Long-fic de Inuyasha - EL ladrón Red Rose

Tema en 'Inuyasha, Ranma y Rinne' iniciado por KagoRinneSama, 3 Abril 2010.

Cargando...
?

¿Qué te parece este fic?

  1. Bueno ^^

    98.9%
  2. Mas o menos -_-

    1.1%
  3. Malo T-T

    0 voto(s)
    0.0%
Estado del tema:
No se permiten más respuestas.
  1.  
    KagoRinneSama

    KagoRinneSama Fanático

    Cáncer
    Miembro desde:
    19 Diciembre 2007
    Mensajes:
    1,038
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    EL ladrón Red Rose
    Clasificación:
    Para adolescentes maduros. 16 años y mayores
    Género:
    Romance/Amor
    Total de capítulos:
    27
     
    Palabras:
    2364
    Re: EL ladrón Red Rose

    :hola: Wuau cuantos comentarios incluyendo los que eliminaron, Pues bienvenidas las nuevas lectoras y Mil gracias por sus post. Repito a esta historia le falta bastante. Así que tranquilos.
    Pues les de jo el capitulo y espero que lo disfruten.


    Capitulo 16: Testigos

    – ¿Vas a huir?- el estaba planeando dejar plantada a lady Kagura en el altar.

    –Si pero antes debo hacer unas cosas en la iglesia a media noche..

    –¿Qué cosas? ¿qué pasará con Kagura?

    – Perdóname Kagome, se que es por el bien del reino, sin embargo no puedo casarme con esa mujer, no la amo, en realidad a penas y la soporto. Por eso te pido disculpas. Soy un egoísta.- ignoró mi pregunta.

    Entendía a la perfección los sentimientos de Sesshomaru, a nosotros se nos había notificado nuestros compromisos desde hacia bastante tiempo, pero para el había sido de golpe y sin poder objetar. Sesshomaru no estaba siendo egoísta sino escuchaba a su corazón, por lo que lo envidiaba. Porque el conseguiría ser feliz lejos de aquí, de esta guerra que se aproximaba y de este infierno, si eso significaba ser egoísta entonces quería serlo.

    – No lo eres, al contrarío eres realmente valiente al seguir a tu corazón.- dije sonriendo.- aun sabiendo que tu padre te desheredara del trono si huyes.
    Sesshomaru se volteó y me dio un abrazo muy fuerte.

    – Gracias. Eres realmente maravillosa… pero necesito pedirte un favor.

    – ¿Cuál es? No importa lo que sea, lo haré gustosa.- comuniqué sonriendo.

    – Necesito que vayas a la iglesia de Jaken dentro de 15 minutos, preciso que seas mi testigo Kagome.

    – ¿Tu testigo? ¿De que?- pregunté confundida, otra vez no entendía nada. ¿Acaso Sesshomaru mataría a alguien?

    – Mi testigo de bodas, porque esta noche me caso, y regreso ya mismo a Austria.- comunicó con una sonrisa en su rostro.

    – En ese caso nos vemos en la iglesia en 15 minutos.- aseguré.

    Sesshomaru saltó por el balcón con gran agilidad, y me quedé pensando la suerte que tenían esos dos, tanto Sesshomaru como Rin de haberse conocido y amarse con tal pasión que iban a casarse a escondidas y a huir en plena guerra, solo para estar juntos.

    Me dirigí de inmediato a mi habitación, tome un pequeño bolso y metí mi vestido de novia, de seguro Rin seria más o menos de mi talla. Si iba a casarse, se casaría como una novia.

    Con paso ligero me encaminé al establo. Me percaté del que el caballo blanco de Inuyasha no estaba, por lo que decidí tomar a Hachi el corcel negro.
    Rápidamente fui a la gran iglesia donde debería casarme en unas cuantas horas. Era la más grande de todo el reino, además de que estaba construida por Antoni Gaudi en su mayoría, lo que la hacia original y diferente, a pesar de que mayoría de las personas no les gustara sus obras tan orgánicas.

    Llegué a los minutos. Gracias al cielo en la iglesia solo se encontraba Jaken y Sesshomaru, quien lucía su traje de príncipe de color negro, con ciertos toques dorados, su espada envainada en la izquierda, sujeta a su cintura.

    – Sesshomaru.- llamé, mientras me acercaba a él, quien se encontraba esperando en el altar.

    – Que bueno que ya llegaste.- dijo contento.

    – ¿Dónde esta Rin?- pregunté apresurada, necesitaba arreglarla minutos antes de que saliera.

    – Esta en la habitación continua.- indicó, hacia una puerta al final el pasillo.

    – Gracias.- contesté.

    Corrí deprisa por el amplio pasillo de la iglesia. Al entrar vi a la señorita Rin con un vestido largo color amarillo, su cabello semipeinado y sin maquillaje.

    – Llegué justo a tiempo.- musité mientras cerraba la puerta tras de mi.

    – Princesa Kagome.- pronunció sorprendida.– ¿qué hace aquí?

    – Te dije que te ayudaría con Sesshomaru, y eso hago. Es el día de tu boda, por lo tanto debes lucir como toda una princesa.- sonreí.

    – Pero yo no tengo nada como para…- agacho la mirada avergonzada, sin embargo la interrumpí.

    – No digas nada, deja todo en mis manos.- pedí sonriendo.

    Me acerque a ella y la despoje de ese vestido, luego le coloqué mi vestido a ella. Le quedaba perfecto a decir verdad, luego le pedí que se sentara en un de las sillas del lugar, solté su cabello y lo peine. No lo sujetaría con nada, no hacia falta. Le coloque el velo sobre su cabeza. Parecía una santa de lo hermosa que se veía. Con mucho cuidado coloque un ligero maquillaje en su rostro, no quería sobrecargarla, natural lucía perfecta.
    Se levanto de la silla y se miró al espejo de la pared.

    – Dios mió parezco una princesa.- musitó con una sonrisa en su rostro, mientras se admiraba con una sonrisa.

    – Muy bien, su novio la espera en el altar.- recordé.

    – Si.– se acerco a la puerta para salir, pero antes de eso me abrazó fuertemente.– Gracias princesa Kagome.

    Correspondí el abrazo con mucho cariño, ella era una muy buena persona y la quería mucho, por lo que estaba realmente feliz por ella.
    Salí antes que ella de la habitación y me coloque junto al lado correspondiente al de la novia. Cuando entre al altar me di cuenta de que Inuyasha estaba junto a su hermano y se sorprendió al verme allí. Tomé mi lugar ignorando su expresión.

    El pequeño anciano que se encontraba en un enorme piano negro comenzó a tocar la marcha nupcial, mientras que la novia entraba a la iglesia. Miré la expresión de Sesshomaru, su miraba estaba llena de deseo y devoción. Su boca expresaba por primera vez una sonrisa dulce.
    Al llegar al altar, el cura Jaken dio inicio a la ceremonia.

    El cura era un tanto pequeño, un hombre ya de edad bastante avanzada, su cara era redonda y su nariz un tanto puntiaguda.

    – Queridos hermanos, estamos aquí reunidos en esta cas de dios para unir a estas personas en santo matrimonio.
    Sesshomaru y Rin no dejaban de mirarse con amor y con cierto auge de preocupación en caso de que los descubriesen.

    Mientras el sacerdote hablaba, yo me encontraba totalmente perdida en Inuyasha. Su expresión tan comprensiva hacia su hermano, también podía verse en su mirar una pizca de envidia a la vez de tristeza.

    Ambos aún continuábamos bastante afectados, más aun sabiendo que en pocas horas estaríamos separados, lo único seria que podría seguir viéndolo en las reuniones aristócratas, aunque ya no iba a ser lo mismo puesto que ya no éramos los mejores amigos, si no simplemente conocidos.

    Si yo le hubiese confesado mis sentimientos en la mañana, seguramente Inuyasha se hubiese frustrado y odiado, por ello, el me quería pero no de esa forma. Siempre había sido protector conmigo. Además no tenia mucho que ver el hecho de que sintiera algo por mi hacia muchos años, de seguro lo había superado y ya no lo sentiría.

    – Repetid después de mi, príncipe: Con este anillo, te proclamo mi esposa, y prometo serte fiel, por toda la vida.- pronunció el cura.

    – Con este anillo, te proclamo mi esposa y prometo serte fiel, por toda la eternidad.- dijo Sesshomaru mientras le colocaba el anillo de matrimonio en el dedo a Rin.

    Volví a pederme en Inuyasha quien ahora me miraba. Su mirada era fija, muy triste, llená de pena y preocupación. ¿por qué me miraba preocupado?
    “ El hecho de que Kouga sea el primero en tocarte, me da miedo”- recordé.
    Esa había sido la frase que había soñado. ¿por qué la habría recordado en este momento?

    – Por el poder que me consagra la iglesia católica, yo los declaró marido y mujer, podéis besar a vuestra esposa.- sonrió el cura.
    Sesshomaru se acercó lentamente a Rin, con mucho cuidado levantó el velo que cubría su rostro. Acercó su cara ligeramente, rozaron sus labios y luego la beso de modo tierno.

    Al culminar el beso, el cura nos hizo firmar el libro de testigos en el que se indicaba que habíamos presenciado esta unión. Primero firmo Inuyasha y luego yo.
    Nos acercamos a Sesshomaru y Rin, los abracé y los felicité por su unión.

    – Muchas gracias por ayudarme.- nos pidió lady Rin de Taisho.

    – No es nada señora Taisho, después de todo ya era hora de que el témpano de mi hermano encontrara a alguien más para arruinarle la vida.- bromeó Inuyasha, ganándose la mirada fría por parte de Sesshomaru. Yo y Rin reímos.

    – Deberías escapar también. Después de todo es obvio que no deseas casarte con Kikyo.- comentó Sesshomaru.

    – Tu sabes que no puedo, al escapar d esta obligación papá te desheredara y yo paso a ser el único heredero del reino, por lo tanto si también intentara escapar este nuevo enemigo ganaría.

    – ¿Por qué todo debe ser tan complicado?- pregunté.

    –Porque así estaba escrito el destino.- comentó Inuyasha con voz fría.

    Las campanas de la iglesia comenzaron a sonar, avisando que alguien se había casado.

    – Lo mejor será que se vayan, es muy sospechoso una boda a estas horas. Además de que tienes que cumplir tus obligaciones hermano.- dijo Inuyasha con una sonrisa triste en su rostro.

    – Tienes razón, señora Taisho es hora de irnos.- aviso Sesshomaru, Rin asintió.

    Nos despedimos de ambos y se marcharon a paso rápido en el caballo de Sesshomaru.

    Los vimos marcharse a toda prisa desde la entrada de la iglesia.

    – Es hora de que regresemos al palacio, si amanece y no nos ven se preocuparan.-dijo Inuyasha del mismo modo frío, evitándome con la mirada.

    – Tienes razón.- concordé.

    Montamos cada uno su caballo, mientras cabalgábamos nos cubría un silencio realmente incomodo. Debíamos ir a galope lento debido a que si corríamos haríamos demasiado ruido y nos descubrirían. Inuyasha me miraba de reojo en ocasiones más no decía nada.

    – Lo más probable es que cuando tu padre se enteré de que hemos firmado como testigos de la boda de Sesshomaru nos quiera encerrar.- comenté con voz dulce, intentando romper el silencio desgarrado que nos rodeaba.

    – Lo que el dirá exactamente es: ¿¡Que!? Inuyasha y Kagome hicieron ¿qué?, están ¡locos! ¿Cómo se les ocurre firmar de testigos, no se dan cuenta de que así validan esa boda, por mandato real.- comentó Inuyasha.

    Reímos ante la imitación exacta que había hecho del rey Taisho. Me gustaba el hecho de que riera conmigo aunque fuera solo unos instantes, el despedirnos había sido algo realmente frustrante. El silencio se hizo presente durante menos tiempo esta vez.

    – Si te soy sincero los envidio.- comentó después de un rato.

    – A ¿qué te refieres?- pregunté interesada.

    – Envidio que mi hermano sea tan valiente, como para renunciar a todo y largarse con la mujer que ama.- dijo un tanto frustrado.

    – Yo también lo envidió en cierta forma.- concordé.– ¿Quién es la mujer con la que te escaparías?- inquirí curiosa. ¿quién era la mujer que amaba Inuyasha?

    – ¿La mujer que amo?…Amar es algo tan relativo, uno usa esa palabra tan comúnmente que no se sabe si es verdadera o no. Amar a una mujer es un reto. La mujer es como es aire, fuego y ligereza, al contrario los hombres somos los lastres que no permitimos que ellas se eleven.- comento distraído.

    – No respondiste a mi pregunta, en cambio citaste la filosofía de la mujer de Bernardo Guardi.- objeté.

    – ¿Para que saber algo tan inútil? Dentro de unas horas nos casaremos, el saber a quien amo no cambiará las cosas. Sin contar que mi amor es imposible. Por lo que no es importante ahora. Estoy resignado desde hace muchos años.- comentó.

    ¿Resignado hace muchos años? Acaso Inuyasha se refería… miré la pequeña pulsera de mi muñeca derecha.

    – Ya llegamos.- comentó.

    Sin darme cuenta nos encontrábamos en el corral del palacio, baje del corcel con ayuda de Inuyasha. me había tomado de la cintura para ayudarme a decender pero no se había separado de mi, la distancia era realmente corta entre ambos.

    – Inuyasha yo quería preguntarte algo, pero debido a los acontecimientos recientes lo olvide.- pronuncié un tanto nerviosa.

    – ¿Qué es?- inquirió con su aliento chocando en mi rostro.

    Maldije a mis adentros por estar tan cerca de él, su mirada fija en la mía hacían perderme. Nunca había deseado besar tanto a alguien, pero ahora sentía que si no lo besaba iba a morir.

    – Encontré una pequeña nota…-mi voz se quebró – oculta en la piedra de la pulsera que me regalaste cuando niña.- pronuncié con cierta dificultad.
    Inuyasha se alejo realmente rápido, me dio la espalda y dijo con voz nerviosa.

    – Así… lo mejor será que entremos, al amanecer estaremos bastante ocupados y dudo mucho que sea bueno que no durmamos en toda la noche.

    Me moleste, estaba intentando evadir mis preguntas, pero como ahora no se comportaba indiferente como lo había hecho el resto del día, decidí que lo mejor seria dejarlo pasar.

    Caminamos uno junto al otro en un silencio incomodo nuevamente, había sentido mas silencios incómodos con el en un día que en todos los años que llevaba junto a él.

    Cuando entramos al palacio y paramos frente a mi habitación, el se dispuso a marcharse a la suya, sin embargo lo sujete por él brazo causando que me mirará confundido.

    – Ya que mañana será el ultimo día en el que podamos estar juntos, debido a la boda y a la guerra…- mi rostro comenzó a tornarse de muchos colores, lo que estaba por decirle era algo que estaba prohibido, no era nada malo debido a que no le iba a pedir algo indecoroso pero…– ¿Podrías dormir junto a mi esta noche?

    Continuara________________
    Ojalá les haya gustado.
    Nos vemos mañana en el siguiente capitulo, si no lo coloco mañana será pasado, pero de que lo coloco lo coloco ajajajajajajaajaja
    Bien espero que lo disfruten , no hay imagen hasta el próximo capitulo.
    Es cómico que los capítulos mas largos ustedes lo sientan cortos, en ocasiones me toman más paginas de lo normal y siempre me dicen que les pareció corto jajajaja las ironías de la vida
    Bueno nos vemos en la próxima
    :bye:
    :anyword:
     
    • Me gusta Me gusta x 2
  2.  
    *Kurayami*

    *Kurayami* Usuario popular

    Leo
    Miembro desde:
    15 Febrero 2007
    Mensajes:
    519
    Pluma de
    Escritora
    Re: EL ladrón Red Rose

    No~! yo quiero seguir leyendo :C!!! me gustó mucho, me alegro bastante por Sesshoumaru Y Rin .___. pero su pregunta se me hizo tierna, como si ella y él fueran pequeños, como en su antigua amistad, e Inuyasha proteja a Kagome de los monstruos o algo así --*-*--
    Espero la continuación, no tardes... iii a Inuyasha le gusta Kagome *W*!!! que lindo ._.!!!!

    Nos vemos! :D
     
  3.  
    Tamao

    Tamao Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    6 Enero 2010
    Mensajes:
    128
    Pluma de
    Escritora
    Re: EL ladrón Red Rose

    Kon-nichiwa!!

    Si que me sorprendió el capítulo no me imagine que Sesshomaru se atreviera a abandonarlo todo con tal de seguir lo que decía su corazón,me pareció muy lindo y luego viniendo de el no me lo esperaba mucho.Me llamo la atención la pregunta de Kagome hacia InuYasha:

    Y creó saber quien es.
    Buena suerte.

    Sayonara.
    :risa:​
     
  4.  
    Aomecita

    Aomecita Usuario popular

    Piscis
    Miembro desde:
    8 Agosto 2009
    Mensajes:
    732
    Pluma de
    Escritora
    Re: EL ladrón Red Rose

    waaaaaaaaaa sensei que capitulo hermoso y romàntico en verdad no me esperaba lo de la boda secreta de Sesshomaru y Rin fue realmente hermosa n///n que hagallas en serio tambièn fue muy lindo que Kagome le diera su vestido de novia a Rin me la pude imaginar perfectamente jajaja muero por ver como serà la reacciòn de Kagura cuando Sesshomaru no llegue XD hay ojala Inuyasha le hiciera lo mismo a Kykio o si es muy obvio la razòn por la que Kagome recordò aquella frase del sueño: “ El hecho de que Kouga sea el primero en tocarte, me da miedo” jijiji >///< demonios se habia creado nuevamente el ambiente perfecto para que Inuyasha se sincerara y por nervios o miedo se hizo el "distraìdo" kyaaaaaaaa >///< ¡dormiràn juntos! Lo sabìa lo sabìa eheheh Inuyasha tiene que sincerarse y Kagome tambièn ¡Tienen que hacerlo! etto... >///< (eso se escucho en doble sentido pero sabes de que hablo XD) Esperarè super ansiosa la conti de mañana en serio cuidate y avisame onegai sayo...
     
  5.  
    kagomeG

    kagomeG Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    6 Septiembre 2009
    Mensajes:
    365
    Pluma de
    Escritora
    Re: EL ladrón Red Rose

    konichiwa..!! kyyaa..!! me puse a llorar!!! me da una inmensa felicidad que sesho y rin de taisho se hayan casado!! (que kawaiii) enserio que si se me izo cortito, prro cuando lo volvi a ver.. si esta largo pero ya se porque!! (porque?) es que cuando una historia te gusta y te facina te picas y te kedas con las ancias de mas..!!
    y como que dormirian juntos? ademas de que inuyasha ya save de que le tratava de hablar kagome, que lo admita..!!
    jiji ver si no pasa nada en la noche (o lo que les keda de la noche) oooo..!!
    muchas gracias!!! y me encanto la continuacion..!!! que bueno que todavia no se acava!!(siii, yea!!) bueno sayo!!! tkm!!
    te cuidas yyy...onegai continuacion!!! mañanita, apenas y podre domir!!!
    con cariño: kagomeG y ukyo-chan!
     
  6.  
    MOONREBE

    MOONREBE Iniciado

    Piscis
    Miembro desde:
    1 Junio 2010
    Mensajes:
    16
    Re: EL ladrón Red Rose

    Hi
    wooooow este capitulo estuvo genial de un super diez, te dire el por que los capitulos largos nos parecen cortos: eso es por que los redactas tan bien que nos logras meter en la historia y cuando estamos mas que picados con ella nos dices hasta la proxima y waaaaaa noooo por que quiero massss jejeje, esperare la continuacion mañana o pasadomañana con muchas ancias.

    te felicito por tu gran creatividad y facilidad para redactar estos fanfics y gracias por compartirlos con nosotros.
     
  7.  
    Lady Lara

    Lady Lara Iniciado

    Libra
    Miembro desde:
    25 Abril 2010
    Mensajes:
    19
    Re: EL ladrón Red Rose

    genial buenisimo
    no mas que buenisimo supermegaultrabuenisimo¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡
    esta increible como que
    sesshomaru se caso y huyo para ser feliz
    y como cuando inuyasha se puso a evadir
    las preguntas de kagome y como
    cuando kagome le dijo que se durmiera con ella y
    cuando....
    a no hasta ahy acaba verdad jejeje
    espeero que lo continues y es verdad lo que dices
    que ironia que los capitulos largos parezcan cortos y los cortos parezcan aun mas cortos
    bueno espero que lo continues
    y que me perdones mis faltas de ortografia
    muchas gracias cuidate
    y queremos (bueno yo quiero mas)
    conti.
    bueno bye
    cuidate xD
     
  8.  
    midorik

    midorik Guest

    Re: EL ladrón Red Rose

    wooooo está fantastico, jamas pense que Seshomaru sea Red Rose y lo dejara todo por Rin *que romantico* y quien sera la mujer que ama Inuyasha? estoy ansiosa por saberlo pero lo más importante que sucedera en la noche? Inuyasha aceptara dormir con Kagome? que se diran en el transcurso de esta? y que sucedera en la mañana siguiente? tantas pregunats y tan pocas respuestas
    bessos y sigue así
     
  9.  
    ISYLU

    ISYLU Entusiasta

    Tauro
    Miembro desde:
    6 Octubre 2008
    Mensajes:
    151
    Re: EL ladrón Red Rose

    woww pensé que eran inu y kag los que se casarían, jamas espere que fueran rin y sesshoumaru!!
    me encanto!! ahora solo falta ver como van a hacer esos dos tortolitos! jaja
    me gusto muchísimo! espero la prox. conti pronto y esta vez si con imagen jaja,(amo esos dibujos) ok nos vemos!! besos!
     
  10.  
    KagoRinneSama

    KagoRinneSama Fanático

    Cáncer
    Miembro desde:
    19 Diciembre 2007
    Mensajes:
    1,038
    Pluma de
    Escritora
    Título:
    EL ladrón Red Rose
    Clasificación:
    Para adolescentes maduros. 16 años y mayores
    Género:
    Romance/Amor
    Total de capítulos:
    27
     
    Palabras:
    2490
    Re: EL ladrón Red Rose

    :hola: Pues muchas gracias por sus post, y como lo prometí les traigo capitulo con la imagen jejejeje, no me vayan a matar, pero les diré algo, no todo es lo que parece y aun falta mucho para que el fic termine, así que tranquilas y no me maten por el capitulo e hoy, se los ruego. PAra que no me maten veré si les coloco el capitulo mañana o para el viernes de la próxima semana ok

    Capitulo 17: La Boda

    Su rostro mostraba sorpresa, se encontraba impresionado debido a mi proposición tan poco adecuada. No era la primera vez que dormía en una cama a su lado, sin embargo era la primera vez que se lo pedía.

    – No creo que…no creo que sea correcto.- musitó un tanto nervioso.

    Miré su rostro sonrojado, estaba avergonzado por mi propuesta. Sin embargo el evadía mi mirada. Eso hizo que me sintiera triste, a la vez que una punzada golpeaba mi corazón, me sentí sola ante su rechazo.

    – Por favor, no te estoy pidiendo nada grave o inapropiado, solo que me acompañes a dormir. No quiero sentirme sola esta noche.- pedí aun mas sonrojada si era posible. Mi voz sonaba triste y de repente me percate del agua salina que rodaba por mis mejillas. Estaba llorando.

    Sentí una de sus manos retirando la lagrima que se había escapado de mi ojos. Lo observé atenta.

    – Me quedaré contigo esta noche.- musitó sin mirarme.

    –Gracias.– Asentí con una sonrisa.

    Entramos a mi habitación, Inuyasha se recostó en la cama luego de pasar el seguro de la puerta. Yo me dirigí al paraban que se encontraba junto a la pared de la puerta. Me deshice del vestido, el corsé y las zapatillas. Solté mi cabello, me coloque un el camisón de dormir y salí de detrás del paraban.
    Inuyasha me miraba diferente, era una mirada que no conocía en él, de modo que me asustaba y a la vez me intrigaba.
    Ignoré su modo de mirarme. Me acerqué a la peinadora, lavé mi rostro con agua fría para retirar el maquillaje, me sequé y desherede mi cabello. Al estar lista me metí en la cama, bajo las hermosas colchas de seda.

    Inuyasha se encontraba junto a mi, parecía estatua debido a que no se movía, no se había ni quitado las botas, por lo que solo estaba semirecostado en la cama.

    – Si no te quitas los zapatos no vas a poder acostarte en la cama.- comenté.

    – Me quedaré contigo hasta que te duermas.- expreso frió.

    – No hagas eso, te suplico no vuelvas a ser el témpano de todo el día. Dentro de unas horas no se si volveremos a estar juntos, conozco muy bien a Kikyo y va evitar en todo lo posible que te vea, así que te suplico que hasta que no digas la palabra “acepto” en la iglesia, continúes comportándote como mi mejor amigo.- pedí con voz un tanto enojada. Sentía como mis ojos se humedecían con agua salina, seguramente por la impotencia que sentía al no poder impedir esas bodas.

    – Huh, tienes razón.- suspiró.

    Tomó asiento en la cama, comenzó a quitarse las botas y colocarlas junto a la cama, seguidamente retiró su prenda superior y la doblo, la colocó sobre la pequeña mesita de noche. Se saco las medias también, las coloco dentro de las botas. Después soltó su cabello, se metió en la cama, tomo parte la sabana que me cubría y se tapó con ella.

    No decíamos nada, pero a pesar de que estará su lado aun me sentía sola, sabia que no estaba dormido porque percibía su mirada clavada en mi. Me giré en la cama y quede frente a él.

    Como sospechaba sus ojos me miraban fijamente, hipnotizándome, causando que mi estomago emitiera una sensación divina y a la vez quemante, miré su rostro perfecto, sus labios carnoso llamándome.

    – Tengo mucho frió.- comenté. Para intentar alejar mi mente de esos pensamientos inadecuados.

    Era verdad, me sentía sola por dentro, lo que generaba un frió espantazo a mi alrededor.
    Sin que se lo pidiera, se acerco a mi cuerpo y me abrazó. Su brazo reposaba ahora en mi cintura, mientras que su respiración calida golpeaba mi rostro.

    – Deberías dormir, son las 3 de la mañana, debes levantarte en 3 horas, necesitas descansar.- comentó con voz dulce.

    – Tu también.- recordé.

    Sentir su brazo sobre mi de modo protector, causaba que me sintiera protegida.

    – No tengo deseos de dormir, si duermo la noche se me hará corta y deseo recordar las últimas horas de libertad que me quedan.- sonrió de nuevo lado.

    – Me temo que estamos en la misma posición.-concordé.

    – Muy bien, en ese caso tendré que forzarte para que duermas.- bromeó.

    – Así y ¿cómo?- pregunté con una sonrisa.

    – Como cuando eras pequeña.- recordó.

    Inuyasha me conocía perfectamente, el sabia como calmarme cuando estaba triste, como arrullarme para que me durmiera, como hacerme reír… sabia todo acerca de mi, ¿cómo pude ser tan ciega? ¿cómo no me había percatado del amor tan grande que sentía por él? El que había dicho “uno no conoce lo que tiene hasta que lo pierde” había sido un ser sumamente sabio.

    Deslizó su otra mano hacia mi rostro, dulcemente comenzó a acariciar mi rostro, cerré mis ojos y deje que me acariciase con libertad.

    Las horas pasaban y el continuaba arrullándome dulcemente. Sentía su mano recorrer mi rostro delicadamente, sus dedos pasando por sobre mis parpados, mi clavícula, mi mejilla, y por ultimo pasando por mis labios. Inconscientemente bese sus dedos cuando estos rozaron mis labios.
    Abrí mis ojos cuando retiró su mano de mi rostro, no debí haberlo besado en los dedos. Lo miré, este me miraba fijamente a la vez que observaba su mano, acercó sus dedos a sus labios y se los llevo a la boca.

    Mi cuerpo comenzó a calentarse involuntariamente al ver como el succionaba sus dedos delicadamente con su boca.

    – Inuyasha.- llame un tanto nerviosa.

    El no contestó solo se quedo mirándome. De repente se recostó sobre mi, no por completo la verdad ni me tocaba, solamente me miraba desde arriba mientras continuaba recostado en su sitió.

    Acerco de nuevo su mano y comenzó a acariciar mi rostro nuevamente, esta vez detuvo sus dedos en mis labios, como si esperara a que los besará nuevamente.
    Su mirada parecía oro derretido, que se fundía cada vez más. No retiraba sus dedos de mis labios, por lo que los bese levemente en la punta.
    Nuevamente volvió a llevar sus dedos a su boca, esta vez los lamió. Mi cuerpo ardía como el mismísimo fuego.

    – Inuyasha.- llamé nuevamente, no sabía porque mi cuerpo estaba tan caliente.

    – Kagome…- musitó con los ojos cerrados.– Lo mejor es que me vaya, dentro de una hora amanecerá y…

    Me levante de inmediato y lo abracé fuertemente, interrumpiendo lo que deseaba decirme. El colocó sus brazos por mi espalda, abrazándome.

    – Será lo mejor, siento que si continuó aquí no seré capas de controlarme.- musitó junto a mi oreja.

    – No te vayas, por favor quédate.- pedí, enterrando mi rostro en su hombro descubierto.

    – Debo irme.- musitó. Soltó mi cuerpo.– Pero antes voy a pedirte perdón por lo que voy a hacer, pero si no lo hago, no voy a tener fuerzas para poder verte decir “acepto” mañana.

    – Que es lo que…

    Cayo mi boca con sus labios, estaba besándome, agradecí en mi interior mientras sentía mi cuerpo quemarse mas profundamente. Sus labios eran tan dulces. Pasé mis brazos alrededor de su cuello. El me apretó mas a su cuerpo. Lamió mis labios y como reflejo abrí la boca. De inmediato su lengua entro en mi boca, intensificando el beso…

    No se cuanto llevábamos besándonos de ese modo tan apasionado y dulce, lo que si sabia era que no deseaba que se detuviese a pesar de que me estaba quedando sin aire.

    Tomó mis brazos por detrás de su cuello y se separó de mi, rápidamente tomó sus pertenencias y salio de la habitación, dejándome sola, sin embargo no me sentía así. No estaba segura del porque pero ese beso había sido tan perfecto y emotivo que, podría jurar que tal vez, solo tal vez… Inuyasha sentiría lo mismo que yo.

    _ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ __ _​

    Ya estábamos en la iglesia, Inuyasha había vuelto a ser el frío de la tarde anterior. Me encontraba en la habitación de la iglesia, junto a Kikyo. Lucia realmente hermosa, sin embargo no nos dirigíamos la palabra. Kikyo no dejaba de mirarme con odio. Seguramente porque mi vestido lo había usado la reina Izayoi para su boda, debido a que él mío aun lo llevaba Rin puesto.

    Había sido lo mejor, un vestido tan hermoso como ese, merecía ser usado por una novia feliz, no una que solo lo fingía.
    El rey Inuno se encontraba molesto con Inuyasha y conmigo, por haber hecho valido el matrimonio de Sesshomaru, Kagura estaba furiosa, de novia había pasado a dama de honor.

    Flash Back

    Nos encontrábamos en la entrada de la iglesia, el sacerdote le había comunicado a el rey lo que había realizado Sesshomaru la noche anterior, debido a que él rey no lo encontró en el palacio, luego le pregunto a uno de los guardias y se le informo que había escapado, con ayuda nuestra.

    – Ustedes dos vengan acá.- llamó el rey, a Inuyasha y a mi.

    Nos acercamos con miedo, pero aun así sin demostrarlo…mucho.

    – ¿¡Que!? hicieron ¿qué?, están ¡locos! ¿Cómo se les ocurre firmar de testigos, no se dan cuenta de que así validan esa boda por mandato real.- exclamó furioso.

    Lo gracioso era que Inuyasha había dicho exactamente lo que su padre diría. Pero no era momento de reírse, aunque me pareció gracioso.

    – Kagura esta mas que desconsolada, la han dejado en el altar, ahora gracias a eso no contaremos con la mitad de sus guardias en la guerra, solo con los de Kikyo.- reclamo.

    – Padre, Sesshomaru huy porque deseaba ser feliz, además el que renunciara a todo por amor hace que por primera vez en mi vida…lo admire.-expresó con voz seria.

    – Lo que ha hecho tu hermano es indebido. Mas les vale no hacer lo mismo, por lo menos tu Inuyasha espero que tengas los pantalones bien puestos.- expreso molesto.– y cumplas con tu palabra.

    Dicho esto nos dejo solos.

    End The Flash Back

    Los minutos parecían segundos, todo había ocurrido tan rápido, que me había tomado por sorpresa la pregunta del cura hacia Inuyasha, luego de que Kikyo contestará.

    – Príncipe Inuyasha Taisho ¿acepta a usted a esta mujer para amarla y respetarla? ¿En la salud y en la enfermedad? ¿En la riqueza y en la pobreza? ¿hasta que la muerte los separe?

    Inuyasha me miró, luego volteó a ver a Kouga y a continuación a Kikyo, quien lo miraba con una sonrisa.

    – Acepto.- pronunció forzado.

    El cura se giró y le preguntó lo mismo a Kouga.

    – Conde Kouga Ookina ¿acepta a usted a esta mujer para amarla y respetarla? ¿En la salud y en la enfermedad? ¿En la riqueza y en la pobreza? ¿hasta que la muerte los separe?

    – Acepto con todo el gusto del mundo.- comentó dulcemente mientras me miraba.

    El sacerdote Jaken me miró, con su voz vieja y de modo lento realizó aquella pregunta que no deseaba contestar.

    – Princesa ¿acepta a usted a este hombre para amarlo y respetarlo? ¿En la salud y en la enfermedad? ¿En la riqueza y en la pobreza? ¿hasta que la muerte los separe?- suspiré.

    – Acepto.- pronuncie con voz triste, sin embargo fingí una sonrisa.

    – Por el poder que me impone la iglesia católica, yo los declaró a estas parejas, marido y mujer respectivamente.

    Y dicho esto, sentí como los labios de Kouga se unían con los míos en un ligero beso. Sin quererlo una lagrima se resbalo de mis ojos. Kouga al separarse de mi, limpió tímidamente mi rostro y sonrió.

    – No debes llorar de felicidad mi querida esposa.- comentó dulce.

    Salimos de la iglesia tomados de las manos, justo después de mi salio Inuyasha, fingía una sonrisa y al igual que yo sus ojos demostraban una tristeza enorme.

    El rey Taisho se acerco a mi junto con su esposa, me abrazaron y me dijeron que a pesar de que haber ayudado a Sesshomaru estaba mal, estaban orgullosos de mi por casarme tan rápido, por el bien de salvaguardar mi reino.

    Hubo una fiesta pequeña en el palacio, para celebrar los “alegres acontecimientos” Cuando apareció la noche, Inuyasha se despidió hacia su alcoba con su nueva esposa, continuamente Kouga y yo nos retiramos a su habitación.

    Esta estaba decorada con rosas en todas partes, a la mente se vino aquel ladrón, que hubiese deseado fuera Inuyasha y no su hermano. Me recosté en la cama, luego de colocarme el camisón, sabia lo que debía hacer esta noche, debía perder mi virginidad con Kouga. Pero peor me hacia sentir el hecho de saber que esta noche, en la habitación continua a esta, Inuyasha haría suya a Kikyo.

    Kouga entró a la habitación vestido con solo el pantalón de la boda. Dejando a la vista su pecho bronceado y fuerte. Se recostó a mi lado. Yo suspiré sabia que iba a pasar. Sin embargo por instinto me cubrí más con la sabana.

    Kouga puso su mano en mi hombro y me dio un leve beso en la mejilla.

    – Se que estas pasando por un momento muy difícil, por lo que debes estar muy preocupada por como debe encontrarse tu familia estando capturada. Por eso no voy a tocarte hasta que acabe la guerra.- dijo con voz dulce.

    Me senté de inmediato y lo miré sin entender.

    – No vamos a hacer el amor, porque deseo que cuando lo hagamos, tengas tu mente solo en una cosa, en mi. Si lo hacemos ahora, como correspondería estarías distante y no deseo eso. Quiero que tu primera vez sea perfecta y llena de mucho amor.- comentó dulcemente.

    Me acerqué a Kouga y lo abracé, por primera vez me estaba haciendo desear que la guerra no acabará prontamente. Kouga no se merecía a una mujer como yo, el se merecía una mujer que lo amará. Lo que me hacia sentir miserable.

    Correspondió mi abrazo y luego de unos minutos no acostamos a descansar hasta que…

    Continuara_____________________________________________________
    Espero que les haya gustado
    Nos vemos en el próximo capitulo
    La imagen: http://foro.cemzoo.com/picture.php?albumid=16127&pictureid=331274

    Espero que les haya gustado
    Este capitulo lo hice más largo para no ser tan mala.
    Nos vemos en la proxima conty
    Posiblemente mañana o el viernes de la proxima semana, tal vez el lunes, no puedo ser tan cruel con ustedes.
    Solo les diré que a partir de ahora las cosas comenzarán a ponerse un tanto fuertes.
    :bye:
    :ANYWORD:
     
    • Me gusta Me gusta x 2
  11.  
    Aomecita

    Aomecita Usuario popular

    Piscis
    Miembro desde:
    8 Agosto 2009
    Mensajes:
    732
    Pluma de
    Escritora
    Re: EL ladrón Red Rose

    waaaaaaaaa sensei hermoso en verdad pero triste que lastima que Kagome no se sincero con Inuyasha rayos era su oportunidad perfecta awww fue muy tierna la manera en la que Inuyasha la hizo dormir n///n obvio que le costo mucho trabajo contenerse "sintiendo cada rose de su piel su cuerpo caliente bajo las sabanas de seda..." >///< (etto... ya mi parte pervertida esta surgiendo mucho) Lo que dijo e hizo Inuyasha antes de salir de la habitaciòn de Kagome me estremeciò: Debo irme Pero antes voy a pedirte perdón por lo que voy a hacer, pero si no lo hago, no voy a tener fuerzas para poder verte decir “acepto” mañana. Cayo mi boca con sus labios, estaba besándome, agradecí en mi interior mientras sentía mi cuerpo quemarse mas profundamente. Sus labios eran tan dulces. Pasé mis brazos alrededor de su cuello. El me apretó mas a su cuerpo. Lamió mis labios y como reflejo abrí la boca. De inmediato su lengua entro en mi boca, intensificando el beso… Me doliò mucho cuando dijeron si acepto me rompiò el corazòn TT^TT obviamente Koga no va a tocar a Kagome no solo por la guerra si no porquè se que ella no se lo va a permitir porquè no lo ama y estoy casi segura de que Inuyasha tampoco le dara noche de bodas a Kykio jajaja eso seria estupendo y menos despuès de aquel beso tan perfecto *.* espero el siguiente cap ansiosa yo mañana pondrè mi conty o si no el lunes temprano cuidate sayo...
     
  12.  
    luna sahara

    luna sahara Entusiasta

    Piscis
    Miembro desde:
    20 Agosto 2009
    Mensajes:
    114
    Pluma de
    Escritora
    Re: EL ladrón Red Rose

    haaaaaaaaaaa!!!!!!!

    NOOOOOOOOOOO :llorar: , no, por favor no ToT ¿por qe, Inu no se pudo casar con la maldita de Kikyo ToT , Kag qe afortunada eres al salvarte de estar con Koga, por primera ves me agrado Koga, Inu no desposes a Kikyo ToT, no me hagas esto amiga, no me dees asi, te os rogais qe buestra conti no tardes, esta pobre criatura qe estais viendo frente a vosotras estais sufriendo de la agonia al ver a su amado sufriendo de dolor, te os regais, te os regais poned contin mañana mismo si se podeis, lamento la tardanza lo qe pasa es qe e estado algo ocupada, peor eso si no me e perdido ni una sola de tus conutis, pliss no me dees asi ¿qe paso despues de qe se qerian dormir Kag y Koga.

    pliss mantenme informada ;),
    cuidate amiga, bay, bay
     
  13.  
    kagomeG

    kagomeG Usuario común

    Piscis
    Miembro desde:
    6 Septiembre 2009
    Mensajes:
    365
    Pluma de
    Escritora
    Re: EL ladrón Red Rose

    konichiwa.! que lindo el cap, pero al mismo tiempo triste..por que se casaron.! me kede sin palabras cuando inuyasha la besó, y haun todavia no se ni que decir.!, kagome ha de sentir envidia a sessho y lady-rin (y con toda la razon del mundo!) haun que sentí un inmenso livio al saver que kouga no toco (que ni se etreva!!) a kagome; no kiero que la guerra se termine.!! haun que sigo insistiendo que el ladron que besó a kagome..NO ERA SESHOMARU.!! y mucho menos cuando siempre amo a Rin.!!!,
    buuaa.!! lo que no kiero ni pensar es que kikyo (buuaa..!!) e inuyasha hagan lo sullo en esa noche de boda.!! (noo, yo misma extrangularia a kikyo!!), pues sin mas que decir..solo para mis adentros..!! me esperare con inmensa emocion la continuacion.! (si no la pones hoy..ponla el lunes.!!) tkm.!! besos.!!
    con cariño: kagomeG y ukyo-chan.!
     
  14.  
    Tamao

    Tamao Entusiasta

    Capricornio
    Miembro desde:
    6 Enero 2010
    Mensajes:
    128
    Pluma de
    Escritora
    Re: EL ladrón Red Rose

    Kon-nichiwa!!

    Por Dios me dejaste sorprendida ¡Si se casaron!¿Por qué eres tan cruel,los separaste?
    Odie esa boda como no tienes idea, pero no te voy a matar,porque es parte de la trama y muy buena.
    Mucho más me gusto que se dieran el beso ,hasta los ojos se me hicieron grandes de la emoción.
    Buena suerte.

    Sayonara.​
    :cerezo:​
     
  15.  
    Lady Lara

    Lady Lara Iniciado

    Libra
    Miembro desde:
    25 Abril 2010
    Mensajes:
    19
    Re: EL ladrón Red Rose

    por que por que???
    dios mio por que el mundo estan cruel?
    no puedo terminar de asimilar que el idiota
    de inuyasha vaya a hacer suya a kikyo aun
    cuando beso a kagome, y koga ese tipo es todo
    un caballero si inuyasha dejara a kagome koga
    seria el hombre perfecto
    para ella , y tal como dijo sesshomaru
    el es un hombre muy lindo y de buen corazon
    me gustaria mucho que se supiera algo de la unica feliz pareja
    por que si es la unica que fue feliz
    adonde fueron?
    como estan?
    tendren hijo?
    descubran todo esto y mas en el siguiente
    capitulo de EL LADRON RED ROSE
    jejejje
    bueno te cuidas y nos vemos
    bye xD
     
  16.  
    MOONREBE

    MOONREBE Iniciado

    Piscis
    Miembro desde:
    1 Junio 2010
    Mensajes:
    16
    Re: EL ladrón Red Rose

    Hi
    waaaaaa, pero porque se tenian quew casar si ellos se quieren, pero bueno como todavia falta mucho para el final de esta historia todo puede cambiar, este capitulo fue genial, esperare el siguiente cap. Con mucha emocion.

    Espero estes muy bien, hasta la proxima, sayonara......
     
  17.  
    midorik

    midorik Guest

    Re: EL ladrón Red Rose

    solo puedo escribir una sola cosa: espero con ansias el proximo capitulo
    me encanto este, la parte anterior, durante y despues del beso
    lo más importante es:
    Correspondió mi abrazo y luego de unos minutos no acostamos a descansar hasta que…
    que...? que paso? yo seguire ahi para leerte jajaja
     
  18.  
    marielle

    marielle Guest

    Re: EL ladrón Red Rose

    Hola a todos !

    Soy nueva, aunque ya me pase por la pagina un monton de veces.

    Tu fic me encanta !!!! De tus fics me inspire muy aunque al final me salin chorradas. Este tiene eso que no sabes describir, k te tiene enganchado a leer. Yo, como muchos, pensaba que el Red Rose era Inuyasha, pero weno .....:D Sigue asi.

    PD.: CONTYYYYY lo mas pronto k puedas que mes has dejado intrigada
     
  19.  
    dulcekagome

    dulcekagome Usuario común

    Virgo
    Miembro desde:
    15 Febrero 2010
    Mensajes:
    206
    Pluma de
    Escritora
    Re: EL ladrón Red Rose

    ***!!!hola amiga!!!***
    como estas despues de este tiempo. bueno pasaba por aqui ha!!! por cierto gracias por avisarme
    bueno me encanto la conti pero yo crei que abria un lemon (mente sucia) bueno en fin
    estubo muy lindo pero en me dejaste bastante intrigada con con la oracion final de tu conti
    bueno ojala que coloques conti luego la espero cuidate un kiss y un abrazo hasta la proxima atte.dulcekagome

    sayonara...;):)
     
  20.  
    inuXahome

    inuXahome Iniciado

    Capricornio
    Miembro desde:
    16 Septiembre 2009
    Mensajes:
    46
    Pluma de
    Escritor
    Re: EL ladrón Red Rose

    En verdad que quede sin palabras al escucar lo que le dijo Kouga a Kagome, en verdad es un caballero, pero me da pena porque su amor no es correspondido. Bueno dicho esto me despido no sin antes decirte, como siempre, me dejaste con la intriga otra vez, espero pronto la conti, porfa. Cuidate y nos estamos leyendo chaitos...
     
Estado del tema:
No se permiten más respuestas.

Comparte esta página

  1. This site uses cookies to help personalise content, tailor your experience and to keep you logged in if you register.
    By continuing to use this site, you are consenting to our use of cookies.
    Descartar aviso