One-shot de Inuyasha - Veneno de una Rosa ~ Lágrimas de una Muñeca. (SesshxKag)

Tema en 'Inuyasha, Ranma y Rinne' iniciado por Dark Kagome, 17 Noviembre 2010.

Estado del tema:
No se permiten más respuestas.
  1.  
    Dark Kagome

    Dark Kagome Iniciado

    Tauro
    Miembro desde:
    22 Noviembre 2007
    Mensajes:
    35
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Veneno de una Rosa ~ Lágrimas de una Muñeca. (SesshxKag)
    Total de capítulos:
    1
     
    Palabras:
    2122
    Hiel de mis días, perdición de la carne que tras un vitral se esconde….
    Ojos de muñeca que sueñan con un hoy lleno de miseria y rencor. Atrapada en las cadenas del tiempo, sucumbiendo ante la fría soledad de mi alma que llora en la nada por algo que jama llegara a mi ser. Oh muñeca que en el espejo de mi alma te has reflejado. Muñeca de porcelana que la han tratado cual de trapo fuese su piel y de manchas le han llenado los sueños. Sueños que en un espejo roto y vacio yacen en una tumba sin nombre y sin familia.
    .
    .
    .
    Día tras día escondida en el silencio de una caja de cristal, mohosa y empolvada por los años del olvido; que destino infinitamente maldito le espera a la muñeca tras el cristal del dolor.
    ¿La vez? Llora y no llora. Sus lágrimas se han secado, tiene los ojos opacos y cansados de esperar una luz en el sendero que le ha tocado vivir.
    Olvido tras olvido, desprecio tras desprecio.
    Muñeca que entregó su frescura y perfumes de doncella enamorada de la vida y la pureza, hoy no es más que un harapo tirado en medio de las llamas de una casa de juguetes en soledad. Abandonada en cristales que fuera de los mismos arde en un infierno de llamas danzarinas.
    ¿Por qué ir por ella? Si no vale nada, no vale ni el simple hecho de recordarle.
    Y la muñeca volvió a llorar lágrimas que jamás saldrán, lagrimas que en olvido están una eternidad ligada a la otra.
    .
    .
    .
    Sollozos, uno tras otro, infantes y féminos. ¿Acaso una niña lloraba en medio de las llamas? Sí y no. Todo en conjunto a la vez. Llorando está, más no una niña. Sino una joven de negros cabellos…
    ¿Qué haces llorando? Sal de este infierno, este es el olvido mismo. El adiós a un nadie y las memorias marchitas de amores y cariños que en miseria se han convertido; Este es el lugar de la muerte sin muerte. De la vida vacía y sombría que una magnolia no ha de sufrir. Puesto que solo las rosas sufren aquí. Las rosas con el corazón marchito y en silencio sollozan su miseria de amar y no ser amadas, de querer y ser despreciadas, de recordar lo divino y ser desechadas por mentes que jamás recordaran si alguna vez existió.
    .
    .
    .
    No soy magnolia ni camelia, ni azucena… Soy una rosa por nombre y vida. Que en el olvido de sus días ha escondido sus lágrimas, pero que ya no puedo ocultar más. Mis orbes negros ya no pueden mentir más y el vacio en ellos es día con día mayor. No puedo callar más el dolor del desprecio a mí perfume marchito. No puedo más… ¿Qué es lo que tengo? Si amo y no soy amada, que me aman los que no puedo amar. Que me aman esos por mí cuerpo. Que me aman por mí nombre, que me aman por mí rostro de muñeca tallado en el hielo albino de un suspiro.
    Soy rosa por vida, porque naci en medio de las espinas marchitas, porque naci en medio de otras rosas que con sus galas regaladas y con sus aromas endulzaban a cuanto ser sus orbes colocara encima de estas. Soy rosa porque en el ceno de mi niñez de amor y querer de mis momentos se llevaron a quien a mí lado quería. Padre de mis lágrimas y fueron a hundirlo. Cual cadáver el cieno, aquellos apóstoles miserables que sus galas arrancaron y le dejaron marchitar, y le dejaron morir. Preso de su dolor… Y me apartaron de el, me arrancaron de su ceno y me le negaron ver de nuevo.
    Soy rosa porque mis años pasaron cual milenio de segundo a segundo. El colorido de otras opacaba el mío que en melancolía se hundía sin nadie que me diera aliento de vivir un día más porque si. Nada.
    Nada…
    Creí que lo último sería, pues no, me arrancaron de mí lecho y fueron a entregarme cual regalo barato que por un capricho mí nodriza me dio. Y mí dolor se agudizo cuando me arrancaron, no me cortaron cuan delicadeza para mis pétalos proteger, no, me arrancaron y mis espinas no existían, jamás las tuve, rosa marchita sin espinas y sin fragancia en plena niñez y aun no juventud.
    Morí en vida y viví en muerte…
    Cuando mi juventud alcance mis pétalos afloraron, ya no era un botón sin chiste, espinas apenas si en mi tallo asomaban, aun pura y casta me encontraba, de mis labios el altar sagrado de mi ser. Maldita condena o maldita suerte que mí querer en un buitre por águila disfrazado fue a marchitarme con sus encantos vánales. Me sedujo y lleno de mis días las ilusiones que añore en un entonces…
    Victima condenada fui pues una y otra vez la historia se repito.
    Engaños y traiciones a cambio de mí querer. De oro fue mí querer u de lodo mi recompensa.
    Soy rosa porque marchitaron mi frescura y mis pétalos miran en el crudo invierno de la soledad en compañía. Y huí.
    Me fui… no más, no quise más…
    Y en soledad recorrí los caminos del mundo en compañía de nadie, buscando nada, esperando por ninguno. Y mi blanco inmaculado de rojo carmín fue tiñendo su color. Las espinas que apenas si rosaban pieles en dagas bañadas en hiel y veneno se han transmutado. De inocencia ya no cubría mis días, de maldad, deseo y lujuria satírica y sádica fue mi visión. Herida por placer, mutilaba por pasión ¿Quién era yo? Rosa carmín que de sangre cubrió la senda de sus pisadas. Con lágrimas de otros su sendero adornaba. ¡Pero siempre sola!
    .
    .
    .
    .
    ¿Qué haces aquí entonces si esa es tu vida? Rosa eres más de galas cubre tus días y siembras lo que sembraron en ti multiplicado a tu placer….
    .
    .
    .
    Porque en mi buscar encontré una rosa como yo… una rosa blanca que por las noche era carmín llameante, que ante mi se mostro fiero y seguro, suculento y protector.
    Paso a paso, no se como se dio, pero se dio… mis espinas en las suyas clave y el mismo veneno éramos los dos, veneno por veneno… nuevamente no se como paso que de mis secretos el se apodero, que de mis lagrimas mas ocultas se adueño. Que de mis suspiros se hizo señor. Palabra de mis labios sin la sombra de el no salían.
    Más el en otro querer estaba e igual yo. A pesar de estar sola, tenía un querer. Celos de mi ardían cada que veía una detalle a la camelia y celos en el cada que detalle de mi al tulipán dedicaba. Poco importo y por encima de quien a nuestro lado teníamos, sus espinas y las mías, su veneno y el mío en uno solo latía al compas de la sádica mente que nos único.
    El tiempo paso y el de mi lado se fue, más la camelia de su lado no se alejo…
    Dolor en silencio, celos y puñaladas que jamás di, consumían mí mirada que de fuego escarlata llameante se tiño y de carmín a negra pase.
    Pero un invierno llego y de mi lado el que tenia la mitad de mi veneno se fue y la camelia acompañada del loto me dieron estocada que a mis hojas desangraron. Y el carmín casi negro en negro puro se tiño, y mis espinan afiladas mas allá de una daga y con veneno más mordaz que el Ébola y Botulismo mezclados. Y vage sola, sola descubri un mundo plagado de escoria. Una tras otra. Aberración de este mundo. Ya no más nadie a mi lado, ni por lastima ni por capricho… Sola, soy rosa por soledad y porque de mi arrancaron pedazo a pedazo la puresa de la rosa blanca que fui alguna vez.
    .
    .
    .
    ¿Recuerdas esa rosa blanca?
    .
    .
    .
    No, no la recuerdo… No me veo como blanca, mas soy una negra luna oculta tras el manto de las tinieblas blancas…
    .
    .
    .
    .
    Rosa eres por el dolor, pero si eres así… ¿Por qué ardes en este infierno?
    Porque he vuelto a ver a aquel veneno que era mío… Y volvió a ser mío… pero en cristal, como tú, muñeca olvidada esta. Tras un cristal junto a un muñeco que así como yo fue usado… yo estoy en un ifierno de llamas, el no se en que infierno este…
    .
    .
    .
    .
    ¿Por qué no rompes el cristal?
    .
    .
    .
    Que más quisiera yo, pero mírame.. Mis manos encadenadas están por un linaje que no ha muerto y que quiero que muera ya sin yo meter mi huesuda mano. Quiero romper su cristal… ¿Quieres que rompa el tuyo? Estas ola, olvidada, así como yo, así como el…
    .
    .
    .
    .
    Destrozarías tus manos y arderían tus pies…
    .
    .
    .
    ¿Y? si estoy en este infierno porque la duda se apodero de mi ser, pero mi ser a la vez grita que le ame, que le confíe. Y al mismo Dios de las Tinieblas enfrente por el. Le quiero y le deseo… El igual, tanto que cual Führer dictador me pide mismo a su lado. Y le deseo complacer, pero mis días son contado y mis cadenas tan cortas. Que tengo que esperar lo que no deseo esperar. Que día con día horas lejos de el son puñales en mi ser. Que muero por tenerle y muero nuevamente por no tenerle. Que esta rosa negra, tiene a su plata rosa… Pero que es presa del tiempo y que ya no desea serlo.
    .
    .
    .
    .
    Rompe mí cristal que yo he de ayudar, si me ayudas a encontrar a ese muñeco, que es mi sombra y luz.
    .
    .
    .
    .
    ¿Le conoces?
    .
    .
    .
    .
    Le conozco. Puesto que somos uno mismo… La Roja Pasión…
    .
    .
    .
    … De Plata Luna….
    .
    .
    .
    .
    Al unisonó del cristal quebrado y de goteos escarlata un “De Plata Luna ~ Roja Pasión” se escucho de dos muñecas y de dos rosas. Y entre llamas caminamos, ella en mis brazos y yo en su sombra, ambas en busca de nuestras Plata Luna… el fuego no fulmina más hiere, hiere a cada paso que en el laberinto de la discordia caminamos. Les buscamos, le busco… Le encontré, ahora solo falta mi piel a la suya unir de nuevo en un mismo latir de almas.
    .
    .
    .
    .
    …Muñeca… ¿Cómo te llamas?.... Yo soy Kagome…. Ya lo sabes, aunque un nombre solo sirve para ser llamados….
    .
    .
    .
    Gaviota.. Significado de tu nombre es mi nombre…
    .
    .
    .
    …Dos seres que entre llamas un laberinto atravesamos, al fin de llegar… Lo único que se es que llegaremos antes que ellos… Que Él….
    .
    .
    .
    De ardor los pies y de lagrimas sus orbes hermosos, un día que en milenios se volvió pero que al final dio su fruto. Allí estaba la salida, el final del laberinto… y tras ellas, y en un susurro se encontraba caminando, casi llegando a la meta por quienes esperaban. El, galante y fiero que este laberinto por duda cruzo, el muñeco de vitrina también lloraba en silencio por ser un harapo olvidado.
    .
    .
    .
    Tarde.. Pero he llegado… Hemos llegado..
    .
    .
    .
    Te espere un infierno, te esperamos una eternidad. Sangre y deseo…. Mí Demonio… Sesshomaru…
    .
    .
    .
    Tan mía, tan a mí manera, tan perfectamente mía…
    .
    .
    .
    Al song de un abrazo y un beso el laberinto tras ellos callo en cenizas que en un olvido de amarguras se llevo. No más dudas dijo el, no más miedos dijo ella. No más al dolor. No más hiel de una rosas separada cuando son hiel en conjunto. No más lagrimas de muñecos olvidados en el tiempo. De ti soy y mi eres.

    …Te Amo~

    ------------------------------------------------

    Bueno, este ahmm.. ¿Drable? lo continue porque era para mí y le agrege nombres para subirlo aquí...
    Ojala lo lean y lo disfruten..
    Ah sí. Un saludo especial a Razon que me regaño por no decirle que subi "Tras Cámara"
    Bueno, vere si hago segunda parte de esa loca historia.
     
    • Me gusta Me gusta x 6
  2.  
    razon

    razon Usuario común

    Tauro
    Miembro desde:
    23 Junio 2009
    Mensajes:
    480
    Pluma de
    Escritora
    ¬¬ Muy loca historia amiga, pero de todas formas me gusto, aunque es algo tetrica y le da un toque... mmm... ¿Enigmatico?, creo que esa era la palabra, de todas formas gracias por abisarme que publicaste ff, si no yo misma te ubiese matado XD, al pincipio no etendi muy bien pero al seguir leyendo la historia mis dudas se fueron y me aclare, me gustaron mucho los versos que incluiste - O lo isiste sin darte cuenta- en el ff, me gustaron mucho.


    atte:razon

    pd: Sigue habisandome si haces otro ff, song-fic o lo que hagas XD, lo leere con ansias.
     
Cargando...
Estado del tema:
No se permiten más respuestas.

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso