Long-fic La Escuela que Cambio mi Vida

Tema en 'Fanfics Abandonados de Inuyasha Ranma y Rinne' iniciado por Yoko Higurashi, 27 Mayo 2011.

  1.  
    Akane saotome

    Akane saotome Iniciado

    Leo
    Miembro desde:
    21 Marzo 2011
    Mensajes:
    18
    Pluma de
    Escritora
    hola como estas espero que bien
    que te sucede como puedes a serme sufrir asi me encanto el capitulo por eso reclamo quede
    intriga tengo muchas curiosidad de saber que ira decir inuyasha me encanto este parte
    -No, aún necesito tomar un baño- decía mientras se empezaba a quitar la toalla.
    -Está bien- dije tratando de sonreír- tal vez deba regresar a mi habitación- en ese momento Inuyasha se detuvo frente a la puerta del baño.
    -Kagome… me gustaría que me esperaras en mi cuarto, hay cosas que quiero hablar contigo…- dijo eso ante mi sorpresa mientras entraba en el baño ¿Qué debería hacer?
     
    • Me gusta Me gusta x 2
  2.  
    ren-chan

    ren-chan Entusiasta

    Géminis
    Miembro desde:
    16 Junio 2011
    Mensajes:
    179
    Pluma de
    Escritora
    hola yoko-chan perdón por la tardanza es que tuve unos problemas pero ya estoy aquí bueno gracias pro invitarme eres cruel mala de todo como puedes dejarlo en la parte mas buena ¿que le dirá inuyasha? hay estoy ansiosa pro leer el próximo capitulo, el fic cada vez esta mas interesante
    me ha fascinado en verdad, asi que sango esta enamorada de miroku y muroku de sango y ninguno de los dos se dan cuenta espero que en uno de los capitulo colques igual un romance de sango con miroku bueno ahora encontré un poco corto el capitulo peor bueno y no tienes errores
    bueno ahora me despido cuídate y no te olvides de avisarme cuídate yoko-chan
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  3.  
    Beautiful Blue Moon

    Beautiful Blue Moon Usuario común

    Tauro
    Miembro desde:
    24 Julio 2010
    Mensajes:
    363
    Pluma de
    Escritora
    O_O no tengo palabras e.e Que sera de lo que tiene que hablar con ella?! :O Ay porfis continua pronto.
    Por otro lado,note que escribes ''sempai'' con ''n''.^^ Otra cosita es que, ''he'' no ''eh'' Para ponerte un ejemplo: porque HE estado...
    La ''H'' va primero o al menos que yo sepa asi es. Espero volver a leerte pronto moi.^^Cuidate y que continues pronto :P Besos!!!!!!!!
     
    • Me gusta Me gusta x 2
  4.  
    rominazs

    rominazs Iniciado

    Sagitario
    Miembro desde:
    28 Octubre 2011
    Mensajes:
    22
    Pluma de
    Escritora
    No encuentro errores, pero será mi imaginación o es muy corto?
    Será porque lo dejaste en la mejor parte xd
    Sigue así (:
    Espero sin parpadear el próximo capítulo.
    No nos dejarás mucho tiempo con el enigma y sufriendo, verdad? D:
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  5.  
    Titiritero de almas

    Titiritero de almas Usuario común

    Sagitario
    Miembro desde:
    4 Abril 2011
    Mensajes:
    299
    Pluma de
    Escritor
    com queinuyasha las confunde??? desde que leí eso me dio una gastritis Inmennnnsa,
    asdf asi que solitos en una casa *mirada picara* lemon, lemon, lemon
    pero no, asdf todo sale mal, y ademas aqui no se permite el lemon -_-
    que le tendrá que decir a ésa pobre chica? 0-0
    espero conti
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  6.  
    Naru-Chan

    Naru-Chan Usuario popular

    Aries
    Miembro desde:
    11 Junio 2011
    Mensajes:
    653
    Pluma de
    Escritora
    Hola amiga!!! bueno ya estoy acá, aunque un poco avergonzada por la demora U.U

    En fin, la noticia que me dejo con una pisca de curiosidad fue el testamento de Inu No, osea después de tanto tiempo de su muerte por que se abre recién ahora...y por que Myoga quiere hablar con Kagome-chan.
    Pero lo de la invitación a pasar la noche en la casa de Inu fue lo mas, pasar un buen tiempo con el n////n jeje pero para que querrá que Kagome lo espere en su habitación, todo el mundo requiere de su presencia ¬¬ tendrá algo que ver con el testamento o otra cosa...
    Sabes hay algo que me quedo medio picando en la cabeza, ¿Myoga no sabia que Kikyo estaba muerta? por que confundió a Kagome con ella, y eso al menos a mi me intrigo, y puede ser que se parezcan bastante pero si ella esta muerta no hace falta preguntar si se trataba de esa persona...
    Bueno quizás estoy pensando cualquiera jeje avísame de la conti, Matta ne ^^
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  7.  
    Ruriel

    Ruriel Usuario común

    Libra
    Miembro desde:
    16 Mayo 2011
    Mensajes:
    346
    Pluma de
    Escritor
    Hola yoko - chan, cuanto tiempo sin escribirte, lamento pasarme tan tarde pero tu ya me conoces, en fin espero q aceptes mis disculpas. En cuanto la historia, sigue tan bien como siempre, seguramente algo va a pasar entre Inuyasha y Kagome ahora que ella fue a dormir a la casa de él. Tengo dudas sobre que va a preguntarle Inuyasha, espero que no vaya hablar sobre algo que tenga q ver con Kykyo, si q metería la pata si lo hiciera. Bueno amiga mía, ojala sigas con la misma imaginación q te caracteriza, eres una de las que mejor relata tus fics, espero me invites al siguiente capitulo, hasta entonces compañera.
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  8.  
    ivana

    ivana Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    14 Julio 2011
    Mensajes:
    105
    Pluma de
    Escritora
    What!? Are you kidding? No lo puedo creer! En su cuarto a las 3 de la mañana!!!? El saliendo del bañoooooo dioxxxxxxxx!,! No lo puedo creer........ Se debió de ver de un sexy con el sudor recorrer su bello cuerpo! Ya me dio *_*. Tan solo espero que a kagome no le de un ataque en pleno cuarto, aunque yo en su lugar que me den todos los que sean necesarios con ese monumento pasa lo que sea. Que gracioso, pero muy cierto so del amor, no lo he experimentado pero debe ser lo mejor del mundo y te cautivaron que te des cuenta, es muy lindo. Bueno espero eñ próximo capitulo, besossss

    Ivana
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  9.  
    Yoko Higurashi

    Yoko Higurashi Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    27 Mayo 2011
    Mensajes:
    374
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    Título:
    La Escuela que Cambio mi Vida
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Comedia Romántica
    Total de capítulos:
    58
     
    Palabras:
    1765
    Nota de la Autora: Konichiwoa a Todos!!! -^^ en el capitulo anterior nos quedamos en una parte realmente tentadora... ¿Qué harán Inuyasha y Kagome? ¿De qué hablarán? Pues les diré que en este video sus preguntas serán respondidas, pero no se preocupen... no es nada pervertido (voces de decepción) ¬¬ oigan no porque un chico te invite a su cuarto quiere decir que quiera hacer cosas pervertidas (¿Quién lo dice?) bueno -.- tal vez más adelante ponga algunas escenas más candentes... por ahora no -^^- pero... ejem... respondiendo preguntas -^^- me dijeron por ahí que "senpai" no se escribe así... si no "sempai" lamento decirles que la escritura que tengo es correcta, al inicio yo también lo escribía con "m" pero a diferencia de Japón que aquí tenemos una regla ortográfica de "m" antes de "b" o "p" en japón no tiene que ver, ya que la pronunciación es "senpai" y no "sempai" aunque si quieren escribir "sempai" esta bien OwO porque va conforme a la ortografía de nuestro país, pero tengan presente que la pronunciación correcta es "senpai"
    Ahora bien, también debo pedir disculpas por la tardanza pero realmente estoy atareada, con eso que a la profesora de inglés se le ocurrió la grandiosa idea de que cantemos villancicos ¬¬ y que bailemos y toda la cosa ¬¬ en serio... ¿No tienen nada mejor que hacer? -.- bueno ya me relajo... ahora bien, les prometo que los recompensaré, porque el próximo episodio (Censurado) Si, como leyeron ^^ el próximo episodio tratará de (Censurado) jajajaj estoy segura que muchos se han emocionado -^^- incluso a mi me emociona la idea... y también... hice otro Fandub de Vocaloids ^^ se los dejaré después el link para que lo vean... pero por ahora me despido y les deseo un buen día.
    Atte.
    YokoHigurashi
    Capitulo 32: ¿Aún la amas?
    -Kagome… me gustaría que me esperaras en mi cuarto, hay cosas que quiero hablar contigo…- dijo eso ante mi sorpresa mientras entraba en el baño ¿Qué debería hacer?
    Se oía el agua cayendo de la puerta del baño, no quería imaginar a Inuyasha mojándose con el agua, tomando el jabón y pasando el Shampoo por su cabello, completamente…desnudo, ¿Qué estaba imaginando? Realmente me estaba volviendo una mujer algo pervertida.
    Trate de ser obediente, y solo avance y abrí cuidadosamente aquella puerta roja que decía Inuyasha, el cuarto estaba obscuro, me pregunté si debía encender la luz, porque mis ojos ya se habían acostumbrado a la obscuridad de aquella noche, así que solo me senté en la orilla de su cama, frente a la cual, había un pequeño tocador que estaba a mano derecha de la puerta, ese tocador tenía un espejo y cajones de ropa, y una ¿Foto?… pensé por unos momentos, ya que de lejos no la distinguía, entonces la tome entre mis manos y vi algo que realmente me sorprendió, era Inuyasha, su hermoso pelo largo era corto en aquella foto, su mirada se notaba seria, pero cálida, y él vestía un chaleco con una camisa blanca, se veía tan diferente, pero… eso no fue lo que en realidad me sorprendió, si no fue la persona que le acompañaba en esa foto, era una mujer, su pelo era un poco más largo que el mío, pero sus facciones eran muy similares, ¿Sería esa Kikyo? Me pregunté por unos minutos, cuando entonces…
    -Kagome…- era la voz de Inuyasha que estaba entrando en el cuarto- veo que si estás aquí después de todo- nuevamente su tórax estaba descubierto y veía como se secaba discretamente con la toalla- ver las luces apagadas me hacían creer que te habías asustado.
    -Eh… no, no es así- dije nerviosamente mientras trataba de acomodar la foto discretamente sobre el tocador.
    -¿Qué tienes ahí Kagome?- decía mientras tomaba aquella foto de mis manos.
    -Es una… una…- estaba realmente nervios, sentirlo tan cerca y sentir su aroma.
    -Vaya… llevaba tiempo que no veía está foto- su mirada por lo que alcancé a ver, se tornaba triste, tal vez tenía razón sobre mis suposiciones.
    -¿La chica de la foto es Kikyo?- pregunté tratando de confirmar mis pensamientos, pero su rostro solo mostro sorpresa ante mi pregunta.
    -¿Cómo sabes de ella?- decía él de manera algo violenta.
    -Tú me llamaste así en la ceremonia de ingreso ¿Recuerdas?- decía eso tratando de encubrir a Miroku, para que este no se metiera en problemas con Inuyasha- y esa chica se parece a mí, así que pensé, que podría ser esa Kikyo.
    -Sí, es ella- decía empezando a tranquilizarse mientras se sentaba en la cama- pero hace mucho que falleció.
    -¿Ella era tu novia?- no podía evitarlo, tenía que preguntar eso.
    -En realidad jamás dijimos algo de ser o no ser novios, aún así ambos nos queríamos demasiado.
    -¿La extrañas verdad?
    -¿Sabes Kagome? No quisiera hablar más de esto.
    -Entonces… ¿De qué deseas hablar Inuyasha?
    -Nuestra conversación se quedo a la mitad la otra vez ¿Verdad?- decía mientras empezaba a recostarse en la cama.
    -¿Cuál conversación?- dije algo confundida.
    -¿Qué sientes por mi Kagome?- él… ¿Seguía con eso? ¿Qué esperaba que le dijera? Si yo le dijera que lo amaba más que nada, que quería pasar cada minuto de mi vida con él ¿Qué pensaría? ¿Cómo reaccionaría? Y si fuera lo contrario… decirle que lo detesto o que solo era para mí un amigo ¿Qué cara pondría? ¿Cómo lo tomaría? Simplemente mi respuesta dependía de saber ¿Qué era lo que Inuyasha sentía por mi?
    ¿Era un simple recuerdo de Kikyo para él? ¿Me veía como a ella? ¿Piensa en ella cuando está conmigo? ¿Qué pasa por tu mente Inuyasha? ¿Soy para ti Kagome? O acaso… ¿Soy el sustituto de Kikyo?… ¿Qué siento por ti? ¿Qué puedo decirte? ¿Cómo afectara mi respuesta para ambos? Inuyasha… Inuyasha… ya no se que pueda decirte.
    -Yo…yo- empecé a tartamudear levemente, mis pensamientos me enredaban y no sabía ni lo que yo esperaba- siento por ti…un…un…
    -Está bien Kagome- dijo mientras con su mano tomaba mi brazo y me jalaba a la cama- supongo que no debo presionar, porque ni yo mismo estoy seguro de que siento por ti.
    -¿Te recuerdo a Kikyo?- decía eso mientras abrazaba su pecho, no sabía que estaba haciendo.
    -Sí, me recuerdas a ella- decía mientras su brazo derecho rodeaba mi cintura y cada vez estábamos más cerca uno del otro, al punto que podía oler su pelo recién lavado.
    -¿Siempre va a ser así verdad?- decía mientras mis ojos se cerraban y perdía la conciencia, tal vez por el sueño.
    -Kikyo es Kikyo, Kagome es Kagome y nadie puede remplazarla- fue lo último que escuche.
    Kikyo… Kikyo, ya estabas muerta, pero aún presente en su mente ¿Cómo podría competir contra ti?, solo me gustaría saber cómo hacerlo, ya que no solo debía competir contra tu presencia, si no contra la imagen que había dejado, a veces me preguntaba… ¿Cómo era Kikyo? O… ¿Qué hablaba con Inuyasha? Era tan difícil manejar aquel sentimiento, tal vez debería relajarme más, tal vez no debería hacerme menos, porque pasará lo que pasará, yo amaba a Inuyasha, así que por favor, Inuyasha… abrázame fuerte y no me sueltes, abrázame mientras la noche exista, hazme olvidarme de tus sentimientos por Kikyo, hazme sentir tu calor.
    -Kagome… ¡Kagome!- era la voz de Sango buscándome
    -¿Eh? ¿Qué pasó?- cuando abrí mis ojos note que estaba aún en la cama de Inuyasha y él se encontraba dormido a mi lado, mientras su brazos me rodeaban, y su bello cabello negro cubría parte de su mejilla izquierda.
    Pude notar los delicados rasgos de Inuyasha, un poco femeninos pero tiernos, sus pestañas eran de tamaño promedio, pero brillaban con la poca luz entrando por la ventana, así mismo sus labios eran pequeños y levemente anchos, de algún modo al verlo de esa forma, me sentía más avergonzada que si lo viera despierto.
    -¡Kagome! ¡Kagome!- las voces de Sango y Miroku aún me buscaban.
    -¡Ay!- era la voz de Inuyasha- Demasiado ruido- decía mientras con sus ojos aún cerrados hacía gestos de incomodidad y sentía que sus brazos cada vez me apretaban más contra él.
    -Inu…yasha- dije con voz temblorosa, estaba realmente nerviosa.
    -mmm… ¿Kagome?- decía mientras habría levemente uno de sus ojos- Veo que ya despertaste- apenas dijo eso, lentamente quito sus manos de mí y me soltó- así que por fin llego la luz del sol- decía mientras se levantaba lentamente de la cama y empezaba a estirarse- tal vez deberíamos irnos a vestir- dijo con una cara seria mientras abría la puerta.
    -S_si- solo dije eso mientras salía de su cuarto.
    -¡Kagome!- era la voz de Sango que me acababa ver salir del cuarto de Inuyasha.
    -¿Eh? ¿Sango?- dije mientras trataba de pensar que decirle.
    -Kagome este es el cuarto de Inuyasha- decía Sango.
    -¿Qué pasa Sango? ¿Ya encontraron a la señorita Kagome?- era Miroku que detrás de él estaba el pequeño Shippo.
    -Sí, estaba saliendo del cuarto de Inuyasha- respondió Sango.
    -¿Del cuarto de Inuyasha?- dijo Miroku mientras le lanzaba una mirada extraña a Inuyasha.
    -¿Qué estarían haciendo? Pillos- decía Shippo con una sonrisa algo malévola, pero Inuyasha le aventó un libro en la cabeza antes de que cualquiera pudiera reaccionar.
    -¡No es lo que parece!- decía Inuyasha totalmente sonrojado y gritando como histérico- solo estábamos hablando.
    -Si claro… hablando- decía Shippo con una risa algo molesta.
    -¡Shippo!- grite un poco.
    -Pequeño mocoso… ¡VEN AQUÍ!- Inuyasha salió velozmente de su cuarto persiguiendo al pequeño Shippo.
    -Vaya que él es aún un niño- Miroku decía eso con una cara de saberlo todo.
    Pero… realmente que él era un niño, aún así… yo estaba enamorada de ese niño, de mi niño, por eso le ruego a Dios y te lo pido a ti Inuyasha, nunca, pero nunca cambies, porque este tu infantil que eres, este tu impulsivo que eres, este tu gruño y enojón que eres, el tu de ahora que eres, es el tú al que amo, el tu a quien le entrego mi corazón, por eso, nunca, nunca cambies y quédate siempre a mi lado, porque aunque no sea Kikyo, aunque aún la ames, yo estaré siempre a tu lado para apoyarte.
    CONTINUARA...

     
    • Me gusta Me gusta x 16
  10.  
    MariPezTaisho

    MariPezTaisho Iniciado

    Piscis
    Miembro desde:
    24 Octubre 2011
    Mensajes:
    5
    Pluma de
    Escritora
    Vayaaa!!...Me gustó mucho tu continuación…Jajajajajajajajaja...Fallecí de la risa en esta parte: -¿Qué estarían haciendo? Pillos- decía Shippo con una sonrisa algo malévola, pero Inuyasha le aventó un libro en la cabeza antes de que cualquiera pudiera reaccionar. Pregunta Personal: ¿Qué le estarán enseñando al pobre Shippo? XDDD.... Muy bien, una cosa que note y es que pones “Tú” de esta Forma “Tu”. Recuerda que cuando Usamos el “Tú” de Pronombre, este lleva tilde, pero si hablamos del “Tu” de Artículo, este no lleva tilde. Es como en el Caso de “él” y “el”. En el caso “él” de pronombre, lleva tilde, pero en el caso “el” de artículo, no lo lleva. Este tipo de acento se llama Diacrítico y muchas veces tenemos que ponerlo en práctica ya que tendemos a confundirnos con pequeños pero grandes errores Gramaticales como este. Espero haber ayudado un poco y también tengo ansias de leer tu continuación, la estoy esperando. ATT: María Gabriela (MariPezTaisho)
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  11.  
    Beautiful Blue Moon

    Beautiful Blue Moon Usuario común

    Tauro
    Miembro desde:
    24 Julio 2010
    Mensajes:
    363
    Pluma de
    Escritora
    KYAAAAAAAAAAA!!!*O* ... Aun estoy molesta porque hasta ahora me avisaste u_u'''' Pero bueno,mejor tarde que nunca.
    OMG! Lo vio acavadito de darse un ba;o -modo perver- *///* ay papi... O_O jiji perdon es que me emocione.
    Ay el pobre de Shippo siempre recibe los peores golpes de ese sexy perro.Pobrechito :(
    No encontre errores,no que yo sepa.Por otro lado,no me vuelves a
    avisar y te acusare con Inuyasha! (?) Besos,bye!^^

    P.D.CONTI CONTI!!!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  12.  
    Ruriel

    Ruriel Usuario común

    Libra
    Miembro desde:
    16 Mayo 2011
    Mensajes:
    346
    Pluma de
    Escritor
    Hola Yoko - chan, vuelvo algo avergonzado despues de tanto tiempo sin escribirte, espero puedas perdonarme. Que buen capítulo, se me hizo algo corto, pero fue muy interesante. No se por qué sera q Inuyasha cuando esta a solas con Kagome se comporta como adulto, pero cuando aparecen los demás se comporta como un niño tonto, creo que es algo que caracteriza a muchos personajes de anime que con la persona que les gusta tienen momentos graciosos pero tambien otros en los que se demuestran el aprecio q se tienen uno con otro. De nuevo me disculpo por la tardanza ya habitual que tengo en responderte, y ojala te encuentres bien amiga Yoko, cuidate mucho!!!!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  13.  
    Yoko Higurashi

    Yoko Higurashi Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    27 Mayo 2011
    Mensajes:
    374
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    Título:
    La Escuela que Cambio mi Vida
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Comedia Romántica
    Total de capítulos:
    58
     
    Palabras:
    3587
    Nota de Autora: Konichiwoa a Todos!!! ¿Cómo están?:p Espero que bien, seguro están enfadados porque no envié una invitación para el capitulo anterior, a lo que pido una disculpa, y es que solo quería ver cuáles eran los verdaderos fan´s que no se pierden ni un capitulo aunque no les envié invitación, pero mi sorpresa fue que solo 5 comentaron, vaya cantidad de fan´s que tiene mi fanfic (risa) no se crean, lo cierto es que no envié invitación por falta de tiempo, ese día solo escribí mi nota (Que por cierto, es la 2º vez que escribo está :mad: ) y publique el capitulo, porque no me dio tiempo, y es que son enviar 90 invitaciones y sinceramente es muy cansada.

    Este mes ha sido realmente cansado :oops: , con eso de que a mi amada profesora de Inglés le dio por concurso de villancicos, de la cual mi equipo fue el ganador de mi salón (¬¬ Viva… es demasiado lio) y a mi tutora se le ocurrió volver la ceremonia un festival Navideño, que será mañana (Hoy a pesar de ser Lunes como es el día de la Guadalupana (No soy católica) casi nadie viene, por lo que se desplazo hasta mañana) y debo leer una lectura de reflexión escrita por mí, estaba bien tranquila con mi reflexión, la cual la pueden leer aquí: http://fanficslandia.com/index.php?threads/fanfic-el-significado-de-navidad.22461/ pero a mi querida tutora no le pareció del todo bien, dijo que fui muy agresiva en el modo en que me referí a Santa Claus, y que conoce mi voz y énfasis y que podía herir los sentimientos de algunos (Sentimientos mis pantuflas ¬¬ ¿Quién se siente herido por qué diga que Santa es un “Viejo gordo vestido de rojo”?) y que me oía religiosa cuando mencionaba a Jesús (¬¬ por amor a la humanidad, ¿Quién nació en Navidad?) y que hubiera sido “genial” que mencionara los orígenes de la misma (Y yo me preguntó… si menciono todos los orígenes de Navidad, ya no sería lectura de reflexión, estarán de acuerdo ¿no?) pero bueno… (Suspiro) al cliente lo que pida, y ahora la tendré que reescribir, y la volveré a subir, a ver qué les parece, pero quitando eso de lado, también debo cantar con Rondalla (Casi, casi mi tutora me obligo a hacerlo) y para finalizar mi participación, será bailar mis villancico con mi equipo.

    Esto realmente se está volviendo muy laborioso, porque… aparte de todo eso, ando presionada con el dibujo y edición de mi manga de Yoko, que lo tengo que tener listo para antes del 25 de Diciembre (llora) ando desesperada también con un Fandub de mi hermano que me pidió de regalo de Navidad ¬¬ y para colmo mi amado padre me ha conseguido trabajo para vacaciones -.- seré ayudante de un medico:cool: .

    Pero bueno… ya mejor me calló, eh aquí el episodio 33 :D , que es un episodio especial, ya que Inuyasha relata este episodio -^^ y a mí me encanta cuando relata este episodio, y sin más les dejo el episodio, pero por último (ya sé que esta Nota está muy fastidiosa) :p Gracias “rominazs” por tus dos comentarios, perdona si no les di “me gusta” pero no los vi hasta que ya los había cancelado la líder de foro, en serio lo siento y así mismo Gracias por ser la 1º en comentar.
    Atte.
    YokoHigurashi
    =X
    P.D: Este capitulo tiene doble titulo... no logre decidirme al final por cual era mejor :confused:
    Capitulo 33: ¿Por qué quiero protegerte? o... ¡Quiero proteger tu imagen!

    -No sé porque… pero quiero protegerte, porque eres lo más valioso en mi vida- Ahí estaba yo, en mis sueños, hablándole a una mujer de espaldas, mi amada Kikyo.
    -¿Estás seguro de qué es a mí a quien quieres proteger Inuyasha?-Cuestionaba mis motivos, mis sentimientos, a pesar de la sinceridad de mi corazón.
    -Kikyo… más que nada en este mundo, tu eres… ¡LA ÚNICA MUJER A QUIÉN EH AMADO!-apenas dije eso, lentamente Kikyo iba volteándose.
    -¿Estás seguro?… Inuyasha- y cuál fue mi sorpresa al ver que la mujer a la que le había dicho eso no era Kikyo, si no Kagome.
    Desde ese día, desde ese momento, en que yo lleve a Kagome a su casa después de salvarla de esos malditos hombres, todo se había tornado difícil para mí, ¿Por qué la había protegido ese día? Ni si quiera lo pensé, solo fue un impulso y aquel beso un error.
    Habían pasado días desde entonces pero me había afectado, después de ese día, Kagome se presentó a la escuela, aun lo recuerdo, cómo desde lejos sus amigas le preguntaban si estaba bien y llegaba aquel chico con cara de idiota a pedir disculpas.
    Apenas vi esa escena no podía evitar sentirme furioso, ¿Por qué me había enojado tanto? ¿Por qué me había enfrentado a ese chico?, aún recordaba como con furia ese día le reclamaba cosas como “si no hubiera sido ayer que llegue yo, solo Dios sabe que le hubieran hecho esos tipos a Kagome" o cosas como “¡TU NO ERES MÁS QUE UN…!” y conforme iba recordando, llegaba el momento en que volvía a sentir la firme mano de Kagome azotando contra mi rostro.
    De algún modo no me arrepentía de mis acciones, pero así mismo lo hacía… y cada vez que la veía, no podía evitar pensar en mi amada Kikyo, dolía tanto… tener su imagen en mi mente y verla todos los días, yo había sido el culpable de su muerte, yo no había podido protegerla y conforme pasaba el tiempo, solo me preguntaba “¿Dónde estás Kikyo?” “¿A dónde fuiste?” “¿Por qué me dejaste solo?” Pero no importaba cuanto me lo preguntara, ella nunca me daría respuesta, porque nunca volvería a mí.
    Esa mañana, como todas la horribles mañanas, al despertar totalmente de mi sueño, me dirigí directamente al baño, mojar mi rostro en el agua ¿Me ayudaría a olvidarte? Sabía que no era así, porque no quería hacerlo, aún así… lave mi cara varias veces, tratando de borrar el rostro de Kagome de mi mente, así mismo mientras me enfocaba en eso, seguía recordando aquel momento, cuando ella dijo “Tú no eres mi padre, no eres mi novio, ni tampoco un amigo” aún resonaban en mi mente, ¿Por qué me dolían tanto?, a mi no debería importarme ser algo de Kagome, ella decía la verdad, no era de mi incumbencia, aún así, ella me estaba empezando a importar.
    Ponerme el uniforme fue algo que hice inconscientemente, sin darme cuenta, yo ya portaba aquel traje azul marino con su ridícula corbata de cuadros, mi pelo… desde que Kikyo había muerto, nunca me lo volví a tocar para arreglármelo, aunque nadie sabía de eso, ya que en cuanto lo contará, me verían de forma patética y era lo que menos quería.
    “¿Eso qué importa? El pasado en el pasado, ¿Crees que por pelear por un error, van a cambiar las cosas?” Esas fueron tus palabras ¿No Kagome? Ya sé que te referías sobre como trate a ese chico que llamas Hojo, pero si las analizas bien, esas palabras tiene un mayor significado para lo que las usaste.​
    Vivo en el pasado, eso me hace idiota, pero ¿Cómo puedo evitarlo? Eh aprendido a vivir así, ¡No soy el único en el mundo que vive así! Porque de un modo u otro, todos en este mundo viven en el pasado, y no importara lo que me digas Kagome, porque, aun en el fondo, inconscientemente, muchos seguimos peleando por los errores del pasado.
    -Inuyasha…- ese era Miroku, sentado en la mesa del comedor, tomando un poco de café negro- veo que ya has bajado a desayunar, pensaba que te quedarías todo el día dormido.
    -No seas imbécil Miroku…- trataba de sonar normal, mientras me sentaba a la mesa- ¿Por qué faltaría a esa estúpida cárcel que llaman escuela?
    -Bueno… estas teniendo problemas con la señorita Kagome ¿No es así?- decía mientras se levantaba de la silla y dejaba la taza en el lavaplatos.
    -¡Ba! ¿Por qué piensas eso Miroku?- dije eso mientras tomaba un pan tostado de la mesa y de un bocado lo introducía en mi boca.
    -Ese día que la señorita Kagome vino con la señorita Himeko, cuando se fue tu cara se notaba deprimida ¿No lo crees Inuyasha?
    -¡Deja de molestar Miroku!- solo pude levantarme bruscamente, tomar mi mochila, y salir azotando la puerta con todas mis fuerzas.
    Camine lentamente a la escuela, sin darme cuenta, había salido antes de tiempo de mi casa, caminaba mientras veía las nubes que de algún modo, al verlas, se volvían relajantes para mi, y al mismo tiempo recordaba como ese día, le pedí a Kagome que me devolviera esa parte de mi traje de rata de fuego, el que alguna vez fue de mi padre, yo le pedí que me lo devolviera lo más pronto posible.
    Aun recordaba el día en que me lo devolvió, ya habían pasado varios días pero aún así tenía bastante presente ese momento, como las palabras de Kagome perforaban mi mente y no podía sacarlas de ningún modo.
    También recuerdo, que ese día, Kagome fue a mi casa acompañada posiblemente del peor ser humano del mundo… Himeko Morioka, esa chica llevaba años detrás del estúpido de Miroku, pero si se analizaba la situación, él solo estaba detrás del dinero de la familia de este.
    Era una chica que aparentaba dulzura y rectitud, pero en el fondo, solo despertaba los celos y la ira de las chicas, y no perdía la oportunidad de estar cerca de Miroku con cualquier excusa, un ejemplo fue ese trabajo de Biología que habían dejado en la escuela en binas, cuando yo solo distribuí el trabajo con mi pareja, Morioka solo se empeñaba a ir a casa de Miroku, ciertamente también fue ella quien empezó a hacer revuelo sobre Kagome y yo, aunque jamás vi iniciativa de las chicas de poner su plan en marcha.
    Pero quitando el hecho de que esa maldita había visitado mi casa, era Kagome, por alguna razón apenas oí que Miroku la mencionaba, como un mero reflejo, yo solo fui a abrir la puerta, y ahí estaba, parada en la entrada, a mano izquierda de la insoportable de Morioka, que no solo era insufrible, sino que también su aroma apestaba a tierra húmeda y a eses de animales, aunque creo que era el único que lo notaba.
    Aunque en ese momento, aquel aroma no me fastidio tanto, tal vez porque sabía que solo vería a Morioka en ese momento, tal vez porque estaba más sorprendido sobre mi reacción al abrir la puerta, o solo tal vez, porque el aroma de Kagome, su delicioso aroma, opacaba aquella repugnante fragancia que provenía de Morioka.
    En fin… sin darme cuenta había llegado por fin a la escuela, había llegado realmente temprano, en mi salón solo habían llega 2 personas aparte de mi, y los demás salones estaban en la misma situación, aún así, solo acomode mis cosas en mi pupitre y acomode mi cabeza para dormir, a pesar de sentirme tan cansado, tan frustrado, no lograba conciliar el sueño, lo cual era raro, porque siempre que se trataba de dormir en la escuela, después de Miroku, yo era el mejor en eso.
    -Yo… lo siento por lo de esta mañana- esas fueron mis palabras de aquel día, aún las recordaba.
    -No te preocupes, todo está bien- Y su sonrisa algo falsa, también la recordaba, como trataba de terminar con eso pronto, aunque una parte de mi no quería que eso pasara- pero Inuyasha…- ella seguía hablando, en ese momento no sabía que iba a decirme o en que pensaba, estaba yo tan bloqueado en ese momento, que simplemente le pregunte…
    -¿Qué cosa?- tratando de sonar normal, sin que se diera cuenta de lo alterado que estaba, ese día solo le pregunte eso.
    -¿Por qué te enfadaste tanto? ¿Por qué le gritaste tanto a Hojo?- y ahí estaba de nuevo, ese nombre, ¿Por qué una parte de mi se enfurecía tanto al escucharlo? Parte de mi imaginación solo pensaba en cómo iba a golpearlo o a descuartizarlo, pero apenas me daba cuenta de mis pensamientos, detenía a mi mente, porque yo no tenía nada en contra de ese chico, yo no debía pensar así.
    Mientras los minutos pasaban en el salón de clases, en lugar de dormir antes de que empezaran las clases, yo solo podía recordar ese día, sin darme cuenta, las clases habían comenzado, aunque no puse mucha atención a lo que decía el profesor de Matemáticas, mi mente solo pensaba en la respuesta tan ilógica que le di ese día a su pregunta.
    -Porque… estuviste en un gran peligro, esos tipos, lo que te iban a hacer, todo por salir con ese chico, aparte en plena noche, no tuvo la cortesía de acompañarte- decía eso refiriéndome a ese mocoso que ella llamaba Hojo, ese día, cuando di esa respuesta, por dentro estaba furioso, solo quería azotar la cara de ese “Hojo” contra cualquier pared y encajarle mis puños en todo su cuerpo, que lo atravesaran como cuchillar para que el maldito… ¡ALTO! Mi mente realmente andaba mal, ¿Por qué mi mente quería hacerle todo eso? El como persona no me importaba, pero… ¿Por qué me afectaba que se acercara tanto a Kagome? Ella no debería importarme, ella no es, ni jamás sería mi amada y hermosa Kikyo, yo solo amaba a Kikyo, solo ella me importa, o más bien… solo ella debería importarme.
    -¿Y eso es todo?- dijo ella después de mi respuesta, como si no importará, como si yo solo fuera un idiota exagerado, aunque siendo sincero, realmente hasta yo mismo estaba empezando a creer eso- bueno tendré más cuidado la próxima vez- volvió a hablar, mientras sonreía falsamente, ese día tenía esa sensación tan escalofriante y pasó algo que me dejo perplejo, y es que a pesar de saber que era Kagome la que estaba frente de mi, podía sentir un poco a Kikyo, mi amada Kikyo, y eso me ponía realmente nervioso.
    -Dime Kagome… ¿Acaso no tuviste miedo?- dije sin pensarlo ese día, y tratando de asegurarme que realmente era Kagome la que estaba frente de mi, solo acerque mi rostro al de ella, solo quería saber si no era Kikyo, aunque ella estuviera muerta, muy dentro de mí, aún guardaba la esperanza de que ella volviera a mí.
    -Claro que sí, pero no por eso voy a vivir atemorizada- aquella pequeña frase, aquellas pequeñas palabras sonaron por un momento tanto a Kikyo -… tengo que se…- no le di ni tiempo de acabar su oración, ¿Qué estaba haciendo? ¿En qué pensaba? Porque inconscientemente yo había dirigido el frágil cuerpo de Kagome sobre el mío, la estaba abrazando fuertemente y con ganas de llorar, verla tan decidida, tan fuerte, me recordaban tanto a la imagen de mi amada Kikyo, la frágil mujer que una vez ame, la fuerte mujer que me enseño aquel molesto sentimiento, la mujer que perdí ese día sin poder hacer nada al respecto, la mujer que nunca volvería a ver, o al menos eso pensaba, porque parecía como si ella, toda ella, su aroma, su rostro, su voluntad, hubieran regresado a mí, con Kagome, por eso… por eso yo…
    -Yo si Kagome… tuve miedo de que te pasará algo malo- no quería volver a ver aquella imagen, aquel aroma perderse en sangre, no quería repetir aquel infierno, aquella tragedia que aún recorría casa milímetro de mi ser.
    Ella temblaba entre mis brazos, tal vez pensaba que yo era un loco, o una persona bipolar, no la culparía si ella pensará eso de mí, porque estaba empezando a actuar como un loco, no podía borrar la imagen de Kikyo y ahora quería revivirla en Kagome, sabía que eso no iba a ser posible, pero en ese momento, en ese día, el aroma de Kagome se había vuelto una droga, la droga del recuerdo de Kikyo, no sabía cómo, ni porque, pero su esencia estaba volviendo a mí.
    -Por favor… ten más cuidado la próxima vez, no quiero que te pase algo malo- dije sin pensarlo, era mi más profundo deseo, aún cuando ella no comprendiera ella porque.
    -¡DEJA DE DECIR TONTERÍAS!- empezó a gritarme eso después de empujarme - Lo dices como si yo fuera algo tuyo, y sabes… en mi vida te quiero volver a ver- en ese momento ella se echo a correr, sin que yo tuviera el derecho a detenerla.
    Así pasé los primeros minutos de la clase de Matemáticas, recordando ese día, ese desastroso día, sentía que mi corazón se partía en mil pedazos, y no sabía el porqué, ¿Qué debía hacer Kikyo? ¿Por qué tu imagen había vuelto a mí de ese modo?, Kikyo… Kikyo… ¡Kikyo!
    -Taisho_san, Taisho_san- era la voz del profesor de Matemáticas que me llamada.
    -¿Qué pasa?- dije mientras trataba de salir de mis pensamientos.
    -¿Se encuentra usted bien?- creo que realmente se me notaba demasiado lo mal que me encontraba mentalmente- Tal vez debería ir a la enfermería- decía eso aquel profesor mientras se volteaba para seguir con su clase.
    -Si- en otras situaciones me hubiera respondido “¡Ba! ¿Qué se cree que soy? ¡Yo no necesito ir a ese lugar!” pero esa mañana no me sentía como siempre, ciertamente no era yo- con su permiso me retiro a la enfermería- aquel profesor ya no volteo nuevamente, solo hizo un ademan con la mano indicando que me autorizaba irme.
    Solo abrí la puerta de aquel salón, Miroku que se encontraba a dos filas de mi asiento, me miraba de reojo, hizo un movimiento con la cara, algo que traduciría como “Inuyasha ¿Estás bien?” solo agite la mano bruscamente para indicarle que no molestará y él solo hizo una señal de aprobación, después de eso, solo empecé a deambular por los pasillos.
    No tenía ánimos de entrar a clases ni de ir a la enfermería, mi mente no tenía la concentración suficiente como para hacerlo, porque me había levantado de la cama con dos cosas en mi mente, una como siempre era Kikyo, y la otra, aunque era fastidioso admitirlo, era Kagome, ambas no salían de mi mente, Kikyo desde el día de su muerte, y Kagome desde aquel día en que la bese, a veces me preguntaba si realmente estaba traicionando a Kikyo o a mí mismo.
    Pero entonces la vi, ahí estaba… Kagome, estaba afuera de su salón, parecía que estaba castigada, ya que cargaba una cubeta llena de agua, tenía su mirada baja y perdida, y algo cansada, y sin darme cuenta, yo empecé a hablarle, como si quisiera escuchar su voz.
    -¡OYE TU!- grite sin pensarlo, ya que aparentemente no se daba cuenta de mi presencia.
    -Inuyasha- ella contesto, parecía frustrada y enojada, creo que realmente no me quería cerca.
    -¿Te castigaron? ¿Por qué?- trataba de ablandar el ambiente, mientras cada vez estaba más cerca de su lado.
    -Por llegar tarde- ¿Tarde? Ya las clases habían comenzado hace 30 minutos, me preguntó qué tan tarde habría llegado como para que la castigarán- y por cierto ¿No tienes clases? Deberías irte- decía fríamente, en serio ella quería que yo me fuera.
    -Mi profesor faltó, así que tengo la hora libre- ¿Por qué había mentido? Tal vez no quería que sintiera pena por mi o se diera cuenta que algo me preocupaba, no quería que ella supiera que me recordaba a Kikyo.
    -Ya veo- respondió sin más, como queriendo dar por terminada aquella pequeña platica ¿Tan insoportable le era? ¿Tanto me destetaba?
    -¿Tanto te molesta que este aquí?- aquel pensamiento salió de mi boca sin que pudiera detenerlo, mientras me recargaba en la pared a su lado derecho.
    -Sinceramente si, ¿Por qué me tienes que molestar a mí?- ella me respondió, pero lo que ella preguntó era una pregunta realmente complicada.
    ¿Por qué tenía que buscarla? ¿Por qué esperaba oír su voz? Porque la protegía y temía que ella desapareciera de mi lado, no lo sabía, porque aunque se parecía a Kikyo estaba consciente que ella no era Kikyo, que Kikyo jamás regresaría a mis brazos, que jamás la volvería a abrazar, ni a escuchar su voz, sabía que Kagome no era ella, tal vez su aroma y algunas cosas le eran similares, pero no era la mujer que había amado y perdido, entonces, no sabía que estaba haciendo, y cuando ella me preguntó eso, solo me limite a responder…
    -Ni yo mismo lo sé- tratando de ser sincero con ella, aunque parecía que mi respuesta la confundía.

    CONTINUARA....
     
    • Me gusta Me gusta x 14
  14.  
    Ada Kannon

    Ada Kannon "Mírame bien, te has enamorado de mi."

    Acuario
    Miembro desde:
    9 Julio 2011
    Mensajes:
    19
    Pluma de
    Escritora
    Hola, ¿como estas?..espero que bien........wiiiiii primera en comentar, que lindo tu fics, me estoy volviendo adicta a él jajajaja, bueno a lo que vamos jeje, tienes una excelnte narración, en serio literalmente me introduje en la historia, aun no me pasa la bonita idea de tu conti, al narrar desde el punto de vista de nuestro querido Inuyasha, expresar sus sentimientos, sus pensamientos y todo lo demás jejejeje.

    Además, pobresito, aún no ha logrado sacar de su corazón a Kikyo, sé que debe ser dificil para él, y ¿ustedes saben?, perder a la persona a la que amas y luego, luego venga una persona casi igualita a la que perdistes, uuuyyyyy, eso si debe ser horrible.

    Ya bueno aparte de eso, me encantó la conti, muy buen trabajo el que hicistes, felicidades, te lusistes y espero que sigas así jeje, ya sabes espero tu invitación para pasarme a leer y comentar, sin que decir, cuidate, besos y abrazos. Matta-nee.
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  15.  
    Beautiful Blue Moon

    Beautiful Blue Moon Usuario común

    Tauro
    Miembro desde:
    24 Julio 2010
    Mensajes:
    363
    Pluma de
    Escritora
    Por que cada vez que leo este fic mas me enamoro de la trama? -_- En serio que ya me dejas embobada e.e
    Solo te pedire un favor....bueno,dos favores.El primero,es que separes un poco los parrafos para que no se vean tan apachurrados
    y lo segundo,es que CONTINUES PRONTO!!! *O*

    Besos,bye-bye!!!^^
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  16.  
    Pan-chan

    Pan-chan Fanático

    Libra
    Miembro desde:
    6 Enero 2008
    Mensajes:
    1,171
    Pluma de
    Escritora
    Me perdí algunos capítulos pero nuevamente estoy aquí para comentar. Estas manejando una situación difícil para Inuyasha y Kagome (incluso me recuerda un poco al pequeño drama que armé yo con mi fic, ahora algunas lectoras quieren matarme xD) en especial debe ser difícil para Kagome sentirse la sustituta de Kikyo, Inuyasha quiere que ella le exprese sus sentimientos pero él aún no está seguro de lo que siente por ella (tiene ese toque egoísta de la serie, pero me gusta como manejas su personalidad)

    Debo reconocer que la situación de Inuyasha es difícil, la primera impresión que yo tuve es que él se fijó en Kagome por su parecido con Kikyo, y es algo preocupante que asocie rasgos de su personalidad con los de su difunto amor, ya llegará el momento en que aprenderá a reconocer la individualidad de Kagome y sus propios defectos y virtudes, no es sano para él añorar lo que no volverá, ni es sano para Kagome sentirse la sombra de un recuerdo triste.
     
    • Me gusta Me gusta x 2
  17.  
    kagome de taisho

    kagome de taisho Iniciado

    Cáncer
    Miembro desde:
    7 Diciembre 2011
    Mensajes:
    45
    HOLA COMO ESTAS, ESPERO QUE BIEN,... PERDONO POR EMPESAR A ESCRIBIR AHORA,REALMENTE ME ENCANTO CUANDO INU Y KAG SE QUEDAN DORMIDOS EN LA MISMA CAMA (NUNCA ME LO IMAGINE) FUE REALMENTE INTERESANTE
    ...............WAO ME ENCANTE ESTE FIC, REALMENTE ME ENCANTA ESTE EPISODIO POR QUIEN LO NARRE QUE ES INU,REALMENTE LO ADORO ME FASINA QUE EL HABLE CLARAMENTE DE COMO SE SIENTE Y DE LO CONFUNDIDO QUE ESTA CON KAGOME Y KIKYOU ENCUANTO A SUS SENTIMIENTOS......
    ME ENCATA COMO NARRAS COMO DIJO KAGOME TATIANA literalmente me introduje en la historia ES CIERTO PARESIERA QUE ESTUBIERA ADENTRO DE ELLA
    BUENO SIN MAS DECIR ME DESPIDO PERO SIN ANTES DECIRTE QUE ERES BUENA ESCRITORA Y QUE SE NOTA QUE TE HAS INSPIRADO EN ESTE FINC TE FELIZICTO POR FA ABISAME DE LA CONTINUACION
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  18.  
    Aleón

    Aleón Aleón

    Miembro desde:
    20 Junio 2011
    Mensajes:
    37
    Pluma de
    Escritora
    wolaaa jejeje hasta ahorita me lei los dos capis ya q la verdad he estado muy ocupada
    aunque aqui en mi país estamos de vaks a mis padres se les ocurrio meterme a unas clases de verano ya bueno he estado muy ocupada (al paracer no me querian en la case jejeje) :p
    pero bueno ambos capitulos estan muy bien, me gustan mucho. jajaja Shippo si q le gusta molestar a Inuyasha jajaja :)
    ahhhh!!!! porque no se confesaron su amor :( mmmm buen seguramente lo harán pero la escena era tan linda ahhhh (suspiro). :p
     
  19.  
    Melpómene

    Melpómene Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    25 Septiembre 2011
    Mensajes:
    118
    Pluma de
    Escritora
    O.o Hola Yoko-chan, primero que todo quisiera agradecer que me sigas enviando invitacion para tu fic (lamento no comentar antes, fijate viaje a mexicooo :D ) pues ya como sabes...AMO TU FIC, me parece muy profundo, ademas de que va MUY bien con la historia, en lo técnico note unas tildes (o mas bien falta de ellas, diacríticas ) pero la verdad es que no puedo criticar mucho... :$, pues ya tengo mi propio computador así que podré comentarte tu fic mas seguido, otra vez gracias, saludos :)
     
  20.  
    Yoko Higurashi

    Yoko Higurashi Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    27 Mayo 2011
    Mensajes:
    374
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    Título:
    La Escuela que Cambio mi Vida
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Comedia Romántica
    Total de capítulos:
    58
     
    Palabras:
    1980
    Nota de la Autora: Konbawa a Todos!!!! y.... ¡FELIZ NOCHE BUENA! que mañana será Navidad, lo cierto es que no eh estado pegada a la computadora todo el día :cool: si no que me la eh pasado colaborando con la cena de la Noche Buena, créanme que a veces yo digo ¿Cuál paz en esta época? ¿Cuál amor? ¬¬ puro grito y grito y desesperación para acabar a tiempo, la paz llega justo después de comer, porque si no nunca llega (suspiro) lo cierto es que me eh dado mi tiempo para subir el próximo episodio de mi fanfic, el cuál es un episodio especial de nuestra querida amiga Sango, este episodio está muy fuerte y puede cree más dudas de las que ya tienen en él fanfic, así mismo responderán muchas cosas que ustedes no sabían, espero que lo disfruten -^^ porque a mi me gusto y espero que el 31 de Diciembre estén en sus casa listos para ver Yoko "La Chica Ojos de Gato" ya que voy a subir otros episodios, sin más por el momento les dejo con el capitulo 34, que últimamente sigo teniendo problemas para decidir él titulo, así que otra vez este capitulo tendrá dos nombres. Bueno... ¡FELICES FIESTAS!
    Atte.
    YokoHigurashi
    =X

    Capitulo 34: Cicatrices o... Heridas que nunca Sanan


    -¡Hey Hermana! ¡Mira!
    -¿Qué pasa Kohaku?
    -¡Mira! ¡Mira!- su pequeña mano se abre para mostrarme una concha.
    -¡Vaya qué es hermosa!
    -Si… es de color rosa, ¿Verdad qué es impresionante?
    -Sí, Si

    Lo hermoso de los sueños, es que con ellos somos capaces de ver algo que quieres ver, a veces es doloroso cuando despiertas, pero es lindo… porque por un momento eres capaz de vivir una pequeña ilusión.

    Mi nombre es Sango Tsuruya, actualmente tengo 16 años de edad, aunque muchos no lo saben yo soy hija del jefe de policía de la ciudad, mi familia fue la fundadora inicial de dicha agencia, la cual se hereda su mando de generación en generación al primogénito, por eso desde pequeños se nos entrena en las artes marciales como defensa personal, aparte de que no usamos armas comunes.

    Desde pequeña recuerdo que mi papá siempre estaba trabajando y si no me ponía a entrenar, mi arma era un boomerang gigante, ahora soy capaz de levantarlo fácilmente con una mano, pero en esa época yo era tan pequeña que siempre terminaba aplastada por tal arma.

    Mi padre siempre fue muy duro conmigo, aunque es más duro con mi hermano menor Kohaku, puede ser porque cuando él nació mi madre murió por complicaciones de parto, tal vez por eso mi padre le exigía más, aunque mi pequeño hermano era un llorón, su corazón era puro.

    Hace algunos meses pasó la desgracia en mi familia, nadie lo sabe aún, lo eh guardado como un secreto, pero en mi corazón a veces revivo el dolor de ese día, guardando preguntas sin respuesta dentro de mi mente, y para cuando me doy cuenta, mi rostro está cubierto de lagrimas.

    Mi familia había sido legendaria, incluso nosotros cuidamos un tiempo la conocida perla de Shikon, la cual después entregaríamos al museo de Japón por ordenes de gobierno, así mismo éramos famosos por haber acabado con los delincuentes más poderosos, los más buscados, todo gracias al esfuerzo y trabajo de equipo de la familia Tsuruya.

    Lo cierto es, que una maldición calló sobre nosotros ese día, yo apenas estaba empezando a laborar como policía, mientras que mi pequeño hermano era tan solo un aprendiz, se nos había informado que alguien había tratado de robar la perla de Shikon.

    Lo cierto es que no supe mucho del caso porque mi padre decía que todo lo referente a la perla de Shikon, era muy peligroso para una joven que apenas empezaba a vivir, como yo, en ese entonces no entendía sus palabras, creía que me subestimaba, pero cuánta razón tenía.

    Ese caso fue uno de los pocos que mi familia no pudo resolver, el chico acusado resultó no ser el culpable, la encargada del museo en ese entonces murió, aparentemente acecinada por el delincuente que se esfumo misteriosamente sin haber podido robar la perla de Shikon la cual desapareció, o eso es lo que hizo creer el gobierno.

    Mi padre hizo muchas suposiciones sobre lo que había pasado, todo en base a un pequeño fragmento, un fragmento de la perla, mi padre me había dicho que lo más posible es que en aquel momento la perla haya caído y se haya roto en miles de pedazos.
    -¿Cómo es eso padre?- era yo hace 1 años, después de que el caso se diera por terminado.
    -Debió ser cuando ese muchacho involucrado en el caso, debió haberse encontrado con él verdadero delincuente y en la pelea por la joya está debió caer y romperse en pedazos, creando fragmentos como este que poseo en mi mano.
    -Pero de haber sido así padre, ¿Por qué no pudieron encontrar más fragmento?
    -Supongo que algunos fragmentos se ocultaron en el cadáver de la joven que murió, puede que otros más se hayan ido con su acecino y el joven que estaba ahí pudo haber arrastrado algunos más con él.
    -¿Ya informaste esto al gobierno?- le preguntaba algo desesperada pensando que aún podíamos recuperar tan valiosa joya.
    -Sí, pero el gobierno prefiere no complicarse las cosas, así que mejor la dieron por desaparecida.
    -Ya veo- respondía decepcionada.

    Ese día mi padre guardaría ese fragmento en nuestra bóveda, intentando poder recuperar junto con nuestra familia los demás fragmentos que estaban perdidos, ahí es donde posiblemente empezó nuestra maldición, porque al día siguiente un caso llegaría a nuestro hogar, un acecino que se presentaba cada noche en un pueblo cercano, querían que los mejores oficiales se presentarán, mi padre me llevaría a mí y a mi pequeño hermano Kohaku, para que él pudiera empezar su labor como policía.

    Kohaku estaba nervioso, aunque él era muy hábil en el manejo de su arma, que consistía en una cuchilla atada a una cadena, con ella él era capaz de cortar 4 troncos a más de 3 metros, y tenía un buen manejo, a pesar de eso él no confiaba en sus habilidades.
    -¿Y si no lo hago bien hermana?
    -Tranquilo Kohaku, estoy segura que lo harás bien- hablábamos durante el camino a aquel pueblo.
    -Tengo miedo, es la primera vez que iré con ustedes- reí levemente, me daba ternura aquellas expresiones de Kohaku.
    -Ya te dijo Kohaku, tranquilo, te aseguro que lo harás bien y con él tiempo serás incluso mejor que yo.
    -No lo creo hermana, temo que defraude a nuestro padre- solo pude acariciar un poco su cabeza.
    -Dudo que eso pasé, nuestro padre está muy orgulloso de ambos Kohaku, y estoy segura que lo harás bien.

    Posiblemente fue la última vez que realmente hable con mi hermano, porque aquella noche, nuestro equipo fue preparado y enfrente de los pobladores de aquel lugar él acecino apareció, pero antes de que lo notáramos un humo nos rodeaba, nuestras mascaras nos cubrieron perfectamente contra eso, y yo lancé mi boomerang para dispersar el humo, pero apenas este desapareció vi como una cuchilla cortaba la máscara de Kohaku, y caía inconsciente, quise alcanzarlo, pero mi padre me ordeno que no me distrajera y que nuevamente lanzará mi boomerang, y no pude más que seguir ordenes, tal vez ese fue mi error, tal vez hubiera podido hacer algo más, tal vez hubiera hecho lo correcto, pero nadie conoce el destino.

    Todos nosotros logramos capturar al criminal, el cuál lamentablemente resulto que estaba muerto, nosotros nos paralizamos del miedo al notar que dicho cuerpo que aparentemente llevaba más de 2 meses muerto nos atacará, nos cuestionamos muchas cosas, ¿Cómo era eso posible? Pero nuestras preguntas no fueron del todo respondidas, solo que un anciano entre los pobladores empezó a reír con histeria, aunque no supiéramos ni el cómo ni el por qué, nosotros estábamos seguros de que él había sido la causa de tan misterioso suceso.

    Apenas mi padre quiso acercarse para atacarlo con su catana, pasó la peor cosa que pude haber imaginado, ni en mis peores pesadillas, una cuchilla estaba atravesando la espalda de mi padre, y la cadena de aquella cuchilla era…
    -¡Kohaku! ¡¿Qué estás haciendo!?- grité alterada ante el ataque de Kohaku- ¡¿Por qué Kohaku?!- él empezó a atacar a todos, uno por uno los tomo desprevenidos ante mis ojos- ¡Kohaku BASTA!- dije mientras trataba de sostenerlo, pero solo logre que su cuchilla marcara mi espalda, y caí al suelo sin poder hacer nada.

    Los ojos de Kohaku se veían obscuros, totalmente terroríficos, como si estuviera bajo algún hechizo, estaba a punto de darme el golpe final cuando los habitantes del lugar sacaron algunas pistolas, otros usaron flechas y algunos más piedras y todas las aventaron a Kohaku, el cuál cayó al suelo, yo empecé a arrastrarme por el suelo, tratando de abrazarlo a mi querido hermano, cuando lo logre, su cuerpo ya no tenía casi vida, lo llamaba, pero no respondía, y cuando vi a aquel pueblerino riendo, el mismo que mi padre había querido atacar, solo use lo poco que quedaba de mi fuerza, lanzando mi catana, acabando con su último aliento de vida, mientras yo caía inconsciente.

    Para cuando abrí mis ojos, estaba en una casa que no era la mía, trate de levantarme pero no pude, me dolía demasiado el cuerpo, incluso me dolía respirar, y ante mi desesperación, sentía la amable mano de un hombre de aparentemente entre unos 20 y 30 años de edad que me pedía que me calmará.

    Él con voz tranquila y amable me había explicado que todos los que habíamos ido ahí, habíamos muerto, mi padre y mi hermano no fueron la excepción, yo había perdido todo mi mundo en una noche, aquel hombre juraba que alguien estaba controlando el cuerpo de mi hermano por medio de aquel humo que había aparecido al inicio, juro que el sabia quien había sido el culpable, dijo que era el “infierno” que era Naraku, nombre él cual escucharía tiempo después.

    Decía saber donde se ubicaba, y que me lo diría si yo le daba algo a cambio, no lo dude ni un minuto, y ofrecí aquel fragmento de gran valor que guardábamos en la bóveda, solo pensaba en la venganza, y rogándole que por aquel fragmento me diera tan valiosa información a lo que él accedió, pero las maldiciones son grandes, todo y por un fragmento, jamás olvidaré el rostro de aquel hombre, jamás olvidaré su expresión de júbilo cuando vi como tenía bajo su control a mi hermano y le ordeno atacarme una vez más para quitarme aquel fragmento, jamás olvidaré como se llamo así mismo “infierno”, aunque para ser sincera era peor que eso.

    Desde ese día, cuando me llevaron al hospital para detener mi hemorragia, mientras peleaba por vivir, mientras mi vida se iba destruyendo, juré dos cosas sobre aquella cama, dos cosas que aún me persiguen, la primera: “Jamás olvidaría el rostro de Naraku ni a mi familia” y lo segundo: “Que yo mataría a Naraku”.

    Aunque tiempo después no pensé que mi destino rozaría con Inuyasha, el joven que estuvo presente el día en que la perla de Shikon desapareció, y Miroku el cual su padre también fue acecinado por Naraku, y persona que estaba investigando su paradero, jamás pensé que el destino nos reuniría, y a pesar de que yo tenía pistas de que Naraku estaba buscando los fragmentos de Shikon, para regenerar tan valiosa joya, a pesar de saber cómo era él, y muchas cosas más, nunca se las revelaría, porque está… está era mi venganza, porque jamás olvidaría está carga, este dolor.

    CONTINUARA....
     
    • Me gusta Me gusta x 12

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso