1. This site uses cookies. By continuing to use this site, you are agreeing to our use of cookies. Learn More.


  2. Descartar aviso
  3. ¡Importante!


    Recuerda que categorizar bien tu historia es muy importante. Para esto, debes utilizar alguno de los prefijos disponibles junto al título de tu historia antes de ser publicada.

    Estos prefijos indican la extensión aproximada del relato y así obtendrá lectores más específicos.

    La indicación sobre cómo utilizarla es la siguiente:

    • Nanorrelato para historias de 20 palabras o menos.
    • Microrrelato para historias de entre 21 a 100 palabras.
    • Drabble para historias de entre 101 a 500 palabras.
    • One-shot para historias de un solo capítulo, mayores a 500 palabras
    • Two-shot para historias de dos capítulos.
    • Long-fic para historias de más de dos capítulos

    Gracias por su contribución para mantener ordenado este sitio.

    Descartar aviso
Descartar aviso
¡Hey, Invitado ya te vimos! Regístrate y comenta a tu autor favorito, muéstranos tus historias, participa en juegos, concursos y mucho más :)

One-shot Fanfic - G de Gaza (Días del Abecedario 2.0)

Tema en 'Bleach' iniciado por Minaki Kaeden, 27 Febrero 2016.

Cargando...
  1.  
    Minaki Kaeden

    Minaki Kaeden Procastination Queen

    Acuario
    Miembro desde:
    22 Julio 2012
    Mensajes:
    112
    Puntos en trofeos:
    111
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    Fanfic - G de Gaza (Días del Abecedario 2.0)
    Clasificación:
    Para niños. 9 años y mayores
    Género:
    Drama
    Total de capítulos:
    1
     
    Palabras:
    812
    Voy atrasada con la actividad una letra y estoy que me muero. Me prometí completarla esta vez y es lo que voy a hacer. Más tarde hoy voy a intentar por todos los medios posibles publicar la siguiente letra. Recuerden el cambio de eventos para la coherencia y no me odien por eso. ¡Gracias! Dedicado a @Kyland que sin ella lo hubiese hecho sobre un gusano probablemente. xD

    G de Gaza


    Oyó el sonido seco de un golpe en su puerta. Alguien debía estar tocando para ver si podía entrar. Definitivamente no estaba de humor para escuchar los sermones de su padre hoy. Sí, no había logrado salvar a la sociedad de Almas. Sí, muchas personas habían muerto por su culpa, entre ellos importante miembros del Sereitei. Sí, Karin no lo perdonaría nunca por no haber evitado que Tōshirō cayera en su estado de coma debido a las graves heridas que había sufrido en batalla. Sí, sí, sí. Él lo sabía. Todo era su culpa; por más que Rukia, Renji y hasta la misma Matsumoto le dijeran que no cargara con toda la responsabilidad, Ichigo sabía que era toda suya. No había sido capaz de proteger a la Sociedad de Almas como un día lejano a sí mismo se había prometido.

    De nuevo el golpe en la puerta ahora haciéndose más seguidos y más fuertes. Creía saber de quién se trataba y no quería tener razón. A ella no podía ni verle la cara, no después de lo que había pasado con su hermano. El gran Byakuya Kuchiki había sido derrotado en una pelea. Y no sólo derrotado; había sido apaleado, maltratado y lanzado por la tierra como un muñeco de trapo después de inconsciente.
    Nunca olvidaría los gritos de terror de la Shinigami pronunciando el nombre de su hermano, mientras veía con impotencia cómo sufría todo estos daños. Ella tampoco podía hacer mucho: se había roto el fémur, un brazo, y quién sabe si unas cuantas costillas. Los Shinigami, la raza de los “Dioses de la Muerte” que se supone que contra todo lo pueden, habían perdido patéticamente contra el primer asalto de una invasión de “humanos”, porque para sentirse peor todavía, así los definían.

    ―Ichigo, ábreme ―escuchó del otro lado. Sus sospechas se habían hecho realidad: sí era Rukia la que buscaba entrar. Lo peor del caso es que no pronunció esas palabras con su usual tono de autoridad. Ni siquiera fue un tono realmente, fueron las palabras más monótonas que Ichigo había escuchado alguna vez salir de la boca de la chica.

    Sin energía para hacerlo y con los huesos dolidos, se levantó lentamente de su cama y caminó pesadamente hasta la entrada de su cuarto, donde tomó el pomo de la puerta y lo giró hasta que un clic se escuchó. Casi inmediatamente la chica entró murmurando un seco “gracias” y se dirigió hacia el clóset que hasta hace poco había sido su pequeño “hogar” dentro de la casa de los Kurosaki. Abrió la puerta corrediza con su brazo sano y comenzó a buscar algo entre las gavetas de abajo.

    Ahí fue cuando Ichigo la detalló mejor. No había querido detenerse a contemplar las heridas de nadie más, pero sobre la piel blanca de Rukia saltaban a la vista los golpes que ya iban cambiando su color de entre morado y verde, a casi negro con un borde amarillo. Tampoco pudo obviar las vendas que llevaba en el brazo izquierdo y una pequeña gaza que le cubría probablemente una quemadura o cortada en la mejilla derecha. Agradeció a lo que fuera que estaba en los cielos, porque ya no estaba seguro si en verdad había alguien allí, que ella ya podía caminar sin demostrar mucho dolor por la fractura de su fémur.

    Apenas y se percató cuando la chica encontró la pequeña maleta de viaje que aparentemente buscaba y sin dirigirle la mirada se encaminó hacia la puerta con el sonido de ruedas chirriando detrás de ella.

    ―Antes de que preguntes, el Capitán Hitsugaya se encuentra estable y Byakuya-nii-sama está todavía en terapia intensiva. En cualquier momento Matsumoto-san va a venir a hablar contigo ―dicho esto, desapareció por la puerta e Ichigo ni siquiera se molestó en seguirla con la mirada. Sus ojos estaban posados en un pedazo de gaza blanca con una pequeña mancha roja en el medio que estaba tirada en el piso. Tan distraído se encontraba que ni siquiera se había dado cuenta que Rukia se había cambiado la gaza por una nueva.

    Caminó hacia ella y se agachó a recogerla, obviando que lo que hacía podía parecer hasta asqueroso. Él nunca fue alguien que demostraba sus sentimientos con facilidad. Pero ahora, que todo estaba destruido, este pequeño pedazo de esterilizado algodón blanco era lo único que le quedaba de un pasado que ahora parecía distante.
     
    Última edición: 27 Febrero 2016
    • Adorable Adorable x 1
  2.  
    Lexa

    Lexa Fanático

    Tauro
    Miembro desde:
    27 Diciembre 2011
    Mensajes:
    1,229
    Puntos en trofeos:
    376
    Pluma de
    Escritora
    Ay pero qué triste... Es diferente, es como un UA donde se asoman las posibilidades de lo que hubiese pasado si Ichigo no hubiese ganado, aunque honestamente no me lo imagino tan trágico el asunto, porque sea como sea, el Sereitei no era sólo Ichigo, habían muchos Shinigami con gran potencial, sumando a ellos los Vizard, pero bueno, igual esto es sólo un fic y es válido lo que has escrito.

    Sí me llegó la sensación de tristeza y pesar de Ichigo a medida que leía, me lo creía, ya que tienes una narración bastante fluida y buena, aunque el final no me gustó mucho sinceramente. El escrito venía bien, sumando fuerzas, y cuando siento que estaba en su mejor punto, le das un final un poco rápido y sencillo, algo plano. Ichigo se estaba muriendo por dentro, y toda la onda del remolino de sentimientos al ver la gaza en el piso quedó algo corto para el escrito que estabas ofreciendo. Pero bueno, es algo subjetivo, y eso no le quita muchos puntos al escrito que de verdad fue bastante bueno.
     
    • De acuerdo De acuerdo x 1

Comparte esta página