¿Mision? ¡Encontrale un novio a mamá!

Tema en 'Fanfics Abandonados de Inuyasha Ranma y Rinne' iniciado por darla haruno, 10 Noviembre 2010.

?

¿Lo continuo?

Poll closed 10 Abril 2011.
  1. Si

    100.0%
  2. No

    0 voto(s)
    0.0%
  1.  
    darla haruno

    darla haruno Guest

    Título:
    ¿Mision? ¡Encontrale un novio a mamá!
    Clasificación:
    Selecciona la clasificación
    Género:
    Selecciona un género
    Total de capítulos:
    2
     
    Palabras:
    1705
    Estes un fic que se me ocurrio despues de una mala noche y un buen culebron! xD

    ¿Mision? ¡Encontrarle un novio a mamá!

    Bip, bip, bip.

    Gruño molesta, se acurruco mas entre sus sabanas y escondió su cabeza bajo su almohada ¡No pensaba levantarse por nada de este mundo! Seguramente llegaría tarde a trabajar y por ello se llevaría una buena bronca por parte de su jefe pero no le interesaba, simplemente le daría la razón y todos contentos. Volvió a revolverse entre sus sabanas buscando una posición más cómoda y ¡Eureka! La encontró ¿Haber quien era el valiente que la despertaba ahora? Cerró los ojos y suspiro, no entendía como podía hacer tanto frio si ni siquiera estaban en invierno pero la joven mujer dejo de pensar en eso y decidió seguir durmiendo. Todo iba a las mil maravillas hasta que sintió dos pesos en su cama, no le importo, solo quería dormir. De repente sintió como empezaron a pegar saltos en su cama, apretó su almohada contra su cabeza y cerró los ojos con fuerza ¡No tenía pensado despertar!

    -¡Despiértate floja!- reclamo una voz aniñada, mientras seguía pegando saltos en la cama, la niña se veía rebosante de energía.

    -¡Arriba! ¡Que si no llegaremos tarde a clase!- exclamo otra vocecilla infantil, llena de alegría.

    -¿Cómo es posible que tan temprano y ya estáis con tantas ganas, peques?- pregunto la mujer quitando la almohada de su cara y mirando a ambas pequeñas fijamente y con leve cansancio en su mirada.

    -Siii, si, queremos ir a clase- respondieron ambas con una sonrisa alegre.

    -Está bien, está bien- acepto la mujer acariciando los cabellos de ambas niñitas.

    -¡Venga, venga!- exclamo una de las niñas bajando de la cama con un salto.

    -Bueno, bueno- comento la joven mujer mirando a sus pequeñas acompañantes con una dulce sonrisa.- Id al piso de abajo mientras yo me visto- ordeno suavemente mientras acomodaba levemente sus cabellos.

    -¿Y nuestro desayuno?- pregunto una de las pequeñas mirando fijamente a la mujer.

    -Tú solo piensas en comer ¿eh?- dijo con cierto sarcasmo la otra chiquita mirando fijamente a la otra.

    -Jejeje- rio suavemente la mujer-No hay porque pelearse, en seguida os lo preparo- comento la chica mientras se levantaba de la cama.

    -¡Si, mami!- respondieron ambas chiquillas de cabellos oscuros saliendo de la habitación de su madre en dirección a la planta baja.

    La joven y hermosa madre sonrió dulcemente. Si aquellas dos pequeñas eran sus hijitas de cinco años, el fruto de una relación pasada; una con triste final pero eso ya no importaba era parte del pasado. Eran el único recuerdo que le quedaba de aquel hombre, de su antiguo amor, pero ya no le importaba nada, de aquel la había dejado como si de una muñeca se tratase pero ahora no le interesaba el ya era parte de su pasado, aquel hombre… Inuyasha Taisho… Aquel joven de ojos ámbar, los cuales habían sido heredados por su hija mayor, la cual no solo había heredado sus orbes, sino que para desgracia de la joven madre también su carácter.
    Suspiro cansada, se levanto de la cama y fue en dirección a su armario, tenía un largo día por delante pero todo fuera por aquellas dos pequeñas que habían puesto su vida patas arriba pero aun así las amaba con toda su alma, al fin y al cabo eran su hijas ¿no?

    -------------------------------------------------------------------------------------------------------------

    Se levanto de la cama como pudo, le dolía la cabeza y todo el cuerpo. Tenía hasta ganas de vomitar pero era de esperarse teniendo en cuenta que había pasado todo el fin de semana de fiesta, y de cama en cama pero era algo de esperarse no en vano el era todo un ejemplo de casanova. Sonrió arrogante ante este pensamiento. Intento ponerse de pie pero un extraño peso se lo impidió. Volteo la cabeza y encontró a una joven abrazada a su cintura, suspiro y con cuidado quito los brazos de aquella joven de su cuerpo.

    Salió de su habitación sin hacer demasiado ruido, no quería la muchacha que dormía en su cama despertara. Se encamino al baño, necesitaba una larga ducha. Hoy comenzaría su nuevo trabajo y no deseaba llegar con aquellas pintas. Volvió a suspirar, hoy sería un día largo y sinceramente no tenía muchas ganas pero… ¿Ya que mas? Tenía que trabajar si quería comer.
    El joven se tomo su tiempo en la ducha, no había prisa, o por lo menos el no tenia. Después de un largo baño, se vistió y seco su larga cabellera azabache para recogerla en una coleta de caballo. Al salir del baño se dirigió a la cocina, cogió una manzana y le dio un mordisco. Debía darse prisa o si no, no solo se ganaría una bronca de su nueva jefa por llegar su primer día tarde, sino que también tendría que rendirles explicaciones a la joven mujer de dormía en su lecho. El no estaba acostumbrado a dar explicaciones por su acciones y no pensaba empezara a hacerlo desde ahora y menos con esas dos mujeres.

    Sonrió arrogante. El era como un lobo: solitario, fiero, salvaje, libre e indomable. Si así era él, un lobo salvaje y sin ataduras, como a él le gustaba ser. Un animal, libre e indomable.

    ---------------------------------------------------------------------------------------------------------

    Bajo las escaleras ya vestida, se dirigió a la cocina antes de que aquellas diablillas con forma humana hicieran alguna de las suyas. Al llevar finalmente a la cocina miro como sus dos pequeñas, que se encontraban sentadas alrededor de la mesa de la cocina, esperando impacientes su desayuno.

    Suspiro, eran tan iguales pero al mismo tiempo tan diferentes, era algo tan extraño pero ¿Qué se
    le iba a hacer? Las miro nuevamente;

    Akane, así se llamaba la mayor de sus hijas, una pequeña de escasos cinco años, de piel blanca y fina como la porcelana, una, no tan larga, melena negra con reflejos azulados, como los de ella, y unos ojos profundos y expresivos del color del oro liquido, que había heredado de su padre, unos ojos que te calaban hasta el alma. A pesar de su corta edad su pequeña Akane, era muy astuta e independiente, una chiquilla alegre, dicharachera, cabezota, traviesa, hiperactiva, chistosa y con su carácter pero aun con aquella personalidad tan llamativa aquella pequeña de ojos oro también tenia su lado tierno y amable. Si, su pequeña Akane era una pequeña caja de grandes sorpresas.

    Akemi, aquel era el nombre de la menor de sus hijas, que al igual que su hermana contaba con escasos cinco años de vida, de piel de porcelana, larga melena azabache como la noche y ojos chocolate, herencia de su madre, dulces y cariñosos, repletos de serenidad. Aun que solo contaba con sus cinco primaveras la pequeña y dulce Akemi mostraba una madurez y una serenidad verdaderamente increíbles e insospechadas para alguien de su edad pero aun así tenía un lado dulce, tierno e inocente, aun que también había heredado la testarudez de su padre y el mal carácter de su madre, definitivamente aquella dulce niñita tenía un carácter muy variable. Si, su otra hijita también era una caja de sorpresas.

    Se arre costo al marco de la puerta, les hecho una última mirada a sus dos hijas y suspiro. La joven madre entro a la cocina y se dirigió a la nevera, saco unos huevos y algo de bacón.

    Ambas niñas de cabellos oscuros miraban fijamente a su madre, ya casi su desayuno estaba listo ¡Menuda hambre que tenían! Pero aun con su apetito creciendo por momentos, se dedicaron a admirar la belleza de su madre.

    Su madre, una joven de 24 años, tez nívea, cabello largo, azabache con reflejos azulados, liso, con ligeros bucles en sus puntas y un tanto rebelde; llevaba su cabellera azabache recogida en una coleta alta, su madre era propietaria de unos ojos café, dulces, compresivos pero con una nota de carácter. La hermosa madre vestía unos jeans, claros y rotos a la altura de las rodillas, una camiseta de tirantes cruzada en la parte de atrás de color azul marino, una chaqueta de cuero negro y unos botas del mismo material a la altura de las rodillas. Su madre poseía una extraña belleza, una que la hacía ver indomable, bella y rebelde.

    Y entonces recordaron una de las tantas expresiones con las cuales su tía Sango o Totosai-oji-san solían usar para referirse a su madre. Es una fiera, un animal salvaje, fiera e indomable. Su tía Kagura y su tío Miroku se referían a ella como una loba fiera, salvaje, fuerte, serena, indomable, libre y que cuando de sus crías se vuelve un ser capaz de hacer trisas a su víctima.

    Definitivamente no era la forma más “civilizada” de describir a su madre pero a ellas les gustaba. Porque ellas también las veían así, por que su madre no era como las demás ¿Seria porque tenía que hacer de padre tal vez? A ella le gustaba llevarlas al taller donde trabajaba, les hacia bromas, jugaba con ellas, las llevaba a partidos y les enseñaba a cómo defenderse. Su madre no era una madre normal pero a ellas no les importaba, a ellas les gustaba así. Una sonrisilla divertida apareció en sus labios. Ya podían sus compañeros quedarse con su familias perfectas; con sus papitos trabajando y con sus mamitas con sonrisas cursis y haciendo galletitas ¡Que ellas se quedarían con su mama mecánica y de lo mas cool!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  2.  
    LadyWitheRose

    LadyWitheRose Usuario común

    Acuario
    Miembro desde:
    18 Enero 2009
    Mensajes:
    412
    Pluma de
    Escritora
    WoW :D
    Me enrede tanto en el primer capitulo que de inmediato quiero la otra parte :D
    mira que lo pensaria, Kagome mecanica? O.O o lei mal xD
    muy bueno tu fic, narraste despacion sin nada de prisa eso me gusto por que cuentas con detalle y abarcas todo lo
    que el lector quiere leer.. espero que pronto continues con tu fic :)
    sere una seguidora tuya hasta que le des fin :D
    ESPEREMOS QUE SEA UN SESSHOMARU / KAGOME ;)
     
  3.  
    ahomexInu

    ahomexInu Entusiasta

    Piscis
    Miembro desde:
    13 Octubre 2009
    Mensajes:
    152
    Pluma de
    Escritora
    Hola darla .... tu fic es sencillamente genial me gusta mucho esa de kagome rebelde y de mecanica, por la descripcion que diste del joven creo que sera Koga y ps espero que llegue Inu y se gane el perdon de ella..
    Esta muy bn narrado, describes bn a los personajes, pero te aconcejo que no utilices tantos sinonimos de una misma palabra o en su efecto la repitas varias veces en una sola oracion, del resto todo muy bn...
    Espero con ansias el segundo cap... cuidate...
     
  4.  
    InunoTaisho

    InunoTaisho Orientador del Mes Orientador Comentarista destacado Morir es nada cuando por la patria se muere Patrocinador Nº1

    Leo
    Miembro desde:
    6 Agosto 2010
    Mensajes:
    2,951
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Amiga antes que anda felicidades pues escribir es complicado.... a mi se me complica y eso que lo imagino desde hace mucho pero a la hora de pasarlo como que te pierdes. Se me hace un poco... enredada la historia y con ciertas faltitas. Espero que conforme avances me destrabes un poco. ¿Inuyasha dejo a Kagome con dos hijas? que malo. Y ¿a quien le daras por nuevo novio, a Koga? huy, a mi no me gusta Koga y Kagome, pero es tu historia, a lo mejor me estoy adelantando. Sayonara y continua con animo.
     
  5.  
    darla haruno

    darla haruno Guest

    Título:
    ¿Mision? ¡Encontrale un novio a mamá!
    Clasificación:
    Selecciona la clasificación
    Género:
    Selecciona un género
    Total de capítulos:
    2
     
    Palabras:
    1808
    Bueno antes de nada quiero dar las gracias a LadyJazminar, a ahomexInu y a InunoTaisho por sus apoyos y consejos ^^ arigato domo a las tres. Y en cuanto a lo de Kagome, yo tampoco lo tengo muy claro pero se ha quien se ha me asegurare que sufra para poder estar junto a nuestra miko favorita ^^. Gomen por las faltas y si las enrredo todo se ira aclarando vaya avanzando la historia

    PD: Y no , LadyJazminar, no has leido mal Kagome es mecanica. Para ser sinceros yo tambien me sorprendi! xD

    Capitulo 2:

    Ambas niñas seguían mirando fijamente a su joven y hermosa madre, en un futuro les gustaría a llegar a ser como ella. La mujer seguía con su tarea, podía sentir las miradas de sus pequeñas clavadas en su espalda pero no le importo, simplemente sonrió levemente; al sentir en sus miradas una pizca de orgullo y de admiración en sus infantiles orbes. Aquellas muestras de admiración y cariño de sus hijas hacia ella era una de las cosas que la hacía seguir adelante, ir hacia el mañana sin vacilar, la hacía sentir fuerte, y llena de energía y vitalidad. Si no fuera por sus pequeñas no se sentiría ni la mitad de feliz de lo que estaba ahora. Sonrió, nuevamente, alegre al pensar en su pequeña familia.

    -Mamá ¿Falta mucho?- pregunto la de orbes ámbares, hambrienta. O su madre se daba prisa con su desayuno o se comería la mesa.

    -¡Eso, eso! ¿Falta mucho?- pregunto la menor mirando suplicante a su madre ¡Quería comer! ¡Ya!

    -Ya casi va a estar, pequeñas glotonas- respondió la bella joven mientras una risilla alegre se escapaba de sus labios. La mujer de orbes achocolatados acabo de cocinar el desayuno y lo empezó a servir con cierta parsimonia, por el simple hecho de molestar un ratito a la mayor de sus hijas. La verdad se ha dicho le encantaba molestarla, ver como sus mejillas infladas y un leve sonrojo en ellas ¡Era de lo más divertidos! A causa de ese pensamiento una risita traviesa escapo de sus labios.

    La pequeña Akane miro a su madre ceñuda, lo estaba haciendo a propósito, solo quería molestarla ¡A veces parecía su hermana mayor en vez de su madre! Pero eso era una de las cosas que la hacía tan especial, tan divertida y tan… tan simplemente ella.

    Mientras su hermana mayor seguía mirando ceñuda a su mamá, la pequeña Akemi simplemente suspiro resignada y les dedico una mirada cansada a ambas, a veces parecía que la única con algo de madurez en aquella casa era ella ¡Y eso que era la más pequeña! Pero aun con aquel pensamiento sonrió, si no sus días no serian tan divertidos.

    La mujer finalmente sirvió la comida en la mesa, y las tres empezaron a comer, sin hablar, las dos menores por el apetito y la mujer, porque si abría la boca, carcajadas saldrían de su boca sin control alguno, prefería reírse mas tarde. Cuando sus pequeñas de cabellos oscuros calmaran sus voraz apetito.

    -------------------------------------------------------------------------------------------------------------

    Acabo su manzana, tiro los restos a la basura –Tendría que bajarla más tarde– se dijo mentalmente. Se encamino lentamente, por los pasillos y abrió la puerta. La cerro lo más suave que pudo, no quería que ella mujer que todavía dormía en su cama, bajo las escaleras de dos en dos, aun tenía algo de prisa, no quería que su jefa le echara la bronca en su primer día.
    Cuando por fin llego al estacionamiento, se acerco a su vehículo; un Ferrari f430 spider de color gris metalizado. Una verdadera joya de la mecánica, el niño de sus ojos, pensó divertido. Subió, encendió el motor y escucho el suave maullido de su “bebe”. Abrió la puerta del estacionamiento, piso el acelerador y en menos de lo que canta un gallo ya se encontraba encaminado a su nuevo trabajo. Bajo la velocidad, abrió la ventanilla y sintió como el aire hacia que su melena azabache se moviera con este. Le encantaba sentir la adrenalina en su cuerpo cuando la velocidad de su automóvil y el viento rozando en su cara. Era algo agradable y de cierta forma lo relajaba.

    No en vano, cuando sentía que los problemas le abrumaban solía coger su pequeño y perderse. Solía pasar horas y horas conduciendo sin rumbo, simplemente conduciendo, pensando en nada y ver como sus problemas simplemente desaparecían.

    Si, definitivamente ama a su auto, la velocidad, que provocaba que la adrenalina corriera por sus venas, y el viento en su cara era una sensación que no se podía explicar con palabras, algo único. Simplemente maravilloso.

    --------------------------------------------------------------------------------------------------------------

    Las tres habían acabado de comer. La mujer recogió los platos de la mesa y empezó a lavarlos, mientras tanto sus hijas se encaminaron a la salida.

    -Mama ¿Dónde están las llaves del auto?- pregunto la menor de las hermanas a su madre antes de salir por la puerta principal.

    -¡Se encuentran en la mesita que hay en la entrada!- respondió la mujer asomando su cabeza por la puerta de la cocina y haciendo un gesto con esta al sitio ya mencionado.

    -¡Ok, ma!- exclamo la mayor para mirar al sitio donde su madre había dicho que se encontraban las llaves y tal y como había dicho hay estaban.

    Ambas niñas salieron de su hogar dando un portazo que resonó por toda la casa– Su madre suspiro–. Las dos caminaron un trozo de acera y se encontraron frente a frente con un imponente vehículo nada más y nada menos que un Land Rover Freelander Sport, color negro azabache, una verdadera máquina. La mayor de las hermanas pulso uno de los botones de las llaves y del automóvil salió un pitido, dándoles a ambas niñas luz verde para entrar.

    Mientras sus hijas entraban al auto, la mujer acababa de lavar los trastes y acomodarlos. Al salir de la cocina se encontró de bruces con una vieja foto; en ella se podía ver a un grupo variado de jóvenes, ninguno parecía tener más de dieciocho. Y sin querer su mirada se desvió hasta un joven de cabello largo y negro, y orbes ámbar, como la mayor de sus hijas, y su mente la llevo hasta el último momento en el que vio al dueño de aquellos ojos.

    *~*Flash Back*~*

    Se encontraba feliz y nerviosa. Toda una mezcla de complejas emociones se arremolinaban en su interior. Se sentía un tanto confusa y desorientada pero nada se comparaba a la alegría que había en su interior todo gracias a dos simples palabras pero ¡Menudas palabras! Toda aquella felicidad hacia que la duda que albergara se apaciguara pero no lo suficiente y es que ¿Cómo se lo tomaría? ¿Se alegraría como ella o por el contrario se molestaría? La chica se sorprendió a si misma preguntándose eso ¿Qué importaba si no le gustaba? ¡Que se fuera… de paseo! Aunque conociéndolo seguro que se alegraría. La mujer acaricio su vientre y una expresión traviesa adorno su juvenil rostro, se le había ocurrido una idea de lo más divertida: iría a su departamento y le daría un buen susto.

    La joven y bella muchacha se encamino al departamento de su pareja, sin prisa alguna. Ya se imaginaba la cara que pondría aquel joven de ojos oro al saber que iban a ser padres ¡Menuda sorpresa que se llevaría! Y también se llevaría un sustito cortesía de la casa ¡Vaya y que lo haría! Y con este pensamiento otra sonrisa pilla se dibujo en su rostro, definitivamente no había cosa mejor que hacerlo enfadar un ratito, verdaderamente se había vuelto una afición para ella. Sin tan siquiera darse cuenta ya se encontraba frente a frente al portal donde se encontraba la vivienda del padre de sus hijos.

    Busco las llaves en un bolsillo de su pantalón, cuando por fin las encontró, después de “pelearse” con su pantalón, introdujo el pequeño trozo de metal en la cerradura, le dio un par de vueltas y esta cedió. La de melena azabache subió las escaleras, despacio. Cuando por fin llego a la puerta, repitió el proceso.

    Cuando la puerta cedió, la joven palideció fuertemente. Se dirigió, como si de un autómata se tratase, a la habitación de su amado y lo que vio no solo le revolvió las entrañas si no también el alma.

    Su, ahora, ex-novio se encontraba en la cama con otra mujer. Pero no era una mujer cualquiera, no, se trataba nada más y nada menos de Kikyo, la mujer con la cual solían decirle que compartía un gran parecido pero verdaderamente no compartían ninguno.

    No, no podía ser cierto, se negó a creer la joven pero una parte de ella, resurgió de sus cenizas. Su lado más oscuro, el cual había guardado parcialmente hacia cierto tiempo pero ahora volvía a flote en todo su esplendor. Cerró la puerta de la habitación sin hacer demasiado ruido y se encamino a la salida. Bajo las escaleras pegando un salto apoyándose en las barandillas y salió corriendo por la puerta principal. Al salir completamente de allí, la joven vomito, aquella escena había revuelto hasta lo más profundo de su ser. Cuando por fin se tranquilizo, la muchacha pudo sentir como una solitaria y traicionera lagrima se escapaba de sus ojos. La chica la limpio con uno de sus dedos y la miro fijamente.

    -Mírala bien, Inuyasha, porque es la única y ultima lagrima que voy derramar por ti- murmuro la de ojos achocolatados antes de empezar a caminar y perderse entre las calles. Pensando en que les podía deparar el futuro a ella y al pequeño ser que crecía en su vientre.

    *~*End Flash Back*~*

    -Y he cumplido mi palabra, Inuyasha- susurro la madre de aquellas dos niñas. Comenzó a caminar en la misma dirección, en la que minutos atrás, habían ido sus hijas. No tenía tiempo para recordar, había muchas cosas que hacer…

    Bueno espero que les haya gustado! hasta la proxima!!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  6.  
    LadyWitheRose

    LadyWitheRose Usuario común

    Acuario
    Miembro desde:
    18 Enero 2009
    Mensajes:
    412
    Pluma de
    Escritora
    Hola :)
    ya me pase por aqui a leer la continuacion
    me parecio algo corta pero bueno almenos ya se sabe el por que de la separacion
    al parecer creo que Koga no lo es por que el no es tan mujeriego... seria miroku pero no creo O.O... no creo que Sesshomaru tenga el cabello negro pero seria sexy verlo asi... Naraku..mmm.. el es muy villano jajaja xD
    Esperemos que pasa y que mas personajes aparecen pero insisto
    que sea un Sess/ Kag xD
    ok no lo que la autora diga es lo que se hace ;)
     
  7.  
    ahomexInu

    ahomexInu Entusiasta

    Piscis
    Miembro desde:
    13 Octubre 2009
    Mensajes:
    152
    Pluma de
    Escritora
    Hola... me gusto mucho este capitulo porque ya aclaro que habia pasado entre Kag e Inu pero por lo que entendi el no sabe nada desus hijas y sospecho que todo fue una trampa de Kikyo la verda prefiero un InuxKag ya que son la pareja perfecta y mi intuicion me dice que el nuevo empleado es Inu y la jefa es Kag ( te matare si no son ellos) perdon mi lado maligno desperto jejeje bueno espero que actualises pronto estare pendiente besos cuidate....
     
  8.  
    xSunako

    xSunako Iniciado

    Virgo
    Miembro desde:
    6 Enero 2010
    Mensajes:
    11
    Hola! bueno no estoy acostumbrada a tener a inu de mala persona pero te juro que me encanto tu fic, al principio me confundi con quien era la pareja pero creo que ya me ubique con el final del capitulo 2 º-º espero leer pronto la continuación ^^, sigue adelante.
     
  9.  
    Aglicht

    Aglicht Usuario común

    Leo
    Miembro desde:
    10 Octubre 2008
    Mensajes:
    444
    Pluma de
    Escritora
    Me encanta tu fic, no es tan largo y es ehm alegre ^^ una cosita nomás fíjate bien en las tildes -o- son una lata pero te ayudan a diferenciar las acciones en sus tiempos ej. llegó, no tienes tantas fallas, sólo son pokitas ^^ aún con todo eso, me encanta el carácter q le has puestoi a Aome, y claro ehm si es Inuyasha el chico me gustó lo de salir a pasear en su auto sin rumbo fijo, aunque mew kiero a sesshomaru *w* pero bueno sólo tú lo sabes ^^

    Y por último empezar a usar este guión en los diálogos "—" no le veo la diferencia entre el corto y ese pero según dicen se lee mejor y lo usa ya la mayoría y yo apenas jaja tmbn en fin un gusto leerte bye :)
     
  10.  
    Puru

    Puru Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    3 Diciembre 2009
    Mensajes:
    150
    Pluma de
    Escritora
    Yo quiero saber porque dejo Inuyasha a KagomexD
    mi duda es.. Será un Kag./Sess.? de ser asi me agrada, ya que no vas a prisa y no se han conocido, trata que tampoco se conoscan en espacios demaciado alejados o se volvera tedioso leer tu FF.
    Lei los 2 capitulos hace algunos dias, me gusta como va quedando, tiene un toque de comedia que me hizo sonreir, trata de hacer un poquito mas largos los capitulos, te ayudaria bastante n_n
    espero leerte pronto n_n
     

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso