Long-fic Final fantasy: nexus mundi

Tema en 'Crossover' iniciado por Kiros Lionheart, 13 Marzo 2015.

  1.  
    Kiros Lionheart

    Kiros Lionheart Leafter de toda la vida

    Libra
    Miembro desde:
    28 Febrero 2015
    Mensajes:
    94
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Final fantasy: nexus mundi
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Fantasía
    Total de capítulos:
    5
     
    Palabras:
    1741
    FINAL FANTASY: NEXUS MUNDI


    Argumento.

    Final Fantasy: Nexus Mundi Comienza en lo que consideramos el mundo de la octava entrega de este juego, años despues de los sucesos que acontecen en esta y trata sobre una especie de portales que aparecen de manera misteriosa, cuyos portales transportan a los personajes a otras dimensiones (En resumidas palabras, otras entregas de los videojuegos) Apareceran nuevos personajes originales que van relacionados con estos portales y se narra la historia de Blast, protagonista del que no puedo decir mucho pero tendra mucho que ver en lo que el orden de las dimensiones se refiere... La historia de este fic va mas alla de una aventura, es un viaje epico, recorrido por los juegos de esta maravillosa saga que alguna vez jugaste o escuchaste hablar.

    Aclaraciones

    Este es un fanfic que tenia en mente relativamente despues que llegue a la comunidad, hablando de Final Fantasy, siempre me gusto jugar con los diferentes mundos de toda la saga que obviamente esto quiere decir cada uno de los juegos (Me gustan uno mas que otro, sobretodo los clasicos), a traves de esta aclaración decidi justificar el porque existiria una conexion entre mundos y como llevaria a cabo una trama para recorrer algunos de estos mundos con un personaje original, basado en videojuegos de la reconocida saga y lo mas importante Crossovers de la misma... (Para el que no lo sepa o no lo haya jugado, en todas las sagas se mantienen algunos conceptos similares como magias y nombres; pero personajes y tramas no). Por este razón decidi explicar el porque este fic se trata Crossover ya que visto de otro modo por ejemplo: Si hago un fic sobre final fantasy VIII no podria meter a Cloud Strife en tal historia, ya que el pertenece a Final fantasy VII y no a la historia del juego en antes mencionada.



    PROLOGO.

    [​IMG]


    La primera vez que abrí los ojos, una puerta mística se abrió ante mí y me engullo a una especie de mundo diferente, para entonces era solo un bebe inocente de todas las cosas que me podrían estar sucediendo, ni saber si en aquel lugar encontraría a mis padres; si es que realmente los tuve. Ese mundo mejor conocido como Gaia, era un planeta realmente agradable, clima sublime en la mayoría de sus regiones, una tecnología avanzada que enorgullecía a muchas naciones del mundo, en cada región de este nuevo mundo presentaba una arquitectura sublime: manteniendo los esquemas de viejas fachadas con un toque contemporáneo a la mano de la ciencia, este mundo presentaba secuelas de un pasado que era difícil de borrar por eso preservaban los lazos imborrables con el pasado.


    Pero la tecnología, la política y los grandes ejércitos de cada país no eran lo único que parecía interesar, la gran joya de siempre fue la magia y los poderes prohibidos que a pesar del tiempo ha sido una de las cosas que la gente no ha preferido olvidar. Así como tampoco ciertos métodos de lucha que van desde armas blancas y rigurosos entrenamientos militares. Haciendo uso de todo esto fue como se construyeron los jardines. Academias militares que entrenaban jóvenes prometedores del mundo para enviar a misiones y resolver las tareas bélicas de siempre. Cuando los jardines aparecieron en nuestro mundo e incordiaron a los países enfrentados; por ello los países más poderosos como Galbadia, decidieron formar a los ejércitos, quienes dotados con la tecnología más avanzada, la instrucción militar más rígida y el uso de la magia más ciertos misterios relacionados con ella, además de crear máquinas de batalla tan poderosas como para amenazar de muerte a las ciudades más inofensivas y crear problemas incluso a los mejor parados. Pero había un motivo más poderoso para esto: La ambición. El presidente Deling como mayor cabecilla somete a varios países a la fuerza a sabiendas de que simplemente amenaza de destrucción, a cambio de vida por la lealtad absoluta y rendición a Galbadia.


    Así es como estos tomaron rápidamente la batuta en el continente que lleva su nombre, con Deling City como ciudad-eje del gobierno y de las fuerzas políticas y militares. Una vez más los jardines iban a resultar el cambio para el futuro del mundo, pero estos al principio del todo solo atendían misiones cual mercenarios sin importar la verdadera justicia o lo que al mundo suceda entonces. Galbadia aprovecho la iniciativa de Jardines como Balamb y Travia para crear una fortaleza militar propia entonces conocida como “Jardín de Galbadia” La historia de los jardines es bastante interesante, una historia que conviene detallar significativamente, pero un extraño de ello lo iré relatando porque mi vida como estudiante del jardín de Balamb conlleva lentamente a esos aspectos.


    Así fue como los jardines se desarrollaron y darían de que hablar en un futuro bien sea para combatir definitivamente a las fuerzas que alterarían el orden o más bien a los seres provenientes de la oscuridad llamados “Brujas” la verdadera causa por la que luchar por el bienestar de Gaia. Realmente mi andadura por este mundo comenzó cuando este parecía no tener esperanzas, cuando las brujas comenzaron a aparecer y dos de los jardines parecía comenzó a dejar la temática de misiones pagadas para salvar al mundo y a sus habitantes del terror de las brujas. Siendo un huérfano chico, cuidado por algún orfanato era inocente del peligro, inocente de las batallas que el mundo de Gaia en esta dimensión estaba teniendo. Se dice que unos Jóvenes SeeD’s –Fuerzas de elite del jardín de Balamb– comenzaron a devolver el orden derrotando a los culpables y siguiendo la línea del destino que estaba predestinado para ellos encontraron verdades y mentiras y que el verdadero enemigo provenía más bien del futuro, la bruja Artemisa crearía creadora de la comprensión del tiempo, estaba alojada en un futuro, quien entonces estaba poseyendo a las brujas del presente de Gaia. Tras muchas intrigas, aventuras, desventuras, suspensos y batallas imposibles, los SeeDs derrotaron al verdadero rostro del mal y devolvieron la paz a los de esta dimensión.


    Sin saber quién era yo, quienes eran mis padres o cual era mi verdadera procedencia comencé a andar por el mundo sin alguien que me diera un hogar, fue entonces cuando cambio todo, comencé a tener un nombre y una familia. Desde muy pequeño soñaba con tener una y los Growney, una familia humilde del pueblo costero de Balamb me dieron un hogar y un apellido cuando la guerra había finalizado y el jardín sitiado nuevamente. A los ocho años comencé en la academia. Yo un chico de cabellos rubios, ojos verde esmeralda bastante interesantes, estatura algo baja de lo normal. Mi nombre es Blast, nombre que siempre se supo por llevarlo como identificación en una cadena de plata sobre mi cuello gravado en una pieza de metal.


    En la academia con los años me especialice en el uso de la katana, un arma no muy utilizada entonces con la moda por la tecnología las sable-pistolas y otras armas con un pasado en común pero con ciertas características tecnológicas implantadas para mejor uso en combates. Las katanas eran el arma perfecta para mí y en aquella prueba demostré él porque, estas armas eran más livianas que cualquier espada normal o las nombradas ya saben pistolas. Además que podría rebanar cabezas con una facilidad increíble. Perfeccione mi técnica como espadachín con el instructor Kyoru. Además comencé a adentrarme en temas de historia del mundo, mounstros y sus cualidades y una materia en teoría llamada G.F o Guardianes de la fuerza. Seres espirituales que representan las fuerzas elementales y de la naturaleza, con estos seres se pueden hacer contratos con el motivo de que te ayuden a ganar cierto combate. También decían que para obtenerlos era necesario vencerlos en las mayorías de las veces, otras que pueden ser extraídos, estos seres son con los que seguramente tendría el placer de aliarme en algún futuro de este relato, pero mientras tanto en lo avance con mi historia de un cadete dentro del jardín de Balamb, solo me limitare a contar los pormenores que sucedieron en ella.


    Aprendí a usar la magia o como solían llamar “La pseudo magia”, aprendí en este camino como futuro SeeD a extraerlas como primera normal, a sentirlas antes que nada, la pseudo magia estaba regada en muchas partes de casi cualquier zona del suelo o incluso extraerlas de una mounstro o de un ser vivo. Las magias además de mi katana y los futuros G.F cuyos contratos se establezcan a mi causa se convertirían en mis mayores armas para enfrentar y devolver el orden a un mundo cuya paz había durado demasiado.


    Pero una vez que la paz perdure siempre aparecen nuevos problemas, nuevos villanos, nuevos enemigos. Pasaron doce años y esta vez había sido recomendado para asistir al examen SeeD, al mismo tiempo que noticias redundaron en mi cabeza. Galbadia tomaría nuevamente el mando del continente amenazando a los países con más armas que nunca, lejos de acabar su ambición se desata la guerra más devastadora de nuestro mundo y por fin los SeeDs vuelven a la acción, la guerra Galbadia-Esthar doce años después de la comprensión del mundo y el ataque de las brujas. Muy pronto comenzara mi participación en el escenario bélico, muy pronto finalizando el examen me convertiré en un guerrero de elite SeeD para intentar devolver la paz a este mundo.


    Sin pensar que conocía este mundo de primera mano, pero desconociendo el pasado que me representaba…

    Continuara...





     
    Última edición: 21 Marzo 2015
    • Creativo Creativo x 1
  2.  
    Kiros Lionheart

    Kiros Lionheart Leafter de toda la vida

    Libra
    Miembro desde:
    28 Febrero 2015
    Mensajes:
    94
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Final fantasy: nexus mundi
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Fantasía
    Total de capítulos:
    5
     
    Palabras:
    3034
    Capitulo I. La prueba de fuego

    [​IMG]

    La base del jardín de Balamb tenía una forma “anillada u ovalada” en todas sus plantas. La planta baja era la más grande de todas conteniendo así, el mayor número de instancias que conformaban la academia. El núcleo de este anillo representado de agua y una enorme fuente de un pez, cuyas aguas salían de su boca. Así mismo había un mapa con la posición exacta de las diferentes zonas de la academia guerrera. En pleno sur estaba la entrada/salida del jardín, justo al sur oeste se encontraba la enfermería, sur-oeste la librería. En pleno norte estaban los dormitorios de todos los estudiantes, SeeDs y todo el personal. Norte-oeste donde se encontraba la cafetería y noreste el garaje, lugar donde se guardan los vehículos en uso exclusivo de misión. En pleno oeste se encontraba el patio, un área de recreo y entretenimiento. En el este la misteriosa zona de entrenamiento donde los SeeDs más fuertes se entrenaban contra criaturas para mejorar sus habilidades.

    En el sur había una especie de pasillo que conducía al elevador. La segunda planta la conformaban puras aulas y la tercera la cabina de mando. Por fuera una combinación de colores muy increíbles para poder relatar con certeza, hasta el punto de que todo parecía un sueño. Así mismo la forma anillada del interior de la academia se veía “reflejada” en la fachada exterior. Más impresionante era la especie de anillo luminoso en la cima de toda estructura; aunque el jardín podría sufrir una metamorfosis cuando lo requería. Alguna vez mencionaron que aquel anillo había pasado a tener una función específica para hacer elevar a todo el edificio y volar por los aires, era un academia/fortaleza voladora que cuando lo requería hacía uso de su tecnología para maniobrar por los cielos y dirigirse a cualquier punto. Podría incluso funcionar como barco, aquel complejo tan grande. Aunque tras doce años de larga paz el jardín de Balamb nunca tuvo necesidad de hacer esa transformación de vuelo; aunque el momento de paz estaba mermando tras los ataques del gobierno de Galbadia y su capital Deling.


    Los días pasaron hasta el punto en el que me entrene, asistí a mis últimas clases preparatorias, extraje algunas magias muy útiles, investigue en la biblioteca y por ultimo logre enlazar a todos los GF; a excepción de Ifrit. La instructora en cuestión había dejado un límite de dos semanas para combatirlo y así contratar al tercer guardián de la fuerza y llegar con una gran base al examen de SeeD. Caminando por los corredores del jardín sin rumbo fijo por la tarde, tropecé con Bianca Lovelace, una chica guapa, atractiva del mismo salón de clases.

    ¡Hola Blast! — Sonrió al mismo tiempo que se acercaba para saludar.

    Una chica de cabellos negros que se deslizaban hasta la cintura, ojos azules cual mar, Bianca se especializaba en atacar con elementos arrojadizos, muchos de estos tenían ciertas propiedades mágicas o también bombas y gases tóxicos, para hacer uso de todo esto, Bianca contaba con una mochila en lugar de tener un arma que se vea a simple vista.

    ¡Bianca! ¿Cómo has estado? ¿Preparándote para el examen de Seed? — Me ruborice de solo con verla, la verdad es que nunca tenía pensado decirle cuanto me atraía. A pesar de todo le dedique una sonrisa a mi mejor amiga.

    ¡Así es! ¡Ah por cierto! ¿Has estado en la zona de entrenamiento? — Ella formulo aquella pregunta y yo negué cabizbajo de forma automática.

    Ese lugar me pone los pelos de punta… He escuchado que tienen a un T-Rex y aun no tengo enlazado a Ifrit. — Ni siquiera era capaz de verla al rostro, por la decepción.

    Eres un poco miedica… Tienes que soltar esos miedos ¿Te gustaría ir conmigo? — Quise asentir, era la oportunidad más grande para estar con ella; pero negué. En ese momento mi orgullo fue lo que me hizo cambiar de opinión.

    ¡Miedica no! Hasta puedo ir yo solo. Pero es que aún no he enlazado a Ifrit y no puedo perder más tiempo. — Apreté el puño en señal de que lo conseguiría muy pronto. Con una confianza.

    Bueno… En tal caso. Hagamos algo, derrota a Ifrit y consigue enlazarlo y nos vemos en la noche en la zona de entrenamiento…. Eso si no tienes miedo. — Iba a aceptarlo, pero alguien intercepto nuestra comunicación, un chico que no me agradaba para nada y pretendía ser el “chulito de la clase”

    Así que el nenaza de Growney tiene miedo de ir a la zona de entrenamiento y apuesto que tiene más miedo de enfrentarse a Ifrit. — Interrumpió alguien. Ese chico alto, melena negra, ojos castaños. Un chico cuya historia era similar a la mía, no tenía padres, desconocía su procedencia, era un mero huérfano. A diferencia de mi un tipo frio y solitario, pero muy talentoso. Le gustaba molestarme siempre que podía; aunque a veces solía ser yo quien le dejaba mal parado y siempre luchaba por superarle. Ese era Keith Valefor.

    Nadie te ha dado vela en este entierro, idiota. — Vocifere lleno de ira. Apreté los puños con ganas de clavarle unos cuantos puñetazos para cerrar su boca.

    Tu calla Keith, lo único mejor que sabes hacer es hablar. — La chica salió a la defensiva, cruzando los brazos, sin mirarlo a sus ojos.

    Hagamos una cosa. Probemos quien de los tres es mejor. Los veo esta noche en la entrada de la zona de entrenamiento y verán con sus propios ojos mi nuevo poder. Ah Growney, no te vayas a dejar lo poco de valentía que te queda, la necesitaras… Si es que la tienes hahahahaha— Se rio a carcajadas mientras caminaba por el corredor, hasta perderse. Tuve ganas de perseguirlo para darle una buena tunda. Pero Bianca me detuvo.

    Sera mejor que no te metas en más problemas, no hagas caso a ese imbécil. Tienes que apresurarte e ir a la cueva de las llamas. Es materia obligada antes de el examen. — Asentí sin ningún tipo de resentimiento. Suspirando.

    No importa, les demostrare a todos lo fuerte que soy. Nos vemos esta noche…— Dije. Ella se marchó, lleve mi mano a la frente y busque la salida para ir a la cueva de las llamas sin ningún tipo de objeción.

    ***​

    Camine hasta el sur de la planta baja y pase por el torniquete de salida, en la cabina hay un viejo que controlaba el paso hacia afuera y había especificar algun tipo de permiso para poder salir.

    Estudiante 216. Blast Growney. Tengo permiso de salir, voy a la prueba de la cueva de las llamas. — Justo cuando el viejo dio el permiso concedido, pude pasar por el torniquete y encontrarme el patio de la entrada. Una misteriosa fuente de poder de color rosa comenzó a fluir en una esquina del patio. Me aproxime y acumule esta magia dentro de mi cuerpo “Magia Hielo”. Con la magia de hielo enlazada y el GF Shiva listo para invocar, sabía que pronto podía enfrentarme a Ifrit, aunque me daba miedo de solo pensar que no lo lograría solo.

    La isla se componía de extensas llanuras verdes donde solo abundaba césped y un solo bosque en el suroeste de la isla, también de enormes montañas en el norte. El resto era un terreno muy apto para viajar sin dificultades, ese césped tentaban de hacer un picnic especial con los amigos. Pero este lugar, tan grande por el que apenas sabía a donde andar. El viento soplaba en mi cara drenándola de frescura y vitalizando mi rostro sosegado por el calor.

    Caminando por media hora me encontré con el final de la cadena montaña y tras un bosque la entrada en la cueva. Pero de repente escuche un par de aleteos constantes y fuertes que se aproximaron a mí. Un insecto mutante muchas veces más grande que uno normal, este insecto tiene una especie de aguijón. Saque mis dos katanas ante los enormes insectos y le infringí un corte doble a cada una, quedo herida pero entonces la otra comenzó me embistió y su aguijón se clavó en mi pecho, no era doloroso en sí, pero me había abierto una especie de herida pequeña.

    Contrataque dirigiendo las dos espadas sobre el mosquito que había atacado antes y este murió por los cortes que le había propinado. El otro insecto mutante aprovecho mi guardia baja para picarme nuevamente, en una zona cercana a la otra. Invoque mi pseudo-magia llevándome dos dedos a la frente, entonces un resplandor verde relucía en todo mi cuerpo hasta pronunciar “Hielo” entonces un bloque de hielo le cae encima al insecto, aplastándolo.

    Ese fue el fin del insecto que pretendía molestar mi trayecto, enfunde mis katanas y me enfoque en dirigirme rápido a la entrada de la cueva. Entre corriendo aproximándome cada vez más al objetivo y de pronto entre a la cueva.

    El calor que hacía allí dentro era realmente agobiante, había ríos de lava por doquier y un sendero de tierra calcinaba cuya sensación térmica se sentía en los pies y piernas. Allí dentro me encontré con diferentes tipos de criaturas de elemento fuego a las que me costó derrotar en comparación con los insectos, pero equipando bien la magia hielo y sin el uso de Gf’s me las había apañado para vencer a la bomba de fuego y también a una especie de murciélagos extraños de tres alas. Finalmente estaba llegando al fin del sendero, cuando vi fluir una extraña aura rosada. “Una extracción de magia”, realice el enlace con la magia y fue cuando pude equiparla. Agotado, agobiado y abrasado por el vapor caliente de la cueva, nunca me rendí hasta el final del camino. Donde la criatura saldría.

    Yo te desafío, Ifrit. — Desenfunde mis katanas para batallar contra él, para conseguir su fuerza. Un fulgor magnánimo se desato en un cráter de lava acompañado de un vaporon blanco, cuando este se esfumo me encontré con un ente diabólico de piel chamuscada y cuernos negros, llevaba garras en las manos, su apariencia daba muchísimo miedo, pero no retrocedí, no quería quedar como un cobarde delante de nadie más.

    ¡Humano bastardo! ¡Yo te destruiré! Si consigues vencerme, te prestare mi fuerza. — Gruño la bestia como si se tratase de un volcán.

    ¡Yo no pienso retroceder a mi palabra! ¡No quedare como un cobarde, jamás! — Hable con gran valentía y me prepare para el combate.

    Pero ifrit cegado por la ira comenzó el combate hundiendo sus garras en mi torso y golpeándome fuertemente, las heridas comenzaban a arderme también por las quemaduras que aquel ser me había propinado. Ataque con mis dos espadas propinando un par de sablazos mientras saltaba para estar a la altura de aquel ente enorme.

    ¡Me las pagaras! — Iba a atacar con lo mejor de mí, coloque mis dedos en la frente, con la concentración en Shiva, si con el tiempo mejoraba en el enlace, los ataques de mis Guardianes de la fuerza mejorarían. Pero entonces cuando detecte el mejor momento para atacar pronuncie un par de palabras para llamar a Shiva al campo de batalla.

    ¡Polvo de diamante! —Unas esferas translucidas de color verde para traer al mundo a Shiva, a continuación una tundra helada aparece de la nada una humanoide de colores celestinos y grises claros, cabellos dorados aparece dejando muy sorprendido a Ifrit a continuación ella manipula hielo desde la palma de sus manos y atrapa a ifrit en una tundra helada que se parte en pedacitos y dan de lleno al demonio. Quitándole mucha vitalidad.

    ¡No puede ser! ¡Estas aliado con Shiva! ¡Malditooo! — Gruñe el ente ser cuyo fuego se desborda todavía mas en todo su cuerpo.

    La criatura demuestra invoca magia de manera mucho más sencilla de lo que yo, un aura verde se ve en el cuándo luego invoca brasas calientes alrededor de mi cuerpo.

    AAAAAAAAAAH ¡Quema! ¡Quema! ¡Quema! ¡Quema! ¡Quema! — Grite con algo de sentido de humor, sintiendo como mi cuerpo se quemaba, el conjuro se desvaneció cuando termino por hacer todo el daño. Mi piel y mi ropa, especialmente la ropa estaba chamuscada, pero aquella no era el tipo de magia más poderosa del tipo fuego, por lo que no había motivo de preocuparme tanto.

    Juguemos con magia entonces, si a mí me hace daño el fuego, a ti te hace más daño el hielo y créeme no perdí mi tiempo al prepararme de venir aquí. — Una vez más la concentración, el resplandor con más facilidad y luego un bloque de hielo le caía encima a la poderosa bestia, Ifrit.

    El ser de magma arremetió contra mi clavando sus dos cuernos contra mí, aquello que me provoco tanto dolor, cuya sangre comenzó a salir por mi boca, pero tenía que aguantar, debía resistir a como diera lugar. “Todo estará bien, cargo unas botellas de poción después de todo” Pensé sin tener que recurrir a irme de aquí como cobarde, quizás usar nuevamente a Shiva balancearía las cosas de mi lado.

    Esto no acaba aquí, Ifrit, tú te unirás a mí. ¡Quieras o no! — Entonces recargue toda mi aura de guerrero. “Muy bien, guardemos la magia y a Shiva para el final, veremos mi límite en acción” Mi cuerpo se contagió de un fulgor amarillo y mis espadas refulgieron con una especie de energía eléctrica.

    ¡Limite especial: Guillotina del verdugo! — Corrí hacia el enemigo con la fuerza para patearlo y tumbarlo al suelo, luego entrecruzar las espadas para simular una tijera y cortar el cuello del enemigo. Ejecución Garantizada. Ifrit quedo noqueado en el suelo, con ciertas heridas que simulaban un corte bastante fuerte. Entonces alcance la gloria, pensando que finalmente lo había logrado. Mis pensamientos me llevaron a tiempos de clases...


    **FLASHBACK**

    Para conseguir su primer limite concentren toda su energía mágica en el cuerpo, luego no olviden almacenarla en su propia arma, es un proceso similar como el de la extracción o uso de la magia, pero no tan sencillo, recuerden que pueden finalizarlo de la manera que quieran, mientras que sea para dar el mejor uso del arma. Como la palabra lo indica, el límite es el ataque máximo que puede propinar un arma… Comencemos con el paso 1, concentración y fluido del aura. —El instructor Kyoru explicaba el proceso inicial. El instructor fue un antiguo SeeD y luego se ganó el privilegio de ser un instructor siendo joven todavía.

    Comencé haciéndolo pero no podía concentrarme, tenía dos armas. Todos lograron mostrar su aura con firmeza, unos con más facilidad que otro, pero desde luego nada me salía bien y me costó mucho completar el paso número 1.

    Todos lograron ejecutar el límite a la perfección, sin embargo mi aura era inestable y justo cuando estaba a punto de ejecutarlo, ni siquiera tenía pensado que técnica iba a crear al arma para atacar al monigote de entrenamiento en el patio. Ese fue uno de los peores días de mi vida, porque mientras el resto hacia polvo su propio monigote, yo no había logrado hacer ningún rasguño. Fui la burla de todo el mundo, la decepción para Kyoru, el instructor palmeo mi hombro y se ofreció a entrenarme por las tardes. “el miedo y los nervios te paralizan” me dijo más de una vez “Deja fluir tus emociones” o tan solo “Conócete a ti mismo y conocerás tu limite” frase muy valiosa porque después de diez intentos en diferentes días logre crear y perfeccionar la técnica guillotina…

    **FIN FLASHBACK**

    Oh si, Oh si, Oh si… En tu cara tipo fuego, te unirás a mí para ganar mis batallas. — Celebre a lo tonto.

    Resople, salte y alce los brazos, victorioso. Pero Ifrit demostró que eso no le vencería y que tal vez le había subestimado. Pues su fuego curo las heridas superficiales que un ataque tan agotador como ese había clavado y su fuego reboso en todo su cuerpo.

    Me has hecho enojar, niño estúpido. Pero no cabe duda de que me estoy divirtiendo. — Porto una sonrisa y estiro su cuerpo como si aquello fuera un entrenamiento básico.

    El fuego comenzó a emanar de su cuerpo con más holgura y su magia aumento de poder de ataque a dos veces. Esta vez hizo la magia con más facilidad y me rodeo con fuego que chamusco mi piel dejándola a rojo vivo. Mi camisa había sido prácticamente consumida por el fuego, pero esta vez mi ira se había encendido.

    ¡AAAAAAAAAAAAAH! Ahora si me has hecho enfadar, Shiva volverá a patear tu chamuscado trasero— Apunte con el dedo, esta vez sin ningún atisbo de humor. “Mi energía se agota, Shiva por favor necesito que ataques con todo” Coloque mis dos dedos en la frente, cerré los ojos y el mismo proceso del polvo de diamantes, volvía a repetirse, dejando a Ifrit mas herido de lo que antes.

    Un nuevo hechizo de fuego, pero esta vez el ente lo terminaría fallando, estaba débil por lo súper-efectiva que había sido la magia de Shiva. No perdí oportunidad y lo agarre con la guardia baja, conjure el hielo que mermo la capacidad de fuego del mounstro y la victoria llegaría por fin…

    Lo has conseguido… Finalmente te prestare mi fuerza en los combates, dalo por hecho. Te felicito— Ifrit hablo con voz débil y desapareció en un haz de luz blanco.

    Siiiiiiiiiiiiiiii! ¡Lo logre! ¡Enlace a Ifrit!— Pegue un salto tan alto que casi caigo a la lava y me fui lo más rápido que pude. Al regreso del jardín de Balamb, hubo una avalancha de burlas por algunos compañeros, por el motivo de que parte del uniforme se había consumido por el fuego de Ifrit. Bebí la poción que recuperaria de mis heridas y quemaduras con el pasar de las horas y camine cabizbajo hasta el dormitorio, recordando que tenía un compromiso, esa misma noche en la zona de entrenamiento.

    Nos vemos el proximo sabado
    .
     
    Última edición: 21 Marzo 2015
  3.  
    Kiros Lionheart

    Kiros Lionheart Leafter de toda la vida

    Libra
    Miembro desde:
    28 Febrero 2015
    Mensajes:
    94
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Final fantasy: nexus mundi
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Fantasía
    Total de capítulos:
    5
     
    Palabras:
    3432

    CAPITULO II: LA ZONA DE ENTRENAMIENTO.


    [​IMG]

    La noche llego tan lento como tarde en salir de la enfermería y tan rápido como termine de cenar del cafetín. A las altas horas de la noche los guardias habían custodiado todas las entradas; a excepción de la zona de entrenamiento ya que cada quien entraba bajo su propio riesgo y los dormitorios ya que pues lógicamente estaba libre para regresar a cualquier hora. Me dirigí allí con ropas totalmente diferentes a las de SeeD. Un atuendo aun me encantaba usar y era tan óptimo como para ser usado en un combate real. Una franela amarillo-oro de puntos blancos, unos shorts-jeans y unas sandalias a la medida combinando perfectamente con los atuendos. La funda para las armas en la espalda y una pequeña para las dagas arrojadizas que usaba también.

    Avance en medio de la noche, desde el norte (Dormitorios) hacia el este (Zona de entrenamiento) escuchando el fluido de las aguas en la fuente y notando la firme custodia de los guardianes en las posiciones elegidas anteriormente. La entrada a la zona de entrenamiento estaba ya a la vista notándose un pasillo de estructuras muy modernas y quienes estaban allí dentro aguardaban mi llegada entre impacientemente. Keith lucía una gabardina totalmente negra con cierres de plata en sus bolsillos, una hombrera de un material similar al hierro y una cota de malla dentro de su principal atuendo, unas botas de cuero marrón muy finas, notándose la influencia económica de su padre adoptivo, una capucha negra remataba un traje completamente opaco; pero elegante. Bianca ostentaba un vestido verde claro, un collar de bronce con algún símbolo, pantalones marrones cortos y unas delicadas zapatillas remataban un atuendo muy sutil y hermoso.

    Te vez un poco… ridículo. Ah por cierto me dijeron que tu uniforme se quemó en la cueva de las llamas… pero que fracasado, jajajaja. — Se burló Keith sin mostrar clemencia. Agite los puños pero ni más remedio que bajar los humos, gracias a Bianca.

    El arma de Keith: Mandoble de Diamantes. Un sable de tamaño descomunal que infringe más daño de lo usual. A pesar de que consume mucha vitalidad.

    No voy a perder contra ti. ¿Me oíste Valefor? Veremos que tal lo haces en la zona de entrenamiento… — Denote una cara de satisfacción que lo único que hizo fue provocar risas del rival.

    Pronto admiraras mi segundo límite, el secreto mejor guardado hasta el momento... — Presumió Keith con aquella sonrisa con sorna.

    ¡¿Segundo límite?!—Exclamamos Bianca y yo al unísono.

    ¡ja! Sonríe por el momento, en algún momento de nuestras vidas te superare— Me cruce de brazos de la manera prepotente.

    Hagamos una apuesta, si derroto más enemigos que tú, diras ante todos que soy mucho que tú. Es obvio que yo seré esa persona. Voy mejor equipado que tú, probablemente sepa más magias y con dos técnicas para usar. — Keith añadió.


    Muy bien, hagamos esa apuesta. Si yo logro vencer a la mayoría de oponentes tú serás quien tengas que promocionar mi ascenso a la fama. — Acepte dejando cierta sazón en las palabras en plan de pique. Coloque la mano y espere la de el para sellar el pacto. Y así lo hizo, sorprendentemente, Bianca se unió al reto.


    Acepto el reto, también. Si yo gano ustedes tendrán que adularme el resto de sus vidas— Sorprendentemente Bianca se uniría a la apuesta. Aquello que no hizo más que sacarme una sonrisa de mis labios.


    ¿Estás loca de remate? ¿Ganarnos? ¿Ganarme? Eso será difícil, no dudo de tus capacidades, pero francamente es imposible. Aun así esto se pone interesante. — Keith blandió el mandoble contra el aire, quizás intentando dar una prueba de su poder. Cuanto deseaba ver en acción sus habilidades…


    ¡Bianca! Me alegro que hayas decidido unirte a esta justa. No puedo esperar para que esto comience — Apreté los puños en señal de desespero.


    Les advertiré algo. No soy tan lunática como ustedes. Primero importan nuestras vidas y nuestras vidas dependen de nuestro trabajo en equipo ¿Comprenden verdad? — La chica hablo seriamente. Pero nos aislamos uno del otro, en señal de repudio. Ante ello, Bianca zarandeó a ambos.


    —¡¿Lo comprenden verdad idiotas?! — Advirtió con un carácter atómico. Asentimos al mismo tiempo, pero ambos nos miramos de manera desafiante.


    Atravesamos el umbral. Una puerta donde todo lo moderno acababa y comenzaba ese ambiente rustico y prehistórico. El campo de entrenamiento era un espacio de enormes zonas vegetales donde merodeaban plantas carnívoras y animales prehistóricos. Bordeado correctamente por verjas electrificadas para evitar que estas criaturas invaden el espacio de académico. Dos inmensos umbrales atrincherados enseñaban dos caminos alternos al campo de concentración.


    Escogeré el camino de la izquierda. — Advirtió Keith.


    Yo el de la derecha. Se me hace que derrotare a más que tú. — Avise sin vacilar.


    Bianca nos atrapo por las camisas a ambos para evitar que tomemos diferentes rumbos.


    ¡IDIOTAS! — Sendas cachetadas hacia ambos, resonaron en los campos de entrada.


    —¿Acaso piensan dejar sola a una chica como yo en ese lugar? ¡DE NINGUNA MANERA LOS DEJARE! — Primero expresándose de una manera dulce y encantadora que me ruborizo y luego amenazando con ese carácter temperamental y arrastrándonos prácticamente al umbral de la derecha.


    Está loca de remate. — Me susurro Keith. Sonrió de complicidad.


    Y que lo digas… creo que me da más miedo ella que los mounstros de aquí… — Verdaderamente gracias a Bianca, Keith y yo comenzamos a llevarnos de la manera más amena; aunque con algunos roces hostiles.


    El sendero de la izquierda se mostraba algo diferente, árboles en el horizonte, fuera de las rejas. Una especie de suelo metálico (una especie de alcantarillas) en la mitad del camino y césped; un césped más primitivo de lo normal. Desde luego era un territorio hostil y salvaje dentro de una academia. Sin embargo, esa área en específico se encontraba algo accidentada, ciertos troncos de árboles habrían derrumbado algunas rejas. Los tres nos quedamos de espalda contemplando una escena como esa, indicaba solamente peligros.


    Todo estaba por comentar. De repente algo surgió de la nada, unas enredaderas agrietaron el suelo y comenzaron a salir específicamente desde el césped y aquello fue transformándose en unas criaturas-plantas carnívoras de aspecto aterrador y unas fauces dispuestas a tragar todo oponente humano que las enfrentaran. La pelea comenzó siendo justa, porque tres de esas bestias se enfrentarían a nosotros tres. Pronto ellos serían testigos del gran poder que se nos atribuía. Los Gf’s cuando se hacen grupos se deben distribuir correctamente el, en tal caso, eran son tres Gfs, tres usuarios, uno para cada uno.


    Quetzal para Keith. Shiva para Bianca y por ultimo Ifrit enlazado para mi.


    ¡Estas cosas son…! Las leí en un libro en la biblioteca. Son plantas carnívoras… Se llaman Grat y causan estados alterados. — Afirmo Bianca de manera contundente.


    ¿Qué son los estados alterados?— Pregunte dubitativo.


    Me sorprende que hayas sido recomendado para el examen SeeD sin saberlo, idiota. Son ataques que alteran nuestro estado físico. Causan parálisis, sueño, veneno, entre muchas cosas cosas. — Keith era quien parecía conocer un poco más de esto.


    Sin esperarlo mucho, el chico se adelantó propinando un mandoblazo al pecho de la criatura. Esta se resintió con un chirrido tras el impacto, pero aún estaba con vida. Como respuesta el primer Grat, aplico una técnica conocida como “Vampiro”. Se acercó al muchacho y le propino un mordisco para extraer puntos vitales y al mismo tiempo curarse con ellos de aquella manera se aseguraba.


    Desenfunde mis Katanas, llevaba tiempo entrenándome con ellas y necesitaba acumular energía para realizar un límite. Las espadas lastimaron severamente al segundo Grat haciéndole derramar sus líquidos vitales, a pesar de que se necesitaría más que eso para derrotarla. Temía a la respuesta de la criatura, lo que había hecho a Keith era bastante bueno. La planta comenzó a arrojar chorros de líquido gástrico, que me quemo la piel y comenzó a dejarme secuelas de quemaduras de ácido.


    Bianca actuó con rapidez, buscando algún objeto arrojadizo desde su mochila y tirárselo al Grat. Una bomba explosiva se denoto a los pocos segundos. El Grat comenzó a tener secuelas de quemaduras. El enemigo reacciono de forma vengativa, golpeando con sus tentáculos-hojas a la chica. Causándole dolor a la muchacha.


    Keith se llevó dos dedos a la frente y empleo magia para intentar derrotar a la criatura. Un aura verde resplandeció desde sus pies y otros haces de luces azules brillantes por encima de su cabeza. Así como pronuncio las palabras de la pertinente magia. “Electro+” Una magia elemental de trueno que causa un mayor daño que su naturaleza normal. La planta se estremece ante los mil voltios de shock eléctrico. Keith sonríe de satisfacción. El Grat reacciona golpeándolo con sus tentáculos-hojas.


    Era mi turno nuevamente. Hice lo mismo que Keith, en todo momento intentaba superarlo. Lleve mis dos dedos a la frente y aparecieron los mismos efectos, haz de luces verdes y azules aparecieron en todo mi cuerpo. Aquello que era considerado pseudo-magia, magia que era posible gracias a la concentración y a la naturaleza mágica que encerraba nuestros cuerpos. Con tal solo pronunciar la palabra Piro unas llamas abrasaron, debilitándola más todavía. El Grat respondió de forma distinta, usando una habilidad que le permitiría ventaja sobre mí. En sus fauces comenzó a expandirse un humo gris y ese gas, considerado somnífero el cual comencé a respirar inocentemente y este comenzó a adormecerme totalmente.


    Bianca comenzó a sonreír, analizando como podía comenzar a tener ventaja, en la apuesta. Sus dedos fueron directamente a la frente, el típico ritual de una magia; pero al contrario de eso, aquello requirió más concentración de lo normal y Keith pillo la idea. Un aura amarilla salió bajo los pies de la chica y un montón de bolas translucidas se dispersaron por todas partes. Shiva volvió a aparecer, esta vez para Bianca. Un cumulo de hielo apareció en el suelo a mitad del enemigo y del usuario. En ese cumulo apareció Shiva, la guardiana de hielo. Una humanoide bastante atractiva de apariencia bastante indescriptible. Ella comenzó por reunir una bola de hielo en la palma de su mano y lo arrojo a los oponentes (Ataque masivo). Este cumulo de hielo-cristal se dispersó como una tundra, este se rompió en pequeñas estacas y se dispararon a los tres Grat.


    Dos plantas pierden la vida, por el poderoso impacto, aunado a los daños que anteriormente recibieron. Los oponentes de Keith y míos cayeron vencidos. Yo mientras tanto me mantenía en un estado alterado de sueño. Grat se aprovechó de la guardia baja de la chica y le aplico un ácido que le salpico y redujo su vitalidad.


    Keith tenía una oportunidad para arrebatar una cueva de Grat, literalmente, rápidamente repitió el mismo ritual para hacer la pseudo-magia y luego pronunciar las mismas palabras que conocía. “Hielo +” La magia congela al oponente y luego resquebraja al hielo con facilidad, al mismo tiempo que destroza al oponente encerrado. El Grat muere sin poder defenderse.


    ¡Eres una vil tramposa! — Advirtió Keith apuntándola con el dedo índice.


    Les dije que yo no me quedaría atrás. He matado 2 grap y tú solo 1. El idiota de Blast se quedó dormido. — La chica dio saltitos de alegría, festejando su victoria. Luego sentí un dolor insoportable en la cabeza, había vuelto a despertar, gracias a un rudo golpe de Bianca.


    Perdedor… — Keith sonrió de manera socarrona. Comencé a sobarme la cabeza.


    El no tuvo oportunidad de demostrar su talento, pero ambos están perdiendo contra mí. Perdedores — Anuncio la chica con una voz totalmente triunfal.


    Esta chica me pone un tanto nervioso… — Susurre con una sonrisa tímida al final de la expresión.


    Ha tenido suerte… la verdadera contienda, es entre los dos. — Susurro Keith.


    ¿Ustedes creen que no los escuche? — PUM. Sendos puñetazos en nuestras caras. La chica dulce y agradable que antes parecía conocer, se le daba bien ser ruda y la dominante del equipo. Algo que me hizo recordar que temporalmente era la líder.


    Uy… ¡mamacita!. Esta chica me matara antes que los Grat. Susurre aún más bajo a Keith. .Me encanta que sea ruda. — Seguí sobándome de los golpes; en si no eran tan rudos, eran dolorosos pero hasta cierto límite. Luego me ruborice mientras avance tras ella.


    Increíble. Debajo de esa muchacha encantadora vive el demonio en persona, pero no voy a dejarme derrotar tan fácil…— Susurro Keith, mientras ella se adelantaba en la zona.


    El próximo combate transcurrió de manera más habitual, nuevamente con tres Grat a la vista, todos pusieron sus esfuerzos, al final tras una elocuente demostración de ataques, magia y G.F’s logre vencer a dos de los hombres plantas, mientras que Keith nuevamente derroto 1. Nuestras contiende comenzaba a ser más emocionante como igualada.


    Dos grat para cada uno, ¡si señor! Al próximo combate se definirá todo. A pesar de que no lo acordamos, creo que nuestras heridas necesitan ser atendidas con pociones y nuestra energía se agota. — Advirtió Bianca.


    En la siguiente oleada de entrenamiento aparecieron esas criaturas plantas y la misma combinación de habilidades fue como se acordó; aunque esta vez no se utilizó G.Fs ya que habíamos acordado guardar las energías. Resultado empate a tres.


    Hemos derrotado un Grat cada uno. Eso nos deja en un empate. Sera mejor que regresemos— Expreso Bianca.


    Nah. Quiero un desempate ya ¿Estás de acuerdo Blast?— Se cruzó de brazos, esperando la respuesta.



    —¡Claro que sí! Uno de los tres tiene que ser el ganador. — Comente alzando los puños al cielo, en señal de apoyo a la idea.



    Bueno. Está bien, les demostrare que puedo ganarle a ambos. — Bianca fue la tercera en animarse a la idea. Y nos pusimos en marcha a la nueva área de los campos de entrenamiento.


    Al final del sendero trazado en aquella especie de alcantarilla, se encontraba una segunda sección de la zona de entrenamiento, una sección amurallada solamente por inmensas rocas y un puente de metal que conduce a una puerta de la sección secreta dentro de la colina. No hubo mucho tiempo de detallar el paisaje aún más salvaje que el anterior, porque un enorme animal primitivo estaba de espaldas a nosotros, sus oponentes. El arqueosaurio. Un dinosaurio similar al T-Rex pero con un poder mágico y aún más colosal.


    Este es nuestro premio final, el que lo venza ganara nuestro reto. — Añadió Keith entre el susto y la emoción.


    Chicos… esto es… esto es malo, ¡volvamos! Es el Arqueosaurio, solo lo pueden enfrentar con éxito expertos SeeD’s para entrenarse duramente. ¡Seremos su entremés! — Era muy tarde pues el dinosaurio se dio la vuelta al escuchar el ruido y se aproximó a ellos de manera amenazadora.


    No voy a retroceder. Antes tenía miedo… Miedo de enfrentarme a cualquier rival poderoso, Sin embargo si estoy aterrado de verdad pero estar con ustedes me inspiran valor. ¡Ese dinosaurio va a ser mío!. — Corrí hacia el bicho clavando una Katana en su muslo, pero el mounstro iba a resulta muy resistente a las heridas. El Arqueosaurio reacciono de la manera más violenta, engulléndome entre sus dientes, sus dientes mordieron todo mi cuerpo como si atacase con varios sables a la vez. La hemorragia comenzó a salir por todo el cuerpo, jamás fui atravesado porque el dinosaurio no reacciono con tal ira. Pero el flujo de la sangre comenzó por manchar mis ropas y de mi boca comenzó a salir mucha sangre.


    ¡Blast! — Gritaron ambos al unísono. Me levante como pude haciendo uso de las katanas para apoyar mi adolorido cuerpo.


    ¡Maldito bicho! Experimenta mi primer límite. ¡Triple mandoble! — Un aura roja comenzó a salir de Keith cuando termino por reunir cierta energía.


    El ataque hace aumentar la velocidad del usuario y justo en ese momento puede llegar hasta un máximo de tres ataques consecutivos. Keith aplico sus ataques sobre una zona aleatoria del animal. El enorme animal quizás cinco veces superior reacciono girándose de manera agresiva y propinándonos a todos un coletazo tan fuerte que nos echaría a volar por los aires a los tres. El duro golpe contra el piso nos hace recordar lo mucho que habíamos subestimado a aquel monstruoso animal. El bicho gruño en señal de superioridad y se acercó aún más a nosotros. Tuve muchos problemas para levantarme después de significantes heridas. Aquello que se había convertido en una entretenida batalla por el ganador, se convirtió en una batalla por la vida.


    Tsk. Se los advertí idiotas descerebrados, ahora estamos en un grave aprieto. Tenemos que escapar de aquí. Nadie vendrá a ayudarnos a esta hora. — Bianca eligió otra arma dentro de su mochila una especie de artefacto.


    Enseguida que arroje esto, corran con todo hacia la entrada. — Aviso la chica. Arrojando la bomba de humos. Keith me ayudo a andar y corrimos en dirección contraria para escapar del colosal mounstro.


    Supongo… Que es… Un em-pate. — Hable débilmente. Sonreí forzosamente, teniendo que aguantar tales dolores.

    Calla idiota. No gastes energía para hablar, estas herido por esa mordida y por los otros combates que hemos tenido. — Advirtió Keith. Mientras reunía fuerzas para andar más rápido.


    Se los advertí, pero ustedes no me escuchan. Algún día desafiaremos al temible Arqueosario, pero ese día no ha llegado, es porque somos unos novatos aun. — Bianca afirmo. Selecciono un objeto dentro de su bolso, por si llegaba algún enemigo.


    El Arqueosaurio comenzó a correr velozmente, por lo que tuve que apresuras mi paso, aun sosteniéndome en los hombros de Keith y por ultimo Bianca. El enorme animal abrió sus fauces para intentar devorar a alguno de nosotros y de pronto nos vimos superados. De un brinco el animal nos bloqueó el camino de regreso, pasándose a dirección contraria.


    Había que pelear, un movimiento en falso nos encontraríamos con la guardia baja y el daño podría ser mucho peor…


    Maldita sea, no puedo atacar. Asqueroso animal, no me deja más opciones que llamar a Ifrit. — Concentre toda la energía restante que tenía guardada dentro de mí.


    ¡Tonto! Estas más herido que nosotros, Tan solo mantente a raya. Esto ya no se trata de nuestro reto, esto es para sobrevivir.— Advirtió Keith.


    Cuando reuní la suficiente energía aparecieron las esferas verdes translucidas, una onda de calor apareció frente al tiranosaurio. Un demonio de fuego se elevó en el reuniendo una gran bola de fuego. Aquella gran bola de calor se expandió y luego el ente la disparo hacia el Arqueosaurio. El animal gruño para expresar su dolor, pero eso estaba lejos de matarlo. La criatura jurásica abrió sus fauces para morderme nuevamente. Cerré mis ojos porque con mis heridas no iba a resistir el terrible final… Pero ese momento no llego o tal vez mi final no habría sido nada doloroso. Está vivo y lo que contemple me dejo totalmente atónito.


    Un guerrero rubio de cabellos lizos y cresta en la punta. Irrumpió en la escena, portador de un traje azul de SeeD, unos guantes de lucha destacaban como su única arma. Un tatuaje tribal a la derecha de todo su rostro. Una expresión totalmente serena y confiada. Una menuda barba poblada su rostro, lo que probaba que todavía era un adulto, cercano a los treinta. El experto SeeD reunió energía para un límite y delante de mi sonrió apuntándose a si mismo con el pulgar. Se centró en la batalla.


    ¡Juicio final! — Las luces resplandecen al mismo tiempo que habla de manera frenética y tenaz. El aura de luz transparente se expandió por todo su cuerpo de manera increible reuniendo una forma de energía en sus manos. El hombre corrió velozmente hasta el objetivo y literalmente lo pulverizo hiriendole mortalmente al dinosaurio.


    Yo me encargare de él. Ustedes lárguense de aquí, esto no es rival para críos. Tsk me han hecho gastar mi mejor límite. — El hombre se mantuvo en guardia atendiendo el momento en que el arqueosaurio decidiera levantarse.


    ¿Cuál es tu nombre? — Pregunte asombrado.

    Me llamo Zell Dincht. En un momento los alcanzo— Aseguro el hombre.


    Bianca parecía reconocer el nombre, Keith parecia tan sorprendido como fascinado y yo había tenido suerte de una muerte segura.

    Me ayudaron a correr de vuelta a la entrada de la zona de entrenamiento, evitando a los enemigos que nos asaltaban...
     
    Última edición: 7 Abril 2015
  4.  
    Kiros Lionheart

    Kiros Lionheart Leafter de toda la vida

    Libra
    Miembro desde:
    28 Febrero 2015
    Mensajes:
    94
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Final fantasy: nexus mundi
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Fantasía
    Total de capítulos:
    5
     
    Palabras:
    1907
    CAPITULO III: EL ORFANATO.

    [​IMG]

    Encontramos la entrada de la zona de entrenamiento, aun sentía aquello colmillos que habían perforado parte de mi cuerpo, aunque por suerte no había sido atravesado por ninguno de ellos, estaba impasible por recuperarme, estaba sangrando y sentía todavía el impacto de las mordidas en varias partes de mi cuerpo. El pecho, las piernas y la espalda habían sido testigo del mordisco del T-Rexaur.

    Es un milagro que estemos a salvo, se los juro— Expreso su molestia Bianca.

    Esto fue un empate. ¿Cómo acordaremos nuestra apuesta? — Quiso saber Keith.

    Entrenaremos así un día a la semana— Quise añadir entre la leve sonrisa.

    Me gusta la idea. Pero yo también quería agregar algo. Compartiremos secretos entre nosotros— Añadió Bianca sonriente.

    Entrenar está bien. ¿Compartir secretos? Eso es un poco cursi, pero está bien. Todos tenemos el mismo derecho de exigir. Yo quiero que compartamos la magia que obtengamos, así como cada objeto. Ya que por lo que parece, seremos un equipo. — Expreso Keith.

    Todos unimos nuestras manos y las levantamos en señal de acuerdo. En ese momento irrumpió aquel hombre rubio del flequillo y el tatuaje de la cara.

    ¡Fiuuu! Eso ha sido un buen calentamiento. Hey bébete esto. Te aliviara los dolores, pero tendrás que ir a la enfermería para que te vean esas heridas. — Zell extrajo un frasco de elixir de sus bolsillos y se lo arrojo a Keith. Keith me lo dio de beber, en realidad aquella bebida desabrida, elimino todos mis dolores, pero las heridas todavía estaban allí.

    Muchas gracias, esto es me ha aliviado de inmediato— Exprese con una sonrisa de oreja a oreja.

    Ahora debo irme, nos veremos en la presentación del examen Seed. — Zell se marchó estirando los brazos y bostezando al mismo tiempo.

    No tuvimos mucho tiempo para quedarnos allí. Él turno de la noche, era atendido siempre por unas enfermeras, en lugar de la doctora Kadowaki. A pesar de que el dolor había desaparecido y las heridas continuaban cerrándose, decidieron mantenernos allí hasta el día siguiente, siendo atendido por el equipo de la enfermería. Si a todos, porque las heridas de los demás no eran para ser descuidadas, a pesar de que les habían hecho poco a diferencia de mí.

    Eh chicos, muchas gracias por el entrenamiento. Lo he pasado en grande— Intente dar la mejor de mi sonrisa y mostrar el pulgar arriba, pero el vendaje impedía mayor movimiento.

    Ahorra energías... — Keith al principio daba impresión de obstinado, pero luego el chico dio su mejor sonrisa. —Ha sido el mejor día de todos, compañeros.

    Chicos a partir de este momento es medianoche. Creo que deberíamos dormir. Aunque siento muy emocionada que podría estar varias horas aquí despierta. — Bianca ladeó su mejor sonrisa

    Tendremos un día entero para ponernos bien y el siguiente día por la mañana tendremos la prueba para ser Seeds, estoy seguro que lo lograremos. — Afirme con emoción. Imaginando el hecho de afrontar aquello.

    Estoy seguro que iremos al campo de batalla para completar nuestro aprendizaje. — Dijo Keith. Informativo.—Sea lo que sea, creo que seremos un equipo, los instructores debieron haber visto cuando luchábamos juntos— Conjeturo Bianca.

    Zell Dincht, pienso que él nos recomendaría en el mismo equipo ¿Es instructor?— Pregunte finalmente.

    Por lo visto es uno de los Seeds legendarios. Debe estar involucrado en lo del examen Seed— Dijo Keith.

    Mejor dormir, tenemos que reponer las fuerzas, por favor. — Insistió Bianca, bostezando.

    ¡Hasta mañana! — Los tres nos despedimos al unísono.

    Mis pesados párpados comenzaron a cerrarse, cayendo así en un sueño profundo, siendo arrullado por los sonidos de la noche, el ruido de los grillos en la lejanía, el canto de las aves nocturnas y el silencio reinante que paulatinamente se postergaría al amanecer.

    El sueño profundo comenzó en algún lugar lejano y ajeno al jardín de Balamb y la ciudad del mismo nombre, tras los muros del orfanato, siendo apenas un pequeño renacuajo, enclenque. Aquel niñito de ojos verdes y cabellos rubios como el oro, cuyo pasado le era terriblemente desconocido, despojado de sus padres y de su verdadero hogar, hogar al que llamaba "Orfanato de winhill" aquel pueblito de sus amores era el único lugar donde sus llantos podrían ser comprendidos.

    Madre Soren. ¿Alguna vez encontraré a mis verdaderos padres?— El niño contempló las estrellas desde la ventana. La madre Soren, acaricio sus cabellos.

    No lo sé con certeza. Pero mientras continúes aquí, seremos como una especie de familia. — ella intento sonreír, aquel muchacho también, pero su sonrisa iba ampliando.

    ¿Keith, Bianca y los demás seremos una familia para siempre? Aunque no encontremos a nuestros padres... Quiero estar siempre aquí a tu lado, mamá Soren. — El niño parecía estar más feliz, pero aquella felicidad se fue a pique en pensar otras cosas.

    " ¿Este niño soy yo? ¿Yo conocí a Keith y Bianca desde antes del Jardín?" Mi mente comenzó a maquinar incluso desde el sueño.

    Seremos una familia para siempre, ahora ve a la cama, todos están durmiendo ya. — Mamá Soren beso con ternura al pequeño Blast. Este sollozo, pero se limpió las lágrimas y sonrió radiante.

    "Había olvidado a la señorita Soren... es extraño ¿Es un deja vu?" Divago dentro de mi mente.

    Mamá-Soren, Te quiero mucho. — El chiquillo abrazo a la madre Soren y se fue a la cama.


    El sueño se difumino entre la oscuridad y la escena volvió a aclararse, otra especie de visión se aclaró disipando la oscuridad. El pequeño Blast se levantó de su cama en una noche lluviosa, escucho voces en la sala y encontró a quien pareció reconocer como Bianca.

    "Esa niña es.... ¿Bianca? Ahora lo recuerdo, el día en que esos señores la adoptaron. ¿Por qué decidí olvidar todo esto ¿Dónde se encuentra la madre Soren?" Hable mentalmente.

    Sus padres Arthur y Thalia Lovelace la tomaron por sus manos a pesar de que la niña no quería dejar el orfanato. Su destino: adoptar a la niña y darle un hogar, en la ciudad de Dollet.

    No te vayas, Bi. Yo quiero que te quedes aquí, junto a mí..— Susurro el niñito rubio a la niña de los ojos azules.

    Ayyy Bla... Yo no quiero ir, quiero estar con él. Mamá Soren, déjame aquí. — La niña se soltó de sus nuevos padres y pataleo en el piso llorando. Soren parecía triste, pero con todo el amor le dijo a la niña que todo estaría bien.

    ¡Nos vamos!— Protesto el obstinado señor.

    Comprenda que será difícil para ella, dejar su único hogar— Soren le abrazo sollozando. —Ve con ellos, Bianca. Serás muy feliz... y tendrás una mejor vida. Será lo mejor para todos.

    "Esto lo sabía, el hogar de Bianca está en Dollet." Reflexione en aquellos recuerdos.

    Madre Soren ¿Volveremos a vernos? — La madre Soren contuvo el sollozo y asintió dubitativa.

    ¡Biancaaaaaaaaa! — Grito el Blast pequeño. Avanzo hasta la puerta para coger de la mano a Bianca y un resplandor muy pálido borro la actual visión en el suelo.

    "Conocía a Bianca antes del jardín, parece que mis recuerdos antes de llegar aquí fuesen borrados. En cuanto a Keith..." La oscuridad me envolvió de nueva cuenta y el nuevo sueño no tardó en aparecer.

    Los pequeños Blast y Keith ya eran mucho más mayores que cuando Bianca dejó el orfanato. Además, eran los únicos niños que quedaban a cargo de Soren, el resto había conseguido a sus respectivos padres adoptivos. Cierta tarde cuando ambos jugaban a las espadas de madera en el patio, un hombre alto, elegantes atuendos y una boina del ejército aparecería para llevarse al pequeño Keith.


    Creo que adoptare a este. — Señalo al chico de cabellos negros desordenados, Keith.


    La mirada del pequeño Blast padeció de tristeza, miró el suelo y chorros de lágrimas comenzaron a descender por sus mejillas hacia el suelo.

    No te vayas, Keith, por favor....— El chico Blast sintió una puñalada cuando el señor lo cogió de la mano y le dio la espalda al rubio.

    Sin embargo, el chico de cabellos y ojos del mismo color, se volteó a ver a su amigo y de sus ojos también emanaron lágrimas.

    Transcurrida la escena, oscureció nuevamente borrando todo recuerdo del triste incidente en el que Blast se encontraba cada vez más solo. Una vez más se encontró junto a mamá Soren, arrebatado de toda felicidad que alguna vez sintió.

    Mamá Soren, dijiste que todos estaríamos juntos, eres una mentirosa— El niño salió corriendo hacia las calles del pueblo. La escena en el sueño se vuelve a cortar con un manto de oscuridad.

    "Soren, volveremos a Winhill para buscarte, lo prometo" Exprese nostálgico.

    La seguidilla de los sueños continuaba, algo que torturaba mi mente, me hace creer que olvido algo importante en el pasado, me culpaba a mí mismo por haberle dicho aquella cosa tan horrible a Soren. Pues a partir de entonces recordé solamente a mis padres adoptivos.

    Los Growney's se presentaron ante el joven Blast como una pareja algo más viejos que los padres que antiguamente se presentaron. El rubio estaba mirando a través de la ventana y contemplando el pueblo de Winhill hasta que vio venir a Soren cuando sus propios pasos delataron a la mujer.

    Blast, es hora de irte. Tus nuevos padres te esperan allí abajo. — El rubio lloró y seco sus lágrimas en el acto

    Dijiste que todos estaríamos siempre y mentiste, dijiste que yo siempre estaría contigo y también mentiste. ¡ERES UNA MENTIROSA! — El niño le da la espalda sintiéndose frustrado y triste. La mujer derramó unas cuantas lágrimas e intento consolar al joven.

    Lo siento mucho, Blast. Pero....... Estarás mejor en otro hogar, una familia de verdad que sepa darte todo lo que yo no puedo....... Te querré para siempre, pero ahora deberás olvidarme. Igual que los demás. — Una fuente de energía blanca emergió de la palma de su mano, el niño ahora parecía más confuso, como si su mente hubiese sido sedada.

    Los sucesos transcurrieron de un modo más sencillo, el niño no protesto ante sus nuevos padres y dejando el orfanato completamente vacío. El sueño se detuvo en Soren, en sus lágrimas que resbalaban con facilidad por sus mejillas mientras permanecía sentada, como si no se pudiera perdonar, como si lo que había hecho era terrible.

    Recuérdenme algún día, hijos míos, recuerden su hogar y los momentos juntos, aunque sus mentes lo hayan olvidado todo. En sus corazones perdurara mi existencia. — La mujer lloraba desconsolada en el sofá y allí termino la visión en el sueño.

    Sin embargo, el sueño no parecía terminar allí, las visiones se mezclaron provocando una pesadilla, una tortura que se concentraba en las voces distorsionadas del lamento y los llantos una y otra vez. Una vez y otra los mismos aspectos de la pesadilla se repetían, los mismos rostros, expresiones, más tarde risas y sollozos y luego una especie de visión de lo más rara... Una especie de energía envolvente de colores comenzaba a atraerlo a la fuerza, como el imán a un metal. Desperté cuando parecía que el vórtice me había tragado.
     
    Última edición: 11 Abril 2015
  5.  
    Kirino Akari

    Kirino Akari Iniciado

    Escorpión
    Miembro desde:
    15 Julio 2015
    Mensajes:
    9
    Pluma de
    Escritora
    Encontrar un fic de temática de FF, con una historia tan original y usando escenarios de FFVIII, el que sin duda alguna es mi favorito, es toda una bendición. Muy buen trabajo amigo ^^
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  6.  
    Kiros Lionheart

    Kiros Lionheart Leafter de toda la vida

    Libra
    Miembro desde:
    28 Febrero 2015
    Mensajes:
    94
    Pluma de
    Escritor
    @Kirino Akari
    Al fin una lectora de final fantasy <3
    Me alegro que te guste. Tenia cierta inquietud de si este fic les agradaría a los demás o no, veras o tenia algo abandonado por eso mismo, pero esto solo me hace querer seguir escribiéndolo, a mi también me parece que FFVIII es el mejor de la saga con respecto del FFVII y FFVI los cuales también me fascinan.
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  7.  
    Kirino Akari

    Kirino Akari Iniciado

    Escorpión
    Miembro desde:
    15 Julio 2015
    Mensajes:
    9
    Pluma de
    Escritora
    Parece que somos pocos, pero en realidad seguro que hay más gente por aquí a los que les encantará leer un fic de FF ^^ El IV es mi segundo favorito, pero tanto el IX, X y Crisis core me encantan :) Y pese a que el VII no me parece el mejor de todos, también he de decir que me gusta bastante.

    ¡Todo mi apoyo si decides continuar tu historia! <3
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  8.  
    Kiros Lionheart

    Kiros Lionheart Leafter de toda la vida

    Libra
    Miembro desde:
    28 Febrero 2015
    Mensajes:
    94
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Final fantasy: nexus mundi
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Fantasía
    Total de capítulos:
    5
     
    Palabras:
    2597
    CAPITULO IV: PACTO EN LA OSCURIDAD

    [​IMG]

    Desperté sobresaltado tras la mezcla de sueños de la madrugada y aquello pareció dar síntomas de preocupación a mis compañeros quienes abrieron sus ojos de par en par tras hallarme sentado en la cama, respire agitadamente y luego suspire. Todo había pasado.

    Fiuuuuu, eso fue una pesadilla horrible— Compartí mi aterradora y nostálgica experiencia con los chicos.

    Soñé con ustedes dos y… Mamá Soren. No sé ustedes pero no había recordado nada sobre ella, es como si… — Keith se ensombreció de repente.

    Es como si los tres la hubiésemos olvidado ¿Pero porque? — Añadió Bianca.

    Siempre estuvimos juntos en ese orfanato, sin embargo yo también lo olvide. En el sueño contemple algo de mi pasado. Justo en ese momento cuando Soren frotó sus manos sobre mi cabeza, estas comenzaron a brillar. Es obvio que sin el sueño, esto hubiese sido imposible de presagiar…— Hice una breve pausa tan apenado por lo sucedido. — Creo que esa magia de Soren es lo que nos hizo olvidarla. En sus manos encontramos un destino diferente, algún día quiero que me acompañen a buscarla.

    ¿Pero porque lo hizo? Dijo que siempre estaríamos juntos… como una familia. — Keith parecía exasperado, en su padre adoptivo no habría encontrado tal figura en la que se sienta vinculado a una familia.

    Estamos juntos… ¿o no? De alguna manera Soren lo prometió y lo cumplió… es solo que…— Bianca dijo cabizbaja sin completar la frase.

    No del modo que esperábamos, apuesto a que ella tampoco le gusto resolverlo así. Pero miren el lado bueno— Espeté con cierta confianza. —El hecho de estar juntos quizás hizo que la magia desapareciera. — Argumente sin lugar a dudas.


    De alguna manera ese fue el deseo que estuviésemos juntos y no ella… miren el lado bueno, crecimos juntos, nos volvimos fuertes y nos volveremos más fuerte cada vez mas de otra manera no hubiese podido ser. — Expreso Keith con total esperanza en su rostro.

    La buscaremos pero tampoco podemos descuidar nuestras misiones como SeeDs


    Estoy segura que sí. Por el momento volvamos a dormir, es algo tarde. — Confirmó Bianca, somnolienta. —


    [***]​


    Las aves de la mañana cantaron con tono melódico a un ritmo preventivo, anunciando el día. El sol salió sin nubes ni barreras que diesen al conocer el máximo de su esplendor, esa luz brillante encandilo los ojos de todos nosotros y ante nosotros ya se encontraba la Doctora Kadowaki. Las cosas fueron mejorando al transcurso del siguiente día, las heridas cerrándose, a pesar de que pronto ya tendría puntos en el pecho, temporalmente y otros en el brazo izquierdo. Ese mismo día dieron el alta médica. Suficientemente necesario para comenzar el día entrenando, compartiendo con los amigos, jugando a las cartas del triple triad, cual partida estaba perdida, haciendo la fila para los hot dogs de la cafetería y finalizar con un buen libro sobre tácticas en la librería. El fin del día estaba reservado para mi habitación, aun me dolían las heridas, pero estaban sanadas y los puntos se aseguraban que todo iba a estar perfectamente. Afile mis katanas para una futura aparición en el campo de batalla. Una katana de nombre Ying de mango blanco y un símbolo sagrado en el ella. La otra tenía por nombre Yang de mango negro y de la misma manera un símbolo. Largas hojas se posaban dentro de su funda para ser usada, eso tendría que ser pronto, al filo de la mañana del próximo día.


    Y dormí nuevamente cayendo profundamente dormido, sintiéndome solitario mientras un torrencial aguacero caía sobre mi cuerpo, sentí mi cuerpo levitar hacia un campo magnético del portal en un haz de luces azules y blancas y truenos cual rayos intentaban acercarme cada vez más haciendo del lugar inestable. Volví a recurrir a la meditación tras haberme despertado y luego mis pesados parpados cerraron nuevamente.


    Amaneció nuevamente y me prepare de manera fugaz para los preparativos que se estaban organizando en la entrada del colegio. Vestí la elegante gabardina negra de SeeD de bordes dorados, cinturón y una cadena para cierre del atuendo. Hombreras con detalles en gris y mangas de color rojo con bordes del color antes mencionado.


    Salí de mi habitación preparado para la acción, tomando rumbo al sur, escuchando el relajante sonido de las aguas de la fuente, el canto de las aves diurnas y el bullicio de la entrada. Una campanada hermosa comenzó a sonar en el jardín, como era habitual y la voz de un hombre se escuchó en todas las instalaciones.


    Buenos días, se les agradece a todos los aspirantes a SeeD por favor reunirse en el pórtico. Repito todos los aspirantes a SeeD reunirse en el pórtico.”


    El pórtico era el lugar más alejado de todo, era la entrada y consecuentemente el mejor lugar para realizar el tipo de instrucciones que se necesitaban. Por lo que tuve que atravesar el pasillo de entrada/salida justamente cerca del elevador y acceder por medio del torniquete mecánico que precisamente controla entradas y salidas a la academia.


    El pórtico se mantenía repleto de personal de la academia y estudiantes. El resto no tardó en llegar, la primera que estaba ante todos era Bianca, finalmente Keith apareció más tarde. Seis figuras legendarias rodeaban al director Cid Kramer quien estaba destinado a dirigir unas palabras. Un viejo provisto de gafas y un chaleco rojo. Acompañado de su esposa.


    Bienvenidos sean todos a la convocatoria de este año. Nuestro cliente Dove, el alcalde del pacifico pueblo de Fisherman Horizon nos ha pedido una solicitud formal de ayuda contra un complot recién descubierto del estado de Galbadia. — El Director resume con una mirada con la que analiza todos los rostros. —Estarán acompañados de los SeeDs, guerreros de elite de la más grande del mundo, orgullosos guerreros del Jardín de Balamb, a continuación, el comandante SeeD va a dirigir unas palabras— Aquel hombre de cabello negro, abrigo negro y un pendiente de plata se aproximó llevándose una mano a la frente.


    Anunciaremos los equipos según lo hemos visto. El examen SeeD lo compondrán 12 estudiantes distribuidos en 4 equipos de 3 tres miembros. — Squall Leonheart de cabellos castaños, mucho más mayor que en la historia de la comprensión del tiempo, un hombre joven cercano a los 30 años en cuyo rostro el tiempo no se ha detenido y aquella cicatriz en la frente en su pelea contra el rival se mantenía como un recuerdo. —Pero antes tengo que hablarles del campo de batalla. Galbadia reconstruyo las vías que conectan al continente con la isla pesquera Fisherman Horizon’s. Pero nuestro cliente nos ha confirmado los planes del enemigo para invadir el puerto pesquero como prioridad para llegar a Esthar, antiguo y viejo enemigo de Galbadia. — Ahora era el turno de Quistis Trepe, antigua instructora en el tiempo de Squall y ahora renombrada Seed legendaria junto al resto. Quistis era una mujer alta de cabellos rubios y un traje naranja y gafas.


    Fisherman Horizon’s no solo el punto que une ambos continentes, es un importante pueblo pesquero en el que vive gente humilde que no podrá defenderse de las garras de Galbadia, pero el mundo ha vivido en un letargo de paz y armonía y no queremos que las guerras acaben de manera abrupta la paz que conseguimos hace tantos años con mucho sacrificio. — Anuncio la Seed. Otro hombre se adelantó, a este lo conocíamos bastante bien, pues estuvo en la zona de entrenamiento. Zell Dincht


    Los aspirantes se dividirán en cuatro equipos: El equipo de protección se encargara de poner a salvo y guiar a mujeres y niños a la zona de los puertos, allí los barcos de nuestros aliados SeeDs blancos les recogerán y les mantendrán a salvo del transcurso de la batalla. Cuando completen ese rol, pasaran a ser parte de la ofensiva como Equipo Ofensivo N#2. — El hombre del tatuaje tribal en la cara continúo la explicación. —Este equipo estará conformado por la capitana Yumiko Tigris, Silver Dmitri y Chang Lui.


    Los tres se presentaron con reverencia incluida, una mujer alta, morena, inusuales ojos rojos y cabellos plateados, portando un báculo como arma. Silver un muchacho alto, cabellos largos con una coleta, ojos turquesa, una especie de flauta es la que usa para atacar. Chang Lui un hombre bajo, flequillos en esos cabellos negros y ojos verdes claros, el arma de Chang una enorme maza de guerra. Otra Seed legendaria dio paso al discurso, una mujer de cabellos largos tonos negros y un vestido azul, Rinoa Heartilly, esposa del comandante.


    El equipo de comunicación será ese eje tan importante que mantendrá informados al resto de los equipos en el campo de batallas, tanto como para informar de una decisión importante. — Dijo la mujer del comandante, Seed legendaria de igual manera —El capitán Sam Verminor, Drex Legan, Sada Nice.


    Sam Verminor, un joven de cabellos cortos de color café claro, flequillo y anteojos, hombre portador de una lanza eléctrica. Drex Legan un hombre alto, tatuado de brazos, cabellos azules, ojos marrones y una frente amplia. Sada Nice una mujer alta de cabellos rojos vivos, atractiva y su arma: un arco de flechas explosivas. Otro hombre precisamente uno de coletas y una gabardina marrón, Irvine Kinneas.


    El próximo equipo será tan vital como las fuerzas Seeds y los aliados en general, en este examen tendrán la misión de poner frente a la ofensiva militar de Galbadia. El equipo Ofensivo I conformado por la capitana Bianca Lovelace. Keith Valefor y Blast Growney— Sonreí por solo el hecho de estar juntos en un mismo equipo. Nos presentamos al unísono con un paso al frente y reverencia. Selphie Tilmit la última de los seis seeds legendarios por presentar hablo acerca de los últimos.

    El equipo de espionaje será el primero en intervenir en la isla, lo harán bajo una vestimenta desapercibida y viajaran en un transporte marítimo pesquero que la resistencia de FH nos ha prestado para la ocasión. — Selphie hablo con su peculiar voz dulce y jovial. Esa personalidad alegre y desbordante. —Dirigidos por el Capitán Walter Schmidt, Simón Barbaroff, Toulouse Zedan, a continuación la instructora Xu para terminar la explicación. Una mujer de cabellos castaños y ojos oscuros.


    Walter un joven de parche en un ojo, bandana azul y cabellos negros cual azabache, su arma un arpón, Simon Barbaroff dotado de una melena color castaño, ojos azules, cicatriz en la barbilla y su arma un rifle. Por ultimo Toulouse Zedan, un hombre alto de cabellos cortos de tonos negros, bastante fornido y musculoso. Su arma: Látigo de púas.


    El equipo D, el equipo de espionaje será el primero en moverse en el puerto de FH a las 10:00. A partir de entonces se adentraran al corazón de la ciudad entremezclándose entre los civiles, intentaran hacer contacto con la brigada defensora de Fisherman. Esperaran en la estación de trenes del pueblo y desde allí aguardaran la llegada del equipo de comunicación, el equipo B. —La mujer se inmuta en una pausa para explicar lo próximo. —El equipo B y A aparecerán después y esta contará con el respaldo de los aliados del jardín de trabia y los Seeds Blancos estarán repartidos en los puntos importantes de la ciudad así como serán el enclave para asegurar la zona y comunicar la situación actual tanto como decisiones. Entonces estará todo listo para el próximo equipo. El equipo A tendrá el objetivo como ya se dijo de asegurar la vida de los inocentes, una vez que cumplan su rol, tendrán la importancia de pasar a la ofensiva.


    El equipo C entrará en acción justo a las 10:30. Cuando los demás hayan realizado su cometido. Confiamos en este equipo por los buenos resultados que vimos como equipo en el entrenamiento, una vez que los demás equipos logren su cometido, se les unirán en la batalla junto con el resto de los Seeds. Rogamos que realicen sus movimientos con mucho juicio, respetando las órdenes de sus capitanes y superiores. No deben hacer algo que perjudique su vida o peor, el examen…


    Xu, Ella debería ordenar sus prioridades…— Susurró Keith. A lo que sonreí de complicidad. Ella nos recrimino con la mirada tras el susurro al oído. A lo que Squall se adelantó para decir lo último.


    Preparen bien sus tácticas, sus armas y sus Gf’s, buena suerte a todos. — Espetó en una voz seria y nada melodiosa. Era el momento de despedirse del jardín de Balamb, justo en la entrada del Garage los vehículos esperaban a los futuros Seeds. Todos abordamos en silencio, cuatro vehículos y una promesa: Aprobar el examen Seed del que poco nos imaginábamos lo que iría a suceder.




    [***]
    Noche Anterior a la toma de Fisherman Horizon’s…

    Oscuridad… Algo extraño pasaba en las calles de Galbadia. El soberano presidente aguardaba la visita de sus hombres, mientras se pensaba en decir su discurso, muchos decían que este hombre había cambiado, emanaba una energía oscura…

    Inquietud… Las tropas fueron retirándose y alistándose para la batalla, lo que sucedía en el interior del palacio presidencial. Una mujer del pasado, estaba atada de pies a cabeza con grilletes.

    Temor… Una horrenda sombra se apoderaba del cuerpo del presidente o mejor dicho… la sombra le había envuelto completamente y los ojos rojos cual rubies, asesinaban con solo la vista a la tenaz mujer.

    Su voz siniestra y mordaz pronunció unas palabras en un dialecto que ella no entendería. La sombra sonrió de la manera más tenebrosa posible.

    Gracias a tu habilidad robada por mí, ahora tengo el poder de silenciar mentes, desdibujar el pasado… Intentaste protegerlos, intentaste interrumpir mis planes. Muy pronto los tendré y podre dominar todos los mundos donde se encuentran los demás compañeros. — La voz siniestra hizo aparecer un ataúd, ese objeto ceremonial, seguramente tenia dentro algún cadáver.


    Los protegeré. No se cómo… No vas a salirte con la tuya, Sombra maldita— La mujer forcejeo, pero las cadenas lo impidieron.


    Repulsa… La bruja más grande del universo VIII… Vivirá dentro de ti. — La sombra emitió una risa traviesa y macabra. —¿Protegerlos? Matare a los otros dos… Yo solo quiero a uno… El guardián de las puertas, mañana será el turno de atraparle.— La sombra estalló en una risa más macabra y mortífera. La sala oscura llena de columnas, se volvió más oscura y aterradora, una luz verde comenzó a ser absorbida dentro del cuerpo de la mujer. Lo único que pudo decir, su verdadera voluntad, antes de acabar poseída por Repulsa. Sus ojos estallaron con la noticia y solo pudo decir brevemente:

    Blast….— Partió en sollozo antes de que la maldad terminase por ser la nueva voz en su vida. La bruja se deshizo de sus cadenas con su magia de otro nivel, en su rostro solo había un par de pupilas negras. Su sonrisa ya no era la de una mujer decente.

    Madre Soren… o debería decir, Lady Repulsa… Te daré el arma definitiva… solo si te unes a mí. — La mujer espectral dio unos pasos hacia la sombra poseedora del presidente.

    Lealtad con alianza, promesa con esfuerzo y sacrificio con recompensa… Acepto, aliado. — La bruja y la sombra del presidente estrechan sus frías manos de maldad.


    ¡Una declaración de guerra contra la paz prevaleciente! ¡Una bruja legendaria y la sombra maldita!
     

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso