1. ¡FFL TE DESEA UNA FELIZ NAVIDAD!
    Descartar aviso

Una flor.

Tema en 'Relatos' iniciado por Factummale, 8 Abril 2015.

  1.  
    Factummale

    Factummale Straightn't

    Virgo
    Miembro desde:
    17 Febrero 2013
    Mensajes:
    3,987
    Pluma de

    Inventory:

    Escritora
    Título:
    Una flor.
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Poesía
    Total de capítulos:
    1
     
    Palabras:
    583
    La escribí para una ex-profesora y con la intención de participar en un concurso. A la hora de nombrar la historia tuve muchos problemas. Disfruten.




    Nací de una semilla plantada hace años, me cuidaron con amor y mucha agua, todas las mañanas esperaba ansiosa la salida del sol.

    Me gustaba el sol, no solo porque me alimentaba gracias a él, era agradable sentir sus rayos en las hojas y también ver cómo le daba ese color rosado a mis pétalos. Cómo el sol le daba color a mis días, me hacía sentir viva y especial.

    Las mañanas de invierno no me gustaban. Las nubes ocultaban al amor de mi vida y me veía atrapada entre tanta nieve, lo cual impedía que el sol me acariciara con su calor. Los árboles dejaban que sus hojas desaparecieran ya que no veían al sol, supongo que perdían las esperanzas de verlo nuevamente, pero yo no, algo me decía que él seguía allí y que pronto sus cálidas caricias volverían.

    La primavera era lo mejor del año, las malvadas nubes poco acto de presencia hacían y lograba ver más seguido a mi musa. El frío roció en la mañana era de esperarse, pero no me molestaba en lo más mínimo. Casi siempre la brisa movía mis pétalos provocando que me apenara, no me gustaba verme débil frente a mi inspiración.

    En otoño, la lluvia me visitaba constantemente, le gustaba acariciarme con sus frías gotas de agua, no me molestaba inundarme en algunas ocasiones, lo que me enfadaba era que los árboles soltaran sus hojas, dejándome enterrada entre colores anaranjados, era cruelmente opacada y eso no me agradaba nada. La suave brisa se transformaba en fuertes corrientes de aire, lo que me causaba miedo, temía que mi tallo se doblara y yo muriera ante la estrella del día.

    En verano, los niños correteaban muy cerca de mí y sin ningún cuidado, además por el calor y la falta de lluvia yo me encontraba en peligro constante de ser pisada o de marchitarme, y eso significaría no volver a ver a mis amores.

    Pero siempre y a la misma hora ella llegaba, no conocía su nombre, pero imaginaba que era hermoso, tan precioso como su angelical voz. Ella me bañaba con agua fría, sabía perfectamente la cantidad adecuada que debía darme, cortaba a las malas yerbas que atentaban contra mi bienestar y luego me contaba su día, como me encantaba saber si le iba bien en su vida. En mi escala de cariño ella se acercaba bastante al sol.

    Los años pasaron y yo me enfrentaba a las cuatro estaciones gracias a ella, siempre con su apoyo incondicional y sintiendo su preocupación, pero fue un verano en el que no la vi, el sol pegaba fuerte y yo no tenía suficiente agua para refrescar mis raíces.

    —Dejaremos de sus favoritas —escuché a una voz masculina detrás de mí, esa voz la había escuchado un par de veces —, esta era su preferida, le gustaba sentarse aquí y hablarle a la pequeña.

    Sentí algo caliente tomándome mientras tiraba levemente, algo cortante se posó en mi tallo cortándolo, haciendo que dejara de sentirme tan jovial.

    Fui colocada en agua helada, estaba en medio de flores blancas, ese día algo me dijo que el sol dejaría de brillar como antes, que ahora mi única compañía serían esas flores blancas que se marchitaran en algún momento, el sol sería lo único que nos ayudaría a vivir hasta dejar de sentirlo en los pétalos.
     
    • Creativo Creativo x 1
  2.  
    Poemy

    Poemy Guest

    Ay :c Me encantó.

    Me fascinó la forma en la que relataste la vida de una pequeña flor. A simple vista no nos parece la gran cosa el día a día de una planta, pero realmente es bastante duro. Y nosotros, la mayoría, cuando vemos una flor bonita, la arrancamos de la tierra.

    Uhm .3. Pienso que sería un escrito acorde al día de la tierra <3

    La parte en la que narraste cómo se sentía la flor teniendo los cuidados de la mujer, me llegó <3 un objeto tan pequeñito y vulnerable sí puede estar lleno de vida y sentimientos, y de eso no nos percatamos.

    En cuanto a ortografía, sólo vi acentos mal ubicados.

    En ese caso, sería: "Marchitarán" porque estás hablando del futuro :3

    En esta ocasión, sería: "Rocío" que son las pequeñas gotas de agua en el aire. "Roció" viene del verbo "Rociar" en pretérito.

    Y realmente me entristeció que la florecita se haya quedado solita </3 y que la persona que la cuidaba, haya fallecido. Es muy triste que se haya quedado sola, y al final que haya sido arrancada, y vaya perdiendo la vida poco a poco, pero al menos dicha planta fue feliz. Así que el final me dejó satisfecha.

    Gracias por invitarme a leer <333
    Nos leemos~
     
    • Me gusta Me gusta x 1
    • Ganador Ganador x 1

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso