Explícito [Experimento || Self-insert || Fanficslandia] Talco's Crew.

Tema en 'Literatura experimental' iniciado por Yáahl, 11 Febrero 2019.

Cargando...
  1. Threadmarks: I. Not really Talco’s Crew, yet: Mary “Esgüit” SweetSorrow.
     
    Yáahl

    Yáahl Equipo administrativo Líder de Betas Comentarista empedernido Editor Gráfico The Trickster

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    1,634
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Título:
    [Experimento || Self-insert || Fanficslandia] Talco's Crew.
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Drama
    Total de capítulos:
    5
     
    Palabras:
    739
    Esta vez vengo con el proyectazo que incluye a todo el Crew, así que los invoco: SweetSorrow Liza White Luminette y The Pacman.

    Hice un desmadre para dejarles un nombre con apellido y el único que se mantuvo creo que fue el de Liza. (?) No juzguen, solo disfruten.

    Los primeros cinco capítulos introducen a los personajes principales y sus relaciones entre sí. A partir del capítulo seis empieza el verdadero delirio. Espero que les guste, chicos, y que se rían un montón como yo mientras lo escribo. La gente que no nos conoce o no ha visto el grado de nuestros problemas mentales, pues espero que les dé risa también.
    El prefijo de explícito va pues porque esto es bien turbio xDDD

    Sin más que decir, ¡qué comience!











    talcos crew.png






    Talco's Crew
    Reyes del Talco














    Había vivido de una manera y hubiera podido vivir de otra. Había hecho esto y no había hecho aquello. No había hecho una cosa cuando había hecho otra. ¿Y qué? [...]. Qué me importaban la muerte de los otros, el amor de una madre, qué me importaba su Dios, las vidas que uno escoge, los destinos que uno elige, puesto que un solo destino debía elegirme a mí y conmigo a miles de millones de privilegiados que, como él, se decían mis hermanos. ¿Lo comprendía, lo comprendía al cabo? Todo el mundo era privilegiado. No había más que privilegiados. A los otros también los condenarían un día. También él sería condenado. ¿Qué importaba si, acusado de asesinato, lo ejecutaban por no haber llorado en el entierro de su madre?
    Albert Camus. El Extranjero. Páginas 120-121.





    I. Not really Talco’s Crew, yet: Mary “Esgüit” SweetSorrow.


    Se ajustó la bufanda verde menta al cuello y suspiró con resignación. Afuera se escuchaba una ventisca y le dio la sensación de que si salía el viento la arrastraría consigo. Sin embargo, no tenía mayor opción, ya se había comprometido y no era momento de andar cancelando sus planes a última hora, por más que lo deseara.

    Se sacó el móvil del bolsillo, para leer un mensaje. El remitente era una muchacha de cabello oscuro, revuelto en rizos que recordaban a serpientes; preguntaba si podían verse esa tarde. Tuvo que responderle que tenía un compromiso previo que no podía cancelar.

    Miró por la ventana mientras se colocaba distraídamente los zapatos y las ganas de salir que tenía disminuyeron hasta atravesar el subsuelo y alcanzar el núcleo terrestre. Las ramas de los árboles se agitaban violentamente.

    La sensación de calidez que sintió moverse en sus pantorrillas la hizo mirar hacia abajo. Sonrío con ternura y le dedicó una caricia el pequeño gato blanco y negro. Una nube de pelos se esparció a su alrededor y notó más de uno fue a parar a sus pantalones. Sabía que quitarlos no tendría caso.

    Caminó, con cuidado de no pisar al felino, hacia la mesa donde estaban las llaves del departamento y un pequeño bolso. Revisó que todo estuviera en orden y se dispuso a salir, mientras terminaba de colocarse la chaqueta. Cerró con llave y se abrazó a sí misma en cuanto la ventisca estuvo por tirarla y le agitó el cabello oscuro en direcciones aleatorias.

    Minutos más tarde estaba entrando al centro comercial.

    Se escuchaba el parloteo de las personas. Padres con sus hijos, parejas, grupos de amigos, personas solas de compras.

    En un café cercano a la entrada reconoció a la muchacha por quien había salido de casa con aquel clima. El cabello oscuro y liso le caía por la espalda, cubierta por una chaqueta negra. En el regazo notó que tenía una bufanda de color rojizo.

    Tragó grueso y se acercó lentamente.

    Sabía que estaba involucrándose con gente peligrosa desde el momento en que decidió lazarse a ella, lo tenía clarísimo, pero debía averiguar en qué estaba metida esa chica y qué tanto tenía que ver con un extraño grupo que parecía estar controlando el distrito desde hace tiempo.

    ¿Qué demonios era eso de Talco’s Crew?



     
    • Fangirl Fangirl x 3
    • Me gusta Me gusta x 1
  2.  
    The Papuh

    The Papuh Never gonna give you up ♫♫ Estudiante de Edición

    Géminis
    Miembro desde:
    9 Enero 2013
    Mensajes:
    1,335
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    Deberia comentar algo, pero me reservo mis comentarios hasta el 3er o 4to cap :ganso:

    Dejare el link del soundtrack official Vol.01 (?)

    Esto es tan experimental, que le hicimos soundtrack y todo :v

    Código:
    https://www.youtube.com/watch?v=b-hDlU9huKw&list=PLNI_TOirnYaC82D7nlUCDbm6GRK8CYWTn
    Tambien hay DD, pero eso ya es otra historia

    Me voy a orinar de la risa con este fic, ya le dí Seguir para estar al tanto :yagami:
     
    • Borrashooo Borrashooo x 1
  3. Threadmarks: II. Talco’s Crew: Liza “La Waite” White.
     
    Yáahl

    Yáahl Equipo administrativo Líder de Betas Comentarista empedernido Editor Gráfico The Trickster

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    1,634
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Título:
    [Experimento || Self-insert || Fanficslandia] Talco's Crew.
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Drama
    Total de capítulos:
    5
     
    Palabras:
    601
    Bitches, just look at the fucking time. YA ES 12 Y EN TEORÍA ES OTRO DÍA, POR LO QUE SE NOS VIENE EL SIGUIENTE CAPÍTULO.
    Ya que nuestro querido Calabazo lo dejó, pues aquí el link a nuestro malditamente perfecto soundtrack:
    Código:
    https://www.youtube.com/watch?v=b-hDlU9huKw&list=PLNI_TOirnYaC82D7nlUCDbm6GRK8CYWTn
    Sin mayor cosa que decir ahora, ¡disfruten el segundo de nuestros delirios!




    II. Talco’s Crew: Liza “La Waite” White.


    Llevaba esperando unos diez minutos. Había ordenado un café en caso de que se tardara, aunque debía llegar en cualquier momento.

    Se quitó la bufanda y la dejó en su regazo. Notó en su pantalón algún que otro pelo grisáceo y sonrío levemente.

    La pantalla del móvil, que tenía frente a ella en la mesa, se iluminó un momento. Leyó el mensaje de C por encima; preguntaba cómo le estaba yendo en su trabajo y poco más.


    —H-hola. —Una delicada voz la sacó de sus pensamientos y la hizo bloquear el móvil rápidamente antes de voltearse. La recibió la cara de un muchachita envuelta en una bufanda, con el rostro enrojecido por el viento.


    —¡Cariño, siéntate! —No se dio cuenta de la forma en que se dirigió a ella, pero sí notó que su rostro se enrojeció aún más—. Afuera está helando. Ven, ven.


    Se levantó y, tomándola por los hombros, la llevó hasta la silla frente ella, casi obligándola a sentarse.

    Pronto llegó la mesera con el café.


    —¿Podría traerme un capuccino? —dijo la chica que acababa de llegar.


    La mesera le dedicó una cálida sonrisa y asintió con la cabeza.


    —Tal vez debimos posponer esto, con este clima tan horrible —murmuró la de chaqueta negra. Notó que la chica frente a ella movió la cabeza rápidamente, negándolo.


    —¿Cómo has estado? —preguntó mientras se retiraba la bufanda del cuello, pero la dejaba entre sus manos.


    —¡Genial! —soltó luego de darle un sorbo a su café—. Mary, ¡me ascendieron a líder creativa en la editorial!


    El rostro de la chica frente a ella se iluminó y antes de darse cuenta había tomado sus manos para darles un delicado apretón.


    —¡Te felicito! —Su voz denotaba verdadera alegría—. Te lo tienes más que merecido, luego de tantos años allí más bien se habían tardado.


    La conversación pronto se desvío a temas más triviales pero ambas muchachas parecían muy cercanas, al menos eso denotaba su tacto espontáneo.

    La pantalla del móvil de la de bufanda rojiza se volvió a iluminar. Un nuevo mensaje, esta vez de Y: “La cabrona tiene un ático lleno de palomas, Waite. Llenito hasta el techo. Creo que tienes que venir de una vez, tu husbando está por sufrir una crisis”.

    La alegría que había sentido hasta ahora se disipó repentinamente. Se metió el móvil al bolsillo, volvió a rodearse el cuello con la bufanda y se cerró la chaqueta, todo en menos de un minuto.


    —Esgüit, cariño, lo siento mucho. Debo irme, surgió algo de repente y tengo que atenderlo.


    Apenas le dio la oportunidad de despedirse, pagar su parte de la cuenta y echar a correr hacia la salida. Prácticamente saltó dentro de un taxi.

    En cuanto el auto arrancó, marcó un número con la rapidez que indicaba que se lo sabía de memoria, sin embargo escuchó la contestadora de inmediato.

    Maldijo por lo bajo.

    ¿Quién demonios era esa zafada que se hacía llamar la líder palomil?

    Supo que no solo el Crew corría peligro, sino también su granja clandestina de conejos guerreros en el sótano de la editorial. De repente todo se iba a pique.


     
    • Ganador Ganador x 1
    • Adorable Adorable x 1
    • Impaktado Impaktado x 1
  4.  
    The Papuh

    The Papuh Never gonna give you up ♫♫ Estudiante de Edición

    Géminis
    Miembro desde:
    9 Enero 2013
    Mensajes:
    1,335
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    Dejo por aquí el orden que pense para los caps acompañados de las canciones del soundtrack :'v

    y SÍ, todo esta pensado como si esto fuese una serie dentro de mi cabeza :'v

    Cap 1: Not really Talco’s Crew, yet: Mary “Esgüit” SweetSorrow.
    1. In Hell I'll Be In Good Company (Opening / acompañar con frase de El Extranjero)
    2. The Trip

    Cap 2: Talco’s Crew: Liza “La Waite” White.
    3. About Today
    4. The Night We Met

    Cap 3:
    5. She Used To Be Mine
    6. Adagio (final del cap)

    Cap 4:
    7. From Nowhere
    8. The girl i haven't met (Interlude)

    Cap 5:
    9. Me and My Broken Heart
    10. This ain't No Place For No Hero

    Cap 6:
    11. Caprice No. 24
    12. The Devil You Know

    Cap 7: Final de Temporada (?)
    13. Even If It Hurts
    14. I'll Be Good
    15. Heart Of Gold (Ending & Credits)

     
    • Borrashooo Borrashooo x 1
  5. Threadmarks: III. Talco’s Crew: Yáahl “Yál” Trickster.
     
    Yáahl

    Yáahl Equipo administrativo Líder de Betas Comentarista empedernido Editor Gráfico The Trickster

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    1,634
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Título:
    [Experimento || Self-insert || Fanficslandia] Talco's Crew.
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Drama
    Total de capítulos:
    5
     
    Palabras:
    619
    SE VIENE EL TERCER CAPÍTULO.
    El Calabazo dijo que iba a comentar, vamos a ver qué tan cierto es. (?)
    Según la lista del borrashoo anterior, canciones:

    • She Used To Be Mine
    • Adagio (final del capítulo).
    Pa que lloren un rato, idk.





    III. Talco’s Crew: Yáahl “Yál” Trickster.


    La muchacha de cabello alborotado guardó el móvil en su bolsillo luego de recibir la negativa de Esgüit a su idea de pasar la tarde juntas. Estaba bien, no iba a hacer que cancelara otros planes. Además, tenía algo grande que atender.

    Se mantuvo en la entrada del ático, observando los cientos de palomas, los pequeños paquetes de talco y el chiquero en el que se había convertido aquel lugar.

    Sí, definitivamente eso era algo grande. Quizás demasiado.


    —Joder, a esto no le caería bien la visita del control de plagas —murmuró para sí misma—. Malditas ratas con alas.


    Bajó y caminó hacia la sala mientras hacía una llamada.


    —¿Calabazo? —Suspiró antes de hablar—. Al parecer encontramos a la listilla que estaba distribuyendo en gran parte del distrito con esas condenadas ratas aladas.


    —¡Palomas, maldita inculta! —chilló una voz desde la cocina.


    —¡Cierra la boca, zafada! —Le soltó en respuesta. Se escuchaba un griterío salir del móvil, el Calabazo había perdido la cabeza, ¿es que acaso alguna vez la tuvo en su lugar, para empezar? —. Deja el teatro y ven de una puta vez. Le escribiré a la Waite.


    Colgó y caminó hacia la cocina. Atada a una silla estaba una muchacha menuda que habría pasado completamente desapercibida en una multitud.

    La chica de cabello revuelto se sentó a uno de los extremos de la mesa y apoyó los codos en esta. Tuvo problemas intentando sostener el contacto visual de la loca de las palomas.


    —Dicen en los bajos que tienes un pequeño problemita con el poder, Yáahl.


    —¿Ah sí, cuál sería ese problema, querida líder de las ratas con alas?


    Fascista, buscas apoderarte de este distrito, ¿no es así? Al parecer tienes influencias con los grandes y las usas a tu antojo. No eres solo una lidercilla de una editorial como aparentas. —En los labios de la joven se formó una sonrisa burlista.


    —Me encantan los cuentos que se montan, a decir verdad.


    —¿Qué pretende el Calabazo al sumarte al Crew? Su ideología no es compatible con la tuya. —La aludida guardó silencio y la zafada siguió tanteando terreno—. También dicen que dizque te crees un cuervo y por eso te llamas así, Yáahl, pero realmente… tienes cara de paloma.


    —Debí cubrirte la boca con cinta y dejarte arriba con tus queridas plagas voladoras —bufó, harta.


    La niña era una impertinente, justo como lo era el Calabazo. De hecho, eran tan ridículamente parecidos en ese sentido que daba repelús. Tristemente, la loca de las palomas pronto iría a dormir con los peces.

    Al parecer iría al más allá a decirle a la gente que parecía una paloma.

    Sacó un único y algo arrugado cigarrillo de su bolsillo derecho, un mechero del izquierdo y lo encendió, dando una calada profunda.

    El acuerdo que mantenía con el rey del talco era para beneficio de ambos, ciertamente. Sin embargo, la reserva de polvo blanco y licor traficado por los taiwaneses que tenía en su departamento, dejaba en claro que su lealtad no era algo de lo que pudiera estar orgullosa ahora mismo. Si no tenía cuidado, sería ella quien dormiría con los peces luego de la líder palomil y el control del distrito sería del Calabazo, lo quisiera o no.


     
    • Fangirl Fangirl x 1
    • Impaktado Impaktado x 1
  6.  
    The Papuh

    The Papuh Never gonna give you up ♫♫ Estudiante de Edición

    Géminis
    Miembro desde:
    9 Enero 2013
    Mensajes:
    1,335
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    El extracto de El Extranjero es perfecto para esta pequeña obra.

    Es egoísta, es ególatra, es cínico y bizarro.

    Es cada uno de los protagonistas de esta obra representados de forma global, todos se ven como el gran protagonista de este mundo, todos son "el personaje principal", todos pueden morir, todos pueden vivir, todos son en esencia: personas sin un lugar.

    En el Cap I, tenemos a una ¿pequeña joven? chica que se adentra en fauces de lo desconocido, sin saber exactamente que conseguirá, una investigadora, ¿una poli? quizás, una entrometida, un gato curioso que se ha metido entre los dientes de un perro sin saber si este puede cerrar de golpe sus encías, finaliza con una pregunta muy sencilla.


    ¿Qué es el Talco's Crew?


    Mientras que en el Cap II avanzamos con la entrevista con el diablo, nuestra pequeña dialoga brevemente con alguien que parece conectada a algo más, algo que no menciona en voz alta, parecen conocerse de hace mucho tiempo, o al menos lo suficiente como para saber de la vida de la otra.

    Y se abren nuevas interrogantes mientras que se abre paso a nuevos personajes, ¿Quién es “C”? ¿Qué hacen conejos debajo de una editorial? ¿Palomas?



    Finalmente en el Cap III se empiezan a aclarar algunas cosas, mientras deja otras dudas:

    - Estos chicos están metidos en tráfico de drogas

    - Hay diferentes bandos en el tráfico de cosas ilegales, por un lado tenemos a los Taiwaneses con el alcohol y por el otro... ¿¿TALCO??

    - Se discute el control del distrito de forma general. ¿Cuándo poder tiene sobre esta zona cada bando?

    - Hay quienes se atreven a querer tomar tajada por fuera de lo permitido, como una loca que usa palomas como medio de transporte.

    - La lealtad de Yal está comprometida, porque juega a favor del bando de Calabazo y de los Taiwaneses por igual.

    - ¿Cómo diablos atraparon a esa demente con palomas?

    - Calabazo es un demente según Yal, de forma aparente. Yo no lo creo realmente, ¿Quién seguiría a alguien de quien dudas su cordura?

    PD: NO ME RETES YAL, DIJE QUE COMENTARIA ALGO ALV.
    PD2: BLESS THE SOUNDTRACK, es hasta onirico comentar escuchando el adagio xDDD:shani:
     
    • Fangirl Fangirl x 1
    • Borrashooo Borrashooo x 1
  7. Threadmarks: IV. Not really Talco’s Crew, yet: Luminette “La Lumi” Dove.
     
    Yáahl

    Yáahl Equipo administrativo Líder de Betas Comentarista empedernido Editor Gráfico The Trickster

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    1,634
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Título:
    [Experimento || Self-insert || Fanficslandia] Talco's Crew.
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Drama
    Total de capítulos:
    5
     
    Palabras:
    481
    Bueno, capítulo cuatro. (?)
    Canciones, según la lista del Calabazo:

    • From Nowhere.
    • The girl I haven't met (Interlude).





    IV. Not really Talco’s Crew, yet: Luminette “La Lumi” Dove.


    Ató cuidadosamente uno de los paquetes a la paloma, buscando no lastimarla. El pajarillo era exageradamente dócil, al punto de rozar lo temeroso. Llevaba años en ese negocio, sus aves le eran leales, en la mayoría de los casos, o por lo menos sabían que no debían cagarla y con eso bastaba.

    Abrió la ventana y la dejó salir. El ave, ni lenta ni perezosa, alzó vuelo y se dirigió a su destino, algún lugar recóndito del distrito. Antes de que cerrara la ventana, una paloma distinta entró, llevaba consigo un disimulado rollo de billetes en tan buen estado que parecían recién impresos.

    Mientras retiraba la preciada carga del pájaro, vio que una patrulla se detenía a mitad de la calle.

    La siguieron hasta aquí, ¿no es cierto? Joder, nunca falta un denso que no entiende.

    Frunció el ceño, se metió el dinero al bolsillo y tomó al ave suavemente. Antes de que la criatura se diese cuenta de lo que estaba ocurriendo, le zampó un mordisco que acabó con ella. La sangre salpicó y lentamente le escurrió por los dedos.

    Escuchó pasos tras de sí. Un fuerte impacto le oscureció el mundo de golpe.

    Cuando recuperó la conciencia estaba en la cocina, atada a una silla. Escuchaba pasos en el ático y a una mujer hablando con alguien, pero no oía a nadie más. Lo único que atinó a escuchar bien fue que se refería a sus aves como ratas aladas.


    —¡Palomas, maldita inculta! —chilló ante esa falta de respeto. Sintió el sabor de la sangre de la paloma delatora en la boca y la mujer en el ático no tardó en responder.


    Le dolía horrores la cabeza.

    En cuanto la chica bajó del ático y se mostró en la cocina la reconoció. Aquel maldito pajarraco. El oscuro cabello alborotado le rodeaba el rostro pálido como un velo y los ojos grandes y amarillentos le recordaron a un pájaro.

    No le cabía duda alguna de quién se trataba. Después de todo, era una de las caras más conocidas en la editorial más importante del distrito y… parecía una jodida paloma, aunque se creía cuervo.

    No pudo evitar restregarle en la cara los rumores que corrían, que llegaban a ella gracias a sus aves; y tampoco el hecho de que le recordaba a una de las “ratas aladas”.

    Sin embargo, sabía que estaba metida en un lío de los grandes. Luego de unas semanas de gloria, Talco’s Crew había dado con ella. De nada le valdrían los billetes que tenía en el bolsillo.


     
    • Fangirl Fangirl x 1
  8. Threadmarks: V. Talco’s Crew Genesis: Ghost “El Calabazo” Bundeva.
     
    Yáahl

    Yáahl Equipo administrativo Líder de Betas Comentarista empedernido Editor Gráfico The Trickster

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    1,634
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Título:
    [Experimento || Self-insert || Fanficslandia] Talco's Crew.
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Drama
    Total de capítulos:
    5
     
    Palabras:
    956
    Finalmente vengo con el final de estos capítulos introductorios. Las canciones, según Ghosto:
    • Me and My Broken Heart.
    • This ain't No Place For No Hero.
    No sé cómo iré a continuar esto, pero ya veremos. (?)





    V. Talco’s Crew Genesis: Ghost “El Calabazo” Bundeva.


    A través de una sucia ventana se filtraba la luz anaranjada del atardecer de tal forma que se podían observar las partículas de polvo moverse en el aire, lentamente.

    Sobre un escritorio algo maltrecho había un montón de papeles, lapiceros y un móvil casi tan desgraciado como el mueble. La pantalla se iluminó.

    El hombre sentado tras el escritorio lo tomó y se lo llevó al oído, o bueno, donde se supone que estaría este; llevaba la cabeza cubierta por una gran calabaza verde.


    —¿Yál? ¿Qué quieres? —Revisó algunos de los papeles del montón mientras esperaba una respuesta, pero pronto se detuvo en seco—. ¡¿Qué dices?! ¡¿Y qué estás esperando, mujer?! ¡Deshazte de ella de una vez, no tenemos tiempo para estas cosas! ¡No hay ni un minuto que perder, maldita sea!


    —Deja el teatro y ven de una puta vez. —La chica al otro lado de la línea lo mandó callar y añadió algo más—. Le escribiré a la Waite.


    Colgó, se metió el móvil al bolsillo y se levantó. Caminó de un lado al otro de la habitación, suspiró con pesadez y se masajeó las sienes.

    No había mayor opción. Iría. Tomó las llaves que colgaban junto al interruptor de la luz, salió de habitación, azotando la puerta tras de sí y se dirigió hacia el garaje.

    En cuanto entró al auto recibió un mensaje con la dirección de la loca de las palomas.

    Condujo a toda velocidad por la autopista y, de acuerdo a la información de Yál, bordeó la zona, evitando la patrulla que había estado vigilando la casa poco después de que su colega entrase.

    Estacionó el coche dos cuadras tras su destino, bajó de este y, como si nada ocurriese, caminó hacia allí. Entró por la puerta trasera y pronto se encontró en la cocina.

    Notó a la muchacha menuda atada en la silla y el hilo de sangre que nacía desde alguna parte en su cuero cabelludo, deslizándose hacia su cuello. Tenía una pinta fatal. Fue consciente de que clavó su mirada en él y frunció el ceño. Normal.

    En el otro extremo de la mesa, con las piernas cruzadas y un porte ciertamente orgulloso, estaba la otra chica, su socia, a quien sin duda alguna se le había ido la olla al decidir noquear a la niña de aquella forma.

    Se sentó en el extremo largo de la mesa, apoyó los codos en esta y entrelazó sus manos.


    —¿Cómo se supone que debemos llamarte, chica de las palomas? —preguntó por fin.


    —¿No lo saben ya? —Le dedicó una sonrisa socarrona al hombre con cabeza de verdura.


    —No nos importan demasiado los nombres, a decir verdad —respondió Yáahl con aire distraído.


    —Luminette Dove.


    —¿Palomas entonces?


    —Es una forma bastante buena de entregar mercadería en zonas particularmente problemáticas o aisladas. En otros distritos han usado gatos, pero bueno, no tienen alas y son fáciles de atrapar bajo ciertas circunstancias.


    —¿Y qué hay de tus palomas traidoras? —Nuevamente Yáahl volvió a la conversación.


    —No las llamaría traidoras, solamente estúpidas.


    —Joder, ¿y por eso les zampas un mordisco? Hija, deberían meterte al loquero. —A la joven de cabello revuelto se le escapó una carcajada.


    —Le metiste un golpe por puro amor al arte, Yál, no creo que puedas hablar de meterla al loquero cuando tú deberías estar ahí hace años. —Eso bastó para callarla, aunque se encogió de hombros.


    —Las otras tienen que aprender de alguna forma. Condicionamiento, no es más que eso.


    —Lo que te tienen es miedo, zafada. —La chica con supuesto aspecto de paloma estaba siendo insistente.


    —¿No así como funcionan los humanos incluso? —Notó que la otra negaba con la cabeza.


    —El castigo ha demostrado ser menos efectivo que el reforzamiento en general. Tantos los humanos como los animales poco aprenden de él, es probable que por eso tus ratas sigan siendo estúpidas.


    —Basta de tus datos teóricos inútiles, Yál. —La atajó el Calabazo y se pudo escuchar un suspiro surgir de la verdura que hacía las veces de cabeza. Daba la sensación de estar dándole vueltas a un pensamiento—. ¿Cuándo llegará Liza?


    —¿Qué necesitas, Calabazo? —interrumpió la voz de una recién llegada. La muchacha de chaqueta negra y bufanda rojiza de la cafetería. Respiraba con fuerza, como si hubiese corrido.


    El aludido se levantó, rodeó la mesa con paso lento.


    —Debiste ponerla a dormir con los peces tú misma, Yál, te lo dije. —La joven se encogió de hombros una vez más—. Liza, ¿ves en ella lo mismo que yo?


    —¿Qué? —White pasó de la confusión a la sorpresa en menos de cinco segundos—. ¿Qué piensas hacer?


    —Creo que lo sabes bien. La niña debe pagar su deuda.


    Luego de rodear la mesa una última vez, se apoyó en el respaldar de la silla de su colega y Liza se acercó a su lado, con cierta malicia en la mirada, que también estaba en los ojos amarillentos de Yáahl.

    Luminette tardó en darse cuenta de que, incluso en las cuencas vacías de la calabaza, ¿no era raro que no se viesen los ojos de su propietario en ellas?, había una emoción extraña, mezcla de resignación y euforia. Aquellos tres, a pesar de que estaba segurísima de que se les había zafado un tornillo o quizás todos, podían dar miedo. Ahora mismo lo daban.


    —Yál, Waite. —Comenzó mientras enderezaba su postura—. La Lumi tendrá que subir al Crew.


     
    • Fangirl Fangirl x 1
Cargando...
Cargando...
Similar Threads - [Experimento Fanficslandia] Talco's
  1. Fenix Parker
    Respuestas:
    0
    Vistas:
    129

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso