Otro Soy un soldado

Tema en 'Relatos' iniciado por Agus estresado, 20 Mayo 2018.

  1.  
    Agus estresado

    Agus estresado Equipo administrativo Comentarista empedernido

    Piscis
    Miembro desde:
    28 Agosto 2012
    Mensajes:
    4,797
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    Título:
    Soy un soldado
    Clasificación:
    Para todas las edades
    Género:
    Drama
    Total de capítulos:
    1
     
    Palabras:
    693
    Este es un pequeño relato basado en uno de los personajes de mi historia La Gran Catástrofe. Le tengo un gran cariño a ese personaje, y fue por eso que decidí crear un relato de este estilo para él.

    No revelaré demasiados detalles, dado a que quiero mantenerlo lo más libre de spoilers posible. Si este relato es de tu agrado y tienes ganas de saber más sobre el personaje y su situación, me gustaría invitarte a que leas la historia.


    Soy un soldado

    Desde que era un niño hasta el día de hoy lo di todo para ser el mejor soldado de todos. Siempre dijeron que el país venía primero, y que debía recordar eso en todo momento. Nadie podrá decirme que mi compromiso no fue total, porque lo fue. En todo momento puse lo mejor de mí para asegurar la victoria en esta batalla.

    Y aun así… aquí estoy. Huyendo por mi vida.

    Me capturaron en una misión de reconocimiento, y mi país decidió dejarme de lado. Me encontraba solo, totalmente a merced de nuestros enemigos. No había forma de escapar, y a mi vida le quedaba poco tiempo. Nadie iba a venir a mi rescate, y mi única opción para sobrevivir era una que no me gustaba para nada: debía colaborar con el enemigo. A cambio de eso, me dejarían vivir.

    Recordé esa frase que mi padre solía repetir siempre: “el país viene primero”. Y habría sido un honor dar la vida por mi país, si ellos realmente estuvieran dispuestos a hacer lo mismo por mí. Pero las cosas no fueron de esa manera. Solamente era una herramienta para ellos. Manipularon mi mente para obligarme a luchar, y no dudaron ni un solo segundo en abandonarme cuando las cosas se complicaron. Si mi país no se preocupaba por mí, ¿por qué yo debería preocuparme por él? No iba a dar mi vida de forma gratuita. Fue así que colaboré con el enemigo.

    Sorprendentemente, ellos sí cumplieron con su parte del trato. Después de la ayuda que les brindé, me perdonaron la vida. Llegué a sentir una sinceridad mayor proveniente de ellos que de las personas que se supone eran mi propia gente.

    Luego de haber ayudado al enemigo, supe que mi gente le pondría precio a mi cabeza. Irónico que me odien por traicionarlos cuando demostraron que no eran merecedores de mi lealtad. En ese momento, todo se volvió muy confuso. Ni siquiera sabía quién era realmente, y eso me estaba frustrando.

    Fue entonces que decidí dejar de preguntarme “¿quién soy?”, y comencé a hacerme otra pregunta: “¿qué soy?”. La respuesta es simple: soy un soldado. Toda mi vida fui entrenado para serlo. Es lo único que soy y lo único que sé. No habrá nada mejor esperando por mí, y estaba consciente de ello.

    El odio que le tengo a mi país ahora mismo es inmenso. Lo que menos quiero es verlos obtener la victoria. Nada me haría más feliz que verlos perder. Pero no seré capaz de verlo si lo único que hago es huir. De esa forma, mi mente se aclaró y supe que era lo que tenía que hacer. Mis enemigos han sido sinceros conmigo, y estoy seguro de que me recibirían muy bien si yo estuviera dispuesto a darles toda la información que tengo en mi mente. Una unión con ellos nos beneficiaría a todos: ellos probablemente consigan la victoria, y yo podré estar allí para que lo hagan.

    No había vuelta atrás, y la culpa de eso era de mi país, y no mía. Por más dudas que pudiera tener, estaba del todo decidido. Me iba a unir a mis enemigos. Pero antes de eso debo descubrir cuál es mi verdadera identidad, no puedo quedarme con la farsa que mi país me construyó.

    Busqué ropa que se ajustara a mi medida, me fui a un callejón oscuro totalmente abandonado, y una vez allí tiré el uniforme militar que me entregaron para esta misión. Mi objetivo había cambiado, pero en mi mente, yo sabía perfectamente lo que soy en realidad… soy un soldado.
     
    • Me gusta Me gusta x 1
    • Ganador Ganador x 1
  2.  
    Zurel

    Zurel —Vuestras historias han terminado.

    Acuario
    Miembro desde:
    9 Abril 2016
    Mensajes:
    331
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    Hola.

    Bueno, encontré este tema de pura casualidad, como siempre, me fije en los "últimos comentarios en originales" y me topé con este relato. Te digo que yo no soy de leer relatos, pero el título me llamó mucho la atención, y con solo leerlo entendí de quien se trataba. XD

    Me gusta haber visto su vida desde su propio punto de vista (por si las dudas, no revelaré su nombre para no cometer spoilers). Por lo que veo, se ubica en los capítulos cercanos al final de LGC I y me agrada, supongo que los eventos que se mencionan aquí, son cronológicos con la historia, ¿no?

    En sí, no puedo decir mucho porque estoy un poco limitado dado a que es un relato y no un capítulo de ocho hojas o más, pero en sí me agradó leerlo, creo que le da un poco más de profundidad e importancia al personaje, ahora lo veo con diferentes ojos y me gusta más que antes.

    Ten por seguro que seguiré LGC hasta el final para ver que como va transcurriendo la historia y en especial el desarrollo de este gran personaje, ya que para serte franco, antes cuando estaba con BM le tenía cierto odio, pero siempre reconocí que es un gran soldado y eso no se le puede quitar así como así. Ahora que está con el equipo del Zenith me agrada más, pero en el equipo en general no me agrada del todo, ya que mí preferido siempre ha sido el BM.

    Es todo por ahora, por cierto, cuando hagas algo como esto en complemento para tu historia avísame, no vaya a ser que me lo pase por alto y me haga cuenta de que nunca existió. No vemos en la próxima oportunidad, saludos.
     
    • Me gusta Me gusta x 1

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso