Harry Potter Del amor al odio hay un solo paso [Draco x Hermione]

Tema en 'Fanfics sobre Libros' iniciado por TheVictimSoul, 15 Julio 2011.

  1.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Del amor al odio hay un solo paso [Draco x Hermione]
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Romance/Amor
    Total de capítulos:
    18
     
    Palabras:
    3482
    CAP 9:
    Gracias por sus comentarios, por leer, ¡por todo!, nunca había publicado un fanfic (bueno una vez publique uno yaoi pero no fue bien recibido xD…)Y me enorgullece decir que no me va del todo mal. Muchísimas gracias (lloraré T.T :3…).

    Que hablen mal de uno es horrible, pero es peor que no lo hagan en absoluto
    -Oscar Wilde

    ¿Cuánto tiempo había pasado?, ¿horas?, ¿días?, ¿meses?. Para ella no había pasado el tiempo, para ella todo era igual, sus días llenos de la misma monótona agenda, que antes lograba incluso emocionarla. Ya no se hablaban, desde aquel día ya no se hablaba con Draco, era tan… extraño. Con el tiempo el chisme había perdido interés, se había evaporado y no era más que un tema de conversación cuando todas las opciones habían sido utilizadas. Ya casi nadie pensaba que Hermione Granger tuviera algo con Draco Malfoy. Quizás algunos pocos pensaban que eso era justo lo que la “pareja” quería que se creyera, pensaban que el rubio platino y la castaña se encontraban en las noches secretamente para cultivar su amor. Eso, a Hermione ahora la deba exactamente igual. Sus compañeros de casa habían pasado a tratarla igual que hacía años, los de Slytherin habían recurrido a ignorarla como siempre. Todo normal, casi todo. Aunque el tema de la Gryffindor con la serpiente no había sido olvidado (ya que algunas personas como Pansy de dedicaban a mantenerlo vivo) era algo “ya pasado”, aburrido, carente de interés. Aún así para él seguía igual. Era duro, demasiado. Era duro para Hermione sentarse en la mesa de los leones y sentir como inmediatamente Ron se levantaba con alguna excusa. Era doloroso sentir como si en los pasillos ambos iban en la misma dirección, él se daba la vuelta para evitarla. Era tan horrible cruzarse con su hermosa mirada verde y sentir como él la apartaba bruscamente. Era duro que Ron, a pesar de los reproches de sus amigos, hermana y hermanos, no la hubiera perdonado aún. ¿Para qué negarlo?, a él también lo extrañaba, extrañaba sus frías y penetrantes miradas grises, extrañaba el sonido de su voz. Eso era tan raro. También era duro cruzarse con él, ver como sus miradas se cruzaban y observar como el apartaba sus grandes ojos fingiendo desinterés. Era horrible ver como sus amigos se burlaban de ella y él, no los callaba, pero tampoco intervenía, se mantenía lejos, fingiendo que no la conocía. Era duro escuchar como si hablaban de ella, él fruncía el entrecejo como diciendo << No, yo no conozco a esa persona>>. Era tan duro.

    ¿Cuánto tiempo había pasado?, ah, es verdad, dos semanas con 4 días y medio. Draco los contaba. Desde que él y Granger se habían peleado el contaba los días. Era algo inconsciente y inevitable. En la cara de la chica se había pintado una emoción desconocida, y a la vez ya tan común. Dolor, era lo que Granger traía escrito en los ojos. El rubio observaba como sufría silenciosamente, y lo peor, ella no sufría por él. La chica sufría por aquel desgraciado pelirrojo. El joven observaba con sus ojos grises como él la evitaba a toda costa, como no la había perdonado, como hacía caso omiso a los reproches de Potter y los suyos. Como eso le dolía a ella. Era tan duro, tener que apartar la vista cuando se encontraba con aquellos grandes ojos cafés. Tener que fingir que no la conocía para que así ella se diera cuenta de que él aún existía, que seguía allí. Era tormentoso darle la espalda en las clases y aguantar sus ganas de mirarla. Y era aún peor sentir algo por esa sangre-sucia. Ambos se habían mantenido en aquel ridículo juego de “yo puedo vivir sin ti más de lo que tú sin mí”, desde aquel día ya no se insultaban, ya no había ni golpes ni cínicas respuestas, se habían concentrado en un juego más interno y doloroso, donde el otro fingía que su compañero no existía, que un pixie tenía más importancia. Pero, por más que le doliera, así eran las cosas, y no había señales de que fueran a cambiar.

    _°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°

    Snape sujetaba una poción color verde en una mano y una fibra de pelo de unicornio en la otra. ¿De qué estaba hablando?. El joven rubio observaba a su profesor sin el menor interés. Mientras tanto Severus había comenzado a evaluar los calderos de los equipos bajando y subiendo puntos según se le antojaba. El chico vio como el grasoso rostro de Snape se acercaba a su caldero y como sus compañeros de equipo echaban desesperadamente hiervas en la mezcla tratando de que se pareciera un poco a la que su maestro tenía en aquel frasquito.

    - Vamos a ver lo que tienen ustedes – Suerte, el profesor estaba evaluando al equipo de al lado.

    Aquel grupo se conformaba por Potter, Lavander, Neville, Ginny Weasley y Granger. El chico hizo esfuerzos para mantener su mirada burlona sin ver a Hermione, sabía que si sus ojos se cruzaban con aquellos globos oculares castaños no iba a ser capaz de mantener su sonrisa por mucho.

    - Agregaron muchas hojas de las hadas, tiene una cantidad muy baja de saliva de sapo y guiándome por ese color amarillo ceniza veo que olvidaron agregarle baba de caracol antes que las fibras de pelo de unicornio. – Juzgó Snape rápidamente y sin piedad – 10 puntos menos para Gryffindor.

    - Pero profesor- Protestó Harry- Nuestra poción tiene muchos menos fallos que la del equipo de Ron y aún así nos bajo la misma cantidad de puntos, creo que deberíamos perder solo 5 en vez de 10.

    El chico de los lentes señaló a una mesa apartada donde se encontraba un equipo un tanto peculiar conformado por Ron, Pansy Parkinson, un chico de Slytherin llamado Augusto y Luna.

    - Insolente como siempre, ¿verdad Potter?- Escupió con desprecio el profesor de cabello negro.- Tu atrevimiento te costara 5 puntos más.

    - ¡Pero señor…!

    - Una queja más señor Potter y le bajare cada punto que le reste a su casa. Tomando en cuenta que la poción que usted preparo es mejor conocida como “agonía nocturna” ya que su color amarillento produce pesadillas y hasta la muerte. Si lo que usted quería lograr era una muestra de “moco de caverna” como la que pedí tendría que haberle agregado polvos de mandrágora. Y será recomendable señor Goyle que baje en este momento la mano ya que en cuanto yo lo digo está prohibido agregar nada al caldero. – Sin haberlo visto más que por el rabillo del ojo, Snape había atrapado a Goyle con una muestra de polvos de mandrágora en la mano y estaba dispuesto a agregarlo a su caldero.

    Con esa advertencia Harry decidió, de mala gana, que lo mejor era mantenerse callado.

    - Malfoy, Cabbe, Goyle, Zabini veamos que tienen.

    El profesor se acercó al caldero que desprendía un olor poco común y se dio cuenta de que Draco estaba apoyando el peso de su cabeza en ambas manos sin prestar la más mínima atención.

    - Señor Malfoy, si mi clase no es de su interés lo invito a retirarse, claro quitándole a su casa 10 puntos- Agregó el sombrío mago que sabía que Draco no tendría las agallas de abandonar el salón- Por allí está la puerta.

    El rubio que pareció volver a la vida se apresuró en acomodarse sobre su banca sin hacer ningún comentario. ¿Qué podía decir?, estaba embriagado, sus ojos estaban fijos en una mata de cabellos castaños tan pero tan hermosos.

    - ¿Pero qué…?- El profesor tomó una cuchara de madera de su lado y la metió en el caldero. - ¿Qué es…?

    Para su sorpresa (y la de todo el salón), del caldero saltó una bola de baba color azul, que parecía tener vida propia. Aquella extraña forma de vida correteó por las mesas tirando frascos y sacando gritos y risas de los estudiantes.

    - ¡¿Quién le agregó ancas de rana a esa poción!? – El profesor visiblemente enojado y con toda la cara llena de viscosidad azul se volteó a ver al equipo.

    Cabbe y Goyle se miraron entre sí mientras que Zabini jugueteaba nervioso con las manos. Pronto Draco se dio cuenta que había sido él mismo quien le había agregado aquel ingrediente a la mezcla.

    - Creo que fui yo – Qué más daba ¿Qué le podían hacer?.

    - Felicidades señor Malfoy, se acaba de ganar un castigo al acabar las clases.

    Irritado Severus se giró para ver como toda la mesa del equipo de Harry reía descontroladamente, incluso Hermione. Hacía días que la chica no esbozaba ni una sonrisa, y no pensaba parar.

    - Y ustedes van a dedicar la siguiente hora en atrapar a esa “cosa”. – Castigó el profesor a Harry y sus compañeros que inmediatamente enmudecieron, todos menos uno.

    Hermione seguía riéndose ajena a todo lo que pasaba a su alrededor. No es que le hiciera tanta gracia, pero era una de las pocas oportunidades que tenía para recobrar la felicidad que parecía perdida.

    - Impresionante señorita Granger, parece que se sentirá encantada de acompañar a Malfoy en su castigo.

    Eso logró acallar a la castaña.

    - Espere profesor, ¿Qué?.

    - Lo que dije, los espero a los dos en cuanto terminen las clases.

    _°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_

    -120 Centímetro de pergamino sobre las 3 pociones más conocidas de la historia de la magia. Para mañana, trabajo individual.

    Eso rezaba la nota que el profesor Snape había dejado encima de su escritorio aquella noche. Hermione observó la nota paseando sus ojos por la negra caligrafía de su maestro de pociones. La sala se encontraba iluminada solamente por un par de velas a punto de consumirse. Hermione se sentó en una de las mesas donde había un montón de libros que seguramente le ayudarían en su investigación. Haber sido castigada injustamente no le molestaba en absoluto. Todo le daba igual. Después de un rato de vacilación dejó la nota y un par de libros a la vista sobre el escritorio, ya que Draco todavía no había llegado y no pensaba ir ella a decirle que hacer. Pasados unos cinco minutos el joven rubio hizo su aparición en la sala. Parecía molesto, adivinó la bruja por el rabillo del ojo, pero decidida no levantó la cabeza al oírlo entrar y siguió escribiendo cuando lo sintió a menos de un metro de ella ojeando la nota y llevándose los libros. Su juego continuaba.

    El joven rubio platino se sentó en una de las mesas libres. Con un sencillo encantamiento hizo aparecer 2 velas más en su mesa ya que el escribir casi a oscuras lo irritaba. Unos metros más a su lado se encontraba Granger absorta en su tarea. A diferencia de él la chica no llevaba el uniforme puesto. Vestía unos pantalones vaqueros ajustados y una camiseta rosada de manga larga muy ceñida que le quedaba de las mil maravillas. Traía el cabello atado en una cola alta lo cual resaltaba su largo cuello. La chica volteó de improvisto y Draco apartó la mirada violentamente ya que había sido descubierto mirando a la bruja. De improvisto una punzada de dolor recorrió su brazo derecho. El chico sabía que era, con mucho cuidado de que Hermione no lo viera remango la manga de su camiseta dejando al descubierto aquella maldita marca negra. El tatuaje ocupaba casi todo su antebrazo. Consistía en un cráneo humano por el cual salía una serpiente que se enroscaba por su piel. Apenas le había sido grabada aquella marca ¿hace cuánto 2 días?. El dolor había disminuido pero la marca seguía dándole molestias. Llevado por la curiosidad rozó con su dedo índice el tatuaje. Un pequeño escozor, nada que no pudiera soportar. Aburrido y curioso recorrió con los dedos aquella marca negra y al llegar al centro la presionó con fuerza. Cual hubiera sido su sorpresa al sentir como el dolor desbordaba por su brazo. Una agonía se apoderó de él dejándolo sin más opción que tirarse al piso tratando fallidamente de controlar los gritos que salían por su garganta.

    Llevaba ya 3 pergaminos que tiraba a la basura. Parecía que no podía concentrarse en su narración. Siempre que su pluma comenzaba a trazar inteligentes trazos sobre el papel su mirada la traicionaba llevándola a observar la rubia cabellera del chico que se encontraba unas mesas a su lado. Cuando sintió la necesidad de mirarlo y sus ojos se cruzaron ambos apartaron la vista. Hermione sintió calor en sus mejillas consciente de que el color se le había subido nuevamente. Decidió dejarlo, decidió que se concentraría en su trabajo ya que aunque eran avanzadas horas de la noche no había terminado ni 30 centímetros de pergamino. Gritos. El silencio que reinaba en la habitación se vio cortado violentamente por gritos ahogados. La chica se asustó, sintió como su rostro se ponía pálido cuando su mente comenzó a fantasear sobre el origen de aquellos alaridos de dolor. Rápidamente se dio cuenta que la fuente de los gemidos era su propio compañero de habitación. Malfoy estaba tirado en el suelo aferrando su brazo derecho. Su cara deformada por el dolor no parecía una actuación en absoluto. Sin saber bien qué hacer Hermione se apresuró a arrodillarse junto al joven.

    - ¡Malfoy cálmate!, ¿Qué pasa?.

    Las palabras de la chica no surgían efecto sobre el chico que parecía ser víctima de un crucio. Trató de mirar el brazo que se aferraba para saber cómo curarlo pero cada vez que lo tomaba entre sus manos Draco se lo arrebataba con fuerza sin dejarle ver lo que fuera que le causara el dolor.

    - ¡Escúchame Malfoy!, trata de levantarte, te llevaré con la medimaga Malfoy.

    El chico también se rehusaba a levantarse e ir a la enfermería, seguía allí tirado aferrando su antebrazo que comenzaba a ponerse rojo. La chica en un desesperado intento se incorporó para tomar un trapo que había sobre el escritorio de Snape. Corrió hacia una llave que había en la esquina del aula, la abrió y remojó allí el pedazo de tela. Ya cuando estuvo bien mojado acudió de nuevo junto al Slytherin enredándole como pudo el trapo alrededor de todo su ante-brazo. En chico comenzó a calmarse hasta que de los gritos solo quedaron unos jadeos.

    - Me has puesto un susto…- Se quejó Hermione que de improvisto había dejado de lado la rivalidad con el rubio.

    Después de unos minutos el chico pareció calmarse por completo. A su lado, la chica seguía con los deberes echándole un ojo de vez en cuando cuidando de que estuviera bien. Cuando el joven se enderezó su aspecto había cambiado. Sus rubios cabellos bien peinados ahora estaban alborotados cayéndole rebeldes sobre el rostro que se presentaba más pálido de lo normal. Toda su ropa cuidadosamente planchada ahora un poco sucia y arrugada se ceñía sobre su delgado cuerpo. Ese aspecto (muy a su pesar) a Hermione se le antojo tierno y atractivo. El chico todavía llevaba el trapo enredado en el brazo y con el otro recogió sus cosas, al parecer había decidido que no terminaría la tarea.

    - He, de nada. – La chica le hizo notar su existencia a Malfoy. - ¿Se puede saber que te pasó?

    - Nada importante- El chico se había puesto a la defensiva y pareció apretar el trapo contra su ante-brazo.

    - ¿Cómo qué nada?, Malfoy a mi no me engañas, esos gritos no pudieron haber sido por un golpe normal.

    - No te interesa Granger

    - Que agradable, te ayudo y así me correspondes.

    - Bien, gracias- Escupió con sarcasmo el chico- ¿Feliz?.

    - No, no estoy feliz, quiero ver que tienes en el brazo, además debes terminar los deberes e ir a la enfermería.

    - Deja de molestar- Draco quería salir lo más rápido posible de allí.

    - ¡Malfoy ven!- Llamó autoritaria Hermione

    - ¿Quién eres, mi madre?

    La chica sacó su varita y cerró la puerta con un encantamiento y con otro hechizo hizo desaparecer el trapo con el que Draco cubría lo que fuera que escondía. El chico siguió escondiendo la marca apretando su brazo contra su pecho pero Hermione era insistente y lo acorraló contra la pared.

    - Déjame ver.

    - Ni muerto sangre-sucia- Si los insultos podían hacer que Granger se fuera de allí, sería mejor ponerlos en práctica.

    - ¿Por qué no puedo ver?- En ese momento ninguno de los insultos de Draco la herían, ya que estaban vacíos, él no los sentía, eran de dientes para afuera.

    - Porque no son de tu incumbencia traga-libros. No importa lo que tú…

    Hermione había aprovechado que Draco estaba distraído y le había jalado la mano para ver lo que escondía. En cuanto se dio cuenta el chico se apartó rápidamente pero era demasiado tarde. La bruja retrocedía con los ojos desorbitados de terror. Ambas manos las tenía sobre la boca como queriendo ahogar un grito.

    - Escucha Granger…

    - Tu… Draco… tu no…

    Bueno aquí doy por finalizado este cap. Espero que os haya gustado y ,me lo digan en un comentario :3 . Supongo que el siguiente capítulo lo voy a subir pronto. Tenía pensado hacer este más largo pero quería dejar suspenso (Además de que me parto la cabeza pensando en que va a pasar ¬¬ 0.0) Muchas gracias por leer
    besootes
     
    • Me gusta Me gusta x 3
  2.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Hola! me alegra que te de gracia n.n jajajaja espero que el sig cap te haga reir también.
     
  3.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Hola! muchísimas gracias! que te guste es todo un honor.
    PD: Gracias por leer el cap 9 y mucha suerte en la escuela!!! :D
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  4.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Muchas gracias como siempre tus comentarios cargados de ánimo :D. El que te sientas tan metida en la historia me alaga!. Lo se, a mi es que dejar en incertidumbre... me encanta -.- :3 de hecho en el sig cap que ya está publicado también lo corto para dejar ese "suspenso en el aire" xD además de que es largito. Lo se, aunque aún sigo de vacaciones ese "estrés pre-escolar" es horrorosoo T.T. Te deseo igual suerte en tus estudios!!!! espero que te guste el sig cap!!!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  5.  
    GianmarcoPerú

    GianmarcoPerú Entusiasta

    Piscis
    Miembro desde:
    27 Julio 2011
    Mensajes:
    89
    Pluma de
    Escritora
    ¡OMO! ¿Por qué Soul, por qué dejaste el cap. a la deriva? ;o; abuuuuuu !!! el suspenso a veces suele ser traicionero, ya lo aprendi hoy u.u xD primero quiero darte gracias por volver a citar mi post n.n no sé cómo termine entrando en FFL, algo al oído mi decía "Eh, házlo, no te tomará todo el tiempo, ya luego avanzas con las tareas" See! mi Voz Oscura x3 entonces entré a mi cuenta y Dios! me encuentro con la conti de tu fick = D al mismo instante me puse a leer y como toda buena fan supe que debía dejar mi comentario mínimamente. : ) ahora... ¿Qué te puedo decir, aparte de declararte el 100% de intriga que tengo en estos momentos? ¡No miento, es cierto! me mata la curiosidad por saber qué va a pasar >.< esto es peor que ver cada episodio de Escalera al Cielo u otro algún drama de mis favoritos *-* a excepción de City Hunter, ése está compitiendo contigo y tu fick por ganarse más mi intriga =P Sabes? ya voy sintiendo penita por Draco, creo que se debe por ser un chico rebelde sin causa (esa es una peli Vrd? Aigooo xD) parece como si una cruel y tosca máscara cubriese su aspecto angelical a mi parecer *0* Vaya! cada vez voy alejándome de mi Oppa Ron u.u es que también casa su increíble idiotez! como que así va perdiendo poco a poco a Hermione ¡y lo peor es que ni cuenta se da! Aisssh! Ron Wiskii, alg{un día pagarás por TODO -.- no un pago difícil, claro, sabes que yo detesto verlo sufrir porque me consume la tristeza D= Hermione que desición tomará? espero que no se lo lleve a Dumbledore y que cuide el "secretito" pero que le oriente bien y así se hago un chico bueno :3 Yaa! me estoy entrando a full con mi fantasía mental, no me hagas caso xD lo dejo a tu criterio la conti, como debería de hacer ; D y no te preocupes, en mí siempre encontraras mi... ¿como se dice? o.O Ah! apoyo =P a la hora de leer tus escritos y postear mi opinión. Te dejo psss debo empezar con las ingratas tareas -_- ¡Cuídate muchísimo y come bien! no se porque dije eso último xD Bzosss*
    P.D. Conti, conti, conti ! 0w0
     
  6.  
    ivana

    ivana Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    14 Julio 2011
    Mensajes:
    105
    Pluma de
    Escritora
    ya va.....¿¿¡¡¡¡¡COMO!!!!?? se que no me deberia de sorprender, pero le pusiste la marcaaaa... T_T nooooo
    por queeee!!!.... pobre de dracooo... aaaaaaa T_T
    caramba 2 semanas 4 dias 10 horas 5 minutos y 35 segundos,.... jajajajaj xDDD
    se paso, las conto >< no puedo creer que ron aun siga asiii, nahh si lo puedo creer -.-'
    ron pero que bruto eres. pobre hermione el no haber reido en tanto tiempo tuvo sus consecuencias, el enterarte de la marca de malfoy pero muchomas importante quedarte a solas con el y dirigirse la palabraaaa... x3

    espero el proximo capitulo, saludos
     
  7.  
    Salem

    Salem Vieja sabrosa

    Cáncer
    Miembro desde:
    26 Junio 2011
    Mensajes:
    963
    Pluma de
    Escritora
    ¡Wowwww!!!INCREIBLE!Me hbía perdido 2 capitulos!Por suerte pasé x acá justo a tiempo!Espero la conti!
     
  8.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Jajajaja soy malvada xD, (la verdad no sabía bien como continuar ¬¬ xD) Jajajaja esa voz soy yo con mi telequinecia (ya quisiera xD) jajaja gracias a ti por leerme y comentarme ¡significa mucho! Ami Draco siempre me ha encantadoooo!!! es tan tierno y guapo y su cara de maloooo 0.0 Ron también me gusta pero nooo compitee. ¡Cuídate y suerte con las tareas!, en cuanto puedas ojala pudieras pasarte por aquí (o en cuanto tu voz oscura te avise xD) xq ya está colgado el siguiente cap que espero de corazón te guste :D.
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  9.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Hola!, no estaba segura si ponerle la marca o no, pero soy una fan del drama!! xD jajaja si igual y me pase en esa parte xD. Muchas gracias por leer y comentar ¡de corazón que significa mucho para mi! Y ya está colgado el sig cap que espero que te guste :). besooos y cuidate mucho!
     
  10.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Holaaa!!!! que bueno verte por aquí!!!, muchas gracias por leer y comentar! claro no te preocupes! , yo también a veces no leo muchos fics por que estoy sinceramente en mi mundo xD. Muchas gracias! aquí ya está la conti y espero que te guste y si no tienes todo el derecho de trolearme con comentarios!! jajaja xD besooos y cuidate mogollón!
     
  11.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Del amor al odio hay un solo paso [Draco x Hermione]
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Romance/Amor
    Total de capítulos:
    18
     
    Palabras:
    2626
    Un poco tarde ({lo se xD) Pero aquí les dejo el siguiente capítulo, espero les guste y me lo digan en un comentario o me lancen tomates virtuales. xD​

    CAP 10:

    Ayúdame cuando todo parece que se ha acabado, pues el mundo parece vacío y sin sentido otra vez, y prefiero seguir ahogándome en las mentiras de tus ojos.
    - Anónimo

    Dumbledor estaba sentado en su escritorio. Su viejo reloj de pared marcaba la hora y parecía que el tiempo corría más rápido que de costumbre. Observaba los cuadros colocados a su alrededor como si nunca los hubiera visto. Hasta estos personajes, nacidos de algún mago talentoso que se expresaba en los lienzos, dormían plácidamente en su pequeño mundo de pintura. A su lado, una enorme ave roja lo observaba con un brillo humano en sus ojos de fenix. Parecía que Fox no iría a dormir antes de que su amo lo hiciese. Pero esa noche nada lo llamaba para ir a la cama. Un poco aburrido metió la mano en un frasco de cristal amontonado en una esquina de su escritorio encima de libros, cartas, pergaminos y otras tantas curiosidades que solo un mago puede tener. Hurgó un poco en aquel frasco de vidrio hasta que logró sacar un pequeño objeto envuelto curiosamente en plástico transparente. Con una habilidad adquirida de la práctica quitó la envoltura y se llevó a la boca la esfera color verde claro que había dentro. Se levantó de su silla con las manos en la espalda y caminando perezosamente comenzó a ojear las paredes donde se amontonaban montañas de libros y otras cosas. Pareció, que en una esquina del cuarto algo llamó su atención. Decidido metió la mano en un hueco (que parecía estar allí a propósito) que había entre dos gruesos volúmenes. Cuánto más hurgaba, parecía que aquel foso se hacía más grande y hasta que tubo casi todo el brazo dentro logró sacar exitoso lo que buscaba aunque desde dentro de aquel hoyo de escuchó un sonoro quejido. Con la otra mano volvió a hurgar en el agujero extrayendo esta vez un gran pedazo de tela café oscura.


    - Oh mi viejo amigo- Saludó el mago- Ya me preguntaba yo que había hecho la profesora McGonagall contigo. Es una pena que tengamos que esconderte, pero bueno, ya nadie está a salvo.


    - También me da gusto verte Albus- Dijo el sombrero seleccionador mirando interrogante (con aquellos dobleces que tenía por ojos) a la boca del director la cual se movía como si hubiera algo dentro.


    - Oh, esto – Exclamó divertido el profesor respondiendo a la silenciosa pregunta del sombrero- Es un caramelo de limón, un dulce muggle que me gusta mucho.


    El sombrero nuevamente miró sin decir nada a la mano derecha del anciano en la cual había un pedazo de algo que parecía pergamino.


    - Esto – Dijo Dumbledor levantando aquello que intrigaba al sombrero- Fue decomisado, si bien recuerdo, por el profesor Snape a Harry Potter la noche pasada. Es un objeto mágico bastante curioso, el mapa del merodeador creo que le llaman. Muestra, la posición exacta de cada persona en Hogwarts, y es un gran aliado de los gemelos Weasley en sus jugarretas.



    Con una sonrisa el director husmeo el mapa.

    - Muy útil… pero como esto no es mío, supongo que se lo tendré que regresar al señor Potter, (con las claras advertencias que considero necesarias) pero, mientras tanto, supongo que no está mal echar un vistazo.


    Se aclaró la garganta y depositando al sombrero al lado mientras sacaba su varita de entre los pliegues de su túnica, recitó la contraseña que había logrado sacarle al dueño de aquel raro “artilugio”.


    - Juro solemnemente que mis intenciones no son buenas


    Una luz surgió de si varita y el mapa de abrió automáticamente.


    El mago recorrió los pasillos de Hogwarts con una ojeada. Parecía que todo estaba en orden. Incluso Harry, famoso por sus pequeñas “excursiones nocturnas”, estaba en su dormitorio compartido con el más joven de los varones Weasley. Snape y los demás profesores hacían su guardia como les correspondía mientras que Hagrid paseaba a orillas del Bosque Prohibido. Satisfecho el director de Hogwarts estuvo a punto de cerrar el mapa con la frase de “Travesura realizada” pero entonces sus ojos se posaron en algo que lo intrigó. Dos estudiantes en la sala de pociones. El director no pudo evitar hacer una mueca de confusión. Aunque encontrar a dos estudiantes fuera de la cama a esas horas en un salón por donde se patrullaba seguido lo intrigaba, el tema que lo tenía más confuso era los dos estudiantes que se hallaban allí. Pensó en poner al corriente a los profesores para ver qué pasaba, pero finalmente decidió dejarlo así. No pudo evitar preguntarse una vez más que hacían ellos dos allí, juntos, pero se decidió a cerrar el mapa no sin antes pasear sus ojos sobre aquellos dos nombres. Hermione Jean Granger y Draco Malfoy Black.


    _°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°



    ¿Qué podía hacer?, Hermione había descubierto la marca y ahora estaba allí parada quizás más confundida que él. Seguramente le diría a Potter, peor aún, a Dumbledor. Tendría que escapar y seguramente el señor tenebroso se ocuparía de castigarlo ya fuera por medio de su familia o cualquier método de los que empleaba el-que-no-debe-ser-nombrado. ¿Qué podía hacer?.



    Nunca, ni en un millón de años. Harry había estado insinuándolo hacía unos meses, había dicho que Malfoy estaba por unirse a los mortífagos, que él lo sentía. Pero Hermione siempre había encontrado esa probabilidad estúpida, imposible. Y ahora, no quería creerlo. Era verdad, ella acababa de verlo y deseaba que fuera un sueño. Quería despertar, quería despertar en su cama segura de que todo había sido un sueño pero no. El dolor en su pecho era muy real. ¿Pero qué le pasaba?, debía decirle a Dumbledor, ¡la orden debía de enterarse!, ¡rápido hay un mortífago en la escuela!, pero entonces, ¿Por qué seguía clavada en el piso?, ¿Por qué no se movía?... ¿Por qué no quería que nadie se enterara?.


    - Granger…


    << Vamos lánzale un hechizo aturdidor, haz algo, ¡mátala!, si no todo el mundo va a enterarse>>
    La voz interior de Draco le obligaba a tomar cartas en el asunto, no podía dejar que los rumores corrieran, ¡sería su fin!. Pero… tampoco podía hacer nada contra ella, no tenía el valor, no lo tenía. Ponerle la varita enfrente se le antojaba imposible. La idea de dañarla, le hacía daño…


    <<¡¿Desde cuándo te importa el destino de esa maldita sangre-sucia!?>>


    ¿Enfrentar las consecuencias?, ¿ir a azkabán?, ¿desde cuándo era capaz de soportar eso?. En el colegio no podía desaparecerse y si trataba de escapar por sus medios era casi seguro que lo atraparían. Solo se quedó allí, parado, esperando ver la reacción de la chica.


    - Tu… tu… eres un idiota Malfoy…


    Al parecer ella estaba igual o más confundida que él, ¿pero por qué?, ella lo tenía fácil, ¡después de todo ella lo odiaba!, ¿¡Por qué no corría con los maestros!?, ¿¡Qué esperaba!?.


    - Eres… ¿Cómo pudiste?, el director, él confió en ti…- << Quizás hasta yo confiaba en ti>>


    Quería abrazarlo, quería que todo eso jamás hubiera pasado, se sentía despreciable. La idea de no poder darle su merecido, de sentirse ella destrozada por lo que él había hecho… la idea de… quizás, solo quizás, sentir aprecio por él…Pero, era de esperarse, su padre era seguidor del señor oscuro, era normal que él también lo fuera. Pero entonces, ¿Por qué estaba
    sorprendida?. De pronto escuchó pasos fuera de la sala y vio como una sombra se proyectaba bajo la puerta cerrada. Con el corazón en un puño observó como una figura entraba por la puerta.


    - Profesora McGonagall…


    De mal en peor, se lamentó el rubio para sus adentros. De pronto aquella profesora, líder de la casa de los leones (y con quien no tenía precisamente una buena relación maestro-alumno) entró por la puerta seguramente atraída por las voces que salían del aula. Miró interrogante a los alumnos como esperando una explicación. Draco se apresuró a esconder el brazo
    disimuladamente tras la espalda mientras que la maestra lo observaba seguramente extrañada por su apariencia tan “diferente” de la habitual. Ahí venía, su fin, ahora la maldita come-libros daría su “pequeño informe” y todo habría acabado para él. El joven de ojos grises trazaba en su cabeza mil planes de escapatoria pero cada uno parecía más ridículo que el anterior, y cuando vio que la castaña abría la boca sintió un nudo en la garganta.


    - Nosotros… estábamos aquí por un castigo que nos puso el profesor Snape.- Se excusó Hermione cortante, ¿Pero qué esperaba para decirle a la maestra lo que había descubierto?


    - Sí, creo que Severus me comentó algo sobre eso, pero mi pregunta es- La bruja se notaba sombría bajo aquel gorro en punta que siempre llevaba.- ¿Qué hacen todavía aquí 4 horas después de que empezara el castigo?, ¿Por qué no están sentados trabajando?, y señor Malfoy, ¿A qué viene ese aspecto?.


    - Nosotros… es que es un trabajo complicado, y decidimos tomar un respiro…- A Hermione nunca se le había dado bien el mentir, y menos a McGonagall.


    - Pero eso no justifica que el señor Malfoy esté…


    - ¡Él se tropezó! – La chica había interrumpido violentamente a la profesora- ¡Como hacía calor se quitó la capa y luego al levantarse e ir al baño tropezó y así quedó!.


    A Draco esa le pareció la excusa más falsa que jamás escuchó de la boca de nadie. Y además, ¿Qué le pasaba a Granger?, ¿Por qué escondía la verdad?, ¿Por qué respondía por él?.


    - Señorita Granger, aprecio su gesto pero creo que su compañero tiene boca por lo que debería ser él quien responda.



    - Es verdad, me tropecé- No quedaba de otra más que seguir con esa patética excusa.



    - Pues bien…- La profesora no parecía creerse nada de nada- Trabajo o no, estar fuera de la cama a estas horas está prohibido, como bien deberían saber, así que me van a permitir escoltarlos con el director y con Snape para ver qué haremos con ustedes y con este trabajo que, según adivino, está in completo.



    Ambos salieron del aula siguiendo a la animaga quién parecía estar creándose su propia versión de los hechos. Hermione estaba hecha un ramo de nervios y Draco no cabía en su asombro, ¿Pero por qué la sangre- sucia hacía eso?. Solo pudo sentir como la castaña se ponía disimuladamente a su lado y le susurraba al oído cuidando mucho que McGonagall no se diera cuenta.


    - Está bien… no voy a decir nada de tu “marca”… voy a apoyarte… solo por esta vez.


    _°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°


    Ni ella se creía lo que le había dicho hacía unos segundos al mismísimo Malfoy, ahora un mortífago y adivinaba, por la expresión del rubio, que él tampoco cabía en su asombro (ni en su suerte). Aliarse con algún seguidor de Voldemort, o apoyarlo de cierta forma, era apoyar al mismísimo señor tenebroso indirectamente. ¡¿Pero qué hacia!?, ella era parte del trío de oro, ella ayudaba a “el elegido” para acabar con el-que-no-debe-ser-nombrado. Ya casi ni se reconocía, pero la verdad, es que no podía, por más que quisiera, dejar que Draco corriera una suerte similar a la de los demás magos tenebrosos. No soportaría ver su rostro en los periódicos, no aguantaría verlo en los carteles de “se busca” bajo una jugosa recompensa. No podía imaginárselo. Pero, ¿desde cuándo ella pensaba así?. Delante de ella Albus Dumbledor les hablaba a él y a Malfoy. Al parecer su único castigo sería el de tomar unas clases extra ya que se encontraban allí por un trabajo. Por su parte Snape (quien también estaba presente en la habitación), les dejaría una tarea aún más larga que pensaría luego. Con unas palabras de despedida del director ambos se fueron a sus respectivas habitaciones. Sin dirigirse palabra. Y no por odio, solo porque ambos sabían, muy en su interior, que no querían sentir lo que sentían, cuando se miraban a los ojos.
     
    • Me gusta Me gusta x 3
  12.  
    GianmarcoPerú

    GianmarcoPerú Entusiasta

    Piscis
    Miembro desde:
    27 Julio 2011
    Mensajes:
    89
    Pluma de
    Escritora
    Oh, maldito sea ese sentimiento! como que para los dos es una mortifera tortura sentir lo que ahora sienten, ni pensar que ya hace un buen tiempo se repelian y guardaban su distancia, ahora como rayos podran repetir ese acto?! como si Hermione ya esta en proceso de enamorarse?? owww' inclusive la lectura es dolorosa (en mi caso) me hace pensar y pensar, creo que hasta me esta volviendo la jaqueca >.< Sory, te estaras preguntando a que coño vienen mis palabras anteriores, es que siendote sincera la situacion que colocas a la parejita en tu fick es algo similar a lo que estoy pasando por ahora, claro que el chico no es un rubio arrogante y sexy, ni la chica una estudiosa o "come-libros" jajaja pero un poquis, ah! me hiciste sonreir n__n el capii a mi parecer estuvo corto o quizas al final fui yo la que leyo rapido, no lo se xD pero solo hiciste detalle a los puntos basicos y no me pusiste nah sobre Ron ni Harry u.u' -momento depre- jajaja bromex! pz mi unika peticion seria la conti porque deseo saber como seran las cosas a partir de ahora entre Hermione y Draco, me intriga demasiado D: ahora si me pondre en marcha con las tareas =/ son para mañana y hasta ahora no imprimo al libro que me mandaron ¡NPC! Pero a lo serio siento que mi cabeza esta por explotar, es que ayer me amaneci gritando y bailando como una shakira xD weno, bailando no, yo me muevo mas moderadamente (?) plop! y encima mis piecitos me duelen u.U Ay! yo estoy que cuento y que cuento mi vida en el post que deberia ser solo para comentarios de tu fik, que torpe! xD weno, nos estamos leyendo! Cdt ♥ Soul, dame un segundo, ¿tienes msn? =3
     
  13.  
    ivana

    ivana Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    14 Julio 2011
    Mensajes:
    105
    Pluma de
    Escritora
    POR FINNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNN...................
    dios santo por fin un señal entre ambos, el que hermione haya mentido para cubrir a draco y que el no le mandara un crucio o una avada kedabra, no me acuerdo como se escribe, es un señal gigantescaaaaaaaaaaa. ahora que se supone que pasara? cuando se entere harry? y peor aun ¿cuando se entere ron? ¿que pasara? se armara la pelea del siglo y no sera precisamente entre harry y el que no debe ser nombrado, sino entre hermione y ron..... que desastreeee......
    bueno espero el proximo capitulo, saludossss
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  14.  
    Main

    Main Iniciado

    Aries
    Miembro desde:
    12 Agosto 2011
    Mensajes:
    30
    Pluma de
    Escritora
    *___________________________________*
    I LOVEEE IT! sigue escribiendo que ya estoy super enganchada xD Es lo que tiene el amor, en fin, que llevo leidos todos estos capítulos intentando no comentar para hacer un comentario final. He visto algún error por ahí de expresión pero son errores tontos que se corrigen fácilmente. Del resto está super bien narrado y descrito. Ojojojo me encantan estos amores "prohibidos", bueno, la pregunta es ¿A quién no? Sigue escribiendo y ánimo porque tienes talento, además ya veo que tienes a bastantes personas siguiéndote, felicidades ^^
    Una cosa que a lo mejor es más mi gusto nosé pero lo comento de todas maneras, en vez de descubrirles a la primera, podrías haber esperado un pisco y así tenían el típico morbo de "nos descubren".
    Pero en fin, que está super bien, además me gusta el rollo ese de ron-hermione-draco.
    Espero la conti con ansia e.e
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  15.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Hola! Valla perdón por causarte jaqueca 0.0 xD, me encanta que te sientas tan metida en la lectura jajaja con el sig cap me emocioné porque de la no-inspiración me llego una luz jajajaja y no paraba de escribir!! espero el sig cap te guste por cierto. Si, lo se, me olvide de Ron y Harry en este cap 0.0 pero luego los voy z volver a meter. Waaaa yo no quiero que se acaben mis vacaciones!! jajajajaja que energía! yo siempre me levanto y me tardo como 5 minutos en decidir a moverme... 0.0 . msm? CLARO! me encantaría tenerte agregada y usarte de psicologa :3 xD. Si quieres te lo paso. besooootes
    TheVictimSoul
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  16.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Hola holiiis! ME encanta causar intriga 0.0 :D jajajaja se nota mucho?. Gracias por leer y aun mejor, gracias por comentar n.n. Jejejeje ya en el sig cap creo que aclaro algunas cosas (y pongo en suspenso otras xD) bueno ya que, siempre es bueno tener un comentario tuyo, ¡me sube mucho el ánimo!
    besooootes TheVictimSoul ;)
     
  17.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Holaaaa! woooow que felizzzz estoyyyy me encanta recibir comentarios de personas nuevas :D. Jejejej si, yo y mis errores somos incorregibles 0_o . Muchas gracias! realmente el que pienses que escribo bien me alaga mogollón!!! . Jjejejeje lo se, los amores prohibidos son mi pasión :3. Arigaaatooo. Si lo se, justo era lo que me estaba planteado unos días atrás, siento que puse eso de un tirón xD, pero ya que, igual y todavía puedo crear una escena dramaaatica :D xD. Muchas gracias por leer y comentar! ojalá pueda tener noticias tuyas pronto!, ya está el sig cap y espero de corazón te guste ;).
    bessssooootesss y que te valla muy bien
    TheVictimSoul
     
  18.  
    TheVictimSoul

    TheVictimSoul Entusiasta

    Aries
    Miembro desde:
    15 Julio 2011
    Mensajes:
    103
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Del amor al odio hay un solo paso [Draco x Hermione]
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Romance/Amor
    Total de capítulos:
    18
     
    Palabras:
    4594
    Cap 11:
    Aquí un nuevo capítulo de este Dramione, el cual espero que les guste como me gustó a mí :D. ¡ Muchas gracias como siempre por si a pollo!, de verdad (y no, no me voy a cansar de repetirlo xD) sois todo lo que necesito para seguir adelante y escribiendo.

    ¿Quién va a hacer que te olvide y te borre de mi mente?, Podría estar por ahí rompiendo corazones, si tu no estuvieses rompiéndome aún el mío.
    -Kirsty MacColl
    Nota: ¿No queda perfecto este párrafo de arriba con Draco? n.n




    ¿Pero qué te está pasando?. Tú eres el rey de las serpientes, tú eres tan temido, admirado. ¿Cuándo caíste tan bajo?, la sangre que corre por tus venas es de la más pura descendencia, la ropa que se te ciñe en el cuerpo de la mejor calidad. Las razones por las que caminas erguido y con la cabeza en alto no son cualquieras. Vamos, tienes un apellido que cuidar. Y ahora que, lo estas arriesgando todo. ¿Quién eres tú?, ya casi no te reconozco. ¿Desde cuándo te juntas con aquellos menores a tu categoría?, ¿Qué paso con tus principios de sangre? . Tienes millones de chicas a tu alrededor, sabes que muchas de ellas darían lo que fuera por una mirada tuya. Entonces, ¿Por qué ella?, ¿Por qué? .


    ¿Los olvidaste?, ¿Ya olvidaste quién eres?, ¿ya olvidaste quién es él?. Y con Ron, ¿qué va a pasar con él?, ¿y Harry?. Haz memoria, él se ha burlado de ustedes desde siempre. Vamos tú eres inteligente, lista, un gran trofeo. Las respuestas que salen de tu boca son solo las que más valen la pena, lo que tienes lo tienes porque lo ganaste y todo el mundo espera grandes cosas de ti. ¿Desde cuándo una cara bonita te puede cautivar?. ¿Quién rayos eres?. No, tú no eres otra de esas chicas quienes se venden tan fácil. Tú nunca has sido así, tu solo puedes ser atraída por el cariño y el amor. ¿Pero entonces por qué él?, ¿Por qué?.
    << Ella…>>
    <<Él…>>
    << No lo sé…>>

    _°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°_°

    Ella lo había defendido, había tenido la oportunidad y no le había contado nada a Dumbledor, ¿Por qué? . Mejor era así. Dejar de pensar en cosas y concentrarse en el ahora. Blaise comía ruidosamente a su lado mientras Crabbe y Goyle se concentraban en hacer crecer un pedazo de tarta. Pansy hacía días que había dejado de juntarse con ellos, o por lo menos cuando Draco andaba cerca. Si era sincero a él le daba exactamente lo mismo tener a la Slytherin cerca como si decidiera no dirigirle jamás la palabra. Ella había comenzado todo, ella tenía la culpa. Paseó su penetrante mirada gris por el comedor hasta que se topó con una hermosa cabellera castaña.

    Ella había mentido. Le había mentido a Albus Dumbledor, a sus profesores, y les escondía la verdad a sus amigos, o los que solían serlo. Aquella mañana no tenía apetito. Los sucesos de la noche anterior la habían dejado dándole vueltas a su cabeza toda la madrugada. ¿Por qué había ayudado a aquel hurón?. Agitó su cabellera mientras se quitaba aquellas sofocantes preguntas de la mente. Necesitaba relajarse. En frente de ella una chica de hermosos cabellos rubios ceniza comía su desayuno con deleite. Era una alumna de quinto grado de la casa Gryffindor. Se llamaba Pamela Shawley, bajita, tierna, inteligente, con una nariz respingona llena de pecas y unos enormes ojos azules. Desde hacía algunos días era ella con quien solía juntarse. Unos lugares más allá se encontraban sus antiguos compañeros. Observó como reían y se sintió celosa, destrozada, vulnerable. Como extrañaba hablar con ellos. Bastantes veces, entre las clases o comidas, los chicos trataban de acercarse a ella pero Hermione los evitaba. Eso le dolía mucho, pero le había dolido más que la hubieran echado a un lado hacía solo unos días.



    - Mira, lo hace otra vez – Comentó Paulina en un susurro- Bryan Goffman te está mirando de nuevo Hermione.



    La chica castaña se dio disimuladamente la vuelta para toparse con la penetrante mirada azabache de Bryan desde la mesa de Ravenclaw. Hermione desvió incómoda la vista. Bryan era un chico popular y bastante guapo. Su cabello castaño fuerte siempre se lo peinaba de lado de una forma muy llamativa y su uniforme pegado remarcaba su trabajado cuerpo. Aún así jamás había sido del agrado de Hermione.
    Un movimiento más adelante llamó su atención. Era el director del colegio. Se había colocado frente a sus alumnos y ponía su varita en la garganta para así aumentar el volumen de su voz. Con una pequeña tos llamó la atención de todos los presentes que esperaban escuchar lo que aquel importante mago tenía que decir.



    - Ahora que tengo su atención, quisiera dar un anuncio.- Se aclaró la garganta y continuó-Grandes momentos hemos pasado este año en Hogwarts, he podido admirar el valor y la determinación en cada uno de los estudiantes de esta escuela. Ahora, como todos sabemos, el-que-no-debe-ser-nombrado o como deberíamos llamarle todos: Voldemort, ha regresado.


    Muchos murmullos se alzaron en la sala, era verdad que ya todos allí sabían del regreso del señor tenebroso pero nadie hasta ese día (quizás con la excepción de Harry) lo había confirmado tan abiertamente.


    - Por ahora sus movimientos han sido poco notables- Prosiguió Albus- Pero como todos sabemos, él se hace fuerte, tiene seguidores y trucos. Pero nosotros, también nos hacemos fuertes, e invito a todos aquí a seguir resistiendo. Pero, el tema del que quiero hablar hoy no es en absoluto el señor tenebroso. Es más bien una invitación. Es verdad, son tiempos oscuros, pero, hay que aprender a ver la luz, hasta en la más profunda y fría noche. Por eso, me complace anunciar, que este año Hogwarts celebrará su primer “Baile de navidad mágico”.


    Los murmullos volvieron a alzarse en la sala, las chicas platicaban entre ellas emocionadas y los chicos murmuraban entre sí.


    - Tendrá lugar el próximo domingo, en esta misma sala, que claro, será decorada para la ocasión.- Una sonrisa se pintó en los finos labios del profesor quién miraba divertido todo el jaleo sobre sus gafas de media luna- Así pues, si tienen alguna duda no duden en hacérmelo saber a mi o a alguno de los profesores. Sin más que decir, señoritas, elijan bien sus vestidos, ya que las salidas a Hogsmeade solo serán permitidas los siguientes 2 días. Y señores, apresúrense en invitar a su pareja antes de que alguien más lo haga.



    Con aquella sonrisa tan característica del profesor, este volvió a su sitio mientras las emocionadas voces de los alumnos llenaban toda la sala.

    La emoción iba en aumento conforme las chicas se alistaban para salir al pueblo de compras. Muchas de ellas tenían planeado pasar en Hogsmeade el resto del día eligiendo sus vestidos y zapatos ya que en algunas horas, bastantes se habían conseguido una pareja. Hermione reprimió una profunda cara de asco cuando vio pasar a Malfoy seguido de lejos por muchas chicas ansiosas que esperaban que él las invitara al baile. A ella le parecía ridículo como se comportaban todas aquellas muchachas. Al parecer Draco no era el único que vivía esa situación. Lo mismo le estaba ocurriendo a Harry. Hermione conocía bastante bien al chico de lentes y sabía que él no sería capaz de elegir a alguna de sus “pretendientes” ya que podría dañar a las demás. El mago con cabello negro caminaba rápidamente por los pasillos tratando de librarse de aquellas brujas que lo seguían “sin que él se diera cuenta”. Quizás ella también debería ir a comprarse algo, aunque la idea del baile no se le antojaba en absoluto tentadora. En ese momento un grupo de jóvenes salía hacia el pueblo. Entre ellos se encontraba Ron, al parecer había decidido que esa vez su traje se lo compraría él en vez de dejar eso a su madre “y sus curiosos gustos”. La chica de cabellos castaños observó como el pelirrojo partía hacia Hogsmeade con la chica de cabellos miel colgada al brazo. Aún le seguía doliendo ver al que alguna vez había sido de sus mejores amigos, con esa… esa… No lo superaba, por más que le costara admitirlo, daría lo que fuera para estar en el lugar de Lavander. Pero, ¿qué había de él?. Hermione tenía miedo, miedo de lo desconocido, miedo de ese sentimiento que recorría su pecho. Miedo de pensar que quizás Ron no era el único en su corazón. Miedo de esos hermosos y fríos ojos grises. Como si hubiera sido golpeada por un rayo volvió a la realidad seguía mirando esa hermosa melena pelirroja. El chico se volteó de repente y se dio cuenta de que la castaña lo miraba, y rápidamente apartó bruscamente la vista, cómo ya era costumbre, pero antes de que se girara Hermione pudo ver en su rostro algo, ¿qué era?, le había parecido ver… ¿Un sonrojo?.

    Ella era tan hermosa, últimamente parecía lo único que pensaba, detrás de él un montón de chicas lo seguían y otras cuantas pasaban delante de él repetidas veces para llamar su atención. Normalmente sentirse así de solicitado le gustaba, pero ese día las acciones por parte de aquellas brujas no hacían más que molestarlo. Siguió caminando a paso firme viendo como librarse de ellas, al parecer todas querían ser su pareja en el baile de navidad. Realmente no tenía ganas de asistir a aquella fiesta, solamente pensar en eso lo ponía enfermo. Delante de él pasó Pansy junto con un chico de Slytherin que si no se equivocaba se llama Steve Dibben, un joven de séptimo grado, alto, orgulloso y con un cabello castaño muy corto. A Draco le parecía muy poca cosa, Pansy se dio cuenta de que el rubio los miraba y rápidamente se colgó del brazo del muchacho comentándole en voz suficientemente alta (tanto como para que Malfoy escuchase a la perfección) lo bien que se lo iban a pasar en el baile ya que ambos eran pareja. Bobadas. Ignorando olímpicamente a la joven de cabello negro el chico de ojos grises tomó camino hacia su sala común planeando encerrarse en su cuarto y olvidarse de todo durante un rato aunque en esos momentos la mera idea de aislarse del mundo parecía imposible. Tenía que darse prisa, muchos jóvenes tan solo en unas horas ya tenían pareja, al parecer la típica pena había sido olvidada para dar paso a un valor que les permitía acercarse a quien quisieran para invitarla al baile. Así pues Draco debía analizar sus probabilidades, si llegaba a ir al baile con una chica de las que “sobraban” ya que era la única disponible, o peor aún, sin pareja… Mejor sería que se apresurara a invitar a alguien, pero ¿quién?. Normalmente hubiera invitado a Pansy pero no quería saber nada de ella además de que ya tenía acompañante. Otra bruja sangre-limpia era…Daphne Greengrass pero en realidad aquella bruja no le llamaba mucho la atención además de que decían que era horriblemente incómodo hablar con ella por varias razones. Muchas de las chicas que lo seguían eran hermosas, eso era cierto, pero a él le parecían carentes de interés, una cáscara vacía. Quizás… no, ni de broma, ¿Cómo se le había ocurrido siquiera en pensarlo?. Por un momento, había pensado en invitar, a…Granger… Pero eso era imposible, a él no le interesaba aquella sangre sucia ¿verdad?, es más ni le parecía hermosa… no mucho… Su mente vagaba por pensamientos confusos y prohibidos, como odiaba eso, como odiaba que el pensar en ella lo volvía tan, tan ¿vulnerable?. Le enojaba la simple idea de pensar en ella, ya que solo imaginarse ese cabello, esos labios, esos ojos… con la simple imagen el joven mago quedaba embriagado y deseoso. Eso lo sacaba de sus casillas. Pero… Dudoso y con nuevamente ese sentimiento en el pecho Draco tomó un camino alternativo donde atravesó un retrato bastante raro del que solo unos pocos sabían la contraseña. Ya que se aseguró de que había perdido a sus seguidoras tomó un nuevo retrato que lo dejó en uno de los pasillos del colegio y odiándose a sí mismo, seguro de que el que controlaba sus pies en ese momento no era él, tomó rumbo indefinido con una meta que aunque le costara admitirlo estaba muy clara.

    Al final había decidido que no iría a Hogsmeade, no aquel día, quizás mañana. No soportaría la idea de cruzarse con Ron y su novia para ver lo hermosos que le quedaban a ella los vestidos, como los lucía mil veces mejor de lo que ella seguramente lo haría. Tampoco quería cruzarse con Malfoy, la idea de su marca todavía la tenía asustada, además, no quería ver a todas esas muchachas detrás de él, no quería ver como cada una de ellas era perfecta, no quería que él la ignorara, no quería sentir de nuevo como ella no era importante en su vida. Tratando de tener algo más en que pensar comenzó a dar un paseo por los alrededores de Hogwarts. No le gustaba sentir nada por aquel maldito hurón, no le gustaba en absoluto. Cerca de la cabaña de Hagrid había un riachuelo que le gustaba visitar a menudo. Se dirigió para allá ya que ese lugar siempre lograba hacerla sentirse mejor, menos sola, necesitaba a alguien, y si ese alguien tenía que ser la esencia del río, mejor eso que nada. Ya cerca, cuando podía escuchar el susurro del agua pudo vislumbrar una figura sentada a la orilla de aquel riachuelo, tenía una melena castaña fuerte cayendo por su rostro y aunque no estaban precisamente cerca, se podía adivinar el brillo de su piel morena. La chica no sabía si seguir avanzando o darse media vuelta ya que él ya la había visto, no tuvo que pensarlo mucho, pues Bryan se había enderezado y caminaba hacia ella.

    Ya había recorrido la biblioteca cientos de veces, incluso se había rebajado a preguntarle a algunos alumnos de Gryffindor (y a la dama gorda), si Hermione había entrado en la sala común. Todas las respuestas eran negativas y Draco se estaba cansando de recorrer el castillo a ciegas. Aún caminando por los pasillos se preguntaba desde cuándo aquella sucia hija de muggles había pasado a ser merecedora de que él, Draco Malfoy, recorriera todo Hogwarts buscándola. Se decidió a probar en un lugar más, si no la encontraba, total, mejor, ya que ella no se merecía ni mirarlo a los ojos… con esos hermosos globos oculares castaños….


    <<Maldita sea sus ojos son hermosos>>.


    Caminó con un paso fuerte que delataba su frustración fuera del castillo, si no estaba dentro de la escuela debería estar fuera de ella ya que estaba seguro de que no había ido a Hogsmeade con las demás chicas. Se paró en seco a medio camino, se le había olvidado, ¡los alrededores de Hogwarts sin contar el bosque prohibido eran enormes!. Y además no tenía la más mínima referencia. O quizás… alguien pudiera dársela. Frustrado se maldijo a si mismo dándose cuenta de que cada vez caía más bajo. Pero… él se había prometido encontrarla, y un Malfoy siempre cumple sus promesas, era eso por lo que seguía, por una mera promesa a sí mismo, ¿verdad?. Trató de hacer memoria recordando las escasas veces que había visitado aquel lugar. La cabaña de Hagrid, la cabaña de Hagrid, ¿Dónde rayos estaba?. Recordaba haber ido allí la noche que había encontrado al guardabosque con Potter, Weasley, Granger y el dragón, también cuando le habían enseñado la escuela, ¡pero eso había sido en primero y segundo!, ¡Había pasado ya 4 años!. Hizo memoria y recordó la vez en la que había asistido a clase de “cuidado de criaturas mágicas” impartida también por aquel profesor en tercer año, si no se equivocaba de camino para allá había pasado junto a la cabaña de Hagrid, pero desde el “incidente” con el Hipogrifo había decidido dejar de tomar aquella asignatura. Era verdad, ¿cómo había sido tan tonto?, no era tan difícil llegar, de hecho si forzaba un poco la vista podía ver una columna de humo que seguramente provenía de la vivienda del semi-gigante. Echó a andar hacia alla y cuando estuvo ya frente a la cabaña llamó a la puerta. Pudo observar el huerto de calabazas a su derecha y no pudo evitar una mueca de asco cuando vio como distintos tipos de bichos tomaban por asalto las cosechas. Pronto se escuchó dentro de la cabaña unos pesados pasos y la voz de Hagrid se escuchó a través de la puerta.


    - ¿Quién anda allí?, ¡tengo un arma!.


    El chico no sabía bien que responder, era verdad que desde que conocía al guardabosques se había dedicado a insultarlo y burlarse de él además de que estaba seguro de que como su relación no era ni siquiera aceptable la imagen que el profesor tendría de él no aspiraría a ser ni siquiera una simple relación maestro- alumno.


    -Yo… - No se le ocurría algo más que decir.


    - ¿Quién es yo?, Harry, ¿Acaso eres tú?, no estoy para bromas. – Al parecer Potter frecuentaba mucho la vivienda de Hagrid ya que lo había confundido con el muchacho de lentes.


    Se escuchó un movimiento de cerrojos dentro de la cabaña por lo que Draco asumió que el semi-gigante no haría más preguntas ya que estaba confiado.


    - Ya hacía mucho que no me visitabas ha…- El enorme hombre se quedó de piedra al ver al rubio parado ante su puerta.


    - Pero… ¿Malfoy?


    - Si…- Él chico quien ya se había arrepentido de haber ido a visitar a Hagrid decidió ir al grano.- Yo estoy buscando a Her… Granger.


    - ¿A Hermione?, ¿Tú?. Mira si es para insultarla y molestarla de nuevo que sepas que he hablado con el profesor Dumbledor y él no aprueba…


    - No, no es para eso, yo quería… no es para eso…- Se sentía tan estúpido, estaba mostrando una pose tan vulnerable que le daba hasta vergüenza.


    - ¿Y exactamente para que la buscas?, ¿y por qué me preguntas a mi?.


    - Para… yo- <<¡No te incumbe maldito semi gigante!>>- Es que… no la encuentro por todo el castillo y quizás t… usted la ha visto.


    - Pues sea lo que sea para lo que quieres verla no la he visto desde hace días y creo…


    - ¡Señor Malfoy!, ¡Hagrid!


    Un alegre mago ataviado con una túnica verde escarlata se encontraba tras ellos, Dumbledor parecía muy sorprendido de encontrarse a Draco allí.


    - Qué sorpresa verlo por aquí Draco, ya que estos paisajes, no son…de su agrado. ¿Y a que se debe que usted visite a nuestro guardabosque?


    - Profesor Dumbledor- Saludó Hagrid- Él me estaba preguntando por donde estaría Hermione en este momento…


    - ¡La señorita Granger!, ¿Usted la busca Malfoy?, ¡Valla, valla!, está lleno de sorpresas jovencito.


    La constante sonrisa del mago anciano y ese tono de voz infantil estresaban a Draco.


    - De hecho yo visitaba a Hagrid para pediré su ayuda en el baile de navidad que se celebrará en unos días, como bien sabrá- Continuó el director del colegio.- Pero creo, señor Malfoy, que puedo serle de ayuda, de hecho de camino para acá pude ver a la señorita Granger caminando para donde está el valle de los pixies, junto a aquel río.


    - Claro, gracias, profesor. – Con estas palabras Malfoy salió corriendo de allí ya que se sentía muy incómodo al estar en medio de los dos profesores y ya que tenía una pista de donde estaba la chica no quería perderla.


    - La juventud, la juventud, nuevamente el destino jugando con los corazones de los jóvenes. – Comentó Albus sin perder su sonrisa mirando a Hagrid quién parecía estar asimilando todo lo que acababa de pasar.
    ~
    ~


    El riachuelo junto al valle de los pixies, eso sí sabía dónde estaba. Corriendo llegó a su destino y escudriño a su alrededor. Los árboles hacían sombra a bastantes plantas que crecían en sus raíces buscando el consuelo de aquel brillante sol. En medio de una arboleda corría un riachuelo estrecho y de agua clara poco profunda. A orillas de este muchas plantas y rocas habían encontrado su lugar. El musgo trepaba sin piedad sobre las piedras que se arraigaban fuertemente a la tierra fértil. Sobre una de esas rocas estaba. El sol brillaba entre sus cabellos alborotados y miraba embriagada el agua, parecía un ángel. Aquella maldita come libros era todo un ángel. El chico pareció quererse echar atrás , ¿Sabía lo que estaba a punto de hacer?, vamos tu eres un Malfoy, de la mejor familia, con la mejor sangre limpia y ella…pero… ya llegaste hasta aquí. Caminó hacia la chica que no había reparado en su presencia.


    << Aún puedes volverte>>


    - ¿Malfoy?- La joven bruja lo había visto y parecía no creerse que estuviera allí.


    Cuando el rubio sintió aquella mirada castaña clavada en él decidió darse prisa, soltarlo todo de un jalón ya que sentía como poco a poco el color se subía a sus mejillas y el deseo se apoderaba de su cuerpo.


    - Mira Granger voy a ser directo, no es que yo no tenga con quién, pero ya sabes que se va a celebrar…- Draco se paró en seco al observar como la muchacha lo miraba con curiosidad, pero eso no era todo, entre sus manos, brillaba una hermosa y perfecta rosa roja. - ¿Qué es eso?



    - Esto…- La chica se había sonrojado en un segundo.-Es que Bryan… él…


    - Vas a ir al baile con él verdad- ¿Por qué?, ¿Por qué le dolía tanto pronunciar aquello?


    - Si… pero escucha Malfoy…


    - ¡¿Qué quieres que escuche!?- Todo control lo había abandonado, se sentía impotente y además , ¿Por qué sus ojos se sentían húmedos?- ¡Total, de por sí, eres una maldita sangre sucia, jamás debería ni haberme planteado invitarte, no vales la pena!.


    - Malf... Draco… yo no.


    - Cállate Granger, eres patética. Y sabes que, respecto a lo de la marca, jamás necesité tu ayuda, ¡no eres más que una sucia come libros!.

    Diciendo eso el chico se dio la vuelta y comenzó a andar de vuelta al castillo, ya no quería asistir al baile, ya no quería hacer nada, que estúpido había sido, invitar a la sangre sucia al baile, patético. Ignorando los gritos de la chica el rubio se alejó de allí sintiéndose como jamás se había sentido, maldita sangre sucia inmunda, maldita come libros, maldita Hermione Granger, la odiaba, la odiaba, pero… ¿Qué era aquel dolor en su pecho?.
     
    • Me gusta Me gusta x 4
  19.  
    ivana

    ivana Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    14 Julio 2011
    Mensajes:
    105
    Pluma de
    Escritora
    hombreeeessss!!!!!!!!!
    ese el orgulloooooooo ¡MAS NADA! pero es que hay que ver el orgullo se los come vivo! por que por nada del mundo acepta que le gusta alguien solo lo aceptan cuando la pierden!!....
    aaawww x3 lo chimbo es que vale, la estuvo buscando por todos ladosssss y viene y la encuentra el otro primero, hasta yo acepto! pues si se viven peleando y se odian a morir y que ademas tuvieron unos encuentros y que ninguno lo acepte, van a querer estar con otro para darse cuenta que lo que se hizo fue una estupidez. por que a ver ¿cuando en la vida hermione iba a pensar que draco bello la iba a invitar al baile? ni yoooo aunque me mueriera por dentroooooo *.*

    jeje bueno espero el proximo capitulo, besosss
     
  20.  
    GianmarcoPerú

    GianmarcoPerú Entusiasta

    Piscis
    Miembro desde:
    27 Julio 2011
    Mensajes:
    89
    Pluma de
    Escritora
    Ouch! Cualquiera se sentiria así, pobre Draco, qué humillante! ahora si me siento algo identificada con él, el orgullo nos ciega horriblemente y nos hace tomar desiciones precipitadas pero también esta Hermione ¿por qué no le dijo lo que verdad sucedió? darle explicaciones quizás lo haria entrar en razón... ¿O no? waaa !! el baile de navidad ¿por que diablos no existe uno en los libros? y Ron? Awww' se sonrojó al darse cuenta que ella le miraba ¡Que cosita tan dulce! =3 ojala que en el baile deje a lavander y se acerque a Hermione porque sino seria completamente estupido, osea es un baile! en un baile muchas cosas suelen pasar! sean para bien o para mal u.u ¡Quiero la conti! la quiero yaaa x3 bn, bn, hoy esperare porque el capii estuvo mas o menos largo jeje el otro que sea asi tambien ¿vale, Soul? Cdt !!!! aqui te dejo mi msn: shashalve69@hotmail.com alamoz ahi! Mii Psicologaa (=
     
Cargando...
Similar Threads - Hermione]
  1. Tarsis
    Respuestas:
    4
    Vistas:
    821
  2. Salem
    Respuestas:
    1
    Vistas:
    524
  3. Lady Stanley
    Respuestas:
    1
    Vistas:
    1,906
  4. Tarsis
    Respuestas:
    2
    Vistas:
    711
  5. Lidia
    Respuestas:
    5
    Vistas:
    892

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso