Explícito La psicologa asesina de Galatia

Tema en 'Novelas' iniciado por luigipadovano, 22 Enero 2019.

  1.  
    luigipadovano

    luigipadovano Iniciado

    Géminis
    Miembro desde:
    13 Julio 2018
    Mensajes:
    35
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    La psicologa asesina de Galatia
    Clasificación:
    Para adolescentes maduros. 16 años y mayores
    Género:
    Acción/Épica
    Total de capítulos:
    1
     
    Palabras:
    4188
    Galatia es una ciudad mediana ubicada en un mundo alterno llamada Seventia. Más concretamente en la República Germánica. En plena era industrial un adolescente llamado Julio Steiner ingresa a la universidad pública de Galatia cuyas paredes son amarillas, con amplios ventanales enrejados. Exhibiendo una cúpula turquesa y una torre amarilla que aloja un reloj. En su primer día de la carrera de psicología que se imparte en el ala norte. Este adolescente de cabellos negros y ojos del mismo color no sabe cómo socializar. Viste camiseta azul con un cuervo negro, pantalón de vestir blanco y mocasines negros. Empleando un lápiz de grafito se limita a anotar apuntes en su libreta. Notoriamente una chica un año más joven que él. De piel blanca. Cabellos negros como la noche y ojos café claro vistiendo una chaqueta negra y pantalones y botas de cuero marrón castaño le dice.

    - ¿Eres nuevo por aquí?, Soy Ofelia Rozen – Extendiendo su delicada y pálida mano.

    Steiner se emociona sin embargo en su mente alberga cierta sospecha. Como su intuición quisiera prevenirle sobre ella. Pero resuelve ignorar este sentimiento dándole la mano a la colegiada.

    - Mucho gusto Ofelia. Soy Julio Steiner – Dice en tono alegre el joven.

    - Bonito nombre –

    - El tuyo es más bonito –

    - Me halagas – Responde la chica, diciéndose para sus adentros…Si supieras quien soy realmente…relamiéndose el labio.

    Julio la mira como si se tratara de una valkiria caída de los cielos.



    Cuando la profesora de lenguaje y comunicación les dice que formen equipo. Ofelia elige a Julio y realizan una exposición sobre los tipos de lenguaje. Lo mismo ocurre con las otras materias. También van a la cantina juntos a beber malta sin alcohol puesto que en la universidad no venden bebidas alcohólicas.

    Para romper el hielo Julio pregunta - ¿Vives con mucha gente en tu casa? –

    - Solo con mi padre, el es taxista –

    - Yo vivo con mi madre, mi hermano y varios familiares en una casona –

    - Oh, que envidia, me encantan las casas grandes –

    - Un día te invitare –

    - No gracias. No deseo incomodar –

    - ¿Cómo nos veremos? –

    - Deja que yo te invite a mis lugares favoritos –

    - De acuerdo –


    Con el tiempo Julio descubre que a su amiga, quien invariablemente viste de colores oscuros le gusta contemplar los cuervos que se posan en las ramas de los manzanos y perales de un bonito pero solitario parque situado a pocas cuadras de la universidad. Mientras los cuervos graznan sonoramente, ella le confiesa que de niña su madre la quemaba con colillas de cigarrillo. Viendo el rostro alarmado de Julio le dice – No te preocupes, ella ya no puede dañarme porque murió de alcoholismo, mi principal pasatiempo es coleccionar recortes de poesía oscura y de información sobre asesinos seriales.

    Julio le pregunta - ¿Por qué tanta fijación en los asesinos seriales? –

    - La mente de un asesino serial es fascinante –

    - Son crueles y sádicos. Deberías considerar hablar con un sacerdote neo germánico para que te oriente –

    - Si me lo dices tu. Que adoras las vampiresas zeilianas –

    - Una vampiresa zeiliana promedio es civilizada, solo consumiendo sangre de animales y te recalco sobre el sacerdote porque su consejo puede evitar que te obsesiones con la oscuridad –

    - Solo me dan curiosidad los asesinos seriales. No seguiría sus pasos –

    - Lo se –

    - Entonces acéptame como soy y siempre seremos amigos –

    El joven asintió. Para el su amiga es excéntrica y gótica pero es confiable.

    - ¿Qué otras obsesiones tienes? – Le pregunta Ofelia.

    - Las magas –

    - ¿Las magas?, a veces imagino que soy una hechicera de fuego –

    - El fuego es cálido, sin embargo me atrae más el hielo y me fascina la mitología nórdica -

    - Me gustan los dragones –

    - Concuerdo contigo –

    - ¿Te parezco atractiva? –

    - Yo…bueno sí –

    - ¿Y si te diera la oportunidad que me harías? –

    - No me atrevo a decirlo –

    - Un día me lo dirás –

    - ¿A dónde te gustaría viajar? –

    - A Carpatia Oriental, el hogar del conde –

    - Muy pintoresco. A mi me encantaría viajar a Niponia, en la lejana Confederación de Zeilian –

    - Un lugar milenario –

    - Si me dices tu secreto quizás lo haga realidad –

    - Promete no burlarte –

    - Lo prometo – Exclama la chica.

    - Soy fetichista de los pies –

    - ¿Estarás bromeando? –

    - Es en serio –

    - Esperaba algo más convencional como los senos. Pero no soy una psicóloga remilgada –



    Llego el final del primer semestre. Para celebrarlo Ofelia invita a Julio a un día en campo en un prístino bosque templado, rebosante de alerces, pinos, robles, manzanos, abetos y nogales que se ubica en las afueras de Galatia. Deteniendo su caminar reposan en un claro de hojarasca castaño claro. Ofelia saca de la cesta una botella de vino de manzana y Julio un pie de limón que elaboro el mismo para la ocasión. Además trajeron unos sándwiches de jamón con queso.

    - Iré a recoger agua – Dice Julio dirigiéndose a un arroyuelo de cristalinas aguas, mientras llena un botellón metálico y se distrae contemplando una mariposa anaranjada. Ofelia sirve el vino de manzana en dos vasos de cristal. Luego rocía un polvo blanco en una de las copas. Al regresar Julio. Ofelia le invita – Hagamos un brindis por nuestra amistad –

    Entrechocan los vasos y ambos jóvenes apuran la bebida alcohólica. Ofelia sonríe con malicia y Julio no tarda en caer al suelo.

    - Te administre un paralizador –

    - ¿De dónde lo sacaste? – Pregunta débilmente el joven.

    - Mi padre es farmacéutico y le robe un poco. La dosis no es tan potente para impedirte hablar pero te impedirá huir o defenderte –

    - ¿Qué deseas hacerme? –

    - Joderte de la manera más humillante posible. Para tu fortuna no me interesa infligirte dolor físico, pero de aquí no saldrás con vida –

    - Eres una perra!! –

    - Shit. Si vuelves a insultarme te voy a apuñalar en los muslos – Mostrándole una navaja suiza.

    A continuación la chica le inserta un embudo negro en la boca y entonces introduce una droga de coloración negruzca diluida en vino. Entonces explica – Esto es alocadora de mi propia cosecha. Quiero comprobar cuan efectiva es, ni se te ocurra intentar escupirla -

    ...Como si pudiera hacerlo…Piensa el joven obligarlo a tragarla para no ahogarse…Sabe horrible y empiezo a sentir que la cabeza me da vueltas. Hildur sálvame de este demonio…Implora para sus adentros. En cuanto la chica retira el embudo. Julio comienza a llorar amargamente.

    - Cobarde!! – Le grita la chica practicándole un corte en el brazo izquierdo – Probaría tu sangre si no estuvieras drogado –

    - Eres muy mala –

    - Sigue halagándome y puede que de un premio –

    - Me vas a matar. Ya no creo en ti. Empiezo a alucinar y ver sombras oscuras rondándome – Responde el chico visiblemente asustado.

    - Entonces la alocadora funciona – Responde Ofelia anotando una x en una tabla de su libreta.

    - ¿Sabías que eres una científica loca? –

    - Es obvio. Pero en tu estado no puede culparte por decirlo – Dice la malvada retirándose las botas negras – Tú me contaste tu debilidad y soy demasiado retorcida para no cumplirla – Quitándose los negros calcetines de algodón. Exhibe el pie desnudo y entonces recostándose en la campiña, lo acerca a la nariz de su víctima – Huélelo, criatura depravada y fetichista porque es el único placer que te daré en tu puta vida –

    Entonces atrapando la nariz del chico con los blancos dedos dice – No me duche en tres días -

    El joven respira lentamente embriagándose con su aroma.

    - Ves que no soy tan mala – Dice Ofelia acariciándole la mejilla mientras introduce un dedo en la nariz del joven.

    Al cabo de unos minutos Julio se corre entre gemidos, manchándose la ropa interior.

    - Ya no podrás decir que moriste en castidad y pureza – Dice burlona la científica loca anotando – Primera víctima atendida – Entonces se pone de pie y colocándole un calcetín sucio de mordaza y otro en la nariz. Dice – Chao!! La droga te matara en unos minutos. No inhales demasiado mi esencia jajajajaja –

    - Eres el demonio – Responde Julio sintiéndose más muerto que vivo.

    - Música para mis oídos. Feliz acogida en el Valrun* – Exclama burlonamente Ofelia levantándose. Poniéndose las botas. Le deja una tarjeta con la dirección de una casa que planea comprar para montar su consultorio, Luego la malvada va alejándose a pasos lentos. Convencida que aunque algún scout halle el cadáver y lo examine. Se dice a si misma…Como el veneno es experimental no sabrán su procedencia…Entonces tararea alegremente – Soy tan brillante, soy tan brillante -


    Pero sea porque la droga era experimental o la dosis fue insuficiente Julio no murió. Ni siquiera quedo completamente loco sino viendo imágenes mentales de vez en cuando. Sin embargo de ir al médico le diagnosticarían esquizofrenia aunque si demostraba ser capaz de autorregularse no lo encerrarían en un manicomio. Pero le costaba concentrarse como antes. Teniendo estos pensamientos. Al reponerse de la parálisis se incorpora. Se siente turbado y traicionado. Lo primero que hace es quitar los calcetines de la loca de su boca y su nariz. Luego va al río y se enjuaga la boca para quitarse el sabor del sudor. Acto seguido se lava la nariz y tomando la botella bebe el agua fresca. Al ver la canasta noto que la chica se olvidó los sándwiches y apremiado por el hambre. Mordisquea dos de ellos. Entonces apercibe que si se llevó el envoltorio con el pie de limón – Que le aproveche – Dice molesto. Juro vengarme de esta humillación!! No por la humillación en si sino porque me mintió e intento matarme –

    En su mente escucha la voz burlona de la chica – Ah es un demonio – Vocifera pateando la hierba. Al regresar a su vivienda se da una buena ducha y se cambia de atuendo.

    A la semana siguiente regresa a la universidad pero ha perdido mucha de su concentración y le cuesta retener la teoría. Ni siquiera recuerda que es un arquetipo o el concepto de psicología. Desesperanzado abandona los estudios y se dedica a vender pasteles de limón al solo requerir conocimientos básicos de aritmética. Empero su mente recuerda vívidamente el trauma que ha experimentado. Algún día se las cobrara a Ofelia Rozen incluso si esto lo conduce a ser encerrado en la prisión estatal.

    Años después Julio Steiner es informado por un amigo de aspecto delgado y cabellos negros revueltos quien viste traje ejecutivo negro que cerca de su casa han abierto una oficina de Avarium Korp en la que ofrecen empleo como mercenario de una contratista privada.

    - ¿Exigen examen psicológico? – Pregunta Julio.

    - Esa es la buena noticia. El presidente de Avarium Corp quien es mi jefe ha declarado que debido a la escasez de reclutas se le otorgaran las armas a cualquiera que jure combatir a los zeilianos –

    - Esto es ilegal –

    - Claro que lo es. Por ello yo hare el test psicológico por ti –

    - ¿Harías eso por mí? –

    - No lo hago por ti. Sino para cubrir mi cuota de reclutamiento y ser promovido a reclutador del año –

    - Eres horrible –

    - Gracias compañero –


    Julio ve en las noticias al carismático presidente de Avarium Korp. hablando de participar en las elecciones del jefe de estado de la República promete salvaguardar la paz. Pero Julio sabe debido a su amigo Sevarius que este taimado hombre de cabellos castaños claros es un mentiroso que desea desatar una guerra mundial contra los zeilianos. De todos modos se presenta a la oficina de reclutamiento. Julio no duda en rellena las formas para obtener el arsenal y derrotar a la psicóloga loca. Tras escribir sus datos personales con un bolígrafo. El Administrador Sevarius le dice – Bien hecho, suerte contra los zeilianos –

    - ¿Seguro no habrán inconvenientes? –

    - Al gerente, Ferdinand de Kampfer no le interesa si usted esta loco. Con tal que le dispare a esos zeilianos. Si mueres en combate te diría que Hildur te guiara pero soy ateo. El arsenal es suyo –

    - Son unos irresponsables – Murmura Julio.

    - De nada – Exclama Sevarius poniendo un sello de aprobado en la caja contentiva del arsenal – Aquí tiene todo – Facilitándole una caja

    - Incluyendo derecho de porte de armas pesadas -



    En una urbanización de la ciudad de Galatia bajo el amparo de la noche un hombre de cabellos negros y ojos del mismo color portando un chaleco de seda anti esquirlas de coloración negruzca, pantalones marrones y armado con un vetusto subfusil de tubito “Sten” irrumpe en una casa de dos pisos disparándole a la cerradura, una vez en su interior se dirige al depósito anexo a buscar evidencia que acrimine a la propietaria del consultorio Ofelia Rozen. Tras quince minutos de pesquisa halla un frasco con una droga experimental que actúa de somnífero alucinógeno y alocadora y unas anotaciones que delatan la psicóloga ha matado a 17 “conejillos de indias” –personas- en un bosque cercano estando el nombre y apellido de su persona Julio Steiner como “el experimento cero”….lo sabía…se dijo a si mismo…ella jugó con mi mente…

    De improviso una mujer de negros cabellos luciendo un vestido de lino escarlata ingresa al consultorio…oh escuche unos ruidos, esa migraña no me dejo dormir…desenfundando una pistola calibre 45...veamos que ratón se introdujo en mi propiedad…

    Julio oyendo unos pasos guarda en su mochila de mano la evidencia y se dispone a irse…

    - No tan rápido – exclama la mujer - ¿No te enseñaron que robar es malo?, espera, eres Julio!! –

    - El mismísimo Ofelia – responde volteándose y apuntándole con la Sten.

    - Ah ¿de dónde sacaste esa arma de guerra? –

    - Me inscribí en un centro de entrenamiento de mercenarios que abrió Avarium Corp cerca de mi residencia porque repartían el arma y los accesorios a cambio vaya a luchar contra los zeilianos, pero ellos no me han hecho nada… -

    - Ah entiendo – dice disparándole en la mano derecho y provocando Julio yerre la ráfaga que destrozo unos cristales.

    - Ah pobrecito, se quedó sin arma – esbozando una sonrisa malévola.

    - Malvada, Nos conocimos en la universidad, yo cursaba derecho y tu sicología, al inicio de mi tercer semestre me engañaste invitándome a una cita para celebrar la culminación del primer semestre y me guiaste de camping al bosque, allí me diste vino de manzana con un paralizador y luego me hiciste beber con un embudo una droga alocadora de tu propia cosecha, quede inestable y no pude ejercer como es debido ¿te declaras inocente? -

    - Neh. ¡¡Solo era un juego!! Y olvidaste mencionar lo que si te gusto y te deje mi tarjeta por si sobrevivías, de lo contrario no me hallabas –

    - Estas loca y no conforme con todo eso me humillaste –

    - Si esa parte te gusto. Podría volver a hacerlo si te entregas y luego te daría una muerte misericordiosa – mostrándole una aguja dorada que sacara de su cabello – Es mi arma de último recurso, contiene un somnífero mortal – volviendo a guardarla se quita los zapatos de tacón cerrado – Ah mis pies me están matando – dice en tono zalamero riendo como desquiciada.

    - ¿Piensas voy a caer en tu manipulación?, jamás!! –

    - ¿Seguro crowman? – moviendo un poco los pies desnudos, puesto que sabe su antigua víctima es un fetichista de los pies.

    - Tu vendrás conmigo y comparecerás ante la muy eficaz justicia de la República -

    - Entonces te acribillare – responde Ofelia sacando a relucir una pistola calibre nueve milímetros.


    Julio se agacha justo a tiempo silbando el primer tiro por sobre su cabeza, el segundo le impacta un tanto amortiguado por el chaleco en el hombro izquierdo fracturándole la clavícula, el hombre se arroja al suelo tomándola de las piernas ocasionando la asesina falle el tercer disparo que horada el techo de placa, Ofelia sintiéndose acorralada al caérsele la pistola la emprende a cachazos y codazos golpeando los costados de su contendor. Mientras aquel resopla de dolor. La mujer extrae de su cabello la aguja dorada con intención de clavársela en el cuello más en el forcejeo se dopa accidentalmente a si misma diciendo

    – Osh!! Moriré -

    Durmiéndose y cayendo prontamente en coma.

    - Ah me salve por muy poco – exclama Julio recogiendo su fusil y yéndose del consultorio – Ya no volverás a herir a un inocente más –

    Y pensando en el camino…No quería matarla, solo llevarla a la justicia, más resulto extremadamente peligrosa, le debo una a Jerson Iriarte, quien me proveyó de este arsenal…

    Julio se guarece en una cabaña de la juventud exploradora de la que fuera parte, allí se extrae la bala con los dedos, rocía la herida con alcohol medicinal y la envuelve con un tosco vendaje de lino. Luego mezcla agua con una cucharadita de sal y dos de azúcar y bebe el suero para reponer electrolitos. Al salir se topa con un hombre de cabello negro con una cola y ojos café quien luciendo el uniforme azul oscuro propio de la Polizei de la República le dice

    - Soy Roger y se lo que hiciste, vas a ir preso –

    - Apenas salí con vida y me pides tal cosa –

    - Arriba las manos – Exclama el oficial de policía desenfundado su pistola reglamentaria calibre 38.

    Sin más alternativa Julio es escoltado a la comisaria y luego llevado a juicio. El fiscal dice – El acusado es culpable de homicidio. No pido cadena perpetua porque hay evidencia que la psicóloga era una serial killer y había una frasco que decía alocadora pero declaro que Julio no esta tan loco para ser encerrado en un manicomio, ha de purgar ocho años de cárcel por realizar justicia a mano propia –

    Julio no se defiende puesto que prefiere la cárcel a un manicomio. Sin argumentos la defensa del estado deja que el juez decida.

    - Julio Steiner. Te hallo culpable de justicia a mano propia. Te sentencio a siete años y tres meses en la prisión estatal de Targovia, sin derecho a libertad condicional –


    Roger sonrió de satisfacción por que se hizo justicia y fue al café local “El Donutz” a tomar te de limón y degustar una deliciosa una dona de nutella. Julio Steiner se aburrió de lo lindo en la cárcel. Estando confinado en una celda junto a otros cuatro reclusos Se les permitía leer libros de la biblioteca del condado cercano debido a un programa de cultura en la cárcel promovido por el gobierno. Pero la comida era mala. Debido a su aire tan melancólico y carente de vida los otros prisioneros no lo molestaban. Más bien le ignoraban excepto a la hora de la comida. Todos se quejaban que el pollo era desabrido, el pan rancio aunque el jugo era bueno por ser de manzanas frescas. Las raras ocasiones que servían cerdo como el solsticio de invierno o el año nuevo si se animaban.

    Un doce de febrero. Sevarius lo visito en la cárcel para decirle – Consumada la venganza se acabó el sentido de tu vida. Tu no sirves para ser ateo – Facilitándole un libro – La luz de la Diosa – Indico mostrándole el libro de papel dorado.

    - ¿Quieres me vuelva neo germánico? –

    - Lo que quiero es que superes el dolor –

    - ¿Superarlo?. Estoy muerto. Ame a mi torturadora –

    - Ama a Hildur –

    - ¿Cómo amo a quien no veo?. Ella no puede darme un abrazo ni tampoco… –

    - Cuidado con blasfemar – Le increpa un corpulento preso – O te dare una paliza -

    - Iba a decir tampoco consolarme –

    - Alguien que no cree en la Diosa está muerto – Dice el mismo preso

    - Por mi puedes irte al infierno pero ya estas allí. Deberías escuchar al despreciable ejecutivo de Avarium Korp. A esta rastrera serpiente porque la Diosa obra de manera que no entendemos –

    - Basta del discurso Hildurista. Tomare el libro si me dejan en paz –

    - De acuerdo – Responde Sevarius – Cuídalo –

    Julio lo hojea esperando hallar una Biblia Germánica. Para su sorpresa lee “la Diosa se halla en el interior de toda criatura y conoce el destino de todos. Todo es causal y si alguien le pide ayuda en el infierno que el mismo creo lo atenderá. La Diosa no se enoja y cuando determina que alguna criatura debe morir lo recibe con los brazos abiertos así sea la criatura más vil del cosmos”

    - Esto es muy loco. Me gusta – Dice Julio.

    - Yo leí ese libro – Dice el preso corpulento – En otra época te hubiera robado la comida o golpeado pero entendí que debo mejorar mi carácter y perdonar a los idiotas –

    Una vez que termino de leer Julio se decide a perdonar a Ofelia. Entonces su semblante mejora.


    Tras cumplir su condena. Julio es liberado encontrándose con que su madre Camelia, decepcionada porque su hijo es un homicida se ha mudado a Germania y su hermano está de viaje de negocios. Para sobrevivir ofrece limpiar pisos casa por casa pero ¿Quién confiara en un ex presidiario?.

    Entonces acierta a pasar por una casa color crema con tejados azules ubicada en la calle Heinkel. Tocando la puerta es recibido por una mujer de cabellos castaños claros y ojos de color café quien vistiendo una franela blanca con un paisaje estampado, pantalón azul y botas negras parada a la entrada de un estudio de arte le dice – Hola, ¿Quién eres? –

    - Me llamo Julio Steiner y solicito trabajo –

    Ella lo pone a limpiar los pisos y viendo que hizo un buen trabajo le dice – Te pagare con comida y alojamiento a cambio que seas un buen sirviente –

    A Julio se le iluminan los ojos de alegría.

    - Te veo mucho mejor, ah disculpa mis modales no me he presentado soy Alicia Falcione –

    - Aunque sea un ex presidiario. Creo en Hildur -

    - Bien, veo que tu pasado te atormenta, olvídalo –

    - Lo dices como si fuera fácil ¿Y cómo supiste? –

    - Es mi secreto, te lo diré cuando sea conveniente –

    - Vaya, ocultas algo –

    - No creas que te contrate solo para fregar pisos. Haz de preparar el té, hacerme masajes, sacar la basura, realizar el mercado y ordenar mis aditamentos de pintura. Soy muy desordenada y como resultado he de buscar mucho algunas herramientas y potes de colores –

    - ¿Lo dice en serio? –

    - Si. Y si me preguntas como se que no me vas a asesinar por la noche te lo diré. Tengo el tercer ojo abierto y tú eres un cuervo herido no una víbora agazapada dispuesta a morder -

    - Qué bonita metáfora –

    - Es decir, entiendo tus intenciones –

    - ¿Se le ofrece algo más? –

    - Ve a afeitarte. Pareces una cabra. En el baño hay agua y una hojilla extra -

    Tras afeitarse Julio es escudriñado en la sala por la pintora – Estas delgado pero si comes suficiente frutas, pasteles y cerdo estarás bien –

    - Háblame de ti –

    - Soy una maga neo germánica. Me expulsaron del culto porque escribí ese libro dorado pero de algo sirvió. Puso al caballero de la bruja de tu lado –

    - ¿Hablas de Sevarius? –

    - Sí. El fue mi amigo de la infancia pero le vendio su alma a Avarium Korp y se asoció con la serial killer que salió en las noticias para crear una alocadora útil a los propósitos de la Corporación maligna. Ella se salio de control y empezo a matar por su cuenta entonces el te uso para eliminarla. Cuando leyó mi libro algo se le movió en su alma y te lo paso. Lo se por qué tras abandonar su empleo vino a visitarme y me lo conto –

    - ¿Me dirás que todo esta conectado? –

    - Tú mismo te respondiste. Luego me cuentas tu experiencia -


    …Y Julius se convirtió en un excéntrico sirviente de una pintora de renombre que dibujaría y pintaría al óleo paisajes, personas y creativas escenas. Sin embargo no olvidaría completamente a su atormentadora villana sino tendría pesadillas ocasionales con ella. Por supuesto se casó con Alicia Falcione y tuvieron un niño y luego una niña, podría decirse fueron felices pero hay cosas que no se superan en una vida, solo se aprende a seguir adelante con ellas. Mentiría si dijera que es mi experiencia tal como percibí me ocurrió, porque esto se hallaría es en mi novela “Seventia I” pero ciertamente hubo una hechicera malvada en algún rol que viví, una que jodio bastante pero que si supere porque al ser virtual no fue tan drástica como Ofelia. Que la Diosa Madre los guie y los proteja.



    *Valrun es el cielo en el neo germanismo y deriva del Valhalla de la antigua tradición. El neo germanismo es una religión monoteísta equivalente al catolicismo. Es más liberal en cuanto a la sexualidad debido a que sus preceptos fueron dictados a los sacerdotes neo germánicos por la emperatriz Caroline Niemann en el Concilio de Germania ocurrido el año 500 luego del pacto de Zeilian en el cual eliminaron los sacrificios de sangre, la violencia y la mayoría de los dioses. En esta creencia Dios es considerado La Madre y el Padre siendo todas las criaturas sus hijos. Esto incluye a Luvok el maligno.




    FIN
     
    Última edición: 22 Enero 2019

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso