Azotea

Tema en 'Cuarta planta' iniciado por Yugen, 9 Abril 2020.

Cargando...
  1.  
    Gigi Blanche

    Gigi Blanche r e l o a d a b l e Game Master

    Piscis
    Miembro desde:
    1 Abril 2019
    Mensajes:
    2,400
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Joey.png

    La reacción del niño me vino por demás en gracia, había huido con una cara de culo digna de Sonnen y no logré contener la risilla divertida, soltando el aire al erguirme. Lo que dijera me daba bastante igual, en sí jamás me había interesado su respuesta, sólo molestarlo. La fiesta se haría sin importar su opinión, vamos.

    Apenas me incorporé devolví mi atención directamente a Katrina, como si en dos simples palabras hubiera comprendido más de lo que debía y, por qué no, todo el asunto la tuviera más bien a ella de objetivo. La vi dirigirse a Aaron, intentando tranquilizarlo o qué se yo, ¿volver a ganarse su favor? Venga, ni que le hubiera hecho algo malo~

    ¿Cielo?

    Pero bueno, Kitty Kat, ¿qué te ha pasado?

    Regresé a mi posición original, junto a Alisha, y me incliné hacia su oído aunque la mierda que solté tuvo el volumen suficiente para que los otros dos escucharan.

    —Venga, Ali-chan, ¿de qué me perdí? ¿Esta es la Katty-chan que conocemos y amamos?

    Anna dark mode 2.png

    Estaba hastiado, se le notaba en toda la puta cara así como yo tampoco era una experta en disimular ciertas emociones. Al menos se esforzó en devolverme un intento de sonrisa y bueno, qué se yo, cierto nivel de educación se cargaba, ¿no? Normal, de todas formas. El trío infernal parecía haberlo arrojado fuera de sus cabales, eje, zona de confort, lo que fuera, y ahora lo único que hacía era retenerlo ahí.

    Sus ojos de resina chispearon bajo la luz del mediodía, me recordó en gran medida al ámbar de Kohaku ¿y su pelo? Venga, parecía prendido fuego. Era bonito el mocoso, qué se yo.

    Mocoso le decía yo a un senpai.

    Pero bueno, tenía carita de bebé.

    Su cambio de actitud fue evidente que te cagas, se le debía haber activado el chip de la calle, de negocios o lo que fuera. Me pasaba a mí y había visto a Kohaku también moverse entre espectros, los cagados contábamos con esa habilidad de supervivencia, al menos. Mi sonrisa se ensanchó hacia un costado, cobrando cierta nota de prepotencia, y ladeé la cabeza apenas.

    —Eh, debes tener montada una mierda bien diversificada~ ¿A qué te dedicas?

    ¿Por qué le estaba sacando conversación? Ni puta idea, ¿quizá intentara, no lo sé, metérmelo en la bolsa? Como fuera, repasé la azotea con la vista, a los cuatro de allá atrás incluidos, y solté un suspiro acompasado a medida que me alejaba un poco más de ellos. Llegué a la pared del edificio, recosté la espalda y lo detallé de soslayo, a la espera de su respuesta o lo que fuera.

    Si era un potencial cliente no iba a darse la vuelta e irse, ¿verdad?

    Así funcionaban estos cabrones.
     
    • Fangirl Fangirl x 3
  2.  
    Hitori

    Hitori Equipo administrativo Comentarista empedernido Game Master Elfo Bloguero de Enero Depressed Bros

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    4,651
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Cay 3-1.png
    La jodida mocosa parecía, no sé, un color scheme digno de pintura post-moderna o algo. No era solo el cabello, también los ojos eran de un tono parecido.

    Magenta.

    Amarillo.

    CMYK.


    Sus ojos eran dos cuarzos que con ese sol chispeaban como un par de flamas rosáceas. Un poco así debían ser los fuegos fatuos, qué sé yo.
    La sonrisa se le ensanchó y yo solo permanecí serio, como era normal en ese contexto. No había crecido en Chiyoda pero con los chacales había terminado agarrando sus aires estirados, no, en realidad siempre los había tenido.

    Contuve el impulso de irme a la mierda y sólo terminé por apoyar la espalda en la pared también.

    —Le dejo los bolsillos vacíos a casi cualquiera en el Triángulo del Dragón en un buen día. Billeteras, relojes, joyería, mierdas mal puestas... Todo. —Bueno, había hablado en términos de la calle porque nosotros, los chacales en particular, entendíamos como Triángulo del Dragón el territorio comprendido por Shinjuku, Shibuya y Chiyoda. Allá ella sí lo atajaba o no—. Armas y la otra respuesta, intuyo, es la que debes haber conseguido del Krait.

    No, si es que cuando se trataba de negocios hasta que daba gusto la capacidad que tenía para enfocarme.
     
    • Fangirl Fangirl x 3
  3.  
    Gigi Blanche

    Gigi Blanche r e l o a d a b l e Game Master

    Piscis
    Miembro desde:
    1 Abril 2019
    Mensajes:
    2,400
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Anna dark mode 2.png

    Relajé un poco la atención que le estaba echando encima apenas apoyó la espalda en la pared, a mi lado. Regresé la vista al frente, repasé el paisaje sin mucho detalle mientras oía lo que me contaba. No era exactamente divertido el coloradito, entre esa seriedad y el ataque de nervios de hoy, me hizo preguntarme con qué hechizo mágico se las habría arreglado para sobrevivir en la calle hasta ahora.

    Además si el Krait me lo había recomendado no debía ser ningún imbécil, ¿verdad?

    Sabía lo que hacía.


    —Eh~ Conque manos largas, cool —murmuré con bastante ligereza, sin mirarlo ni nada—. Una vez vi esta peli sobre estafadores y mierdas, llena de dedos rápidos. Pungas les llaman por allá, de donde vengo. Te daban hasta ganas de ser uno. ¿Qué dices, colo? ¿Tendría madera? —Me permití una risa floja y agregué, lanzándole una mirada de reojo a sus manos, primero, sus ojos después—: Como sea, tendré cuidado y eso~

    Ninguno de los chicos con los que trataba asiduamente se dedicaba a ese tipo de robos, lo cual era bastante triste. Joder, había una parte de mí que siempre había querido aprender y eso, no sé si para meterme en la mierda y arriesgarme el pellejo pero se veía atractivo. Además ganaban buena pasta. Como fuera, con semejante negocio montado este niño de aquí tenía que estar forrado, venga. Eso o le debía demasiados favores a demasiados hijos de puta.

    A veces para trabajar en paz había que llenarle la boca de billetes a más de un monstruo.

    Despegué la espalda de la pared, di un par de pasos aleatorios y finalmente me giré para enfrentarlo. Le dediqué la sonrisa de siempre porque no era mi estilo comprar cosas con cara de culo, a lo sumo me había encargado de suprimir cualquier rastro de prepotencia o burla. Sólo estaba ahí, con carita de buena niña, como si nada.

    —Adivinaste, qué astuto~ —Oh, bueno, al final algo de burla sí que se coló—. Bueno, si te mueves por el triángulo supongo que Kabukicho te queda bien, ¿verdad? ¿Debería preocuparme por tus honorarios, senpai? ¿O todo en orden~?
     
    • Fangirl Fangirl x 3
  4.  
    Hitori

    Hitori Equipo administrativo Comentarista empedernido Game Master Elfo Bloguero de Enero Depressed Bros

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    4,651
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Cay 3-1.png
    No me había agarrado en mi momento más glorioso, obviamente, con las jodidas neuronas chamuscadas tenía menos ganas que nunca de andarme con demasiados rodeos innecesarios. En realidad posiblemente si solo nos hubiésemos largado de allí me hubiese soltado apenas un poco más, pero no fue el caso al menos por ahora y tampoco tomé la iniciativa de hacerlo, así que eso era lo que había.

    Digamos que me arrepentía un poco de haber rechazado el tabaco de Akaisa de repente.

    Pungas.

    Vaya palabra graciosa.

    Colo.

    Whatever.

    Siempre me había dado un poco igual como me llamaran, por eso me quedaba con Cayden a secas, pasando por Cay, el Cay Cay de Ko, lo de pelo de fuego de Akaisa y al final lo de Swallowtail, salido directamente de Yako, claro, en su versión japonesa.

    Agehachō.

    La miré de costado luego de su pregunta de si tendría madera y me encogí de hombros mientras regresaba la vista al frente. No era algo que pudiese sacar así tan fácil, pero casi me olía que no.

    Se despegó de la pared y no tardó en girarse, el magenta volvió a chocar con el ámbar.

    —¿Eh? Bueno me vale, igual me sirve para sacarle un par de tragos al Krait. —Reflejé su sonrisa pero, vete a saber por qué, al final sí me había soltado un poco y se me coló algo más de prepotencia de la que planeaba—. Pero después de las nueve, linda, tengo cosas que atender en Chiyoda antes.

    Hundí las manos en los bolsillos y ladeé apenas la cabeza, la mata de cabello rojizo siguió el movimiento y sentí algunas hebras hacerme cosquillas en la nuca.

    —Intentaré no dejarte la cartera vacía. —Solté una risa nasal—. Al menos no la primera vez.


    Cayden me parece a mí una falta de respeto que me tires las bragas al piso de esta manera smh
     
    • Fangirl Fangirl x 3
  5.  
    Amane

    Amane Equipo administrativo Comentarista empedernido Crítico Elfo Bloguero de Enero

    Piscis
    Miembro desde:
    10 Julio 2013
    Mensajes:
    10,612
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    tqTcEwK.png
    Chasqueé los dedos y señalé justo después a Anna en cuanto habló, abriendo los ojos con cierta cuota de sorpresa. Con todo lo que había pasado en esos días, se me había olvidado por completo lo del zumo de la chiquilla. Vaya, que tampoco iba a tomarle el apunte por eso realmente, pero si me lo ponía en bandeja pues tampoco iba a desaprovechar la tontería para intentar caerle encima.

    —Tienes razón, Anna-chan, a ver cuando me cobro eso~

    Había dejado a Joey jugar con mi pelo como si nada, sin responderle realmente a lo que me dijo porque tampoco había mucho más qué pudiese decirle. Cuando lo probemos, había dicho, porque era sencillamente estúpido pensar que no volveríamos a acabar follando como jodidos animales por ahí, ¿verdad? Y es que no había manera de negarlo, a veces nos movíamos en círculos raros pero siempre acabábamos volviendo a juntarnos.

    Y quizás así estaba bien.

    >>Nos vamos a colar, ¿qué más da si es el viernes o el sábado? No le quita ilegalidad al asunto~ —respondí, bastante tranquila teniendo en cuenta que estábamos hablando de invadir un espacio público, de nuevo—. El sábado me parece a mí mejor también así que... parece que tenemos pleno~

    Sea como fuere, la chica acabó cayéndole al pelirrojo mientras se estaba yendo así que me centré en la otra escena, la de Joey todo gánster con el pobre diablo que había acabado enredado en toda la conversación sin quererlo, cruzándome de brazos mientras volví a dejarme caer de espaldas contra la reja. Me encogí de hombros cuando el moreno se me acercó, soltando una risilla sin apartar la vista de Katrina y el otro chico, y me llevé el dedo pulgar a los labios mientras ladeaba la cabeza.

    Por pura lógica y por lo poco que había visto, ese tenía que ser el famoso Don Denso del que Kat me había hablado ayer, al que le había comido la boca y por culpa de quien había acabado liándosela a Daute. ¿Y qué? ¿De verdad no se había dado cuenta de cómo era la chica aun después de eso o le daba tan igual que seguía juntándose con ella porque sí?

    O de verdad era tan jodidamente denso.

    >>No sé, cariño —murmuré, un poco más al aire que otra cosa, porque igual sabía que Joey no había preguntado para que le respondiese—. A veces las zorras nos tenemos que adaptar más de lo que nos gustaría con tal de conseguir lo que queremos~

    Y aun así, sentía que había algo genuino en las acciones de Katrina. Puede que la conociese de hacía relativamente poco, pero vamos, sabía como nos movíamos, y simplemente había algo que no encajaba. El otro día había sonado tan indiferente como siempre al contarme la anécdota, pero ahora que la veía actuando de verdad con él... pues qué cosa más curiosa, diría yo.

    >>O qué sé yo, a lo mejor nos está intentando dar celos, this kitty —acabé por decir, en voz algo más alta y un tono más fingido para seguirle el rollo al chico, negando un par de veces con la cabeza con cierta indignación—. So rude, so-ru-de~

    NEKI ADORO A AARON PERDONA LA SASSINESS DE ESTA NIÑA (?)
     
    • Fangirl Fangirl x 3
  6.  
    Nekita

    Nekita Amo de FFL

    Piscis
    Miembro desde:
    18 Marzo 2012
    Mensajes:
    7,636
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    upload_2021-1-13_10-0-40.png

    No pudo evitar soltar otro bufido cuando lo escuchó reír, definitivamente no le tenía confianza en lo absoluto a ese chico o vaya, al grupo que ya se estaba disolviendo en general y ese detalle se le envolvía con la presencia de Katrina que ahora estaba cerca, obligándolo a relajarse un poco aunque siguiera con la mirada clavada detrás de ella como si considerara mejor opción vigilar a que no quisiese acercarse a joderlo de nuevo.

    Aunque sabía que por mucho que quisiera evitarlo, no es que pudiera hacer demasiado.

    Era amigo de Katrina.

    —Entiendo más o menos el concepto pero... —Ya había centrado toda su atención en ella como solía hacer cuando escuchó nuevamente la voz del chico haciendolo callar y fruncir el ceño una vez más por no entender la razón del comentario si en teoría su amigo.

    ¿No le agradaba que no siguiera en aquel extraño modo mafioso?

    Suspiró volviendo a centrarse en Katrina —De nuevo... Entiendo el concepto pero, es tu festejo de cumpleaños, siento que tú deberías escoger en general... —El tono que mantenía a diferencia del de Joey si era exclusivamente para que solo Katrina estuviese escuchando, no los quería en la conversación en lo absoluto —, cualquier día está bien.

    La voz de la rubia llegó tal como la del chico y de nuevo estaba más que incrédulo, no entendía la motivación para decir aquellas cosas principalmente porque él no encontraba esa actitud de Katrina incluso luego de verla como parte del elenco de ña película que se habían armado frente a él.

    —...Creo que tus amigos te quieren de vuelta —Sonaba ligeramente fastidiado, pero de nuevo, prefería evitar comentar sobre ellos al ser del grupo con el que parecía estar siempre, luego dio un par de toquecitos en el contenedor de su bento —, pero antes, ¿tienes de comer? Te lo puedo dejar.

    No planeaba quedarse a escuchar a esos dos todo lo que podía quedar del receso si es que planeaban quedarse allí en la azotea todo el tiempo, quería mejor reprimir las posibles ganas de lanzarles la caja del bento en la cara.
     
    • Fangirl Fangirl x 2
    • Gracioso Gracioso x 1
  7.  
    Gigi Blanche

    Gigi Blanche r e l o a d a b l e Game Master

    Piscis
    Miembro desde:
    1 Abril 2019
    Mensajes:
    2,400
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Anna dark mode 2.png

    Asentí y no mucho más al recibir su aceptación. Era obvio que conocía al Krait desde antes pero tampoco había imaginado que quedaran para beber y cosas así. Como fuera, nada me sorprendía de Hayato y sus redes estúpidamente amplias.

    Tejía una telaraña inmensa con la ayuda de su errante, pero eso aún no lo sabía.

    —En el bar de Hayato a las nueve, entonces —confirmé, entrelazando las manos tras la espalda en un ademán inocente; pasé por completo de la prepotencia en su voz—. Eh~ ¿Ya asumiendo que tendremos segunda cita? Qué osado~

    Me permití una risa suave y suspiré, deshaciendo el enlace para indicarle la puerta de la azotea con un ademán de lo más principesco. Regresé las manos a los bolsillos.

    —Bueno, corazón, ya eres libre de irte. —Todo podría haber acabado con normalidad, de no ser por la chispa burlona que me cruzó la mirada antes de dedicarle una sonrisa suave. Mis dedos toparon con la bolsita que llevaba encima y saqué un caramelo de café, de los que Altan me había dado el lunes, para arrojárselo como quien arroja una moneda por el aire—. Suerte reestableciendo tus neuronas~
     
    • Fangirl Fangirl x 3
  8.  
    Hitori

    Hitori Equipo administrativo Comentarista empedernido Game Master Elfo Bloguero de Enero Depressed Bros

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    4,651
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Kat.png
    Obviamente los otros dos estúpidos iban a aprovechar la oportunidad al vuelo, no era nada que no hubiese predicho, pero vamos que había que salvarle un poco el culo a Aaron o iba a terminar muerto por estrés a los veinte igual que otro montón en esa escuela. Joey, que de por sí había iniciado la mierda de írsele encima, fue el primero en hablar de forma que pudiéramos escucharlo y la gringa le hizo segunda.

    Eran una puta amalgama de lo más repulsiva cuando les salía del culo.

    A veces daban ganas de bañarlos en gasolina y prenderles fuego.


    Is it working, gringa? —atajé con evidente diversión en la voz—. Actually, I don't give a fuck about you two, bitches. Get out of my fucking sight.

    Como fuese, la voz de Aaron volvió a llamar mi atención haciendo que girara el rostro hacia él de nuevas cuentas porque cuando habló la primera vez había pasado bastante de él con tal de responderles a los otros dos idiotas.

    ¿Se daba cuenta o no? Del jodido hecho de que estaba relajándose en presencia de una de las cabezas de Cerbero, la central de hecho, la jodida mastermind. Ni idea, pero cada día me interesaba más averiguarlo y por eso, a fin de cuentas, lo estaba arrastrando de lleno a las puertas del Infierno.

    Obviamente él no estaba hablando para que lo escuchara nadie más y aunque me venía bien, también era una suerte de tiro en la culata y esos, buenos, no estaba acostumbrada a recibirlos los yo.

    —¿Los idiotas esos? —Se me escapó una risa—. Seguro tienen mejores cosas que hacer, es más, estoy casi segura.

    Y cómo no, si eran la misma clase de ratas que yo.

    Mis manos viajaron a su bento cuando lo mencionó y fruncí el ceño por reflejo, aunque el resto de mi cuerpo no reflejó esa tensión ni nada. Estiré la mano para tomar la caja, fue un movimiento fluido aunque siempre me iba a extrañar que el idiota ofreciera su comida así nada más.

    —Venga, no me haré del rogar esta vez. —Luego hablé de la misma forma, para que solo me escuchara él—. Si quieres irte es tu momento, Aaron. No creo que quieras pasar más tiempo expuesto a esto.

    Cay 3-1.png
    Repasé un poco la agenda en la cabeza, por pura manía, porque para ese tipo de mierdas sí que podía ser loco del orden y traté de dejar los tiempos de cada cosa medidos, tenía el tiempo de las pruebas físicas cubierto. Al llegar a Chiyoda luego Arata podría cruzarme a Shinjuku sin problema realmente, sabía que tenía mierdas que hacer en el barrio de por sí, de forma que todo estaba cubierto.

    Solté una risa floja a su comentario sobre la segunda cita.

    Quiero decir, así funciona esta mierda.

    Pasé por alto su gesto cuando me dijo que podía retirarme y solo me limité a despegar la espalda de la pared y atajé el caramelo que me lanzó sin demasiada dificultad, ni siquiera revisé de qué era y me lo guardé en el bolsillo. Fingí no reaccionar a la mierda de mis neuronas y me giré para dejar la azotea.

    —Salúdame a Sonnen, bonita. —Lo había soltado por puro amor al arte, sí, y solo añadí una cosa más cuando ya había bajado un par de escaleras de forma que mi voz hizo eco en las paredes interiores—. Mira que hasta podríamos salir a tomar algo los tres, pero tal vez eso no sería muy profesional~

    No tardé en dejar la azotea por completo, sin esperar ninguna respuesta.
     
    • Fangirl Fangirl x 3
  9.  
    Gigi Blanche

    Gigi Blanche r e l o a d a b l e Game Master

    Piscis
    Miembro desde:
    1 Abril 2019
    Mensajes:
    2,400
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Joey.png

    Alisha se subió a mi carro, obviamente, como si fuéramos a funcionar de otra manera. Nos mantuvimos ahí sobre la reja, observando a los otros dos idiotas como auténticos voyeurs, y solté una risa áspera al oírla molestando a Katrina. Nos podíamos ganar una patada en el culo, por supuesto, y esa era la gracia de todo el asunto. La jodida adrenalina o qué se yo, por eso nos la pasábamos tanteando los límites, ¿no? Éramos putamente adictos.

    El cachorrito de Akaisa daba hasta ternura, ganas de estirarle las mejillas y todo. Nos observaba de reojo como si fuéramos, no lo sé, ¿tigres agazapados? Que a cualquier minuto podrían saltar y arrancarle la jodida yugular. A ver, no era que fuera demasiado desviado tampoco, pero qué paranoico~

    Nada más que una probadita le habíamos dado.

    Lástima que habló demasiado bajito para escucharlo, o le habría recordado que también era mi cumpleaños y que, en definitiva, toda esa jodida desgracia había sido mi idea. Algún derecho de autor tenía que conservar, ¿o no? Kitty Kat nos ladró en inglés, con tanta mala hostia que me arrancó una risa nasal. Acomodé la espalda en la reja, alzando la barbilla, con la sonrisa cagada de siempre. Pedazo de imbécil estaba hecho, ¿no? Pero bueno, siempre me comportaba como el puto rey de la colina.

    Nada nuevo bajo el sol.

    —¿Has escuchado eso, Ali-chan? Creo que ni nos quieren aquí~

    Fingí un puchero que no duró nada, la verdad, de inmediato fue reemplazado por una amplia sonrisa de lobo. Había vuelto a echarle un brazo encima y la estreché contra mí, como siempre hacía todo en la vida: sin pensarlo ni medio segundo. La tontería me había ayudado a distraerme y olvidar que era un hijo de puta, que había intentado herir a Alisha y que aún no habíamos resuelto absolutamente ninguna mierda.

    Barríamos todo abajo de la alfombra.

    Como siempre.


    Seguía con la mirada encima de los otros dos, aunque volví a acercar los labios a la oreja de Alisha y le eché algo de aliento tibio encima antes de hablar, culpa de la risa que se me escapó.

    —¿Y este imbécil quién es? —murmuré, para que sólo ella escuchara—. ¿De qué refugio de perros callejeros lo sacó?

    Eh, ¿me molestaba?

    ¿Que anduviera de estúpida con ese mocoso antes de tocarme un pelo?

    Qué va.

    Ella se lo perdía.

    Anna dark mode 2.png

    Lo dejé irse, claro, no tenía sentido seguir jalando cuerdas de un muchachito a medio pelo de, qué se yo, un colapso nervioso. Seguro era un puto receloso del espacio personal o toda la mierda. No podía decir que compartiera, pero quizá, si me esforzaba, lo entendía y respetaba.

    Al menos en tanto necesitara algo de él, claro.

    ¿Que saludara a Altan? Vete a saber a qué había venido el comentario, cuanto menos me arrojaba una idea bastante clara de que el mocoso no era un estúpido cachondo como la mayoría de pandilleros y que no me la dejaría tan fácil si quería rascarle un descuento o algo. ¿Iría a rendirme? Ni idea, nunca había destacado por planear demasiado las cosas. Vería cómo se comportaba el coloradito bajo las luces podridas de Kabukicho y quién sabe~

    —Cuando quieras, Dunn —exclamé, aunque quién sabe si me escuchó, me daba bastante igual.

    Cuando me volví hacia los otros cuatro parecían haberse movido por completo del tópico que me interesaba, así que los dejé ser. Volví a trepar al techo, revisé el móvil por reflejo y me calcé los cascos, recostándome de cara al cielo. Ah, era super agradable ahí arriba.

    Bueno, al fin había conseguido la puta hierba.

    Me moría por un porro.
     
    • Zukulemtho Zukulemtho x 2
    • Fangirl Fangirl x 1
  10.  
    Nekita

    Nekita Amo de FFL

    Piscis
    Miembro desde:
    18 Marzo 2012
    Mensajes:
    7,636
    Pluma de

    Inventory:

    Escritor
    [​IMG]

    Con la contestación de Katrina parecía más que adecuada con aquellos comentarios de esos dos pero al mismo tiempo podía darse cuenta que en si no era ninguna clase de amistad normal que pudiera entender del todo pero, tampoco se lo iba a cuestionar demasiado al ni siquiera haber podido enterarse de todo el plan por la manera en la que ellos lo habían manejado y fluido.

    Porque ninguna fiesta que conociera se trataba con tanto...negocio.

    De hecho, era más que común que la mayoría del tiempo fuera únicamente entre la familia y personas contadas, algo pequeño, no siendo la gran cosa, un pastel, los poppers, nada realmente importante para que se necesitara apartar un día, pero de nuevo... en esa academia parecian ser todos tan peculiares que ya había marcado una línea de cero comprensión.

    Sonrió apenas cuando aceptó el bento, llevando sus manos a sus bolsillos finalmente —Perfecto, no se si iba a tener tiempo de rogar —desvió su mirada a la puerta cuando lo mencionó, sí, debía escapar antes de seguir estando en el fuego cruzado de interacciones —. Nos veremos después, supongo...diviértete~

    Con su vía libre y todo asegurado, finalmente se encaminó hacia la salida de la azotea, ya vería donde podría quedarse algo más tranquilo.
     
    • Adorable Adorable x 3
  11.  
    Amane

    Amane Equipo administrativo Comentarista empedernido Crítico Elfo Bloguero de Enero

    Piscis
    Miembro desde:
    10 Julio 2013
    Mensajes:
    10,612
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    tqTcEwK.png

    Me pasé el pelo hacia un lado del cuello, jugando con un par de mechones de manera desinteresada, escuchando a Katrina soltar aquello en inglés con una sonrisa divertida en los labios. Estaba jodidamente molesta por andar riéndonos de su amiguito y de ella, ¿verdad? Aunque hubiese soltado aquello con un tono divertido.

    Pero ya lo sabía, ¿no? Éramos un grano en el culo cuando nos daba la reverenda gana y ni sus gruñidos nos iban a intimidar lo suficiente. Bad luck, i guess~

    You wish, sweetheart~ Y eh, estamos en zona pública, si no quieres vernos... —extendí el brazo hasta señalar la puerta, con un gesto teatral y una risilla.

    Como fuese, volvió a girarse para hablar con el chico y me puse de puntillas para intentar distinguir lo que estaba pasando, estirando el cuello y todo, pero al final Joey volvió a llamar mi atención y lo dejé estar. ¿Más secretitos con Don Denso, Katty-chan? ¿Acaso no has aprendido la lección~?

    Me encogí de hombros de buenas a primeras porque lo dicho, si no nos querían ahí pues mala suerte, y más ganas de quedarme ahí arriba me daban, la verdad. Sentí un escalofrío recorrerme la espalda después, cuando sentí su aliento sobre mi oreja, y me reprendí mentalmente pero tampoco había nada que pudiese hacer por controlar mi cuerpo ya.

    Como fuere, me giré hasta apoyar el brazo sobre la verja, sin aumentar la distancia entre ambos, y seguí jugando con los mechones entre mis dedos, dejando caer la cabeza hacia el lado contrario hasta dejarla apoyada sobre el metal también.

    >>I'm not quite sure —comencé a responder en un tono de voz confidencial—. Creo que es un tipo nuevo de su clase. Y creo que solo le ha dado un beso. Dice que es un poco denso, así que no sé muy bien qué anda planeando con él.

    Tras decirle aquello, la expresión se me mutó a aquella sonrisa felina que a veces ni podía controlar y levanté una mano para acariciarle la mejilla con el dorso de la misma, cambiando al dedo índice cuando rocé parte de su cuello... y lo dejé caer antes de pasarme demasiado.

    >>No me digas, ¿acaso tú sí te has puesto celoso, cariño~?
     
    Última edición: 13 Enero 2021
    • Fangirl Fangirl x 2
    • Zukulemtho Zukulemtho x 1
  12.  
    Hitori

    Hitori Equipo administrativo Comentarista empedernido Game Master Elfo Bloguero de Enero Depressed Bros

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    4,651
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Katrina.png
    No tenía ni que oírlos hablar realmente para hacerme una idea de lo que les podía estar pasando por la cabeza, no tanto a Alisha porque con ella ya había hablado las mierdas de por sí, pero con Joey la cosa cambiaba. No éramos diferentes realmente, de hecho si me sacaban el perfeccionismo veía que podía llegar a parecerme tanto a ese par de estúpidos, particularmente al inglés, que casi resultaba ridículo.

    ¿Qué cojones era?

    ¿La puta ira?

    Seguramente.

    Con el rabillo del ojo vi que Anna volvió a su lugar, trepada en el techo como, no sé, un jodido gato o algo así pero el caso es que seguía con la atención puesta en el próximo movimiento de Aaron, que se había quedado satisfecho con que aceptara el almuerzo al menos.

    —Nos vemos, handsome.

    Abrí el almuerzo, saqué un trozo de tomate y me lo llevé a la boca para luego cerrarlo de nuevo. A Alisha prácticamente no le puse atención porque venga, la verdad me daba bastante igual cualquier cosa que dijera y tal.
    Di un par de pasos en dirección a la puerta pues porque venga, la verdad yo tampoco tenía demasiado que hacer allí ya y solo me detuve a medio camino para tirarles encima una sonrisa burlona.

    —La paciencia es una virtud, señores.

    Por supuesto.

    Mira que estar acechando un jodido cordero tantos días.

    kinda shitty post but chale
     
    • Fangirl Fangirl x 2
    • Gracioso Gracioso x 1
  13.  
    Gigi Blanche

    Gigi Blanche r e l o a d a b l e Game Master

    Piscis
    Miembro desde:
    1 Abril 2019
    Mensajes:
    2,400
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Joey.png

    Cuando Alisha se giró hacia mí bajé el brazo de sus hombros a la cintura para permitirle echarle el peso a la reja. No me clavé ninguna jugada extraña ni nada, de hecho mi mano tampoco apretaba tanto. Me soltó un poco de información mientras el cachorrito se retiraba de la azotea y regresé la mirada al azul de sus ojos apenas detecté la caricia en mi mejilla. Atajé su sonrisa en medio segundo, claro, si se la conocería~ Un poco la reflejé, en el mood ya estábamos, y su pregunta me arrancó una risa ronca.

    —Pero claro —murmuré, con una cuota de ironía impresa en la voz—, ¿acaso no son mis niñas~?

    Obviamente era pura mierda. Deslicé mi atención a Katrina cuando advertí que planeaba marcharse y me desenredé de la cintura de Alisha para rebasar a Akaisa. Enterré las manos en los bolsillos y apoyé la espalda sobre la puerta, la suela del zapato izquierdo también.

    Leaving already~? —tanteé, viéndola con la barbilla alzada, y me permití una risa floja al bajar la vista a su bento antes de regresar a sus ojos—. Mírala, qué bonita, tan contenta con su almuerzo. ¿No vas a compartir~? I'm really starving here, you know, sweetie?

    ¿Qué pretendía? Qué se yo, ¿molestarla un poco? Tenía la sonrisa de lobo pegada en la cara y busqué la mirada de Alisha apenas un segundo antes de regresar a Katrina, por el reflejo de mantener todo bajo control más que otra cosa.

    Mírate nomás, Kitty Kat.

    Toda blandita por un imbécil que no suma dos más dos.

    Such a pity.
     
    • Zukulemtho Zukulemtho x 3
  14.  
    Hitori

    Hitori Equipo administrativo Comentarista empedernido Game Master Elfo Bloguero de Enero Depressed Bros

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    4,651
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Katrina.png
    Well well well, ¿pero qué mosquito lo había picado al jodido inglés, con sus putos aires eternos de rey de la colina? Cabronazo, si era un maldito rey de nada y lo peor es que lo sabía de sobra, el hijo de puta.
    Me rebasó, se echó sobre la puerta y me miró allí, desde su trono vacío. El jodido era de la altura de Aaron, pero vamos, que a mí cualquier estúpido me sacaba una cabeza de altura sin demasiado esfuerzo y aún así le sostuve la mirada, como siempre, no titubeé ni un jodido segundo ante sus pozos oscuros.

    Era la heredera de un titán de la salud.

    Joey podía ser lo alto que quisiera y yo iba a seguir mirándolo como un puto insecto, a él y a todo el mundo.

    Peasant.

    Huh, qué ganas de escupirle en la cara.

    So fucked up. Interesting.

    —¿Me ves cara de querer hacer la caridad, cariño? —Solté una risa por la nariz—. I don't know what the hell are you playing, british boy.

    Me ajusté la caja de bento bajo el brazo izquierdo, aprovechando que estaba cerrada, y estiré la mano hasta alcanzar un mechón de su cabello. Digamos que mi cabello solo era más oscuro que el suyo porque era teñido, pero el jodido parecía hecho de carbón de todas maneras, seguro si alguien le soltaba lo mucho que se parecía al estúpido de Sonnen, si quitábamos que el otro parecía armario empotrado, se meaba de risa solo para no aventar una expresión de absoluto disgusto directamente.

    Dos jodidas gotas de agua.

    Y tienes la ira también, pedazo de cabrón.
    Con todo y la sonrisita perpetua.

    Maldito lobo.

    >>But it's time to make a fucking decision. El hecho de que últimamente no se sepa si lo que quieres es darte de hostias con cualquiera o un puto polvo empieza a volverse aburrido —susurré luego de dejar ir su cabello.
     
    • Fangirl Fangirl x 2
    • Zukulemtho Zukulemtho x 1
  15.  
    Amane

    Amane Equipo administrativo Comentarista empedernido Crítico Elfo Bloguero de Enero

    Piscis
    Miembro desde:
    10 Julio 2013
    Mensajes:
    10,612
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Que me aviente un relleno rico just for the sake of it disen

    tqTcEwK.png

    Solté una risa en cuanto me respondió, simplemente encogiéndome de hombros después. ¿Sus niñas? Qué puta gracia cada vez que lo decía, la verdad.

    Deslicé la mirada hacia el lado, hacia Katrina cuando pasó a nuestro lado, y otro risa se me escapó de los labios escucharla. La paciencia era, efectivamente, una virtud; una que si se daba el caso, yo también podía llegar a demostrar. Pero venga ya, que ya tenía que merecer la pena el premio para pasar por toda esa Odisea solo porque sí. Y el cachorrito... pues que puta pereza, ¿no?

    Quédate con tu paciencia Kat, cariño, que yo prefiero ir a por los polvos fáciles.

    Seguí con la mirada puesta hacia la puerta un rato, observando la escena con algo de indiferencia y más porque no había otra cosa interesante que ver ahí arriba, que de todas formas habían bloqueado la salida así que Anna y yo estábamos, en resumen, atrapadas.

    Que seguramente lo tenía más fácil que Katrina para quitar a Joey de ahí e irme si me apetecía, pero bueno... que me podía el alma de chusma también era verdad.

    Suspiré y acabé por tirarme al suelo de nuevo, tumbándome en toda mi extensión sobre el mismo antes de sacar el móvil y comenzar a mirar las redes sociales o lo que fuera. No le había respondido nada a la story de cierta persona y parecía que eso era más que suficiente para que se dejase de joder un rato, porque no había vuelto a subir nada, así que al menos una ligera sensación de orgullo podía sentir.

    Por lo demás, nada interesante que ver y... joder, ahora yo también tenía hambre.
     
    • Fangirl Fangirl x 3
  16.  
    Gigi Blanche

    Gigi Blanche r e l o a d a b l e Game Master

    Piscis
    Miembro desde:
    1 Abril 2019
    Mensajes:
    2,400
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Joey.png

    Era obvio que iba a sostenerme la mirada, en ningún momento había pretendido intimidarla o hacerla retroceder. También sabía que se arrancaría un brazo antes de darme una porción de ese almuerzo estúpido. No se trataba de la comida, era la mierda que representaba y lo que significaría ceder a un cabronazo como yo. ¿Concederme terreno? Katrina jamás haría eso. Lo sabía.

    Y era aburrido.

    Y me exasperaba.

    Si la única hija de puta capaz de seguirme el ritmo se pasaba al bando de los buenitos, ¿qué mierda me quedaba?

    Me mantuve en silencio, siguiendo sus movimientos con ojo de águila, y aún así no accioné un músculo al notar sus intenciones de ponerme una mano encima. Se me cruzaron un par de ideas cagadas por la cabeza: que me jalara el cabello, que me diera vuelta el rostro de una cachetada, incluso que pretendiera rasgarme el cuello con esas uñas de mierda que daban lástima de lo corroídas que estaban. Me las vi venir todas y aún así me quedé quieto. ¿Me la jugaba demasiado con lo que creía conocer de Katrina, que no se le iría la puta olla así como así?

    ¿O seguía buscando un jodido castigo?

    —¿Aburrido? —repliqué inmediatamente, con una nota de incredulidad impresa en la voz, y me desinflé los pulmones con una risa baja—. Aburrido es verte meneándole la cola a tu cachorrito como si pudieras ser uno, c'mon~

    Seguía con las manos metidas en los bolsillos y no las moví de ahí. Me limité a inclinarme hacia ella, lo suficiente para alcanzar su oído, y me tomé unos breves segundos antes de hablar.

    —¿Qué ocurre, Kitty Kat? ¿Acaso nos mentiste todo el tiempo? —Se me escapó una risa floja que le echó mi aliento encima—. ¿Dos caricias y ya se te aflojan las bragas? Weakly~
     
    • Zukulemtho Zukulemtho x 3
  17.  
    Hitori

    Hitori Equipo administrativo Comentarista empedernido Game Master Elfo Bloguero de Enero Depressed Bros

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    4,651
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Katrina.png
    En serio, Joey, ¿en las narices de Alisha y de Anna? Qué jodida gracia. Igual incluso si las otras dos hubiesen querido irse lo cierto es que estábamos todas allí atrapadas como estúpidas hasta que al inglés, con la cabeza hecha mierda, se le antojara quitarse de la puerta.

    No había movido un músculo bajo mi tacto que total tampoco había sido gran cosa, y lo cierto es que no esperaba que reaccionara pero ni de coña, era una mierda rarísima pero era como si, ahora más que nunca, camináramos sobre la misma cuerda floja. ¿Me interesaba la cagada que se había clavado para terminar así? Obviamente no, realmente por ahora podía llegar a interesarme más la vida de la gringa.

    El jodido solo se movió para inclinarse hacía mí, hablarme al oído y soltar una risa que me echó su aliento encima. ¿Qué si reaccioné? No realmente, lo único que hice fue estirar la mano, darle un par de palmadas en el pecho y girar el rostro hacia el suyo, le eché encima una sonrisa de mierda antes de hablar sin despegar los ojos del par de pozos oscuros.

    El fuego palpitaba con más fuerza en la oscuridad, ¿no?

    —Voy a tener que hacer un buzón para tus quejas, sweetheart. —Ladeé la cabeza apenas, un gesto inocentón—. Nunca he fingido ser otra cosa, ¿me ves cara de estúpida?

    Llevé los dedos al cuello de su camisa, alisándolo no sé con qué intención de mierda o si era solo para mantener las manos ocupadas en algo.

    >>Como si pudiese tapar este puto olor a Infierno siquiera, hay que ser jodidamente imbécil para intentarlo, pero mira al niño nada más... Debieron joderle la nariz de nacimiento. —Se me escapó una risa baja—. No olería un cadáver ni aunque se lo pongan al frente o tal vez sí y sería divertido averiguarlo.
     
    • Fangirl Fangirl x 1
    • Zukulemtho Zukulemtho x 1
    • Gracioso Gracioso x 1
  18.  
    Gigi Blanche

    Gigi Blanche r e l o a d a b l e Game Master

    Piscis
    Miembro desde:
    1 Abril 2019
    Mensajes:
    2,400
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    La voy a seguir dejando porque pedazo de mood, la verdad


    Joey.png

    Sus palmadas en mi pecho me hicieron reaccionar para retroceder lo suficiente y conectar con su mirada. La heterocromía felina destellaba con fuerza bajo el sol, reflejando grandes cantidades de luz. No había una puta gota de calidez, amabilidad o suavidad allí, justo como debía ser. Jamás esperaría algo diferente de un hijo de puta a otro, la verdad.

    Renové la sonrisa sin problemas apenas abrió la boca, de hecho puede que haya estirado los labios aún con más ganas. ¿Reflejaba su expresión? Puede ser, aunque nunca me contentara y le agregara una nota personal. Era la misma mierda que era capaz de echarle encima a zorras como Eris o Astaroth. A lo sumo atiné a alzar las cejas en un gesto lleno de sorpresa impostada antes de recuperar la sonrisa.

    Gosh, dear, I would never~ —solté en una especie de susurro pausado, arrastrando las palabras.

    Con la misma precaución alcé una mano para colarla dentro de la solapa de su blazer, mientras ella me acomodaba el cuello o lo que fuera. Mis dedos navegaron el aire hasta rozar la cintura de su camisa y se quedaron allí, a la espera. Repasé sus facciones, ensanchando la mueca hasta mostrarle mi hilera de dientes blancos, y apenas ella terminó de hablar afiancé el contacto. No fue brusco, sólo firme, y acerqué mi rostro al suyo hasta prácticamente rozar la punta de su nariz.

    —Ay, Katty-chan —me lamenté, chistando la lengua un par de veces. Jodida heterocromía—. Really, ¿quién le ve la cara a quién?

    Tenía esta capacidad para actuar sin anunciar mis movimientos, muy similar a la mierda que Sonnen manejaba hasta dormido. La sonrisa, la voz suave, el tono meloso eran la máscara perfecta que muchas veces ya no sabía cómo quitarme de encima sin arrancarme la carne. Pero el fin de semana se había destrozado, hecho puto añicos, y ahora no quedaban más que pobres réplicas de un alfarero inexperto.

    La dulzura se ajaba.

    La sonrisa se derretía.

    A la piel le quedaban bultos y grumos.

    La mano en su cintura se enredó en un parpadeo, la presioné contra mí y cacé sus labios al vuelo. La sostuve con una fuerza realmente jodida y la besé como me salió del culo, como el asqueroso cabronazo que era en verdad. Abrí la boca, insistí, ladeé la cabeza e invadí, porque era ese hijo de puta.

    Vamos, preciosa.

    Canaliza la puta ira.

    La mierda que te pudre las entrañas.

    Muéstrame cómo eres igual que yo.

    chale *sorbito*
     
    • Zukulemtho Zukulemtho x 2
    • Impaktado Impaktado x 1
  19.  
    Hitori

    Hitori Equipo administrativo Comentarista empedernido Game Master Elfo Bloguero de Enero Depressed Bros

    Leo
    Miembro desde:
    27 Agosto 2011
    Mensajes:
    4,651
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Katrina.png
    A este hijo de perra debían comenzar a pagarle ya por los teatros que se montaba, de verdad, que le metieran los big bucks en los bolsillos porque Dios era una cosa para agarrar palomitas y de todo. El imbécil, ciertamente, seguía sin tomar una jodida decisión y eso era un poco lo repetitivo del asunto pero si me preguntaban, era incluso más repetitiva su actitud anterior, la de culo inquieto incapaz de cerrar la puta boca. I mean, ahora tampoco se callaba pero tenía el hartazgo, la ira, impresa en cada puta palabra.

    Además, ¿qué zorra no iba a admitir el encanto del acento británico? Ya se lo había dicho, estúpida no era.

    Advertí el movimiento de su mano, de su tacto cerca de la cintura de la camisa y el hecho de que se quedó allí, solo para ensanchar la jodida sonrisa repugnante. ¿Qué cojones éramos, un puto telescopio reflector? Porque lo cierto es que cuando afianzó el agarré prácticamente hice lo mismo, un imagen que viajaba de un espejo a otro y creaba una suerte de agujero de gusano, para verlo de alguna manera.

    Jodido exhibicionista de mierda.

    El resto, aunque ocurrió sin movimientos anunciados como tal, era jodidamente esperable y mira, igual hasta me hubiese decepcionado si hacía otra cosa, ni idea. Me enredó el brazo a la cintura, apretándome contra él, y el resto pasó en cosa de segundos. No era que hubiese podido zafarme ni de haber tenido la intención, el puto asqueroso había aplicado una fuerza que daba gusto, solo para hacer todo como le saliera de los cojones y metérseme en la garganta o qué sé yo.

    Fue un reflejo, un maldito reflejo porque mi cuerpo, así como el suyo, estaba amansando a esas mierdas. El brazo libre que no sujetaba la caja de bento fue a parar a su nuca, para que al menos el pedazo de inútil me sirviera de apoyo, y no tardé en ser yo quién lo besó como le vino en gana. Me colé, me pasé por dónde quise, lo mordí pues porque pintó y ya que el cabronazo no estaba dispuesto a soltarme, no me quedó más que hacer el esfuerzo de volver a empujarlo contra la puerta.

    Corté la puta comida de boca en seco y para cuando quise acordar ya había enredado la mano en su cabello, con una fuerza que ni siquiera hice por dónde calcular. Colé la pierna entre las suyas y la subí, fue solo eso, una advertencia, porque de haber querido reventarle los huevos no me hubiese detenido.

    —¿Necesitabas pruebas directas, puto imbécil? —Le solté sin más, conteniendo la risa—. Be careful, darling.
     
    • Zukulemtho Zukulemtho x 2
    • Fangirl Fangirl x 1
  20.  
    Gigi Blanche

    Gigi Blanche r e l o a d a b l e Game Master

    Piscis
    Miembro desde:
    1 Abril 2019
    Mensajes:
    2,400
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Joey.png

    Bueno, bueno, no era la primera vez que me comía a alguien en esa azotea pero sí teniendo puto público. ¿Ampliando la lista de fetiches, I guess? I mean, de por sí no era de negarme nunca a algo de kinkyness y ahí estábamos entre puros y asquerosos zorros, ¿verdad? Honestamente había pasado por completo de la mierda que Hiradaira seguía arriba del techo, y aunque lo hubiera recordado ¿habría hecho las veces de barrera moral o algo?

    Of course not~

    Ni siquiera sabía si estar o no decepcionado, como había esperado que me pateara las bolas antes o después de corresponderme, pero que me las pateaba seguro. ¿Iba a quejarme? Venga, había que estar puto imbécil.

    Recibí su boca y medio le dejé hacer lo que le viniera en gana porque de por sí ya estaba satisfecho. La sonrisa cagada se me dibujó contra sus labios y le seguí el ritmo sin sudar una maldita gota. La mano en su cintura apretó como demente, le clavé los dedos en la piel y arrastré hasta subirle la camisa y entrar en contacto con la piel de su espalda. Y le seguí comiendo la puta boca, y la zorra de mierda me mordió y una risa floja vibró en mi pecho, contra el suyo. Me agaché apenas para permitirle alcanzar mi nuca, al pobre tanuki, y mi única reacción fue tantear su muslo desnudo con la mano libre.

    Ah, for fucks sake.

    No sé bien en qué momento se me nubló lo suficiente la cabeza para aflojar la fuerza del agarre, lo cierto es que Katrina lo aprovechó de inmediato y mi espalda fue a rebotar contra la puerta. El gesto se me comprimió en una mueca fugaz, reemplazada de inmediato por una risa nasal y la sonrisa amplia, demente, de jodido lobo. La miré con los ojos entrecerrados y sentí su rodilla entre mis piernas. Solté el aire de golpe y me pasé la lengua sobre los dientes, secándome la boca con el dorso de la mano.

    Nasty.

    C'mon, sweetie, what am I supposed to do now~? —Había una diversión de mierda, retorcida, impresa en mi voz. Volví a reírme y seguí hablando con aquel acento pesado, que incluso marcaba adrede por amor al arte—. Kitty Kat, you are so frickin' mean.

    ¿Dignidad? No me regía por mierdas de ese estilo, mucho menos cuando una zorra me dejaba caliente.

    Y vaya que lo estaba.

    Hija de puta.

    Al final volví a usar la mano de antes para rozar su pierna, esa que amenazaba mi hombría, y recorrí el contorno del muslo hasta posicionarme encima e instarla a bajar la rodilla. Podía considerarme satisfecho.

    Well, at least for now —solté al aire, como si tuviera que atajar mi hilo de pensamientos o lo que fuese. Enterré las manos en los bolsillos y le estampé un beso casto en la curvatura del cuello, dándole unos golpecitos de nada al bento que llevaba ahí—. Happy birthday, Katty~

    Ya con eso dicho estiré la pierna para dar una amplia zancada hacia el costado, liberando la puerta, y mantuve la espalda sobre la pared. Dejé caer también la cabeza, la sonrisita de cabronazo inmutable, y me quedé viéndola de reojo.
     
    • Zukulemtho Zukulemtho x 3
Cargando...

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso