Long-fic Un Sueño Feudal

Tema en 'Fanfics Abandonados de Inuyasha Ranma y Rinne' iniciado por Cmmv, 29 Agosto 2009.

Cargando...
?

¿Que te parece la trama del fanfiction?

  1. Muy buena

    100.0%
  2. Regular

    0 voto(s)
    0.0%
  3. Mala, no deeberias escribir más!

    0 voto(s)
    0.0%
  1.  
    Pan-chan

    Pan-chan Fanático

    Libra
    Miembro desde:
    6 Enero 2008
    Mensajes:
    1,181
    Pluma de
    Escritora
    Re: Capitulo 33: "La misteriosa dimensión"

    OMG...


    Esa Sango maligna era terrorifica, incluso Chu pudo notar esa diferencia, me quede sin habla cuando vi que Kai tambien se comportaba de una manera extraña, por un momento pense que todo ese mundo paralelo era una farsa pero Chu pudo notar esos cambios y sospecha que algo malo esta pasando, quiere decir que si es real, lo que no me queda claro es ¿Por cuanto tiempo habia estado kai en ese mundo? me refiero antes de que apareciera en el Sengoku.

    Por otra parte, me sorprendio un poco ese breve momento que tuvieron Sango y Miroku, a pesar de todo el siempre ha velado por la seguridad de Sango y acepta completamente cualquier decision que ella tome, debo acotaar que estoy esperando otra cosita especial que no dire aqui porque arruinaria la sorpresa xD

    Vaya...y yo que esperaba ver a Inuyasha en el otro mundo al leer este capitulo xD eres malo te gusta torturarme ¡Tampoco has colocado a Inu no Taisho y a Sesshomaru! ToT entiendo que no puedes abarcar todo en un solo capitulo pero te exijo!! (digo te suplico xD) que actualices pronto siii??:g1:

    Pd: Kai me ha dejado sin palabras, no se que pensar xD
     
  2.  
    Cmmv

    Cmmv Entusiasta

    Libra
    Miembro desde:
    24 Marzo 2007
    Mensajes:
    177
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Un Sueño Feudal
    Total de capítulos:
    73
     
    Palabras:
    208
    Re: Capitulo 33: "La misteriosa dimensión"


    Jajajajajajajajaja muchisimas gracias por los comentarios mi querida Pan-chan. Veo que este capitulo te ha impactado bastante, y estoy seguro que el que viene lo hara mucho más. Con respecto al primer comentario muy pronto estara por aclararse todo eso, el pasado de Kai, y sobre esa extraña dimensión.

    Sin duda creo que con esa partecita entre Sango y Miroku te complaci jejejeje, pero aun faltan más cosas que se desarrollaran a lo largo de la historia. Lo que esperas vendra en capitulos más avanzados, pero confia en que si se dara eso ;)

    Bueno y si que me gusta torturarte, solo lee este capitulo 34 y lo comprenderas ;) A tu petición aqui estara lo de Inu no Taisho y Sesshömaru, pero como te mencione, creo que no te va a gustar lo que sucedera jejeje.

    La actitud de Kai es sospechosa ¿No? ¿No te has preguntado por que? Esto tambien se revelara en el cap 35 si no en el 36 ;)

    Por ahora solo les dejo el cap 34, espero y lo disfruten y les guste tanto como los anteriores.

    Saludos cordiales ;)

    P.D: 5ta pagina!!! que bueno... segun dicen: "No hay quinto malo" esta pagina promete jejejejejeje ;)
     
  3.  
    Cmmv

    Cmmv Entusiasta

    Libra
    Miembro desde:
    24 Marzo 2007
    Mensajes:
    177
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Un Sueño Feudal
    Total de capítulos:
    73
     
    Palabras:
    2689
    Capitulo 34: "Un terrible y malefico plan ha dado inicio"

    Capitulo 34:
    “Un terrible y maléfico plan ha dado inicio”



    Sin duda que aquel extraño suceso saco de concentración por completo a Kai, pues no se esperaba que esos pandilleros se pusieran nuevamente de pie, sobre todo conociendo la fuerza sobre humana que tiene el joven, no era para menos quedar desconcertado al ver semejante cosa. Trato por tanto en reorganizar sus pensamientos y en centrarse en la batalla.

    No creas que nos has derrotado, solo por habernos golpeado de esa forma — contestó el jefe de aquella misteriosa pandilla —, además dudo mucho de que puedas derrotarnos a todos.
    ¿Ah sí? — preguntó Kai desafiante —, pronto veremos eso.

    Todos ellos se enfurecieron al ver la arrogancia de Kai y también lo arrogante de sus comentarios. Esto llevo a que se precipitaran sobre él, intentando atacarlo y acabar con él, pero de pronto el joven expulso su poder de manera violenta, los pobres delincuentes salieron volando por los aires, aquella energía también ocasiono una destrucción masiva en esa parte de la ciudad, incendios repentinos y edificios desplomándose eran tan solo una de las tantas cosas que veían luego de esa tremenda explosión.

    Pero tan pronto eso ocurrió, todo empezó a oscurecerse más de la cuenta, el cielo estaba prácticamente negro, rayos y centellas comenzaban a caer sobre el lugar, esto claramente dejaba ver que era solo el inicio de lo que estaba por empezar.

    Espero que con eso les haya quedado más que claro — dijo Kai, sonriendo, borrándose esta en segundos al sentir la presencia de más individuos. — Pero ¿Qué significa esto? Esto debe ser algún tipo de broma.
    ¿Qué sucede? — pregunto Sango al ver la cara de preocupación que mostro Kai en esos instantes.
    No es nada — respondió el joven intentando ocultar su preocupación, pero por más que trato esta se incremento aun más al sentir que el número de presencias se iba incrementando considerablemente. — ¿Qué rayos está sucediendo aquí? Si el número sigue aumentando, me veré obligado a pelear con todos mis poderes.
    ¡Kai! — exclamó Sango —, será mejor que te prepares.
    ¿Qué has dicho? — exclamó Kai sorprendido.
    Ahí vienen.

    Esta vez se trataba de un grupo de demonios que empezó a salir de las oscuridades, estos comenzaron a reunirse en numerosas cantidades formando así un ejército, encontrándose así listos para atacar.

    ¡Pero qué demonios…!

    Mientras Kai se preparaba contra aquella amenazante cantidad de demonios que habían aparecido repentinamente, Sesshömaru, en su verdadera forma se encontraba persiguiendo a su padre Inu no Taisho, cuyas intenciones eran alejarlo lo más posible de aquel lugar. Tal y como se esperaba su plan dio resultado, se encontraban lo suficientemente lejos para evitar que los atacaran, así que viendo estas circunstancias, Inu no Taisho se convirtió en una bola blanca y desapareció en lo alto del cielo.

    Sesshömaru por más que pudo no logró alcanzarle, este también se transformo en una bola blanca y aterrizo como un relámpago en la tierra, reapareciendo así en su forma humanoide, su gesto lucia un tanto serio y en parte lleno de decepción, quizás al pensar que su propio padre lo estuviese evadiendo para responderle a semejante pregunta. Pero esto era algo que debía averiguar por sí mismo.

    << ¿Aun estas en búsqueda de ese poder?>> recordaba Sesshömaru, las palabras de Inu no Taisho << ¿Hay algo que deseas proteger?>>

    Que estupidez — dijo, retomando nuevamente su camino.

    Nuevamente en aquella dimensión, los demonios se habían lanzado al ataque, Kai había optado por destruirlos a todos de un solo golpe, así que expulsaba con gran violencia su poder y descargaba grandes rayos de energía que destruían todo a su paso. Pero ni aun así podía disminuir la cantidad de demonios que continuaban apareciendo a pesar de esos rayos destructores de Kai, por lo que este empezaba a perder los estribos, y a medida que los veía aparecer aumentaba más su poder y por mucho más el despliegue de sus rayos de energía, causando así más destrucción y caos en ese mundo.

    ¡Maldita sea! — exclamó Kai a la vez que arrojaba un poderoso rayo de energía y este destruía al centenar de demonios. —, son demasiados, lo peor es que aun percibo cada vez más.

    En ese instante más demonios salieron de los escombros y de aquel oscuro y tenebroso cielo, rápidamente el joven se preparo expulsando sus poderes, comenzó a acabarlos uno por uno aprovechando su fuerza y velocidad, luego ya cuando quedaban unos pocos opto por eliminarlos usando un rayo de energía.

    Mientras todo esto ocurría Sango observaba todo desde un lugar prudente y algo distante de donde se llevaba a cabo aquella batalla.

    La muerte de Kai se ve muy próxima — se dijo a sí misma —, si continua desperdiciando energía de esa manera, llegara la hora en que se agote y finalmente le pondremos fin. Lamento decirte Kai que jamás podrás acabar con ellos, son un ejército interminable, es más probable que te quedes sin energía a que logres exterminarlos a todos.
    ¡Así nunca terminare! — exclamó Kai, a la vez que juntaba sus manos y se preparaba para desplegar aquella fascinante técnica que fue capaz de eliminar a Gintaro.

    Una vez que se creó la bola de energía, la disparo creando aquel sorprendente rayo de energía el cual fue capaz de acabar con cientos de ellos. Pero para su sorpresa, luego de haberlos exterminado, nuevamente sintió sus presencias.

    ¿Qué acaso no se mueren? — se preguntó ya furioso.

    Sin darle tiempo a nada aquellos demonios empezaron a atacarlo nuevamente, Kai para no seguir malgastando su poder de aquella forma, comenzó a deshacerse de ellos a fuerza de golpes, pensó que así tal vez ahorraría un poco más de energía, pero lo cierto es que la fuerza de aquellos golpes era devastadora, destrozando en pedazos el cuerpo de esos molestos monstruos. Gracias a su velocidad pudo acabarlos sin problema alguno, pero a medida que acababa con dos o tres, aparecían cinco o más doblando en número la cantidad de los que había acabado.

    ¡Maldita sea! — gritó Kai furioso — ¿Qué diablos sucede aquí?

    Lanzando un grito de desesperación arrojo un sorprendente rayo de energía el cual genero una explosión que estuvo a punto de destruir esa ciudad y no solo eso, si no también el plano de esa dimensión.

    ¡Esto no puede estar sucediendo! — exclamó Sango pasando el susto mientras salía de aquellos escombros. —, a estas alturas ese miserable debió quedarse sin energía. ¿Cómo es que tiene tanto poder? ¿De dónde lo obtuvo?

    Kai había quedado algo agitado luego de haber expulsado de esa manera tan impetuosa aquel imponente rayo de energía. Sin embargo los refuerzos no se hicieron esperar cuando de pronto llegaron cinco yökai, quienes sin esperar a nada comenzaron a atacar al joven. Increíblemente a pesar de su condición enfrentó a los cinco a la vez, uno de ellos arrojo un rayo de energía el cual impacto contra el suelo e hizo que este se estremeciera y generara un temblor de gran magnitud, al ver esto Kai se impresiono bastante y comprendió por tanto que no se las estaba viendo con yökai débiles.

    <<Esto debe de ser una broma>> pensó; <<no puedo creer que un simple yökai tenga la capacidad de arrojar un poder semejante. Debo de andarme con cuidado, podrían herirme gravemente. >>

    Kai no reparo en la presencia de uno de estos y fue golpeado rudamente en el rostro, aquel golpe estrello al joven contra el suelo, provocando así una gran grieta en este. Kai salió rápidamente y arrojo un rayo de energía pudiendo así acabar con uno de ellos.

    En la era feudal las cosas estaban tensas y la preocupación se hacía también presente. Repentinamente el portal empezó a cambiar de aspecto reduciendo un poco su tamaño, esta acción alarmo al dios quien sin duda sabía a ver la reacción de dicho portal lo que estaba por venir.

    ¿Acaso sucede algo malo? — preguntó tímidamente Kagome.
    El portal ha comenzado a disminuir su tamaño.
    ¡Eso no es posible! — exclamó Kagome —, si apenas Inuyasha acaba de entrar.
    Lo más probable es que esa dimensión este sufriendo un daño bastante grave — dijo el dios seriamente —, la otra alternativa es que la estén forzando a su destrucción.
    ¿Y que pasara con Inuyasha y Kai? — preguntó Sango.
    Si no se apresuran, quedaran atrapados ahí y jamás podrán regresar.
    ¿No hay algo que podamos hacer? — preguntó Kagome cayendo en la desesperación.
    Lo único que podemos hacer es aguardar y confiar en ellos — respondió con calma el dios.
    ¡No entiendo cómo puede estar tan calmado en un momento así! — gritó Kagome — ¿Qué no debería de hacer algo? ¿Es un dios o no?
    Cálmese señorita Kagome — dijo Miroku, apartando a Kagome de ahí —, entiendo cómo se siente, pero debe de entender que en estas circunstancias creo que nosotros seriamos un estorbo ahorita para Inuyasha.
    Su excelencia tiene razón Kagome — replicó Sango —, yo tampoco puedo evitar sentirme preocupada, pero por otro lado confío en que tanto Kai como Inuyasha regresaran aquí con bien. Me lo dice el corazón.
    Tienen razón — dijo Kagome, calmándose un poco.
    Kai es un gran muchacho — dijo Kenji entrometiéndose en la conversación —, nosotros confiamos en él y sabemos que regresara. Tampoco dudamos en que Inuyasha regresara. Solo confíen en ellos, ya verán que estarán aquí dentro de poco.
    Muchas gracias y disculpen si fui algo grosera.
    Entendemos que la situación conlleva a caer en la desesperación — dijo Nayako —, pero jamás debemos perder las esperanzas. Aguardemos pues a esos valientes jóvenes, que yo también se que regresaran sanos y salvos.

    Inuyasha ya se encontraba en aquella extraña dimensión, o en lo que quedaba de ella, observo por momentos con asombro la destrucción total que había en ese lugar, rápidamente había detectado con su olfato la presencia de Kai y sin perder mucho tiempo corrió a gran velocidad hacia ese lugar.

    <<Espero no haber llegado demasiado tarde>> pensó; <<Debo darme prisa antes de que ese portal se cierre y nos quedemos encerrados aquí para siempre>>

    En el lugar donde se llevaba a cabo aquella batalla, Sango estaba realmente furiosa y también algo impresionada, ya que le costaba creer que luego de haber gastado tanta energía aun Kai continuaba combatiendo de manera increíble.

    ¡Esto no puede estar ocurriendo! — exclamó furiosa — ¿Por qué? ¿Por qué no ha perdido sus poderes? Lo que no deja de sorprenderme es la cantidad de energía que aun posee ¿Acaso sus poderes son… ilimitados?
    ¡Cierra la boca! — exclamó una voz femenina — ¿Cómo se te ocurren pensar esas cosas?
    ¿Qué haces aquí Yukie? — preguntó Sango al reconocer la voz de aquella persona.

    Efectivamente, detrás de aquella oscuridad se encontraba Yukie, la yokai que se hacía pasar por la madre de Kai.

    ¿No deberías de estar en tu casa esperando a tu hijo? — preguntó Sango con sarcasmo.
    ¡No digas tonterías Kara! — exclamó Yukie, al instante en que perdía la apariencia de la madre de Kai y tomaba la suya original, la cual aun a pesar de ser yökai conservaba rasgos humanoides, pero a pesar de eso habían rasgos significativos que la hacían una yökai completa, su piel era un color azul grisáceo muy claro, ojos de color purpura, llevaba puesto un traje de color blanco con adornos en color violeta.
    ¿Qué estás haciendo?
    Ha llegado el momento.
    ¿Qué ha llegado el momento? — preguntó Sango, cuyo nombre real era Kara — ¿A qué te refieres con eso?
    ¿Acaso no lo sientes? La era feudal y esta dimensión están conectados. Puedo sentirlo.
    Entonces esa presencia es de…
    Si, así es, han enviado a ese hanyö detestable.
    Pero si interviene Kai podría…
    Lo detendremos — interrumpió Yukie.
    ¿Y qué haremos?
    Recuerda lo que nos dijo ese sujeto llamado Naraku.

    En ese momento ambas recuerdan las instrucciones dejadas por Naraku en caso de que Inuyasha se apareciese.

    <<Necesito que me ayuden a exterminar a Inuyasha>> dijo Naraku <<así que si les llega a estorbar, no se preocupen, siéntanse libres de acabar con él. >>

    ¿Y qué propones? — preguntó Kara.
    Nada — respondió Yukie sonriendo maliciosamente —, dejaremos que las cosas sigan su curso natural.
    Espero que sepas lo que estás haciendo.
    Descuida, ya verás que será el mismo Kai quien acabe con la vida de ese patético hanyö.

    Kai aun continuaba combatiendo con cuatro de los cinco yökai, pero su paciencia había llegado al límite, nuevamente se preparo para hacer aquella técnica y rápidamente desplegó el impotente rayo de energía que acabo de manera inmediata con la vida de los cuatro yökai.

    Justo en ese momento apareció Inuyasha, quien había observado todo y al notar la extraña actitud de Kai sabía lo que estaba por venir. Kai por su parte sintió la presencia del hanyö y no se sorprendió en lo más mínimo.

    Finalmente te encontré… Kai — dijo Inuyasha desenvainando a Tessaiga.
    Me resultas conocido — dijo Kai —, pero no me digas que tú también eres otro de esos demonios, te juro que ya me tienen harto.
    Kai, debemos irnos cuanto antes de aquí, si te resistes te llevare a la fuerza.
    ¿Cómo sabes mi nombre?
    ¿Qué dices? — exclamó Inuyasha — ¿Acaso no me recuerdas? No me digas que te han borrado la memoria.
    No sé qué diablos es lo que quieres, pero no dudare en acabar contigo.
    No tengo opción — dijo Inuyasha —, tendré que pelear.

    Ambos quedaron frente a frente, estando a punto de empezar un combate que sería decisivo, claramente se observaba como la dimensión mostraba cambios significativos y anormalidades, el portal a su vez también sufría cambios y se encogía a medida que transcurría el tiempo, el cual sin duda decidiría el destino de ambos jóvenes.

     
  4.  
    Cmmv

    Cmmv Entusiasta

    Libra
    Miembro desde:
    24 Marzo 2007
    Mensajes:
    177
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Un Sueño Feudal
    Total de capítulos:
    73
     
    Palabras:
    2541
    Capitulo 35: "Inuyasha Vs. Kai"

    Capitulo 35:
    Inuyasha Vs. Kai


    Inuyasha había llegado finalmente, pero las cosas no salieron tan fáciles como esperaba. Kai en efecto no reconoció al hanyö aunque si dudo al verlo, pero ni siquiera un recuerdo fugaz le vino a su cabeza, por lo que vio a Inuyasha como un desconocido o más bien como uno de esos amenazantes demonios. Y para empeorar las cosas, en ese momento Yukie le había ordenado a Kara que se acercara hasta Kai, obviamente no con buenas intenciones, al menos no para el hanyö.

    De pronto como era de esperarse las cosas empezaron a ponerse mal para Kai, sin duda había desperdiciado mucha energía realizando esos violentos ataques y lanzando aquellos poderosos rayos de energía, por lo que cayó de rodillas en señal de agotamiento, se le veía bastante agotado. Inuyasha se preocupo un poco al ver como el joven se desplomo de tal forma, pero aun así no bajo la guardia, repentinamente Kara apareció junto a Kai usando la apariencia de Sango.

    Pero si es mi valiente guerrero — dijo dulcemente Kara.
    Creí que te habías ido — respondió Kai, mientras se levantaba.
    Jamás te abandonaría, siempre estuve aquí… observándote.
    ¿Ah sí?
    Si, estuviste genial, me has dejado impresionada, eres bastante fuerte.
    Sin duda el tipo de hombre que quiero para que me proteja. Aunque creo que solo lo hacías para impresionarme ¿Cierto?
    Quizás en alguna que otra ocasión — respondió Kai con cierta picardía.
    Que tontito eres.

    Pero de pronto, dentro de aquella farsa, Kara comenzó a sentir una extraña sensación en su interior, para ser más exactos en su pecho, una confusión empezó a enredar su mente, a ciencia cierta ya no sabía si querer hacerle daño o no al joven, esto dio nacimiento a una mezcla de sensaciones la cual a su vez fue generando un extraño sentimiento. ¿Acaso Kara empezaba a sentir algo por Kai?

    << ¿Qué significa esto?>> se preguntaba Kara al verse dominada por la indecisión << ¿Por qué estoy sintiendo esto? Esto… no está bien, se supone que mi misión es acabar con él. ¿Y ahora qué hago?>>

    ¿Qué sucede? — preguntó Kai — ¿Te sientes bien?
    Si… estoy bien, no te preocupes.
    ¿En serio? Te vez un poco tensa.
    Son ideas tuyas — respondió con algo de timidez —, no te preocupes por mí en serio.

    Inuyasha llevaba rato observándolos, su mayor interés se poso sobre aquella extraña chica cuya apariencia era exactamente igual a la de Sango.

    ¿Sango? — se preguntó Inuyasha confundido al verla —, no, no es ella su olor es diferente, aunque su parecido es increíble.
    ¡Disculpa la demora Inuyasha! — exclamó Kara —, como habrás notado, Kai y yo estábamos discutiendo algunos asuntos de importancia.
    Oye ¿Acaso tu lo conoces? — preguntó Kai —, siento que he escuchado el nombre de Inuyasha alguna vez.

    Kara se dio cuenta de que había caído en falta y creyó por instantes que Kai había recobrado un poco su memoria, pero se tranquilizo al ver la reacción tan indiferente que tuvo el joven.

    Kai ¿Por qué mejor no eliminas a ese sujeto? — repuso rápidamente Kara.
    ¿Qué lo elimine? — preguntó Kai con cierta duda.
    ¡No le hagas caso a lo que te dice Kai! — exclamó Inuyasha —, reacciona, esa chica no es Sango.
    Si, elimínalo el es uno de esos demonios.
    ¡Maldita! — grito Inuyasha —, deja de confundirlo.
    Anda, acaba con él, y así me demuestras cuanto me quieres.
    ¡Keh! Parece ser que tendré que acabar con ustedes primero — dijo Inuyasha.
    ¡No estés tan seguro de eso! — exclamó Kai apareciendo sorpresivamente tras Inuyasha.

    Ya con su segundo aire, Kai expulso sus poderes de manera abrumadora, haciendo volar a Inuyasha por los aires, pero ágilmente este se recupero dando un gran salto en el aire cayendo cerca de donde estaba Kai.

    Aquella impresionante aura rodeaba al joven, mientras Inuyasha con Tessaiga se mantenía a la defensiva, con todos sus sentidos bien alerta, pues sabía a qué tipo de oponente se estaba enfrentando.

    ¡Maldita sea Kai! — exclamó Inuyasha — ¿Acaso te dejaras manipular por esas basuras? Recuerda quien eres.
    ¡Silencio! — gritó Kai, con seriedad —, se perfectamente quien soy. Y no creo que tú lo sepas.
    En estos momentos no lo sabes, veo que solo te estás dejando manipular por esos cretinos.
    Pero ¿Qué estás diciendo? Deja de hablar estupideces y ven a pelear.
    Parece que no estás dispuesto a entrar en razón.

    Inuyasha decidió por momentos guardar su espada y pelear sin esta, rápidamente se lanzó al ataque, ambos comenzaban a desplazarse a gran velocidad, Inuyasha sin desperdiciar movimientos lo atacaba continuamente usando sus garras, pero estos no hacían gran efecto en Kai, quien con su acostumbrada agilidad los esquivaba sin el menor esfuerzo.

    Pero por otro lado conociendo a Inuyasha, su perseverancia no lo abandonaba nunca, y a pesar de que sus ataques fuesen evadidos con aquella facilidad, continuaba atacando con el ritmo con el cual había empezado. En ese instante justo en el momento en fue a lanzar una de sus garras, Kai le detiene el ataque sujetándole fuertemente el brazo derecho, posteriormente el hanyö intento atacarlo con la mano que le quedo libre, pero hábilmente el joven logró detenerle ese ataque.

    Ambos empezaron a forcejear, uno para zafarse y continuar el ataque, mientras que el otro lo hacía para evitar ser atacado. Hasta los momentos ambos parecían poseer la misma fuerza, pero solo hasta que Kai demostró lo contrario haciéndole ceder los brazos a Inuyasha, pero luego este se las arreglo para salirse de aquel forcejeo. Aprovechando la fuerza que ejercía Kai sobre él, se impulso de manera que logró alzar sus pies y conectarle una doble patada en el pecho al joven haciendo que este retrocediese un poco.

    Finalmente comenzaron a pelear — dijo Yukie con tono de satisfacción —, en tan solo pocos minutos veremos como Kai acaba con la vida de ese miserable hanyö, si es que ambos no se matan. Aun así dependiendo de los resultados, de cualquier forma Kai morirá al ser encerrado en esta dimensión, será un infierno del cual no podrá escapar.

    Kara al escuchar el comentario de Yukie se mostro algo descontenta, y en vez de mostrar satisfacción como su compañera, empezó a mostrar señales de preocupación, percatándose Yukie de esta última.

    ¿Qué te sucede Kara? — preguntó Yukie al ver la reacción de su compañera — ¿Acaso no te da gusto escuchar eso?
    Si, si me da mucho gusto, pero…
    ¿Estás bien? — preguntó Kara mirándola fijamente como si tratase de leer en lo más profundo de sus pensamientos —, te noto algo rara.
    No te preocupes por mi — dijo Kara son total seriedad —, estoy bien, continuemos observando a ver qué sucede.

    Yukie no quiso presionarla más y dejo de hacerle preguntas, pero eso no evito que la mirara con total desconfianza.

    Mientras la pelea entre Inuyasha y Kai aun continuaba, increíblemente el hanyö estaba peleando al mismo nivel que Kai, o al menos eso quiso hacerle pensar al hanyö cuando de pronto lanzo un pequeño rayo de energía que por suerte Inuyasha logro esquivar en parte, siendo rozado por aquella técnica, fue lo suficiente como para hacerle un daño superficial el cual lo hizo sangrar. Tras este pequeño descuido Kai aprovecho la oportunidad para incrementar su velocidad hasta hacerla casi imperceptible para Inuyasha, de pronto se encontró frente a este y comenzó a golpearlo con bastante rudeza.

    Inuyasha se encontraba totalmente acorralado y no podía hacer nada para defenderse de aquellos golpes, sin embargo aprovecho una pequeña fracción de segundo, para clavar sus garras en la herida que le había hecho el mismo Kai al arrojarle aquel rayo de energía, y valiéndose de esa herida pudo atacar a Kai con el Hijin Kessô, aquel ataque consecutivo de garras fue tan rápido que el joven no pudo esquivarlas todas, en donde dos de estas casi le cortan el brazo derecho, dejándole una herida en el mismo y otra le había rasgado su franela.

    ¡Vaya! — exclamó Kai —, no sabía que contabas con semejantes habilidades, un poco más y me arrancas el brazo.
    ¡Keh! No digas tonterías — dijo Inuyasha, limpiándose la sangre que le salía del labio inferior —, mi objetivo no es matarte, solo encuentro la forma de cómo hacerte entrar en razón.
    ¿Qué quieres hacerme entrar en razón?
    ¿Acaso no te das cuenta Kai? Esto es apenas una ilusión, tú no perteneces a este mundo. Abre los ojos maldita sea.
    Dices que nada es real… entonces ¿Ella tampoco lo es? — preguntó Kai mientras señalaba hacia el lugar donde se encontraba Kara.
    Esa persona no es quien tú crees, ella no es la verdadera Sango, solo usa su apariencia para engañarte.
    ¿Qué dices? — preguntó Kai pareciendo recuperar un poco sus recuerdos.
    La verdadera Sango jamás te haría estas cosas, piénsalo. Además ella está esperando por ti, Kai. Está preocupada por ti.

    En ese instante Kai empezó a dudar por unos instantes, se volvió y miro fijamente a Kara quien aún conservaba la apariencia de Sango, luego de mirarla por unos segundos se volvió nuevamente hacia Inuyasha.

    Dudo mucho de que Inuyasha pueda lograr hacer volver a Kai entrar en razón —se decía Yukie —, pero en el peor de los casos si esto llegase a suceder es posible que…
    Por favor señora, déjenos matar a Kai — interrumpió una voz.
    Guarda silencio — dijo Yukie —, nadie sabe, ni siquiera nosotros mismos que es lo que sucederá a partir de ahora.
    ¿A qué se refiere?
    Ese maldito de Inuyasha está complicando más las cosas — dijo apretando fuertemente el puño hasta hacerse sangre en la mano. —, lo peor de todo es que ya no puedo seguir controlando más la mente de Kai.

    De pronto fuertes temblores se hacían presente cada vez más seguidos, el suelo empezaba a agrietarse, generando así que salieran grandes chorros de lava a presión, el cielo estaba en total oscuridad, rayos y centellas caían sobre aquel lugar, esto solo indicaba una cosa, no quedaba mucho tiempo y aquella dimensión estaba a punto de destruirse, solo era cuestión de algunos minutos.

    <<Maldición, esto no me agrada nada>> pensó Inuyasha <<el tiempo se acaba, debo lograr que Kai recobre la razón, en cualquier momento esto podría desaparecer y sería el fin de todo>>

    Bien Inuyasha… demuéstrame que todo esto es una mentira, solo así podre creerte.

    Rápidamente Inuyasha echo una mirada hacia donde estaba Kara y se le ocurrió una idea, ella se percató de ello y corrió atemorizada. El hanyö con gran rapidez intento alcanzarla, pero se detuvo en medio camino al verse bloqueado por el mismísimo Kai.

    Pero eso sí — dijo Kai con cierta tranquilidad —, quiero que me lo demuestres, pero sin lastimarla a ella.

    Al decir eso Inuyasha trató de atacarlo para quitarlo de su camino, pero en ese breve instante Kai aumento bruscamente sus poderes e hizo volar al hanyö, quien se estrello contra un edificio en ruinas, una nube de polvo enseguida se levanto tras destruir parte de lo que quedaba de aquella estructura. De pronto al disiparse un poco el polvo Inuyasha se recupera y se quita los escombros que le cayeron encima poniéndose rápidamente de pie.

    ¡Maldición! — exclamó Inuyasha adolorido —, creo que esta vez si se lo tomo en serio, pero hay algo raro en sus poderes, pareciera como si hubieran disminuido. ¿Qué será? ¿Acaso habrá llegado a su límite? Aun así no dejan de ser sorprendentes.

    Apenas el polvo se disipo por completo, Inuyasha pudo observar que Kai aun permanecía en el mismo sitio, rodeado por aquella sorprendente aura, pero en instantes desapareció para los ojos del hanyö y apareció por sorpresa justamente a su lado.

    ¿Qué sucede Inuyasha? — preguntó Kai con cierta superioridad —, estoy esperando aun a que me demuestres que esto es una farsa.

    << ¡Demonios! Tiene una velocidad impresionante>> pensó; <<ni siquiera pude percatarme de su presencia>>

    ¿Qué acaso no te das cuenta? — exclamó Inuyasha —, este mundo se está cayendo a pedazos. La ilusión se está terminando y el tiempo se acaba, maldición abre los ojos Kai.

    En eso Inuyasha se precipito sobre él atacándolo con sus garras, Kai ni se inmuto ante aquellos ataques, lo que hacía era esquivarlos con gracia y agilidad, de pronto el joven desapareció para sorpresa del hanyö, este activo de inmediato todos sus sentidos, hasta que finalmente lo encontró en la cima de un edificio en llamas.

    No llegaras a nada, si me sigues atacando de esa forma — agregó Kai, luego de dar un salto y quedar frente a Inuyasha —, lo único que ganaras es que me fastidie y acabe contigo de una vez por todas.
    ¡Guarda silencio! — gritó Inuyasha —, ahora mismo te hare reaccionar.

    Rápidamente el hanyö se lanzo al ataque y comenzó nuevamente la lucha entre ellos dos, pero en tan solo unos segundos solo las cosas se vieron muy feas para este. Kai esquivaba fácilmente cada uno de sus ataques, pero la perseverancia y motivación en hacer entrar al joven en razón hacían seguir atacándolo a pesar de los resultados de igual forma el joven guerrero se aburrió de aquella pelea y luego de esquivar uno de sus ataques lo golpeo fuertemente en el estomago, aquel golpe privo a Inuyasha, haciéndolo caer de rodillas en el suelo, Kai se alejo un poco y espero a que hanyö se recuperase de aquel golpe, para así luego rematarlo con el golpe final.
     
  5.  
    Pan-chan

    Pan-chan Fanático

    Libra
    Miembro desde:
    6 Enero 2008
    Mensajes:
    1,181
    Pluma de
    Escritora
    Re: Capitulo 35: "Inuyasha Vs. Kai"

    Hola!! por fin pude ponerme al dia con tu historia :) bueno a decir verdad ya me esperaba una batalla entre Kai e Inuyasha, te ha quedado muy bien narrada y con ese toque personal y emocionante que solo tu sabes darle.

    Esa "Sango" me esta sacando de mis casillas xD, las cosas se estan complicando y si Inuyasha no soluciona las cosas pronto tanto el como Kai quedaran atrapados en esa dimension extraña para siempre!!! Bueno yo espero que Kai reaccione pronto (preferiblemente antes de masacrar a Inuyasha xD) jaja lo que queda por decir: Naraku eres desprrrreciable xD, guapo pero despreciable jajaja y pensar que todo es parte de su plan diabolico ._. ya veremos como recibe su merecido este demonio (si es que lo recibe)

    Conti pronto!! me debes unas cuantas explicaciones, y me dejaste en la parte crucial de la batalla entre Inu y Kai (como toda historia de pelea)
     
  6.  
    Cmmv

    Cmmv Entusiasta

    Libra
    Miembro desde:
    24 Marzo 2007
    Mensajes:
    177
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Un Sueño Feudal
    Total de capítulos:
    73
     
    Palabras:
    139
    Re: Capitulo 35: "Inuyasha Vs. Kai"

    Muchisimas gracias por tus comentarios mi querida Pan-chan jejeje xD. Bueno en realidad era de esperarse la batalla, dada a las circunstancias que se presentaron, pero algo me dice que hay otros asuntos tras eso ;). En realidad Kara es un personaje relevante para estos capitulos y sin duda será un personaje escencial en la historia. Por momentos las cosas si se logran solucionar en este cap 36 asi que no te preocupes por eso ;)

    No te angusties mucho Naraku si aparecera y algo me dice que si recibira su meredico jejejeje.

    Estoy seguro que en estos capitulos tus explicaciones se veran aclaradas, pero apuesto tambien que generara a su vez otras dudas donde querras explicaciones de las mismas ;)

    Asi pues, aqui les dejo el capitulo 36, espero que les guste y lo disfruten.

    Saludos cordiales ;)
     
  7.  
    Cmmv

    Cmmv Entusiasta

    Libra
    Miembro desde:
    24 Marzo 2007
    Mensajes:
    177
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Un Sueño Feudal
    Total de capítulos:
    73
     
    Palabras:
    2366
    Capitulo 36: "La expulsión de un misterioso ser"

    Capitulo 36:
    “La expulsión de un misterioso ser”


    Aquella dimensión, estaba pasando por una destrucción inevitable, el ambiente sin duda no era el mejor, pues aquel mundo se estaba viniendo abajo y faltaba muy poco para que eso ocurriera. Lo que se creía un mundo, o lo que fue alguna vez una ciudad, se estaba derrumbando en pedazos, algunas partes de esta simplemente comenzaban a desvanecerse como por arte de magia, los árboles y majestuosos edificios se desintegraban poco a poco, hasta quedar simplemente hechos polvo. A raíz de los fuertes temblores que cada vez eran más frecuentes, el suelo se agrietaba dejando así un gran vacío en donde se generaban fuertes chorros de lava que salían a gran presión, el cielo se encontraba totalmente cubierto por las tinieblas, y aquella distorsión y desbalance de energía que había, era motivo suficiente para aclamar a los yökai que renacían a causa de dichas energías, sin duda se mostraba el verdadero lado de aquella dimensión, el verdadero infierno que se ocultaba tras aquella falsa ilusión.

    Inuyasha se encontraba en una situación muy poco favorable, se encontraba herido, pero no de gravedad, aunque si a punto de ser eliminado por un Kai que ni siquiera le reconocía, y sin duda se preparaba para darle el golpe final. Pero el hanyö aprovecho ese pequeño periodo de tiempo para escabullirse ágilmente y así lanzarse nuevamente al ataque, siendo el resultado el mismo. Kai esquivaba sus ataques fácilmente, aquello ya pareció aburrirle, y sin esperar mucho volvió a darle una serie de golpes, uno solo basto para enviarlo nuevamente a una montaña de escombros que se encontraba no muy lejos de ahí. El joven guerrero cansado ya de aquella pelea, se decidió por darle fin, así que rápidamente voló hacia el lugar donde había caído el hanyö, de pronto un rayo de energía amarillo salió disparado de aquel lugar, Kai se encontró de frente con este pero por fortuna pudo esquivarlo, aquel ataque sin duda lo había impresionado.

    — ¿Qué diablos fue eso? — exclamó sorprendido.

    Al disiparse aquel polvo se pudo ver a Inuyasha sosteniendo fuertemente a Tessaiga, que estaba siendo rodeada por pequeñas corrientes de viento.

    << ¿Acaso aquella energía viene de esa espada?>> pensó Kai <<esto no puede ser, tiene un poder sobrenatural increíble. >>

    — Esto apenas comienza Kai — dijo Inuyasha algo agitado.
    — ¿De verdad piensas seguir con esto? — preguntó Kai con arrogancia —, no deberías de esforzarte demasiado.
    — ¡Keh! Deja de decir estupideces y pelea.
    — De acuerdo, si así quieres, así será.

    Esta vez Kai se dirigió corriendo a atacar a Inuyasha, aquella escena extraño un poco al hanyö, si bien sabemos el joven guerrero cuenta con bastantes habilidades y una velocidad impresionante ¿Por qué correr de frente al enemigo? Algo sin duda estaba ocurriendo, Inuyasha aprovecho la ocasión de aumentar al máximo el poder de Tessaiga, esta vez aquellas corrientes de viento que rodeaban a la espada crearon torrentes alrededor de la misma y de Inuyasha, este también corrió hacia Kai y justo en el momento en que ambos quedaron cerca el hanyö agitó su espada fuertemente, esta genero una corriente de aire tan fuerte que golpeo al joven haciéndolo volar por los aires.

    Aquel golpe hizo que Kai se estrellara contra unos escombros, de pronto el viento creado por la espada comenzó a proteger a Inuyasha, furioso el joven expulso su poder quitándose así los escombros que tenia encima, nuevamente se dirigió a atacar a Inuyasha, quiso transportarse para aparecer tras el hanyö pero algo le salió mal, el joven había aparecido muy cerca del hanyö, este lo detecto rápidamente por medio de su olfato y nuevamente agitó la espada con fuerza, esta vez un viento devastador similar al del bakuryuha se desató golpeando este con gran fuerza a Kai, este se defendió de aquel ataque, pero sin duda estaba siendo repelido por el torbellino.

    Luego de un rato forcejeando con aquel torbellino, Kai expulso de manera impetuosa y desvaneció el torbellino junto a la corriente de aire creadas por Tessaiga.

    — ¡Maldición! — exclamó Inuyasha —, desvaneció la energía sobrenatural de Tessaiga, no cabe duda de que es un sujeto muy fuerte.

    <<Recuerdo haber luchado contra esa espada alguna vez>> pensó Kai, mientras hacía referencia a la Tessaiga de Inuyasha <<nunca pensé que tuviera una energía sobrenatural así. >>

    — ¡Perfecto Inuyasha! Si así quieres jugar prepárate porque ahora el juego se pondrá más emocionante.
    — Es lo que estaba esperando.

    Esta vez ambos se lanzaron al ataque, pero Kai haciendo uso de su velocidad había desaparecido repentinamente, apareciendo en instantes frente a Inuyasha dándole un golpe fuerte en el estomago, luego extendió su mano y en ella se creó una bola de energía la cual disparó convirtiéndose luego en un rayo de energía sorprendente. Este a su vez genero una onda expansiva la cual destruyo todo lo que había en su paso, causándole así más daño a la dimensión.

    — ¡Maldita sea! — exclamó Yukie furiosa —, este lugar acabara destruido si esos dos siguen peleando así.
    — Creo que será mejor retirarnos antes de que eso suceda.
    — Aguardemos un poco — respondió con cierta extrañeza —, si la situación continua así nos iremos de inmediato, pero debemos asegurarnos que Inuyasha muera.
    — ¿Acaso hay alguna diferencia? — preguntó Kara algo inquietante —, de todas formas podríamos bien irnos ahora, de cualquier forma Inuyasha morirá, ya sea asesinado por Kai o quedándose aquí encerrado.
    — ¿Tienes prisa Kara?
    — No, ninguna.
    — Entonces aguarda un poco, es necesario cerciorarse primero a que irse antes.
    — Lo que tú digas — dijo Kara, molesta por la decisión.

    Una gran cantidad de humo y polvo se había levantado a causa de la onda que se genero por el rayo de energía de Kai, luego al disiparse estos, se pudo observar a Inuyasha quien estaba cubriéndose con Tessaiga usándola como un escudo, pero algo había ocurrido aquel impacto que tuvo la espada por parte del poder de Kai, le ocasiono a esta un daño bastante preocupante para el hanyö. Tessaiga se agrietó en su parte central, aquel daño representaba algo seriamente grave para la espada, el menor roce podía destruirla y eso significaría todo para Inuyasha.

    Sin embargo el hanyö no mostraba tanta preocupación sino más bien confianza tanto en él como en su espada. Inuyasha confiaba ampliamente en Tessaiga y sabía que en momentos así no lo defraudaría, aquella legendaria arma ha sido su compañera en numerosas batallas en las cuales había salido victorioso gracias a su ayuda, pero ya bajo estas circunstancias Inuyasha debía manejarse con sumo cuidado, sabía que solo tenía una oportunidad y debía aprovecharla.

    Kai en ese instante adapto la posición para arrojar su técnica más poderosa, ya con ambas manos atrás, empezó a crear aquella bola de energía entre ellas.

    — Bien Inuyasha, creo que es hora de ponerle fin a todo esto.
    — No creas que me rendiré tan fácilmente.
    — ¡No seas estúpido y acepta tu derrota! — exclamó Kai al momento en que desplego aquel imponente rayo de energía.
    — ¡Aquí va! — gritó Inuyasha alzando su espada — ¡Bakuryuha!

    Inuyasha bajo con fuerza a Tessaiga desplegando así un impresionante Bakuryuha, ambas técnicas se dirigían una a la otra, hasta que finalmente impactaron entre sí generándose un gran choque, creándose así una resistencia entre ambas técnicas.

    — ¡No tiene caso que te esfuerces tanto Inuyasha! — gritó Kai —, por más poder que tenga esa espada no podrá soportar esta carga.

    De un momento a otro el rayo de energía estaba contrarrestando el bakuryuha, de pronto aquella grieta que tenia Tessaiga se profundizo aun más, la espada sin duda estaba llegando a su límite.

    — ¡Cállate de una vez! — exclamó el hanyö, a la vez que estaba siendo arrastrado por los fuertes vientos ocasionados por ambas técnicas. —, hay algo que aun debo cumplir, así que no me rendiré, correré el riesgo.

    En ese instante una luz blanca comenzó a brillar en el interior de Kai, al principio pareció no importarle, pero al momento de querer aumentar su poder más el de su técnica sus preocupaciones comenzaron.

    << ¿Qué significa esto?>> se preguntó Kai <<No puedo aumentar mis poderes… mis brazos y mis piernas tampoco me responden ¿Qué está pasando?>>

    Rápidamente Inuyasha se percato que aquel rayo de energía estaba perdiendo intensidad y empezaba a ceder ante el Bakuryuha, el viento generado aun era bastante fuerte, el hanyö aprovecho esa oportunidad, haciendo un gran esfuerzo resistiéndose al viento levanto su espada y lanzando un grito desplegó otro Bakuryuha con más fuerza que el anterior, este se combino junto al otro creándose así un Súper Bakuryuha el cual fue capaz de desintegrar el rayo de energía de Kai.

    Aquella luz blanca brillo aun con mayor intensidad, Kai había quedad completamente paralizado, no podía moverse ni controlar su cuerpo a su voluntad.

    — ¡Maldición no puedo moverme! — exclamó Kai tratando de escapar ante aquel potente Bakuryuha que estaba a pocos metros de golpearlo. —, va a matarme.

    En ese instante el Bakuryuha impacto por completo a Kai quien estaba siendo desgarrado por dicha técnica, un fuerte grito se escucho en el cielo, Yukie y Kara que observaban todo desde lejos temían lo peor, Inuyasha por su parte se mostraba un tanto preocupado, pero de pronto mientras Kai lanzaba aquel grito, una extraña silueta empezó a desprenderse del cuerpo del joven y antes de que fuese desintegrada por aquella técnica rápidamente logro salirse del cuerpo y escapar, Inuyasha con su olfato se percato de su presencia e intentó en cierta forma seguirle, cuando de pronto ocurre algo asombroso, unos destellos amarillentos comenzaron a salir del Bakuryuha y repentinamente fue desintegrado por un gran resplandor dorado, el cual se expandió por todo el cielo.

    — ¿Qué será ese resplandor? — se preguntó Inuyasha —, acaso será…

    Una silueta se pudo observar en los cielos mientras el resplandor aun brillaba en todo su esplendor, de pronto este dejo de brillar. Inuyasha enseguida reconoció a Kai, cuyo aspecto había cambiado considerablemente, se encontraba más serio que de costumbre y se encontraba rodeado por una impresionante aura dorada acompañada por pequeños rayos que salían de su alrededor.

    En instantes dirigió la mirada hacia abajo y observó a un Inuyasha impresionado por los acontecimientos que ya hemos descrito, al reconocer finalmente a su amigo hanyö le sonrió.

    — ¡Inuyasha! — exclamó Kai, con aquel tono lleno alegría que siempre le caracterizaba — Me alegra mucho que estés aquí… amigo.
    — Qué bueno, has vuelto a ser tú.
    — Si.
    — A propósito ¿Qué fue lo que te ocurrió?
    — Luego te explicare, por ahora hay que acabar con esa presencia, supongo que tu también la habrás sentido.
    — Es verdad, al momento en que fuiste golpeado por el Bakuryuha inmediatamente sentí una presencia salir de ahí, me pregunto si habrá logrado escapar.
    — Si lo hizo, y está cerca.
    — ¿Qué dices? — exclamó Inuyasha.
    — Puedo sentirlo, no está muy lejos de aquí.
    — Creo que tendremos que dejar eso para después — dijo Inuyasha con cierta preocupación —, este lugar se está viniendo abajo y no tardara en desaparecer. Será mejor irnos cuanto antes.
    Pero Kai no se movió ni un centímetro de ese lugar.
    — ¿Qué sucede Kai? — preguntó Inuyasha —, debemos darnos prisa, tenemos que abandonar este lugar lo más pronto posible.

    Yukie estaba furiosa por lo que había ocurrido y en parte estaba muy atemorizada, ya que sabía muy bien que Inuyasha era un enemigo al que ella sola no podría derrotar, y mucho menos si se trataba de Kai. La situación había cambiado, por lo que no le quedo más alternativa que retirarse.

    — ¡Maldita sea! — gritó Yukie cayendo en la desesperación — ¿Cómo puede ser que se haya recuperado?
    — ¿Quiere que los matemos? — dijeron al unisonó cuatro personas que se encontraban con ella.
    — Esto se ha salido de control, vayan si quieren y mátenlos a ambos.
    — ¡Acabemos con ellos! — exclamaron los cuatro, a la vez que se retiraban y se dirigían a donde se encontraban Inuyasha y Kai.
    — ¡Kara! — exclamó Yukie —, será mejor que nos vayamos.
    — Pero ¿Qué sucederá con Kai? — preguntó algo preocupada.
    — Ya he enviado a esos cuatro buenos para nada para que lo aniquilen, después de todo ya recupero completamente la razón, así ya no soy capaz de controlarlo.
    — ¿Crees que ellos sean capaces de derrotarlo? — preguntó Kara con cierta ironía.
    — Por supuesto que no — respondió Yukie —, pero al menos lo distraerán un poco, quizás eso de tiempo suficiente para que este lugar desaparezca y queden encerrados aquí.
    — Ya veo — respondió con desilusión.
    — Deja las lamentaciones para después, vámonos antes de que sea demasiado tarde.
    — ¡Esperen! — exclamó alguien interrumpiendo la conversación.
    — ¡Pero si eres tú! — exclamó a su vez Yukie sorprendida.
    — ¿Qué significa esto? — preguntó Kara sorprendida al ver al individuo que las había detenido.
    — Pensé que habías muerto — dijo Yukie.
    — Por suerte pude escapar a tiempo — repuso aquel misterioso ser —, llegó el momento de actuar, larguémonos de aquí.
    — ¿Puedes caminar?
    — Seguro, de prisa, no hay tiempo que perder.

    Yukie y Kara se fueron tras aquel misterioso individuo, y rápidamente desaparecieron de aquella dimensión. Inuyasha y Kai aun continuaban ahí y al momento de querer regresar aparecieron de la nada aquellas cuatro personas o mejor dicho demonios que se encontraban con Yukie, y tan pronto rodearon al hanyö y al joven, más demonios aparecieron entre los escombros aumentando así su cantidad, faltando solo escasos minutos para que esa dimensión desapareciera y el portal se cerrara por completo.
     
  8.  
    Pan-chan

    Pan-chan Fanático

    Libra
    Miembro desde:
    6 Enero 2008
    Mensajes:
    1,181
    Pluma de
    Escritora
    Re: Capitulo 36: "La expulsión de un misterioso ser"

    Hola!! lamento no haberme pasado antes, jeje creo que me perdi unos dias pero es que no estaba muy bien que digamos, pero ya volví a ponerme al dia ;)

    Que bien Kai ya volvió en si, a decir verdad no me esperaba ese incremento de poder en el Bakuryuha de Inuyasha, por un momento pensé que el estaba perdido jaja me tomaste por sorpresa en esa parte. Pero como siempre te gusta torturarme jajaja quien era esa persona misteriosa que apareció a ultimo momento? solo se me ocurre un personaje (teniendo en cuenta la poca información que diste en ese instante -.-) pero bueh... ya veremos de quien se trata, espero estar equivocada.

    Me dejaste intrigada con lo que dijiste en el post anterior sobre Kara, mmm esperaré que avancen unos cuantos capitulos para ver si como evolucionan las cosas jeje nos vemos!
     
  9.  
    Cmmv

    Cmmv Entusiasta

    Libra
    Miembro desde:
    24 Marzo 2007
    Mensajes:
    177
    Pluma de
    Escritor
    Re: Capitulo 36: "La expulsión de un misterioso ser"

    Hola mi querida Pan-chan!!! Muchisimas gracias por tus comentarios y por todo el apoyo que me brindaste mientras publicaba el fanfiction.

    Queria comunicarte y comunicarles este mensaje, ya que por circunstancias de tiempo no podre seguir publicando los capitulos de la historia con la misma continuidad como lo hacia antes, por eso he pedido cordialmente el favor de que cierren esta discusión, antes de que la cierren por falta de publicación. La historia se continuara de eso no hay duda, si quiere continuarla leyendo pueden visitar mi blog en esta pagina: El Blog de Cmmv o tambien pueden visitar mi Blogger: El Blog de Cmmv ahi las podran continuar leyendo con mucho gusto.

    Disculpen por los convenientes ocasionados y de verdad muchas gracias de antemano a los que estuvieron leyendo y de seguro continuaran leyendo la historia.

    Saludos cordiales ;)
     

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso