1. This site uses cookies. By continuing to use this site, you are agreeing to our use of cookies. Learn More.
  2. ¡Importante!


    Recuerda que categorizar bien tu historia es muy importante. Para esto, debes utilizar alguno de los prefijos disponibles junto al título de tu historia antes de ser publicada.

    Estos prefijos indican la extensión aproximada del relato y así obtendrá lectores más específicos.

    La indicación sobre cómo utilizarla es la siguiente:

    • Nanorrelato para historias de 20 palabras o menos.
    • Microrrelato para historias de entre 21 a 100 palabras.
    • Drabble para historias de entre 101 a 500 palabras.
    • One-shot para historias de un solo capítulo, mayores a 500 palabras
    • Two-shot para historias de dos capítulos.
    • Long-fic para historias de más de dos capítulos

    Gracias por su contribución para mantener ordenado este sitio.

    Descartar aviso
Descartar aviso
¡Hey, Invitado ya te vimos! Regístrate y comenta a tu autor favorito, muéstranos tus historias, participa en juegos, concursos y mucho más :)

Long-fic Fanfic - No todo es lo que parece

Tema en 'Crossover' iniciado por Mabruna RA, 11 Enero 2018 a las 8:52 AM.

Cargando...
  1.  
    Mabruna RA

    Mabruna RA Editor del mes Editor Gráfico Sundar Roshanee ★

    Miembro desde:
    11 Noviembre 2016
    Mensajes:
    385
    Puntos en trofeos:
    241
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Fanfic - No todo es lo que parece
    Clasificación:
    Para todas las edades
    Género:
    Fantasía
    Total de capítulos:
    1
     
    Palabras:
    908
    Ésta historia implica partes profundas de anteriores historias como: "Tras la máscara morada", "Tras Opalina",y "¿Cuál es su misterio?".
    Contiene personajes de la serie anime Diabolik lovers.

    Una chica de cabellos morados iba escapando en un caballo a toda velocidad.

    —Vamos Kurai... —suplica a su caballo temerosa.

    La princesa Moriski escapaba del castillo de sus padres, la razón era que el castillo había sido atacado por una malvada hechicera, quería matar a la princesa por algún poder que guardaba en ella. La familia real de Rusia guardaba muchos secretos, además de portar una belleza digna de una joya, también ocultaban un poder muy peligroso.

    La yegua que surcaba rápidamente los prados de nieve, esquivando árboles en el paso, sin poder evitar tropezó con algo, en el camino ocasionando que la princesa cayera en la nieve. Moriski respiraba entrecortada con miedo, antes de salir había mandado un mensaje al Principe Cyaniu, de Francia, de que estaban en peligro, ellas dos, con ello informándole de paso que estaba embarazada.

    Justo cuando intenta salir, y seguir escapando, se escuchan pisadas, y cuando justo intenta moverse, alguien la retiene en contra de su voluntad.

    —¿A dónde cree que va, princesa Roskovich? —dice una voz femenina.

    Moriski intenta deshacerse del agarre, pero la hechicera, la golpea, dándole la vuelta, para mirarla.

    —¡D-Déjame! —tartamudea.

    La hechicera sonríe con malicia, pero justo cuando va a hacer algún hechizo para matarla, un extraño brillo violáceo cubre a Moriski y expulsa lejos a la hechicera.

    —¡Ahhh! ¡Maldita mocosa! —gruñe la hechicera.

    Pero Moriski levanta la mano, y cubre su vientre, protegiendo a su bebé, produciendo que un manto de protección las cubra, y sin más al cerrar sus ojos, se teletrasportan a otro sitio.

    Aquel poder inconscientemente lo producía el ser viviente, que crecía en su vientre, quién protegía a su madre del peligro.

    —¡Ahhh! ¡Inútiles, búsquenla, no puede haberse ido tan lejos! —gruñe muy alterada.

    Y sin más sube al caballo, dirigiéndose nuevamente al castillo de los Roskovich.


    ////'''''////////"""//////

    Moriski se encontraba cerca de Francia, no sabía como había llegado a ese lugar, por lo que, cuando pudo entender dónde se encontraba, cansada luchó por llegar junto al castillo de su principe.
    Al llegar, muchos se sorprendieron por la frialdad y condiciones de la princesa de Rusia, quién solo buscaba a su príncipe.

    —¡Moriski! —se escuchó un llamado varonil, viéndola llegar.

    Ella sin pensarlo dos veces se acercó a él, lo abrazó.

    —Cyaniu ...—pudo musitar.

    El príncipe la abrazó, y ordenó a sus sirvientes que buscarán ropa, para la princesa. Él las protegería de aquella hechicera.

    \\\\\"""""\\\\\"""""\\\\\

    Nueve meses después había pasado de lo sucedido, la princesa Moriski había perdido a sus padres ante el ataque de la Hechicera Beatrix, vampiresa. A Moriski los primeros meses le fue doloroso soportar que solo ellas eran las únicas Roskovich, si, la bebé había nacido en perfectas condiciones, aunque con un gran poder en sus hombros.

    La Reina ahora de Francia, Moriski, junto al Rey Cyaniu, intentaban proteger y hacer todo lo que tenían a su alcance para enseñar, proteger a su pequeña Kurai Eien Roskovich Montesquiu, la heredera de ambos reinos, y princesa única. La princesita crecía rápido, y sus padres envejecían, ella cada vez se hacía más poderosa junto a sus poderes se desequilibraban, ocasionando pequeños destrozos y recaídas.

    En un largo tiempo, justo cuando la princesa Kurai estaba por cumplir sus 21 años el Castillo de Francia fue atacado por la Hechicera Beatrix, al fin los había encontrado, y cuando ésta vampiresa maligna había enterado de que la princesa Moriski hubo tenido un bebé más linda y poderosa que ella, se dirigió con el objetivo de matarla, pero no se esperaba que la Princesa Kurai diese una gran pelea protegiendo su Reino, pero la hechicera en un momento de trampa, la atacó sin miramientos, y su hechizo chocó violentamente en el rostro de Kurai, formándose una marca en su mejilla, del cual la iba consumiendo hasta llegar a sus hombros, con su último esfuerzo, la princesa hizo un conjuro trasportando a Beatrix a otra dimensión, mas específicas a la dimensión de Diabolik lovers, mientras que ella intentaba evitar que el hechizo de Beatrix la matara, por lo que con un último movimiento conjuro su propio y único hechizo, despidiéndose con una pequeña sonrisa de sus padres, ellos intentaron pararla, pero era cuestión de tiempo si actuaba o no, por lo que si única salvación era convertirse y almacenar su poder, en un cuerpo del que nunca sospecharían de ella, transformándose en la primera y original cocker spaniel.

    Luego un tiempo, los aldeanos no volverán a saber de su princesa, algunos decían que aquel hechizo que Beatrix le había dado la había matado, pero lo que no sabían, era que sus padres la habían mandado a New York lejos de Francia, era lo mejor, hasta que ella pudiese controlarse, quizás encontrar el amor de su vida inmortal, que la marca maldita de la hechicera le había dado, y quizás, destruir por completo a Beatrix, la cual al ser mandada a otra dimensión se había convertido en la segunda esposa de el Rey vampiro, Karlheinz Sakamaki, también conocido como Tougo o Reinhart Sakamaki.

    Kurai juró por su poder y el peligro que había ocasionado esa mujer, que la mataría, pero para ello primero debía cruzar muchas aventuras para llegar a ella, o quizás con la ayuda de un encapuchado pudiese llegar a su cometido.
     

Comparte esta página