La frialdad de su mirada [relato paranormal]

Tema en 'Historias Abandonadas Originales' iniciado por MimiKarin, 29 Diciembre 2010.

?

¿Les gustan los relatos paranormales?

  1. Sí, mucho *0*

    8 voto(s)
    100.0%
  2. Mmmm, más o menos ¬3¬

    0 voto(s)
    0.0%
  3. No! me muero de miedo >.<

    0 voto(s)
    0.0%
  1.  
    MimiKarin

    MimiKarin Entusiasta

    Libra
    Miembro desde:
    21 Noviembre 2010
    Mensajes:
    62
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    La frialdad de su mirada [relato paranormal]
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    1036
    Hola a todos! Bueno, aki les dejo mi nueva historia ^^, espero que disfruten, bueno, como se darán cuenta, los personajes son de mi total creación XD, no me vengan con que se los preste XDDD, bueno, otra cosa que quiero decirles…es que sólo por hoy se permitirá el lemmon… Nah, bromas (no fue chistoso, ni para mi lo fue TT.TT) bueno, felices fiestas :3.

    Resumen: Un chico y sus hermanos han quedado solos, pues su madre había muerto hacia ya un año. Un día, luego de un par de semanas de clases, el menor de los tres hermanos se mira al espejo, al ver sus ojos y ver que había estado llorando sangre, una serie de sucesos extraños comienzan a suceder en la casa y ya no saben que hacer ¿Cómo se librarán estos chicos de aquella tortura silenciosa y aterradora?

    Aclaraciones: Ojitosu Kitsuekime = Ojos (en realidad, dejé Ojitosu, ojitosu es Ojitos) de Sangre. Y Haiiro no me = Ojos grisáceos (Sí, hise esta familia en torno a su color de ojos ¿y qué?) y el último nombre por ahora (por que los demás no los traduje XDD) Sutäaizu = Ojos de estrella.

    O NO PLAGIAR FIC XDDD

    La frialdad de su mirada

    Capitulo 1: Raros sucesos

    Una hermosa mañana de sábado en Kuni Seki, un travieso chico al que llamaban “Niño demonio” por sus orbes, los abría lentamente, su nombre era Ojitosu Kitsuekime, un chico de cabello largo hasta la cintura, atado en una coleta floja y en un bello color azul, y unos seductores y traviesos ojos como ríos de sangre. Bajó las escaleras con pesadez y, sólo por molestar, pateó la puerta de su hermano mayor, Ojitosu Haiiro no me, un chico de actitud fría y ojos grises, su cabello era largo hasta la cintura atado en una coleta floja y sus hebras tan grises como sus fríos orbes.

    Haiiro era sólo 2 años mayor que Kitsuekime, quien tenía 14 años, cumplían el mismo día, y, por cosas del destino, ambos tenían un tono de color en sus ojos que daba a entender lo diferentes que eran, siempre competían entre ellos, muy a pesar de que Haiiro, comparado con la actitud de su hermano, era tan frívolo como un iceberg. Su diferencia de actitud, no justificaba el hecho de su igualdad en apariencia, aunque el color de ojos y cabello fuera diferente, lo traían atado en la misma coleta, con el mismo largo ¡Hasta podía notarse el mismo masivo cuidado que le daban! Ambos podían parecerse en apariencia, pero su actitud era totalmente contraria.

    — ¡Levántate, tonto!— decía Kitsuekime con una sonrisa burlona en su rostro.

    — Ya no molestes… Kitsu-Chan. — dijo Haiiro acentuando la palabra “chan” en su hermano.

    — ¡Ya basta, niño problema!

    En ese instante, una chica de 19 años con unos juguetones ojos color violeta y un hermoso y bien cuidado cabello bordó, apareció mirando acusadoramente al menor de los tres. Ella era la hermana mayor de ambos, su nombre era Sutäaizu, nombre que su madre había decidido ponerle, pues, su pasión por las estrellas la descubrió después, pero en sus ojos se podían ver destellos de luz tan únicos como su actitud.

    Los tres hermanos, bajaron las escaleras, Kitsuekime, miraba con rabia a Haiiro, quien sólo miraba la nada sumido en sus pensamientos. Mientras, su hermana iba respondiendo mensajes de texto, incluyendo sus risas como si a sus hermanos les importara. Al terminar de bajar, el desayuno ya estaba listo, y todos se sentaron a comer, cada uno en sus cosas, cada uno en su mente, cada uno pensando en una sola cosa… ¿Cuándo iban a empezar las clases?

    — Oye, kitsuekime ¿Cuándo comenzaban las clases?

    — Comienzan hoy. — Fue la seca respuesta del hermano del medio, quien miraba seriamente el calendario mientras pensaba –“Sólo un par de semanas, y todo se acabará para la familia”-

    — ¿Qué te pasa Haiiro-Kun? Has estado muy serio, más que de costumbre. — Dijo el menor comiendo aún. –“Algo extraño le pasa a Haiiro ¿qué será?”- se preguntaba el pequeño mirando a su hermano, quien aún tenía su mirada fija en el calendario.

    Subió la escalera, se puso su uniforme escolar, que consistía en un sweater de color rojo con bordados verdes, un cinturón negro y unos pantalones color rojo bastante obscuro, pero sin llegar al bordó, tomó su maletín, en el que iban todos los útiles escolares, se puso sus zapatos y bajó, sólo para encontrarse con que Haiiro miraba el retrato de su difunta madre. Tomó el hombro de Haiiro, éste se dio vuelta dejando a la vista que había llorado, pero no eran lagrimas cualquiera, si no lágrimas…de sangre.

    Haiiro abrazó a su hermano, algo que nunca había hecho en su vida, sólo para desmayarse sobre el cuerpo de Kitsuekime, éste miraba con angustia a su hermano, si se había asustado por las lagrimas rojas de Haiiro, ahora quedó paralizado de terror. Cuando por fin pudo reaccionar, cargó a su hermano y llamó a su hermana, quien estaba en su cuarto sentada sobre la cama, llorando también, con lagrimas de sangre, se limpió de inmediato y bajó las escaleras para encontrarse a un Haiiro desmayado y a un Kitsuekime llorando.

    — ¡Dios mío! ¡Haiiro, Haiiro! ¿¡Qué le pasó?!

    — Ha-Haiiro-kun estaba llorando sa-sangre. — dijo entre gimoteos el menor de los tres hermanos.

    — Déjalo, luego te explicaré, hoy faltarás a la escuela, te quedarás conmigo y Haiiro hasta que papá llegue y te explique todo esto. — dijo Sutäaizu mirando a Haiiro –“Sólo faltas tú…Kitsuekime”- miró a su hermano, quien lloraba sobre Haiiro, aún desmayado sobre la mesa.

    Sólo era un niño, pero su vida cambiaría desde ese día…

    - - - -

    Bueno, aki está, espero que disfruten ^^, comenten si lo leen pliss *^* ya sé que quedó corto
     
    • Me gusta Me gusta x 4
  2.  
    Seiko

    Seiko Iniciado

    Piscis
    Miembro desde:
    7 Noviembre 2010
    Mensajes:
    48
    Pluma de
    Escritora
    Hoolaaaaa!! Wiii primera en comentar :)!
    Muchas gracias por invitarme a leer!
    Primero tengo que decirte que amo los relatos paranormales, me gusta sentir ese suspenso interminable que la gente le da.
    Te está quedando excelente, los diálogos son muy buenos, no hace falta narración... Esta genial.
    Bueno, me despido.
    Cuidate mucho Mari-chan !
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  3.  
    RomAnce

    RomAnce Soleanimetrix

    Leo
    Miembro desde:
    12 Septiembre 2010
    Mensajes:
    214
    Pluma de
    Escritora
    Hi Mimi-chan!
    linda este fic me embelezó!!(*0*)!
    ...
    tiene muuuchoo misterio...
    jejeje me encata que me dejen en suspenso(NOOOOOO x q hasta alliiiiiii!!),ok!
    me flechó Ojitosu Haiiro no me(sie, soy una masoquista"u_u" me encantan los xicos animes así!), me hace recordar a cierto personaje...ejem...
    Jejeje y Kitsuekime es tan simpático necio jeje!!je!(Dios como se parece a cierta personita q habita conmigo!|¬¬)
    pero loq me mató fueron:"las lágrimas de sangre..."
    Wow! el xq de ellas me da curiosidad...
    ...
    mi niña,te has ganado una lectora más de las tantas q habrá por aquí:D !!
    ME AVISAS CUANDO CONTINUES !!!
    XAO CUIDATEEEEE!!!!!!!!!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  4.  
    YukiHyuga

    YukiHyuga Entusiasta

    Tauro
    Miembro desde:
    16 Diciembre 2009
    Mensajes:
    152
    Pluma de
    Escritora
    Wii
    amiga, gracias por haverme invitado
    te ha quedado genial
    tienes uno o dos dedazos pero lo normal...!
    de verdad le das un aire enigmatico
    y misterios, creo que esas dos palabras son lo mismo (?)

    igual, lo de las lagrimas de sangra, Wo0w!
    me gusto;)
    tal vez tendrias que describir un poco mas
    pero igual quedaa a thu criterio ;)

    Continuale...!


    Att:
    :::yuki:::
     
  5.  
    Cinderella

    Cinderella Usuario común

    Leo
    Miembro desde:
    29 Octubre 2010
    Mensajes:
    225
    Pluma de
    Escritor
    jdhakshd! Hola ^^ Me gusto tu fic, tiene suspenso, no mucho, pero tiene. No se si estare en lo correcto pero veo que utilizas muchas comas, y algunas veces repites las palabras:
    Lo de rojo son las palabras repetidas, creo que hubiera sonado mejor así:

    Al terminar de bajar, el desayuno ya estaba listo, y todos se sentaron a comer,

    Pero solo es una sugerencia. Parece ser que tiene buena trama, espero que en el proximo capitulo se aclare lo de las lagrimas de sangre.

    Sayonara~
     
  6.  
    Alyss Alice No Akuma

    Alyss Alice No Akuma Ritornata

    Escorpión
    Miembro desde:
    29 Noviembre 2009
    Mensajes:
    337
    Pluma de
    jeje, cherto, cherto xD
    se repite desayuno, eem, bien ... y no solo eso.
    tienes uno ke otro errorsito con las tildes, pero aah nada de importancia ntp
    pues, sabes, creo que se veria mejor si usaras el guion largo, narraras un poco mas, oh bueno dejalo asi, se ve bien... waa me late la idea shi chibi mimi-chan ;) esa es mi alummna consetida (?) xD bno i la unica jaja
    aaw gracias por invitarme :3
    esta super mega geneaaloso ;)
    bien nos vemos en la conti, sige esforzandote, bye ^^
     
  7.  
    MimiKarin

    MimiKarin Entusiasta

    Libra
    Miembro desde:
    21 Noviembre 2010
    Mensajes:
    62
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    La frialdad de su mirada [relato paranormal]
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    1150
    Bueno, ya he vuelto de mi situación emocional tan deprimente y aquí me tienen de nuevo XD, aki está de nuevo la molestia de FFL *.* bueno, sé que los dejé en suspenso muuucho tiempo, así que he vuelto sólo para dejarles la continuación de mi FF >w< espero que no se molesten mucho por como los hice esperar u.u BUENO!!! ¡¡Ya basta de sentimentalismo y a lo que vine! Aki se los dejo babys XDDD

    Aclaraciones: Obviamente los personajes son míos ¡no copien! XD, emm: puntos suspensivos (…) y escribo en cursiva (a, b, c…) es un “Flashbacks” ^^. DISFRUTEN!!! XDD.

    La frialdad de su mirada

    Capitulo 2: Una desgracia más.

    La tarde era gris y silenciosa, la lluvia caía tranquila y melancólica sobre Kitsuekime, sus ojos tan rojos como la sangre, ahora cerrados dejando caer lágrimas invisibles gracias a la lluvia, se dedicaban a cerrarse sin dejar entrar ni la más minima gota de agua en ellos. Sus manos estaban guardadas en sus bolsillos, abrigadas del viento frío del otoño, y su cabello, se había soltado de aquella coleta que siempre llevaba puesta.

    — Kit-Kitsuekime. — dijo una voz que provenía de la casa. — A-Ayúdame.

    — ¡Haiiro!— exclamó el menor corriendo a abrazarlo. — Haiiro ¿Qué te pasó? — dijo el menor rompiendo en llanto.

    Haiiro sólo tomó con una mano la cintura de su hermanito y con la otra su espalda, dándole un cariñoso y cálido abrazo, algo que sorprendió a Kitsuekime, quien quedó aún más confundido cuando éste sonrío, no le tomó importancia y lo abrazó con más fuerza, quedando lo bastante cerca como para susurrarle al oído:

    — No tienes porqué llorar Kitsuekime, estoy aquí…contigo. — dijo acariciando el cabello azulado de su hermano menor, provocando un ligero sonrojo en sus mejillas.

    Estuvieron así un rato, sólo abrazándose con cariño, dejando que el viento les revolviera el cabello gentilmente. Haiiro sintió como su hermanito llevaba sus manos hacia su cuello, correspondiendo al tímido abrazo. De un instante a otro, el tiempo se detuvo por un momento, dejando que los gemelos, disfrutaran más aún de aquel abrazo tan cariñoso. Un segundo más tarde, largas horas para los chicos, su hermana apareció de golpe con una cámara en mano, una sonrisa macabra, y un malévolo brillo en sus ojos. Aquella escena los sorprendió abrazados a merced del frío viento otoñal, pero no le prestaron atención, gran error, pues su hermana estaba dispuesta a arruinarles el día de la manera más vergonzosa.

    — ¡Bésalo! — Exclamó riendo la mayor de los tres hermanos.

    En ese instante, los menores se separaron totalmente ruborizados, Kitsuekime aún más que Haiiro, quien era un experto en ocultar sus leves sonrojos. Kitsuekime miró a Haiiro, éste estaba serio, mirando con cólera a Sutäaizu, quien apagó la cámara y entró al escuchar el sonido del teléfono. No pasó mucho para que los menores la imitaran y entraran, sólo para ver como Sutäaizu escuchaba las palabras serias de un doctor. Kitsuekime, tomó la mano de Haiiro, quien sólo se ruborizó levemente, pero al observar a su hermanito, éste logró ver que lloraba, lloraba con desconsuelo, pues, Haiiro, quien estaba sumido en sus pensamientos, no había escuchado a su hermana.

    — Haiiro…— Dijo Sutäaizu. — Papá murió en un accidente automovilístico. — Acabó la oración, la mayor de los tres que se encontraban en la sala, llorando con desconsuelo por las tristes noticias.

    Haiiro, de inmediato sintió algo como un gran golpe en el pecho, produciendo un dolor como si le hubieran clavado mil agujas en el corazón. Sus ojos se volvieron rojos, su rabia ya no la podía soportar, intentando contener la furia, bajó la mirada hacia el suelo, dejando escapar dolorosas lágrimas, lagrimas como las que había derramado horas atrás. Sentía ira, tristeza, soledad…dolor, una profunda herida se había abierto en su alma, y ahora, no la podía curar. Soltó la mano de Kitsuekime y subió caminando las escaleras, segundos después, se escuchó un fuerte portazo en su habitación, dando a entender su inmensa tristeza y el incomparable dolor que sentía.

    Las horas pasaron, Sutäaizu y Haiiro ya estaban dormidos, pero Kitsuekime no podía dormir, primero su madre, las lagrimas de Haiiro y su repentino desmayo, y ahora se llevaban el alma de su honrado padre –“¿Por qué?”- se preguntaba –“¿Por qué me pasa esto a mí?- pensó mirando con angustia el retrato de su familia, estaban él, Haiiro, Sutäaizu y sus padres, Ojitosu Inamiko y Mikarasu Iromikure. Sonrió al recordar los bellos momentos que había vivido con sus padres, un recuerdo en especial, el día en que esa foto se la regalaron a él y una copia a sus dos hermanos, ese día tan hermoso, era un recuerdo imborrable de cuando él y sus hermanos, eran más unidos, como familia, como hermanos, como compañeros…

    — ¡Ya basta, Haiiro! — decía el pequeño de 5 años.

    — ¿Tú querías bolas de nieve? ¡Aquí las tienes! — decía su hermano de 7 años lanzando pequeñas bolas de nieve a su hermanito Kitsuekime.

    — ¡Tomen! — Exclamó una niña de 10 años, de hermosos cabellos bordó y unos inocentes ojos violeta, lanzando una bola de nieve gigante hacia los dos pequeños.

    — Niños, vamos, tomémonos una foto. — Dijo una mujer esbelta, de unos 23 años, su cabello era azulado, y sus ojos eran dos joyas de rubí.

    — Mami ¿Y papi? — Dijo el pequeño Haiiro mirando con inocencia a su madre.

    — ¡Aquí estoy! — Dijo el padre tomando al niño en brazos y haciéndole cosquillas.

    — Les tomaré una foto, vengan. — dijo un señor de cabellos grises, con bigote y unos simpáticos anteojos. — Digan whisky.

    — ¡Whisky! — dijo la familia, plasmando ese momento eterno en una foto que duraría por siempre…

    — Espero que mamá esté feliz contigo allá arriba…papá. — dijo, rompiendo en llanto, Kitsuekime, sin darse cuenta de sus rojas lagrimas.

    - - - - - -

    Siiiiii, ya sé que este me quedó más corto que el anterior, ¡¡Ya sé, ya sé!! Bueno, quiero agradecer a todos los que me comentaron, que buenos que son mis fieles lectores TTwTT ¿sabían que los quiero mucho? Bueno, me dejo de cosas emo y los dejo a utedes akiii, espero que no se molesten conmigo por la pésima narración y ese momentito en el principio, pero no pude evitarlo!! TT.TT bueno, los dejo, hasta el sig. Chapter!!

    Ba Bay~!

    Att: Mussa de las artes O mimideichan X3
     
    • Me gusta Me gusta x 2
  8.  
    RomAnce

    RomAnce Soleanimetrix

    Leo
    Miembro desde:
    12 Septiembre 2010
    Mensajes:
    214
    Pluma de
    Escritora
    HOLA Mimi-chan!!
    wiiiiiiii primeraaaa!!!:D miniña te quedo super linda la cotinuación!!
    pero a la vez muy deprimente(TOT)!!! hayyyyy. por que?!!!
    ...
    me encanto la esentina d los hermanitos abrazandoce fue tan AAAWW!!jejejejeje
    y Sutäaizu. tan juguetonamente molestona!! jejejeje sie fué muy reconfortante e ogualmente trágico...
    me encanta mi niña linda!! jejejej
    sie te quedó un poquito cortio pero bueh!! igulamente de factible!
    te espero para la proxima mi niña y me habisas así de rapidín si?
    jejeje
    cuídate amor y éxitooooss!!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  9.  
    MimiKarin

    MimiKarin Entusiasta

    Libra
    Miembro desde:
    21 Noviembre 2010
    Mensajes:
    62
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    La frialdad de su mirada [relato paranormal]
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    1497
    Buenooo, ñaaa, que malos que son, nadien comentó mi cap anterior, chon malos TT^TT la única fue Bey-chan, malos ni se pasaron a ver si ponía contii DX bueno, ya que, me dejo de cosas malas y emo y continúo a escribir. En este cap aparece otro personaje al que a NADIEN repito NADIEN le voy a prestar >.> e.e bueno, aki les dejo la contii pa’ que la lean…o los mato…Na, son bromitas ^^. Bueno, los dejo y lean…comenten e.e

    La frialdad de su mirada

    Capitulo 3: Días de escuela (parte 1: problemas en el sótano)

    A la mañana siguiente, los tres hermanos, se prepararon para asistir a su primer día de escuela que, para muchos niños, sería ya el segundo. Entraron cada uno a su respectivo salón, lo que no imaginaban, sería lo mucho que tendrían de parecido con los nuevos compañeros. En cada salón, apareció un nuevo alumno, en el de Kitsuekime: Una chica de la misma edad que él, su cabello era lacio, largo hasta la cintura y de color azul obscuro, sus ojos eran también rojos, Mikunite no Iruyabe. En el de Haiiro: Una chica de su edad también, sus ojos eran violeta, su cabellera era gris y larga hasta los hombros, adornada con un moño rojo, Katsunay no Iruyabe. Por último, en el de Sutäaizu: Un chico alto de su misma edad, su cabello era corto y pelirrojo, algo rebelde y despeinado, y sus ojos eran azules, Shizuko no Iruyabe.

    — Bueno niños…— Daba la presentación la maestra Samanta, en la clase de Kitsuekime. — Ella es Mikunite no Iruyabe, es de Tokio, espero que todos podamos ser sus amigos, Miku-chan ¿Quieres decir algo?— dijo la maestra mirando a Mikunite.

    — Sí, bueno, espero que podamos ser buenos amigos, en especial, me gustaría que todos me aceptaran, mucho más…tú. — Dijo señalando a Kitsuekime, mientras lo miraba a los ojos.

    — ¿Y-Yo? — dijo Kitsuekime señalándose a sí mismo.

    — Bueno, Miku-chan, puedes sentarte con Kitsuekime si quieres. — dijo la Maestra Samanta, con una bella sonrisa plasmada en el rostro.

    Al compás de las palabras de su maestra, ella fue a su asiento, ordenó sus cosas y se sentó y, mirando fijamente a Kitsuekime comenzó a pensar –“V-Vaya, es…muy lindo.”- al pasar ese pensamiento por su cabeza se ruborizó, algo que captó la atención de Kitsuekime, este le sonrió con dulzura, para luego darse vuelta y mirar a la maestra. Mikunite esperaba con ansias a que el recreo llegara, pero se le hacían años de espera mirando a Kitsuekime tan atento y estudioso.

    Mientras, en el salón de Haiiro, las clases aún no comenzaban, sólo transcurrían los minutos que para los alumnos eran largas horas de tortura silenciosa. Haiiro, quien estaba sentado al frente, vio que la chica entraba y se sentaba junto a él, ella lo miró y se ruborizó, algo que Haiiro pasó por alto, de un momento a otro, la chica le tomó la mano bajo la mesa, captando así, la atención de Haiiro, el también se ruborizó con el tacto, pero no se iba a quedar mirando como un tonto, por eso decidió decir:

    — Y… ¿Cómo te llamas? — dijo, con una dulce y tímida sonrisa, Haiiro

    — ¿Yo? K-Katsunay no Iru-Iruyabe, un gusto. — dijo esta muy tímida sonrosada.

    — Que…lindo cabello tienes. dijo Haiiro sacando un tema de conversación.

    Una vez que la maestra de Haiiro entró, las clases dieron por comenzadas. Mientras, en el salón de Sutäaizu, el chico nuevo ya se había presentado, y ya había empezado su recreo, iban ella y dos amigas más charlando tranquilamente, hasta que, a su lado, pasó el mismo chico de hermosas hebras rojizas, con sus hermosos ojos color zafiro que, por un momento, apreciaron cada parte de los ojos de Sutäaizu, quien, totalmente ruborizada, miró hacia un costado, tratando, inútilmente, de esconder su sonrojo.

    -“Ese chico…”- pensó mirando al chico nuevo de su salón –“Se llama Shizuko ¿verdad?”- miró fijamente en su abrigo, donde estaba el emblema de la escuela y su nombre debajo de esta, no tardó mucho en confirmar sus dudas, pero en ese instante…

    Tocaba la campana de recreo para los chicos de segundo grado de secundario, entre ellos, se encontraban dos en especial, ellos, eran Kitsuekime y Mikunite, quienes iban, inconcientemente, tomados de las manos mientras charlaban. Mikunite sabía que estaban tomados de la mano, pero no quería arruinarlo. Estuvieron charlando la mitad del recreo, hasta que, Kitsuekime, comenzó a sentir el cálido abrigo de una mano tomando la suya, miró su mano y vio que era Mikunite quien lo tomaba de la mano, él sólo siguió caminando sin tomarle importancia, pues, le encantaba la tierna sensación de que alguien volvía a tomarlo de la mano.

    — Oye, Mikunite… ¿T-Te diste cuenta de cómo nos están mirando todos? — dijo Kitsuekime con una sonrisa.

    — ¿Eh? Ah, eso, emm…yo… — no alcanzó a terminar, cuando sintió el brazo de Kitsuekme rodear su cintura. Kitsuekime, llevó a Mikunite a las escaleras más altas de la escuela, que serían las de la biblioteca, tomó con una mano la cintura de la chica, y con la otra tomó su delgada barbilla. Cuando estuvo bastante cerca, le susurró:

    — Tú sabes algo de mí, que yo no sé. Dímelo. — dijo apretando, un poco más, su cuerpo contra el de Mikunite, haciendo que esta se ruborizara de tal manera que pareciera un tomate.

    — Y-Yo…— intentó decir la chica cuando escuchó un ruido fuerte en el sótano de la biblioteca. — Ven, escuché algo. — dijo tomando la mano de Kitsuekime y llevándolo hasta el sótano.

    — Wo…— intentó articular Kitsuekime, pero Mikunite le tapó la boca y le dijo:

    — Ven, sígueme.

    Se adentraron el lo más profundo del obscuro sótano de la escuela, estaban ya muy lejos de la salida, y las estanterías de libros formaban largos y difíciles laberintos que parecían imposibles de superar. Kitsuekime vio que Mikunte le hacía señas para llevarlo hasta donde ella se encontraba, pero lo que vieron, no fueron sólo un par de libros, eran miles de millones de libros viejos que trataban de los antiguos clanes de Japón, ambos chicos quedaron mudos ante tal cantidad de libros, pero si algo los sorprendió más que eso fue…

    Haiiro, estaba sentado junto a su nueva compañera tomando un delicioso helado de crema bañado en chocolate, ella miraba como Haiiro se sumía en aquella hermosa escena, un bello árbol de cerezo que dejaba caer los hermosos pétalos de sus flores, haciendo un millón de bellísimas formas mientras jugaban con el viento. Katsunay sólo se perdía en los detalles del marcado cuerpo de Haiiro, dando uno que otro suspiro mientras observaba la serena respiración del contrario. Haiiro sentía la mirada de Katsunay sobre él, y se imaginaba estar sentado en el pasto del patio junto a ella, dejando que los pétalos de cerezo los rodearan, dándoles un aura de felicidad, decidió hablar, pero en ese mismo instante, se escuchó un grito desde el sótano, haciendo que ambos corrieran a ver que pasaba.

    Corrían con desespero hacia el sótano, cuando encontraron a Sutäaizu y a Shizuko corriendo también, suponían, que quizá tenían el mismo destino, pero sólo siguieron corriendo sin prestar atención a la pareja de al lado. Llegaron al sótano y se adentraron en él. Ese lugar parecía una espesa jungla llena de enredaderas sin fin, pero por fin, habían llegado a donde creían haber escuchado gritar a alguien, pero no escucharon nada, excepto, un sollozo, leve, casi inaudito. Caminaron en silencio hasta donde provenía el ruido, la escena fue desgarradora: Kitsuekime estaba desmayado, rojas lágrimas salían de sus ojos y su nueva compañera lloraba en silencio abrazándolo con desconsuelo.

    — No… ¿Por qué hoy? ¡¿Por qué a Kitsuekime?! — decía dejando caer libremente lagrimas rojizas repletas de dolor.

    — Haiiro… — dijo Sutäaizu tomando el hombro de su hermano. — Nosotros ya sabíamos que esto iba a pasar.

    — Tal como nosotros lo sabíamos…— dijeron los otros tres hermanos mirando la escena. — Sabemos mucho más de su clan de lo que ustedes creen.

    - - - -

    Bueno, hasta aquí el tercer cap TT.TT se que es cortito, pero ¿Qué esperaban? XDDD buenos, me largo, espero les haya agradado y espero que no me maten por lo cortito que me quedó el cap ^^’ bueno, ahorita si me voy XD.

    CHAÌTO~!!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  10.  
    RomAnce

    RomAnce Soleanimetrix

    Leo
    Miembro desde:
    12 Septiembre 2010
    Mensajes:
    214
    Pluma de
    Escritora
    Hi mi linda niña!!;)
    ...

    ¡¡¡¡Siiiiiiiiiiii!!!! me encatooooooo(*0*)!!, esos sonrojos y sas miraditas...(^///^)!! precioso mi bella niñaaa!!
    ejem... (siguiendo con el temita¬¬) el personaje que te voy a robar va a ser Haiiro!!(*¬*)! me encantaaa!! si quieres te hago un dibujo a base de la descripción y te la doy mi Mimi-chan!!jejeje.
    Bueno me alegra poder tener el honor de ser la primera!(vanidosa¬¬) y espero que los otros no se tarden demasiado para la conti tan hechizanteee!!

    me encanto esta(escrito originalmente por mi niña linda:)

    siiiiiieeee!! "sólo por una mirada tuya!!" (*0*)!!
    siiiiieeee!!! que lindo es "the love" jejejeje.
    ejem... continuando(losiento estoy inpirada¬¬) ¿los hermanos no Iruyabe, estan inerrelacionados con los hermanos Ojitosu?...Wow! espero la publicacion!!
    y Kitsuekime lloró sangre?!!(T0T)!! pobechitaaa Mikunite!!! le dió un susto!!!
    y ni hablar de Haiiro y Katsunay(mi rival declarada:mad:¬¬) ejem..
    Me avisas Mimi-chan si? te kelo mucho Éxitossssssss!!




    y
     
  11.  
    Alyss Alice No Akuma

    Alyss Alice No Akuma Ritornata

    Escorpión
    Miembro desde:
    29 Noviembre 2009
    Mensajes:
    337
    Pluma de
    hey, shi chibi mimi-chan, sorry no me habian llegado alertas de conti ni nada, pero bueno... gracias por avisarme ;)

    jojo, llorar sangre... wow siempre he querido ver eso xD

    uuuh; hermanos con otros hermanos, (y asi empiezan las familias xD jajaja okay no)

    wow, eres mi orgullo T_T como vas maquinando y arreglando y manejando todo .... jojo, te mereces un diplomita xD... alumna ejemplar: Mimi-chan :P

    jeje, ... cof, cof. Bien, continuando, me gusta mucho la trama que se esta llevando aqui, y si vez que no te comento, pues avisame, no siempre llegan alertas...


    (kya(!) amo las guerras entre clanes(?) xD)

    haha, bye...
    Sam Kitsune Senpai Inath Hina-sensei Uchiha Uke-chan W//H xD
     
  12.  
    MimiKarin

    MimiKarin Entusiasta

    Libra
    Miembro desde:
    21 Noviembre 2010
    Mensajes:
    62
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    La frialdad de su mirada [relato paranormal]
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    1296
    Holas!!!! X3 como tan todos!!!! Bueno, bueno, bueno, aki estás la más loka de toda FFL!!!! XDDD vine con un regalo para todos aquellos que hayan leído mi FF, en pocas palabras, les traigo la conti que tanto exigían XDD. Así que Bey-chan me quería robar a Haiiro ¿Eh? ¿Eh eh? ¿EHHHH?? Es broma XDDDD, bueno, como kelas, dejas sin conti a mi fic XDDDD, bueno sin más boludeses como decimos en Argentina (Por qué????? Yo quelo volvel a España TT.TT) la contii XD.

    La frialdad de su mirada

    Capitulo 3: Días de escuela (Parte 2: La verdad del clan Ojitosu)

    Haiiro y Sutäaizu, miraban sin poder creerlo, los ojos de cada uno de los hermanos Iruyabe, comenzaban a tomar un tono rojizo, su cabello cambiaba de color hasta llegar a ser de un color azabache obscuro y la sala comenzaba a cambiar de aspecto. Estaba habiendo problemas en aquella parte de la biblioteca subterránea de la escuela. Mientras, Kitsuekime respiraba con dificultad recostado en el suelo, observando como la apariencia de la biblioteca cambiaba drásticamente: De paredes de mármol a paredes de ladrillos, de un color bordó y violeta, cambió a ser verde manzana, las estanterías comenzaron a desaparecer, Kitsuekime sabía bien que estaba pasando, era una ilusión de lo que antes todo fue en el pasado.

    Shizuko, ayudó a Sutäaizu a levantarse cuando el cambió terminó, mientras que, Haiiro, Katsunay y Mikunite, ayudaban a Kitsuekime a recuperar su respiración. Cuando Kitsuekime logró respirar de forma normal, todos observaban una pequeña cabaña adornada con algunas plantas de bambú, algunas jarras y moldes de arcilla y un par de bellas piezas de porcelana china. Los hermanos Ojitosu, quedaron impactados con lo que veían, todo estaba como habría sido hacía más de un siglo, todo tan cambiado, todo tan ¿Rústico? Quizá. Mientras Haiiro y Katsunay miraban unas jarras de arcilla, los otros cuatro vieron entrar a una mujer de cabello rojo y ojos del mismo color, con un bebé en sus brazos. Los ojos del pequeño, poco a poco se abrieron, dejando a la vista un par de ojos de rubí (un bello par de ojos rojos, mejor dicho) y un hermoso cabello azul cielo. Kitsuekime vio al niño y pensó –“Ese bebé es igual… a mí”-

    — Lo sé, Kitsuekime… — dijo Shizuko palmeando a Kitsuekime en la espalda. — ese bebé que ves allí…es tu antepasado.

    — P-Pero él, él... — Intentó decir Kitsuekime, pero en ese momento, unos señores entraron a la casa de aquella mujer, vestían largas batas negras con una cinta roja atada en la cintura y de sus caras tan sólo se veía el resplandor de sus ojos.

    La mujer se levantó la capucha de su túnica color beiye, dejando ver su cabello largo hasta la cintura, de un color naranja rojizo. Dejó al niño en el medio de un circulo de velas, todas, de color rojo. Se unió al circulo de personas que allí estaban con sus largas túnicas y comenzó a esparcir un humo de olor raro. Uno de ellos, sacó un extraño pergamino, envuelto en láminas de seda color oro, dejó a la vista todo el contenido de aquel pergamino en dirección al bebé, éste, tan sólo miraba, sin entender lo que pasaba por que, al tenér tan sólo seis meses, ¿Qué hiba a entender si tan sólo era un bebé?

    En la cara del niño, comenzaron a aparecer extrañas marcas negras, que daban a entender lo que pronto pasaría, aunque los seis chicos del futuro no entendieran bien que sucedería. En ese instante, una gran nuve de humo violeta, comenzó a envolver al niño que, ahora asustado, lloraba sin parar. La madre miraba con lágrimas en sus ojos, como le hacían eso a su pobre hijo, lloraba, aunque trataba de esconder sus lagrimas de dolor.

    Kitsuekime, miraba incrédulo la escena, casi llorando por lo que veía, sentía que a su corazón lo atravezaban mil y una flechas, haciendolo pedazos dejandole un terrible dolor. Mikunite tomó la mano de Kitsuekime, tratando de consolarlo, pero por más que quisiera, no lo lograba, no podía hacer que Kitsuekime dejara de llorar, no podía hacer nada para que sus lagrimas se detubieran, pues, ella sentía el mismo dolor.

    El pequeño bebé de hebras color cielo, poco a poco comenzó a cambiar, todo su cuerpo comenzó a crecer, su cabello se hiso largo como el de su madre y sus ojos, en sus ojos ya no había lagrimas, no se veía el brillo que cualquiera tiene en sus ojos, tan sólo se reflejaba dolor, sufrimiento, odio, desprecio...

    Su madre se levantó la capucha, y le ofreció un vaso con un liquido azul dentro de el, el ahora adolecente chico, tomó el vaso y bebió de él. Uno de los siete hombres de túnica negra, le dijo algo al oído, algo que Kitsuekime logró escuchar, sin que nadie se diera cuenta de ello. Aquel hombre, hiso un rápido movimiento de manos y dio en el pecho del chico. 7 sellos aparecieron en él, y en un abrir y cerrar de ojos, una extraña vestimenta (según los 6 chicos) hiso su aparición en él, un sombrero cónico de paja, un chaleco de terciopelo color púrpura, unas cintas medio rotas en sus muñecas y un pantalon babucha de color azul obscuro con una cinta color blanco. El hombre de túnica negra, le ofrció una espada y mencionó:

    — No me falles, Ioshimaru. Este sello que tienes en tu pecho, pasará de generación en generación, pero sólo si tú cumples con esto, si no terminas tu misión, tu clan quedará maldito por siglos y siglos, hasta que pasen 300 años, te queda poco tiempo Ioshimaru, completa tu misión...o no volverás a ver ni a tu madre, ni a tu querida luz que necesitas, vete... — dicho esto, los siete hombres desaparecieron junto con su madre en una nuve de humo, y Ioshimaru, salió de su casa a emprender la misión que nunca completó.

    El ambiente de la habitación comenzó a cambiar, todo quedó tal y como antes estaba, la biblioteca se pudo ver tan fría y macabra como antes, y los seis chicos se quedaron allí. Shizuko, abrió un portal con su mirada, y tomó de la mano a Sutäaizu, y comenzó a caminar, claro, no sin antes mencionar:

    — Encuentren al último miembro de su clan, ese será el que te ayude Kitsuekime. — y sin más, marchó, dejando a todos tratando de procesar toda esa información, aún con confución en sus miradas.

    -“El último...¿Quién será?”- pensó Kitsuekime, tomó la mano de Mikunite y se fue, junto con Haiiro y Katsunay, quienes iban con su mirada fría, como de costumbre, ambos mirando la nada, reflexionando las palabras de Shizuko y también recordando a aquel chico, Ioshimaru, quien aún los intrigaba con aquél extraño sello en su pecho, con aquella mirada, pero sólo había una pregunta en sus mentes –“¿Quién será el último Ojitosu?”-

    - - - - - - - -

    Bieeen??? Que tal quedó??? Feo, espantoso, horrible, asqueroso...DIGAN!!!! >.< comenten plisss, quiero sus opiniones TT.TT bueeeeno, yo ya no los molesto, por cierto, creo que va a terminar en el cap 7 o 6, pero bueno, no sé. Buehh!!! Yo los dejo soliitos !!

    Ba Bay~!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  13.  
    MelodiaVal

    MelodiaVal Noctambula

    Tauro
    Miembro desde:
    5 Agosto 2009
    Mensajes:
    666
    Pluma de
    Escritora
    Aqui está tu sensei!!! jiji, que lindo se diente decirlo.
    Bien, si lo que buscas es una critica con mano de fierro para mejorar, te la daré, porque es duro, pero mejoraras. La trama es excelente, aunque hay pequeños detalles que hacian que lo que seguía fuera un tantito predecible, como el hecho de que entraran justamente en los cursos de los chicos, justamente tres hermanos y justamente del sexo opuesto de los que estaban. Pudiste haber hecho que fueran nuevos en la escuela, que quiza se crucen en el recreo o algo de eso (es solo un consejo como para mas suspenso, o para hacer las cosas menos predecibles).

    Ortografía y gramatica: primero el guion

    Al principio el guion siempre va pegado con lo que se escribe, sin importar si lleva un signo interrogante o no. Cuando cierras el guion y colocas una acotación, no lleva punto antes del guion. Lo que estas colocando es una acotacion del autor y el punto se coloca cuando terminas la frase. ¡Ah! si, y cuando quieres colocar un guion para cerrar un dialogo, tienes que dejar un espacio. Aunque tambien hay casos como estos (antes de ponerlo, aclaro que uso el guion corto porque el codigo del foro no me permite poner el guione largo, solo copiarlo ¬¬)

    -¡Hey! -gritó Sumiko con desoncierto-, ¿que se supone que haces? imbecil.

    Fijate que cuando se coloca una acotacion entre dialogos, los signos se colocan cuando de reabre el dialogo, no antes.

    Tienes un par de errores en cuanto a la ortografia. Si bien, te va bastante bien en cuanto a tildes y ortografía aun tienes algunos errores un tanto tontos, como atravezaban, que en realidad es atravesaban, con S.

    Bien, esos son los errores mas recalcables que tienes y creo que los unicos xD. Como dije antes, me gustó mucho y me enamoré de Kitsuekime!! es tan cute. En fin, me despido.

    atte: Ruriko-chan
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  14.  
    RomAnce

    RomAnce Soleanimetrix

    Leo
    Miembro desde:
    12 Septiembre 2010
    Mensajes:
    214
    Pluma de
    Escritora
    Buenas, buenas!
    mi querida Mimi-chan, no tengo mucho q decir más q el simple hecho de que sepas mi niña que te quedó
    intrigantemente espectacular!, pues no hallo los términos adecuados cabe destacar pero haré mi esfuerzo.
    primero:
    (u_ú)!! para nada! te quedó genial!, por favor mi niña este original es cautivante, sobran las palabras!
    segundo:
    ejem... ¿Quién será el último del clan?(pienso, pienso,piensoooo¬¬!)
    tercero:
    *me encantó el despliege de emociones en medio de la transformación de Ioshimaru...aunque quedé medio inconclusa.
    sie...pero sé que para la prox. publicación me lo aclararás!
    y
    quinto:
    *siguela por que esta cada vez más interesante mi niña;).
    Bueh! no tengo nada más que decir que me quedé con ganas de más jajajajaja!!
    y exhortarte a que sigas adelante.
    Éxirosss XAOOOOO!!
    <<post data: Haiiro(*¬*)!! mnnn!! ¿como kelo?, siii lo keloooo!! eso es shi?(*0*)!! WuuuueeeEEE!!>>
    ejem...
    jejeje besotes!!
     
    • Me gusta Me gusta x 1

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso