1. This site uses cookies. By continuing to use this site, you are agreeing to our use of cookies. Learn More.


  2. Descartar aviso


  3. Descartar aviso
  4. ¡Importante!


    Recuerda que categorizar bien tu historia es muy importante. Para esto, debes utilizar alguno de los prefijos disponibles junto al título de tu historia antes de ser publicada.

    Estos prefijos indican la extensión aproximada del relato y así obtendrá lectores más específicos.

    La indicación sobre cómo utilizarla es la siguiente:

    • Nanorrelato para historias de 20 palabras o menos.
    • Microrrelato para historias de entre 21 a 100 palabras.
    • Drabble para historias de entre 101 a 500 palabras.
    • One-shot para historias de un solo capítulo, mayores a 500 palabras
    • Two-shot para historias de dos capítulos.
    • Long-fic para historias de más de dos capítulos

    Gracias por su contribución para mantener ordenado este sitio.

    Descartar aviso
Descartar aviso
¡Hey, Invitado ya te vimos! Regístrate y comenta a tu autor favorito, muéstranos tus historias, participa en juegos, concursos y mucho más :)

Fanfic - La nueva vida de Rin y Kagome

Tema en '–Abandonados' iniciado por zeta, 20 Febrero 2012.

Cargando...
?

¿crees qué deveria seguir?

  1. No, mejor dedicate a otra cosa.

    0 voto(s)
    0.0%
  2. Si, la idea esta buena.

    22.4%
  3. SI, seguila por favor, la idea esta muy buena.

    83.7%
Se permite votar por más de una opción.
  1.  
    zeta

    zeta Entusiasta

    Cáncer
    Miembro desde:
    28 Diciembre 2011
    Mensajes:
    68
    Puntos en trofeos:
    143
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Fanfic - La nueva vida de Rin y Kagome
    Clasificación:
    Para todas las edades
    Género:
    Romance/Amor
    Total de capítulos:
    15
     
    Palabras:
    2345
    Hola.. este es mi segundo fic de el anime Inuyasha.
    Advertencia: Talvez aya OoC.
    Acá lo dejo.. Espero que les guste:
    Cap. 1:
    Nueva casa:

    En algún lugar de Tokio dos gemelas llamadas Rin y Kagome Higurashi estaban ansiosas por conocer a su nueva familia, los Taisho. Ambas tenían 6 años, eran de estatura media, con pelo color negro hasta la mitad de la espalda Kagome con algunas ondulaciones y Rin lacio peinado con un mechón al costado en una coleta, y contaban con personalidades muy alegres, despreocupadas y optimistas, hace 4 años cuando ellas tenían 2 sus padres murieron en un terrible accidente automovilístico y ahora eran huérfanas y estaban por ser adoptadas por un hombre llamado Inu Taisho, su mujer Izayoi y sus dos hijos, Sesshomaru e Inuyasha Taisho, el primero tenía 10 años con una personalidad fría e indiferente y el segundo 7 años y al contrario que el mayor el tenía un carácter enojón, desordenado y complicado de tratar.

    Eran las 12 del medio día y su nueva familia iba a pasar por ellas en 1 hora por el orfanato. Estaban preparando sus pocas pertenencias en una bolsa blanca con flores rosadas, mientras ellas guardaban sus cosas los Inu e Izayoi estaban llendo hacia allí para terminar de firmar papeles y demás.

    1 HORA MÁS TARDE:

    -Chicas ellos serán sus nuevos padres- Dijo una señora llamada Nazumi de no más de 30 años de edad quien era la encargada de cuidarlas y llevarle los alimentos a Rin y Kagome.

    -Si gracias- Respondieron ambas con educación y una reverencia y luego voltearon a ver al hombre y la mujer que estaban en la entrada de su habitación -Buenos días- Dijeron al unisono nuevamente con una reverencia mostrando su educación.

    -Hola soy Izayoi y el es Inu mucho gusto niñas- Dijo emocionada la mujer de unos 30 años de pelo negro y largo hasta la cintura, bastante alta pero más baja que el hombre tenía un tono de voz dulce y pacifico.

    -Mucho gusto Señora Izayoi, Señor Inu_ Dijeron las gemelas al unisono con una nueva reverencia lo cual empezaba a molestar un poco a Inu -Yo soy Rin- dijo una de las niñas con una sonrisa -Y yo Kagome- dijo la otra con un tono emocionado.

    -Por favor no sean tan formales, pueden llamarnos mamá y papá si así lo desean- Dijo Inu con voz cansada pero con una sonrisa para no incomodarlas.

    -Bien, ¿A qué hora nos vamos papá? - Preguntó la pequeña Kagome con una sonrisa y los ojos brillando de emoción.

    -Ahora- Respondió Inu con una sonrisa al ver que había cambiado su forma de llamarle y extendiéndole la mano para guiarla a su auto -Vamos- Acabó por decir mientras Izayoi le extendía la mano a Rin.

    Ambas asintieron y tomaron las manos de sus nuevos padres con una gran sonrisa en su rostro, los cuatro salieron del orfanato y se fueron en el auto de Inu hasta su nueva casa mientras Izayoi les hacia conversación preguntándoles todo tipo de cosa como su color favorito o la comida que les gustaba mientras ellas respondían a todo con una sonrisa.

    Cuando llegaron a la casa se encontraron con una mansión enorme, cuando entraron se podía observar la sala de estar con un sillón bastante grande y una mesita ratona de vidrio color negro y en frente un televisor grande en un mueble ocupado por unos cuantos Cds de distintos tipos de música y un reproductor DVD negro un poco más arriba que la tele. Entraron un poco más y vieron en comedor con una mesa grande y 8 sillas alrededor y un poco más allá se podía observar la cocina y un pasillo con dos puertas, una de cada lado, y una escalera que suponían llevaba al segundo piso. Las gemelas miraban la gran casa con admiración hasta que su nueva madre las saco de sus pensamientos.

    -Este será su nuevo hogar, venga, vallan a explorar si les apetece- Dijo Izayoi con voz suave.

    Ambas asintieron y empezaron a caminar de manera bastante rápida pero con cuidado de no caer al suelo ya que se veía bastante resbaloso, pasaron por el comedor, luego la cocina, después entraron en el pasillo que tenia 2 puertas y una estaba entre abierta y decidieron entrar a ver, se encontraron con el baño entonces salieron y miraron la otra puerta pero esta estaba cerrada, se miraron una a la otra intercambiando palabras con la mirada y siguieron su recorrido subiendo las escalera cuidadosamente y llegaron al segundo piso el cual era un pasillo con 6 puertas, 3 de cada lado, habían 2 que estaban entre abiertas del lado izquierdo y fueron a explorarlas en la primera se encontraba otro baño y en la segunda se encontraba una sala completamente vacía con paredes blancas, salieron y miraron el resto de las puertas intrigadas pero decidieron seguir el recorrido ya que había otra escalera al final del pasillo la subieron y había otra sala de estar con 3 sillones 1 de dos cuerpos y 2 de uno solo con una mesita ratona igual a la del primer piso solo que esta era transparente en vez de negra y al costado de la sala había 1 puerta que estaba abierta entonces entraron y vieron que había una mesa enorme y alta con muchas sillas altas alrededor, habían varios muebles llenos de libros y un escritorio de espaldas al ventanal.

    -Que extraño, ¿Qué será?- Dijo Kagome extrañada por la habitación que habían descubierto.

    -No lo sé, parece algo así como una biblioteca ¿no?- Respondió Rin con el mismo tono que su gemela.

    -Si, es una biblioteca- escucharon la voz de su padre a sus espaldas y se exaltaron un poco -Vengan les enseñare su nueva habitación- Dijo Inu con tono calmado.

    Ambas asintieron y le siguieron, bajaron las escaleras para llegar al segundo piso y se situaron en la puerta del medio que estaba enfrente de las 2 puertas abiertas, entraron y se encontraron con una habitación de paredes color lila suave y dos camas con una separación de apenas medio metro ambas con acolchados color violeta y a un costado había un escritorio color blanco con un espejo enfrente y dos cajones por debajo con algunas decoraciones violetas y dos sillas blancas en frente, enfrente de ambas camas se encontraba un enorme armario color blanco con detalles lilas y el piso estaba adornado por una alfombra peluda y suave color violeta.

    -Wow, es hermosa- dijeron ambas con los ojitos brillantes por la emoción -¿Esta será nuestra habitación? - Preguntaron al unisono mirando a su padre con ilusión.

    -Si, acomoden sus cosas y luego bajen a la sala… oh y si quieren en el armario ahí ropa para ambas pueden cambiarse si así lo desean- Respondió Inu llendose de la habitación.

    Ambas sonrieron y acomodaron sus cosas para luego explorar el armario.

    -¡Wow, hay mucha ropa!- Exclamó Kagome con fascinada.

    -Si, ¿Qué nos pondremos?- Preguntó Rin con una gran sonrisa.

    -Mmmm, pongámonos dos cosas iguales y nos peinemos igual así no sabrán quien es quien- Respondió Kagome con una sonrisita traviesa.

    -Bien entonces que sean estos- Dijo Rin con la misma sonrisa señalando dos pantalones fucsias que hacían juego con dos remeras rosa suave.

    -SI- Afirmó la otra niña con una sonrisa agarrando ambos ropajes.

    Se empezaron a cambiar y cuando estuvieron listas bajaron a la sala como se los habían pedido. Cuando llegaron a la sala estaban sentados en el sillón sus padres y dos chicos más uno tendría 1 año más que ellas y el otro mayor que ellas por 4 o 5 años, pero no les dieron importancia y los imitaron sentándose ambas a un lado del sillón cerca de su madre.

    -Llegamos- Dijeron ambas al unisono atrayendo la atención de todos.

    -Oh chicas, miren ellos serán sus nuevos hermanos- Dijo Izayoi con voz dulce señalando a sus dos hijos.

    -Hola mucho gusto- Dijeron ambas al unisono haciendo su acostumbrada reverencia -Soy Kagome- Dijo una con un tono de voz tranquilo -Y yo Rin- Dijo la otra con una sonrisa.

    -Pero si son exactamente iguales- Dijo el menor de los 2 chicos con fastidio -Soy Inuyasha- Acabo por presentarse con igual fastidio.

    -- El mayor permanecía callado observándolas con mirada fría pero atenta -Te equivocas- Dijo con frialdad y todos se giraron a mirarlo esperando a que siguiera, pero él no siguió.

    -¿Qué?- Preguntó Inuyasha con tono molesto -A ver genio ¿A qué te refieres?- Dijo con cierto sarcasmo al llamarle genio.

    -La que hablo primera (Kagome) tiene ojos chocolates, y la que hablo segunda (Rin) tiene ojos mas oscuros casi negros, además de que la primera tiene el pelo ondulado y la segunda lacio- Explicó el mayor con frialdad sin mencionar sus nombres y todos le miraron sorprendidos menos las dos niñas y Rin se le acerco.

    -Que observador- le dijo en tono dulce con una sonrisa apoyando una mano en su rodilla para que este le mirara, lo cual consiguió -Yo soy Rin- Volvió a presentarse esperando que para la siguiente vez le llamara por su nombre-¿Y tú? - Acabo preguntando con curiosidad ya que no se había presentado.

    -Sesshomaru- Respondió el chico mirándola fríamente mientras los dos mayores e Inuyasha miraban asombrados al ver que le respondió, ya que no era muy común en el responder a las preguntas que le hacían personas que ni siquiera conoció.

    -Mucho gusto Sesshomaru- Se unió Kagome a la conversación también con tono dulce -Yo soy Kagome- Le repitió la presentación con la ilusión de que le llamara por su nombre.

    Cuando Kagome termino de hablar Sesshomaru se levanto y se fue hacia el pasillo y subió las escaleras dejando a sus familiares más calmados ante su reacción y a las dos niñas desilusionadas ya que esperaban tener más conversación.

    -Oigan chicas, no se preocupen si él no les habla mucho, es así siempre tienen suerte de que les haya hablado a la primera y no por obligación- Trato de animarlas Inuyasha con una sonrisa despreocupada -Ahora vamos a jugar- Dijo el muchacha tomando a las dos chicas de las manos y empezando a correr hacia una puerta que ellas no habían visto en su exploración.

    Cuando atravesaron la puerta se encontraron con un enorme un enorme patio trasero lleno de pasto y flores con algunos senderos por los cuales se podía caminar y una casita de madera a la que se dirigía Inuyasha.

    -Hermanito Inuyasha- lo llamaron ambas con voz temblorosa y el aludido se dio la vuelta mirándolas -¿Qué es ese lugar? - Preguntaron al unisono señalando la casa de madera que les parecía tenebrosa.

    -Es mi lugar para jugar, jaja no tengan miedo- Respondió entre carcajadas el chico en tono de burla.

    Ambas le siguieron en silencio y cuando entraron Inuyasha prendió la luz y se dispusieron a jugar, pasaron allí dentro 1 hora y media hasta que Izayoi los llamo para que entraran a almorzar. Entraron, se lavaron las manos y se sentaron en la mesa esperando a que les sirvieran la comida, luego de unos minutos apareció Sesshomaru y se sentó al lado de las gemelas, más específicamente al lado de Rin, sus padres se sentaron frente a ellos y les sirvieron la comida.

    -Que aproveche- Dijeron los seis al unisono para empezar a comer.

    -Chicas, como ya tienen seis años, tienen edad para ir al colegio, ¿Qué les parece si los anotamos en la misma primaria que Inuyasha y Sesshomaru?- Propuso Izayoi con voz calmada llamando la atención de las gemelas.

    -¡SI! - Dijeron ambas al unisono con emoción.

    Bueno acá termina el primer cap. Espero les alla gustado.
     
    • Me gusta Me gusta x 19
  2.  
    Kagamine Len

    Kagamine Len El chico sin interés

    Sagitario
    Miembro desde:
    12 Noviembre 2011
    Mensajes:
    396
    Puntos en trofeos:
    266
    Pluma de
    Escritor
    Primera en comentar.
    Me gusto mucho el Fic, pero tengo que decirte que sera mejor que escribas las palabras como uno, dos en lugar de poner los números, también tengo que decir, que onda con el cuarto de las niñas era casi todo violeta, estoy segura que si ellas se visten todas de violeta solo se les va a ver el cabello y eso por que es negro, pero sacando eso de lado te digo que no vi si tenias mas errores pero creo que no o al menos ninguno que afecta demasiado la lectura y cuando subes el siguiente capitulo. Sin mas que decir me despido.
     
    • Me gusta Me gusta x 3
  3.  
    Kumii Pamu

    Kumii Pamu Iniciado

    Escorpión
    Miembro desde:
    4 Octubre 2011
    Mensajes:
    46
    Puntos en trofeos:
    33
    Pluma de
    Escritora
    Hola, Zeta!! Gracias por avisar de este fic tan dulce!

    Me parece super tierna la idea de las gemelas huérfanas, y los padres adoptivos.
    Lo que más aprecio de tu historia, es que por lo general alguna que otra cosa se hace predecible, pero en este no, es totalmente desconcertante, y eso atrapa mucho la atención del lector...
    Tu forma de narrar es muy cómoda, tienes mucha descripción que de encuentra acompañada de manera equilibrada con el dialogo.
    No noté muchos errores ortográficos, es decir no son tan alevosos, excepto lo de los números, pero nada preocupante.

    Bueno, espero la continuación, y sigue así que bienes bien!!
    BeSoPoS de Kumii...
     
  4.  
    Freedom

    Freedom Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    25 Enero 2012
    Mensajes:
    54
    Puntos en trofeos:
    73
    Pluma de
    Escritora
    Me resulta interesante la idea de que Kagome y Rin sean gemelas !
    También me gustó la forma en que desarrollaste la historia, aunque noté un par de dedazos (a todos nos pasa) !
    • — Ahora vamos a jugar— Dijo el muchacho [..]
    • Izayoi les hacía conversación preguntándoles todo tipo de cosas [...]
    • Entraron un poco más y vieron un comedor [...]


    Sería mejor que escribas los números en palabras, se ve mejor.
    Al principio ofreces una descripción de la situación de las gemelas muy rica en contenido, pero haz formado una oración demasiado larga, y eso hace que se pierda la fluidez ; incluso que algunas ideas queden desarticuladas.



    El texto dice:

    " En algún lugar de Tokio dos gemelas llamadas Rin y Kagome Higurashi estaban ansiosas por conocer a su nueva familia, los Taisho. Ambas tenían 6 años, eran de estatura media, con pelo color negro hasta la mitad de la espalda Kagome con algunas ondulaciones y Rin lacio peinado con un mechón al costado en una coleta, y contaban con personalidades muy alegres, despreocupadas y optimistas, hace 4 años cuando [...]"



    Un ejemplo de cómo podría dividirse esa oración, podría ser este:

    En algún lugar de Tokio , dos gemelas llamadas Rin y Kagome Higurashi estaban ansiosas por conocer a su nueva familia : los Taisho. Ambas tenían seis años, eran de estatura media con pelo color negro hasta la mitad de la espalda ; Kagome con algunas ondulaciones, por otra parte, Rin lacio peinado con un mechón al costado en una coleta .Contaban con personalidades muy alegres, despreocupadas y optimistas. Hace cuatro años , cuando [...]

    Esto ocurre también en este párrafo: " Ambas asintieron y empezaron a caminar " ... "de espaldas al ventanal".
    Es una seguidilla de oraciones con mucha descripción—buena, por que cada ambiente tiene algo de características—, pero se mezcla con las acciones y la secuencia se vuelve confusa.

    Intenta con diferentes conectores, ya sea una frase o algún signo de puntuación.

    Las tildes también son importantes. Palabras como unísono, pacífico y quién las llevan.


    Yéndose (del verbo ir) se escribe con Y. Al ser una palabra esdrújula lleva tilde en la primera sílaba.


    De todos modos, son errores que con el tiempo se pulen. ¡A todos nos ocurre!
    Tienes mucho contenido para aprovechar, y las descripciones las entregas de una manera correcta, sólo que debes organizarlas en oraciones más cortas.

    Hay una sección en el foro que quizá pueda servirte de apoyo, se llama . Esta repleta de contenido útil a la hora de escribir.

    Espero la continuación, me gusta la trama y me resulta diferente.
    Ya quiero ver qué ocurre con Sesshoumaru, y cómo lo desenvuelves con las niñas !

    Un beso enormus enormus cariño, nos leemos luego <3
    Gracias por la invitación :3
     
  5.  
    zeta

    zeta Entusiasta

    Cáncer
    Miembro desde:
    28 Diciembre 2011
    Mensajes:
    68
    Puntos en trofeos:
    143
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Fanfic - La nueva vida de Rin y Kagome
    Clasificación:
    Para todas las edades
    Género:
    Romance/Amor
    Total de capítulos:
    15
     
    Palabras:
    1919
    Cap. 2:
    La nueva escuela:
    POV KAGOME:
    -Chicas, como ya tienen seis años, también tienen edad para ir al colegio, ¿Qué les parece si las anotamos en la misma primaria que están Inuyasha y Sesshomaru?- Nos propuso Mamá con su voz calmada llamando nuestra atención.

    -¡SI! - Dijimos Rin y yo al unísono con emoción.

    -Muy bien, como hoy es domingo mañana iré a anotarlas- Nos dijo mamá emocionada.

    Terminamos de almorzar en silencio y nosotras nos dispusimos a llevar nuestros platos vacios a la cocina.

    -¿Qué ocurre?- Preguntamos nosotras al unísono al ver que todos nos miraban con cara extraña.

    -Lo siento, es que nadie acostumbra a levantar sus platos- Respondió mamá con tono dulce.

    -Oh, eso, nos lo enseñaron en el orfanato- Dijo Rin con una sonrisita tierna.

    -Oh, ya veo- Dio por terminado el tema papá.

    -Con su permiso nos retiramos- Avisamos Rin y yo antes de irnos a nuestra habitación.

    POV NORMAL:
    -Son muy raras- Dijo Inuyasha en tono divertido.

    -Calla, tu deberías aprender de ellas- Lo reto su padre en tono serio.

    -Me retiro- Aviso Sesshomaru en tono frio levantándose de la mesa y llendose.

    -Yo igual- Dijo Inuyasha imitando a su hermano.

    -Valla, esas niñas me sorprenden cada vez más con su educación- Dijo Izayoi en tono bajo para que lo escuchara solamente su esposo.

    -Si- Afirmo Inu retirándose.

    POV RIN:

    Kagome y yo estábamos jugando en nuestra habitación con muñecas que nos habían regalado una vez en el orfanato, cuando el ruido de la puerta llamo nuestra atención.

    -Voy a entrar- Se escucho la voz del hermanito Inuyasha desde la puerta.

    -Si, pasa- Dijimos las dos con emoción.

    -¿Puedo jugar?- Nos pregunto Inuyasha con la mirada baja, me pareció que estaba avergonzado o algo así pero no le dije nada.

    -SI-Respondió Kagome con una sonrisa muy emocionada.

    El hermanito Inuyasha se quedo con nosotras jugando un rato hasta que mamá vino y se lo llevo para que se bañase. Entonces Kagome y yo nos quedamos solas otra vez.

    -Oye, Kagome, ¿Qué te parece si invitamos al hermanito Sesshomaru a jugar con nosotras?- Le pregunte a mi gemela, emocionada por mi gran idea.

    -Vale, pero, yo te acompaño, tu le preguntas- Me respondió con una sonrisa.

    -Vale- Respondí emocionada levantándome de mi lugar.

    Ambas salimos de la habitación y nos situamos frente a la puerta que vimos a nuestro hermanito entrar. Toque la puerta 3 veces suavemente.

    POV SESSHOMARU:

    Estaba en mi habitación haciendo mi tarea, cuando de repente escuche 3 golpes suaves detrás de la puerta, supuse que era Inuyasha asique fui a abrir la puerta para que no estuviera molestando toda la tarde, pero cuando abrí me encontré con las gemelas esas que habían adoptado mis padres.

    -Hola Hermanito Sesshomaru, me preguntaba si quisieras jugar con nosotras- Me dijo la de pelo lacio, creo que se llamaba Rin ¿verdad?

    -No- Le respondí algo molesto porque me hayan interrumpido por esa tontería.

    -Oh, bueno, siento haberte molestado hermanito- Dijo algo ¿Apenada? Si supongo que apenada, y con la cabeza agachada dándose la vuelta para irse.

    -¡Eres malo!- Me grito la otra niña que no recuerdo el nombre sacándome la lengua, a lo que no le di importancia cerrando la puerta y volviendo a lo mío.

    AL DIA SIGUIENTE:
    POV IZAYOI:

    -Kagome, Rin despierten… Debemos ir a anotarlas en el colegio- Llamaba a las niñas para que se levanten mientras Inu llamaba a los chicos.

    -Ya estamos despiertas- Me respondieron ambas sentándose en la cama de golpe por lo que me exalte un poco.

    -Bien, vístanse y bajen a desayunar- Les dije ya un poco más calmada con una sonrisa.

    -Si- Dijeron ambas poniéndose de pie.

    Yo me fui de la habitación y baje al comedor. Mis dos hijos ya estaban levantados y desayunando junto con mí esposo. Luego de unos minutos cuando yo ya estaba sentada, bajaron las niñas con una sonrisa.

    -Buenos días- Saludaron al unísono con su imperturbable sonrisa.

    -Buenos días niñas- Dijimos mi esposo y yo dirigiéndoles una sonrisa.

    Ambas se sentaron en la mesa y se pusieron a desayunar. Cuando terminamos de desayunar salimos todos en mi auto, menos Inu, dirigiéndonos a la escuela.

    Cuando llegamos los chicos se separaron de nosotras para ir a sus respectivos salones y yo con las niñas fuimos a ver al director para anotarlas.

    POV NORMAL:
    YA EN LA SALA DEL DIRECTOR:

    Tocaron la puerta de la sala y el director les dejo pasar. Hablaron un rato para explicarles porque las anotaba a esas alturas del año, a lo cual el director solo asentía. Después de tanta insistencia de parte de Izayoi el director terminó cediendo a su petición diciéndoles que podían empezar mañana mismo, Izayoi ya satisfecha se retiro con ambas niñas para ir a comprarles sus nuevos uniformes.

    Cuando llegaron a la casa después de haber comprado sus uniformes ambas gemelas estaban muy felices y emocionadas por que fuera el día siguiente, la tarde se les hiso muy lenta. Estuvieron jugando casi todo el día pensando que así el tiempo pasaría más rápido, pero se les pasaba muy lento. Antes de bajar a cenar, se bañaron y se pusieron sus pijamas. Cuando terminaron de cenar se fueron directo a acostar, ya que estaban muy cansadas por haber estado jugando toda la tarde.

    A LA MAÑANA SIGUIENTE:
    POV RIN:

    Estaba durmiendo, soñando con cosas muy bonitas cuando empecé a escuchar un sonido raro, como si fuera un pip-pip-pip-pip, no sabía que era hasta que recordé que hoy era nuestro primer día de clases y me exalte.

    -¡AHHHH! ¡Kagome tenemos que levantarnos!- Le gritaba a Kagome para que se despertara quien empezó a abrir los ojos.

    -¿Qué pasa Rin?- Me pregunto todavía medio dormida.

    -¡Hoy es nuestro primer día de clase!- Le grite mientras corría hacia el armario a buscar nuestros uniformes.

    -¡Es cierto!- Me gritó ella mientras yo le dejaba su uniforme sobre la cama.

    Cuando terminamos de vestirnos fuimos al baño a lavarnos los dientes y luego bajamos al comedor donde ya estaban todos sentados y desayunando.

    -Buenos días- Dijimos al unísono con una sonrisa.

    -Buenos días chicas- Nos dijo mamá devolviéndonos la sonrisa.

    Cuando terminamos de desayunar salimos el hermanito Sesshomaru, el hermanito Inuyasha, Kagome y yo hacia la escuela, porque mamá debía ir a trabajar temprano al igual que papá. Ambos son médicos expertos y trabajan en el mejor hospital de Tokio, mamá es enfermera, mientras que papá es dentista.

    Cuando llegamos a la escuela el hermanito Sesshomaru se separo de nosotros, Inuyasha nos dijo que fuéramos a donde estaba la pizarra, que tenía todas las distintas clases y decía los nombres de los estudiantes de cada una, que se encontraba en el patio. Kagome y yo nos dirigimos al lugar que nos dijo el hermanito Inuyasha, encontramos la pizarra y nos fijamos donde decía nuestros nombres. Cuando lo encontramos nos fijamos que decía que estábamos en 1°C, entonces nos recorrimos todo el lugar buscando un salón que dijera lo 1°C, el cual encontramos después de un rato. Nos situamos frente a la puerta y Kagome llamo a la puerta mientras yo me escondía detrás de ella por la vergüenza.

    -¿Sí?- Pregunto una señora, la cual supongo que era la maestra, cuando abrió la puerta.

    -Disculpe, ¿Es esta nuestra clase?- Le respondió Kagome con un poco de vergüenza.

    -Oh, ¿Ustedes son Kagome y Rin Taisho?- Nos volvió a preguntar a lo cual asentimos y nos hiso entrar.

    -Chicos, desde hoy tendrán dos nuevas compañeritas, Chicas preséntense- Terminó de decir la señora con una sonrisa.

    -Hola- Dijimos Kagome y yo al unísono -Soy Kagome- Dijo mi gemela con una sonrisa, -Yo soy Rin- Me presente aun escondida detrás de mi hermana.

    -Hola- Nos dijeron todos los del salón con una sonrisa.

    -Chicas pueden ir a sentarse detrás de Sango y Ayame- Nos dijo la maestra señalándolos un lugar.

    Nosotras asentimos y fuimos al lugar indicado.

    POV NORMAL:

    Las primeras clases pasaron lentas, al fin llegó el horario del almuerzo y todos salían para ir a comer en algún lugar de la escuela. Rin y Kagome no sabían dónde ir, así que empezaron a caminar con sus almuerzos por toda la escuela buscando un lugar donde comer. Kagome tenía muchas ganas ir al baño y Rin se la quedo esperando fuera.
    “Kagome tarda demasiado” Pensó Rin impaciente porque salga su hermana.

    -Oye, niña eres muy bonita- Se escucho la voz de una chica detrás de ella. -Seria una lástima tener que deformarte la cara, jaja- Siguió diciendo la chica con una sonrisa malvada.

    -¿Quién eres?- Preguntó Rin dándose la vuelta con un poco de miedo.

    -Soy Kagura- Respondió la chica tomando del mentón a Rin para que la mirara a los ojos -Y no permitiré que te acerques a Sesshomaru niña- Terminó de decir Kagura con el ceño fruncido, y levanto la mano para pegarle una cachetada…

    Hasta acá el 2° capitulo del fic.

    Espero les alla gustado...
    Hasta el prox. cap......
    Saludos..
     
    • Me gusta Me gusta x 14
  6.  
    Aomecita

    Aomecita Usuario popular

    Piscis
    Miembro desde:
    8 Agosto 2009
    Mensajes:
    734
    Puntos en trofeos:
    317
    Pluma de
    Escritora
    Hola amiga gracias por la invitación a leer esta creación tuya ya había leído antes el primer capítulo
    pero apenas tuve oportunidad para comentar wow nunca había considerado poner a Rin y Kagome
    como gemelas y huerfanitas me pareció de lo más dulce ya entraron a la escuela siiiiiiiii
    voy a ahorcar a Kagura ¬¬ ¡¿Comó trata a Rin de esa manera?! Solo por que es muy bonita
    Ahhhhhhh espero conti cuídate sayo...
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  7.  
    Kumii Pamu

    Kumii Pamu Iniciado

    Escorpión
    Miembro desde:
    4 Octubre 2011
    Mensajes:
    46
    Puntos en trofeos:
    33
    Pluma de
    Escritora
    Cielos, me dejaste con toda la rabia en la garganta!!!Esa Kagura!!! ui es de los personajes que mas me gustan, pero en tu fic deseo que a ella le quede la cara deformada!!!

    Como antes mencioné, esta historia es supper tierna, y me encanta...
    Me encantaría poder decir que tengo una idea de lo que puede llegar a suceder, pero estaría mintiendo, por ese motivo me tendrás presente cada ves que publiques un próximo capitulo...
    La relación Sessho-Rin, me parece rara, es claro que por parte de ella existe un interés especial, pero son muy pequeños y ... "hermanos" ¡¡En que termina esto!! Me pone re mal la intriga!!

    Bueno... eso es todo por hoy, nos leemos en una próxima emisión de "Comentarios de Kumii"
    JAJAJA... BeSoPoS:p
     
    • Me gusta Me gusta x 2
  8.  
    AkoNomura

    AkoNomura Guest

    Hola!

    Tu historia está muy linda, más bien tierna, tiene una dulzura constante en la historia, incluso dan ganas de leerla con una melodía de caja musical de fondo.

    Esta historia me recuerda un poco a las que escribe Sol Mj Taisho, tienes como el mismo tipo de estructura al escribir.

    Lo de los POV no lo encuentro necesario, se hace medio tedioso, se pueden describir los pensamientos de los personajes sin recurrir a eso, yo he hecho verdaderos discursos mentales sin recurrir al POV, no es buena idea la invención de esa cosa (¿Sabes lo que realmente es un POV? es un recurso audiovisual cuando pareciera que vemos lo que sucede desde los ojos de uno de los personajes, es un recurso audiovisual, no literario)

    Encontré precipitado que Kagura agrediera a Rin, más que nada por que aún no se demuestra un interés especial ni nada, no creo que alguien vea como posible rival a la supuesta nueva hermana de quien quiera conquistar, si se demostrara un interés sospechoso por parte de Sesshoumaru a Rin yo creo que sería, en mi opinión debiste guardarte la cachetada para un poco más adelante, para cuando se viera una real interacción entre Sesshoumaru y Rin (Vamos, la echó y no quiso jugar con ella y no creo que Kagura tenga poderes mentales como para saber que recuerda el nombre de Rin y no el de Kagome)

    Espero ver algo de Kagome e Inuyasha también.

    Nos leemos!

    ETO TI!
     
    • Me gusta Me gusta x 2
  9.  
    zeta

    zeta Entusiasta

    Cáncer
    Miembro desde:
    28 Diciembre 2011
    Mensajes:
    68
    Puntos en trofeos:
    143
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Fanfic - La nueva vida de Rin y Kagome
    Clasificación:
    Para todas las edades
    Género:
    Romance/Amor
    Total de capítulos:
    15
     
    Palabras:
    1315
    Capitulo 3:
    Separación:
    -Soy Kagura- Respondió la chica tomando del mentón a Rin para que la mirara a los ojos -Y no permitiré que te acerques a Sesshomaru niña- Terminó de decir Kagura con el ceño fruncido, y levanto la mano para pegarle una cachetada…

    -Suéltala -Ordenó Sesshomaru por detrás de ellas con su expresión imperturbable.

    -Hermanito Sesshomaru -Dijo Rin colocándose detrás de él.

    -¿Qué? ¿Eres su hermana? Sesshomaru, ¿Por eso la mirabas en los recesos? ¿Por qué es tu hermana? -Interrogo una muy sorprendida Kagura.

    -¿Por qué más seria? -Preguntó Sesshomaru dándole la respuesta a Kagura.

    -Oh, bien entonces creo que no tengo de que preocuparme -Dijo Kagura dándose la vuelta para irse.

    En ese momento Kagome salió del baño y vio a Rin detrás de Sesshomaru.

    -Hermanita, ¿Te ocurrió algo? -Preguntó Kagome al ver que Rin estaba temblando del miedo.

    -Esa chica me quiso pegar -Respondió Rin señalando por donde se fue Kagura.

    Mientras Rin le contaba a su hermana lo ocurrido Sesshomaru ya se había ido. Ambas fueron a almorzar y luego volvieron a su clase, el resto de día pasó con normalidad y pronto se hiso la hora de la salida.

    -Ka-go-me -Escucharon que se acercaba una voz -Rin -Termino de decir la voz cuando ya estaba a la par de ellas, era Inuyasha.

    -Hermanito Inuyasha, hola -Saludo Rin mirándolo.

    -Inuyasha, ya nos vamos ¿verdad? -Pregunto Kagome también con su mirada fija en él.

    -Si, pero debemos esperar a Sesshomaru -Respondió Inuyasha empezando a caminar hacia la entrada siendo seguido por ellas.

    Una vez en la entrada se encontraron a Sesshomaru, se fueron hasta su casa caminando.
    Los días pasaban con normalidad: por la mañana iban al colegio, por la tarde jugaban y hacían sus deberes y por la noche cenabas y luego se iban a dormir. Así pasaron los meses, al día siguiente Kagome y Rin cumplían un año de haber sido adoptadas por la familia Taisho.

    Era la mañana y los cuatro (Sesshomaru, Inuyasha, Kagome y Rin) ya estaban en el colegio, cada uno en sus respectivos salones. El día estaba muy bonito y al salir del colegio tomaron el camino largo a casa, Kagome y Rin no sabían por qué, pero desde que se levantaron sus dos hermanitos habían estado raros, no les hablaban mucho y parecía como si no quisieran que llegaran a la casa.

    Cuando por fin habían llegado y abrieron la puerta, se encontraron con que en la sala estaban su mamá y su papá sentados en una punta del sillón y una mujer junto con un hombre en la otra punta. A ambas les pareció muy extraño, pero decidieron ir a saludar a sus padres.

    -Hola mamá, hola papá -Saludaron ambas acercándose a ellos con una gran sonrisa -¿Quiénes son ellos? -Preguntó Kagome intrigada.

    -Hola, chicas -Saludaron Inu e Izayoi al unísono y luego respondieron a la pregunta de Kagome -El es él señor Cero Higurashi y ella es la señora Minori Higurashi… Son sus tíos-Terminó de decir Izayoi con la voz un poco quebrada al final de la frase.

    -¿Nuestros tíos? -Preguntaron ambas inocentemente.

    -Si, Yo soy el hermano de su padre y ella es mi esposa, vinimos a llevarlas con nosotros -Respondió el tal Cero, el cual era de unos 30 años, de pelo color negro.

    -¿Llevarnos? -Preguntó Rin con tono triste mirando a Kagome quien estaba al borde de las lagrimas, pero no noto tristeza alguna en ella, más bien eran lagrimas de felicidad. ¿Acaso ella se quería ir? Se preguntaba Rin en su mente.

    -Si, ellos ayer llamaron y quieren que ustedes vayan a vivir con ellos -Respondió Inu sin mirar en un punto fijo.

    Luego de eso ambas se retiraron sin decir palabra alguna, lo tenían que pensar muy bien. Cuando llegaron a su habitación empezaron a hablar entre ellas y terminaron decidiendo que se irían a vivir con sus tíos. Cuando se lo comunicaron a sus padres, Izayoi empezó a llorar desconsoladamente e Inu las interrogo con la mirada para saber si estaban seguras, ambas asintieron firmemente y por otro lado Inuyasha estaba al borde de las lagrimas porque ya no tendría con quien jugar y Sesshomaru tenía una expresión neutra en el rostro con el cual se limitaba a mirar a ambas gemelas.

    Cuando llego el día de que se fueran Izayoi e Inuyasha volvieron a llorar mientras Inu los intentaba tranquilizar, Sesshomaru no había bajado de su cuarto en toda la mañana, por lo cual no se pudieron despedir de él. Cero y Minori las fueron a recoger en el auto de un amigo de él a las cuatro de la tarde, cuando subieron al auto se fueron directo al aeropuerto donde tomarían el avión hacia Kioto.

    Cuando llegaron a Kioto tomaron un taxi para ir a su nueva casa, cuando llegaron se encontraron con una casa de un piso estilo tradicional, al entrar vieron la sala comedor la cual contaba con una mesita baja y a un costado un mueble donde se supone que iría la tele, luego a la izquierda se encontraba la pequeña cocina y a su lado un pasillo con tres. Supusieron que una era el baño, otra la habitación de sus tíos y la otra la habitación de ellas ya que ellos no tenían hijos la casa les quedaba justa.
    Cero y Minori se dedicaron a bajar todas las cosas, como muebles bolsos con ropa y demás, empezaron a acomodar todo mientras Rin y Kagome miraban desanimadas su nueva habitación esta contaba con paredes blancas, en el suelo se encontraban dos “mantas” con una almohada y una sabana cada una, lo que no sabían era que esas “mantas” iban a ser sus camas por el resto de su vida en aquella casa.

    Pasaron los días y se terminaron por acostumbrar a la vida en Kioto. Se habían trasladado al colegio de allí donde estaban cursando segundo año de primaria, todos sus compañeros eran muy buenos con ellas y se hicieron muchos amigos/as. Estaban bastante felices pero ambas sentían que les quedaba un vacío dentro de sus corazones. Ese vacío que jamás podría ser llenado, era aquella parte de su corazón donde una vez había estado su familia adoptiva, ellas lo admitían, los extrañaban muchísimo pero no había marcha atrás, porque nadie las echo si no que ellas decidieron irse por su cuenta.

    Hasta acá el tercer capítulo de el fic, se que lo apuro demasiado pero no quiero aburrirlos escribiendo un montón de capítulos mientras pasan los días en la escuela de Tokio y todo eso, asique decidí ir directo a lo importante.
    Chau..
     
    • Me gusta Me gusta x 17
  10.  
    Miyu Taisho

    Miyu Taisho Entusiasta

    Acuario
    Miembro desde:
    7 Noviembre 2011
    Mensajes:
    148
    Puntos en trofeos:
    153
    Pluma de
    Escritora
    Nooooooooooooooooooooo, malvada para que los separas, pero pensándolo bien, ahora inu con Ahome y Sessho con Rin, grandes, mejor me callo ¿cierto?, bueno me ha gustado mucho, que se vuelvan a ver pronto, eso deseo o si no te mato, estas advertida, no te tengo miedo, quiero que se vuelvan a ver pronto o tendrás una muerte dolorosa y lenta wajakjakjakja, bueno besos y abrazos me despido bye =)

    ATTE. Kagomexinu
     
    • Me gusta Me gusta x 1
    • Fangirl Fangirl x 1
  11.  
    zeta

    zeta Entusiasta

    Cáncer
    Miembro desde:
    28 Diciembre 2011
    Mensajes:
    68
    Puntos en trofeos:
    143
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Fanfic - La nueva vida de Rin y Kagome
    Clasificación:
    Para todas las edades
    Género:
    Romance/Amor
    Total de capítulos:
    15
     
    Palabras:
    988
    Capitulo 4:
    Una vida aburrida:

    Era sábado de mañana y la luz del sol se filtraba por la ventana, atravesando la cortina color azul marina, lo cual ya empezaba a molestarle a un muy adormilado Inuyasha. Cuando finalmente abrió los ojos miro para todos lados hasta que encontró el reloj y cuando se fijo, éste marcaba las 12 del mediodía así que decidió que lo mejor sería levantarse.

    Cuando se levantó, salió de la habitación para pasar por el pasillo y bajar las escaleras hasta llegar al primer piso (o planta baja) y dirigirse al comedor a saludar a su familia. Al llegar vio a su hermano Sesshomaru sentado en el sillón mirando tele y sus padres no estaban, en esos momentos es cuando más extrañaba a Kagome y a Rin.

    -Sesshomaru, ¿Dónde están mamá y papá? -Preguntó Inuyasha con tono triste.

    -Se fueron -Respondió él aludido fríamente.

    -Que aburrido, ojala Kagome y Rin estuvieran aquí -Comentó Inuyasha en un susurro, Sesshomaru logró escucharlo pero no le dio importancia.

    Ya había pasado medio año desde que se habían ido las Higurashi de su casa, y tenían la vida muy aburrida desde entonces porque Inuyasha no tenía con quien jugar y se pasaba todo el día molestando a los demás. Todas las noches ellas llamaban a su antigua casa para saber cómo estaban todos, Izayoi se pasaba más de una hora hablando con ellas preguntando si estaban bien allí, si estaban cómodas, si tenían amigos, si se alimentaban bien y cosas similares que pregunta una madre que está separada de sus hijas; por otro lado Inu solo les preguntaba lo básico, si estaban bien y cómodas, Inuyasha solo les decía que no fueran una molestia para los demás, que no causaran problemas y demás haciéndose el frio. Sesshomaru cuando le pasaban el teléfono solo dejaba que ellas le hablaran y él solo escuchaba, Rin le contaba todo lo que había hecho en el día mientras Kagome agregaba las cosas que le faltaban a su gemela, hasta que ambas se cansaban y le decían que se iban a dormir, todos les decían buenas noches (menos Sesshomaru).

    Inuyasha e Izayoi eran los que más extrañaban a las niñas, y se morían de ganas por verlas pero sabían que ellas no volverían, y pedirles que lo hicieran sería egoísta de su parte.

    Así pasaron más y más meses hasta llegar a ser años estando separados de ellas, ya habían pasado 3 años e Inuyasha ya estaba en el último año de primaria, Rin y Kagome estaban en 5° año y Sesshomaru estaba en 2° año de secundaria inferior. Con el tiempo las gemelas habían dejado de llamar a su antigua familia y empezaron a perder las esperanzas de que algún día los volvieran a ver.

    Era viernes por la tarde, ya habían vuelto del colegio y estaban muy aburridas porque sus tíos estaban trabajando. Kagome se estaba bañando mientras Rin estaba en su habitación haciendo tarea, cuando sonó su celular miró el numero y era el de su amiga Sango, Atendió con una gran sonrisa.

    -Hola -Saludo Rin felizmente.

    -Hola Rin, dime, ¿harán algo mañana por la tarde? -Saludo y pregunto Sango al otro lado de la línea.

    -No lo creo, ¿Por qué? -Respondió Rin intrigada.

    -Mañana nos juntaremos con Kikio a hacer la tarea en mi casa, y las queríamos invitar, ¿Qué te parece? -Explicó la muchacha con despreocupación.

    -Ah, claro, iremos -Respondió Rin algo desanimada, en ese momento Kagome entro en la habitación.

    -¿Con quién hablas Rin? -Preguntó la recién salida de bañar.

    -Con Sango, dice que mañana se juntara con Kikio a hacer la tarea y pregunta si vamos a ir -Explico Rin con el mismo tono desanimado.

    -Oh, ya veo… Debemos preguntar luego te avisamos -Dijo Kagome tomando el celular.

    -Bien, esperaré su llamado chicas

    -Adiós -Las gemelas dieron por terminada la conversación al unísono colgando el teléfono.

    Cuando colgaron ambas se miraron y quedaron en silencio. Estaban aburridas de esa vida, extrañaban a los Taisho, por más que tuvieran a Sango que estaba con ellas en todo momento apoyándolas y dándoles ánimos por no salir corriendo a tomar el primer avión que fuera con dirección a Tokio, y a Kikio la cual les decía que ellas no debían volver porque no pertenecían a esa familia. Pero todos los años ese mismo día era el más triste de todo el año, en el cual ni sus mejores amigas podían levantarles el ánimo, ese día habrían cumplido 5 años de vivir con los Taisho pero ya se habían ido hace 4, ese año pasaban al último año de primaria.

    Cuando llegaron sus tíos los notaron muy raros pero decidieron no preguntar ya que se veían muy tristes. Cuando ya estaban en la cena había un silencio incomodo ya que todos estaban tristes.

    -Chicas debemos decirles algo -Minori rompió el silencio para dar lugar a lo que sería una charla inesperada para las gemelas.

    -¿Ocurre algo malo? -Preguntaron ambas al unísono.

    -Hoy recibimos una llamada y nos dijeron que ustedes….

    Hasta acá el capitulo 4, espero que les allá gustado, y comenten J
     
    • Me gusta Me gusta x 19
  12.  
    Miyu Taisho

    Miyu Taisho Entusiasta

    Acuario
    Miembro desde:
    7 Noviembre 2011
    Mensajes:
    148
    Puntos en trofeos:
    153
    Pluma de
    Escritora
    Siempre haces eso, estoy pensando en matarte en serio ¬¬, ya estoy preparando el cuchillo (tmb la quiero matar) te presento a mi ego, no le hagas caso esta loca XD (la loca aqui eres tu, niña sin cerebro) mira quien habla la con mas cerebro, pero volviendo al tema, quiero si o si que se reencuentren, me oiste, o si no te mando un demonio que te mate, cuídate sayo

    ATTE. Kagomexinu
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  13.  
    Aomecita

    Aomecita Usuario popular

    Piscis
    Miembro desde:
    8 Agosto 2009
    Mensajes:
    734
    Puntos en trofeos:
    317
    Pluma de
    Escritora
    Hola amiga gracias por avisarme que por fin has continuado esta historia en verdad
    ya la estaba esperando con ansías wow si que vas muy rápido no me la creo que ya
    hayan pasado años desde que Kagome y Rin se marcharon a vivir con sus tiós aun
    me sigo preguntando el ¿Por qué lo hicieron? Waaaaaaaaaaaaaa Noooooooo
    ¿Comó lo dejas ahí así? Espero conti pronto cuídate sayo...
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  14.  
    zeta

    zeta Entusiasta

    Cáncer
    Miembro desde:
    28 Diciembre 2011
    Mensajes:
    68
    Puntos en trofeos:
    143
    Pluma de
    Escritora
    Capitulo 5:
    ¿Volver?
    -Hoy recibimos una llamada y nos dijeron que ustedes deben volver a Tokio, porque la señora Izayoi se encuentra enferma -Acabó de explicar Minori con cara triste.

    -¿¡QUE!? -Gritaron las gemelas al unísono muy desesperadas.

    -Como oyeron -Afirmo Cero con expresión seria.

    -¿Qué le ocurrió? -Preguntó Kagome al borde de las lágrimas.

    -No sabemos, no nos dieron más detalles

    -Debemos ir a verla lo más pronto posible -Dijo Rin con algunas lágrimas rodando por sus mejillas.

    -Ya le sacamos los pasajes de avión, sale mañana a las 18:30 -Informo Cero.

    -Gracias -Dijeron ambas haciendo una reverencia.

    -No hay de que, ahora vallan a preparar sus cosas -Pidió Minori amablemente.

    -Si.

    Ambas se fueron a su habitación y se pusieron a preparar sus cosas en silencio hasta que Kagome lo rompió.

    -¿Volver? -Preguntó Kagome en un susurro apenas audible.

    -¿No quieres? -Interrogo Rin volteándose a verla.

    -No es eso, es que… A pasado tiempo -Respondió la aludida cabizbaja.

    -Ya pasaron 4 años -Completó la de ojos casi negros.

    -Los chicos y nuestros padres… ¿Se acordaran de nosotras? -Preguntó Kagome tristemente.

    -Por algo llamaron para que vayamos ¿no? -Rin intento calmarla.

    -Tienes razón -Coincidió Kagome.

    Luego de esa charla ambas se quedaron calladas y siguieron preparando sus pertenencias para el viaje.

    Al día siguiente por la mañana llamaron a Sango para avisarle que no podrían ir a su casa y le contaron lo ocurrido. Cuando terminaron de hablar con ella ya no sabían que hacer ya que era sábado y no tenían colegio.

    Eran las diez de la mañana y ambas estaban en su habitación revisando que no les faltara nada para el viaje, cuando acabaron de revisar fueron al comedor a ver si sus tíos se habían levantado, al llegar los vieron a ambos sentados en la silla con el desayuno en la mesa. Las dos saludaron y tomaron asiento para empezar a desayunar, todo estaba en completo silencio. Al terminar de desayunar se levantaron y llevaron las cosas a la cocina sin hacer mucho ruido, mientras las seguía la triste mirada de Minori, quien era observada seriamente por Cero. Ese día era muy triste ya que ellas se irían y ellos volverían a estar solos como lo estaban hace 4 años atrás.

    Las horas pasaron y ya estaban en el aeropuerto, faltaba media hora para que saliera su vuelo pero debían empezar a subir al avión, así que se despidieron de sus tíos y se fueron. Cuando ya estaban en el avión ambas estaban bastante aburridas y muy pensativas, hasta que decidieron hacer conversación.

    -Oye, Rin, ¿Te ocurre algo? -Pregunto Kagome iniciando una charla.

    -No, nada solo que es raro volver después de tanto tiempo -Respondió la aludida con una sonrisa.

    Mientras ellas charlaban en una enorme casa de Tokio dos chicos de cabellos largos color blanco hablaban con su padre seriamente.

    -¿Qué ocurre padre?, ¿Sobre querías hablarnos? -Preguntaba el menor de ellos, Inuyasha.

    -Como ya saben su madre está bastante enferma -Comenzó a explicar su padre a lo que ambos asintieron.

    -Izayoi me dijo que quería ver a las niñas -Siguió hablando dejando paralizados a ambos hermanos con la última frase.

    -Y llame a el señor Cero para avisarle… -Hiso una pausa y fue directo al grano -Ellas llegan hoy por la noche

    Cuando termino de hablar, Inuyasha puso una enorme sonrisa y Sesshomaru se quedo inevitablemente en sus expresión neutra, aunque el sabia que en su corazón sentía una enorme felicidad.

    Luego de eso cada uno de los hermanos se fue a su habitación, Inuyasha se puso a terminar su tarea así podría pasar más tiempo con ellas, mientras que Sesshomaru solo se acostó en su cama a pensar.

    -¿Volverá luego de 4 años? -Se preguntaba una y otra vez a sí mismo, aunque él no lo admitiera en público sabía muy bien que extrañaba a aquella alegre niña de ojos y cabellos negros, aquella niña a la que tantas veces le había rechazado jugar juntos. Esa niña ya debía haber crecido y seguramente ya no se acordaba de él, y también sabía que nunca le volvería a decir que jugaran juntos, además seguramente había cambiado mucho su personalidad la cual hace 4 años era tan cálida, alegre y educada. Era algo increíble para él, había estado por esos últimos años esperando a que regresara ¿La extrañaba? Claramente sí, pero su mayor pregunta era el ¿Por qué le importaba? Eso nunca se lo podía responder.

    Mientras Sesshomaru pensaba, en otra de las puertas del pasillo se encontraba su la habitación de su hermano menor, el cual estaba dentro quemándose la cabeza para terminar lo más rápido sus deberes del colegio. Luego de un rato ya había terminado con todas sus tareas de la semana, así que se dio un descanso y fue a acostarse a su cama.

    -¿Volverán? -Preguntó en un susurro antes de quedarse profundamente dormido.

    Ya eran las 20:30 de la noche, y se suponía que ellas llegaban a las 20:40.
    El avión estaba por aterrizar y todos los pasajeros debían abrochar sus cinturones de seguridad, mientras este proceso se llevaba a cabo, las gemelas estaban muy emocionadas y nerviosas. El avión aterrizo y ellas bajaron, luego pasaron a retirar su equipaje. Salieron a la puerta principal del aeropuerto y miraron hacia todos lados, un poco más lejos de 4 metros se encontraban Inu y Sesshomaru, los cuales al verlas las reconocieron y empezaron a caminar hacia ellas, ambas se pusieron muy nerviosas en ese momento.


    Hasta acá el capítulo 5 del fic, perdón si es muy corto, lo que pasa es que no tengo mucha inspiración últimamente. Espero que les allá gustado.
    Saludos..
     
    • Me gusta Me gusta x 17
  15.  
    anamaria

    anamaria Entusiasta

    Sagitario
    Miembro desde:
    8 Febrero 2012
    Mensajes:
    69
    Puntos en trofeos:
    33
    Pluma de
    Escritora
    wuaaa me encanto continuala si hace mucho que me doy unas vueltas aver si esta la conti y no la encuentro :(
    pero = es muy emocionante me gusta mucho como la estas siguiendo espéro que la inspiración te vuelva así la sigues.
    wuaa que pasara como lo tomara ahome y rin inu seguro le muestra cariño pero sessh como reaccionara al ver a su rin
    espero con ansias la conti :D
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  16.  
    Melody Chan

    Melody Chan Iniciado

    Tauro
    Miembro desde:
    4 Febrero 2012
    Mensajes:
    13
    Puntos en trofeos:
    13
    Pluma de
    Escritora
    Y. . . QUE PASO??? No me dejes con esta intriga que el Inu o Sessho diga algo que no piensen que ellas van a hablar. Como todo caballerito ellos tienen que dar el primer paso para hablar. jaja que loca que estoy pero bueno que no se te corte la inspiración. Para mi esta bien y lo dejaste en la parte mas intrigante esos es 1 punto a favor. Me encanta que me dejen con la intriga pero cuando me dicen que va a pasar me re caliento. Bueno quiero conty pronto!! BYE
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  17.  
    Aomecita

    Aomecita Usuario popular

    Piscis
    Miembro desde:
    8 Agosto 2009
    Mensajes:
    734
    Puntos en trofeos:
    317
    Pluma de
    Escritora
    Hola me adelante esta vez siiiii por fin conti ya tenía tiempo esperandola
    y si es algo corta pero no tanto a diferencia de como te quedaban antes
    de pequeños Awwwwwwww que lindo Sesshomaru extraña a Rin y
    siente algo de miedo al pensar que quizás haya cambiado su forma de ser
    y que lo haya olvidado ¿Inuyasha se sentirá igual respecto a Kagome?
    Waaaaaaaaaaaaaaaaaa ¿Por qué lo dejas ahí? Nooooooooo
    quiero conti pronto cuídate sayo
     
    • Me gusta Me gusta x 2
  18.  
    Taisha StarkTaisho

    Taisha StarkTaisho Usuario común

    Virgo
    Miembro desde:
    24 Febrero 2011
    Mensajes:
    379
    Puntos en trofeos:
    218
    Pluma de
    Escritora
    Ola amiga!!

    Por fin la continuas!! y ¡¿por ke lo dejas asi?! ensima fue muy corto!! ya kiero ver ke pasa
    con los hermanos taisho!! kyaa ke lindo ojala los hermanos degan ke las extrañaron y se besen y se... bueno me sali del tema perdon u.u bueno ojala la continuascion no sea TAN corta ¿si? n.n
    espero ansiosa la conti!!!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  19.  
    AkoNomura

    AkoNomura Guest

    Hola! ¿Qué tal?

    Sí que está pasando las cosas rápido, supongo que es por que es el inicio, la parte que muestra la cotidianidad de los personajes antes de detonar el conflicto, espero que eso no se alargue mucho tampoco.

    Es linda la forma en que de un modo u otro no se olvidaron entre ellos, que se extrañaron, espero que en los próximos capítulos eso sea más palpable ya que se tienen cerca nuevamente.

    De todos modos es luego para pensar en romances ¿no? sólo han pasado cuatro años (se me olvidaba, los números pequeños se escriben con palabras) si no me equivoco tiene diez, once y catorce años ¿O lo mostrarás como un primer amor? eso sería lindo también (¿O derechamente este fanfic es sin elemento romántico a pesar del género?)

    Nos leemos!

    ETO TI!!
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  20.  
    Iza Kaulitz

    Iza Kaulitz Flor Kaulitz

    Piscis
    Miembro desde:
    4 Marzo 2012
    Mensajes:
    55
    Puntos en trofeos:
    77
    Pluma de
    Escritora
    awwww me encantaron los cinco caps estubieron re lindos realmenter me encantaron pero lo que si on me gusto fue que se allan tenido que ir... naaaa mentira me necanto esa parte le puso ceirta seriedad a la cosa jejeje igual exijo una continuacion no mentira nada mas pido una continuacion pero muy larga o si son cortas muchas jejej me encanto el fic segui asi sos muy buena

    ATT: inuflor taisho
    nos estamos viendo
     
    • Me gusta Me gusta x 1

Comparte esta página