de él se unía la cacería, este era más rápido y más ágil, terminaría alcanzándola primero.

    ******************************

    Ella caminaba taciturna sin rumbo y sin sentido, parte de su corazón se había ido para siempre con aquel hombre de ojos grises del que se había despedido unos momentos atrás mientras su cuerpo era enterrado en un ataúd.

    Sentía como parte de su alma se iba poco a poco destruyendo y se perdía en la nada.

    Él la observaba una vez, impotente, sintiéndose tan estúpido tan incapaz de nada cuando sus manos espectrales solo le atravesaban el rostro intentando limpiar sus lágrimas, cuando sus labios besaban sus mejillas, cuando intentaba abrazarla y decirle que no la había abandonado.

    El dolor era demasiado grande y él se sentía tan débil sin quien le daba fuerza a su corazón, esa misma noche se arrancó la cadena de su pecho y se consumió.

    ***************************

    Emma, recordó de pronto su nombre aferrándose a él para mantener el control, unos ojos redondos lo observaron con ternura mientras descendía hasta ella y lo logró, el otro hollow de disponía a atraparla entre sus garras, pero él logró golpearlo a tiempo, con su larga extremidad negra lo estrelló en la pared mientras este forcejaba.

    Cuando la Shinigami entró a escena se encontró con lo más inusual que había visto en todo su trascender, dos hollows peleaban entre ellos, uno parecía estar defendiendo a una chica de pelo hasta el cuello que desprotegida en la el final de un callejón se cubría la cabeza con las manos sollozando.

    —Emma…Emma…Emma—repetía una voz en su cabeza que era la suya acallando las otras que eran simples rugidos desgarradores buscando alimento.

    Sus fuerzas flaqueaban de pronto y la oscuridad alcanzaba a consumirlo, en ese momento aparecía una parte de ella, su sonrisa, sus gestos, su voz y era como energía que por segundos volvían a llenar el hueco de su corazón.

    —Emma…—murmuraron sus labios unos breves segundos con una cacofonía sobrenatural.

    La chica sin embargo reconoció aquella voz, aun consumida por las sombras, ella no podría olvidar ese tono robusto y tranquilizante que le transmitió amor cada mañana con un:

    Buenos días princesa.

    —Ithan…—respondió observándolo.

    Cuando pronunció su nombre, se sintió de nuevo él, aquel muchacho de tez trigueña, espalda ancha y pelo corto, sintió que de alguna forma lo veía perforando por las capas de ese bestial exterior y se encontraba con el muchacho que se enamoró.

    El otro hollow tambaleaba casi derrotado, motivado solo por esa hambre insaciable, por un instinto animal no era rival para él y el inmenso amor que le tenía.

    ***************************************

    Rukia Kuchiki recordaría aquel día por siempre, no podría ahora ver a los hollows como simples máquinas de matar por que había conocido a uno que no lo era.

    Aun puede verlo allí con más humanidad en su ser que tantos indicándole con un gesto casi gentil que lo liberara, rememora haber sentido un punzón de dolor mientras su remolino de nieve blanca perforaba su cuerpo y este comenzaba a desfragmentarse.

    Sonríe un poco al pensar en aquellos amantes reunidos al menos un instante más mientras decían:

    —¿Eres feliz?...

    — Si, haz cumplido tu promesa, mi amor…
     

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso