Teenage days [sxs-nxh-gxm-sxi-sxt-nxt]

Tema en 'Fanfics Abandonados de Naruto' iniciado por Selene-chan, 29 Septiembre 2010.

  1.  
    jenn uchiha

    jenn uchiha Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    3 Noviembre 2009
    Mensajes:
    162
    OllllllA:)
    ooMY DIOS me aviia perdido 3 capiis :eek:
    pero ya los lleiii ... me gusthho cuando GA&-sensei enpenso a dar su discurso
    siempre me da risa XD
    &&& noo`puedo creer INO !!quiiere a Gaara no es que sea mala pero
    no pasara es gaamatsu()
    aunqeu pobre ino que mal que su papa se quiera casar ,
    que mal se ha de sentir :S
    heiiiitt && sakura algo le pasa para que se sintiera asi
    dijo teniendo a un chico tan guapo asiii no se que haria :oops:
    ahahahah okk no
    && hinata & naruto seee GUSTAN!!!....
    por cierto Itachi♥ que directo con sus pregunthas
    quiiero conti
    conti conti
    conti
    conti
    conti
    siiiiii por favor avisame no me agrada perderme capis
    ttQm♥...
     
  2.  
    Electra

    Electra Entusiasta

    Sagitario
    Miembro desde:
    10 Julio 2010
    Mensajes:
    126
    Pluma de
    Escritora
    gracias por avisarme de la conti selene-chan!!!
    el cap te quedo finisimo, solo vi un poco de Ooc en Gaara-kun
    de faltas ortograficas no tienes casi ninguna, lo unico que si, narra un poco mas
    y ten mas cuidado con los signos de puntuacion ya sebs
    puntos, comas y esas cosas:D

    sin mas ni mas me despido sayo!!!
     
  3.  
    Selene-chan

    Selene-chan Usuario común

    Géminis
    Miembro desde:
    10 Junio 2008
    Mensajes:
    319
    Pluma de
    Escritora
    Lo del Ooc ya lo expliqué en el segundo post Sunami-san ^^
    Y la narrativa también, esto lo escribí hace meses, lo he dicho dos veces, y no lo quiero editar porque ya lo publiqué así en otra web, entonces tendría que editar allá también.

    Revisé antes de publicar y no vi ningún error ni de ortografía ni de acentuación, que raro que tú hayas visto algo.

    Bueno, gracias de todos modos ^^
     
  4.  
    KathyInuzuka

    KathyInuzuka Iniciado

    Géminis
    Miembro desde:
    28 Septiembre 2010
    Mensajes:
    37
    No puedo creer que Sasuke se le acercara a Sakura desnudo, pero bueno, ella se lo busco xD Pero ¿Que le habrá paso a Sakura que le dio miedo? No pude creer que Ino sintiera celos de Matsuri, no es muy usual que Ino guste de Gaara, es raro pero parece interesante xD Me pareció muy gracioso cuando el experimento de Naruto exploto en la cara de Sasuke ¡Se lo merecía! Me encanto la parte en la que Neji ve a Tenten jugar... Quiero ver mas NejiTen >.<! Amee que Matsuri se tuviera que quedar en el colegio, y más aun que va a estar a solas con Gaara :$ Me encanto que Itachi invitara a Sakura a salir, es tan tierno ese chico *-* Pobre Ino, me imagino que se debe sentir horrible que "reemplacen" a su madre u_u
    Pero aparte de eso, el capitulo estuvo excelente. ME ENCANTO
    Espero pronto la conti, cuídate muchoo n_n
     
  5.  
    Jaizmar

    Jaizmar Usuario popular

    Virgo
    Miembro desde:
    28 Julio 2010
    Mensajes:
    549
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    hola como estas soy nueva en leer tu fic y e quiero decir que me ah encantado la idea de ue sasuke y sakura se odien me parece buena no crean que es por que no me guste el sasusaku a mi me encanta si no que lo digo por el dicho que dice "del odio al amor hay un solo paso" y es por eso que me gusta la idea me parece que describiste muy bien a los personajes como a tenten por ejemplo el hecho de que ella sea muy deportiva y as expresado los sentimientos de todos los personajes muy bien me tiene intrigada el hecho de que sakura se ponga asi cuando esta cerca de un hombre ya quiero saber porque es y las constantes bromas de sasuke y naruto son muy divertidas de verdad el hecho de que ino este enamorada de gaara me sorprendio porque no lo aparentaba bueno espero con ansias la continuacion que te vaya bien sayonara ñ_ñ
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  6.  
    Selene-chan

    Selene-chan Usuario común

    Géminis
    Miembro desde:
    10 Junio 2008
    Mensajes:
    319
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Teenage days [sxs-nxh-gxm-sxi-sxt-nxt]
    Clasificación:
    Para adolescentes maduros. 16 años y mayores
    Género:
    Comedia Romántica
    Total de capítulos:
    33
     
    Palabras:
    5333
    Hola, hola chicas ^^

    Gracias por sus comentarios, me alegra que les uste el fic a pesar de lo raro que es, jajaja es que la verdad me encanta armar líos con parejas raras (como en el caso de Gaara e Ino, pero no crean que habrá demasiado de ellos, menos cuando aparezca Sai). Mmm no sé si lo había dicho, pero no soy taaan fan del SasuSaku, éste fic sólo lo hice porque una amiga me lo pidió, en realidad a mí me enloquecen tanto el GaaMatsu como el NaruHina, y las demás parejas me gustan pero no tanto como esas dos.

    A quienes me pidieron NejiTen, lo siento pero por ahora serán sólo amigos, es que, en éste fic a Neji le costará un poquito fijarse en Tenten jejeje, lo sé, sé que soy mala pero tengan por seguro que al final se quedarán juntos ^^

    Y ahora sí, la conti, el capítulo 4 completo, espero que les guste, y una vez más perdón por la poca narración, como dije antes, no lo puedo cambiar porque ya estaba así en la otra web, sin embargo va mejorando con los capis ^^

    ---------


    —Que fastidio – Dijo Tenten mientras observaba la televisión, ahí estaban pasando una propaganda sobre la telenovela que pronto se estrenaría, en donde su madre era la protagonista.

    Tenten decidió apagar el televisor. Odiaba ver esas propagandas, odiaba el trabajo de su madre. Ella podía pregonar que adoraba a su hija, pero nunca estaba ahí cuando Tenten realmente la necesitaba, por eso había aprendido a vivir sin ella.

    Se levantó y caminó hasta la cocina, en donde se calentó un platillo congelado en el microondas.

    —Después de todo Mitsuko nunca ha cocinado para mí.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    El fin de semana pasó rápidamente, llegando el día lunes. Todos los chicos regresaban a la escuela otra vez, a excepción de los que se habían quedado.

    Sakura llegó junto a Itachi y los dos entraron riendo. Durante el fin de semana habían logrado conocerse mucho más, volviéndose muy amigos.

    —No, ya deja de bromear Itachi – Le decía Sakura muerta de la risa.

    —No es broma ¿Qué no me crees Sakura? – Le preguntaba Itachi sonriendo.

    En ese momento venía pasando Sasuke junto con Gaara, que estaban esperando a Neji.

    Sasuke observó en silencio como Sakura e Itachi reían juntos, y de cierta manera le molestó. En realidad ni siquiera sabía por que le había molestado, hasta que de pronto lo recordó. El otro día cuando Sakura había huido así de él, ella lo rechazaba a él, pero a Itachi… ¿Por qué siempre Itachi era el preferido por todos?

    Eso lo ponía realmente furioso, ver a la chica que lo odiaba (y que por consiguiente él odiaba) sonriendo de esa manera con su estúpido hermano mayor, con la persona con que más competía en su vida.

    —Hmp, no me importa – Dijo mirando a otro lado.

    —¿Te pasa algo Sasuke? – Le preguntó el pelirrojo, pero Sasuke simplemente negó con la cabeza. No estaba de humor para dar explicaciones.

    Hinata iba entrando al instituto cuando de pronto tropezó y se fue hacia un lado. Por suerte fue sostenida justo a tiempo por una persona.

    —Muchas gracias por sos… - La ojiperla interrumpió su frase al ver a la persona que la tenía entre sus brazos – N-Naruto-kun… - Dijo sonrojada.

    —Hola Hinata-chan – La saludó el rubio con una sonrisa – Ten más cuidado, podrías caer la próxima vez.

    —H-hai – Respondió ella bajando la mirada. Naruto la soltó y ella le agradeció sonriéndole dulcemente.

    Ésta vez fue el turno de Naruto de sonrojarse, y es que cada vez que veía lo hermosa que era Hinata su corazón se aceleraba.

    Neji se había adelantado a su prima y se había acercado a sus amigos. Al ir subiendo la escalera miró para atrás y vio que Tenten estaba llegando. Le sonrió y siguió su camino.

    Ino llegaba a la escuela dándole patadas al suelo. Aún estaba demasiado molesta por lo que le había dicho su padre ¿Cómo se atrevía a tener una novia, otra novia? Y encima decir que se iban a casar, eso si que era lo peor de todo.

    —Papá es un idiota, yo jamás aceptaré a su nueva novia, nunca – Dijo enfadada. Subió las escaleras y entró a su habitación; adentro estaban Matsuri y Tenten hablando.

    —¿Qué te sucede Ino-san? Te ves molesta – Le dijo Matsuri. Ino sólo suspiró y dejó su maleta sobre la cama.

    —Es una tontería, no me hagan caso – Respondió la rubia – Más importante ¿Ya es la hora de las clases?

    —Sólo faltan diez minutos – Dijo Tenten viendo su reloj de mano – Mierda ¡Sólo diez minutos y aún no me he puesto el uniforme!

    —¡Y-yo tampoco! – La secundó Matsuri, mientras ambas comenzaban a cambiarse a la velocidad del rayo.

    —De hecho yo tampoco… - Dijo Ino suspirando – Y no tengo ganas.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Ya todos estaban en el salón. Tenían filosofía con Iruka-sensei. Hoy realizarían un ensayo sobre los temas que el profesor les pidiera, en grupos de cuatro personas.

    Los chicos estaban escuchando atentamente la explicación de su sensei, para que después de eso les dijese que equipos debían trabajar juntos.

    —Bueno, ahora diré los grupos que van a desarrollar éste trabajo durante ésta y la clase siguiente. A ver… comenzamos con Naruto Uzumaki.

    —Sí – Respondió el rubio levantando la mano.

    —Estarás con… - Iruka comenzó a pasar su dedo por sobre el papel que contenía la lista de nombres del grupo – Sakura Haruno, Hinata Hyuuga y… Uchiha Sasuke.

    —¡Ni muerto! – Gritó Sasuke parándose - ¡No pienso hacer equipo ni con Naruto ni con Sakura!

    —¡Lo mismo digo yo profesor! – Habló Sakura parándose – Por Naruto y Hinata no tengo problemas, pero a éste tipo no lo quiero cerca de mí – Dijo apuntando a Sasuke, el cual se sintió ofendido al ser llamado “éste tipo”.

    —Yo no tengo objeción sensei – Dijo Naruto, a quien no le importaba estar en el mismo equipo que a Sasuke, si Hinata estaba ahí, le daba igual.

    Sasuke y Sakura se sentaron molestos y mirándose con odio. Ninguno de los dos se soportaba y eso estaba claro para toda la clase, pero eso era un tema que realmente preocupaba a los profesores, ellos querían que se llevaran bien, por eso insistían en hacerles trabajar juntos.

    Hinata simplemente sonrió al saber que trabajaría con Naruto, pero al voltear a ver a Sasuke notó como éste la miraba con verdadero enfado, por lo que borró su sonrisa de inmediato.

    —Bueno… pasados los problemas – Dijo Iruka algo desconcertado – Prosigo… señor Sabaku No, señorita Yamanaka…

    Si, al fin me toca con Gaara – Pensó la rubia con una sonrisa. Después de pasar tantos mal sabores, trabajar con él era perfecto.

    —Señorita Matsuri y señor Kiba – Terminó Iruka. Ino frunció el ceño al oír que la molesta de Matsuri estaría en su mismo equipo con Gaara, y más se molestó al ver como ella miraba al pelirrojo y un ligero rubor aparecía en sus mejillas.

    Demonios, esto era lo único que me faltaba. Pero jamás perderé contra ella – Pensó Ino decidida.

    —El siguiente grupo es Neji Hyuuga, Shikamaru Nara…

    Y así siguió Iruka diciendo los grupos, hasta que se terminaran los del salón. Después de eso, escribió el tema en la pizarra, por lo que muchos se quedaron sorprendidos, algunas chicas sonrojadas, y otros bufaron molestos por tener que trabajar con un tema tan “cursi” como era el amor.

    —Que tontería – Dijo Sasuke - ¿Quién va a querer hacer un trabajo sobre el amor? No es que haya mucho que decir.

    —Eso no es verdad Sasuke – Lo regañó Hinata molesta por su comentario – No puedo creer que digas eso estando frente a mí que soy tu novia, realmente eres un insensible.

    —No, no quise decir eso Hinata – Trató de disculparse el azabache.

    —Yo creo que el amor… - Dijo Naruto mirando a Hinata fijamente, sin importarle estar frente a Sasuke – Es un sentimiento que conoces una sola vez en la vida, y que sólo puedes compartir con esa persona especial. Puedes querer a muchos, pero sólo vas a amar a uno, y sólo ese uno te amará como nadie.

    —Naruto-kun… - Profirió Hinata sorprendida y conmovida por aquellas palabras. Jamás se esperó que Naruto fuese capaz de expresarse así de ese sentimiento. Sasuke jamás le diría esas palabras tan bellas, lo de ellos no era amor sino pura costumbre.

    —¿Cómo te atreves a coquetear con mi novia frente a mis narices? – Increpó Sasuke mientras agarraba a Naruto del cuello de la camisa. Naruto lo miraba despectivamente, sin hacer o decir nada.

    —S-Sasuke, suéltalo, él no estaba coqueteando conmigo – Decía Hinata nerviosa. No quería que se fuesen a poner a pelear ahí en medio del salón.

    —Yo creo que el amor es una mentira – Dijo de pronto Sakura, mirando hacia la pizarra, en donde seguía escrito el nombre del tema que debían desarrollar. Sus palabras captaron la atención de sus tres compañeros, que la miraron intrigados – Ese sentimiento en realidad no existe, es sólo un invento para justificar nuestro miedo a la soledad, sólo los ilusos creen en él.

    —Sakura-chan… - Murmuró Naruto con tristeza. Le dolía oírla expresarse de esa manera, pero sabía que Sakura tenía sus razones. Él lo sabía, y no podría discutir su opinión de ninguna forma, mientras ella no volviera a creer en el amor, ese sentimiento que la había traicionado.

    Sasuke se le quedó viendo. Por primera vez pudo sentir tristeza al verla, era cierto que él tampoco conocía el amor, y no estaba interesado en hacerlo, pero oírla hablar de ésta manera… realmente algo tenía que haberle pasado.

    Gaara tampoco estaba muy interesado en el tema. Él tenía la fama de ser muy mujeriego y aunque en realidad eran rumores infundados, le gustaba que pensasen que era así. Él nunca se había enamorado de ninguna novia que hubiera tenido, pero realmente sí sentía algo por una persona, sin embargo eso jamás podría ser.

    Ella jamás me haría caso… no mientras él esté a su lado – Pensó bajando la mirada, evitando pensar en esa persona que era la única que lo había llevado a sentir algo parecido al amor.

    —¿Entonces que se supone que hagamos? – Preguntó Kiba – Estas tareas son un fastidio, pero a ver… ¿Qué opinan las chicas? Ustedes saben más de esto que nosotros.

    —Ah Kiba, ustedes los hombres no tienen idea de nada, son todos unos trogloditas – Dijo Ino mirando de reojo a Gaara, el cual seguía en silencio.

    —Kiba podrá serlo, pero a mí no me pongas en el mismo saco – Habló por fin el pelirrojo cruzándose de brazos.

    —Hey, no me ayudes tanto Gaara- Se quejó el castaño con una venita marcada en su frente. En eso volteó a ver a Matsuri que estaba muy callada - ¿Y tú que Matsuri?

    —¿Y-yo que de qué? – Preguntó avergonzada, sobre todo cuando Gaara también la miró. Su corazón daba saltos que le hacían sentir que explotaría.

    —¿Tú que opinas? Pero lo del trabajo, no la tontería que dijo Ino – Aclaró Kiba, haciendo que Ino se enfadara.

    —¿Qué dijiste? – Preguntó molesta la rubia, levantando un puño para golpearlo.

    —¿Podrías dejar de hacer escándalo? Matsuri quiere hablar – Dijo Kiba mientras trataba de defenderse de los puños de Ino.

    Gaara seguía mirando fijamente a Matsuri, esperando a ver cual era su respuesta, pero ella estaba realmente avergonzada. Después de que Ino y Kiba acabaran su pelea, ella al fin se decidió a hablar.

    —P-pues… yo creo que si dos personas se aman… es porque están hechas el uno para el otro – Dijo la castaña tomando valor para mirar a Gaara a la cara – Y puede que el sentimiento no sea mutuo, pero mientras lo hayas sentido aunque sea una sola vez en la vida, realmente puedes decir que eres un ser humano, porque los seres humanos sin amor somos simples cuerpos vacíos. Yo creo que todos tienen derecho a sentirlo… y p-pues…

    Gaara estaba viéndola mientras hablaba, y ella había vuelto a sentirse nerviosa, así que no pudo seguir expresando su idea. Sin embargo el pelirrojo le sonrió, lo que la hizo sonrojar y mirar al piso.

    Y no sólo Gaara se había quedado viéndola, sino que Kiba también. Por alguna razón sus palabras le parecieron realmente acertadas, así que también le sonrió.

    —Bien, creo que podemos usar eso para el trabajo – Dijo Kiba.

    Ino sólo frunció el ceño, realmente Matsuri había captado toda la atención de Gaara y eso no le gustaba para nada.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    La semana pasó rápidamente y así llegó el día jueves. Ya eran cerca de las tres cuando Sakura estaba estudiando en el salón de lectura, ya que debía tener buenas calificaciones para mantener su beca.

    —Bueno, ya es suficiente – Dijo cerrando su libro. En ese momento entró Ino y al verla en ese lugar le causó curiosidad.

    —¿Estabas estudiando Sakura?

    —Ajá, ya sabes, por mi beca ¿Y tú Ino? – Le preguntó la peli rosa.

    —Sólo venía por un cuaderno que creo que dejé aquí hace rato, es que no lo encuentro – Respondió Ino mirando por todos los estantes.

    En ese momento entró Sasuke corriendo, apoyó una mano en la puerta y echó un vistazo rápido al interior del salón, arrugando el entrecejo al ver a Sakura.

    —¿Ino has visto a Hinata? – Preguntó a la rubia, la cual lo miró pensativa.

    —Creo que estaba por el recibidor, pero no estoy segura – Respondió llevándose una mano al mentón.

    —¿Uy se te perdió tu novia? – Lo molestó Sakura. La verdad, después de lo que pasó ya casi no hablaban, pero no se perdería ésta oportunidad para molestarlo, al menos se tenía que vengar de alguna forma.

    —No te metas en lo que no te importa.

    —Tienes razón, no me importa, pero hay algo que no entiendo – Dijo Sakura mientras se ponía de pie y se paraba justo delante de él - ¿Cómo una chica tan buena onda como Hinata puede ser novia de un tipo como tú? – Apuntándolo con su índice.

    —Eso es porque soy el mejor de ésta escuela – Respondió Sasuke con una sonrisa socarrona mientras se acercaba lentamente a Sakura, notando que lograba intimidarla – Hasta tú te mueres por mí.

    —Ay si – Dijo la pelirrosa en tono de burla – Por favor, no tengo tan mal gusto – Dijo empujándolo.

    Luego tomó su libro y se fue del lugar, dejando a Sasuke desconcertado otra vez.

    —Auch, eso debió doler – Dijo Ino sonriendo – Me refiero al comentario.

    —Hmp – Fue todo lo que escapó de los labios del molesto azabache - ¿Por qué me siento así cada vez que hablo con ella? ¿Qué demonios me pasa? – Pensó confundido.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Mientras tanto, Hinata iba por el pasillo cargando dos libros que se veían bastante pesados, y a su lado aquel rubio que siempre le sonreía tan gentilmente. Ambos entraron al cuarto de ella y dejaron los libros sobre uno de los escritorios.

    —Muchas gracias por ayudarme con los libros Naruto-kun – Le dijo la ojiperla sonriendo.

    —No hay de qué, pídeme ayuda siempre que quieras Hinata-chan – Le respondió Naruto con una sonrisa, un tanto avergonzado. Aún no podía creer que pudiera sentir algo como eso por Hinata, pero cada vez que ella le sonreía podía sentir que su corazón se iba a salir de su pecho.

    —Bueno… - Hinata bajó su mirada un tanto sonrojada. Quería decirle algo, pero no sabía que.

    —Ya me voy a mi cuarto, si me ven aquí me matan – Dijo Naruto, el cual después de eso salió de la habitación de Hinata, no sin antes dedicarle una hermosa sonrisa.

    —Claro… - Fue lo que dijo ella antes de verlo partir. No quería que se fuera, de verdad deseaba decir algo para que él se quedara, pero nada salió de sus labios – Que tonta soy, no puede estarme pasando esto – Se reprochó dando un suspiro.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Matsuri estaba tratando de terminar el trabajo de filosofía sentada en una de las mesas de la cafetería. Ya que tenían sólo una clase a la semana, y sus compañeros no eran muy trabajadores, decidió hacerla por ella misma, ya que tener malas notas no era una opción para la chica.

    —A ver… ¿Cómo va esto? – Se preguntó mientras se llevaba el lápiz a la boca.

    —No es muy saludable comer eso – Escuchó una voz. Levantó su vista y se encontró con Kiba ofreciéndole un onigiri.

    —Kiba, creí que nadie vendría a ayudarme – Dijo sonriendo Matsuri, mientras recibía en sus manos el dulce que él le ofrecía. Le dio una mordida y un ligero sonrojo adornó sus mejillas – Está delicioso.

    —Si, son mis favoritos – Dijo Kiba sonriendo – Y… ¿Cómo crees que no iba a ayudarte? Somos un equipo, aunque Gaara e Ino deberían estar aquí también.

    —¿Tú sabes si a Gaara le gusta alguna chica? – Preguntó la castaña un poco avergonzada, mirando al piso, mientras sentía los ojos del castaño clavarse en su persona.

    —¿Por qué lo preguntas? ¿Acaso te gusta Gaara?

    Ante ésta pregunta Matsuri se sonrojó más. Maldecía ser tan tímida y vergonzosa, deseaba poder decirle a Gaara lo que sentía por él, aunque tenía miedo de ser rechazada, y en el fondo estaba segura de que así sería.

    —N-no, nada que ver… - Respondió bajando la mirada – Sólo era simple curiosidad, pero no tienes que responderme, mejor vamos a hacer esto.

    —Claro… - Respondió el chico algo confuso. Por alguna razón no le gustó pensar en la posibilidad de que a ella le pudiese gustar Gaara.

    Desde la entrada de la cafetería, Gaara los había visto juntos y por alguna razón le molestó, pero no hizo nada, simplemente se fue.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    —Sasuke imbécil, ja, sueña con que yo me voy a fijar en ti – Decía Sakura caminando por el pasillo. Caminó tanto, que llegó hasta el final, en donde había una escalera que conducía a una puerta - ¿Qué será este lugar? – Se preguntó con curiosidad.

    Subió la escalera y abrió la puerta, notando que estaba muy pesada y difícil de mover. Se dio cuenta de que estaba en la azotea de la escuela, desde donde se podían ver el gimnasio, la piscina y también las canchas. Había una rejilla de alambre para no caer, y unas cuantas bancas donde sentarse. Se podía respirar el aire puro y freso desde esa altura y a Sakura le pareció que estaba en un paraíso.

    —Vaya, no sabía que hubiera un lugar así aquí – Miró hacia la puerta – Y por lo visto nadie viene.

    La peli rosa decidió sentarse sobre una de las bancas, éste sería el lugar perfecto para aclarar su mente. Cerró sus ojos y sus pensamientos la llevaron a aquel día en las duchas de hombres, cuando Sasuke la acorraló contra la pared, cuando trató de besarla.

    Lo odiaba por eso, detestaba a todos los hombres que sólo la veían y se le acercaban con ese propósito, y como dijo en la clase de filosofía, ya no creía en el amor, porque ese sentimiento que alguna vez mantuvo en su corazón por aquel chico, había sido falso, porque él le hizo eso.

    —Gracias a eso ya no puedo estar con ningún hombre – Susurró antes de soltar una lágrima. Se sentía impotente, simplemente por tener miedo de volver a enamorarse.

    Escondido tras la puerta, se encontraba Sasuke, observándola llorar sin explicarse por qué le afectaba tanto. Aquel lugar era su favorito en la escuela, y siempre que estaba frustrado le gustaba estar ahí, pero al llegar se encontró a la molesta de Sakura.

    Sin embargo se sorprendió al oírla decir esas palabras y después verla derramar unas lágrimas.

    Estaba molesto, realmente no sabía por que le importaba tanto verla sufrir, no sabía por que sentía deseos de ir a consolarla, de acogerla entre sus brazos ¿Por qué si la odiaba? El simple hecho de verla llorar debía alegrarlo, pero ni siquiera él tenía tan malos sentimientos. Y aunque jamás le hubiesen importado las lágrimas de una chica, ni aunque fuese su novia, ésta vez se sentía mal por no poder hacer nada, por no atreverse a hacer algo.

    —Yo no tengo nada que ver en esto – Susurró para después abandonar el lugar.

    La noche llegó rápidamente y todos se fueron a sus dormitorios.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    En el cuarto de Hinata, ella estaba muy pensativa. No podía quitar de su mente la imagen de ese rubio sonriéndole con ternura, no podía dejar de imaginar como serían sus besos, la forma de sus labios.

    En ese momento suspiró, captando la atención de sus amigas.

    —Parece que tenemos a alguien muy enamorada – La molestó Temari con una sonrisa.

    —¿En quien estás pensando Hinata? – Le preguntó Sakura pícaramente, a lo que la ojiperla se sonrojó.

    —Obviamente que en su novio ¿En quien más si no? – Respondió la rubia.

    —N-no, no estaba pensando en Sasuke – Dijo Hinata sin pensarlo.

    —¡¿Qué?! – Gritó Temari plantándose frente a ella - ¿No me digas que tienes a otro Hinata? Esto no me lo creo.

    —N-no Temari, como crees – Decía nerviosa la ojiperla.

    —Déjala ya Temari, seguro no quiere hablar de ello.

    —Sí – Respondió la rubia suspirando decepcionada.

    Sakura miró de reojo a Hinata, quien seguía sumida en su mundo de fantasía junto a su rubio príncipe azul.

    Quien como ella que puede estar así de ilusionada con un chico – Pensó con melancolía. Luego volvió a sonreír al ver a Hinata – Me parece que Naruto tarde o temprano se quedará con Hinata.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    No puede ser, no puedo dejar de pensar en él – Matsuri suspiró tratando de quitar de su mente a ese chico que ocupaba casi la totalidad de sus pensamientos.

    Ino la miró de reojo con enfado, seguro ya estaba pensando en Gaara.

    —¿Qué te pasa Matsuri? – Le preguntó Tenten.

    —¿Eh? N-no, n-nada – Respondió la castaña.

    Ino se dejó caer sobre su cama dando un hondo suspiro.

    —Que aburrida estoy, ojalá llegue pronto el fin de semana, no soporto estar aquí encerrada. Si tan sólo hubiera algo que hacer.

    —Ah sí, parece ser que mañana hay una fiesta en el centro de la ciudad, pero como estamos aquí no podremos ir, es una pena porque va a estar buenísima – Dijo Tenten también soltando un suspiro, desanimada.

    —¡¿Cómo?! – Gritó Ino emocionada – Pero obvio que vamos a ir.

    —Pero Ino-san, no podemos ir a menos que nos escapemos – Le dijo Matsuri tratando de disuadirla, pero eso sólo la animó más.

    —Exacto – Dijo con una sonrisa.

    —¿Qué? – Exclamó Tenten – Ah no Ino, si nos descubren nos van a castigar, no pienso escaparme.

    —Tú lo dijiste, si nos descubren.

    —Estás loca Ino – Le dijo Tenten arrojándole un cojín en la cara.

    —Sí di lo que quieras, yo voy a ir, y les diré a todos los demás para que se escapen conmigo – Dijo Ino muy sonriente. Al oír que los "demás" también irían, Matsuri se animó, ya que de seguro Gaara también estaría ahí, y veía una oportunidad de estar con él.

    —Eh, si tú vas yo también quiero ir – Dijo la castaña.

    —Claro Matsuri – Le dijo Ino con una sonrisa, aunque por dentro no estaba muy feliz – Pero en ese lugar te demostraré que Gaara me pertenece- Pensó.

    —Ah no, si las dos van yo no pienso quedarme, sino me aburriré – Dijo Tenten.

    —¿Ahora si vas? – Preguntó Ino entornando los ojos, mientras Tenten la veía con una gotita en la frente.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Sasuke, Gaara y Neji jugaban a las cartas sobre la cama del pelirrojo, mientras Naruto escuchaba música en un radio pequeño, pero a todo volumen. Sasuke ya se estaba hartando, ya que justo cuando estaba por sacar una carta un grito proveniente de esta extraña música que oía el rubio, le hizo dar un salto, tirando todas las cartas de su mano al suelo.

    —¡¿Ya podrías bajar esa cosa?! ¡Me tienes harto! – Gritó el azabache parándose.

    —No tengo por que hacer lo que tú dices, así que déjame en paz – Respondió Naruto haciéndole caso omiso sobre bajar el volumen de su radio. En realdad, lo hacía sólo por fastidiarlo a él.

    —Ya estoy cansado de ti dobe, te voy a matar – Advirtió Sasuke antes de lanzarse sobre Naruto. Ambos comenzaron a darse de combos y patadas, cayéndose de la cama. Desde hace tiempo ambos tenían deseos de matarse a golpes.

    Gaara y Neji trataron de detenerlos, pero ninguno de los dos quería ceder. Sin embargo, en ese momento entró el prefecto Ebizu, con una mirada muy seria.

    —¡¿Qué está pasando aquí?! – Gritó al ver a Sasuke y a Naruto tirados en el suelo, el rubio agarrando al azabache del cuello de la camisa y viceversa, y a Neji y Gaara tirando uno del brazo de Naruto y el otro del de Sasuke. Además había un gran desorden en esa alcoba.

    —Esto… - Trató de explicarse Sasuke, que al igual que sus compañeros no hallaba una respuesta con la cual salvarse.

    —Estábamos practicando defensa personal ¿Verdad Sasuke? – Preguntó Naruto poniendo una sonrisa forzada, mientras abrazaba a Sasuke por el cuello. El azabache lo fulminó con la mirada, pero después asintió.

    —Eh, así es Naruto – Respondió nervioso.

    —¿Acaso me creen idiota? – Preguntó Ebizu ajustándose los lentes negros que usaba.

    —Nooo – Respondieron los cuatro.

    —Pero es verdad – Intervino Gaara – Es que Neji nos enseñaba karate porque él es cinturón negro, por eso es que estábamos los cuatro así.

    —¿Yo? Es decir, sí yo – Dijo Neji riendo nerviosamente. Los otros tres comenzaron a reír igual, con una gotita sobre sus frentes.

    —Mmm, bueno, les voy a creer por ésta vez, pero no hagan más escándalos ¿De acuerdo?

    Ebizu se fue y los cuatro suspiraron, aún en la misma posición.

    —Ya suéltame – Dijo Sasuke parándose bruscamente.

    —Ja, agradece que te salvé el pescuezo – Le dijo el rubio frunciendo el ceño.

    —Hmp.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    —¡Ok, hora de hacer abdominales! – Gritó Lee emocionado mientras se tiraba al suelo a empezar con su faena - ¡Uno, dos, tres…!

    —Que problemático – Musitó Shikamaru al verlo.

    —Ajá – Asintió Kiba. De pronto notó en su celular un mensaje de Ino - ¿Sabías que mañana hay una fiesta?

    —¿Y eso qué? Éste lugar es una cárcel, no podemos ni respirar tranquilos.

    —Yo conozco una salida secreta – Dijo Chouji mientras abría un paquete de papas fritas y se ponía a comer. Shikamaru y Kiba lo quedaron mirando fijamente, mientras Lee seguía sumido en sus ejercicios.

    —¿A sí?

    —Ajá ¿Quieren que les diga?

    Los dos chicos simplemente asintieron.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Al día siguiente en el salón…

    —Que flojera, la próxima semana hay examen – Dijo Sakura dejándose caer sobre su puesto, muy deprimida, porque aunque había estudiado mucho odiaba los exámenes, como todo el mundo.

    —Sí, creo que voy a reprobar – Dijo Tenten deprimida igual que Sakura. De pronto recordó lo de la fiesta – Por cierto tenía algo que comentarte.

    —¿Qué?

    -

    —¿Una fiesta Ino-chan? – Preguntó Hinata un tanto dudosa.

    —Así es, es hoy en la noche – Le respondió Ino.

    —¿Pero como nos vamos a escapar? – Preguntó Temari, quien ya estaba entusiasmada con la idea de la fiesta.

    —Kiba me dijo que Chouji les contó a él y a Shikamaru que conoce una salida secreta, así es como vamos a huir – Dijo Ino.

    —No lo sé… ¿Cómo nos libraremos del guardia? – Preguntó Hinata aún desconfiada, pero si sus amigas iban entonces ella no tenía nada que perder, y si no iba se perdería una gran oportunidad de estar con Naruto – Aunque no debería estar pensando en estar con él, sino con Sasuke que es mi novio… rayos ¿Qué me está pasando?

    —No pasa nada con eso, el guardia siempre está vigilando la entrada, no va a sospechar que nos iremos por atrás, además no seas aguafiestas.

    —De acuerdo – Dijo la ojiperla.

    -

    —Que bien Kiba, claro que voy – Dijo Naruto sonriente - ¿Pero quien más irá?

    —A estas alturas ya debe saberlo todo el salón y creo que hasta algunos de tercero – Respondió Kiba.

    —Vaya, y tenía que ser discreto – Dijo Naruto entornando los ojos.

    —Yo no tuve la culpa, Lee le contó a todo el mundo.

    -

    —Claro que voy a ir Hinata – Dijo Sasuke sentándose a su lado, después de que las chicas le preguntaran – Y tú irás conmigo.

    —¿Ya ves Hinata? – Dijo Temari.

    —S-si, pero… aún no sé

    —No tengas miedo princesa, no nos van a descubrir – Le dijo Sasuke abrazándola. Luego volteó a ver hacia el asiento de Sakura, que los miraba como siempre frunciendo el ceño. Después la peli rosa volteó el rostro y Sasuke sonrió con arrogancia - ¿Y entonces irás?

    —S-si – Respondió Hinata.

    Naruto los observaba sintiéndose molesto, no podía soportar que Hinata estuviera con ese idiota.

    Que injusta es la vida, una chica tan linda con un tipo como él – Pensó mientras los veía apoyando el rostro sobre su mano, la cual estaba sobre su mesa.

    —Así que te gusta Hinata – Le dijo Kiba a modo de burla.

    —Déjame en paz Kiba – Respondió Naruto desviando la mirada.

    —Bueno, no te enfades.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Finalmente las clases del día acabaron y todos se reunieron en el enorme patio trasero del instituto. Estaba casi todo el salón, y también los del grupo de Itachi, ya que a Sasuke se le había escapado sin querer en frente de él y terminó por invitarse solo.

    —Que bien, vienen muchas chicas lindas – Dijo Sasori viendo a las chicas del grupo de segundo – En especial la novia de tu hermano.

    —Ya te dije que no estés mirando a mi cuñadita, es la novia de mi hermano – Lo regañó Itachi.

    —¿Y que? Si tú siempre coqueteas con ella.

    —No es verdad – Dijo Itachi rotando los ojos.

    —¿Y que hay de la peli rosa? – Habló ahora Deidara – Ese día en la fiesta ni me dejaste acercarme a ella.

    —Y tampoco lo harás hoy – Le advirtió el Uchiha con una mirada asesina, que dejó asustadísimo al rubio.

    —Como digas hermano, es toda tuya…

    -

    Que hermosa se ve Hinata – Pensó Naruto viendo a la ojiperla embelesado.

    —Esto es problemático ¿Quién falta? – Preguntó Shikamaru.

    —La tonta esa de Sakura – Respondió Sasuke con fastidio, pero Naruto lo miró enfadado.

    —¡No trates así a Sakura-chan teme! – Le gritó el rubio. Sasuke lo miró de la misma forma.

    —¡¿Por qué acaso te gusta?! – Preguntó Sasuke mientras un rayito se formaba entre ambos, viéndose con rabia.

    —¡No, sólo es mi amiga! – Respondió Naruto.

    —¡¿A si?! ¡Pues no parece dobe!

    —¡¿Qué dijiste?! ¡¿Quieres que practique karate contigo otra vez?!

    —¡Inténtalo si puedes!

    —¡Bueno ya cállense ustedes dos! – Les gritó Neji fastidiado - ¿Quieren que nos descubran?

    En ese momento llegó Sakura, quien vestía una falda corta de mezclilla, encima una blusa de tirantes de color rosado, y usaba unos botines azules. En la cabeza llevaba un lazo rojo. Sus ojos jades resaltaban más al estar delineados, pero muy finamente y sus labios tenían un poco de brillo.

    Al verla, Sasuke se quedó pasmado por unos segundos, jamás había imaginado que Sakura fuese tan hermosa y sin embargo se recriminaba por pensar así de ella cuando se suponía que la odiaba.

    —Perdón, me retrasé un poco – Dijo Sakura sonriendo.

    —Ya era hora – Lanzó un molesto comentario el azabache, tan sólo para asegurarse de tirar con él aquel extraño sentimiento.

    —No tengo nada que decirte idiota – Dijo Sakura haciéndole un desprecio, pero esto a Sasuke le pareció más gracioso que insultante.

    —Bien, el lugar es por aquí – Dijo Chouji.

    Caminó hasta una de las paredes más lejanas del lugar, en donde había unos cuantos paneles de madera. El chico levantó uno y se podía ver un agujero que aún no había sido reparado, y era lo bastante grande como para que pasara una persona.

    —Genial ¿Por qué nunca nos lo dijiste? – Le preguntó Kiba.

    —Porque no me habían preguntado – Respondió Chouji, haciendo que a todos les apareciera una gotita en la frente.

    Después de eso todos salieron de la escuela para irse a la tan esperada fiesta, sin saber que justo ese día Shizune y Ebizu harían una inspección sorpresa, pero que iba a ser muy sorpresiva al no encontrarlos en sus camitas durmiendo como dulces angelitos.

    Continuara…

    Próximo capítulo: Una emocionante fiesta.

    ----

    Eso ha sido todo por ahora.

    ¿Que creen que suceda en la fiesta? Tendrán que esperar para saberlo ^^
    ¡Bye!
     
    • Me gusta Me gusta x 12
  7.  
    Jaizmar

    Jaizmar Usuario popular

    Virgo
    Miembro desde:
    28 Julio 2010
    Mensajes:
    549
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    hola como estas? te dire que me a encantado el capitulo y te quiero agradecer por
    avisarme que subiste la continuacion hay la que les espera a todos itsunade le va a
    echar la madre ensima a todos aunque eso es lo de menos lo que quiero es saber lo
    que va a pasar en esa fiesta ya me imagine la cara de sasuke cuando vio a sakura
    y estuvo cerca lo de la pelea entre naruto y sasuke bueno espero con muchas
    ansias la continuacion sayonara ñ_ñ
     
  8.  
    Kaguya Ootsutsuki

    Kaguya Ootsutsuki Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    30 Septiembre 2010
    Mensajes:
    213
    Pluma de
    Escritora
    hola!!!!!!;)
    esta increíble tu fic, no hay duda de eso, como es eso que Hinata se escapa, sin duda Sasuke:confused: es una mala influencia para ella:eek: o si si ni que se diga de los pervertidos de de los amigos de Itachi, me da pena que Naruto tenga que ver a Hinata de lejos eso me pone muy triste :( por cierto me da pena con Sakura pero no mucho ya que no me gusta mucho esa parejita:p jejeje yo soy amante al Naruhina y lo quiero ya:) pero bueno estuvo super el capítulo, te felicito sigue adelante y no te rindas:cool: okey besotes y un abrazote...
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  9.  
    Kuro Neko

    Kuro Neko Entusiasta

    Leo
    Miembro desde:
    26 Agosto 2009
    Mensajes:
    185
    Pluma de
    Escritora
    Genial, una ¡¡¡Fiesta!!!!
    Se van a meter en problemas si los cachan pero…aún así esta genial. no puedo creer que Sasuke le empiece a gustar Sakura –sarcasmo–Y Hinata ¿Que?
    Pero Hinata hace mejor pareja con Naruto eso es obvio jiji:)
    Me encantaría que los regañaran jaja que mala soy pero por una parte va a valer la pena el regaño –claro si los cachan–en la fiesta que pasara?Me dejaste intrigada jeje.:cool:
    Espero y tu próxima continuación sea un poco mas larga (creo que exijo mucho, si es así dimelo)y divertida

    TQM:Midorico
     
  10.  
    YukiHyuga

    YukiHyuga Entusiasta

    Tauro
    Miembro desde:
    16 Diciembre 2009
    Mensajes:
    152
    Pluma de
    Escritora
    H0o0ola me gusto mucxoxoxo tu conT!!!
    ademas pobre naru enamorado de Hina y ella de novia..!
    la verdaD la trama esta Muy buena espero que lo continues solo una cosita...
    por favor que unos DE LOS AKATSUKI SE FIJE EN TENTEN!!!!
    quiero celos departe de neji!!!!
    PLISSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSS
    te lo agradeceria

    y creo que no seria malo que describieras los vestuarios de las chicaas
    ya que solo describiste al de Sakura...
    besoso

    YukiHyuga AkAt$uK!! $3X&
     
  11.  
    KathyInuzuka

    KathyInuzuka Iniciado

    Géminis
    Miembro desde:
    28 Septiembre 2010
    Mensajes:
    37
    El capítulo estuvo genial, me gusto mucho! Tu fic es excelente, me encanta la idea de que Itachi y Sakura sean muy amigos, realmente me encantaría que comenzaran a salir para que Sasuke se muera de los celos ¡Ja! xD La verdad no entiendo a Hinata, ¿Está loca por Naruto pero sigue con Sasuke? ¿Por qué no termina con él y ya? Sera que no se da cuenta de que hace sentir mal a Naruto cuando la ve con él u_u Todavía sigo diciendo que no puedo creer que Ino gusté de Gaara, al igual que según note Kiba se está fijando en Matsuri, todo es un enredo xD Me encanta la idea de la fiesta, el próximo capitulo se ve genial, aparte de que con esa inspección sorpresa seguro todos de meterán en problemas xD
    Espero pronto conti, cuídate mucho! n_n
     
  12.  
    itzelhyuga

    itzelhyuga Iniciado

    Cáncer
    Miembro desde:
    18 Marzo 2010
    Mensajes:
    23
    Pluma de
    Escritora
    HoOoOla hey que buen Fic ;).
    Haaaa la tematica me facina es geneal que Sasuke y Hinata sean novios la verdad me asuste mucho al principio pero despues me desasuste bueno si esa palabra existe :confused: bueno haaa a Itachi le gusta Sakura sii!! bueno no tanto haaa me encanto cuando salieron a Deportes y Neji estaba de deparavado fue lindo y deprabado a la ves bueno me boe por k me corren de la compu haa eso de estar castigada y hacer queaceres para utilizarla es malo Buuuu! bueno espero con ancias la conti OkizZz bYe!
     
  13.  
    Selene-chan

    Selene-chan Usuario común

    Géminis
    Miembro desde:
    10 Junio 2008
    Mensajes:
    319
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Teenage days [sxs-nxh-gxm-sxi-sxt-nxt]
    Clasificación:
    Para adolescentes maduros. 16 años y mayores
    Género:
    Comedia Romántica
    Total de capítulos:
    33
     
    Palabras:
    6805
    ¡Hola a todas!

    Primero, disculpen por la demora pero he tenido montones de cosas que hacer y no había tenido tiempo para postear.

    Segundo, sé que me pidieron eso de describir las vestimentas de todas las chicas, pero como ya lo expliqué anteriormente, el fic ya estaba escrito así desde hace meses y no puedo cambiarlo porque tendría que hacerlo en las otras dos webs donde estaba desde antes. Este capítulo fue escrito en Abril, desde ahí hasta la fecha he ido mejorando, sin embargo como ya dije no lo puedo cambiar, así que perdón ^^

    Y tercero, el capítulo viene completo debido a la demora, así que disfrútenlo, y recuerden que el Ooc está justificado en éste fic, sin más, a leer.

    ---------

    Capitulo 5: La fiesta

    Ya todos los chicos habían llegado al lugar donde se llevaría a cabo la fiesta. Se trataba de una discoteque bastante reconocida en la ciudad, y el lugar estaba que ardía de tanta gente.

    —Que bien, nunca puedo venir a fiestas así – Dijo Sakura con emoción reflejada en sus ojos.

    —Porque eres una pordiosera, la hija de una empleada nunca podría ponerse al nivel de nosotros – Dijo Sasuke de mala forma, haciendo enojar a la pelirrosa. Ella odiaba cuando se referían de esa forma a su madre.

    —¡Cállate! – Gritó con molestia.

    —¿Eh? – Sasuke la miró sorprendido, vaya que la había molestado.

    —Con mi mamá no te metas estúpido – Sakura le dio un fuerte empujón en el pecho y entró al lugar dándole patadas al suelo de lo furiosa que se había puesto. No podía creer que existiera en el mundo un ser tan detestable como Sasuke.

    —¿Pero que le pasa? – Preguntó el azabache arrugando el entrecejo.

    —¿Qué le hiciste a Sakura? – Inquirió Itachi viendo a su hermano menor con gran molestia.

    —Nada – Respondió Sasuke haciéndole un desprecio a su hermano mayor.

    —Más te vale – Le dijo Itachi antes de entrar al lugar tras la peli rosa. Sasuke sólo bufó molesto y entró, tratando de buscar algo divertido que hacer.

    0000000

    Hinata y Temari habían entrado juntas mientras comentaban una película que habían visto el otro día.
    La ojiperla notó que el lugar estaba abarrotado, por lo tanto debía ser una fiesta realmente buena.

    —El lugar está lleno de gente – Dijo casi gritando – Y la música está fuertísima.

    —¡¿Qué?! ¡No te oigo! – Le respondió Temari gritando también. Hinata sólo entornó los ojos ya que era obvio que no iban a poder hablar con tanto ruido.

    —Olvídalo – Respondió. En ese momento un chico que estaba en el lugar se le acercó ya que le había llamado bastante la atención.

    Hinata siempre había tenido un estilo bastante juvenil para vestir, y combinándolo con su hermosa figura –que algunos decían que era demasiado desarrollada para su edad- llamaba de sobremanera la atención de los chicos.

    Hoy lucía un pantalón sólo hasta media rodilla de color rosado, y una blusa de tirantes color blanco, con pequeñas cintitas que caían sobre su hombro. Llevaba unos zapatos parecidos a los de las bailarinas de ballet y su cabello como siempre iba suelto.

    —¿Oye quieres bailar? – Le preguntó el chico.

    —No, estoy con mi ami… - De pronto Hinata se dio cuenta de que Temari no estaba por ningún lado, la había dejado completamente sola.

    —¿Vas a bailar o qué? – Volvió a preguntar el chico.

    —No, es que mi novio está por venir – Mintió la ojiperla, pues aunque sí tenía novio, en realidad él ni siquiera estaba con ella.

    —¿Dónde está que no lo veo? – Preguntó el chico poniendo una extraña sonrisa en su rostro mientras se acercaba a Hinata. Ella pudo darse cuenta de que ya estaba pasado de las copas, así que inmediatamente le causó repulsión.

    —Etto… fue al baño, ya viene…

    —¿A si? – El extraño chico tomó a Hinata por la cintura y la atrajo hacia él – No te creo nada.

    —No, suéltame – Dijo la ojiperla tratando de zafarse, pero él realmente tenía mucha fuerza.

    —¿Oye que le estás haciendo a mi novia? – Oyeron una voz desde atrás de la chica, sin embargo esa no era la voz de Sasuke. Hinata se volteó para encontrarse con Naruto mirando fijamente a ese idiota, el cual se asustó un poco con esa mirada tan penetrante.

    —¿Es tu novia? Lo siento, ya me voy – El chico se alejó de Hinata y se fue de ahí, dejando a los dos solos.

    —¿Hinata-chan estás bien? – Le preguntó el rubio con una sonrisa, marca Uzumaki. Hinata asintió con su dulce sonrisa y un tanto sonrojada.

    —Sí, gracias Naruto-kun, me salvaste.

    —¿Dónde está el imbécil de Sasuke cuando se necesita?

    —No importa Naruto-kun, por lo menos estás tú conmigo – Hinata volvió a sonreír, haciendo que Naruto se sonrojase al verla y ella tampoco se quedaba atrás.

    —Sí… - Naruto comenzó a rascarse la mejilla con nerviosismo - ¿Bueno, quieres bailar?

    —Está bien – Le respondió Hinata tomando su mano con delicadeza. Naruto sintió que los latidos de su corazón se aceleraban de forma anormal y ella también sintió lo mismo, aunque ninguno de los dos dijo nada.

    0000000

    Itachi estaba persiguiendo a Sakura, la cual caminaba realmente rápido. Finalmente le dio alcance agarrándola del brazo, pero no con brusquedad.

    —Sakura espérate – Le dijo.

    —¿Qué pasa Itachi? – Le preguntó la peli rosa sonriendo falsamente.

    —Sakura, no le hagas caso a mi hermano, sabes como es – Le explicó el Uchiha, ya que sabía lo mal que ella se sentía por culpa de su estúpido hermano menor, y es que ese tonto no tenía tacto para nada.

    —Estoy bien, no te preocupes – Le dijo Sakura aún sonriendo, aunque Itachi sabía que las palabras de Sasuke siempre le afectaban, aún cuando trataba de hacerse la fuerte.

    —Claro – Dijo Itachi – No le creo nada – Pensó – Bueno… ¿Quieres bailar?

    —Bueno – Le respondió Sakura, esta vez sonriendo de verdad – Sasuke es un estúpido, no entiendo como puede haber alguien así… - Bajando la mirada – Y no entiendo por qué me duele tanto…

    0000000

    Ino, Matsuri y Tenten estaban sentadas bebiendo una malteada. De pronto Ino vio algo que la dejó boquiabierta y llamó la atención de las chicas.

    —¡Ah, miren eso chicas! – Gritó apuntando hacia una pareja que bailaba en la pista.

    —¿Qué cosa? – Preguntaron Tenten y Matsuri al mismo tiempo. Se voltearon hacia donde señalaba Ino y quedaron igual de sorprendidas. Ahí estaba Sasuke bailando y manoseando muy descaradamente a una chica que en sus vidas habían visto. Y lo peor fue cuando comenzaron a besarse.

    —No puedo creerlo, pobre Hinata-chan – Dijo Matsuri cubriéndose la boca con una mano, totalmente sorprendida.

    —Claro que sí, hay que contarle a Hinata, no puede seguir siendo novia de un tipo que la engaña tan desvergonzadamente – Dijo Tenten.

    —Aunque le digamos, no creo que este sea el lugar – Le dijo Matsuri.

    —Es verdad chicas, ustedes no saben pero no es la primera vez que yo veo esto – Dijo Ino dando un suspiro. Se había sorprendido al principio, porque recordaba que Sasuke había prometido no hacerlo de nuevo, sin embargo ahora se daba cuenta de que había mentido – No ganaremos nada con decirle a Hinata, yo ya le dije una vez y no me creyó nada, incluso se enfadó conmigo.

    —Pero no puede quedarse así – Volvió a hablar Matsuri.

    —Bueno, yo voy al baño – Dijo Ino levantándose y perdiéndose de la vista de las chicas. Ahora que se había alejado planeaba buscar a Gaara.

    —Yo voy por unas bebidas – Dijo Tenten también parándose de la mesa, dejando sola a la pobre Matsuri, que no sabía ni que hacer ahí.

    —Esperen, no me dejen aquí…

    0000000

    Naruto y Hinata seguían bailando mientras se sonreían mutuamente, cuando de pronto una canción lenta comenzó a sonar (the reason) y ambos comenzaron a bailar muy juntos, viéndose fijamente a los ojos, con ternura. Naruto se acercó a los labios de Hinata peligrosamente.

    —Me encanta esta canción, dice justo como me siendo ahora… - Le susurró el rubio, haciendo que el corazón de Hinata diera un vuelco.

    —Naruto-kun… - La ojiperla comenzó a cerrar sus ojos y a dejarse llevar por el momento, pero de pronto una imagen de su novio apareció en su mente, y alejó a Naruto de un suave empujón – N-no.

    —¿Qué pasa? – Le preguntó Naruto confundido.

    —Perdóname Naruto-kun – Después de estas palabras Hinata salió corriendo sin un rumbo, no quería ser una persona infiel, sin sospechar que su novio era el peor de todos los infieles.

    —¡Hinata! – Gritó el rubio corriendo detrás de ella.

    0000000

    —¡¿Cómo que se escaparon esos mocosos del demonio?! – Gritó Tsunade histérica dándole un golpe al escritorio tan fuerte que éste casi se parte a la mitad.

    —¿Q-quiere que le avise a los padres? – Preguntó Shizune un poco asustada.

    —No aún, lo haremos mañana – Respondió Tsunade volviendo a sentarse, ya más calmada – Esos mocosos se van a arrepentir de querer verme la cara.

    —Como diga Tsunade-sama – Dijo Shizune haciendo una leve reverencia.

    0000000

    —Rayos – Se quejó Matsuri mientras caminaba entre la gente tratando de buscar a alguien conocido – Sola aquí, y además no conozco a nadie – Suspiró - ¿Ay que hago?

    Ya se había alejado de la mesa y de pronto la gente comenzó a empujarla pues habían puesto una canción muy movida. Sin querer chocó contra la espalda de alguien.

    —Que daño – Se quejó sobándose la nariz – Perdón – Se disculpó, sin embargo al mirar al chico su rostro se puso tan rojo que parecía tener fiebre – G-Gaara.

    —No te preocupes – Le dijo Gaara - ¿Y que haces tan sola?

    —Lo que pasa es que… - Matsuri no terminó de hablar al notar a una chica que agarraba del brazo a Gaara. Al parecer estaba bailando con ella, y ella la miró despectivamente, como diciéndole que se fuera – N-no es nada, yo debo irme… no te quiero interrumpir – Después de decir esto la castaña se fue corriendo, dejando a un Gaara muy confundido – Soy tan tonta… él estaba con una chica.

    —Hey Matsuri – La llamó el pelirrojo - ¿Qué le pasará?

    —Ay, no le hagas caso, déjala – Le dijo la chica poniendo una sensual voz que a Gaara le fastidió un poco – Esa chica se ve que es una tonta – Y abrazó al pelirrojo para seguir bailando con él, pero Gaara la apartó de inmediato.

    —No te permito que insultes a mi amiga, y en todo caso ni me sé tu nombre – Le dijo antes de salir corriendo detrás de Matsuri. En realidad no sabía que había pasado, ni por qué le había molestado tanto lo que dijo esa chica, sólo sabía que ahora quería estar con ella.

    0000000

    Fugaku Uchiha era un hombre muy frío y solitario, entregado completamente a su trabajo y casi sin tiempo para su familia. Como era uno de los accionistas mayoritarios de Konoha Corporation, debía siempre ser un hombre recto y disciplinado, que diera el ejemplo al igual que su familia. Todos eran igual de rectos, pero su hijo Sasuke…

    Sasuke siempre había sido un niño problema, llevándole la contraria en todo. Ambos tenían caracteres muy fuertes y chocaban constantemente. Sasuke siempre estaba metido en problemas, ya sean peleas, carreras clandestinas, o cualquier otra cosa que a él le desagradara, y sólo lo hacía por enfadarlo.

    Por estas razones siempre terminaba comparándolo con Itachi ¿Por qué no podía ser un prodigio como su hermano? Itachi era todo un orgullo para él, lo quería como el próximo heredero para la empresa, pero su hijo mayor ya le había manifestado su deseo por convertirse en un eminente médico, y no pensaba obligarlo a hacer algo que no quería después de haber sido toda su vida un ejemplo a seguir.

    Sasuke era su única opción como sucesor, y aunque no quería debía aceptarlo. Y no es que no quisiera a su hijo, porque después de todo era sangre de su sangre, era sólo que odiaba su forma tan rebelde de ser. Sasuke podía hacerle pensar que sin él haría lo que fuera, pero sabía que no era cierto.

    —Aunque se comporte tan autosuficientemente jamás podría sobrevivir sin mí – Dijo con una media sonrisa el padre de los hermanos Uchiha.

    —Fugaku ¿No crees que Sasuke se está comportando mejor? – Le preguntó su esposa mientras le servía una taza de café – En toda la semana no ha habido ni una sola queja de él.

    —Sí – Respondió Fugaku mientras bebía un sorbo de su taza – Me alegra que por fin me esté haciendo caso, tal vez le levante el castigo.

    —Sí – Dijo Mikoto con su dulce y comprensiva sonrisa – Sasuke es un chico orgulloso, pero es porque se parece a ti.

    —¿Tú crees? – Preguntó Fugaku sonriendo, ya que en el fondo él también lo creía.

    —Sí – Dijo su esposa antes de abrazarlo – Por algo son padre e hijo.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Sakura e Itachi hablaban muy animadamente. Cada vez que Sakura hablaba con él se daba cuenta de que tenían más cosas en común y que coincidían en lo principal: que Sasuke era un insoportable.

    —¿Oye quieres algo de tomar Itachi? – Preguntó la peli rosa poniéndose de pie de pronto, pero él la jaló de la muñeca, haciendo que volviera a sentarse.

    —Claro, pero yo voy por ellos – Se ofreció él - ¿Qué quieres que te traiga?

    —¿Un jugo?

    —¿Pero como, no prefieres un trago? – Preguntó Itachi algo desconcertado.

    —No, no bebo – Respondió Sakura bajando la mirada un tanto avergonzada y sonrojada, ya que ella era una de las pocas chicas de su edad que no bebían.

    —Ah, bueno… - Itachi le sonrió – Pues voy.

    —Sí – La peli rosa también sonrió. Como estaba aburrida, comenzó a mirar en varias direcciones, y de pronto pudo ver a Sasuke, quien se besaba sin ningún pudor con una chica que quien sabe quien era.

    Al ver esto, Sakura se sintió extrañamente ofendida, aunque trataba de convencerse de que sólo era por Hinata – Es un descarado… ¿Qué no está con Hinata? Es un sínico…

    —¿De quien hablas? – Se apareció Itachi de pronto, lo que hizo a Sakura dar un salto debido a la sorpresa.

    —Itachi, no me asustes así.

    —Perdona – Le dijo el azabache sentándose junto a ella - ¿Y de quien hablabas?

    —No, de nadie – Respondió Sakura algo nerviosa – De ninguna manera le diré que era de su hermano, tal vez se lleven mal pero son hermanos al fin y al cabo – La peli rosa volvió a ver a Sasuke, poniendo una expresión de rabia – Pero es un imbécil, ojalá Hinata se de cuenta pronto para que lo deje.

    0000000

    Ino estaba saliendo del baño bastante distraída, pensando que ahora o nunca debía buscar a Gaara y decirle que desde hace tiempo estaba loca por él, sin embargo chocó contra el pecho de una persona, logrando interrumpir sus pensamientos.

    —Lo siento – Se disculpó. Al levantar la mirada pudo ver a un chico de cabello negro azabache, de piel blanca y ojos tan negros como la noche. En realidad era muy guapo, tanto que se quedó sin habla por unos segundos. Además habían quedado muy cerca el uno del otro, e Ino sentía como si de pronto el tiempo se hubiese detenido, pero la magia fue abruptamente interrumpida.

    —Deberías tener más cuidado rubia – Habló el pelinegro – Podrías herir a alguien si vas así de despistada - La miró de pies a cabeza – Aunque estás buena, igual podemos tener algo de acción.

    —¡¿Qué?! – Gritó Ino al tiempo que parpadeaba como cien veces por segundo, totalmente sorprendida por lo que él acababa de decir.

    —Me refiero a sexo claro ¿O me vas a decir que eres virgen? – Preguntó el chico con una sonrisa algo arrogante.

    Ino se sonrojó hasta la raíz de los cabellos, y no era para menos, si ese tipo ni siquiera sabía su nombre y ya le estaba pidiendo sexo, y encima ¿Quién demonios se creía que era, el rey del mundo o que?

    —Estás loco, y eres un pervertido – Le dijo Ino muy enfadada, dándole un fuerte empujón en el pecho para después perderse entre la gente.

    —Pero que chica… - Susurró él sonriendo – Era muy bonita, pero ni modo.

    0000000

    Tenten regresaba a la mesa en donde se supone estaban sus amigas, pero al llegar ninguna de ellas estaba ahí.

    —¿Y las chicas? – Preguntó desanimada – Ay, rayos – Se volteó y miró a todos lados. Entre tanta gente no lograba distinguir a nadie conocido. Dejó el vaso que tenía en la mano sobre la mesa y caminó a ver si lograba verlas.

    —¿Qué haces? – Escuchó una voz a su espalda de pronto. Tenten dio un salto algo asustada.

    —Neji… - Dijo suspirando aliviada.

    —¿Qué? ¿Te asusté? – Preguntó el castaño con una sonrisa – Disculpa.

    —No, no pasa nada.

    —Estás muy sola ¿No quieres bailar? – Neji le ofreció su mano y ella la estrechó mientras le sonreía.

    —Bueno… de acuerdo – Respondió Tenten.

    0000000

    Shikamaru y Temari estaban sentados en la barra hablando pero la rubia estaba ya bastante aburrida porque su amigo no hacía más que encontrar todo lo que lo rodeaba problemático y eso ya la estaba volviendo loca.

    —Maldita sea Shikamaru ¿Qué no sabes decir otra cosa? – Le preguntó la rubia enfadada. Shikamaru la miró arqueando una ceja.

    —Tsk, problemática.

    —Ah no, yo ya me harté, mejor me voy – Dijo Temari poniéndose de pie, pero cuando iba a irse Shikamaru la jaló de la muñeca, haciéndola pegarse a su cuerpo. La rubia estaba muy desconcertada - ¿Qué demonios te pasa?

    —¿Por qué no dejas de ser tan problemática?

    —¿Y tú por que no te vas a la mierd…? – Temari abrió sus ojos desmesuradamente al sentir sobre sus labios los del chico Nara. Jamás se había esperado tal acción de su parte, sin embargo debía admitir que Shikamaru besaba muy bien.

    0000000

    Sasuke aún seguía bailando con la chica esa de hace un rato, pero de pronto se aburrió y se alejó de ella con la excusa de ir al baño. Siempre hacía eso cuando s aburría de estar con alguien. Después de alejarse lo suficiente decidió buscar a Hinata o a sus amigos.

    —¿Dónde podrá estar Hinata? – Se preguntó. En ese momento volteó a ver hacia una mesa en donde estaban Sakura y su hermano Itachi hablando muy animadamente. Por su forma de sonreír se notaba que se llevaban muy bien – Esos dos… Itachi otra vez va por una de sus conquistas. Hmp, aunque Sakura no vale la pena – Volteó el rostro hacia otro lado sintiéndose muy molesto, aunque no sabía muy bien por qué.

    De pronto recordó el momento en que vio a Sakura llorar en la azotea de la escuela y las palabras que ella dijo: que no podía estar con ningún hombre.

    —¿Qué demonios habrá querido decir? - Se preguntó intrigado.

    0000000

    —Que tonta fui… - Se regañó Hinata – No debí huir de Naruto-kun, pero… cuando lo tuve tan cerca yo… - Tocó su pecho – Mi corazón comenzó a latir muy fuerte.

    La ojiperla se encontraba dentro del baño. Se mojó un poco el rostro y decidió salir, sin embargo no alcanzó a hacerlo cuando cierto rubio apareció en la entrada.

    —Al fin te encuentro Hinata-chan – Sonrió Naruto, poniéndose justo en la entrada para impedirle el paso.

    —N-Naruto-kun… - Dijo Hinata sonrojada - ¿Qué haces aquí? Este es el baño de chicas.

    —Sí, ya sé. Te estuve esperando un buen rato y finalmente me decidí a entrar, que bueno que lo hice.

    —Etto… - Hinata no sabía que decir, estaba demasiado avergonzada y sonrojada como para sostener su mirada frente a Naruto. No halló otra forma de huir de ello sino mirando al suelo.

    —¿Por qué huiste de mi? – Le preguntó Naruto acercándose a ella y haciéndole retroceder.

    —P-porque yo… yo no puedo… engañar a mi novio… - Balbuceó muerta de los nervios.

    —Hinata-chan, deja de balbucear y dime la verdad ¿Reamente amas tanto a Sasuke?

    —¿Qué? – A Hinata esta pregunta la agarró con la guarida baja. No tenía idea de que responder, y al mismo tiempo le parecía ilógico, la respuesta debía ser obvia, pero no podía decirle que sí, sabía que sí no era la verdadera respuesta – Naruto-kun yo…

    —Ay sí ¿Ya viste su horrible cabello? – Se escucharon las voces de unas chicas que estaban entrando al baño. Naruto abrazó a Hinata y ambos se escondieron detrás de una de las puertas mientras él le cubría la boca para que no dijese nada, si los descubrían ahí se podría armar un gran escándalo.

    —Sí, ya la vi ¿Quién se cree? O sea – Dijo otra de las chicas.

    Hinata quitó la mano de Naruto de su boca y cuando trató de decir algo, él simplemente la calló poniendo un dedo sobre sus labios.

    —Shhh – Le susurró para que guardara silencio, mientras la ojiperla se sonrojaba cada vez más debido a la cercanía del rubio.

    Naruto-kun…

    0000000

    Matsuri se había salido del local y ahora estaba sentada afuera, donde ya no quedaba nadie. Se sentía como una tonta, sentía que fue demasiado estúpido de su parte eso de salir corriendo de ahí sólo por haber visto a Gaara con una chica, pero le dolía el pecho cada vez que lo imaginaba con alguien más. Se estaba dando cuenta de que no sólo le gustaba, sino que estaba enamorándose de él.

    —Soy una tonta… - Suspiró.

    —Sí que lo eres – Escuchó una gruesa y masculina voz a sus espaldas. La castaña dio un salto y casi le da un infarto al ver a Gaara parado atrás de ella, con su siempre serio rostro y esos ojos que la derretían por completo.

    —Gaara… ¿Qué estás haciendo aquí? – Le preguntó nerviosa y confundida.

    —La verdad no sé – Respondió el chico sentándose a su lado – Sólo… cuando te vi correr no me sentí bien, creo que temí que pudiese pasarte algo - Sonrió levemente. Matsuri se sonrojó ante estas palabras y bajó la cabeza - ¿Por qué te fuiste?

    —No te quería interrumpir con tu novia…

    —¿Pero que dices? Ni si quiera sabía el nombre de esa chica, sólo estábamos bailando y ya – Dijo Gaara algo divertido porque Matsuri haya pensando que esa chica era su novia.

    —Ah… y-ya veo… - Matsuri volvió a bajar la cabeza, esta vez muy apenada por haber pensado mal, por haber confundido las cosas, y en el fondo, por haberse mostrado celosa. Era la primera vez que lo sentía, aquella rabia al ver a la persona que ella quería con alguien más, esa tristeza al pensar que él quería a alguien más. Pero ahora se sentía mucho más aliviada al darse cuenta de que eso no pasaba en realidad, y de que Gaara había ido a buscarla, eso aunque le avergonzaba bastante, la hacía muy feliz.

    —¿Regresemos y bailamos? – Le preguntó el pelirrojo mientras le tomaba la mano, lo que inevitablemente aceleró los latidos de su corazón.

    —D-de acuerdo… - Respondió ella al mismo tiempo que se ponía de pie.

    Cuando los dos volvieron a entrar al lugar, Ino -quien estaba sentada en la mesa donde se supone debían estar sus amigas- los observó. Notó que estaban tomados de la mano, y los celos no tardaron en invadir su ser por completo.

    —Otra vez… - Susurró la rubia mientras fruncía el ceño – Otra vez tratas de robármelo Matsuri…

    0000000

    —Bueno, ya vámonos – Dijo una de las chicas que aún seguía en el baño, mientras Naruto y Hinata aún seguían encerrados y abrazados.

    —Sí, vamos – Le respondió la otra.

    —Naruto-kun, creo que ya se fueron – Le susurró Hinata en voz baja. Lo tenía tan cerca que hasta podía sentir su respiración sobre su rostro.

    —Sí – Le dijo Naruto soltándola, permitiendo que ella quedase justo al lado de la puerta, ya que antes era la espalda de él la que daba contra ésta - ¿Pero sabes Hinata? – Preguntó.

    —¿Qué? – Le preguntó la ojiperla, pero no alcanzó a decir nada cuando Naruto volvió a abrazarla, acorralándola entre la puerta y su cuerpo, en aquel estrecho lugar, donde sus respiraciones se entremezclaban con esa cercanía.

    —Ahora ya no te me puedes escapar – Le susurró Naruto justo en la comisura de los labios, haciendo que el corazón de Hinata agitara desmesuradamente sus latidos, de una forma casi alarmante.

    —Naruto-kun, no por favor… - Pidió ella, en un intento por resistirse a esos labios que tanto deseaba desde la primera vez que le había visto a los ojos, aquella vez en que tropezaron en el pasillo de la escuela.

    —No quiero oír pretextos – Fue todo lo que le dijo el rubio antes de desaparecer por completo la distancia que los separaba, juntando sus labios en un toque tan suave, que Hinata sentía que estaba flotando en el cielo. Naruto llevó una de sus manos hasta el rosto de la Hyuuga acariciando su mejilla, y profundizó aquel beso lo más que pudo, disfrutando de ese contacto tan maravilloso que eran los labios de Hinata. Mientras que Hinata sentía algo que jamás sintió con ninguno de los besos de Sasuke. Sentía que el corazón se le iba a salir en cualquier momento mientras su lengua y la de Naruto se enfrascaban en una especie de batalla, que terminó por cortarles la respiración a ambos.

    0000000

    Matsuri y Gaara estaban bailando, mientras se sonreían mutuamente. La castaña se sentía realmente feliz de estar con él en este momento, aunque sólo fuesen amigos.

    —O-oye Gaara… - Lo llamó algo avergonzada, como usualmente le pasaba cada vez que estaba con él.

    —¿Sí, que pasa? – Preguntó el pelirrojo, notando que ella se había puesto algo roja y desvió la mirada al suelo.

    —Me preguntaba… una persona como tú, que bueno… tiene tanta popularidad con las chicas… ¿Por qué no tienes novia aún? – Preguntó Matsuri muy apenada, pero quería oír la respuesta de él, y aunque le hubiese costado hacer esa pregunta, había reunido todo el valor necesario.

    —¿Eh? Pues… - Gaara pensó un momento su respuesta, guardando silencio – Podrás pensar que soy un mujeriego, bueno, todos lo piensan y eso es por juntarme con Sasuke – Rió un poco divertido al ver a Matsuri también soltar una risita – Pero la verdad es que yo no soy así, a mi no me gusta ver las lágrimas de una chica por mi culpa, así que si estoy con alguien… sólo es porque esa persona me gusta de verdad – Lo último lo dijo en un tono más bajo, un poco avergonzado.

    Matsuri sintió un ligero cosquilleo en su estómago y lo miró con una sonrisa.

    —Ya veo… entonces, espero que encuentres pronto a esa persona.

    —Sí – Respondió Gaara desviando la mirada – La verdad es que ya la he encontrado, pero ella… - Pensó algo entristecido.

    —¿Te sucede algo?

    —Eh, no… sigamos bailando Matsuri – Contestó Gaara con una media sonrisa. La castaña asintió con su cabeza y de pronto una persona atrás de ella la empujó, haciéndola caer en los brazos del chico con quien bailaba. Cuando se vio tan cerca de él, se puso tan sonrojada que sentía que iba a desmayarse - ¿Estás bien?

    —S-sí… y-yo… - Tartamudeaba la chica, no sabía que decir, ni como hacerlo, lo único que tenía claro era que estaba tremendamente nerviosa al observar tan de cerca esos hermosos ojos que tenía Gaara.

    Ambos se quedaron en esa posición unos segundos, como si de pronto todo a su alrededor hubiese desaparecido, o al menos eso sentía Matsuri, que ya ni siquiera podía oír la música, totalmente hipnotizada por la mirada de Gaara. Sintió como el aliento del pelirrojo se iba acercando y sintió como él la tomaba por la cintura.

    —¿Podría ser? – Pensó avergonzada - ¿Gaara va a besarme? ¿Mi primer beso?

    -¿Qué me pasa? – Se preguntó Gaara en su fuero interno. De pronto no podía dejar de mirarla, era como si ella fuese lo único que había en ese lugar además de él, pero sacudió un poco su cabeza y soltó a la chica suavemente – Deberías tener más cuidado, casi te caes.

    —S-sí – Dijo Matsuri algo decepcionada porque las cosas no salieron como ella las esperaba.

    0000000

    —¡No, detente! – Gritó Hinata propinándole una cachetada al rubio y empujándolo para separarlo de ella, haciéndolo quedar sentado sobre el retrete, luego de lo cual se fue corriendo.

    —Pero Hinata… - Susurró Naruto llevándose una mano al rostro, en donde ella lo había golpeado. De verdad no entendía lo que había pasado ¿Acaso Hinata no lo quería? Y si era así ¿Entonces por que correspondió su beso? ¿Estaba jugando con sus sentimientos? – No… ella no es así, yo lo sé…

    0000000

    Hinata corrió hasta salir del lugar y pasó frente a Sasuke quien había salido hace rato a tomar aire. Al verla y notar que ésta lloraba, se sorprendió y a la vez se preocupó mucho, después de todo y aunque la engañara, ella era su novia.

    Hinata se detuvo cerca de la entrada del local, apoyando una mano en la pared, mientras tocaba sus labios, donde había recibido ese beso tan mágico.

    —Soy una tonta… pero el beso de Naruto-kun fue tan lindo… - Susurró. En ese momento llegó Sasuke -quien no alcanzó a oír sus palabras- y le tocó el hombro.

    —Hinata – La llamó. La ojiperla dio un pequeño salto por la sorpresa y luego se volteó para verlo.

    —Sasuke-kun ¿D-donde estabas? – Preguntó algo nerviosa.

    —¿Yo? – Habló el azabache, también sintiéndose nervioso, por el hecho de ser descubierto – Buscándote – Dijo hábilmente - ¿Qué te pasa?

    —¿Eh? N-nada – La chica lo abrazó, sintiéndose culpable por haber besado a Naruto mientras él la buscaba – No puede ser, soy una traidora. Él buscándome y yo engañándolo con Naruto-kun – Pensó.

    —¿Hinata estás bien? – Le preguntó Sasuke mientras rodeaba la cintura de ella con sus brazos – Me preocupa que estuvieses llorando ¿Acaso alguien te hizo algo?

    —No… sólo era un tipo queriendo propasarse conmigo, eso es todo, pero no me hizo nada.

    —Tonta, debiste buscarme – Le susurró Sasuke, antes de unir sus labios con los de ella mientras la abrazaba, pero Hinata no sintió nada, este beso no se comparaba con el de Naruto. Y por su parte, Sasuke se sentía algo culpable por hacerle todas esas cosas, pero esa era su forma de vida, y sentía que jamás podría cambiar por nadie.

    0000000

    —¿Shikamaru que te pasa? ¿Por qué me has besado? – Preguntó Temari mientras lo apartaba bruscamente. Estaba demasiado molesta con él como para corresponder así como así un beso.

    —Escucha Temari, lo siento, esto no debió pasar – Se disculpó el pelinegro mirando a otro lado mientras se llevaba las manos a los bolsillos.

    —¿Sabes que? Eres un idiota Shikamaru – Temari le dio un empujón en el pecho antes de irse corriendo ¿Pero que le pasaba? Primero la besaba y después decía que no debió pasar.

    Definitivamente no había quien entendiera a Shikamaru Nara y ella no sería quien se prestaría para tan difícil tarea.

    —Espera Temari – Pidió Shikamaru tratando de detenerla, pero ella se fue igualmente – Oh rayos, ya la he cagado – Se regañó a sí mismo. En eso se le acercó Kiba con una botella de sake en la mano.

    —¿Qué te pasa Shikamaru? – Preguntó el castaño al ver a su amigo enfadado.

    —Déjame en paz – Respondió el Nara con una extraña aura negra a su alrededor, para después irse, dejando solo a un desconcertado Kiba.

    —¿Y ahora yo que hice? – Se preguntó. En eso una chica se le acercó y le agarró descaradamente el trasero, a lo que Kiba dio un vuelco algo asustado, pero enseguida vio a una hermosa pelirroja que lo miraba pervertidamente.

    —¿Vamos a bailar guapo? – Preguntó ésta divertida.

    —B-bueno… - Respondió Kiba algo dudoso, jamás pensó ser acosado en una fiesta – Je, soy todo un galán – Pensó orgulloso.

    0000000

    La música cambió a romántica otra vez, y Neji junto a Tenten bailaban muy pegaditos. Él la sostenía por la cintura con ambas manos, mientras ella lo rodeaba por el cuello a él. En un momento la chica apoyó su cabeza en el pecho de Neji, quien al verla sólo esbozó una sonrisa.

    Cielos… Neji tiene un aroma tan varonil – Pensó Tenten, embelesada por ese chico, quien sólo la miraba con sus ojos blancos.

    —¿Te pasa algo? – Le preguntó Neji, a lo que Tenten por fin reaccionó por lo que había hecho y se separó un poco de él, mirándolo sonrojada.

    —N-no, nada, como crees – Respondió algo nerviosa.

    —Te vi un poco distraída – Explicó Neji, a lo que Tenten miró hacia otro lugar.

    —Sólo pensaba en algunas cosas.

    —Ya veo… si quieres podemos sentarnos y… - Iba a decir el castaño, pero fue interrumpido.

    -¡No! – Gritó Tenten – Es decir, no es necesario, yo me siento bien aquí contigo.

    —Entonces sigamos bailando – Dijo Neji con una sonrisa, que sólo hizo que la chica se volviera a sonrojar.

    —Sí…

    0000000

    Sakura e Itachi salieron un momento del local para tomar aire fresco, ya que la peli rosa le había dicho que se sentía algo asfixiada y que ya tenía ganas de volver. Al salir vieron a Sasuke y a Hinata muy abrazados, lo que provocó cierta molestia en la chica, pero según ella sólo era por lo descarado que era al abrazarla ahora después que la había engañado allá adentro.

    —Eh, hermanito ¿Qué hacen aquí afuera? – Les preguntó Itachi mientras se les acercaba, tomado de la mano con Sakura, lo cual notó Sasuke, pero no dijo nada.

    —No me llames hermanito idiota – Aclaró Sasuke molesto – Y no es nada, sólo que a Hinata la estaban molestando allá adentro.

    —¿Estás bien Hinata? – Le preguntó Sakura, obviamente preocupada por su amiga.

    —Así es Sakura, no me pasó nada – Respondió la ojiperla con una sonrisa. Sasuke entornó los ojos y miró a Sakura con una molesta expresión en su rostro.

    —Pero que entrometida eres peli rosa – Dijo de forma arrogante. Sakura lo miró enojada.

    —¿Y a ti quien te preguntó? Yo estaba hablando con MI amiga ¿Me oyes? – Habló la peli rosa, remarcando la palabra mí.

    —¿A si? Pues aún así no te importa, puesto que estaba conmigo SU novio – Aclaró Sasuke mientras se apuntaba con su dedo índice. Para Itachi y Hinata, esto ya se hacía común, pero aún así era irritante verlos pelear apenas se veían.

    —¡Tienes pantalones para llamarte su novio después de lo que le hiciste! – Gritó Sakura, a lo que el azabache quedó algo desconcertado.

    —¿Eh?

    —Eh chicos, ya dejen de pelear por favor – Les pidió Itachi con una gotita resbalando por su sien.

    —Sasuke… ¿Qué quiere decir Sakura con lo que me hiciste? – Preguntó Hinata algo confundida. Sasuke por un momento se sintió amenazado, pero enseguida volvió a poner su postura seria.

    —No sé de que habla, está loca – Respondió como si nada.

    —¿Loca? – Repitió la peli rosa mientras una venita se marcaba en su frente – No puedo creerlo, es un completo descarado.

    —Sakura, será mejor que volvamos adentro – Dijo Itachi, volviendo a tomar la mano de la chica, ya que se habían soltado durante la discusión con Sasuke.

    —No Itachi, yo ya me quiero ir ¿Podrías llevarme? – Pidió con una sonrisa amable, lo que como fuera, dejaba desconcertado a Sasuke, ya que cuando ella sonreía se veía realmente hermosa, y de cierta forma le daba envidia que ella sólo sonriera para el idiota de su hermano. Después se ponía a pensar que idiotas eran sus pensamientos.

    Ja ¿Hermosa Sakura? Si, como no – Pensó con fastidio.

    —Claro, vamos – Dijo Itachi.

    Sakura se adelantó hacia la orilla de la calle para detener un taxi, y Hinata decidió seguir a la peli rosa.

    —Espérame Sakura, yo también me voy – Dijo la ojiperla siguiendo a su amiga.

    —Bueno, voy con ellas – Dijo Itachi a su hermano y se dirigió a donde estaban las chicas, pero al pasar junto a Sasuke éste lo detuvo con su mano, haciendo que ambos quedaran uno al lado del otro, pero mirando en direcciones contrarias - ¿Qué?

    —¿Qué pretendes con Sakura? – Preguntó Sasuke, sin cambiar ni por un segundo su fría expresión.

    —Eso es algo que no te importa, sabiendo como la tratas, y tendiendo novia además – Respondió Itachi, casi con la misma expresión de su hermano menor.

    —Eso no es asunto tuyo, sólo responde.

    Itachi dio un suspiro – Siempre es lo mismo contigo hermanito, pareces celoso.

    —Si claro, hmp – Sasuke desvió un poco su mirada hacia un costado, molesto por el comentario de Itachi.

    —Ay Sasuke, lo que sucede es que Sakura me gusta, es por eso que la quiero conquistar, no es nada del otro mundo – Contestó al fin el Uchiha mayor, bastante calmado, pero para Sasuke esa respuesta no era suficiente.

    —¿No será que la quieres para otra cosa? Reconócelo, sólo quieres a Sakura en tu cama, no sé por que lo niegas.

    —Puede ser… pero mientras tanto – Itachi se agachó un poco hasta quedar a la altura de Sasuke, para susurrarle al oído – No te atrevas a acercarte a ella – Luego se alejó – Respeta a la novia que tienes antes de que se harte de ti y te deje.

    —Eso jamás va a pasar – Dijo Sasuke con una media sonrisa.

    —Ya veremos.

    —¡Itachi, ya nos vamos! – Gritó Sakura agitando una mano, mientras ella y Hinata ya estaban junto a un taxi.

    —¡Ya voy! – Le gritó Itachi, y luego miró de reojo a su hermano – Recuerda lo que te he dicho Sasuke – Y dicho esto se fue hacia las chicas.

    —Como si me importara.

    0000000

    Matsuri y Gaara también decidieron irse un rato después y ambos salieron del lugar sonrientes, seguidos por algunos de los chicos del grupo, entre ellos Ino y Kiba.

    La rubia sonrió maliciosamente y se interpuso entre Gaara y Matsuri, dejándolos a los dos algo desconcertados.

    —¿Qué pasa Ino? – Le preguntó el pelirrojo, pero no obtuvo respuesta, sólo un beso por parte de la chica, que lo dejó tan sorprendido que no se pudo mover.

    Al ver esto, Matsuri sintió un dolor en su pecho y se fue corriendo, siendo seguida por Kiba, quien justo en ese momento había visto todo.

    Ino se separó de Gaara, mirándolo con una sonrisa.

    —¿Qué fue eso? – Preguntó él, confundido.

    —Ah, sólo fue una penitencia – Respondió la rubia – Espero que no te moleste.

    —¿Dónde está Matsuri?

    —Se fue con Kiba al parecer – Gaara la miró aún desconcertado. No entendía que demonios había pasado, primero Ino llegaba y lo besaba, y después Matsuri se iba con Kiba.

    ¿Qué mierda pasó aquí?

    Mientras tanto, la castaña había corrido varias cuadras lejos del lugar, hasta que Kiba la alcanzó y la detuvo.

    —Oye, no corras aquí que te puedes perder – Le dijo el chico, sin embargo se sonrojó un poco al sentir que ella lo abrazaba.

    —Soy una tonta… - Dijo la chica soltando algunas lágrimas, mientras sentía como Kiba acariciaba su cabello con delicadeza.

    —No es verdad, no le hagas caso a Ino, ella sólo lo hizo por molestarte, porque a ella también le gusta Gaara – Le explicó Kiba. Matsuri se separó un poco de él.

    —¿Cómo sabes que a mí…? – Pero se calló a media frase – Supongo que fue muy obvia mi reacción.

    —Un poco – Le respondió Kiba sonriendo – Ven, regresemos a la escuela o se nos hará tarde y nos descubrirán.

    —Hai – Asintió Matsuri con la cabeza – Y gracias Kiba.

    —De nada.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Finalmente todos regresaron al colegio y se fueron a sus cuartos a descansar, lo malo es que ninguno sabía que ya habían sido descubiertos.

    Mientras dormía, Hinata soñaba con aquel beso embriagador que había recibido de Naruto. No quería sentir lo que estaba sintiendo, pero era algo inevitable que crecía dentro de su corazón. Se sentía demasiado culpable por sentir aquello, pensaba que eso era traicionar a su novio, y por eso se había negado a permitir que ese sentimiento siguiera creciendo.

    Sasuke se había quedado pensando casi toda la noche en lo que le dijo su hermano, que no se acercara a Sakura, como si él tuviese ese tipo de intenciones con la peli rosa, eso era una tontería, él no podía ni ver a esa tonta. Sin embargo no quería que fuera de Itachi, y no entendía el por qué de ese sentimiento.

    Naruto tampoco podía dormir, ya que aquel beso lo había dejado con un dulce sabor en los labios. Hinata le gustaba cada vez más y no podía entender como ella podía ser novia de ese idiota con quien compartía su habitación. Le dolía la cabeza buscando una explicación, pero simplemente no la hallaba.

    Gaara había estado confundido sobre lo que pasó con Matsuri casi toda la noche. Ya no la volvió a ver después del beso de Ino, y no entendía que era esa molestia al pensar que se había ido con Kiba, si se suponía que a él le gustaba otra chica.
    La mayoría de los chicos habían quedado muy confundidos después de esa noche, y así, apenas pudieron dormir.

    Al día siguiente…

    —¡¡Están todos castigados!! – Se escuchó un enorme grito, proveniente de la directora Tsunade, mientras muchos de los ahí presentes comenzaban a sentir miedo.

    —¡¿Qué?! – Gritaron todos al unísono.

    Continuara…

    Próximo capítulo: Un doloroso pasado.

    --------

    Bueno, ojalá no les aburriera el capítulo tan largo.
    Nos leemos pronto.

    Bye y gracias ^^
     
    • Me gusta Me gusta x 9
  14.  
    pinkprincess

    pinkprincess Entusiasta

    Sagitario
    Miembro desde:
    28 Octubre 2008
    Mensajes:
    135
    Pluma de
    Escritora
    Hola!
    Me encanta tu fi >< Es uno de esos que te dejan enganchada nada mas con el primer cap. Pero a mi me tienes enganchada nada mas que con la primera frase! ><
    En serio, me encanta tu fic! ^^ Y mi pareja favorita es (aparte de Sakura y Sasuke ^^) Neji y Tenten! Me parecen super monos!!!! ^/////^
    Porq dijo Sakura que no puede estar con ningun hombre?? Dios! No sera lo que creo que es?? Espero que no! T-T
    Ains... la inocente de Hinata..... si supiese lo que en verdad estaba haciendo Sasuke.... ¬¬ Pero weno... ya se dara cuanta! Muajaja! Y Sasuke el muuuu tonto e quedara solito! xD
    Y yo que pensaba que Itachi tenia buenas intenciones con Sakura... y mira con lo que salta! Pues se va a quedar con las ganas! :PP xD
    Bueno, en cuanto a la narracion... me encanta! Es decr, tienes un buen argumento y una bunisisisima narracion, dos cosas fundamentales ;)
    Ya te dejoo! Pero no tardes demasiado con la conti, ehhh?? La espero con ganas ^^ Xaooo! Bss
     
  15.  
    Jaizmar

    Jaizmar Usuario popular

    Virgo
    Miembro desde:
    28 Julio 2010
    Mensajes:
    549
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    kyaaaaaaaa ke hernoso el capitulo aunque la mayor parte del capitulo fue muy trite eso no le quita lo grandioso que estuvo sasuke como puedes ser capaz de hacerle eso a una persona tan buena como hinata eres un SINICO aunque me duela decirlo,te voy a matar ino como pudiste romper un momento tan lindo como el de gaara y matsuri T_T,lastima que hinata rechazo a naruto por culpa de sasuke esos dos se aman y por ser novia de sasuke no puede estar con naruto eso es totalmente injusto,eso de que itachi quiera a sakura solo para tener relaciones sexuales no me gusto para nada y tu sasuke como puedes permitir algo asi,estuvo muy graciosa la parte cuando ino chaco con sai jajajaja bueno espero que pronto puedas subir la continuacion sayonara ñ_ñ
     
  16.  
    Kuro Neko

    Kuro Neko Entusiasta

    Leo
    Miembro desde:
    26 Agosto 2009
    Mensajes:
    185
    Pluma de
    Escritora
    Wow!!!!:eek:
    Me dejaste tan intrigada por todos los besos, creo que la única pareja bien formada y sin problemas es el NejiTen Jojo es tan poco lo que escribes de esa hermosa pareja,¡Imposible!!! cada vez que pones aunque sea un pedacito de NejiTen siento que mic corazón se acelera.
    Eres de verdad estupenda al escribir emociones de ese tipo o los escenarios, casi pude verlos!!!!
    Perdona si pongo esto tan largo pero no pude evitar leerlo y releerlo waa estoy en un total conflicto. Ya no se si enviarselo a mis amigas o quedarme de envidiosa.
    Es totalmente inaceptable que no les describieras un beso a esta pareja, era el momento ideal para que ambos se dejaran llevar por sus cuerpos y estallara el amor entre ellos.Waaa no puedo imaginarme una pareja mas linda que esta, en especial en tu historia. Me vas a decir cursi por esto pero no puedo evitar leer mas sobre ti. Es estupendo el como describes toodo y no estoy exagerando.
    En fin el aliento se me va y no tengo as palabras con las cuales describir tal emocion que senti en estas dos partes que por cierto me gustaron mucho (como si no lo hubiera dicho ya jaja)
    Espero me avises de tu próxima continuación porque me estoy muriendo de los nervios por saber que pasa.¿Tsunade los castigara tan feo? Pobres…

    TQM:Midorico
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  17.  
    Kaguya Ootsutsuki

    Kaguya Ootsutsuki Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    30 Septiembre 2010
    Mensajes:
    213
    Pluma de
    Escritora
    uuuuuuuu, amiga tan linda esta la historia, no que va mejor dicho emocionante, aaaaaaaaaa me encanto el beso de naruto y hinata aunque el lugar no era el indicado, pobre de matzuri que pena que le pasen estas cosas a ella, pos que mala onda de parte de itachi que quiere a sakura para la cama, porque los Hombres piensas solo en la cama aisss quien los entiende pero al mas difícil de entender sin duda es sasuke es un envustero, malo, estúpido, traidor, etc, pos que le paso a shikamaru la besa y luego no sabe si esta bien aisss que niño por Dios que bruto, pero casi siento pena por todos ya que Tsunade los va castigar como nunca se los hubieran imaginada, pobres no quiero estar en su pellejo jajaja;).
    Me encanto de veras sigue así, y no te rindas amiga de veras jejeje debo de dejar de ver naruto su frase se me esta pegando, por Dios eso nunca en fin, sigue adelante okey besos y abrazos:cool:
     
  18.  
    jenn uchiha

    jenn uchiha Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    3 Noviembre 2009
    Mensajes:
    162
    OlllllA
    NO puedo creer que no me allas
    habisado que ya habia conti :mad:
    ook noo...
    nose como decir estho :3
    ME MEGAENCANTHO !!!
    sasuke que descarado
    queriia que sakura le dijiera a Hinatha && ella
    no se sintiera malll
    &&& ell momentho o la controversiia entre el SASUSAKUITA
    lo amo !!!:oops:
    naruthoo es un lindoo hahahah me diio tantha risa cuando kiba dice quees todo
    un galan (no es mentira )
    &&& que tipo el de INO piienso que seria SAI C:
    y pobre matzuri es muy obia
    hahahaa
    bueno bye
    pon prontho la contiii && te agredeceria me abisaras no puedo perdermelo n,n
    tQm...
     
  19.  
    Selene-chan

    Selene-chan Usuario común

    Géminis
    Miembro desde:
    10 Junio 2008
    Mensajes:
    319
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Teenage days [sxs-nxh-gxm-sxi-sxt-nxt]
    Clasificación:
    Para adolescentes maduros. 16 años y mayores
    Género:
    Comedia Romántica
    Total de capítulos:
    33
     
    Palabras:
    6240
    ¡Hola!

    Gracias por sus comentarios. Se preguntarán por que puse la conti tan rápido, pues la respuesta es que comienzo hoy a trabajar y ya no tendré tiempo para casi nada, lo bueno es que será por un corto tiempo ^^ pero en fin, como no sé cuando podré volver a postear, les dejo la conti ahora, además es el capítulo completo.

    Espero que lo disfruten ^^

    PD: Por cierto Midorico en realidad, que el NejiTen no tiene ningún impedimento, es lo que tú crees, y siento escribir poco de ellos, ya iré poniendo más ^^ (desgraciadamente para ti, a ellos les costará mucho estar juntos, gracias a cierta persona que viene a interferir)

    --------

    Capitulo 6: Un doloroso pasado.

    Los chicos habían sido descubiertos al escaparse del colegio para ir a una fiesta al centro de la ciudad. De esto hace ya tres semanas, las cuales habían sido las peores para ellos, ya que habían sido doblemente castigados. Los castigó la directora en la escuela, obligándolos a hacer trabajos como limpiar las aulas, ordenar la biblioteca, lavar los baños, y demás tareas a las cuales la mayoría de ellos no estaban acostumbrados.

    Fugaku se enfadó tanto con Sasuke que lo dejó sin tarjeta de crédito durante un mes, mientras que a Itachi sólo le dio un sermón que no pasó a mayores. Sasuke había quedado muy molesto, y desde entonces no le dirigía la palabra ni a su padre, ni a su hermano.

    Gaara, Temari y Kankuro, también fueron castigados por su padre, quien les prohibió salir del colegio durante dos semanas, pero por suerte eso ya había pasado, y ahora sólo les quedaba el castigo de la escuela.

    Hinata había sido horriblemente regañada por su padre, pero gracias a Neji la cosa no pasó a mayores.
    Y Naruto, bueno a él no le pasó nada, su padre entendía que él era un joven que merecía vivir la vida, aunque si se molestó al principio, ya que se suponía que ese lugar era para que se comportara de mejor forma, pero al final lo pasó por alto.

    Al final, todo fue un desastre para los pobres chicos, quienes ya no soportaban más esos trabajos forzados. Aunque ya sólo les quedaba esta semana de castigo, y eso era una buena noticia.

    Día lunes…

    Sakura estaba barriendo el salón de clases. Las clases ya habían acabado hace unos minutos y esta tarea era parte de su castigo.

    —¿Por qué tengo que hacer esto? – Se preguntó con fastidio mientras soltaba un suspiro. En ese momento sintió un ruido y volteó su rostro hacia la entrada, en donde estaba Sasuke apoyado sobre el marco de la puerta, con los brazos cruzados, y una fastidiosa sonrisa en sus labios.

    —No sé de que te quejas, siendo la hija de una empleada debes estar muy acostumbrada – Dijo en un tono de voz bastante molesto para la chica, la cual sólo lo miró desafiantemente.

    —¿Por qué no te callas imbécil?

    —Sólo digo la verdad, no tienes para que enfadarte – Sasuke volvió a sonreír con arrogancia, exasperando aún más a Sakura.

    —Vete de aquí, no estoy de humor para oírte – La chica le hizo un desprecio y siguió limpiando como si nada, pero esto molestó a Sasuke, quien en verdad quería sacarla de sus casillas y no verse ignorado por ella.

    En lugar de irse, el azabache caminó hacia ella, casi dándole patadas al suelo, luego le quitó la escoba con la cual barría y la arrojó al suelo a unos cuantos metros.

    —¿Qué te pasa Uchiha? ¿Quieres barrer tú? – Preguntó la peli rosa con una sonrisa burlona – Porque no creo que un hijito de papi pueda hacerlo tan bien.

    —¡Cállate! ¡Ya me tienes harto! – Gritó Sasuke mientras que la agarraba por los codos con bastante brusquedad, y aunque Sakura se sintió algo intimidada, no lo demostró.

    —¡Tú también me tienes harta! – Respondió altivamente - ¡No sabes cuanto de desprecio!

    —¿No será todo lo contrario? – Cuestionó Sasuke al tiempo que se acercaba a ella de una manera que la desconcertó.

    —¿Eh?

    —¿No será que me amas? – Y justo cuando ella iba a responder, el Uchiha selló sus labios con un beso. Sakura abrió sus ojos desmesuradamente ante tal acción, y comenzó a forcejear para que él la soltara, pero en lugar de eso Sasuke la tomó por la espalda, y al final Sakura se rindió ante él, correspondiendo a ese beso que en verdad le estaba resultando irresistible.

    Sasuke no sabía por que demonios había hecho eso, y no entendía por qué se sentía tan bien, simplemente quería disfrutar un poco más el contacto de los labios de Sakura, al menos hasta que el aire le faltara.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Naruto estaba en la concina de la escuela lavando los platos sucios. Estaba usando un delantal blanco, unos guates de hule de color amarillo chillón, y una extraña malla en la cabeza que lo hacía ver bastante gracioso.

    De pronto entró Hinata con una vestimenta casi igual, con algunos platos sucios en sus manos. Al verla Naruto sonrió, pero ella esquivó su mirada, tal como había estado haciéndolo durante estas tres semanas.

    —Etto… aquí están los platos – Dijo Hinata, dejándolos sobre el mueble del lavabo rápidamente, para después casi salir corriendo, pero Naruto la tomó de la mano para detenerla.

    —Espera… ¿Por qué me evitas Hinata-chan? – Le preguntó el rubio, a lo que ella bajó la mirada al suelo. En verdad le dolía hacerlo, aún no había olvidado ese beso de Naruto, pero era lo que debía hacer.

    —Y-yo… - Dudó un momento – Por favor déjame en paz.

    —Pero Hinata-chan, tú me gus… - Fue interrumpido.

    —¡No! Yo… yo amo a mi novio, así que por favor entiende que esto no puede ser, no quiero lastimarte Naruto-kun…

    —Pero… nuestro beso…

    —Por favor olvídate de eso – Dijo la ojiperla antes de soltarse del agarre del rubio, e irse corriendo de ahí, dejándolo muy triste y perturbado.

    —¿Por qué me haces esto? – Se preguntó en un tono triste.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Gaara iba por el pasillo. Acababa de limpiar todas las mesas de la cafetería y estaba algo agotado, ahora sólo quería estudiar un poco para después irse a dormir.

    Mientras caminaba, un montón de chicas lo miraban babosas, le sonreían coquetamente y hasta murmuraban cosas entre sí para después soltar largos suspiros. Para él esto no era nada nuevo, así que al pasar junto a ellas les sonreía, por lo cual ellas soltaban agudos gritillos que casi lo dejaban sordo.

    —¡Gaara-sama! – Gritaron un cuarteto de chicas, las cuales traían una pancarta enorme que decía “Club de fans de Gaara-sama”, a lo que él simplemente les sonrió.

    Vaya, tengo fans – Pensó – Hola chicas – Las saludó, pero enseguida ellas gritaron y seguido de eso se desmayaron, por lo que una gotita resbaló por la frente del pelirrojo - ¿Están bien?

    —H-Hola Gaara – Escuchó una dulce voz detrás de él, y se volteó a ver a su amiga Matsuri. Él le sonrió ampliamente, ya que en verdad le tenía mucho cariño a esa chica.

    —Hola Matsuri ¿Qué haces?

    —Pues aquí, aburrida… - Respondió la castaña - ¿Ya acabaste de limpiar las mesas del comedor?

    —Sí, pero ya estoy harto ¿Y tú ya limpiaste la biblioteca?

    —Ajá, ahora sólo me queda estudiar para el examen de matemáticas – Contestó Matsuri algo desanimada, pues las matemáticas no eran su fuerte. Gaara se dio cuenta de que ella estaba algo preocupada por eso así que decidió ayudarla.

    —¿Quieres que estudiemos juntos?

    —¿Eh? – Se preguntó Matsuri con un leve sonrojo en sus mejillas - ¿P-por qué no? – La chica bajó su mirada extremadamente nerviosa. Últimamente había tenido muchos momentos a solas con él, pero no se había atrevido a decirle lo que sentía.

    —Entonces vamos – Gaara la tomó de la mano y comenzó a jalarla para llevarla con él, sin notar que esta acción hacía que el corazón de la chica latiera casi sin control.

    Mientras tanto, Matsuri sentía un montón de miradas asesinas sobre su persona, pero no decía nada, después de todo ya estaba acostumbrada, y se sentía bien ser la envidia de todas ellas.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Sakura y Sasuke seguía unidos por aquel contacto nada suave. Y mientras esto sucedía, la peli rosa sintió como algo afloraba desde su interior, un viejo y doloroso recuerdo que la había marcado profundamente. Las lágrimas salieron de sus ojos y apartó a Sasuke de un empujón.

    —¡Aléjate de mí! – Gritó llorando. Sasuke se quedó muy sorprendido por la reacción de Sakura, pero más porque ella estaba llorando.

    No se imaginó que la molestaría a tal grado de hacerla llorar, porque estaba convencido de que sólo fue por eso, por molestarla. Sin embargo se sintió desconcertado.

    —¿Sakura que te pasa? – Le preguntó, sintiéndose algo preocupado.

    —Vete, déjame sola… - Respondió ella dándole la espalda, sintiendo como las lágrimas bajaban por sus mejillas.

    —Oye, no tenías para que reaccionar de esta forma, yo…

    —¡Ya vete! – Volvió a gritar ella.

    Sasuke se sintió muy ofendido por el comportamiento de la peli rosa y salió del salón muy enfadado, mientras Sakura se dejaba caer sobre la silla del profesor hecha un mar de lágrimas. Le había dolido mucho recordar eso, y le había dolido que él se atreviera a besarla de esa manera.

    —Estúpido… - Sollozó la chica.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    —¿Pero que le pasa? Está totalmente loca, y de todas formas… no sé por que la besé…

    El azabache caminaba por el pasillo. No entendía que demonios había pasado en el salón, primero el haber besado a Sakura, y segundo, aquella reacción otra vez, como si le tuviese miedo. Todo eso lo tenía frustrado, cuando de pronto vio correr a Hinata.

    —Eh Hinata ¿Qué tienes?

    —Nada, es que… olvidé algo en el cuarto – Explicó la ojiperla algo nerviosa.

    —Ah ya veo… - Dijo Sasuke mientras la abrazaba tiernamente - ¿Ya acabaste en la cocina?

    —Hai, he terminado todo.

    —Que bien – Sonrió el azabache, pero aún no dejaba de pensar en lo sucedido con Sakura.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Ino estaba en su cuarto usando la computadora para hablar con unos amigos por msn, cuando de pronto su celular comenzó a sonar.

    —¿Bueno? – Dijo mientras Tenten entraba al cuarto – Ay si ya lo sé papá, no me molestes más con eso, ya sé que debo ir a esa cena, si bye.

    —¿Qué onda Ino? – Le preguntó la castaña mientras se sentaba en su cama y miraba atentamente a la rubia, quien se había parado de su asiento con fastidio.

    —Es que mi papá me llamó para confirmar que mañana iré a la famosa cena junto con su nueva novia y su hijo – Respondió Ino. Se acercó a su clóset y lo abrió para ver que podría usar, aunque según ella se vería genial con lo que se pusiera.

    —¿Su hijo? – Inquirió Tenten, algo más interesada en esto último.

    —Sí, un idiota según yo, aunque no lo conozco, me basta con saber que es el hijo de esa mujer para no soportarlo, creo que es como de nuestra edad, pero me da igual.

    Mientras la rubia observaba sus vestidos, su amiga se tiraba en la cama para descansar.

    —Que suerte Ino, tal vez sea un chico guapo.

    —Pues eso no me interesa, ya sabes que a mí me gusta Gaara, y no creo que mi papá dure mucho con esa mujer, ya sabes que cambia de novia como quien cambia de calcetines – Dijo Ino mientras revolvía entre sus vestidos.

    —A propósito de Gaara, hace rato se fue a estudiar con Matsuri a solas en la biblioteca, creo que te lo están ganando Ino – Dijo la castaña mientras sacaba su celular para ponerse a jugar en él.

    —¿Matsuri otra vez? – Se preguntó la molesta ojiazul – Eso no lo voy a permitir.

    En ese momento sonó la puerta y Tenten dejó su celular sobre la cama para ir a abrir, y se sorprendió al ver a Sakura llorando del otro lado, quien la abrazó enseguida.

    —¿Sakura que tienes? – Le preguntó preocupada.

    —Tenten… es que… me volvió a pasar lo mismo… - Respondió la peli rosa, quien no paraba de llorar, lo que sólo preocupaba a su amiga. Ino también se acercó preocupada, aunque ella no entendía que estaba pasando.

    —Ya… tranquila Sakura – Le dijo Tenten, sabiendo exactamente a que se refería con “lo mismo”.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Matsuri estaba concentrada tratando de resolver un problema de matemáticas. Aunque ella era muy inteligente, las matemáticas eran lo más difícil, pero por suerte Gaara parecía ser un genio en eso, y le estaba ayudando bastante.

    —Bien, creo que terminé – Dijo la castaña con una sonrisa.

    —¿A ver? – Gaara tomó el cuaderno de la chica para revisar su ejercicio. Se sorprendió al ver que estaba perfecto – Vaya, aprendes muy rápido Matsuri, te quedó muy bien.

    —¿En serio? – Preguntó la chica con un leve sonrojo cubriendo sus mejillas. Él asintió con la cabeza.

    —Sí, eres muy lista – Respondió el pelirrojo. Miró la hora en su celular, y se dio cuenta de que ya era bastante tarde, debían irse a dormir y si no los podrían castigar por andar por la escuela a esas horas – Bueno, debemos irnos a dormir, si nos ven aquí nos castigarán, aunque estemos estudiando.

    —S-sí – Dijo Matsuri asintiendo con la cabeza. Ambos se levantaron y comenzaron a ordenar sus cosas, y mientras lo hacían ella no le quitaba la vista de encima a ese pelirrojo que definitivamente se había robado su corazón – Ahora lo sé, estoy enamorada – Pensó con una sonrisa.

    Después de eso los dos iban por el pasillo charlando, cuando de pronto sintieron el sonido de alguien que caminaba por el pasillo, y Gaara se apresuró a tomar a Matsuri por la cintura para que ambos se ocultaran, ya que no querían ser castigados, pero al hacerlo, sus labios se quedaron muy cerca, y por esto ella se sonrojó mucho.

    —No vayas a hacer ruido Matsuri – Le susurro Gaara mientras la abrazaba – Ahí está Ebizu-sensei, y todos sabemos que está loco.

    —H-hai… - Susurró ella, mientras apoyaba su cabeza en el pecho del pelirrojo, sintiendo como su corazón latía muy fuerte, y el rojo de sus mejillas se hacía más notorio – Me quiero quedar así para siempre… me siento tan bien abrazando a Gaara…

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Finalmente Gaara pudo regresar a su cuarto, y se sentó en su cama, notando a sus compañeros de cuarto muy callados.

    Naruto estaba muy pensativo, no entendía que era lo que pasaba con Hinata, primero lo besaba y después se hacía la que no pasó nada, y le decía que nunca dejaría a Sasuke. En verdad estaba muy confundido.

    Y Sasuke no dejaba de pensar en lo de Sakura, ese beso, había sido el primero en mucho tiempo que le hacía sentir algo diferente, pero no podía entender la reacción que ella tuvo.

    Mierda… ¿Qué le habrá pasado a Sakura? – Se preguntó casi furioso, frustrado por no entender nada, porque sentía que algo malo le había sucedido, y realmente le preocupaba.

    Hinata-chan no quiere saber nada de mí, fui un idiota – Pensaba Naruto sin mirar a ningún lugar en específico, dolido por no poder estar junto a la chica que le gustaba.

    —Ps, Gaara ¿Tú sabes que les pasa a esos dos? – Preguntó Neji al pelirrojo, pero éste a penas le prestaba atención.

    —¿Eh? ¿Qué dices Neji?

    —¿Qué demonios les pasa a todos? – Se preguntó el castaño molesto.

    ¿Por qué no dejo de pensar en el momento en que… tuve a Matsuri entre mis brazos? – Pensaba Gaara, igual de confundido que sus amigos – Se supone que yo la quiero a ella… ¿Entonces por que me pasa esto con Matsuri?

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Matsuri entró a su cuarto dando un hondo suspiro, mientras se dejaba caer a su cama, y tomó la almohada, apretándola con emoción. Estaba muy feliz, y para Ino no pasó desapercibido.

    —¿Por quien suspiras Matsuri? – Le preguntó con cierto tono molesto, mientras peinaba su largo cabello rubio frente al tocador. En verdad no quería pelearse con ella, Matsuri era una chica muy agradable, sólo que no soportaba que se metiera con lo que ella consideraba suyo.

    —P-por nadie – Respondió la chica sonrojada. Sabía que si se lo decía a Ino sólo haría que se molestara con ella.

    En ese momento entró Tenten dando un suspiro, como aliviada por algo.

    —¿Ya se ha calmado Sakura? – Le preguntó Ino, a lo que la castaña asintió.

    —Sí, la he dejado dormida en su cuarto.

    —¿Qué le pasó a Sakura-san? – Preguntó Matsuri, quien no estaba enterada de nada.

    —Lo siento chicas, eso es algo de ella, no les puedo decir – Respondió Tenten sentándose sobre su cama.

    —Claro, entendemos bien – Dijo Ino, que luego siguió peinando su cabello.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Sakura estaba durmiendo en su cuarto. Hinata y Temari también dormían. Y mientras la peli rosa dormía, soñaba con algo que le había pasado hace ya casi un año.

    —P-por favor… - Pedía la chica mientras lloraba, pero de pronto alguien la tomó por la cintura, arrojándola con fuerza sobre una cama.

    Aquel tipo se lanzó sobre ella, y comenzó a besarla a la fuerza, mientras que ella trataba de resistirse.

    —K-Kyo… - Susurró Sakura llorando, pero aquel chico sólo seguía manoseando su cuerpo sin ningún pudor, y Sakura no tenía fuerzas para liberarse de sus brazos.

    —N-no lo hagas… por favor… - Susurró mientras se daba vueltas en la cama, y sus mejillas estaban llenas de lágrimas.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Al día siguiente…

    Las clases comenzaban temprano, pero como era de esperarse, Kakashi no llegaba.

    —Es el colmo – Dijo Sakura mientras entornaba los ojos con fastidio. En eso, Sasuke pasó en frente de ella para irse a su puesto, y ambos se quedaron viendo fijamente, pero ella volteó el rostro, levemente sonrojada.

    No lo entiendo, no lo entiendo, y me frustra de sobremanera – Pensó Sasuke viendo a la peli rosa con el ceño fruncido.

    —¿Ya escogiste tu vestido Ino-san? – Preguntó Matsuri a la rubia, ella primero no quiso hacerle caso, pero en verdad, Matsuri no le desagradaba, y eso sería muy grosero.

    —Sí, es un fastidio, pero ni modo – Respondió Ino entornando los ojos.

    —Hola Matsuri – Dijo Gaara pasando junto a la chica, con una sonrisa, a lo que esta respondió con otra.

    —Buenos días Gaara.

    —Eh ¿No me piensas saludar o estoy pintada? – Preguntó Ino molesta mientras veía al pelirrojo, éste sólo la miró y sonrió con una gotita en su frente.

    —Lo siento, hola Ino – Dijo Gaara, para después irse a su lugar.

    Ino estaba molesta ¿Por qué Gaara no le hacía caso? ¿Qué tenía Matsuri que ella no?

    —¿Ya estás mejor Sakura? – Preguntó Tenten a su amiga peli rosa, la cual asintió.

    —Sí, es sólo que… me dolió mucho recordar eso… - Dijo Sakura bajando la mirada, con cierto tono de tristeza, y luego miró de reojo a Sasuke, el causante de hacerle recordar eso de nuevo.

    —Ya lo creo, para nadie es grato recordar esas cosas – Le dijo Tenten.

    —Gracias Ten – Sakura le sonrió, y quiso cambiar de tema – Por cierto, ya salió la nueva telenovela de tu mamá.

    —Ah si, Mitsuko – Dijo la castaña con fastidio – Ayer estrenó personaje, pero en verdad no me interesa mucho.

    —¿Por qué dices eso? Tu mamá es una gran actriz, y es muy bonita.

    —Me da igual lo que digas, sabes que de igual forma no la soporto – Dijo Tenten entornando los ojos, y mirando en otra dirección luego. En verdad odiaba hablar sobre su madre.

    —Bueno, no te enojes…

    —Ay rayos – Susurró Naruto revolviéndose el cabello, tratando de quitarse la imagen de su beso con Hinata, pero era casi imposible.

    —¿Qué te pasa Naruto? – Le preguntó Kiba.

    —Nada, no me pasa nada – Respondió el rubio algo nervioso - ¿Por qué no dejo de pensar en ella?

    —¿Qué te sucede Sasuke? – Preguntó Gaara a su amigo azabache, el cual estaba irascible – Parece que te va a explotar la cabeza.

    —No me pasa nada.

    —¿Qué hay chicos? – Preguntó Neji mientras se sentaba junto a ellos - ¿Qué le pasa a Sasuke? – Le susurró a Gaara.

    —No sé, está así desde ayer – Respondió el pelirrojo susurrándole a Neji, pero de igual forma Sasuke podía oírlos.

    —No hablen de mí estando frente a ustedes – Se quejó Sasuke molesto. En ese momento entró al salón el profesor Kakashi, muy sonriente como siempre.

    —Hola, perdón por llegar tarde, no van a creer lo que me pasó – Trató de explicar, pero obviamente nadie le creyó ni quiso escucharlo.

    —¡Es mentira! – Gritaron todos al mismo tiempo.

    —Bueno… - Dijo Kakashi con una gotita resbalando por su sien – Vamos a empezar con la clase, vamos a trabajar en equipos para hacer un ensayo sobre un tema a elección.

    —Hai…

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Mientras tanto, Tsunade hablaba por teléfono sentada en su oficina.

    —Sí, claro señor Uchiha, sus dos hijos están bien vigilados, no se preocupe – Decía la rubia mientras hablaba.

    En ese momento entró Shizune a su oficina.

    —Tsunade-sama, tiene una llamada en la línea 2, es el señor Yamanaka – Dijo la morena.

    —Sí, enseguida la tomo – Dijo mientras tapaba el teléfono – Disculpe señor Uchiha pero tengo una llamada en la otra línea, sí adiós – Después de terminar de hablar, presionó un botón para conectar con la línea 2 - ¿Bueno, señor Yamanaka? Oh, no se preocupe, Ino no me ha dado ningún problema desde lo de la fiesta. Ah sí, los papeles para la matrícula del joven están listos, ya mañana podrá presentarse a la escuela. Sí, siempre es un gusto, adiós – Colgó – Sólo espero que este chiquillo nuevo se porte decentemente.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Hiashi Hyûga era un hombre muy conservador, frío y calculador por sobre todas las cosas. Jamás demostraba afecto por su hija mayor, no así con su segunda hija; Hanabi, a la cual adoraba. Para él, Hinata siempre había sido un estorbo, alguien incapaz de ser su sucesora en las empresas en las cuales él había invertido toda su vida, no tenía confianza en que ella pudiese lograr salir adelante cuando él ya no estuviese, debido a la forma tan sumisa de ser de la chica, es por eso que siempre había sido demasiado estricto con ella, pensando en que de esa forma ella aprendería a ser como él. Y la comprometió con Sasuke Uchiha, el hijo menor de su socio y amigo de toda la vida, también velando por su futuro.

    Desde que había muerto la madre de Hinata, él se volvió de esa forma. Antes solía ser un hombre muy alegre, pero desde el fallecimiento de su amada todo había cambiado, y desde entonces se había mantenido sólo, cuidando de sus hijas y su sobrino, ya que su hermano vivía en el extranjero, y fue decisión de Neji quedarse en Japón.

    Ahora se encontraba saliendo de la empresa. Tenía unos asuntos que discutir con sus hijas y su sobrino, por lo que se montó en su auto nuevo, donde Hiro (su chofer) lo esperaba para abrirle la puerta.

    —¿Dónde vamos señor? – Preguntó el chofer mientras su jefe se montaba en el asiento trasero.

    —Vamos al colegio de mis hijas y mi sobrino, tengo algunos asuntos con ellos, y con Tsunade – Respondió el frío hombre casi sin ninguna expresión en su rostro.

    —Sí señor – Dijo Hiro, quien rápidamente se montó para partir.

    -

    Mitsuko acababa de salir del estudio, y ahora que tenía un poco de tiempo libre iría a ver a su querida hija. Ella adoraba a Tenten, y le dolía mucho que su hija a veces fuera tan indiferente, pero no era su culpa, desde siempre había tenido que mantenerla ella sola, ya que su padre las había abandonado al saber que Tenten iba a nacer, por eso Mitsuko se había perdido gran parte de la vida de su hija.

    Se subió a su auto convertible rojo, dispuesta a encender el motor, pero aún era nueva en esto de los coches, por lo que no se fijó que tenía puesta la reversa. Cuando partió, el auto enseguida comenzó a andar para atrás, haciendo que ella se asustara mucho.

    —¡Ahh! ¡¿Cómo se detiene esta cosa?! – Gritó la mujer, comenzando a poner los cambios como loca y a apretar cuanto botón, pedal o palanca tuviera en frente, hasta que de pronto sintió un golpe desde atrás, por lo cual dio un pequeño salto dentro del auto, y se detuvo finalmente, suspirando aliviada. Pero lo que vendría después la dejaría muy sorprendida.

    —¡¿Quién demonios ha chocado mi auto nuevo?! – Gritó Hiashi Hyûga muy molesto.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    —Que extraño... de pronto siento que Mitsuko se ha metido en un problema – Susurró Tenten abrazándose a sí misma mientras la recorría un escalofrío.

    —¿Tenten quieres trabajar conmigo? – Le preguntó Neji acercándose a ella. Aún estaban en la clase de Kakashi, haciendo las dichosas parejas para el ensayo, suerte que esta vez les habían permitido elegir.

    —Claro Neji – Respondió Tenten con una sonrisa. La verdad era que con Neji trabajaba muy a gusto, por eso prefería hacer el trabajo con él que con cualquier otro.

    Gaara se acercó a su amiga, no sin antes mirar con algo de tristeza a cierta chica del salón, la cual estaba con su novio en estos momentos.

    —¿Matsuri trabajamos juntos? – Preguntó el pelirrojo, a lo que ella lo miró muy sonrojada y asintió con la cabeza. Gaara ni sospechaba de los sentimientos de su amiga, como la veía sonrojarse con facilidad ante cualquier persona, pensaba que sólo era porque era muy tímida.

    —C-claro que si Gaara – La castaña tomó su cuaderno y se levantó para ir a sentarse con él, ante la mirada irascible de Ino, quien no dijo nada.

    Gaara idiota – Pensó con tristeza. Después se volteó hacia su amigo castaño - ¿Oye Kiba, trabajamos juntos?

    —Claro, prefiero contigo que con Lee – Respondió Kiba con fastidio – Siempre me ponen con él, y es un idiota – Ino sólo lo miró sonriendo, y él también sonrió.

    —Ps, problemática – Llamó Shikamaru. Aunque le daba cierta vergüenza hablar con Temari por lo sucedido en la fiesta, trabajar con ella le era muy grato, era la más rápida del salón en terminar los deberes, y en este momento no tenía muchas ganas de escribir. Temari sólo lo miró con el ceño fruncido - ¿Quieres trabajar conmigo?

    —Bueno pero… - Temari interrumpió sus palabras al recordar el incidente del beso – No hagas idioteces ¿De acuerdo?

    —Claro, problemática.

    —Hinata-chan… - Intentó llamarla Naruto, pero la ojiperla –que estaba junto a Sasuke- sólo se volteó para no verlo.

    —Sasuke-kun, seamos pareja – Pidió a su novio, haciendo que Naruto bajara la mirada, sintiéndose muy triste por ese trato.

    —Sí, por supuesto Hinata – Le respondió Sasuke, que se volteó a mirar a la peli rosa por un momento, y luego volvió su vista hacia su novia, sonriéndole.

    Demonios… ¿Por qué me evita? – Pensó Naruto con tristeza. Sakura lo notó y se acercó a él.

    —Si quieres trabajamos juntos Naruto.

    —Claro Sakura-chan – Respondió el rubio volviendo a sonreír como siempre lo hacía, aunque por dentro le estuviera doliendo el rechazo de Hinata.

    La hora fue avanzando, y Sakura no dejaba de mirar constantemente al idiota que había provocado que sus recuerdos malos volvieran a aparecer, sin embargo, aunque aparentaba estar molesta por eso, había algo más que la inquietaba ¿Por qué Sasuke la había besado? ¿Y por que demonios, en un principio le había gustado?

    Sasuke tampoco dejaba de verla. De alguna forma se sentía mal por ella, porque había recordado lo que le oyó decir esa vez en la azotea, y tal vez si le hubiese sucedido algo malo, por eso su reacción.
    Por lo demás, la clase siguió normal el resto de la hora.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    —Ay cielos, creo que voy a tener que volver a las clases de manejo – Dijo Mitsuko soltando un suspiro. Se bajó del auto para ver el desastre que había provocado y pedir una disculpa, y se fijó que efectivamente; había chocado un auto nuevo y muy caro, y también su luz trasera estaba hecha añicos.

    —Era de esperarse que quien me chocó fuese una mujer – Dijo Hiashi al bajar de su auto, observando a la hermosa mujer que lo miraba con una ceja levantada.

    —Perdón ¿Acaso tiene algo en contra de las mujeres? – Preguntó con cierta molestia, y es que encontrar tipos así en la calle le molestaba mucho.

    —No, sólo que son un peligro al volante – Respondió Hiashi de manera fría y altanera.

    —Pero como se atreve…

    —¿Es usted la señorita Mitsuko Ama? – Preguntó Hiro mientras se bajaba del auto. Mitsuko olvidó toda su rabia al ver a un admirador.

    —Así es, me alegra que lo note – Dijo sonriendo.

    —Pero claro ¿Cómo no la voy a conocer? Es usted una actriz muy famosa, mi esposa y mi hija la admiran mucho, y bueno… yo también – Dijo el hombre un tanto sonrojado, y quitándose su sombrero en señal de respeto.

    —¿En serio? Pues que gusto – Contestó Mitsuko muy feliz y sonriente, mientras que a Hiashi se le marcaba una venita en la frente.

    —Me preguntaba… si me podría dar un autógrafo señorita – Pidió el chofer.

    —Claro.

    —Nada de autógrafos Hiro – Interrumpió Hiashi muy enojado, mirando a su chofer, el cual volvió a ponerse su sombrero rápidamente, muy atemorizado – Y usted me va a pagar la reparación de mi auto, ni se crea que por ser una famosilla esto se va a quedar así.

    —Óigame señor amargado, no me ofenda, y claro que voy a pagarle ¿Quién cree que soy?

    —¿Señor amargado? – Repitió Hiashi apretando su puño, mientras nuevamente se le marcaba una venita en la frente.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Los chicos estaban en la hora de receso. Sakura iba por el pasillo, cuando de pronto alguien la jaló de la muñeca, haciéndola topar su espalda contra la pared, y ese alguien puso sus dos manos a la altura de sus hombros, apoyándose en la pared.

    —Sakura, necesito hablar contigo.

    —¿Qué demonios te pasa Sasuke? Aléjate de mi – Preguntó enfadada, y es que aún no olvidaba lo sucedido con él.

    —No lo haré – Respondió él – Quiero que me expliques que te pasó ayer – Exigió.

    —No me pasó nada, déjame en paz – Decía la chica tratando de quitarlo de encima, pero Sasuke no la dejaría ir hasta que estuviera satisfecho con la respuesta.

    —No, te pusiste a llorar cuando te besé – Dijo con cierto tono de preocupación que a Sakura le sorprendió, y acercó su rostro al de ella - ¿Por qué?

    —No te importa – Sakura desvió su mirada - ¿Y en todo caso por que me besaste?

    En ese momento Sasuke se dio cuenta de que estaba a punto de hacerlo de nuevo. Sakura lo estaba mirando a los ojos y él sentía que se perdía en los de ella. Quería volver a besarla, pero si volvía a reaccionar de esa forma… no quería ni pensarlo, así que se separó de ella, dejándola libre.

    —Sólo lo hice por molestarte – Le respondió por fin, desviando la mirada de la de ella.

    —Y lo hiciste – Recalcó la peli rosa – Y te agradecería que por favor no vuelvas a hacerlo – Y dicho esto le dio un leve empujón en el pecho y se fue corriendo.

    —Maldición ¿Qué me pasa? – Se preguntó el azabache molesto. Le dio un golpe a la pared con toda su fuerza, tratando de quitarse la rabia que estaba sintiendo, porque le molestaba ese estúpido cosquilleo en su estómago cada vez que estaba cerca de ella, cada vez que se daba cuenta de lo frágil que en verdad era, y no alguien fuerte y ruda como aparentaba ser.

    Hinata pasaba por ahí en ese momento, y lo vio con su puño en la pared, se preocupó al verle un poco de sangre en la mano, y se acercó a él.

    —¿Sasuke-kun, que tienes?

    Sasuke se dio la vuelta (ya que le estaba dando la espalda) y relajó su expresión, mostrándole una sonrisa.

    —Nada princesa… oye… ¿Puedo abrazarte? – Preguntó bajando la mirada. Hinata lo miró extrañada. Por lo general él no le hacía ese tipo de preguntas, si quería abrazarla simplemente lo hacía y ya.

    —Claro que sí – Contestó la ojiperla, entonces él la abrazó, como si estuviese buscando un lugar donde esconderse.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Naruto estaba en el patio cerca de la piscina, done habían un montón de chicas en bikini disfrutando del sol y del agua. Muchas de ellas le coqueteaban y trataban de llamar su atención, pero él ni siquiera las miraba, pues su mente sólo era ocupada por su ojiperla.

    —Eh, Naruto – Lo llamó Kiba sentándose a su lado.

    —¿Qué pasa?

    —Oye, se acercan las elecciones para los deportes, como tú eres muy bueno en fútbol estaba pensando en que podrías formar parte del equipo este año – Le dijo Kiba, a lo que Naruto lo pensó un momento, algo dudoso.

    —Bueno, claro, me gustaría mucho – Respondió el rubio con su animada sonrisa, aunque después volvió a ponerse serio, pensando en esa chica que le quitaba el sueño.

    —Te ves muy pensativo… - Dijo el castaño de pronto - ¿A poco te gusta alguna chica?

    —N-nada que ver Kiba – Negó rápidamente Naruto, poniéndose muy sonrojado ante esta pregunta.

    —Te has puesto rojísimo. Ah ya sé, es Hinata Hyûga ¿Verdad?

    —¡Ya cállate! – Gritó el rubio aún más sonrojado, mientras que Kiba sólo se reía.

    —Bien, me callo, pero a mi no me engañas.

    —Piensa lo que quieras.

    _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_• *•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*• _•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_•*•_

    Sasuke y Hinata caminaban por los pasillos de la escuela, tomados de la mano. Llegaron hasta los cuartos de los chicos, y ambos entraron al de él. Hinata lo veía algo mal, así que lo abrazó para reconfortarlo, pero él la besó de sorpresa.

    Hinata decidió responder a su beso como siempre, pero no podía evitar recordar el de Naruto, y se sentía vacía en este momento, no sentía nada con Sasuke. Incluso llegaba a sentir que aquel beso no iba dirigido a ella, sino a alguien más.

    Y por su parte, Sasuke sentía lo mismo, como si después de haber besado a Sakura algo hubiese cambiado en su interior, y deseaba tenerla una vez más, sin explicarse por que.

    De pronto, como si estuviese poseído por algún tipo de bestia, Sasuke comenzó a besar a Hinata de una forma más apasionada, como queriendo arrancarse el recuerdo de los labios de la peli rosa. Comenzó a bajar por su cuello, haciendo que ella se sorprendiera y se asustara un poco.

    —S-Sasuke-kun… - Habló la chica, tratando de separarse de él, pero las manos del azabache bajaban por su estilizada figura, cada vez más, hasta que ella le dio un empujón para apartarlo – ¡No, detente!

    —¿Qué pasa Hinata? – Preguntó un tanto enfadado, viendo como en los ojos de la chica habían aparecido un par de lágrimas, y se sintió mal, porque había sido demasiado rudo con ella.

    —No quiero, esto es demasiado rápido – Dijo la ojiperla, aún asustada, porque había notado la intensión de Sasuke de llevar su relación un paso más allá, cosa que ella se sentía imposibilitada para hacer, porque no lo amaba.

    —Sí, Hinata lo siento… - Le dijo Sasuke abrazándola dulcemente. Nunca hacía ese tipo de cosas, pero esta ocasión lo ameritaba, ya que se había pasado.

    —Yo lo siento… sé que muchas veces me he negado a hacer esto pero… n-no puedo, no me siento lista aún – Hinata cerró sus ojos, y siguió abrazada a él – Lo lamento Sasuke.

    —No, yo soy un idiota – Dijo él – Perdóname por favor, tú eres demasiado frágil y yo… bueno, ya sabes.

    —S-sí… - Hinata asintió con la cabeza, ya más calmada, y Sasuke le dio un beso tierno y pausado, como una disculpa por su manera tan agresiva de comportarse hace un rato.

    Justo en ese momento, Naruto se acercaba junto a Kiba, y al ver esta escena, se quedó petrificado en la puerta. Le dolía ver a esa chica que tanto le gustaba con él, con ese idiota de Sasuke.

    Hinata se separó de Sasuke, le sonrió y en ese momento vio a Naruto en la puerta del cuarto, sus ojos se abrieron con la sorpresa. En ese momento sólo quería que se la tragase la tierra.

    —N-Naruto-kun…

    —Kiba… - Dijo el rubio, ignorando a los dos que estaban ahí dentro – Nada más voy por mi celular y nos vamos.

    Naruto entró sin mirar a Hinata, tomó su celular que estaba sobre su mesita de noche, y salió del cuarto, sin voltear en ningún momento, lo que le dolió mucho a ella. Sentirse rechazada de esa forma… ahora entendía como se sentía Naruto cuando ella le hacía lo mismo.

    —¿Qué te traes con Naruto? – Preguntó Sasuke enfadado, mientras se alejaba de ella.

    —¿Qué te pasa Sasuke? – Hinata lo miró algo enfadada también, ya que él ahora estaba actuando de esa forma arrogante de nuevo.

    —Vi como te miraba ¿Ustedes dos se traen algo verdad? ¿Por eso no quieres estar conmigo? ¡¿Estás enamorada de Naruto?!

    —Deja tu paranoia – La chica lo miró severamente y después salió corriendo de la habitación. Se sentía la peor persona sobre la faz de la tierra, como si hubiese hecho algo realmente malo.

    Mientras tanto, Sasuke se dejó caer sobre su cama muy molesto. Estaba hastiado de todas esas cosas que estaba sintiendo, no podía soportarlo.

    —¡Mierda! – Gritó dando un golpe a la cama, para después arrojarse de espaldas contra la misma - ¿Qué demonios me está sucediendo?

    Continuara…

    Próximo capítulo: El nuevo alumno, la pesadilla de Ino.

    --------

    ¿Quien creen que será el nuevo alumno?
    ¿Quien es la chica que le gusta a Gaara?
    ¿Que le sucedió en verdad a Sakura?
    ¿Y que sucede con Sasuke?

    Bueno, como vieron hay muchas interrogantes, pero en fin, me despido y hasta otra.

    ¡Bye, bye!
     
    • Me gusta Me gusta x 11
  20.  
    Jaizmar

    Jaizmar Usuario popular

    Virgo
    Miembro desde:
    28 Julio 2010
    Mensajes:
    549
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    hola como estas gracias por avisarme del capitulo te dire que me divirtio mucho la parte en la que hiashi y mitsukiko estaban peleandose fue muy gracioso,me encanto el momento en el que gaara y matsuri quedaron abrazados

    ¿Quien creen que será el nuevo alumno?
    de seguro que es sai
    ¿Quien es la chica que le gusta a Gaara?
    mmmm la verdad no se yo crei que le gustaba matsuri
    ¿Que le sucedió en verdad a Sakura?
    en mi opinion y lo que parece obvio fue violada
    ¿Y que sucede con Sasuke?
    se esta enamorando kyyyyaaaaaa

    bueno espero que pronto pongas la continuacion sayonara ñ_ñ
     

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso