1. This site uses cookies. By continuing to use this site, you are agreeing to our use of cookies. Learn More.
  2. ¡Importante!


    Recuerda que categorizar bien tu historia es muy importante. Para esto, debes utilizar alguno de los prefijos disponibles junto al título de tu historia antes de ser publicada.

    Estos prefijos indican la extensión aproximada del relato y así obtendrá lectores más específicos.

    La indicación sobre cómo utilizarla es la siguiente:

    • Nanorrelato para historias de 20 palabras o menos.
    • Microrrelato para historias de entre 21 a 100 palabras.
    • Drabble para historias de entre 101 a 500 palabras.
    • One-shot para historias de un solo capítulo, mayores a 500 palabras
    • Two-shot para historias de dos capítulos.
    • Long-fic para historias de más de dos capítulos

    Gracias por su contribución para mantener ordenado este sitio.

    Descartar aviso
Descartar aviso
¡Hey, Invitado ya te vimos! Regístrate y comenta a tu autor favorito, muéstranos tus historias, participa en juegos, concursos y mucho más :)

Long-fic Fanfic - Pokémon Mundo Misterioso: Tales of Hunters

Tema en 'Pokémon' iniciado por RamenBlaze, 28 Diciembre 2017.

Cargando...
  1.  
    RamenBlaze

    RamenBlaze Zura janai, Katsura da

    Miembro desde:
    28 Diciembre 2017
    Mensajes:
    5
    Puntos en trofeos:
    3
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Fanfic - Pokémon Mundo Misterioso: Tales of Hunters
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Aventura
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    418
    Bienvenidos a mi "primer" fic largo llamado:

    Pokémon Mundo Misterioso: Tales of hunters
    (El primer post queda reservado para índice y demases) (Actualizaciones todos los Viernes)

    Bien, este como dije es mi "primer" fic por lo que más de algún error van a haber y me ayudará mucho si me los hacen notar, así a la larga espero puedan disfrutar de capitulos mucho mejores a los primeros xD.

    La idea central del fic tengo que decirlo, en sí no es 100% mía, está "ligeramente" basado en un webcomic que ví de Digimon llamado "Dragon Hunter" para quienes lo conozcan y además del tercer arco de Digimon Xros Wars, solo que esta vez todo se desarrolla en el mundo de Pokémon.

    Bueno, con eso, como dije, este post quedará para actualizaciones, el indice de los personajes más importantes y similares, espero que les guste, si notan errores por favor, haganmelos notar, si les gusta, trataré de mejorar aún más y eso, como dice el paréntesis, actualizaciones los viernes xD.

    Nos vemos.

    Personajes:

    Firo Volcano [​IMG]
    Edad: 15 años
    Sexo: Masculino
    Equipo: Flare Heart

    Pokédex: Roja
    Preferencia: Ninguna
    Rango: 150
    Pokémon: Leif (Grovyle) [​IMG]Adler (Braviary) [​IMG] Ziel (Gardevoir)[​IMG] Torden (Jolteon)[​IMG] Mana (Espeon)[​IMG] Cinna (Mawile)[​IMG] Taro (Garchomp)[​IMG]

    Arco:

    01-El joven cazador

    Capítulos:


    001-El de corazón ardiente
    002-Somos el Flare Heart

    003-Como un volcán, como un terremoto
     
    Última edición: 12 Enero 2018 a las 1:17 PM
  2.  
    RamenBlaze

    RamenBlaze Zura janai, Katsura da

    Miembro desde:
    28 Diciembre 2017
    Mensajes:
    5
    Puntos en trofeos:
    3
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Fanfic - Pokémon Mundo Misterioso: Tales of Hunters
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Aventura
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    1867
    Capítulo 1: El de corazón ardiente

    -o-​

    ―Maldición, ¡Me está alcanzando! ¡No puedo dejar que me atrape!―Se decía así mismo un Grovyle que a simple vista se notaba exaltado y agobiado.

    Entre un extenso bosque de gigantescos árboles de abultado follaje donde delicadamente los rayos del sol se filtraban golpeando cada una de las gotas que quedaban del rocío y de una lluvia del día anterior, el geco saltaba de rama en rama a una velocidad vertiginosa, no duraba más de unas milésimas de segundos entre estas y de tanto en tanto volteaba su cabeza para ver si de lo que escapaba no estaba cerca.

    Avanzó alrededor de kilómetro y medio para descansar en una ancha rama del más grande de todos los árboles, esta era tan grande como para albergar a dos Pokémon de tamaño y pesos pesados.

    Él jadeaba, su día había empezado lo más normal de todo hasta que poco después de recolectar algunas bayas para su desayuno hasta que tuvo que empezar a vivir un verdadero infierno, nunca más literal la palabra.

    ―D-Debo seguir, si no, me encontrara, maldición… no he comido nada desde ayer… ¡¿Por qué me tenía que pasar esto?! ―Vociferó el geco hacia el cielo con un tono propio de un ser frustrado

    Apenas terminó su oración, una ráfaga de fuego alcanzó a la gigantesca planta alertando al tipo planta quien trató de esquivar las lenguas ígneas que poco a poco devoraban la madera húmeda provocado una nube de humo de la cual solo se veía una silueta de tamaño más o menos del Grovyle, la única diferencia era que entre el grueso y oscuro humo, esta silueta presentaba un poderoso fulgor en lo que parecía ser la punta de su cola.

    ―Si te vas a esconder lo que menos debes hacer es gritar, solo te delataras, viejo, eso es algo básico―Comentaba una voz que se notaba era de un adolescente pues combinaba lo agudo de un niño con la voz gruesa de un adulto

    ―Largo de aquí…―Trataba de amenazar el reptil verde mientras se llevaba los puños a la altura de la cara

    ― ¡Oye! No nos pongamos así, te llevo persiguiendo por una hora y la verdad el seguirte entre estos árboles me dejó cansado, no soy un Pokémon de la categoría ágil como tú, soy más de los que ocupan la fuerza―Decía el misterioso Pokémon tratando de hacer algo de conversación básica con su perseguido a la par de que saliá de a poco de entre la nube de cenizas

    Paso a paso se comenzaba a divisar la imagen del persecutor, lo primero que se logró ver eran sus pies, pies de reptil con escamas rojas y tres largas garras blancas que denotaban que se trataba de un Pokémon terópodo, así mismo pronto una larga y robusta cola decorada con una ardiente flama se comenzaba a mostrar. Para finalizar, la apariencia completa había sido expuesta, era un joven Charmeleon de orgullosa y confiada mirada que veía con algo de alegría al molesto Grovyle.

    Ya cara a cara con su perseguido, el rojizo reptil comenzó a rascarse la mejilla izquierda con una de sus garras para luego dar un poco la vuelta a su cabeza y quedarse observando al inmenso árbol que poco a poco apagaba las llamas provocadas por el ataque del tipo fuego.

    ―Supongo que crecerá ¿Cierto? ―Preguntó el Charmeleon con cierta ingenuidad mientras indicaba a la planta y recobraba la mirada en el tipo planta

    ―Tú, maldito…Vienes a mi bosque, me persigues, lo quemas ¡¿Y me vienes con esa estupida pregunta?!―Exclamó el Grovyle iracundo por la actitud de su oponente

    ―Sí ¿Por qué?―Una sonrisa se dibujaba en el rostro del varano quien por cada segundo que pasaba se veía más confiado de que ganaría

    Sin esperar nada, totalmente enfurecido el geco se lanzó a por el tipo fuego con las hojas de sus brazos extendidas y afiladas como espadas. Comenzó a dar sablazos con estas que eran fácilmente esquivadas por su oponente el cual en ningún momento borraba la expresión de su cara.

    Después de revisar los golpes fallidos de su contrincante, el Charmeleon encendió su puño izquierdo conectando un potente directo en el pecho del verde el cual voló unos cuantos metros para caer desplomado en el piso y con dificultad levantarse.

    ― ¿Q-Que clase de monstruo eres tú?―Preguntaba en adolorido Grovyle quien a duras penas había logrado arrodillarse mientras sujetaba su golpeado vientre

    ―No soy un monstruo, solo soy un simple Charmeleon que pasaba por aquí esperando encontrar un Pokémon fuerte que pudiera mejorar mi equipo, en otras palabras, soy un cazador―Respondió el rojo mientras se tronaba el brazo izquierdo―Vaya, ese ataque fue muy lento, odio la lluvia, me ralentiza

    ― ¿Cazador? ¡¿Pero que estupidez es esa?! ―Exclamaba el iracundo Grovyle mientras recuperaba algo de terreno

    ―Bueno, ¿Como explicarlo?, un cazador es...eh...un tipo de Pokémon que captura otros Pokémon para entrenarlos

    ―Capturarlos...Eso es enfermizo…―Balbuceaba el tipo planta sin despegar su molesta vista de su perseguidor

    ―Y bueno, como dije, vine a este bosque para capturar algun Pokémon, la verdad lo más fuerte que esperaba era un Pidgeotto o un Staravia pero luego te ví y dije “Ese Grovyle tiene que estar en mi equipo” y aquí estamos hablando de la vida y del mundo

    ―Si quieres que sea parte de tu maldita colección, ¡Tendrás que capturarme muerto! ¡Dragoaliento!

    Sin esperar ni un solo segundo, el geco exhaló de su boca un gran torrente de fuego púrpura el cual emitía algunas chispas y estática del mismo color el cual intentó golpear al varano de escamas rojas para solo ser interceptado por una ráfaga de fuego proveniente de este último.

    Ambos ataques dejaron una gran nube de humo, de repente el Grovyle recibió un fuerte puñetazo en su cara que lo derribó, venía del Charmeleon quien gracias a su naturaleza volcánica podía ver más facil a travez de cenizas, hollín y similares.

    ―No me esperé a que supieras ese ataque, creo que tengo que ponerme mucho más alerta, veamos que tal me va con ¡Puño fuego! ―Exclamó el tipo fuego mientras una explosión incendiaba su puño izquierdo

    Con rapidez el rojizo se lanzó a por su captura quien trató por todos los medios posibles esquivar el golpe el cual al impactar la madera solo estalló provocando un pequeño charco de llamas que rodeaban a su ejecutor.

    “Tenía razón, no es muy ágil, sus movimientos son algo bruscos pero son lo demasiado fuertes como para mantenerme alejado, tengo que pensar algo antes de actuar”―Pensaba el geco quien rápidamente se reponia a la batalla― ¡Recurrente!

    Como si de una ametralladora se tratase, el Grovyle comenzó a disparar de su boca una inmensa cantidad de semillas que impactaron en los pies del Charmeleon, desconcentrando y obligando a este a comenzar a retroceder y esquivar, momento que fue aprovechado por el arboricola para conectarle un potente sablazo de su “Hoja aguda” que hizo al varano estrellarse contra el gigantesco árbol.

    ―Espero que con eso tengas, ahora ¡Largo de mi bosque! ―Ordenó el verde antes de darle la espalda al supuesto Pokémon vencido

    Ya marchándose del lugar, el tipo planta se disponía a saltar a algún árbol cercano, lamentablemente justo en el momento en que se disponía a irse, escuchó un crujido en la madera por lo que alertado giró su cabeza y activó su cortante ataque para luego darse cuenta que su rival no se encontraba delante de él, si no en frente.

    ―Eres un Pokémon muy fuerte, me gustará mucho entrenar contigo―Dijo el Charmeleon con una sonrisa que para su rival parecía una burla

    ― ¿C-Como? Y-yo te derroté

    ―Lo siento, pero no, además no me gusta golpear a mis rivales por atrás así que con esto ¡Puño fuego!

    Una nueva explosión se formó en el brazo izquierdo del varano quien lo conectó en todo el pecho de su oponente quien voló unos metros para caer totalmente derrotado en el suelo.

    De un bolso de cuero con restos de quemaduras y un extraño símbolo que se asemejaba a un sol con un dragón, el Charmeleon sacó una curiosa esfera bicolor que por arriba era roja y por debajo blanca. Después de analizar un poco el objeto, el terópodo lo arrojó en dirección al vencido Pokémon el cual fue guardado dentro de la bola en el momento que esta se abrió y liberó un rayo de color carmesí que desmaterializó al geco.

    ―Bien, una nueva captura, aunque ese puño fuego errado me dejó con el brazo un poco mal―Comentaba el reptil quien veía su puño izquierdo con algunos restos de sangre recorriendo por su garra central aunque el calor de las llamas ya había cauterizado las heridas

    Con cautela, el tipo fuego bajó del árbol, la distancia con el suelo era la suficiente como para caer mal y quedar sin movilidad al menos en las piernas o directamente matarse, por lo que de a poco iba bajando de tanto en tanto.

    Ya en el suelo se vendó la mano con algunas vendas y medicinas que traía en su bolso, al parecer era algo bueno para herirse especialmente ese sector, pues las cicatrices que poseía en ambas manos eran numerosas, al contrario del resto del cuerpo donde a lo más la cola poseía algunas.

    Nuevamente sacó la esférica del bolsillo central, esta vez liberó al recientemente capturado quien no lucía para nada amistoso frente a quien al parecer sería ahora una especie de dueño.

    ―Tú ¡TÚ!

    ― ¿Que tal?

    ― ¡Devuelveme mi libertad! ―Vociferaba el Grovyle mientras se abalanzaba hacia su cazador para ahorcarle

    ― ¡Oye! ¡Oye! ¡Espera! ―Trataba de decir el Charmeleon mientras se quitaba las manos de su captura del cuello―Creía que al capturarlos se volvían más tranquilos, ya es segunda vez que me pasa

    ―Libérame ahora o pagaras las consecuencias―Amenazaba el geco mientras generaba una esfera de color esmeralda en su mano derecha

    ―No puedo―Respondió el varano con un tono neutral

    ― ¿Qué? ¡¿Como que no puedes?! ¡Destruye esa maldita cosa o que se yo!

    ―No puedo porque sería en contra de las reglas de cazador, regla N° 21 “Un cazador no puede liberar a sus Pokémon a no ser que sean casos extremos”―Explicaba el rojizo provocando más la molestia del otro reptil

    ― ¡No me vengas con eso! ¡Llevo quince años en este bosque y eres el primer loco que viene con eso de los cazadores!

    ―No es bueno llamar loco a tu cazador, mi reputación quedara mal si se enteran que no puedo con un Grovyle

    ― ¿Reputación? ¡¿Que clase de juego enfermizo es este?!

    ―Para que veas que soy distraído, no me he presentado, soy Firo, Firo Volcano y mi meta es ser el mejor cazador de todos―Dijo el Charmeleon mientras extendía su mano izquierda acompañada nuevamente de una sonrisa

    “Este sujeto no me escucha…”―Pensaba el Grovyle quien quedaba sorprendido ante la clase de Pokémon que se había encontrado― ¡¿Que me importa a mí tu nombre?!―Vociferaba el geco en mitad de un berrinche que había armado

    ―Vamos, no tienes que ser así, se que es difícil pero te acostumbraras, así que solo me queda decirte ¡Bienvenido al Flare Heart!
     
  3.  
    J.Nathan Spears

    J.Nathan Spears Temed, sobrevalorados y "populares" Top comentarista

    Libra
    Miembro desde:
    24 Septiembre 2006
    Mensajes:
    1,833
    Puntos en trofeos:
    411
    Pluma de
    Escritor
    Ooookey, esto sin dudas es algo interesante. Al ver al Grovyle corriendo, pensé que sería lo típico de la historia del juego "Pokémon Exploradores del Tiempo/Oscuridad/Cielo". Pero seguí leyendo y me dije "Woooow" O_O

    Esto es más bien como un "¿Qué pasaría si el mundo habitual Pokémon y el mundo de las mazmorras se unieran?" o también "¿Qué pasaría si el prota tuviese los medios y también mantuviera las ambiciones de un entrenador que busca la gloria como solo él sabe?". Es un concepto que yo, cuando menos, jamás he visto. Así que me llena de curiosidad.

    Sobre el nombre del "prota", Firo Volcano me parece un nombre muy acorde con la especie, y no es demasiado complicado de recordar :V. A mí me gusta...

    Sobre la especie del prota... pues... me iba a quejar porque elegiste a uno de la línea de Charmander (que aborrezco en estas épocas más que nunca), pero aún así, al menos no optaste por Charizard (para esos adictos al poder, a la destrucción y a la intimidación que me caen de la verga) ni por Charmander (para los que buscan una típica historia de superación). Así que solo me queda ver hacia dónde se dirige este proyecto.

    Te recomiendo desde ya, como escritor veterano, que no te comprometas a actualizar tan seguido como una vez por semana, A MENOS que tengas todo ya preparado en Word, o por lo menos hasta la mitad. No te desesperes si no logras cumplir el plazo, aunque se agradecería que se avisara con antelación si eso llegase a pasar -w-U. Claro, todo dentro de la predicción posible... nadie aquí es vidente :V, creo yo...

    Pero como sea, veamos qué más ocurre... espero que la historia no sea en demasía toda grimdark, porque... bueno, nunca faltan los que la ponen así. Y tampoco que sea TAN enrevesada :V

    Te leo en otra, supongo n__n
     
  4.  
    RamenBlaze

    RamenBlaze Zura janai, Katsura da

    Miembro desde:
    28 Diciembre 2017
    Mensajes:
    5
    Puntos en trofeos:
    3
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Fanfic - Pokémon Mundo Misterioso: Tales of Hunters
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Aventura
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    1992
    Primero que nada, muchas gracias a los lectores, decidí responder ahora para no generar tanto spam con las respuesta y después el viernes publicar, creí que sería más ordenado así

    Muchas gracias J.Nathan Spears por tu comentario, me agrada que te haya gustado el concepto, por lo de la especie, bueno, en los capitulos que llevo tanto escritos como en borradores, estoy tratando de que tanto los Charmeleon como Charizard que aparezcan (Si es que aparecen) no sean tan overpower como siempre los pintan.

    Y para no tener esa falta de capitulos a la semana, para no estresarme con "Es que debo tenerlo listo para el viernes" es que ahora que voy a publicar el segundo, escritos (Y listos para revisar solamente en caso de) tengo 25 capitulos, al menos tengo 23 semanas ya de reserva xD

    Así que sin más preambulos, el chapter xD


    Capítulo 2: Somos el Flare Heart

    -o-​

    ― ¡Bienvenido al Flare Heart!―Exclamaba Firo con gran entusiasmo

    ― ¿Flare Heart? ―Preguntaba el confundido Grovyle quien con el curioso nombre se había calmado un poco

    ―Así es, soy el cazador del equipo que un día se hará el más grande de todos, el Flare Heart

    ―Y debo preguntar ¿Que demonios es un cazador y que demonios es un equipo?

    ―Esperaba esa pregunta, un cazador es un Pokémon que captura a otros para entrenarlos y hacerlos más fuertes, un equipo es el grupo de Pokémon capturados más su cazador quienes compiten con ese nombre y símbolo en los torneos efectuados a lo largo de la región, originalmente los cazadores habían sido creados para mantener el orden después de la gran extinción humana hace quinientos años pero ahora es más una profesión que otra cosa―Explicaba el Charmeleon con gran solidez ante la pregunta de su captura

    ―En otras palabras solo son un grupo de locos creyéndose por sobre otros Pokémon

    ―Para nada, los cazadores siempre deben respetar tanto a sus Pokémon como a los demás, un cazador que no haga eso no puede ser un oponente digno

    ―Sí como sea―Murmuraba el arboricola soltando uno que otro respiro mientras ya se daba por rendido ante escapar de tal situación

    -o-​

    En otro sector del verde bosque, concretamente en una especie de mansión quemada, se encontraba una especie de cobra morada deslizándose entre las maderas quemadas. Está haciendo gala de su agilidad llegó a una habitación la cual presentaba aún más calor que las otras puesto que en una especie de trono se encontraba un Pokémon del tipo fuego.

    El mencionado era una especie de reptil gordo con brazos robustos que parecían cañones, su boca era similar a la de un pato y su cabeza era coronada por una llamas al igual que sus hombros y cola. Esté solo miró un poco a la cobra para comenzar a molestarse.

    ― ¿Que sucede Mamba? ¿Por que vienes? ―Preguntó el molesto Magmortar

    ―Señor Aestus, verá, recibimos información de que en los sectores que quieres destruir para adueñarse de estos, Toksaj fue derrotado por un cazador

    ― ¿Un cazador? ¿Se sabe quien?

    ―Al parecer es un cazador nuevo, solo puedo decir que fue muy fuerte, lo suficiente como para que Toksaj cayera

    ― ¿Sabes como me pone esto Mamba?

    ―Con su permiso señor―Dijo la cobra para luego dar media vuelta y retirarse

    ― ¡Me pone furioso! ―Levantándose rápidamente de su silla, el Magmortar liberó de ambos brazos un torrente de fuego que consumió al instante la habitación completa mientras que la Arbok solo se escabullía entre las flamas

    Todo el lugar en negro bastó para que el cañonero ígneo se calmara, contuvo un poco la respiración para luego soltar el aire que había respirado.

    ―Creo que es mi turno de ir

    -o-​

    Nuevamente de vuelta al bosque, el Grovyle se encontraba montando una rabieta con tal de ser liberado, por su lado el Charmeleon solo suspiraba mientras se sentaba en una roca, se rascó la mejilla izquierda y dio un bostezo sin prestar mucha atención a su molesta captura.

    ―Escucha, lo quieras o no ahora eres parte de mi equipo, así que o te relajas o el único que la pasara mal serás tú, por cierto ¿Cual es tu nombre? ―Preguntó el varano con ansias de entablar una conversación

    ―Eso no te incumbe, ahora liberame, no voy a irme con un idiota piromano―Insultaba el geco mientras veía hacia que dirección escapar

    ―No puede ser que tenga que aguantar a otro más―Se lamentaba Firo mientras se llevaba una mano a la cara―Mira, si no me escuchas a mí creo que lo mejor es que conozcas a algunos miembros del equipo

    ―No me interesa―Dijo el reptil verde dándole la espalda al rojizo

    De repente un brillo rojo cubrió la espalda del geco quien rápidamente se dio vuelta para ver que había ocurrido, para su sorpresa frente a él se encontraban algunos Pokémon de diversas formas y colores.

    De izquierda a derecha se encontraban un águila calva de gran tamaño, una criatura de aspecto femenino cuyos colores varían entre el verde y el blanco, dos Pokémon similares a zorros, el macho de color amarillo con diversas espinas en su cuerpo mientras que la hembra era de un color rosáceo, figura fina y una joya en su frente y la ultima era un ser extraño con apariencia de niña cuya particularidad era la segunda y gran boca que tenía detrás de su cabeza a forma de cola de caballo.

    ―Así que este es el nuevo, me presento, soy Adler, espero nos llevemos bien―Dijo el Braviary quien a pesar de su ruda apariencia su personalidad dejaba ver su amabilidad

    ―Mucho gusto, mi nombre es Ziel, cualquier cosa que podamos ayudar solo dinosla―Comentó la Gardevoir acompañada de una sonrisa

    ―Soy Torden, el miembro más fuerte y rápido del Flare Heart, nada puede contra mí y mis ra...―Trató de decir el Jolteon antes de ser interrumpido por una fuerza psíquica que lo desplazó

    ―Disculpa al tonto de mi hermanito, solo sabe hablar en vez de actuar. Por cierto, soy Mana, encantada de conocerte―Comentó la Espeon con la misma sonrisa de la otra psíquica

    ―Y yo soy Cinna, la unica e inigualable Cinna―Dijo la Mawile con aires de orgullo

    ―Ellos son algunos de los miembros del Flare Heart, para que veas que viajar con nosotros no es tan malo, además aún te falta por conocer a los demás como Tigris, Andros, Biela, Taro…―Explicaba Firo tratando de convencer al Grovyle de unirse a ellos

    ― ¡O a Itachi! ―Exclamó la pequeña hada logrando que el Charmeleon se quedara petrificado en su puesto

    Algo en el dicho de Cinna no había sido del agrado del reptil rojo. El nombre de Itachi eran problemas para este pues si bien era un cazador dedicado a sus Pokémon y los cuidaba por todos los medios posibles, uno de ellos no le tenía ni el más mínimo respeto ni cariño, simplemente lo odiaba al punto de atacar con furia o no escuchar órdenes provenientes del Charmeleon.

    ― ¿Quien es Itachi? ―Preguntó el geco algo confundido

    ―Es el Pokémon que más detesta a Firo en este mundo, es un...―Trato de decir Torden antes de ser guardado en la esfera para ser callado

    ―Hermanito ¿Cuando aprenderas a cerrar la boca?

    ―Bien, vámonos, hay que llegar al siguiente pueblo―Ordenó el tipo fuego aún molesto por la mención que habían hecho sus Pokémon

    ―Si claro, yo me largo de acá a mi bosque―Anunció el tipo planta mientras le daba la espalda a todos los presentes

    Preparándose para escapar, el Grovyle dio un salto hacia los árboles pero de repente una explosión de fuego apareció en su camino devolviendolo al suelo azotándose la espalda contra este mientras el fuego ahora comenzaba a devorar el bosque.

    ― ¡Maldito! ¡Dije que no sería de tu equipo y vas y me atacas por la espalda! ¡¿No que no hacías eso?! ―Exclamó el enfurecido Pokémon el cual se levantó para atacar a su non-grato cazador

    ― ¡Oye! ¡Yo no fui quien te golpeó!

    ― ¡Firo mira! ―Exclamó Ziel indicando al mar de fuego que aparecía entre los árboles

    De entre el fuego se veía una silueta acercarse con pasos pesados, de entre las llamas salió el Magmortar con cara de pocos amigos quien analizando a los presentes, pronto lo amenazó con ambos cañones paralizando a todos con tal de no actuar.

    ―Estuve buscando a ese fuerte cazador que venció a mis hombres, pero no esperé encontrarme con otra molestia de este bosque

    ―Tú…

    ― ¿Vencer a tus hombres? ¿No se a que te refieres? pero si quieres pelea―Dijo Firo mientras encendía su puño izquierdo nuevamente

    ―No te acerques, ese Magmortar, Aestus es un ruin Pokémon que trata por todos los medios apropiarse de este bosque―Comentó el geco con nerviosismo

    ―Vaya, pero con esa presentación uno queda muy mal, no tienes que ser así de cruel Leif―Comentó el cañonero con un tono de sarcasmo propio de un jefe delictual―Ahora sí me lo permiten―Tomando un poco de aire, el gran Pokémon de fuego lanzó un silbido hacia el cielo

    “Así que su nombre es Leif”―Pensaba el Charmeleon mientras despegaba un poco la mirada del gigantesco de fuego

    De entre las llamas y los escombros, alrededor de siete Pokémon de entre los tipos veneno y fuego salieron, no lucián amistosos y la verdad hasta daba miedo verlos. Uno por uno se colocaban alrededor del Flare Heart dispuestos a atacar a la más mínima señal.

    ―Ahora, me librare de dos pestes el día de hoy así que por favor cooperen o...―Trató de decir Aestus antes de ser interrumpido por una carcajada del joven cazador

    ― ¡Pero que gracioso! Yo no tengo nada que ver con aquel cazador que venció a tus matones pero sí quieres enfrentarte al Flare Heart quiero que entiendas que no la sacaras fácil ¡Chicos prepárense para pelear! ¡TARO YO TE ELIJO! ―Vociferó el Charmeleon mientras lanzaba su Poké Ball al aire

    Del objeto redondo salió la ya conocida luz roja la cual impactó al suelo provocando la materialización de un Pokémon enorme, alrededor de dos metros de altura, se podía decir a simple vista que era del tipo dragón pues su figura parecía la mezcla perfecta entre un Utahraptor y un tiburón martillo. Sus brazos no poseían más de una garra sin dedo cada uno y dos afiladas aletas bajo estos al igual que la aleta que poseía en su espalda con un corte a la mitad indicando que se trataba de un macho.

    Ya materializado, el Garchomp observó la situación viendo a cada uno de los rivales del lugar especialmente al Magmortar para dar una leve sonrisa mostrando sus colmillos acompañada de una mirada digna de un luchador confiado

    ―Para la próxima dame rivales que si valgan la pena ¡Porque acabare con estas basuras en un instante! ―Exclamó el dragón con un potente rugido que intimidó a algunos de los presentes incluídos sus compañeros

    -o-​

    Ese día, ese pobre bosque había conocido desde temprano el fuego, no solo el Charmeleon y el Magmortar habían provocado algunos focos, en otro sector, mucho más alejado, rodeados de humo de un ya extinto incendio se encontraban tirados un Weezing y un Muk de la variante siniestra, ambos derrotados cruelmente por dos Pokémon que aún no se retiraban del lugar.

    ―No sabes cuantas ansias tengo por enfrentarme a un verdadero oponente, si sigues liberandome para pelear contra estos insignificantes te matare―Amenazaba un gigantesco dragón de color celeste el cual se veía soltaba fuego dracónico de su boca mientras hablaba

    ―Se supone que eran una banda fuerte, quizás el único que lo sea es el líder, da lo mismo, retiremonos, Kibo nos debe estar esperando a la salida de este bosque―Comentó serenamente el que parecía ser el cazador del dúo, era una especie de anfibio que al poco rato de terminar sus dichos comenzó a caminar dejando solo a su Pokémon
     
  5.  
    LittlePichuBaby

    LittlePichuBaby Entusiasta

    Miembro desde:
    26 Junio 2016
    Mensajes:
    65
    Puntos en trofeos:
    66
    Pluma de
    Escritor
    Wow O_O
    Sin palabras.

    Está muy guay ^^

    Espero con ansias el 3er capítulo chu.
     
  6.  
    J.Nathan Spears

    J.Nathan Spears Temed, sobrevalorados y "populares" Top comentarista

    Libra
    Miembro desde:
    24 Septiembre 2006
    Mensajes:
    1,833
    Puntos en trofeos:
    411
    Pluma de
    Escritor
    Bueno, ¿Qué puedo añadir? La historia se torna algo interesante :P. Digo, no es nada que, en el fondo, no haya visto antes en otros programas de TV... pero igual, me gustaría ver cómo desemboca todo esto xP jeje.

    A este ritmo, eso sí, el bosque se hará cenizas :V. Tanto Pokémon de Fuego en este lugar no pueden ser buenas noticias... ¿Y por qué no hay ningún Pokémon de Agua alrededor? ¿Conveniencia argumental? xD

    Así que el Grovyle se llama Leif... es un buen nombre, la verdad :P. Y quizás sepamos más sobre él en un futuro... lo mismo aplica con los otros personajes.

    A propósito, tienes una manera muy peculiar de dar nombres a tantos Pokémon xP. Yo sería mucho más complejo en ese sentido... pero igual, te queda excelente ;)

    Nos vemos en la siguiente we
     
  7.  
    RamenBlaze

    RamenBlaze Zura janai, Katsura da

    Miembro desde:
    28 Diciembre 2017
    Mensajes:
    5
    Puntos en trofeos:
    3
    Pluma de
    Escritor
    Título:
    Fanfic - Pokémon Mundo Misterioso: Tales of Hunters
    Clasificación:
    Para adolescentes. 13 años y mayores
    Género:
    Aventura
    Total de capítulos:
    4
     
    Palabras:
    1920
    Gracias a ambos por comentar, me anima a seguir con el fic xD

    J.Nathan Spears sí, fue más que nada conveniencia argumental lo de sin tipo aguas en el bosque xD y bueno, los nombres, si bien algunos son muy simples, el 98% de los nombres en esta historia son alguna traducción de algún idioma de algo que represente a la especie (Vease Aestus es caliente en latín y bueno, Magmortar).

    El fic tiene mucho de los shonen como Gintama o Boku no Hero pero estoy tratando de que no pierda la esencia de Pokémon bajo ningún motivo, ahora sin más chachara los dejo con el tercer chapter xD

    Capítulo 3: Como un volcán, como un terremoto

    -o-​

    El fuego del bosque rodeaba a los miembros del Flare Heart, eso sumado a los intimidantes Pokémon hubieran hecho que lo normal fuera que los capturados se sintieran atemorizados, pero nada más lejos que eso pues las caras de confianza especialmente en el Charmeleon y el Garchomp estaban poniendo en aprietos a los matones de Aestus.

    ―U-Un G-Garchomp...ese tonto tiene un Garchomp...―Murmuraba Leif sorprendido porque un simple Charmeleon tuviera como compañero a un Pokémon tan fuerte como lo era el tiburón

    ―Taro es mi Pokémon más fuerte y te tengo malas noticias, él no sabe lo que es ser derrotado desde que está conmigo―Comentó Firo mientras su puño derecho se comenzaba a incendiar para igualarse al izquierdo

    ―Ziel si hago algo estúpido solo te pido que no me ataques con tu “Fuerza lunar” ¿Sí? ―Pidió el dragón mostrándole una sonrisa a la Gardevoir la cual solo se sonrojó un poco

    ―Si haces alguna tontería ten por seguro que todas mis fuerzas lunares van a ser golpes críticos ¿Me escuchastes?

    Por un momento todos los presentes se quedaron en silencio, una gota de sudor comenzó a bajar por la nunca del Garchomp quien rápidamente sacó su mirada de su compañera para acercarse a su cazador

    ―Eh… Firo, lo siento pero me duele el estomago ¿Podrías no se? Pedirle a Vydra que se encargue, es que me da miedo cuando Ziel me mira con esos ojos―Le murmuraba el dragón al Charmeleon rompiendo instantáneamente esa imagen de Pokémon rudo que había mostrado

    “¿Ese es el Pokémon más fuerte de este idiota?” ―La reacción de disgusto del Grovyle aparecía rápidamente al ver como el gran reptil se ponía temeroso ante el hada

    ―Bien, si van a seguir con sus juegos de niños entonces ¡Onda ígnea! ―Exclamó el Magmortar

    De los cañones del ígneo salió un mar de llamas anaranjadas que impactaron al Flare Heart en plenitud, ataque que los otros Pokémon que acompañaban aprovecharon para también actuar.

    Un Houndour y un Golbat fueron los siguientes en atacar, el primero liberando algunas llamas de su boca mientras que el segundo vomitaba una especie de sustancia morada que al momento de chocar con las flamas se inflamaba y provocaba algunas explosiones.

    Los rufianes cesaron su ataque por un momento solo para ver que los únicos afectados habían sido el Charmeleon y el Garchomp quienes se encontraban como escudo para el Grovyle quien era posiblemente el que más peligro tenía de encontrarse ahí.

    Las quemaduras se hacían presentes en el cuerpo de Taro al igual que algunas heridas provocadas por las explosiones en el cuerpo de Firo, pero lo que si era cierto es que ninguno dejaría que lastimaran a alguno de sus compañeros.

    ― ¿P-Por qué? ¿Por qué me defendieron? ―Preguntaba el geco al ver a los otros dos heridos

    ―Fácil, cuando te capturé pasaste a ser miembro de mi equipo ¡Y no dejaré que lastimen a mis Pokémon!

    ―No sigan que me hacen llorar ¡Ataquen a todos en este momento y que no escape ninguno!―Ordenó Aestus mientras se disponía a atacar también

    Además del Houndour y el Golbat, otros Pokémon entre Salandit y similares saltaron al ataque el cual fue repelido por una fuerte ventisca y un impulso psíquico venidos desde el Braviary y la Gardevoir

    ―Cinna, Mana, ustedes dos regresen a la Poké Ball, nosotros actuaremos de refuerzo para Firo―Dijo el águila

    ―¡Entendido! ―Afirmaron las miembros más jóvenes

    ―¡Furia dragón! ―Exclamó el Garchomp

    De la boca del dragón se generó una esfera de energía dracónica de color violáceo la cual fue expulsada explotando de manera violenta sobre el Magmortar quien se vio obligado a retroceder para no ser dañado.

    El momento de retroceso fue aprovechado por Firo quien se abalanzó sobre el robusto ígneo con sus dos puños incendiados. Si bien los ataques de tipo fuego no le harían mucho daño, el Charmeleon estaba bien preparando en lo que respecta a dar golpes duros y contundentes por lo que muchas veces el fuego solo era un agregado y la potencia radicaba en el impacto del puño.

    Con dos golpes en la cara, Aestus se tambaleo un poco para recuperarse, esta vez él fue quien atacó liberando de su infernal fuego de ambos brazos y de su boca engullendo al varano en sus flamas.

    “Este tipo, no está atacando para defenderme ¿O si?, no, el vino y me quitó mi libertad, debe ser igual de ambicioso que Aestus, pero… dijo que ya era parte de su equipo”―Pensaba Leif quien veía a los cuatro miembros pelear contra los Pokémon hostiles

    De Repente un Magcargo aprovechó para saltar tras el geco con todo su ardiente cuerpo, este había quedado paralizado pues sus pocas energías se habían disipado en la pelea anterior. Ya creía que todo terminaría ahí pero el molusco fue abruptamente sacado de combate por un rápido puño del cazador del Flare Heart.

    ―Te dije que no dejaría que dañen a alguno de mis Pokémon ¿O me equivoco? Leif ¿Verdad? ―Dijo el Charmeleon mientras giraba un poco su cabeza para ver a su captura

    ― ¡Firo cuidado! ―Alertó la Gardevoir quien se encargaba de los tipo veneno mientras el Braviary de los tipo fuego

    ― ¡Golpe cuerpo! ―Exclamó el Magmortar quien se encontraba en el aire por encima de los dos reptiles

    Amenazando con su voluminoso cuerpo, agarró un poco de impulso para caer encima de los dos escamosos, sin embargo su viaje fue interrumpido por el fuerte golpe de una patada provocada por el Garchomp quien mandó al tipo fuego a volar unos metros para recuperarse.

    ―Increible, tienen reflejos muy rápidos pero no crean que eso me detendrá, los eliminare a ustedes dos, quemaré este bosque y construiré un imperio, se los dice Aestus, el rey de todo este lugar y sus alrededores

    ―Solo escuché bla, bla, bla y más bla, pero si quieres quemar el bosque de mi Grovyle tendrás que vencerme primero y luego hablar maldito gordo―Comentó el Charmeleon cambiando su tono de voz y mirada de uno despreocupado a totalmente intimidante

    Enfurecido, el gran ígneo se abalanzó sobre los tres Pokémon con sus puños incendiados al igual que sus hombros, de su boca flamas salían como si de un perro rabioso se tratase y lo único que quería era deshacerse de ese cazador que le había insultado tanto con palabras como en batalla.

    Una maliciosa sonrisa se dibujó en las intimidantes caras del dragón y el varano, ambos se pusieron en posición de pelea mientras esperaban el impacto del enrabiado oponente.

    ―Firo subete a mi espalda, Adler, eleva a Ziel y a Leif… porque voy a cometer una tontería―Dijo Taro a la par que su cazador acataba su orden

    Como si de un monstruo se tratase, el Garchomp esperó a que el Magmortar estuviera a escasos centímetros para atacar con todas sus fuerzas. Un poderoso pisotón en plena cara del ígneo lo envió al suelo y provocó un gigantesco sismo que movió y removió el piso generando miles de grietas en este y además apagó el fuego que quedaba por los ataques.

    Ya derrotado el auto-proclamado “Rey del bosque” se encontraba inconsciente junto con sus demás Pokémon mientras que los miembros del Flare Heart lucián algo cansados, por su lado la femenina le recriminaba al dragón por descontrolarse una vez más en batalla por lo que cada vez que se ponía más molesta el gran reptil trataba de buscar refugio detrás del ave.

    ―Si quieres te libero―Comentó Firo sin quitar la vista en los rufianes

    ―No fue solo porque según tú soy tu Pokémon ¿O me equivoco?

    ―Si lo dices por la pelea, no me gustan los Pokémon que tratan de adueñarse de todo como objetos, ya sean cazadores o no, se que ahora dirás “Pero si me capturaste y bla bla bla” pero yo nunca veo a mis Pokémon como objetos o herramientas, para mi ellos son mis compañeros, además ¡No sabes lo divertido que es viajar y más acompañado!

    ―Eres raro, pero gracias por salvar mi bosque

    ―Ahora creo que lo mejor será llamar a la policía, solo espero que quien venga no sea ese Houndoom de siempre que desde hace un año me ha estado dando cacería por un accidente que cometí en una ciudad lejana

    ―Espera ¿Qué? No me digas que ¡¿Eres un prófugo de la ley?!

    ― ¡No! ¡Solo me emocione mucho en una batalla y terminé incendiando media ciudad!

    -o-​

    Mientras los reptiles discutían, en las montañas teñidas de anaranjado con el Sol ocultándose se encontraba la Arbok quien estaba frente a una esfera de cristal de color celeste.

    La viperina dijo unas palabras que parecían ser nombres para que la bola comenzará a emitir un leve brillo acompañado del sonido de diferentes voces, todas amenazantes e intimidantes especialmente una que tenía un tono serio de ser el líder al parecer.

    ―Acá Mamba

    ―¿Cual es tu posición? ―Preguntó una voz ronca y grave

    ―Estoy a las afueras de un pueblo al este de ciudad Espuma, traté de encontrar buenos reclutas pero solo me encontré con un Magmortar fracasado con aires de grandesa ¿Y ustedes?

    ―Por mi parte estoy juntando un poco de dinero cazando a otros criminales―Dijo otra de las voces

    ―Eso es muy valiente de tu parte Arvid, sabiendo que eres un criminal tan buscado y vas y eres quien recibe las recompensas―Comentó la primera voz

    ― ¿Que puedo decir? Gracias a mis numeros, los demás vienen y caen como moscas

    ― ¿Estamos acá para ver como fue nuestro día o a discutir la próxima misión?―Preguntó de forma retórica la ultima voz

    ― ¡Acies! ―Exclamaron Mamba y las otras dos voces

    ―Barukan, Arvid, necesito que vayan a las cercanías de ciudad Espuma, Kapten irá entre esta y la próxima semana para dejar una carga, Mamba, quiero que vayas a los bosques de cerezo cerca de ciudad Bosque, yo estaré cerca de la zona Polvo―Ordenaba el así llamado Acies

    ―Entendido―Afirmaron el trío

    ―Por cierto, recibí noticias de que Baal fue capturado y encarcelado―Comentaba la cobra

    ―Lo sé, con él ya es el séptimo que cae, siempre pensé que ese demente sería el primero, bien, Acies fuera

    ―Barukan fuera

    ―Arvid fuera

    ―Mamba fuera

    Las tres voces se callaron y la esfera dejó de brillar, la cobra la tomó, guardó dentro de un saco y se retiró deslizandose por el lugar a la par de que una siniestra sonrisa se dibujaba en su cara y se ocultaba en la maleza.

    Una sombra veía a la Arbok ocultarse, el tenue brillo del Sol ya provocaba muchas sombras por lo que el observador solo dejaba unos siniestros ojos negros a la vista, vio su mano de la cual sostenía la misma bola de cristal y la guardó, se levantó del suelo y se marchó sin dejar rastro.
     
    • Me gusta Me gusta x 1
  8.  
    J.Nathan Spears

    J.Nathan Spears Temed, sobrevalorados y "populares" Top comentarista

    Libra
    Miembro desde:
    24 Septiembre 2006
    Mensajes:
    1,833
    Puntos en trofeos:
    411
    Pluma de
    Escritor
    Hmmm... interesante.

    Así que Aestus solo era un pobre don nadie en cuanto a villanos se refiere :V jeje... la tal Mamba tiene aliados que podrían volverse un reverendo dolor de muelas si no se tiene cuidado.

    En fin, la pelea estuvo bien narrada en lo que cabe. Taro es un loquillo... la escena del dolor de estómago me hizo recordar a Mr. Satán cada vez que debía probar su valía ante rivales con poderes más allá de lo humano. Aunque a la final sí que tuvo credenciales para respaldar su posición de "guerrero casi invencible".

    Eso sí... algo que me molesta un poco es la personalidad mostrada por Firo. ¿Me explico? Parece ser un héroe cuya esencia le copia demasiado a personajes como Ash Ketchum y al mismo tiempo, a otros ambiciosos como Paul. Parece que esa combinación lo hace un ser demasiado "perfecto" para mi gusto. Su defecto más notorio es el de "no pensar bien las cosas" y el de "emocionarse demasiado". Sip, también demasiado parecido a Ash Ketchum o al prota de Digimon Data Squad xD.

    Quizás a futuro le des más personalidad y profundidad, así que es muy pronto para quejarme... pero la incomodidad queda n_nU.

    Ah, y una falla ortográfica notoria...

    Seguro te apresuraste de repente y cometiste un dedazo... a todos nos pasa -w-U. Aquí la palabra es "preparado" :P

    En fin, nos leemos en otra, we
     
Cargando...

Comparte esta página