Presa (Sessho&Kagome)

Tema en 'Fanfics Abandonados de Inuyasha Ranma y Rinne' iniciado por rhapsodic, 3 Noviembre 2010.

Estado del tema:
No se permiten más respuestas.
  1.  
    rhapsodic

    rhapsodic кучко. Comentarista empedernido

    Géminis
    Miembro desde:
    12 Julio 2010
    Mensajes:
    2,244
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Presa (Sessho&Kagome)
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    171
    Tìtulo: Presa
    Fandom: InuYasha
    Pareja: Sesshomaru y Kagome
    Palabras: 85/ sin titulo.
    Clasificaciòn: Eh... No se, puede leerlo cualquiera...

    Presa

    Allí estabas, en el rincón de una habitación, absorbida por el silencio y la oscuridad de aquel sitio. Esperando a ser el alimento de el, de aquel que te había apartado de tu familia para usarte y devorarte a su total antojo, para ultrajarte en lo más profundo de tu alma, para sembrar en ti las más profundas y horribles pesadillas alguna vez imaginadas por un ser humano.
    Para convertirte en su presa, convertirte en la mujer de un vampiro. La mujer… Del Lord Sesshomaru.
    ____________________________________
    Dedicado a todas mis amigas de FFL ^^
    Son muy especiales para mì!
    ¡Besos!
    ¿Quieren continuaciòn?
     
    • Me gusta Me gusta x 10
  2.  
    Kyouko Kiryuu

    Kyouko Kiryuu Adicto

    Sagitario
    Miembro desde:
    27 Noviembre 2008
    Mensajes:
    1,599
    Pluma de
    Escritor
    ¡Hola amiga! Me gustó este pequeño Drabble (aunque no haya prefijos).
    Hubiera sido interesante leerlo en forma de Long-fic, pero bueno con este pequeño escrito me conformo.
    Últimamente me gusta leer sobre esta pareja o el NarakuxKagome, son tan fascinantes las ideas retorcidas que algunos escritores sacan :D.
    Me gustó la última parte que dice: "Para convertirte en su presa, convertirte en la mujer de un vampiro. La mujer... Del Lord Sesshomaru".
    Se oyó tan posesiva esa parte, tal vez enigmática (?)...
    Editando: Yo sí quiero que haya continuación *llamas en los ojos*.
    Bueno amiga yo me despido, nos vemos luego.

    Adiós.
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  3.  
    Ritsu Yuiki

    Ritsu Yuiki Usuario común

    Capricornio
    Miembro desde:
    31 Julio 2010
    Mensajes:
    229
    Pluma de
    Escritora
    Hola :3
    gracias por invitarme a leer tu fic ;), nunca eh leeido un ShesshoKagome, pero supongo que el tuyo seria el primero :D, se ve interesante, eso de la presa yq ue se la va a comer xD hehehe, espero que si haya conti, bueno te dejo y ahy me avisas :)

    Atto:Ritsu Yuiki
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  4.  
    LadyWitheRose

    LadyWitheRose Usuario común

    Acuario
    Miembro desde:
    18 Enero 2009
    Mensajes:
    412
    Pluma de
    Escritora
    :3 Me gusta la trama que tiende a futuro...
    eso de que la rapta de la familia de ella para usarla a su antojo
    y convertirce en algo como un objeto de un Vampiro y que vampiro de el que hablamos
    Lord Sesshomaru.. se ve que tiene algo malevolo en todo esto.. :)
    espero leer mas de este prometedor fic :)
     
  5.  
    rhapsodic

    rhapsodic кучко. Comentarista empedernido

    Géminis
    Miembro desde:
    12 Julio 2010
    Mensajes:
    2,244
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Presa (Sessho&Kagome)
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    989
    Bueno, aqui pongo una continuaciòn, tal vez lo haga en un long-Fic o lo termine ràpido, depende de cuanto tiempo tenga, e imaginaciòn...​

    Presa

    Capitulo II: Secuestrada.

    Se acercaba cada vez más a ti, tanto que ya podías oler su aroma. Aquel aroma de hombre arrogante que se propagaba en el aire que respirabas, y puesto que era un perfume diferente al de cualquier otro, y el hecho de que era de un vampiro, olía condenadamente bien… Aunque no quisieras admitirlo.

    Se paro delante de ti, y pareció que por un mínimo momento aspiro de tu terror, de tu miedo. El miedo que sentías al estar delante de el, delante de un ser que podría arrancarte la vida sin sentir absolutamente nada. Era claro que el, lo estaba disfrutando.

    Se inclino para observarte, tú solamente volteabas la vista hacia otro lado. No querías tener ningún tipo de contacto visual con aquel hombre.

    — Mírame — te ordeno, con la voz más neutral y sin sentimiento alguno que hallas escuchado. Pero aun así no obedeciste.
    — ¡Obedece al Señor Sesshomaru cuando te habla! — espeto un guardia que furioso, te golpeo el rostro.

    El ser de ojos ambarinos solamente te miro, inspeccionado la magnitud del golpe. Una vez acabo de verlo asesino al guardia usando un rápido movimiento de sus garras. Este callo al suelo destrozado, siquiera lo vio venir, tú solo veías la escena horrorizada. ¡El lo había matado sin más!

    — Mírame— volvió a ordenarte, no querías ver mas muertes, así que volteaste tu rostro y con miedo lo observaste.

    El era el ser mas hermoso que una vez hallas visto, su cabello platinado, su piel pálida, esas marcas que llevaba en su rostro y por sobre todo aquellos hermosos ojos ambarinos, esas orbes que parecían hechas del mismo oro.

    El se levanto, tu solo lo miraste mientras se marchaba. Había algo en el que se te hacia tan familiar, como si lo conocieras de mucho antes de estar allí. Pero era relativamente imposible, el era un vampiro que tal vez había vivido muchísimos años antes de que tu siquiera pensaras en nacer, y tu eras una mortal que en este mundo tenia un limite de tiempo, y no era el mismo que el de el.

    — Llévenla a que se de un baño. No la quiero así para esta noche — dicho esto se marcho de la habitación, tan elegante como todos lo veían, con aquel porte masculino característico de su raza.

    Cuando se marcho enseguida a la habitación entraron varias criadas, todas vestidas en la tipica vestimenta de la servidumbre. Te ayudaron a levantarte y te llevaron a una habitación mas arriba. Tu solo veías los largos pasillos de aquel castillo en el que te encontrabas, adornados en cuadros antiguos, mesas y espejos. ¿Espejos? Como si los vampiros pudiesen ver su reflejo en ellos.

    Cuando llegaron a la habitación lo que observaste te dejo perpleja. Era una morada bastante lujosa, el suelo de la habitación era de madera, las paredes estaban tapizadas y en lo ato del techo colgando se encontraba un antiguo pero hermoso candelabro, la cama estaba vestida en sabanas de ceda y las mas finas almohadas de pluma... El baño estaba todo fabricado de mármol, espejos y una enorme tina de baño…

    — ¿Qué me hacen? ¡Déjenme! — protestaste al ver como una de ellas empezaba a despojarte de tus ropas. Luchabas por defenderte, pero ellas no paraban su labor.

    — No se preocupe por favor — dijo una de las criadas.

    — No le haremos daño — concluyo otra.

    Todas mantenían la mirada baja, ocupadas, centradas en su trabajo. Te desnudaron y enseguida te metieron a la enorme tina de baño, en donde te asearon y te dejaron reluciente. Seguido te secaron y te sentaron en el tocador, una de las criadas puso ante ti un pequeño cofre plateado, lo abrió y de el saco unas cuantas joyas. “¿Para que es esto?” preguntaste, estabas confundida. ¿Para que tantos cuidados?

    Al final, te vistieron, con un hermoso vestido de ceda color azul cielo, el cual te llegaba hasta los tobillos, bordado en flores de un tono azul más oscuro y con zapatillas blancas no muy altas, peinada en una coleta alta y maquillada en tonos rosa pálido, adornada en joyas que hacían juego.

    — Quedo esplendida — aseguro una de las criadas.
    — El amo va a felicitarnos — agrego otra.

    Tu solo podías ver como ellas admiraban su trabajo — ¿Qué estaba pasando? — pensaste. — Debo escapar mientras puedo, esto no es normal — planeabas en tu cabeza como fugarte de aquel castillo, pensabas y pensabas hasta que se te ocurrió algo, viste la puerta de la habitación abierta y te escapaste, las criadas aun seguían hablando acerca de su maravillosa labor.

    Corriste a través de pasillos y pasillos interminables, de seguro te habías perdido. Pero no te rendiste, corriste más que antes y esta vez tropezaste con alguien y caíste. Alzaste la vista y te encontraste con un joven de cabello platinado y ojos ámbares. Parecido a aquel vampiro que te había secuestrado.

    Estabas a punto de gritar cuando el te tapo la boca y te acorralo en uno de los rincones de aquel gran pasillo. “No vallas a gritar, o será el fin de ambos” amenazó. Tu asentiste y el removió su mano de tu boca. Luego te observo por un segundo y te abrazo.

    — ¿Qué… Que haces? — preguntaste al ver la reacción de aquel chico.
    — ¡Estas viva!...Al fin te encontré Kikyo. —
     
    • Me gusta Me gusta x 7
  6.  
    Whitemiko

    Whitemiko Usuario común

    Virgo
    Miembro desde:
    9 Agosto 2010
    Mensajes:
    230
    Pluma de
    Escritora
    amiga tiene muy buena trama la verdad, me gusta la pareja de sess&kag, espero que pronto lo continues creo que deberías hacer más largos los capítulos, es muy interesante sigue así amiga se te escapo un pequeño detalle pusiste como pensamiento un díalogo, creo q es el único error que encontré vas muy bien!!!avisame de la próxima conti!!!
     
  7.  
    InunoTaisho

    InunoTaisho Orientador Comentarista destacado Dale amor a nuestro pollito <3 "¡Viva México, compañeros!"

    Leo
    Miembro desde:
    6 Agosto 2010
    Mensajes:
    2,398
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Ok amiga, no me gusta mucho la pareja Sesshomaru/Kagome, de verdad me desagrada, pero tu historia se ve interesante, sobre todo porque los haces vampiros, que he visto dos o tres por aqui con esa trama tan enigmatica de mis hijos (jajaja Sesshomaru e Inuyasha) si hasta yo pense en un momento en esa alocada idea. No te desanimes, que a muchos lectores les gusta imaginar a Sesshomaru como pareja de Kagome. Adelante con tu idea. Sayonara y felicidades.
     
  8.  
    Kyouko Kiryuu

    Kyouko Kiryuu Adicto

    Sagitario
    Miembro desde:
    27 Noviembre 2008
    Mensajes:
    1,599
    Pluma de
    Escritor
    ¡Hola amiga!
    Me gustó, me gustó *saltando de emoción* (¬.¬U) ¡¿Qué?! (No nada ¬_¬). Bueno a lo que iba, me gustó mucho la forma en la que llevaste este capítulo, por mi mente ya pasan muchas cosas de lo que quiere Sesshomaru *-* (Todo por ver puras cosas de vampiros -.-U) See...
    Inuyasha hermoso confundió a Kagome con Kikyo y no lo culpo. Mi instinto me dijo que no podías dejar fuera de la historia a Kikyo x'D.
    En esta ocasión no voy a corregir nada, ya que estoy de prisa.
    Esperaré la continuación ansiosa ;).

    Nos vemos luego.
     
  9.  
    LadyWitheRose

    LadyWitheRose Usuario común

    Acuario
    Miembro desde:
    18 Enero 2009
    Mensajes:
    412
    Pluma de
    Escritora
    Hola amiga :)
    como te lo dije aqui pase a leer el siguiente capitulo
    me gusta mucho tu narrativa ya que a la lectora en este caso te hace
    pensar que tu eres la victima a la que amenazan a la que miras
    sientes lo que ella, me gusta y mucho :D
    pero lo que me inquieta es por que tantas comodidades?
    no se supone que Kagome es una esclava?
    es acaso que el gran Lord cayo rendido a sus pies?
    por que el joven que ya sabemso quien es piensa que es Kikyo?
    espero que coninues pronto con el siguiente capitulo y sigue como hasta ahora esa
    forma de narrar es muy buena :).
     
  10.  
    razon

    razon Usuario común

    Tauro
    Miembro desde:
    23 Junio 2009
    Mensajes:
    480
    Pluma de
    Escritora
    Hola hace un tiempo me leí el prologo, y desde ese momento me enamore de como escribes el ff, el trama es muy bueno, y el titulo me atrajo.
    Es un muy buen ff, aunque inu no deja el mal hábito de confundir a Kikyo con Kagome pero: ¿Que se le puede hacer?, yo también me confundiría, me gusta mucho esta pareja de SesshomaruxKagome, aunque me gustan todas las parejas, ninguna en especial, espero la continuación.

    atte: razon
     
  11.  
    Artemisa

    Artemisa Usuario VIP

    Tauro
    Miembro desde:
    12 Marzo 2008
    Mensajes:
    887
    Pluma de
    Escritora
    ¡A mí me encanta el SessKag! Espero pronto la continuación.

    Me pregunto, ¿Sesshômaru llegará a tiempo como para impedir que Kagome escape? O, ¿qué reacción tendrá Inuyasha al ver que Kagome no es exactamente su adorada Kikyô?

    Bueno, supongo que tendré que esperar al siguiente capítulo. ¡Cuídate!
     
  12.  
    rhapsodic

    rhapsodic кучко. Comentarista empedernido

    Géminis
    Miembro desde:
    12 Julio 2010
    Mensajes:
    2,244
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Presa (Sessho&Kagome)
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    1958

    ¡Hola! Bienvenidas a las nuevas lectoras, me alegra que les guste mi Fic, la verdad es que hace tiempo que quería escribir de ellos, en fín. La mento la tradanza, pero las clases me han tenido mal... Pero aquí traigo continuación, trataré de actualizar más seguido...

    "Presa"

    Capitulo III:

    — Aquel nombre le traía una extraña sensación, un enorme dolor de cabeza la invadió al tratar de hacer memoria. El dolor era cada vez más fuerte. Una oleada de imágenes azotó contra tu mente, caíste al suelo desmayada causa del dolor.
    ¿Qué? — musitó el joven que yacía sosteniéndote en el suelo. Estaba embelesado contigo, quería llevarte lo más lejos posible y vivir lo que siempre anheló.

    Ya pronto saldremos de aquí… —

    _________________________________________________________

    Escaleras… Cientos de ellas frente a ti… “Súbelas” te alentaba la voz de una mujer “¿Qué esperas? ¡Súbelas!” insistía…
    Levantabas tu pié, subías un escalón, levantabas el otro, subías uno más.
    “Sí, así… Súbelas” corrías, subiendo cada vez más, dejando escalones detrás de ti. Tus cabellos ondeaban con cada paso que dabas, vestías una bata blanca de ceda, la cual era casi transparente, reías y reías, subiendo escalones sin parar. “Sí chiquilla, sigue subiendo más” aquella voz reía contigo, de una forma inusual, casi diabólica.

    Pero el cansancio se hizo presente cuando llegaste al escalón final, en donde el aire perfectamente acumulado se escapó, dejándote los pulmones vacíos. “Llegaste al último de los escalones mi niña… Ahora ve lo que se te depara…”

    Fuiste abriendo tus ojos lentamente, acostumbrándote a la luz de aquel lugar. Estabas recostada en una enorme cama de tupidas almohadas, arropada en muy finas sabanas aparentemente hechas de ceda, la habitación era enorme, en medio de la sala colgaba un fino candelabro de cristal, hermoso en todos sus ángulos. Te quedaste durante unos momentos pensando en aquél sueño que habías tenido, estabas sudorosa, tu corazón latía, sentías que pronto saldría de tu pecho. “Esa voz…” pensaste “Me parece tan familiar”

    Retiraste las sabanas y te dispusiste a levantarte, cuando notaste un pequeño detalle… No llevabas más que un fino brasier y una pequeña braga, ambas de color rosa pálido, casi al tono de tu piel.

    ¿Pero qué? — protestaste por lo bajo, ¿Dónde estaba tu ropa? Tan pronto te levantaste te asomaste por la ventana y estaba oscuro, lo que significaba que había oscurecido “¿tan pronto ya?” te sorprendiste, habías dormido toda la tarde… Espera ¿Cuándo te habías dormido? Dónde estabas?

    Caminaste con cautela hasta la puerta, observando todo a cada paso que dabas. Se escuchaban pasos afuera de la habitación, te asustaste pero te llenaste de valor para continuar.

    Vamos Kagome, si fueran malas personas, de seguro ya te habrían matado o encadenado, no seas miedosa — te reprochaste, tratando de armarte de más valor del que tenías, y cuando por fin tocaste la puerta, justo cuando la estabas abriendo por los pelos, fuiste divisada por un joven moreno, que enseguida marchó hasta donde te encontrabas, con una expresión seria.

    Esta bien, esto no es bueno — musitaste nerviosa al momento en que cerrabas la enorme puerta de madera y caminabas por la habitación buscando un sitio donde esconderte. “La ventana” susurraste, la primera idea que cruzó por tu mente fue abrirla y saltar a la libertad. No era muy seguro, pero querías escapar, antes de que “el” llegara.

    ¡Esta cerrada! — forcejeabas por abrirla, tu única salida y estaba cerrada… Era estupendo.

    No escapará señorita — había llegado aquel joven que segundos antes te había visto. Todo pasó como en cámara lenta, te volteaste y lo viste. Portaba una armadura color café, vestido en una extraña vestimenta que parecía de pieles, su cabello castaño oscuro colgaba de una cola alta, y sus ojos… Aquellos ojos que expresaban una enorme tristeza, esos enormes y cristalinos ojos azules.

    Lo observaste por un momento, nunca lo habías visto, pero era sumamente familiar, su rostro se te era parecido al de otra persona, se fue acercando a ti, con una mirada triste y melancólica, observándote de pies a cabeza cuidadosamente, como grabando cada imagen de ti en su mente.
    Pero ese rostro, no podías dejar de verlo, mientras más tratabas de recordarlo más imposible se te era hacerlo, sin embargo fue en un mínimo momento, que una imagen se reflejó en tu mente: Aquél mismo joven, luchando contra docenas de guardias… “¡No te dejaré morir!”

    Kouga-Kun — susurraste impulsivamente.

    — Aún me recuerdas — musitó melancólicamente.

    Tú, ¿quién eres? — tu rostro estaba pálido y tu mirada expresaba una enorme tristeza pero ¿porqué?

    Han pasado tantos años… No fuimos capaz de encontrarte y al final haz reencarnado —

    ¿Qué he reencarnado? ¿Qué quieres decir con eso? — lo que ese joven decía no tenía sentido.

    Sé que al principio te sonará absurdo — tomó aire — pero eres la reencarnación de la vampira más poderosa después de Sesshomaru.

    ¿Qué? ¿Vampira? — Tus ojos casi se salen de sus orbitas… Los vampiros no reencarnaban, eran seres despiadados que solo se alimentaban del sufrimiento de sus víctimas, ellos morían con los siglos e iban al infierno a quemarse como lo que eran: Basura.

    ¡Tu estas loco! ¡Yo no puedo ser como ustedes! — gritaste como si de tu vida dependiera, estabas con más locos.
    ________________________________

    Una imponente presencia era percibida por todos los pasillos, el aura cegadora de aquella persona era temida y admirada por todos, sombras y sombras cubrían a los pasillos de aquel inmenso castillo.

    Lord Sesshomaru — Hizo reverencia uno de los generales de combate de aquel hombre — Ha escapado…

    ¿Cómo que ha escapado? — recalcó el imponente vampiro sin tono distinto al de siempre en su voz.

    El grupo de criadas que la resguardaban se ha descuidado y ella ha aprovechado el momento para escapar —

    Imposible… No pudo haber escapado sola, alguien la ayudó… —

    O se la llevó — de las sombras salió un niño de cabellos castaños, vestía un traje de cuero negro y en su cuello colgaba una mascara parecida a la de un espía.

    Kohaku —

    Señor Sesshomaru, la chica se ha ido con InuYasha. — Aquél niño era totalmente inexpresivo. No hablaba más de lo necesario, era experto en el arte de la batalla y además era uno de los espías de Sesshomaru.

    Búscala Miroku — Mandó a su general de batalla, dicho esto el vampiro se retiró, elegante y sin apuro, recorriendo con belleza su camino, desapareciendo en la oscuridad de su enorme y antiguo castillo.

    La encontraré, mi Lord — una sonrisa se marcó en el rostro del joven vampiro.
    ____________________
    ¿Qué pasará? ¿Encontrará Miroku a Kagome? ¿Qué significa ese sueño? ¿Porqué InuYasha la confundió con Kikyo? ¿De quién es reencarnación Kagome? (obvio)
    PD: supongo que algunas estarán: ¡Oh dios! Puso a Miroku de malo! xD
    Esperen continuación :)
     
    • Me gusta Me gusta x 4
  13.  
    razon

    razon Usuario común

    Tauro
    Miembro desde:
    23 Junio 2009
    Mensajes:
    480
    Pluma de
    Escritora
    No yo no dire algo como; ¡Oh dios! Puso a miroku de malo
    Yo solo dire; Yes¡¡¡¡¡¡¡¡¡ Puso a Miroku de malo XD
    Me parese muy impresionante el ff pero, creo que has saltado vastante y luego pones los parrafos, como si quisieras hacer eso solo para rellenar no? ¬¬
    bueno la verdad es que no preguntare por que pero no lo buelvas a hacer el lector tambien tiene derecho a leer bien -Incluyendo yo-, además el capitulo me paresio insuficiente ya que fue corto, a pesar de eso no puedo decir una critica mala de tu ff.

    atte:razon
     
  14.  
    rhapsodic

    rhapsodic кучко. Comentarista empedernido

    Géminis
    Miembro desde:
    12 Julio 2010
    Mensajes:
    2,244
    Pluma de
    Escritor
    Bueno, la verdad es que estoy super apretada con las clases chicas, además, solo tengo 15 añitos, no me presionen mucho (XD) se que los capis me salen cortos, pero trataré de traerlos super jumbo...
    Para el capi que viene, habrá más diálogo y será más largo, además de que se descubrirán cosas...
     
  15.  
    Kyouko Kiryuu

    Kyouko Kiryuu Adicto

    Sagitario
    Miembro desde:
    27 Noviembre 2008
    Mensajes:
    1,599
    Pluma de
    Escritor
    ¡Hola amiga!
    Bien aquí me tienes :D.
    Me gustó mucho el capitulo, mi no saber de quién es la reencarnación... ¡Nah! Hasta crees x'D.
    ¿Miroku de malo? Me encanta *-*, yo no lo hubiese imaginado como secuaz (?) de Sesshomaru *-*.
    Comprendo la incredulidad de Kagome al no creer que sea la reencarnación de una vampira poderosa.

    Un consejo:

    Ese guión no debería ir, lo que corresponde ahí es un punto y aparte.

    Tendría que ser algo así:

    Es todo lo que diré, yo me despido, nos vemos luego.

    Adiós.
     
  16.  
    Artemisa

    Artemisa Usuario VIP

    Tauro
    Miembro desde:
    12 Marzo 2008
    Mensajes:
    887
    Pluma de
    Escritora
    Oh, Kikyô es la vampiresa. Qué extraño... Pensé que los vampiros no reencarnaban. ¡En fin! Muero por que Sesshômaru la encuentre, a ver qué le va a pasar, je.
     
  17.  
    YouraiMitala

    YouraiMitala Iniciado

    Piscis
    Miembro desde:
    6 Diciembre 2010
    Mensajes:
    12
    Pluma de
    Escritora
    aa me encanta! Miroku de malo? Jamás se me había ocurrido! Pero si te pones a pensar puede tener una miradita diabólica si se lo propone :D
    Me encanta la historia, y que Koga esté, LOOL lo hace mucho más interesante :eek:
     
  18.  
    rhapsodic

    rhapsodic кучко. Comentarista empedernido

    Géminis
    Miembro desde:
    12 Julio 2010
    Mensajes:
    2,244
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Presa (Sessho&Kagome)
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    1614
    Okis, después de siglos, traigo continuación (no me culpen, he estado ocupadita :()

    “Presa”
    Capítulo IV
    — ¡Aquí todos están locos! — la azabache estaba fuera de sí. Primero era secuestrada por un montón de enfermos y luego le dicen (sin ninguna delicadeza) que es la reencarnación de una poderosa vampira.
    —Debes entender que es tu deber quedarte aquí — sentenció el joven, mirándola seriamente —Tu destino es regirnos a la victoria contra Sesshomaru.
    — ¿Regir? ¿Victoria? ¡Yo no tengo nada que ver con ustedes! ¡Además, nunca en mi vida he dirigido nada!
    Era claro que la joven no iba a ceder, no podía creerlo. ¡Y es que simplemente todo le parecía una mentira! Al demonio con todos…
    —No puedes renunciar, está en tu sangre.
    — ¿Y cómo es que si soy vampira no he sentido nunca en mi vida la necesidad de beber?
    —Tus instintos están dormidos, es normal en una vampira de tu edad.
    —Eso es imposible, en los libros dicen que los vampiros toman sangre desde que nacen…
    —No creas en las estupideces que te dicen. Soy vampiro y he vivido muchos años más que cualquiera de esos tontos que se hacen llamar “escritores”… ¿Sabes quién era un buen escritor? (Kagome negó con la cabeza) Yo tampoco.
    ººººººººººººº
    — “¿Cómo pudo haberla encontrado? Es imposible que lo haya hecho el solo… Después de todo, InuYasha es un inútil. 500 años y no pudo encontrarla” Una sonrisa se formó en el pálido rostro del albino. Sus ojos no mostraban más que satisfacción al recordar la expresión de InuYasha al saber que su prometida había desaparecido. Que él sabía más de lo que él sabía.
    A fin de todo esto, Sesshomaru se dirigía hacia sus aposentos, necesitaba pensar con claridad cómo es que InuYasha la había encontrado. Detrás de él se encontraban dos guardias siguiéndolo, vestidos en armadura y mallas protectoras. Iguales a las que se usaban en la época feudal.
    —Bankotsu, Jakotsu — llamó.
    —Sí, mi señor—respondió el mayor de ambos haciendo una reverencia, traía una clineja larga, la cual llegaba a su espalda baja, una enorme alabarda y en su frente, una especie de cruz tatuada.
    —Acompañen a Miroku, y, vigílenlo…
    —Como ordene Lord Sesshomaru
    Ambos se dieron vuelta y se dispusieron a alcanzar al libinoso (como le decían ellos, Miroku se había ganado ese apodo el día en que la condesa Sango había visitado el palacio, hace como 120 años aproximadamente. No la había dejado en paz ni un solo momento. Siempre buscando la parte más apetitosa de la vampira)
    — ¡Bankotsu! ¡Al fin conoceremos al famoso hermano del lord! Estoy ansiosa-- musitó con alegría el segundo de los hermanos, Jakotsu, su cabello estaba recogido en un moño, y debajo de sus ojos se formaban unas líneas, aparentemente tatuadas, y digamos que sus preferencias eran de otro tipo.
    —Medio-hermano, Jakotsu. Si el Lord te escuchase te mataría en un instante, además, no quiero que me hables así. No me interesan tus preferencias—dijo con fastidio el mayor de los hermanos.
    —Que regañón eres Bankotsu… No me vas a decir que no quieres hacerlo pedacitos— espetó en tono burlón y mirándolo con su oscura mirada.
    —Claro que sí. Me muero por ver su rostro suplicante — ambos hermanos rieron, mientras desaparecían en la oscuridad del castillo.
    — ¿La encontró? — Susurró una mujer de cabellos negros, la cual había contemplado toda la escena —Ya veremos, la sorpresa que se lleve cuando se entere— la mujer sonrió con malicia, y se marchó sin más.
    ºººººººººººººº
    Yo no pertenezco aquí… ¡Exijo que me dejen salir ahora mismo!
    No vas a salir hasta que aceptes tu destino.
    Yo soy una chica normal, asisto a la preparatoria, ayudo a mi mamá y…
    … Mamá…
    La desesperación invadió la mente de la azabache… Se había olvidado completamente de ese detalle… ¿Y su madre? ¿Y su abuelo y su hermano?
    — ¿Dónde están? — susurró.
    — ¿Quiénes?
    — ¡Dónde está mi familia! — gritó desesperada.
    —No sé de qué me hablas— El moreno estaba recostado de una pared, tranquilo e indiferente a lo que ella le decía.
    “Abuelo, mamá, Sota…¿dónde están?”
    —No te lo repetiré… ¿Dónde está mi familia? — Kagome se encontraba de espaldas al joven.
    —De seguro han de estar bien, todo depende de dónde estén.
    Él ni siquiera sabía dónde estaban, era el colmo. Sentía una rabia enorme, una cosa era tenerla a ella y la otra era meterse con su familia, definitivamente estaba molesta.
    Un aura poderosa empezó a cubrirla, ella mantenía su mirada oculta bajo su flequillo, sus nudillos se tornaron blancos de tanto presionar los puños. En su rostro se formó una mueca de molestia e inconformidad y su mirada pasó de ser azul marina a ser de un color carmesí muy opaco.
    Estaba realmente furiosa, y Kouga podía notarlo perfectamente. Aquél aura se podía sentir en todo el lugar. Guardias se asomaron a la enorme puerta de madera, preguntando a Kouga que era esa presencia descomunal.
    Rápidamente la joven azabache golpeó una de las paredes, dejando una abolladura en esta. Volteándose furiosa a mirar a Kouga, quien se mantenía sereno pero nervioso ante la reacción de la oji-azul.
    — ¿Lo ves ahora? Tú eres la reencarnación de Kikyo. Tú eres la única que puede ayudarnos a derrotar a Sesshomaru — dijo Kouga, dando unos cuantos pasos hacia atrás, manteniendo distancia con la ahora furiosa Kagome.
    —Yo no tengo nada que ver con ustedes ¿¡Qué no lo entienden!? — esto último lo gritó, liberando una gran cantidad de energía. Ocasionando que los muebles de aquel sitio salieran disparados hacia las paredes. Kouga y los guardias fueron impulsados hacia atrás gracias a la magnitud de aquel poder, el cual hizo estremecer a todo el palacio…
    — ¿Pero qué demonios pasa aquí? Exclamó InuYasha, al momento en que doblaba hacia el pasillo en el que se encontraban Kouga y sus guardias tirados contra la pared, tratando de levantarse sin éxito.
    — ¿Quién ha hecho esto? ¿Ella? — preguntó señalándolos y señalando después a la joven azabache que yacía arrodillada, ocultando su rostro entre sus manos.
    —Esa chiquilla es el demonio— dijo uno de los guardias, mirándola con rencor.
    —Te vuelves a referir hacia ella de esa manera, y te juro que morirás desangrado por mis garras, Juroumaru— habló el peliplateado, reforzando su frase con un brusco movimiento de sus garras.
    El aludido solo pudo observar a su amo con nerviosismo y molestia, asintiendo ante la amenaza del vampiro.
    —No tienes porqué ponerte agresivo, Bestia— Kouga se había levantado con un poco de esfuerzo. Esto lo había dicho sin mirar al peliplateado, al tiempo en que sacudía sus ropas —Eso puedes dejármelo a mí— sonrió—Juroumaru, hablaremos después.
    —Cuida tus palabras apestoso. El hecho de que seas mi general al mando no te da derecho de hablarme así—
    —Como digas bestia—dicho esto dio una palmadita en su hombro derecho, y miró a Kagome.
    —Creo que, la hemos encontrado… Definitivamente ella es la reencarnación de Kikyo— dijo InuYasha.
    —Sus poderes llegan a un nivel por encima de los límites, debemos tenerla vigilada—afirmó Kouga con mirada de preocupación.
    *-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-*-
    — ¡Libinoso! ¡Espéranos Miroku!
    — ¿No puedes callarte Jakotsu? Me avergüenzas.
    —Pero si es él que no quiere esperarnos Bankotsu.
    —No está en su obligación.
    Jakotsu era fastidioso, raro y… Más raro, pero era el hermano de Bankotsu. Se habían criado juntos en un pueblo no muy lejano de aquellos lares, situado cerca del gran monte Hakurei. Tranquilo en su totalidad, hasta que un día llegaron los vampiros de Sesshomaru a su pueblo y asesinaron a todos menos a ellos. ¿Porqué? Porque habían salido de excursión a la gran montaña, y cuando volvieron no encontraron más que destrozos y cadáveres putrefactos.
    ___________
    Sé que el capitulo esta corto. No he tenido tiempo y, quiero hacerlo más... ¿Interesante? LOL ok no.
    Trataré en lo imposible de actualizar más seguido.
     
    • Me gusta Me gusta x 4
  19.  
    Lucy J Watson

    Lucy J Watson Usuario común

    Aries
    Miembro desde:
    16 Agosto 2010
    Mensajes:
    245
    Pluma de
    Escritora
    hola estuvo muy bueno
    pobre sango acosada
    durante 120 años por miroku
    debe estar un poco cansada
    bueno continualo pronto y avisame
     
Estado del tema:
No se permiten más respuestas.

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso