La carcel de cristal [Inu&Kago] [Sessho&Rin]

Tema en 'Fanfics Abandonados de Inuyasha Ranma y Rinne' iniciado por Pan-chan, 16 Marzo 2010.

Cargando...
  1.  
    siberian

    siberian Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    20 Noviembre 2009
    Mensajes:
    264
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    *Aplausos* Este capítulo me ha gustado mucho y llamó mi atención la forma en q narraste todos los sucesos.
    Me parece interesante el camino q va tomando tu historia y como se va ramificando x así decirlo.
    No veo nada d Ooc lo cual es muy bueno pues nos mantienes en intriga y logras hacer q me sumerja en la historia y en verdad imagine las cosas como van pasando.
    La verdad, la actitud d Naraku me pareció muy bien controlada pues es muy dificil mantenerla cuando se trata d un UA y aun así lo conseguiste, no cambiaste su forma d ser.

    Quisiera saber si esa mujer q se desmayó frente a Sesshomaru se trata de Rin o quizás quieras hacernos esperar y -conociendo muy bien tu forma de escribir- supongo q nos dejarás en la luna por más tiempo. (Ojalá q no xD)!! En fin, estaré pndiente d tu continuación pues está muy interesante esta historia ;)
     
  2.  
    suzuno

    suzuno Usuario común

    Tauro
    Miembro desde:
    3 Febrero 2008
    Mensajes:
    264
    Pluma de
    Escritor
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    ¡¡¡Hola!!!

    Me ha gustado el cap.

    Me dan ganas de matar a Naraku como se atreve a decirle tales cosas a Kagome [me pongo furiosa al leer tal conversación]

    Te felicito, nunca antes(o eso creo) me había sentido así, también por lo buena narradora que eres.
    ¿Quién será aquella mujer? ¿Será Rin? es la única que me viene a la mente.

    Cambiando un poco de tema; me he estado preguntando, como es que esta historia tiene este título: “La cárcel de cristal”[tengo curiosidad, aunque ya me imagino porqué]

    Estoy ansiosa por saber que pasará

    Bueno hasta la próxima…

    Matta ne!!!
     
  3.  
    Yukany

    Yukany Iniciado

    Tauro
    Miembro desde:
    21 Febrero 2010
    Mensajes:
    22
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Ay mi dios!!!!,esto es espectacular.
    El capitulo te quedo muy bien y me esta gustando aun mas que hace 4 minutos!
    Gracias por averme avisado, que ya andaba comiendome las uñas de la desesperacion.........
    Y quien es la joven que se encontro Sesshomaru?,tengo mis grandes sospechas de que es Lin pero no se........
    Espero la conti pronto.

    BYE
     
  4.  
    aLeTheia_anGeL

    aLeTheia_anGeL Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    22 Junio 2009
    Mensajes:
    360
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Uyyy este capitulo estuvo fascinante, por donde empezar, me encanto la situacion entre Naraku y Kagome sin duda hacen una pareja excelente xD por decirlo asi ya que me los imagine todo el rato bailando y fingiendo sonreirse que Guau!! xD les quedo sensacional esa pantalla, o.o ahora que sera lo que le debe la familia Higurashi a Naraku, sera solamente dinero??? o habra escondido algo mas??? ... Kagome dijo que se lo pagaria ese mismo año pero ¬¬ estoy segura que Naraku hará algo a proposito para frustar los intentos de ella y asi perjudicarla obligandola de todos modos a pagar con algo mas ù.uU Bueno eso se me ocurrio a ultimo a momento pero es capaz !!!

    ^^ Aaah!!! por fin al menos un abrazo pequeño entre Inu y Kag ... Y ettoo o.O?? quien era esa mujer??? (claramente ya me imagino quien es pero dejare mi respuesta abierta xD) n.n Sessho no tienes opcion anda ayudar a tu futura ... eehh perdon listo Bueno PanChan estuvo Grandioso el capitulo espero que publikes la conti pronto nos estamos leyendo aiooosss
     
  5.  
    Pan-chan

    Pan-chan Fanático

    Libra
    Miembro desde:
    6 Enero 2008
    Mensajes:
    1,181
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    La carcel de cristal [Inu&Kago] [Sessho&Rin]
    Género:
    Drama
    Total de capítulos:
    31
     
    Palabras:
    1522
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Muchas gracias por sus comentarios, aquí les va el siguiente capítulo que por cierto será únicamente SesshXRin. Espero que no les moleste.


    ¿Realmente vale la pena luchar contra lo inevitable?
    Capítulo III
    Algo diferente.
    “Muchísimas gracias por haberme ayudado anoche, lamento irme de esta manera pero tengo asuntos que resolver y ya no deseaba seguir abusando de su amabilidad. Jamás olvidaré lo que ha hecho por mí, quizás algún día pueda pagarle como es debido”

    No había nada más escrito en aquella hoja que estaba encima de la cama donde la chica había dormido. Al menos se tomó la molestia de dejar la habitación impecable, arrugó el papel y lo lanzó a la basura, era hora de seguir con su vida.

    Se la pasaba de un lugar para otro, entre reuniones de negocios y codeándose con las clases más selectas de la sociedad Inglesa. Naraku no formaba parte de esos grupos, ya que entre ambos jóvenes existía una especie de energía oculta que los mantenía lo más alejados posible, si bien Naraku era de temer, no se podía subestimar al mayor de los Taisho, en especial si lo hacían enfadar.

    Así transcurría la mayor parte de su día, sus peores momentos eran sin duda cuando tenía que asistir a ciertas reuniones especiales con su madrastra y hermanastro, por su culpa él no podía acceder a la mayor cantidad de herencia que por derecho le correspondía, para su mala suerte su difunto padre decidió repartir la herencia en partes iguales, favoreciendo así a esos extraños.

    En el trabajo todo se hacía a su manera, las personas no se atrevían a contradecirlo, la simple mirada del frío joven les advertía que no era buena idea; esto sumado a la inteligencia e incomparable capacidad para los negocios lo convertía en un genio innato. Sin embargo su relación con otras personas jamás traspasaba los ámbitos laborales, era un solitario sin remedio o al menos eso pensaban las innumerables mujeres que intentaban cambiarlo un poco, algunas por interés pero otras quizás llegaban a enamorarse…Sea como sea él era un caso perdido.

    —¿En qué puedo ayudarlo?— Preguntó la mesera del bar con excesiva amabilidad, probablemente encantada por su elegante porte.

    —Solo quiero un café— Contestó seco, sin siquiera voltear a verla.

    En menos de cinco minutos le habían entregado su bebida, dejó el pago mas la propina y se marchó de inmediato…El cielo estaba algo nublado.

    Eso no le molestaba demasiado, la mayoría del tiempo le gustaba caminar por la ciudad y pasar desapercibido, comía cualquier cosa y luego regresaba a su casa para continuar con su trabajo, de esa forma se relacionaba lo menos posible con sus socios. Continuó caminando, algunas gotas de lluvia empezaban a caer lentamente, frías y escurridizas, dando ese toque lúgubre tan propio de la ciudad.

    Mientras caminaba por el centro pudo notar un grupo de personas que bloqueaban el paso, la mayoría estaban ebrios y discutían acaloradamente con alguien más.

    “Es ella” pensó fugazmente al ver de nuevo a aquella chica, sus condiciones eran aún peores que la primera vez que la vio. Tenía raspones en los brazos y sus manos estaban enrojecidas, sin mencionar la ropa desgastada y el evidente cansancio que mostraba.

    “Otra empleada explotada” pensó mientras pasaba por un lado, volteó nuevamente y esta vez la chica lloraba sin control.

    —Esta no es la cantidad que acordamos…— Dijo con voz trémula y apenas audible, aquellos hombres no hacían mas que reírse.

    —Tómalo o déjalo, no creo que estés en posición para exigirnos nada— Bufó uno de ellos despectivamente.

    — ¡Pero estuve todo el día cargando cajas y limpiando su tienda! Con lo que me ha dado no podré siquiera alquilar la habitación más barata— Insistió la chica, mientras secaba las gruesas lágrimas de sus ojos— Por favor, está comenzando a llover…Tengan algo de compasión.

    —Entonces apresúrate y cómprate un paraguas si no quieres mojarte— Dicho esto la empujó y le lanzó los billetes encima.

    Entre risas la multitud se alejaba, la chica se apresuró a recoger los billetes antes de que el agua los dañara por completo, secó sus lágrimas y se dispuso a marcharse, no sin antes ser detenida por un hombre de mediana edad.

    —Si deseas yo puedo darte mucho dinero— Dijo con una mirada lasciva, dejando claras sus verdaderas intenciones.

    —Muchas gracias, pero no deseo esa clase de trabajo.

    —Deberías pensarlo mejor— Insistió, sujetando con más fuerza el brazo de la joven— Sabes, yo soy dueño de una empresa muy famosa, podría conseguirte un buen puesto…Pero claro, tendrías que pagarme de alguna forma.

    Súbitamente comenzó a acercarla hacia él, ella se llenó de miedo y trató de zafarse. Como único recurso volvió a llorar de impotencia y amargura.

    Y con la misma rapidez que sucedieron las cosas, así acabaron, de la nada una enorme piedra golpeó con fuerza a aquel hombre, dejándolo bastante aturdido en el suelo. La joven cayó sentada de la sorpresa, su cuerpo simplemente no le respondía.

    —No…No puede ser ¡Señor Sesshomaru!— Exclamó el hombre con miedo mientras se levantaba súbitamente del suelo.

    —Nunca más vuelvas a otorgarte privilegios que no te corresponden— Sentenció con frialdad, el hombre asintió temblorosamente.

    —¡Por favor perdóneme señor! No era mi intención decir eso, es solo que yo…

    —Quiero que desaparezcas en cinco segundos— Interrumpió con extrema seriedad, el hombre palideció por completo— Estas despedido.

    No hubo otra respuesta, intentar convencerlo era poner en riesgo su propia vida, el hombre se retiró adolorido y aterrado, pero aún así daba gracias por seguir con vida.

    Solo quedaban ellos dos, la chica estaba completamente asustada ¿En qué diablos estaba pensando? miró a su alrededor y se dio cuenta de que estaba lloviendo y ambos se encontraban empapados.

    —Levántate de una vez…

    Le ofreció su mano para levantarse, ella la aceptó confundida y aliviada, sin sospechar siquiera que se había convertido en la única persona a quien Sesshomaru le mostraba algo de compasión.

    —¿Quieres un trabajo de verdad?

    Apenas y podía codificar esas palabras, él le estaba ofreciendo más de lo que esperaba en un día, apenas y pudo asentir levemente ya que las palabras no le salían por completo.

    —Trabajarás duro todos los días como mi asistente, si cometes un error tendrás que enmendarlo con parte de tu salario— Le advirtió con tono firme y calculador, ella solo hacía el mismo gesto con su cabeza una y otra vez mientras intentaba no llorar de nuevo.

    —Muchas gracias…— Dijo mirándolo con profundo agradecimiento— Prometo dar mi mayor esfuerzo.

    —Cual es tu nombre…— Preguntó sin darle mayor importancia a su sermón de agradecimiento.

    —Rin— Dijo con entusiasmo— Y usted se llama Sesshomaru ¿Cierto?…

    —Así es— Respondió cortante— Mañana empiezas a trabajar, Rin.


    Y así, sin darse cuenta sus destinos se unieron como por arte de magia, ninguno de los dos sospecha que tal vez el destino quiso hacerles una jugada diferente en ese día que parecía uno más del montón, sus personalidades tan distintas encontrarán lo que creían haber perdido hace tantos años. Felicidad, amor.

    El hilo rojo del destino nunca se equivoca. Puedes tensarlo, pero nunca romperlo.
     
    • Me gusta Me gusta x 5
  6.  
    Yukany

    Yukany Iniciado

    Tauro
    Miembro desde:
    21 Febrero 2010
    Mensajes:
    22
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Hola!!!!
    Estuvo muy bueno el capitulo y me gusto que solamente se tratara de la relacion de Sesshomaru y Lin
    esta historia va por un muy buen camino y ya quiero saber que pasa en el proximo aunque recien lo acabas de poner.....
    Gracias por averme avisado,de inmediato lo revise!!!

    Amor y Paz.

    Atte:Shizura
     
  7.  
    Cazadora de Dragones

    Cazadora de Dragones Usuario común

    Libra
    Miembro desde:
    29 Septiembre 2009
    Mensajes:
    227
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    AHH

    estuve esperando mucho este capiii
    y cuando me llegó el mensaje no veas como me emocioné.

    me has dejado muy muy muy intrigada ??
    ¿que pasará despues,
    SesShomaru es todo un Héroe ejejje

    ¿y Kagome y Inuyasha??

    yu yuyu espero que no tardes gracias por avisar
     
  8.  
    siberian

    siberian Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    20 Noviembre 2009
    Mensajes:
    264
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Muy bueno, no, EXCELENTE capítulo. Tu forma d narrar simplemente es d muy buena calidad y sabes realmente captar la atención d tus lectores sin mencionar q nos haces -o x lo menos a mí- imaginar toda las escenas q narras. ¡Es simplemente impresionante! Este capítulo me ha gustado mucho (a pesar d ser tan corto :() ya que demuestra q sigues perfeccionando tu forma d scribir. Muy interesante el capítulo, realmente q si. En fin, staré pndiente d tu continuación Pan-chan ;)
     
  9.  
    suzuno

    suzuno Usuario común

    Tauro
    Miembro desde:
    3 Febrero 2008
    Mensajes:
    264
    Pluma de
    Escritor
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]


    Gracias por avisarme de que pusiste conti, que buena capi (maravillosa)[​IMG]la pena es que fue algo corta o por lo menos me parece comparada con las otras ToT.

    Este capi me recuerda a la gente que de verdad es tacaña [la pura y cruda realidad :mad:] cuando leí la parte en la que mencionas a la chica que les dé un poco más de dinero por haber trabajado y la gente que pasa hace caso omiso a lo que ven. Y luego cuando se ve en apuros aparece su príncipe azul [que en la realidad no pasa muy a menudo:(]

    Sin mucho más que decir me despido y hasta la próxima ;)
    Ganbatte!!
    Matta ne!!

    Saludos
    [​IMG]
    Suzu :3
     
  10.  
    Pan-chan

    Pan-chan Fanático

    Libra
    Miembro desde:
    6 Enero 2008
    Mensajes:
    1,181
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    La carcel de cristal [Inu&Kago] [Sessho&Rin]
    Género:
    Drama
    Total de capítulos:
    31
     
    Palabras:
    1939
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Gracias por sus comentarios, aquí dejo el siguiente capítulo.

    El futuro es incierto, el presente es insoportable, el pasado es inolvidable.

    Capítulo IV
    Sentimientos reprimidos.
    —¿Entiendes lo que esto significa?— Preguntó como si no pudiese contener su propia satisfacción— ¿Lo entiendes, Kagome?

    —Lo entiendo bien Byakuya, y acepto gustosamente todas las condiciones del contrato— Respondió orgullosa y tajante, una leve risa pudo escucharse casi de inmediato— No sabía que tuvieses sentido del humor, Naraku.

    —Es increíble lo que puedes llegar a hacer por culpa de tu estúpido orgullo— Dijo tornándose serio y borrando todo rastro de su momentánea risa— Te sugiero que recuerdes tus palabras, porque no aceptaré ni una excusa más. ¿Entendido?

    —Si esto es todo entonces me retiro— Contestó con total indiferencia, le arrebató los papeles de las manos a Byakuya y se dispuso a marcharse.

    —Sabes, creo que deberías pedirle ayuda a tu amigo Inuyasha— Kagome se detuvo de inmediato al percibir la evidente provocación de Byakuya— Si se lo pidieras amablemente de seguro te ayudaría.

    —Eso no será necesario, pero gracias por tu preocupación Byakuya.

    Apenas y podía pensar con claridad, las palabras de Byakuya, junto con esa extraña expresión de tranquilidad que siempre mostraba en cualquier tipo de situación era sin duda algo que Kagome detestaba. Apretó los dientes con fuerza mientras se alejaba junto con su amiga Sango.

    —Niña tonta, prefiere hacerlo del modo difícil.

    —Pero eso lo hace aún más interesante, ¿No lo crees?— Dijo Naraku sonriendo maliciosamente, Byakuya volteó a verlo con curiosidad.

    —Al juzgar por esa sonrisa yo diría que tramas algo— Dedujo con la serenidad que le caracterizaba.

    —Ya lo verás…— Musitó mientras sus ojos seguían la silueta de Kagome hasta que la perdió de vista— Kagome Higurashi, haré que desees nunca haber nacido.

    Lo peor ya había pasado. Esa era la frase que siempre repetía en su mente cuando las cosas salían mal, lo curioso es que casi nunca surtía el efecto que ella deseaba y es que nada podía hacerla sentir mejor en ese momento; apenas había cumplido 16 años y ya tenía que encargarse de todas esas responsabilidades…Algunas veces deseaba que todo fuese diferente.

    Volteó a su derecha y vio a dos chicas tomadas de la mano, seguramente eran hermanas ya que su parecido era evidente. Lucían tan felices y despreocupadas, justo como las chicas de su edad deberían ser.

    —Kagome… ¿En qué piensas?— Preguntó Sango mientras miraba hacia el mismo sitio que su amiga.

    —Recuerdo que en una ocasión le supliqué a Kikyo que faltara a sus clases de piano para que jugara conmigo en el jardín. Nos divertimos tanto que no nos preocupamos por la hora, al regresar a la casa estábamos completamente sucias y nuestras ropas se habían arruinado. A pesar de que fuimos castigadas ella no dejaba de reírse al respecto…Creo que fue una de las pocas veces que la vi sonreír con sinceridad.

    —Es bueno que atesores todos esos recuerdos valiosos que viviste con tu hermana— Asintió Sango con una leve sonrisa, Kagome solo suspiró.

    —A pesar de eso, hay un recuerdo que prevalece con mucha más fuerza que todos los demás…Aquella noche en que yo…

    —Kagome…— Sango se sorprendió un poco al notar la depresión de su amiga— ¿Aún sigues torturándote por lo que pasó? Sabes que nada de eso fue tu culpa.

    —Una parte de mi quiere creer eso, pero la otra desea seguir culpándose. A decir verdad yo no he podido…

    No pudo continuar con lo que iba a decir, ya que más adelante un montón de mujeres armaban un gran escándalo; risas incontenibles y muchos rostros ruborizados. Eso solo podía significar una cosa.

    —Pero si es Miroku…— Musitó Kagome con terror, volteando a ver levemente a Sango.

    —¡Que joven tan apuesto y encantador!

    —¿Eres soltero verdad? Por favor sal con nosotras— Esa y muchas otras cosas era lo que decían aquellas mujeres deslumbradas por el ojiazul.

    —Tranquilas señoritas, tengo tiempo de sobra para todas ustedes…

    Si de conquistar mujeres se trataba, no cabía duda de que Miroku era el mejor. En Londres no había mujer que se resistiera a los encantos de su personalidad, a excepción de Kagome por obvias razones; y también la orgullosa Sango.

    —Buenos días señorita Kagome— Saludó con extrema caballerosidad— Me alegra ver que hoy está acompañada por la encantadora Sango.

    —Sa…Sango ¿Te encuentras bien?— Preguntó con nerviosismo al ver que su amiga no reaccionaba.

    —Buenos días joven Miroku— Saludó la castaña con extrema cortesía y un toque de frialdad que solo Kagome pudo percibir— Es una rara coincidencia que nos encontremos.

    —¿Rara? Yo la llamaría más bien hermosa— Respondió sonriente y amable como siempre— ¿Acaso estaban paseando?

    —Nada de eso Miroku, tuve que hacer algunas diligencias, no pierdo el tiempo como tú— Contestó Kagome mientras lo fulminaba con la mirada, pero era obvio que él no entendería nada de lo que estaba ocurriendo.

    —Joven Miroku, ¿Quiénes son esas dos mujeres?— Preguntó una de las admiradoras risueñas mientras lo tomaba del brazo.

    —¿Alguna de ellas es tu novia?— Preguntó otra de ellas. Ante tal posibilidad todas se desilusionaron.

    —Descuiden, mi señora es amiga de la infancia del joven Miroku— Interrumpió Sango con una mirada sombría— Lamentamos la interrupción.

    —Sango, espera…— La castaña escuchó el llamado de Miroku, pero decidió ignorarlo y seguir caminando. Kagome la siguió, no sin antes dedicarle una mirada asesina a su torpe amigo— Lo arruiné de nuevo, ¿Verdad?

    —No tienes idea de cuánto…

    Era un problema de nunca acabar, Miroku y Sango sentían algo especial pero ninguno de los dos se atrevía a confesar sus sentimientos; Miroku por su incurable defecto de coquetear con cada mujer que se le atraviesa y Sango por miedo a salir lastimada, más de lo que ya estaba.

    En cierto modo la comprendía, cuando amas a alguien y no puedes decírselo, sientes como si no pudieras respirar bien. La tristeza se apodera por completo de tu vida pero en el fondo prefieres vivir en una eterna incertidumbre antes de obtener la respuesta que tanto temes escuchar. Su amiga era buena actriz y lograba controlarse gracias al enorme orgullo que poseía…Pero algún día ese orgullo no sería suficiente.

    —Ya estoy bien Kagome, deja de clavar tus ojos en mi espalda con lastima— Dijo luego de un breve silencio, Kagome solo suspiró.

    —A veces no te entiendo, ¿Por qué no puedes ser sincera con él?— Sango volteó a verla con los ojos de par en par, como si la respuesta fuese obvia.

    —¿Todavía lo preguntas? ¿Qué no acabas de ver como estaba rodeado de esas mujeres ricas, hermosas y refinadas?

    —Te faltó decir superficiales, hipócritas y carentes de cerebro— Sango sonrió levemente, era irónico que una chica rica se expresara así de sus semejantes— Lo digo en serio Sango, te gusta mucho Miroku y el también siente algo por ti, simplemente no los entiendo.

    —El nunca va a cambiar Kagome, y yo no estoy dispuesta a compartir— Insistió Sango, esta vez frunciendo el ceño, los celos estaban saliendo a flote.

    —No lo sabrás si no lo intentas, tal vez su encuentro no fue simple coincidencia por eso debes ser más sincera con tus sentimientos.

    —Tal vez…

    —¡Oye! ¡Kagome, por aquí!— Gritó una voz bastante familiar para ambas, Kagome volteó de inmediato, se trataba de Inuyasha— ¡He estado buscándote por todas partes!— Reprochó con su típico tono rudo.

    —Hablando de simples coincidencias— Bufó Sango divertida, Kagome la golpeó levemente con el codo mientras veía a Inuyasha cruzar la calle— Mírate nada más, te babearás en cualquier momento.

    —Claro que no, y ya deja de decir esas cosas— Protestó ruborizada.

    —¿Se puede saber dónde has estado?— Preguntó con evidente enfado.

    —¿Qué te pasa? apareces de repente solo para regañarme— Refutó Kagome molesta.

    —Aquí van de nuevo…— Susurró Sango con aburrimiento, luego de algunos segundos la discusión se tornaba más y más acalorada.

    —¡Eres una tonta! ¡No puedo creer que estuve todo el día buscándote y tu solo me gritas como frenética!

    —¡Yo no te pedí que me buscaras! Además estaba ocupada, no puedo estar todo el día contigo aunque quiera— Casi de inmediato tapó su boca, estaba completamente avergonzada pero al parecer Inuyasha no se dio cuenta de sus palabras.

    —¡Keh! Ya basta de juegos ¿Me ayudaras a elegir el tonto regalo de cumpleaños para mi madre, si o no?— Preguntó mientras se cruzaba de brazos con fastidio.

    —¡Es verdad, ahora lo recuerdo!— Exclamó Kagome, olvidando por completo su anterior rabieta— Sango, ¿Te importaría si ayudamos primero a Inuyasha?

    —Ustedes vayan, yo regresaré a la casa ya que tengo muchas cosas que hacer— Kagome sonrió resignada, era imposible convencer a Sango de lo contrario, además que sabía cuáles eran sus verdaderas intenciones— Kagome, tu tampoco podrás saberlo si no lo intentas…

    Luego de decir eso se marchó, dejando a Inuyasha y Kagome a solas. Ambas estaban en la misma situación, sus sentimientos se encontraban prisioneros pero, ¿Por cuánto tiempo sería? Después de todo el corazón humano es frágil, y tarde o temprano la razón podría ceder ante la locura.

    Lo que está escrito no puede ser borrado, es necesario pasar a la siguiente página.

    Bueno, en este capitulo quise mostrar un poco los sentimientos de Sango y Kagome. También se revelan poco a poco algunas anécdotas del pasado de Kikyo, espero que les haya gustado.
     
    • Me gusta Me gusta x 6
  11.  
    siberian

    siberian Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    20 Noviembre 2009
    Mensajes:
    264
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Como siempre, me dejas intrigada.... y tngo la clara prueba d ello:

    —A pesar de eso, hay un recuerdo que prevalece con mucha más fuerza que todos los demás…Aquella noche en que yo…

    Y luego dices q YO soy qn pone mucho suspenso en las tramas y dan ganas d ahorcarme... cuando eres TÚ qn deberias ser ahorcada ¬¬... nada t costaba terminar esa frase ToT

    En fin, me gustó mucho tu continuación. Me gusta mucho como dscribes cada suceso q pasa x lo q no es d extrañar q spera ansiosa tu continuación ;)
     
  12.  
    aLeTheia_anGeL

    aLeTheia_anGeL Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    22 Junio 2009
    Mensajes:
    360
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Estuvo genial el capitulo, me perdí dos que lata es estar con trabajos de la universidad ù_uU en fin n.n ya estoy aqui dandome una escapada para poder seguir fiel a las contis, me encanto este capitulo porque te centraste en mis personajes y parejas favoritas, me encanta como describes las personalidades de los cuatro (Kagome, Sango, Miroku e Inuyasha) te salen genial porque hasta ahora en todos tus fic's nunca vi algo de Ooc en ellos. Ademas la relacion que llevan está muy bien descrita, me refiero a la anterior mini-pelea que acababan de tener, es que nunca dejan de discutir por todo verdad, Bah!! Al final al final quedaran juntos (espero xD) Bueno al parecer Naraku y Byakuya tienen nuevos planes para hacerle la vida imposible a Kagome u.u pobre chica todo lo que tiene que pasar con apenas 16 años, o.O ahora que lo pienso mejor Wao!! 16 años que joven, sin duda esto sera unico. Bueno Pan Chan me encanto la conti, gracias por seguir avisandome y pues espero la conti que esta buenisimo el fic, nos leemos aiooos!!!
     
  13.  
    suzuno

    suzuno Usuario común

    Tauro
    Miembro desde:
    3 Febrero 2008
    Mensajes:
    264
    Pluma de
    Escritor
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Me gusto la conti ^^
    gracias por avisarme, me encantarón la primera y últma frase del fic que estan en curiva, me parecen tan imaginativas y lindas *.*

    que intriga me dan esos dos malvados de Naraku y Byakuya que será lo que estén planeando para fastidiar a una chica de tan solo 16 añitos(¿?)
    Haber si se declaran prontito alguno de los cuatro por lo menos Inu y Kagome...
    y espero que en el póximo capítulo salgan Seesshomaru y Rin que estaba deseando leer algo de ellos en este cap. por el cap. anterior.

    Bueno sin más que decir...
    Hasta la próxima conti y ánimo para seguir así de...
    ¡¡GENIAL!!

    ~ NoS LeeMoS ~

    matta ne!!
     
  14.  
    sessxrin

    sessxrin Fanático

    Virgo
    Miembro desde:
    17 Enero 2009
    Mensajes:
    1,047
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Hola linda!
    Sabes, te envidio, tienes una excelente forma de escribir fluida y que ante todo, no haces Ooc en los personajes, los haces exactamente como los conozco.

    Perdòn por haberme perdido los dos capitulos maravillosos, ando agripada...

    Espero la continuacion pronto ;)
     
  15.  
    Cazadora de Dragones

    Cazadora de Dragones Usuario común

    Libra
    Miembro desde:
    29 Septiembre 2009
    Mensajes:
    227
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    ejje, Inuyasha y su explosiva actitud.

    tal vez nunca podamos ver a Miroku con otros ojos que no sean los de un mujeriego.
    (suspiro) hay cosas en esta vida que no cambiarán nunca.

    perooo...... ¿Qué pasa con esta perejita (Kagome y Inuyasha)? uyuyuy
    bueno hasta el proximo capii
     
  16.  
    Pan-chan

    Pan-chan Fanático

    Libra
    Miembro desde:
    6 Enero 2008
    Mensajes:
    1,181
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    La carcel de cristal [Inu&Kago] [Sessho&Rin]
    Género:
    Drama
    Total de capítulos:
    31
     
    Palabras:
    2365
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Gracias por los comentarios, aquí está el siguiente capítulo.


    Cuando te acostumbras a la tristeza, llega un momento en el que sientes que no mereces ser feliz.




    Capítulo V
    Un regalo especial.


    —Y bien… ¿Qué tienes en mente?— PreguntóKagome mientras observaba algunas tiendas que Inuyasha no se molestaba en prestarles atención— ¿Me estás escuchando?

    —Si si, te escucho— Le contestó de mala gana, Kagome de inmediato lo golpeó con su cartera.

    —No seas descortés…No has entrado a ninguna de las tiendas que te sugiero. Al menos finge que esto te interesa— Él solo refunfuñó molesto, ella suspiraba con decepción.

    <<Hace mucho tiempo que no salimos así, al menos debería estar de mejor humor>>

    Su decepción era evidente, esperaba tener al menos una conversación con él pero lo único que lograba era discutir y agredirlo; bajó la mirada al entender su grave problema, ella tenía un carácter muy fuerte y por cualquier tontería se enfadaba. Tal vez por eso Inuyasha nunca la vio como algo más que una niña berrinchuda.

    —Una molestia…—Susurró Kagome con distracción, no se dio cuenta de que Inuyasha se había detenido así que chocó con su espalda— ¿Te ocurre algo?

    —Kagome, lamento haberme enojado contigo— Ante tal disculpa ella se sorprendió notablemente— No pongas esa cara, la verdad es que te hice venir conmigo por otra razón.

    —¿Otra razón? ¿Entonces no quieres que te ayude a elegir el regalo para tu madre?— Preguntó con curiosidad, Inuyasha negó levemente.

    —No quise decirte nada al principio, pero la verdad es que ya tenía otros planes— Contestó con un leve rubor en sus mejillas.

    ¿Por qué se sonroja? El corazón de Kagome no paraba de latir con fuerza, sus ojos no podían despegarse del rostro de Inuyasha, a decir verdad nunca lo vio tan apenado.

    —Sígueme— Se dio la vuelta con brusquedad, Kagome caminaba detrás de él sin saber lo que estaba pensando.


    Mientras tanto, Sango caminaba con lentitud para intentar aclarar su mente. Necesitaba alejar todos esos pensamientos ridículos de una vez por todas. Definitivamente el amor no era para ella.

    ¿Cómo podría serlo? Si termina perdiendo a cada persona que ama, tal y como sucedió con sus padres y su hermano, si aceptaba sus sentimientos por aquel joven mujeriego y despreocupado lo más seguro es que termine con el corazón roto.

    Por eso, y solo por eso. Nunca jamás volveré a amar.

    Pasó una mano por su cuello y se detuvo de inmediato, un leve escalofrío recorrió todo su cuerpo al sentir la ausencia de algo importante, una ausencia que no había notado hasta ahora.

    —¡El collar!— Exclamó con desesperación mientras buscaba en el suelo por todas partes— ¡No, no no! Esto no me puede estar pasando.

    De pronto dejó de buscar, ¿Y si lo había perdido en aquella calle donde estaba Miroku? Salió corriendo de inmediato hacia allá, las personas la observaban con curiosidad; definitivamente no era propio de una dama andar corriendo por ahí pero eso no le importaba en ese momento.

    Finalmente llegó, estaba agitada, más por el miedo que por el cansancio. Comenzó a buscar por todos lados sin éxito alguno, era una locura pensar que a estas alturas encontraría su collar en el mismo sitio, además que no estaba segura de haberlo perdido allí.

    —El único recuerdo de mi familia…y lo he perdido— Ocultó su rostro entre sus manos y comenzó a llorar desconsoladamente, sin importar que todos la estuviesen viendo en ese momento.

    —No es propio llorar en publico— Se dio la vuelta sorprendida al escuchar aquella voz tan familiar— Pero Sango, debo admitir que luces encantadora incluso cuando lloras.

    —Joven Miroku— Dijo entre sollozos, él sonrió con ternura.

    —Levántate, pareces una niña— Dijo ofreciéndole su mano, ella la aceptó y comenzó a secar sus lágrimas con un pañuelo que le prestó— Ahora dime, ¿Por qué lloras?

    —He perdido…algo muy valioso para mi— Respondió con voz débil y quebradiza— Era un regalo de mis padres, ahora no tengo ningún recuerdo de ellos.

    —No digas eso, ellos siempre vivirán en tu memoria y en tus sentimientos— Sango se sorprendió aún más por la seriedad de sus palabras, ahora entendía por qué nadie podía resistirse a su refrescante personalidad— Sango, de nada sirve tener muchos bienes materiales, estos no son los que hicieron que amaras a tus padres con tanta fuerza ¿O si?

    —Tiene razón…creo que solo me aferré al collar porque sentía que si lo perdía entonces también perdería parte de mis recuerdos hacia ellos. Pero lo cierto es que siempre voy a recordarlos sin importar lo que pase.

    —¿Lo ves? Ese es el misterio del amor, no puede ser representado con nada en este mundo— Dijo sonriendo ampliamente, Sango asintió un poco ruborizada— Aún así, cuando alguien amado nos obsequia algo, nosotros procuramos cuidar ese objeto como si se tratara del alma misma de esa persona. Por eso no vuelvas a perder esto.

    Para sorpresa de Sango, Miroku tenía el collar en su bolsillo. Seguramente lo vio en el suelo y lo guardó para ella; por alguna razón su corazón se sentía calido y eso le causaba mucha felicidad ¿A qué se debe? ¿Qué era ese sentimiento?

    —Parece que el seguro de la cadena se ha roto— Musitó Miroku, observando el collar más de cerca— Será mejor que lo reemplaces de inmediato o de lo contrario no podrás usarlo.

    —Iré en seguida, gracias por todo— Dijo ella con una amplia sonrisa, extendió su mano para tomar el collar pero él no quiso dárselo.

    —Permite que vaya contigo…— Le pidió con extrema seriedad, mientras sus ojos azules penetraban la coraza artificial de orgullo creada por Sango, hechizándola con facilidad, impidiendo que ella pudiese pensar con claridad.

    Solo pudo decir que si, Miroku volvió a sonreír y juntos caminaron hasta la joyería más cercana.

    Mañana todo volverá a la normalidad, pero ahora…Solo por ahora…Quisiera disfrutar de su compañía.


    Luego de caminar durante casi todo el día…Inuyasha y Kagome…

    —¿Esto era todo? ¡No puedo creer que no te atrevieras a decírmelo desde un principio!— Exclamaba Kagome sin poder contener la risa, Inuyasha permanecía cruzado de brazos.

    —¿Lo ves? Por eso no quise decirte nada, sabía que te ibas a reír— Dijo en voz baja al ver que todos los observaban— ¡Ya deja de reírte!

    —De acuerdo, lo siento— Dijo tomando aire con fuerza, sus mejillas estaban rojas de tanto reír— Inuyasha, no tiene nada de malo que olvidaras donde quedaba la tienda. Si me lo hubieses dicho desde un principio nos habríamos ahorrado la gran caminata…Yo suelo comprar aquí a veces.

    —¡Keh! Lo tendré en mente— Dijo con sarcasmo— Ven por aquí, te mostraré donde está.

    Tanto problema por una dirección. Por un momento pensó que Inuyasha comenzaba a sentirse mal, su rostro se ponía cada vez más rojo, no fue sino hasta que estalló que ella pudo darse cuenta de que él no recordaba la tienda. Tal vez esperaba algo diferente, eso la decepcionó un poco.

    —Es este… ¿Qué opinas?

    Se trataba de un hermoso vestido color turquesa con un corte sencillo y recatado. Como adornos adicionales tenía una bufanda del mismo material del vestido y una pequeña diadema de diamantes para el cabello.

    —Es hermoso— Dijo sonriendo— ¿Lo llevarás?

    —Bueno, aquí es donde haces tu parte del plan. Pruébatelo.

    —¿Por qué yo?— Preguntó sorprendida, no se esperaba semejante petición.

    —Ya se que no te gustan este tipo de cosas, pero necesito que te lo pruebes. Mi madre y tú son de la misma estatura; además he notado que subiste de peso así que creo que te quedará bien.

    Kagome le dedicó una mirada asesina, la ayudante de la tienda le ofreció el vestido con miedo y salió corriendo de inmediato mientras Kagome cerraba de un portazo el pequeño vestidor.

    —Inuyasha es un tonto…No es para nada sensible— Susurraba mientras se arreglaba el vestido y observaba su imagen en el espejo— ¡Y no he subido de peso!

    —Oye… ¿Ya vas a salir?— Preguntó Inuyasha, cansado de esperar.

    —¡Ya voy! no me apresures…— Dijo saliendo del vestidor.

    Inuyasha tenía la vista en otro lado, pero al verla se quedó pasmado. Incluso las demás personas de la tienda contemplaban maravillados la belleza de Kagome, aquel vestido resaltaba el delgado pero bien formado cuerpo de la chica, con curvas finas y un ligero corte en la parte inferior que por un momento dejó al descubierto sus hermosas piernas.

    ¿Y bien?...— Insistió una vez más, al ver a Inuyasha distraído— ¿Crees que le servirá?

    —Si…— Contestó tranquilamente mientras se ponía de pie— Le quedará perfecto. Quítatelo y cámbiate mientras yo lo pago.

    Nuevamente dentro del vestidor, Kagome se vio al espejo y se dio cuenta de que el vestido no lucía tan mal como ella pensaba. Después de todo su cuerpo aún no estaba totalmente desarrollado, nada mal para una jovencita. Mientras se quitaba la bufanda, recordó el rostro que había puesto Inuyasha y casi al instante recordó que Kikyo llevaba puesto un hermoso vestido turquesa el día en que le confesó sus sentimientos.

    <<Entonces…solo estaba recordando a mi hermana>> Pensó con tristeza, las lágrimas amenazaron con salir pero se contuvo por algunos minutos, no salió hasta que estuvo segura de haberse controlado por completo. Tomó sus cosas y se dirigió a la caja donde Inuyasha terminaba de pagar.

    Hermana…creo que nunca nadie podrá hacer que Inuyasha se olvide de ti. Ni siquiera yo.

    Kagome, ya vámonos.

    —Si, tardaste un poco más de lo que pensé.

    —No fue mi culpa, es solo que esa chiquilla estaba comprando toda la tienda— Dijo con fastidio mientras señalaba hacia el frente.

    —Vaya, de seguro es fanática a las compras— Musitó sorprendida al verla con tantas bolsas. Volteó a ver a Inuyasha pero éste se detuvo por un segundo— ¿Ocurre algo?

    —Yo la conozco…a esa chica— Dijo confundido y sorprendido.

    —Se está subiendo a un auto— Dijo ella, afinando la vista— Un momento, ¿No es ese el auto de Sesshomaru?

    Ambos se ocultaron en la entrada de otra tienda para que no los descubrieran. En efecto aquella chica estaba en compañía del mismísimo Sesshomaru, lentamente el carro desapareció de sus vistas, dejándolos completamente sorprendidos.

    —No puedo creerlo, ¡Ese era sin duda alguna Sesshomaru!— Exclamó Kagome confundida— ¿Acaso ella será su novia?

    —Lo dudo…mas bien es algo así como su sirvienta— Dijo Inuyasha cruzándose de brazos— Hace una semana tuve que ir a casa de Sesshomaru y ella estaba limpiando todo con una enorme sonrisa. No se como puede sonreír estando junto a ese amargado.

    —A veces es mejor no entender ciertas cosas— Finalizó ella, con una sonrisa llena de intriga— Bien, ya te hice el favor que querías. Supongo que me iré a casa antes de que Sango crea que me secuestraron.

    —Espera…— La sujetó del brazo y le entregó un pequeño sobre blanco— Mañana a las 8 de la noche, puedes llevar invitados, pero no llegues tarde. Ya sabes cómo es mi madre de puntual.

    —Muchas gracias…Allí estaré.


    La felicidad se marcha si te aferras mucho a ella, lo curioso es que ésta vuelve a aparecer cuando decides dejar de buscarla.


    ¿Qué les pareció? Espero que les guste, dejen sus comentarios please. Nos vemos.
     
    • Me gusta Me gusta x 5
  17.  
    siberian

    siberian Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    20 Noviembre 2009
    Mensajes:
    264
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    *aplausos y le tira una semilla d mango d la emoción a Pan-chan* xD!!! MUY PERO MUY BUENO STE CAPITULO! Siempre me djas llena d intriga y más xq narras d una manera q me haces imaginar cada simple detalle q narras. Y es que tienes una forma única d narrar q t carateriza..... en fin, me pareció graciosa la parte d la "chiquilla" q staba comprando "toda la tienda" jajajaja xD!!! Bueno, staré pendiente d tu continuación :)
     
  18.  
    sessxrin

    sessxrin Fanático

    Virgo
    Miembro desde:
    17 Enero 2009
    Mensajes:
    1,047
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Hola!
    Bueno, me gusto demasiado la continuacion, la narracion fluida y sencilla, que haces que uno se concentre demasiado, me encanto. No puedo creer que Rin se conviritò en su sirvienta, pero buehh, eso solo lo digo porque Inu tambien lo afirmò.

    Espero la continuacion pronto, quiero ver SessxRin xD
     
  19.  
    Yukany

    Yukany Iniciado

    Tauro
    Miembro desde:
    21 Febrero 2010
    Mensajes:
    22
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Quieres decir que solamente recordo a Kikyo?
    con ese vetido se supone que le confeso sus sentimientos a Inuyasha,pero tal vez no...nunca se sabe.
    Me parece que miroku esta enamorandose cada vez mas de Sango y ella de el,pero por que no se atreven a decircelo!!!,
    esto me esta facinando hasta el tope,y me muero de ganas de saber que mas va a pasar.
     
  20.  
    Cazadora de Dragones

    Cazadora de Dragones Usuario común

    Libra
    Miembro desde:
    29 Septiembre 2009
    Mensajes:
    227
    Pluma de
    Escritora
    Re: La carcel de cristal [InuXKag] [SesshXRin]

    Inuyasha parece nunca olvidar a Kikyou y siempre la está recordando através de la pobre Kagome eso, la verdad, es una pena.

    Quelindo el discurso de Miroku, jiji.

    A la extensa lista de personalidad de sesshomaru, despues de sobrio aparacere "amargado", ¡¡¡ ese Inuyasha!!!!


    ""No se como puede sonreír estando junto a ese amargado""

    yo sonreiría, y con mucho gusto... n.n

    BUENO HASTA EL PROXIMO CAPITULO, NOS LEEMOS

    BESOS, CARIÑO Y MUCHO MUCHO AMORR
     

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso